Está en la página 1de 49

t

7C J
Cuadernos de COU y
Select1v1dad
José María García-Mauriño
José Antonio Fernández Revuelta

Alienación
e Ideología
HISTORIA DE LA
,

►111►
111111111
i:=ALHAMBRA LONGMAN
Producción editorial :
Dirección : José Luis Ferrer
Coordinación: Óscar García
Diseño : Gentil Andrade

Segunda edición, revisada y ampliada, 1992

Reimpresiones: 1989, 1990, 1991, 1992, 1993, 1994

ALHAMBRA LONGMAN, S. A ., 1988, 1992


Fernández de la Hoz, 9, 28010 Madrid .
O José María Garcia-Mauriño y
José Antonio Fernández Revuelta

ISBN 84-205-2272-4

Depósito legal : M.3 .135-1994

Quedan rigurosamente prohibidas, sin la autorización escrita de los titulares del


,Copyright», bajo las sanciones establecidas en las leyes, la reproducción total
o parcial de esta obra por cualquier medio o procedimiento, comprendidos la
reprografia y el tratamiento informático, y la distribución de ejemplares de ella
mediante alquiler o préstamo públicos, así como su exportación e importación.

Impreso en España - Printed in 5pain


Gráficas Rógar, S. A. - León, 44 . Pol. Ind. Cobo Calleja - Fuenlabrada (Madrid)
FIILOSOFIFA M A R X. A L 1 E N A C 1 ó N E 1 D E 0 L O G f A

Contenido

Págs .

1 . Problemática propia de este tema . . . . . . . . . . . . . . . . . 5


2. Contexto histórico . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 6
2.1 . La génesis del capitalismo en Europa . . . . . . . . . . 6
2.2. Las revoluciones del siglo XIX en Europa . . . . . . 6
2 .2.1 . Revolución industrial . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 6
2.2.2. Revolución de 1820 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 7
2.2.3. Revolución de 1830 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 7
2.2.4. Revolución de 1848 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 7
2.2 .5. Revolución de 1868 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 7
2.3. La izquierda hegeliana . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 7
2.3.1 . Derecha . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 7
2.3.2. Izquierda . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 8
2.3.3 . Feuerbach . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 8
3. Vida y obras de Carlos Marx (1818-1883) . . . . . . . . . . 9
3 .1 . Período de formación: 1818-1842 . . . . . . . . . . . . . . . 9
3 .2. Periodo especulativo : 1842-1848 . . . . . . . . . . . . . . . . . 9
3 .3 . Período revolucionario : 1848-1883 . . . . . . . . . . . . . . 10
4. La filosofía de Marx . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 11
4.1 . El materialismo histórico . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 11
4.2. El materialismo dialéctico . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 17
4.2.1 . Ley de la conexión universal . . . . . . . . . . . . . 18
4.2.2. Ley del salto cualitativo . . . . . . . . . . . . . . . . . . 18
4.2.3. Ley de la unidad y lucha de contrarios . . 19
5. La alienación . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 19
5.1 . La alienación en Hegel . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 19
5.2. La alienación en Feuerbach . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 20
5.3. La alienación en Marx . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 21
5.4. El hombre alienado . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 23
5.4.1. El producto de su trabajo . . . . . . . . . . . . . . . . 23
5.4.2. Los propietarios de los medios de pro-
ducción . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 23
6. La ideología en Marx . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 24
6.1 . Génesis de las ideologías . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 25
6.1 .1 . Estadio pre-ideológico . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 25
6.1 .2. Nacimiento de las ideologías . . . . . . . . . . . . . 25
6.2. Deformación de las ideologías . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 26
6.2.1 . Ideología política . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 26

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


FILOSOFIA M A R X. A L I E N A C 1 0 N E 1 D E O L O G Í A

Págs.

6.2.2 . Ideología religiosa . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 27


6.3 . Funcionalidad de las ideologías . . . . . . . . . . . . . 27
6.4. Desaparición de las ideologías . . . . . . . . . . . . . . 28
7. El humanismo en Marx . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 29
7.1 . La esencia del hombre . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 29
7.2 . Aspectos fundamentales del humanismo marxista . 30
8. Clave de interpretación del texto sobre Feuerbach . 31
8.1 . Tesis acerca del conocimiento y la verdad (1,
2, 5) . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 31
8.1 .1 . Tesis primera . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 31
8.1 .2 . Tesis segunda . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 32
8.1 .3 . Tesis quinta . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 32
8.2 . Tesis sobre la superestructura religiosa . . . . . 32
8.2 .1 . Tesis cuarta . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . , 32
8.2 .2 . Tesis sexta . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 33
8.3 . Tesis sobre la lección de la historia (3) . . . . . . 34
8 .3 .1 . Tesis tercera . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 34
8.4 . Tesis sobre la praxis social (8, 9, 10, 11) . . . . 34
9. Clave de interpretación del texto La Ideología ale-
mana . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 35
9.1 . La producción de la vida . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 35
9.2. Las formas de conciencia (ideologías) . . . . . . . . 37
9.2 .1 . La conciencia no es algo independiente . 37
9.2 .2 . La ilusión de una conciencia pura hace
que el hombre se desarraigue de la historia . 37
9.2 .3 . La conciencia es el ser consciente del hombre . 38
9.3 . La producción espiritual . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 38
9.4 . La historia . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 38
9.4.1 . Los presupuestos de la historia . . . . . . . . 39
9.4.2 . La historia y las generaciones . . . . . . . . . 40
9.4.3 . En contra de la concepción idealista de la
historia . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 40
9.5 . La revolución . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 41
9.6 . Resumen: las ideas fundamentales de este texto. 42
9.6 .1 . Contra Feuerbach . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 43
9.6 .2 . Contra el idealismo . . . . . . . . . . . . . . . . . . 43
9.6 .3 . Contra Bruno Bauer . . . . . . . . . . . . . . . . . 44
9.6 .4 . Contra Max Stirner . . . . . . . . . . . . . . . . . 44
9.6.5 . ¿Tiene que ser necesariamente violenta la ...? 45
10. Bibliografía . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 46
10 .1 . Libros de texto . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 46
10 .2 . Libros de consulta . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 47
10 .3 . Otros libros . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 47

