Está en la página 1de 3

Expresión artística. Joaquín García Carrasco.

Vygotski sigue llamando a los teóricos de la educación: “vengan, vengan y


vean”.

En este texto lo más importante según Joaquín García es que Vygotski


entiende la educación como un proceso en el cual podemos distinguir 2 aristas. La
primera de ellas es el entorno y la segunda la elaboración mental. Entre ellas
podemos vislumbrar una mediación que es ejercida por los instrumentos
psicológicos (Joaquín García considera que no es preciso llamarlos de esa manera, y
se refiere a ellos como mediación). Ejemplos de estos instrumentos psicológicos son
el lenguaje, escritura, lenguajes artificiales como las señas, etc. El más importante de
ellos, según Vygotski, es el lenguaje y por lo tanto fue uno de los que más estudió
¿Por qué es tan importante el lenguaje? Es la principal fuente de reorganización de
la vida mental. El ser humano se hace en el habla ya que gran parte del mismo
pensamiento se construye desde las palabras. Luego ejemplificará esto con el
proceso que viven los niños al dibujar. Cuando un niño raya una pared no sabe lo
que quiere dibujar, sólo lo hace, sin embargo una vez finalizado el rayado el niño es
capaz de explicarlo. Es decir, una operación sin sentido termina siendo un proceso
psíquico. Por lo tanto decir que con el lenguaje los seres humanos se comunican es
muy poco. Vygotski se empeña en comprender cómo va operando el lenguaje la
transformación de las operaciones hasta elevarlo al nivel de los procesos psíquicos
superiores. En el caso de los niños el lenguaje fue la mediación. Es decir es la
transformación de una operación hasta hacerla un proceso psíquico, lo que Joaquín
García ejemplifica con el lenguaje egocéntrico. Luego agrega otro ejemplo, el
lenguaje de las señas, porque la seña no requiere de un proceso psíquico pero
finaliza con uno. A través de ella la mente va desarrollando complejidades antes de
lo oral.

1
El estudio del lenguaje para el pedagogo es el estudio de lo que los hombres
hacen y pueden hacer con sus recursos de comunicación: el empleo vital del
lenguaje.

Para la expresión artística no hay una palabra como para la expresión oral.

Capítulos de indagación educativa:

1) Habla sobre la motricidad, como va incorporándose lo corporal


en la comunicación. Importante es que la semiótica se inicia de una
suspensión de un movimiento que es compartida como gesto, es decir, un
movimiento cualquiera. Eso es el principio de la comunicación, es ésta la que
se inicia como un gesto.

2) Caso de los “salvajes” que son los sordomudos.

3) Al hablar de Vygotski señala que para él el arte era la técnica de


las emociones, el laboreo emocional, el artistear, porque el arte parte como un
sin pensar, instintivo. Debe hacerse un replanteamiento filosófico-
metodológico para abrir las puertas a la investigación de los afectos,
proponiendo que la mente es un todo complejo de cognición y sentimiento.
La importancia de la afectividad en el entendimiento de la misma pedagogía.

Cuando los niños artistean.

Lo divide en 3 fases:

1) Los niños parten como atolondrados y sin pensar, no hay


proceso psíquico.

2) Se inserta el lenguaje en el quehacer y se habla mientras se


pinta, es esa maravillosa fase del lenguaje egocéntrico, donde se adivinan las
profundas relaciones entre pensamiento y lenguaje, entre acción y
pensamiento.

2
3) El niño logra explicar objeto por objeto, figura por figura, no
pinta escenas pero es posible observar como el lenguaje acompaña al
pensamiento y controla la impulsividad en la creación provocando un efecto
benéfico. El cerebro ha conseguido reorganizar dos funciones separadas.
Cuando los niños dicen lo que van a pintar, el pensamiento controla la acción.

Luego, en una forma bastante personal señala que lo más productivo para
un pedagogo es empezar haciéndose preguntas y responderlas teniendo en cuenta
las propias sensibilidades otorgando a las emociones la importancia que merecen.

El artisteo de un adulto.

En la parte final relata la experiencia de cómo él vuelve a pintar tras


trabajar largo tiempo de una manera rutinaria. Se encontraba tan cansado de esa
rutina que comienza a preocuparse de su propia memoria artística y se recuerda
sometido al arte formal (las curvas de Hércules), mientras deseaba pintar por sí
mismo. En ese momento nota que está descubriendo una nueva forma de mirar,
consecuencia de la interacción entre la mano y el pensamiento. Es por eso que
comienza a pintar instintivamente para luego realizar el proceso psíquico en el
que entiende qué es lo que está pintando, igual que los niños analizados por
Vygotski. Esta es una forma de desarrollar la inteligencia visual.

Lo mejor es dejar que el gesto se exprese, en un primer momento, sin las


limitaciones del lenguaje, para luego comprenderla. Esas experiencias se dan
siempre que nos percatemos que la naturaleza está ofreciéndonos algo. Podemos
salir y quedar maravillados por como sé ve algo, sin saber por qué, no es
necesario saberlo. Es el lenguaje el que nos permitirá calificar esa escena visual
con emociones y afectos.

Leonardo Salvador Arriagada Beltrán