Está en la página 1de 3

Historia de la filosofía occidental

La historia de la filosofía occidental se remonta a la Antigua

Grecia, y se puede dividir en cinco períodos: la filosofía antigua,

la filosofía medieval, la filosofía renacentista, la filosofía moderna y

la filosofía contemporánea. La filosofía antigua va desde el siglo VI a.

C, hasta la decadencia del Imperio Romano, e incluye pensadores

como Platón y Aristóteles. El período medieval llega hasta finales del

siglo XV, cuando deja lugar al Renacimiento. La filosofía moderna va

desde finales del siglo XVI hasta el período de principios del siglo XIX.

La filosofía contemporánea comprende el desarrollo filosófico del siglo

XIX hasta la actualidad, que incluye pensadores y escritores

postmodernos.

Filosofía antigua

El mundo griego anterior a la aparición de la filosofía vivía instalado

en la actitud mítica. A través de los mitos el hombre conseguía dar

una explicación de los fenómenos naturales y de las instituciones

sociales. El gran acontecimiento espiritual que inician los griegos

entre los siglos VII y VI a. C. consistió en intentar superar esta manera

de pensar el mundo con otra manera revolucionaria que apuesta por

la razón como el instrumento de conocimiento y de dominio de la

realidad. Cabe señalar que no debe entenderse este paso como algo

brusco sino paulatino. Las influencias míticas son todavía apreciables

en muchos pensadores de la antigüedad. En realidad, fueron unas

pocas personas las que participaron del nuevo y revolucionario modo


de pensar (aquellos que habrían de llamarse filósofos), aunque poco a

poco éste se fue haciendo más universal. Incluso en nuestra época, la

actitud mítica no ha desaparecido todavía. Este gran paso de la

mitología a la explicación racionalista se le conoce como "paso del

mito al logos".

Con esta nueva forma de pensar, los griegos proponen que las cosas

del mundo están ordenadas siguiendo leyes. El mundo es un cosmos,

no un caos, por lo que la naturaleza no se comporta primero de una

manera y luego de otra completamente distinta, sino que en su

comportamiento hay cierto orden que sigue leyes, las cuales pueden

ser descubiertas por la razón. Con los griegos aparecen por primera

vez muchas de las cuestiones filosóficas fundamentales, y varias de

las posibles soluciones que se pueden dar a ellas ya se encuentran

articuladas en la filosofía griega.

Filosofía presocrática

Se dice que la filosofía occidental se originó, en las ciudades griegas

del Asia Menor (Jonia) con Tales de Mileto («todo es agua»), quien

vivió alrededor del año 585 a. C. Sus estudiantes más notorios

fueron Anaximandro y Anaxímenes de Mileto («todo es aire»).

Otros pensadores y escuelas pertenecieron a lo largo de Grecia en los

siglos subsiguientes. Entre los más importantes se encuentran:


 Heráclito, que hizo hincapié en la naturaleza transitoria y

caótica de todas las cosas («todo fluye»; «todo es fuego»; «no

podemos entrar en el mismo río dos veces»).

 Anaxágoras, que afirmó que la realidad estaba tan ordenada

que debía ser gobernada en todos los aspectos por la mente.

 Los pluralistas y atomistas (Empédocles, Demócrito) quienes

intentaron comprender al mundo como una composición de

innumerables partes interactivas; y

los eleáticos Parménides y Zenón de Elea quienes insistían en que

«todo es uno y el cambio es imposible». Parménides y su escuela

enfatizaba el carácter absoluto, permanente y durable del mundo

de la verdad («ser es, no ser no es»).

 Los sofistas; profesores viajantes de variada afinidad filosófica,

cobraron fama (quizás injustamente) por aclamar que la verdad no

era más que una opinión y por enseñar a la gente a discutir para

probar cualquier conclusión que deseara.

Todo este movimiento se concentró cada vez más en Atenas, la cual

se convirtió en la ciudad-estado dominante de Grecia.