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


FELOSOF1A M A A X. A L I E N A C 1 ó N E 1 D E 0 L O G Í A

1. Problemática propia de este tema

El siglo XIX es el siglo de las revoluciones sociales y políticas. Europa se va transformando;


Se termina el Antiguo Régimen para dar paso a otro sistema de
gobernar las naciones ; este siglo comienza con dos hechos que
sacuden el continente : la Revolución francesa y las conquistas
napoleónicas .
En el ámbito cultural, la Universidad vuelve a ser el centro
principal del pensamiento y de la ciencia, sobre todo en Alemania
y Francia. La Filosofía de Hegel se extiende por toda Europa: es
el momento del idealismo alemán: éste propone un nuevo con-
cepto de racionalidad, la razón infinita, absoluta y creadora ; se
establece una nueva relación entre Filosofía, Ciencia y Religión .
La Filosofía vuelve a ser sistemática y metafísica y descubre un
nuevo método (el dialéctico).
Los seguidores de Hegel se escinden en dos bandos : los que
continúan su sistema y los que prefieren su método . La derecha
hegeliana, que interpreta las teorías de Hegel, y la izquierda
hegeliana, que se queda fundamentalmente con su método, sus-
tituyendó la dialéctica de la Idea, por la dialéctica de la materia.
Marx supone la primera reacción frente al idealismo romántico,
contraponiendo a éste una revalorización del hombre y de su
mundo, en su realidad viva. Al idealismo de Hegel, que partiendo
de la Idea pretendía conocer e interpretar toda la realidad, Marx
contrapone una filosofía que, partiendo de la realidad misma del
hombre, puede transformar activamente la misma realidad .
Las filosofías de Marx fueron centro de irradiación que dieron
lugar a una pluralidad de interpretaciones muy diferentes y, por
tanto, a múltiples marxismos: los de Lenin, Trotski, Stalin,
Lukács, Rosa Luxemburgo, Gramsci, Mao, Bloch, Marcuse, Al-
thusser, etc. Es un hecho que este fenómeno que llamamos «mar-

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


FILOSOFfA M A R X. A L 1 E N A C 1 ó N E 1 D E O L 0 G Í A

xismo» ha impregnado la historia contemporánea; y resulta muy


problemático distinguir la verdad del marxismo, frente a otras
desviaciones o «errores».

2. Contexto histórico

2.1 . La génesis del capitalismo en Europa

El comienzo del capitalismo hay que situarlo en la época del


feudalismo medieval . Pero es en la transición del siglo XVIII al
XIX donde arraiga el capitalismo con más fuerza .

Inglaterra es la nación en la que se da una evolución más


rápida hacia el capitalismo: en ella aparece como un peligro para
el imperialismo francés y español.

Paralelamente acaba imponiéndose con más o menos fuerza


en Francia, en algunos Estados de Alemania occidental y en
Estados Unidos. En España y en el Este entra más lentamente .

Es un hecho que el capitalismo se consolida definitivamente


como sistema económico dominante a escala mundial durante el
siglo XIX.

2.2. Las revoluciones del siglo XIX en Europa

2.2.7. Revolución industrial

El siglo XIX es la época de la revolución industrial que se da


en Inglaterra a partir de la invención de la máquina de vapor
(James Watt, 1764) y sus consecuencias: ferrocarril, siderurgia,
navegación a vapor. ..

La burguesía se impone: es la época del liberalismo, que


coincide con la independencia de Estados Unidos de las Colonias
Inglesas, la Revolución Francesa, la crisis del Imperio español y
la crisis definitiva del Antiguo Régimen.

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


FIL050FiA M A R X. A L 1 E N A C 1 ó N E 1 D E 0 L O G í A

2.2.2. Revolución de 1820

La revolución de 1820 se inicia en Alemania con carácter


político, social y económico, de tipo liberal. Fuerte agitación,
sobre todo de los universitarios, para obligar al Gobierno a con-
ceder Constituciones a los diferentes Estados.

2.2.3. Revolución de 1830

Se inicia en Francia y se extiende rápidamente por toda Europa .


El fundamento está en el nacionalismo, el liberalismo, la demo-
cracia, el capitalismo y el auge de la burguesía . Y también en el
crecimiento de la conciencia popular de las clases obreras.

2.2.4 . Revolución de 1848

Existen varios movimientos revolucionarios en Francia, Aus-


tria, Italia, Alemania .. . En Francia acaba con la monarquía liberal
de Luis Felipe, sustituyéndola por la II República, de carácter
democrático. Las causas : descontento político y crisis econó-
mica .

2.2.5. Revolución de 1868

Se da en España : destronan a Isabel II, se forma un gobierno


provisional formado por Serrano, Prim y Sagasta.

2.3. La'izquierda hegeliana

A pesar de la síntesis que trató de hacer Hegel reunificando


toda la realidad en la Idea, en la Razón Absoluta, en el Espíritu
Absoluto, esa síntesis resultó ser muy ambigua, de tal modo que
dio lugar a dos tendencias radicalmente distintas, que interpretaban
de forma diferente la filosofía hegeliana : la derecha y la izquierda
hegelianas .

2.3.1 . Derecha

Es una interpretación de la filosofía de Hegel como una con-


servación de la Religión y la Teología, y al mismo tiempo como

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


FILOSOFA M A A X. A L I E N A C I ó N E [ I) E O L 0 G í A

una justificación del poder autoritario y del estado fascista . Esta


tendencia prestaba más atención al sistema como tal.

2.3.2. Izquierda

Atiende más al carácter dialéctico que al sistema (a la realidad


como dialéctica, como proceso de transformación) . Así llegan a
la negación de la Religión y de Dios. Esta tendencia está repre-
sentada por Feuerbach, Strauss, Bauer y Marx.

2.3.3. Feuerbach

Critica la filosofía de Hegel, filosofía idealista que violenta y


deforma la realidad. La filosofía no puede empezar con abstrac-
ciones, sino con lo material, con lo sensible. La filosofía de Hegel
es abstracta : frente a la Idea, el Espíritu, Feuerbach pone la
materia . Ésta es la inversión feuerbachiana del idealismo .

Feuerbach ve en la filosofía de Hegel una Teología camuflada:


«La teoría hegeliana de que la realidad es puesta por la idea sólo
constituye una expresión racional de la doctrina teológica según
la cual la naturaleza es creada por Dios .?>

Feuerbach, que primero es teólogo y luego ateo, pasa a ser


antropocentrista (o antropoteísta) : la teología hay que reducirla
a antropología; Dios es un pensamiento del hombre ; la esencia de
Dios es la esencia del hombre . El hombre proyecta fuera de sí
todo lo que él es y crea a Dios . No es Dios quien ha creado al
hombre, sino el hombre el que ha creado a Dios (La esencia del
cristianismo) .

El hombre, por tanto, pone fuera de sí sus cualidades, las


objetiva y crea a Dios. Dios es un producto del hombre a quien
éste venera y adora.

Hay una expropiación del hombre ( = entfremdung, aliena-


ción): es decir, el hombre pone su naturaleza fuera de sí. Hay un
sometimiento a algo que es extraño al hombre : Dios.

Por eso hay que reducir la Teología a antropología : todo lo


que llamamos espíritu es materia o producto de la materia .

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


FILOSOFíA M A K X. A L 1 E N A C 1 ó N E 1 D E O L 0 G Í A

3. Vida y obras de Carlos Marx (1818-1883)

La vida de Marx transcurre a lo largo del siglo XIX, un siglo que está marcado por la
formación y consolidación de las sociedades industriales .

Este proceso es contestado desde sus comienzos por una


masa de obreros que se concentra en los principales núcleos
urbanos y que protesta contra un sistema que defiende una fuerte
productividad y la ley del máximo beneficio.

Marx, después de unos años de formación intelectual en la


izquierda hegeliana, ve la posibilidad de un cambio que mejore
la organización social . Inicia una actividad que le lleva a una
comprensión científica de la realidad y a una transformación
revolucionaria de las condiciones sociales .

3.1 . Período de formación: 1818-1842


Nace en Tréveris (Renana), región de Prusia, cercana a Francia.
Nieto y sobrino de rabinos judíos . Se tiene que bautizar en el
protestantismo para poder ejercer la carrera de abogado.

Estudia en Bonn y en Berlín, donde toma contacto con la


izquierda hegeliana (sobre todo en el Club de Doctores que
lidera Bruno Bauer) . Abandona el Derecho y se dedica a la Filo
sofía. Realiza su tesis doctoral en la Universidad de Jena sobre:
«Diferencias en la Filosofía de la naturaleza en Demócrito y
Epicuro.»

3.2. Período especulativo: 1842-1848


Forma parte de la redacción de la Gaceta Renana, periódico
diario de la oposición liberal en la zona más industrializada de
Alemania . A causa de la censura, le obligan a abandonar el perió
dico . Se casa y emigra a París, donde entra en contacto con
socialistas y comunistas .

En 1844 redacta los Manuscritos de Economía y Filosofía.


Realiza ya una primera critica de la filosofía hegeliana. En esta
época escribe también :

La Sagrada Familia
La Ideología alemana (exposición del materialismo histórico)

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


FILOSOFIA M A R x. A L I E N A C [ ó N E I D E O L 0 G Í A

Once tesis sobre Feuerbach


La miseria de la filosofía
Contribución a la crítica de la Economía política
Manifiesto del Partido Comunista.

3.3 . Período revolucionario: 1848-1883


Al producirse la revolución del 48, Marx es expulsado de
Bruselas. Va a París, Colonia y Viena, donde conoce la «Liga de
los Justos», que pasará después a ser la «Liga de los Comunistas» .
Se establece definitivamente en Londres, donde vivirá hasta su
muerte .
Su situación familiar estuvo amenazada constantemente por
la enfermedad y por la penuria económica: puede salir adelante
gracias a la ayuda de su amigo Federico Engels . Alli en Londres
toma contacto directo con la miseria y humillación de los traba-
jadores:
jornada laboral de 14 horas o más;
mala situación de las mujeres y los niños que trabajan esas
horas;
se trabaja los domingos y no existen vacaciones; la enfer-
medad y los accidentes los dejan sin empleo ;
no hay jubilación; el despido es totalmente libre ;
se vende por anticipado el trabajo de los hijos : si el padre
pide dinero anticipado, llegado el tiempo del trabajo del
hijo, éste no cobra;
no existe salario familiar ; el sueldo es el más pequeño
posible para que el trabajador no muera de hambre.
En esta época escribe :
La lucha de clases en Francia
El 18 Brumario de Luis Bonaparte (ensayo sobre el golpe de
Estado en Francia)
La guerra civil en Francia
Contribución a la crítica de la Economía política
El Capital su obra principal.

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


FILOSOFÍA M A R X. A L 1 E N A C 1 ó N E 1 D E O L O G Í A

Marx centra su estudio en la naturaleza de la explotación que


sufre el trabajador en el régimen capitalista: lo que el trabajador
vende no es su trabajo, sino su fuerza de trabajo (que es la única
que crea valores) . El trabajador recibe por la venta de su fuerza
de trabajo el valor correspondiente al coste de su producción (el
salario), pero crea un valor excedente del que se apropia el capi-
talista: la plusvalia.

De esta manera la explotación del trabajador es independiente


de la buena o mala voluntad de los capitalistas; sólo se debe al
sistema y no es modificable a menos que cambie el sistema: un
régimen en el que los productores sean los propietarios de los
medios de producción .

4. La filosofía de Marx

4.1 . El materialismo histórico

El materialismo histórico es la ciencia marxista de la historia .


Supone la transformación material de la filosofía de la historia
hegeliana.

Para Hegel la idea es la que se va desenvolviendo de forma


dialéctica y va «siendo» la historia . Para Marx la historia también
hay que concebirla de forma dialéctica, pero allá donde Hegel
dice «idea» hay que poner materia.

En su tesis primera sobre Feuerbach, Marx dice claramente


que él no tiene nada que ver con el materialismo de la burguesía,
donde el hombre es tratado como un ser pasivo, que observa y
anota lo que pasa en la naturaleza, como si la naturaleza estuviera
preñada de verdad .

Marx critica este materialismo porque no es subjetivo; es


decir, olvida que el sujeto, el hombre, es el único sujeto de la
verdad, de las leyes y de la Historia . El materialismo de Marx es
la afirmación del hombre como protagonista de la Historia .

El materialismo marxista consiste en la afirmación de estas


dos ideas:

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


FILOSOFO M A R X. A I. 1 E N A C I Ó N E 1 D E O L O G Í A

" Las relaciones que el hombre establece con la


naturaleza y
con los demás hombres son relaciones materiales ;
es decir,
los hombres «arrancan» a la naturaleza sus bienes (del
fondo
de la mina, el hierro ; de los campos, el trigo, el
tomate,
etc.) . Y luego, los hombres producen e intercambian
bienes
materiales para poder satisfacer sus necesidades materiales
(comer, beber, vestir, vivienda, sanidad, etc.) . A
esto le
llama Marx la producción social de la vida .

Estas relaciones son las que dan origen, en última


instancia,
a la ideología y a la estructura jurídico-política del
Estado.
(«No es la conciencia del hombre la que
determina su ser,
sino que es el ser social -la sociedad- el que determina
la
conciencia del hombre») .

Este materialismo, como se ve, es muy especial : no es meca-


nicista, ni idealista, ni filosófico o metafísico ; se trata de un
materialismo dialéctico e histórico.

A este materialismo se le opone el llamado idealismo.

El de los filósofos: Ellos dicen que las relaciones del hombre


con la naturaleza y con los demás hombres son relaciones
ideológicas, culturales, filosóficas, jurídicas, políticas;
pero,
de ninguna manera, se fijan en las relaciones de tipo material,
para poder satisfacer las necesidades elementales de
la
vida (comer, vestir, vivienda, etc .) : es una manera idealista
de ver, pensar e interpretar la realidad .

" El de los idealistas : Éstos creen que la ideología y el


Estado son los aspectos más importantes y esenciales de
una sociedad; y estas relaciones ideológicas son las que
originan, o producen, un cierto tipo de relaciones econó-
micas y sociales entre los hombres .

" El de los «conservadores»: Es el propio de los que sostienen


que la realidad histórica existente (producción e intercambio
de bienes materiales, tal como se dan hoy) hay que aceptarla
como un hecho absoluto ; algo que no hay que pretender
modificar, sino algo que hay que procurar entender y
tratar de explicar, con una serie de razonamientos intelec-
tuales, de signo económico, sociológico o político
.
El idealismo legitimador: Este tipo de idealismo, en vez
de contentarse con ser mero espectador de la realidad, más

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


FILOSOFÍA M A A X. A L I E N A C I ó N E I D E O L O G Í A

o menos inactivo y neutral, se convierte en sustentador de


este régimen de opresión (Hegel «idealisticamente» lo lla-
maba la «dialéctica del amo y del esclavo»); porque en la
interpretación idealista de las cosas, éstas se aceptan sin
discusión, dando por bueno lo que hay y fomentando que
queden las cosas como están, sin intentar cambiarlas .

En realidad, Marx nunca dijo que todo, absolutamente todo


lo que existe en el mundo, sea pura materia . Nunca negó la
existencia de la inteligencia, del espíritu, o de la conciencia. El
materialismo marxista no consiste en la negación de estas realidades
humanas.

El materialismo marxista sí consiste en la afirmación de que


la producción, distribución, intercambio y consumo de bienes,
que tienen que satisfacer las necesidades elementales humanas,
son la raíz de que los hombres tengan y desarrollen esta o
aquella mentalidad, y elaboren estas o aquellas leyes, y se dé este
o aquel modo de gobernar la sociedad.

Por tanto, el materialismo histórico marxista es :

- una interpretación de la historia a través de la materia : la


materia, a través de un proceso dialéctico, va haciendo la
historia;

- esa «materia» es «el sistema de producción de los bienes


materiales»; o «las relaciones económicas de producción»;
o «lo económico en el campo de las relaciones de produc-
ción de los bienes materiales».

Materialismo histórico, por tanto, significa que lo que condi-


ciona la historia humana no es el espíritu (Hegel), sino las rela-
ciones económicas de producción (Marx) : el modo de producción
de la vida material condiciona el proceso de la vida social, política,
espiritual... «No es la conciencia del hombre lo que determina su
ser, sino, por el contrario, es el ser social lo que determina su
conciencia» (= el hombre no es como piensa, sino que piensa
según lo que es, lo que vive).

El materialismo es una teoría científica sobre la formación


y desarrollo de la sociedad: todo el desarrollo de la sociedad se
explica desde lo económico, desde la producción de los bienes
materiales.

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


FILOSOFEA M A R X. A L 1 E N A C 1 ó N E 1 D E O L O G Í A

La base de todo el orden social es la producción, y desde la


producción se explica toda la historia:

Producción es la actividad por la que los hombres crean


bienes materiales para poder vivir.

Factores de producción son los factores que intervienen en


la producción:

Proceso de trabajo es aquel mediante el cual se transforma


un objeto en un producto útil. Consta de:
- el objeto sobre el que se trabaja : la materia prima o
bruta;
- los medios de trabajo (conjunto de cosas: sierra, martillo,
maquinaria...) ;
- la fuerza de trabajo: la energía humana empleada (no la
que desarrolla una máquina : ésta desarrolla trabajo, pero
no fuerza de trabajo) .

Relaciones sociales de producción son las relaciones que


se establecen entre los propietarios de los medios de pro-
ducción y los trabajadores . Son relaciones :
conflictivas: explotador-explotado (amo-esclavo; capi-
tahsta-obrero) . Son de explotación porque el trabajador
vende su fuerza de trabajo al precio y condiciones que
establezca el dueño de los medios de producción ;
antagónicas: porque unosdefienden la propiedad de los
medios de producción como algo exclusivo y otros de-
fienden estos medios como algo colectivo .
Fuerzas productivas es el resultado o combinación de dos
factores : la fuerza de trabajo (energía humana) y los medios
que tienen los trabajadores para realizar el trabajo .

Infraestructura económica es el conjunto de relaciones de


producción. Se llama sistema económico al proceso económico
global de producción, distribución, intercambio y consumo .
Superestructura es el conjunto de ideas, creencias, institu-
ciones, normas .. . que configuran la conciencia social. Son :

- jurídicopolíticas: instituciones y normas que reglamentan


el conjunto de la sociedad;

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


FILOSOFIA M A R X. A L I E N A C I ó N E [ D E O L O G f A

- ideológicas : conjunto de ideas, creencias, costumbres.. . que


configuran la conciencia social ; por ejemplo, la Religión,
la Filosofía . .. La ideología es un producto de la mente
humana (forma de conciencia deformada) . Para Marx lo
importante es la infraestructura . La superestructura es
algo añadido .

Modos de producción es la manera como se producen los


bienes materiales según las diversas sociedades :

- primitiva : propiedad colectiva de los bienes ;

esclavista : dominio y sometimiento; el esclavo, instrumento


del amo ;

- feudal: el señor, dueño de la tierra ;

el capitalista, propietario de los medios de pro-


capitalista :
ducción y de la fuerza de trabajo del trabajador;

socialista : propiedad colectiva de los medios de produc-


ción.

Por tanto, el materialismo histórico afirma que la producción


de bienes materiales, el sistema de producción concreto, es lo que
condiciona toda la historia humana.

La historia es concebida por Marx como un proceso de ma-


duración de la especie humana para producir medios con los que
satisfacer las necesidades .

Pero Marx afirma, lo mismo que Hegel, que la dialéctica es


el motor de la historia, concibe la historia animada por la pre-
sencia de la contradicción en el seno de la realidad, es decir, de
la materia, de lo económico .

Por consiguiente, las contradicciones históricas son las que


tienen lugar en el nivel de la estructura económica : en las relaciones
entre los propietarios de los medios de producción y las fuerzas
productivas .

Solamente podemos concebir científicamente la historia si la


interpretamos como un proceso dialéctico, como una serie de
contradicciones que se dan en la estructura económica .

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


F1LOSOFFA M A R X. A L I E N A C I Ó N E [ D E O L O G Í A

MODO DE PRODUCCIÓN HISTORICO Y SOCIAL

ORGANIZACIóN SOCIAL

Y POLÍTICA

" Forma de Estado


Relaciones jurídicas
" Relaciones de propiedad

Ideas jurídicas
Ideas políticas
Ideas artísticas
Ideas religiosas
Ideas filosóficas

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


F1LOSOFía M A R X. A L I E N A C 1 Ó N E 1 D E O L 0 G Í A

Estas contradicciones se manifiestan en la lucha de clases .

Las contradicciones entre las fuerzas productivas y los pro-


pietarios de los medios de producción son contradicciones entre
seres humanos que protagonizan esas relaciones . Las contradic
ciones a nivel humano son producidas por la distinta posición de
unos con otros en el proceso productivo .

La supresión de esos contrarios sólo se puede dar a través de


la lucha, porque la dialéctica implica supresión de uno de los
contrarios . Por eso dice Marx que la violencia es la comadrona
de la historia: sin violencia, sin lucha, no hay progreso ; la lucha
es la mediación necesaria para que haya progreso histórico.

Con esa lucha de clases se camina hacia la sociedad sin


clases, que es el momento último de la historia, hacia donde
camina la historia humana .

Resumen

El materialismo histórico es la interpretación de la historia


desde la materia, es decir, desde la economía, o más en concreto,
desde la producción de bienes materiales . El sistema de producción
condiciona (pero no la determina) toda la historia humana, que
camina, a través de la lucha de clases, hacia la sociedad futura sin
clases .

4.2. El materialismo dialéctico

Dentro del marxismo hay diversas maneras de entender el


materialismo . Es verdad que el materialismo dialéctico es una
interpretación de Engels, no de Marx . Lo peculiar de Marx es el
materialismo histórico . Pero también es verdad que Marx no
corrige a Engels y, por tanto, hay que suponer que lo acepta .

El materialismo dialéctico es la inversión de la dialéctica


hegeliana: donde Hegel dice espíritu, habrá que decir materia.

Podemos definir el materialismo dialéctico como la visión


dialéctica de la realidad material : la realidad, la materia, es un
conjunto de contradicciones ; la materia, a través de contradiccio
nes, a través de cambios que se operan en su seno, va engendrando
formas superiores de realidad .

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


FILOSOFIA M A R X. A L 1 E N A C I Ó N E I D E 0 L O G Í A

La materia inanimada pasa a ser materia viviente ; ésta pasa


a ser materia sensitiva y cuando ésta es suficientemente compleja
(cuando la masa encefálica es suficientemente compleja) aparece
el hombre . La materia, a través de la lucha instalada en su seno,
va hacia formas de realidad cada vez más complejas .

Por tanto, lo único existente es la materia, pero la materia es


esencialmente dinámica, es una materia en constante devenir,
que evoluciona y actúa de moda dialéctico. La materia está en
constante transformación a base de la contradicción que está en
su propio seno.

Esta dialéctica está sujeta a unas leyes :

4.2.1. Ley de la conexión universal

Los fenómenos de la naturaleza no se pueden considerar des-


ligados y aislados unos de otros sin ninguna relación de depen-
dencia, sino como un todo articulado y orgánico, es decir,
como una totalidad en la que los fenómenos dependen unos de
otros y se condicionan mutuamente .

No se puede conocer profundamente ningún fenómeno si se


le considera separado del todo.

4.2.2. Ley del salto cualitativo

Se llama salto cuantitativo al simple aumento o disminución


de la cantidad. Se llama salto cualitativo al paso de una cualidad
a otra, de un estado a otro: por ejemplo, el agua, a determinada
temperatura cambia de cualidad y se hace vapor o hielo .

La dialéctica no considera el desarrollo como un simple proceso


de crecimiento, sino como un proceso en el que se pasa de los
cambios cuantitativos insignificantes a los cambios cualitativos,
radicales y manifiestos .

Estos cambios se hacen por saltos, de forma brusca, no de


forma gradual y conforme a unas leyes, corno resultado de la
acumulación de cambios cuantitativos inadvertidos y graduales .

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


FILOSOFIA M A K X. A L 1 E N A C I ó N E 1 D E O L D G Í A

4.2.3. Ley de la unidad y lucha de contrarios

La realidad es esencialmente contradicción, oposición, dia-


léctica . Cada estado de materia lleva en si el contrario . Las con-
tradicciones internas son propias de los objetos, de las cosas,
pues todas esas realidades tienen su lado positivo y negativo, su
pasado y su futuro, su nacer y su perecer. La lucha entre lo viejo
y lo nuevo, entre lo que perece y lo que surge, constituye su
realidad interna . Toda la realidad es una lucha de contrarios .

Ejemplo : la semilla de trigo tiene una fuerza que la impulsa a


quedarse en semilla y otra a pudrirse. La semilla, por tanto, está
en contradicción consigo misma, en lucha de contrarios. La con-
tradicción es lo que le da vida. La espiga es la negación de la
semilla. La semilla si no se pudre no llegará a ser espiga.

Por consiguiente, la esencia del movimiento consiste en que


descansa en contradicciones que están en el interior de cada cosa
y que se exteriorizan en la realidad del cambio, dando lugar al
movimiento, al devenir .

Resumen

Se llama materialismo dialéctico porque la causa de todo


movimiento de la naturaleza reside en la lucha de contrarios y en
su contradicción: la materia es absolutamente automotriz, es
decir, no necesita de ningún agente externo para ser movida, es
ella la que crea su propio movimiento.

La materia, como constitutivo de la esencia de todo lo real,


es una materia regida por la dialéctica, al margen del hombre y de
la historia .

5. La alienación

5.1 . La alienación en Hegel

Para Hegel la realidad es la Idea, el Espíritu. Esta idea es


dinámica, es dialéctica, tiene en si misma una contradicción que
la lleva a salir de si (para conocerse tiene que pasar de la idea en

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


F1L05014A M A R X. A L I E N A C I ó N E I D E O L O G Í A

sí a la idea para sí), a alienarse (= entfremdung) . Así la idea en sí


se hace objeto, se exterioriza en la naturaleza pasando a ser la
idea fuera de sí. Es decir, se hace objeto en la naturaleza, en el
mundo material . El sujeto se enfrenta con el objeto.

En un tercer momento la idea se reencuentra, se reconcilia


consigo misma; sujeto y objeto se van encontrando en las activi-
dades propias del Espiritu . El Espíritu, que se ha exteriorizado,
que se ha alienado, se reconcilia consigo mismo. Sujeto y objeto
se han identificado, se han unido, han suprimido las distancias
que les separaban, se han hecho una sola cosa.

La alienación es necesaria para que pueda haber conocimiento


y para poder llegar después al reencuentro, a la síntesis, a la
identificación del objeto y del sujeto.

5.2. La alienación en Feuerbach


Feuerbach recibe esta visión de la alienación en Hegel, pero
invierte los términos : la realidad no es la idea, sino la materia y,
más concretamente, el hombre . Pero, un hombre genérico, no
el hombre concreto, viviente; se trata del género humano .

El hombre necesita conocerse, saber quién es. Entonces se


enfrenta consigo mismo, se propone a sí mismo como objeto de
su conocimiento . ¿Cómo lo consigue? : proyectando fuera de sí
un conjunto de cualidades que le pertenecen a él (justicia, verdad,
bondad ...) .

Todas esas cualidades las sitúa en un ser fuera de sí, lo crea y le


llama Dios. Dios es simplemente una pura proyección del hombre.

Si se queda en el primer momento, de la afirmación de Dios,


queda alienado. El hombre debe volver a reencontrarse consigo
mismo. ¿Dónde? : en ese Dios que él mismo ha creado . Proyectando
sus cualidades en ese ser se ha conocido a sí mismo .

Es, por tanto, una alienación religiosa, que también es ne-


cesaria para poder conocerse, pero que debe quedar después re-
ducida, eliminada para que el hombre pueda reencontrarse consigo
mismo de nuevo y se pueda suprimir la alienación.

Cuando el hombre se da cuenta de que Dios es un puro ser


pensado, se atribuye a sí mismo esas cualidades, niega a Dios, se
reconcilia consigo mismo y deja de estar alienado.

20 CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


FILOSOFFA M A R X, A L 1 E N A C I á N E I D E 0 L O G f A

5 .3 . La alienación en Marx

Para Marx el sujeto de la historia es el hombre, el hombre


concreto, real, viviente, que intenta realizarse en su trabajo. El
trabajo es la actividad creadora del hombre: el trabajo productivo
de bienes materiales .
El hombre vive alienado, pero la alienación religiosa es una
alienación secundaria, derivada: ésta desaparecerá cuando se eli-
mine la alienación económica, que es la raíz de las demás aliena-
ciones .
El hombre, fundamentalmente, no es conocirniento, contem-
plación, sino trabajo productivo, trabajo creador. El hombre
trabajador se crea a sí mismo, se hace, se desarrolla, se potencia
a sí mismo transformando la naturaleza, desarrolla su personalidad
dominando la naturaleza mediante el trabajo .
El hombre, al trabajar, al desarrollar su actividad productora
mediante el trabajo, se proyecta sobre los productos de su
trabajo: pone en cada producto algo de su ser, toda su energía
humana, sus cualidades, su imaginación, su esfuerzo, su mente,
en definitiva, el producto es una objetivación del trabajador; el
producto del trabajador tiene rostro humano : al exteriorizarse el
hombre en la naturaleza, ésta queda como «humanizada» .
Por eso, nosotros podemos conocer, por ejemplo, al hombre
del Neolítico, porque podemos estudiar lo que ese hombre ha
producido (dólmenes, menhires, hachas de sílex . . .). En esos pro-
ductos conocemos al hombre, porque en ellos se ha proyectado,
se ha exteriorizado . De esa manera la materia queda humanizada :
la personalidad del trabajador queda inscrita en el producto .
Si esta separación que existe entre el trabajador y el trabajo,
necesaria para que haya trabajo, no se suprime, no se acortan
estas distancias, no se reconcilia después, si no hay reencuentro,
el trabajador queda alienado, separado de sí mismo, porque el
producto del trabajo es él mismo, el mismo hombre trabajador
convertido en producto de trabajo, convertido en una mercancía
que se vende en el mercado . Si no hay reencuentro, queda rota la
personalidad, queda alienado.
¿Qué ha sucedido a lo largo de la historia? Lo que tiene que
servir para que el hombre se realice y se libere no cumple su fin.
¿Cuál es el fin? Que los productos que el hombre hace mediante

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


FILOSOF1A M A R X. A L I E N A C I ó N E 1 D E -0 L 0 G Í A

su trabajo sirvan para la producción de la vida, sirvan para que


el hombre pueda vivir (comer, vestir, vivienda, sanidad, educación,
etc.) . Y lo que ocurre es al revés: examinando la historia resulta
que los hombres no se crean a sí mismos mediante el trabajo
productivo tal como se desarrolla históricamente .

No ha habido encuentro: el hombre va por un lado y los


productos van por otro distinto . Debido a los medios de produc-
ción basados en la propiedad privada, los productos elaborados
por el trabajador no han retornado a él . No le han servido para
la producción social de la vida, se han quedado en manos de
unos pocos: los propietarios de los medios de producción ; y los
no propietarios se quedan sin la mayoría de los productos que
sirven para la vida.

El trabajador se encuentra entonces vaciado de si mismo,


desdoblado, roto : los productos de su trabajo no están bajo su
dominio, sino que dependen de los propietarios de los medios de
producción .

El hombre trabajador considera esos productos con entidad


propia, como objetos separados de el, como si fueran algo distinto
de la personalidad que ha impreso en ellos.

LA ALIENACIóN EN

HEGEL FEUERBACH MARX

Sujeto Lo Idea El Hombre El Obrero


alienado

Actividad en Espiritual De la Trabajo


que se aliena Conciencia

Carácter de Teórica Teórica (falsa Práctica (acto


esta actividad autoconciencia) de producción)

Objetivación Universal (en la En Dios En los


del sujeto naturaleza, productos del
alienado la historia, trabajo
la cultura)

Superación de Mediante el Mediante lo Mediante la


toda autocono- crítica abolición de I ,o
alienación cimiento materialista de propiedad
absoluto de la la religión privada
Idea

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


Fa05OFFe M A R X. A L I E N A C 1 Ó N E 1 D E O L 0 G Í A

Entonces es cuando se produce la alienación : el hombre se


vacía de sí mismo y en lugar de atribuirse a sí mismo la realidad
de sus productos, los considera como algo ajeno, distinto de él,
que no tiene nada que ver con él . Así le han vaciado de sus
cualidades, que él ha depositado en el producto . El trabajador
está alienado porque atribuye a un ser (el producto de su trabajo),
distinto de el, un conjunto de cualidades que son su propia
personalidad, pero que no retornan a él, y entonces queda escin-
dido, alienado.

5.4 . El hombre alienado

5.4.1. El producto de su trabajo

Al considerar los productos de su trabajo como una cosa


distinta de él, como una realidad distinta del mismo trabajador,
se produce un distanciamiento de si mismo, un desgarramiento
de su propia actividad personal, productiva ; un desdoblamiento
entre él y sus productos.

5.4.2. Los propietarios de los medios de producción

El trabajador vende su fuerza de trabajo a otro ser distinto


de él, que utiliza esa fuerza para fines lucrativos . Como el ser
humano se crea a sí mismo mediante la actividad productiva, al
tener que vender a otro su propia actividad, lo que hace es
venderle su propia personalidad, para que haga lo que quiera :
Se convierte así en instrumento de otro hombre .

El propietario de los medios de producción está manipulando


la personalidad del trabajador para su propio lucro y, por tanto,
el trabajador está cosificado (hecho cosa en manos de otro) . Eso
que él vende, su propia persona, queda convertido en capital.

El trabajador vende su fuerza productiva, su personalidad,


para que los propietarios de los medios de producción manipulen
su actividad productiva.

Las relaciones humanas que se establecen entre dos personas


(patrono-obrero) se convierten en relaciones conflictivas, cosifi-
cadas. Ésta es la dialéctica del amo y del esclavo, de Hegel, no
idealizada, sino convertida en realidad histórica. Se forman dos

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


FILOSOFÍA M A A X. A L I E N A C I ó N E I D E 0 L O G Í A

clases sociales antagónicas cuya oposición es irreductible : la bur-


guesía y el proletariado .

Si el producto del trabajo no vuelve al trabajador, éste


queda alienado. Esta alienación se da fundamentalmente desde
que aparece el capitalismo, y no puede dejar de existir mientras
perdure el sistema capitalista, hasta que no se instaure el sistema
socialista .

ó. !a ideología en Marx
Para Marx, ideología es un producto de la mente humana o una forma de conciencia
deformada. Forma parte de lo que el marxismo entiende como
superestructura.

Estructura

Es el conjunto de relaciones de producción (producción, dis-


tribución, intercambio, consumo) .

Superestructura

Es el conjunto de ideas, creencias, instituciones y normas que


configuran la conciencia social:

Jurídicopolítica : Normas y leyes que reglamentan la socie-


dad.

" Ideológica : Ideas, creencias, instituciones que configuran la


conciencia social : por ejemplo, la Religión, la Filosofía...

Hasta Lenin se consideraba la ideología como algo peyorativo,


una deformación del pensamiento debida a los condicionamientos
sociales . Desde Lenin la ideología adquiere un sentido positivo,
de tal modo que el mismo marxismo es calificado corno ideo-
logía.

CUADERNOS DE COU Y 5EtECTIVIDAD


a~O4A Ní A R X. A L [ E N A C I ó N E I D E O L 0 G Í A

6.1 . Génesis de las ideologías

6.1.1. Estadio pre-ideológico

Marx parte de los hombres concretos, en contra del idealismo


hegeliano, que parte del concepto : los hombres concretos han
sido puestos en una determinada situación social que viene dada
por la producción.
La producción social comienza con la satisfacción de las ne-
cesidades más elementales : comer, vestirse, cobijarse. . . Entonces
es cuando el hombre empieza a diferenciarse de los animales :
cuando fabrica sus propios instrumentos de producción .
En esta época el hombre se encuentra sometido a las fuerzas
naturales : su relación con la naturaleza es e~ animal, porque
todavía no ha sido transformada por el hombre: el hombre no
conoce las fuerzas de la naturaleza y está dominado por ella.
Ante esta situación, el hombre sacraliza las fuerzas de la naturaleza
y establece una relación religiosa con la naturaleza. Es, según
Marx, la época de la religión natural.
En esta situación pre-ideológica están fundadas las ideologías
que aún no están formadas. En esta época solamente podemos
hablar de mitos, que son inventos de los hombres en los que se
refleja su dependencia de las fuerzas de la naturaleza que aún
desconoce.

6.1 .2. Nacimiento de las ideologías

Las ideologías propiamente dichas, como formas de conciencia


deformadas, nacen con la auténtica división del trabajo (trabajo
intelectual y trabajo manual) : en ese momento comienza la posi
bilidad de que la conciencia se separe de la práctica social: el
hombre se dedica a crear teorías puras, precisamente porque
hay hombres que están separados de la práctica social de la pro-
ducción . Ésos son los que crean las formas de conciencia y
hacen que los otros hombres tomen corno real lo que no es sino
producto de su imaginación .
La ideología es un producto deformado en la cabeza de los
hombres, de unas relaciones sociales deformadas porque los hom-
bres no acaban de dominar la naturaleza ni sus relaciones sociales,

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


FILOSOFíA M A R X. A L 1 E N A C 1 ó N E I D E O L O G Í A

y por eso acuden a construcciones mentales que toman como


reales, pero que no son sino producto de su imaginación.

Por tanto, la ideología como representación mental deformada


significa que el mito se ha convertido en forma de conciencia
deformada porque :

" Los hombres siguen subordinados a la naturaleza y nece-


sitan crear ilusiones sobre los seres extraños y superiores .
Al aparecer el capitalismo, la subordinación a la naturaleza
se sustituye por la subordinación a la mercancía, al valor,
al Estado o a sus propias construcciones ideológicas . Sigue
habiendo subordinación, aunque de distinto signo.

Al separarse de la práctica social los hombres elaboran


teorías puras sin base real, pero lo toman como si fuera
algo real.

6.2. Deformación de las ideologías

La ideología, que es una forma de conciencia deformada, al


ver la realidad, al interpretarla, la deforma . A pesar de que pueda
haber diversas clases de ideologías, todas ellas coinciden en que
falsean la realidad .

6.23 . Ideología política

La ideología consiste en declarar al pueblo soberano y a todos


los ciudadanos libres e iguales . El falseamiento es manifiesto: el
pueblo es 'soberano ; según la Constitución de los Estados, los
ciudadanos son jurídicamente libres e iguales ; pero la soberanía
del pueblo, la libertad y la igualdad son puramente formales
porque no alcanzan al hombre real y concreto.

El Estado, teóricamente, es el árbitro de las diferencias entre


los ciudadanos, el que tiene que estar por encima de los intereses
particulares de los individuos . Realmente, lo que ocurre en la
realidad es que el Estado no es el árbitro imparcial, sino el instru-
mento de opresión en manos de la clase dominante .

A pesar de todo, la ideología política se encuentra cerca de la


realidad : el Estado es tangible en sus formas de gobierno, lo cual
no sucede en la ideología religiosa .

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVfDAD


FILOSOFAL M A A X. A L I E N A C I ó N E 1 D E O L O G í A

6.2.2. Ideología religiosa


Con la filosofía y la religión dejamos el mundo de lo concreto
y entramos en el mundo de lo imaginario, de lo irreal, de lo que
solamente el ideólogo afirma que es real.
La ideología religiosa -como la filosófica- crea sus propios
objetos, que carecen de consistencia real: sólo son productos
imaginarios de los hombres que proyectan en las nubes su subor-
dinación a la naturaleza y a sus propias relaciones sociales.
Para Marx la diferencia entre la ideología filosófica y religiosa
es solamente diferencia de grado : la ideología religiosa es más
primitiva, menos evolucionada. Toda ideología especulativa es
irreal, pero la religiosa es más tosca y primitiva, correspondiente
a una ignorancia dentro de la historia de la humanidad .

6.3. Funcionalidad de las ideologías

Ya hemos visto que la ideología tiene su origen en la división


del trabajo; pero la división del trabajo está unida a la propiedad
privada de los medios de producción . Las dos constituyen el
fundamento de la existencia de las ideologías . Por eso dice Marx
que la ideología está unida a la sociedad clasista.
Ahora bien: ¿qué papel desempeñan las ideologías?, ¿qué
función tienen?
La ideología que predomina en una sociedad es la ideología
de la clase dominante. Esta, que posee los medios de producción,
refleja espontáneamente su situación social y elabora inconscien
temente una teoría acerca de la sociedad y del hombre : esta teoría
tiene carácter ideológico, es decir, deformado .
Esta teoría la elabora para justificar sus intereses, para jus-
tificar el modo de producción existente y para justificar el dominio
de la clase dominante .
Más tarde, cuando la lucha de clases se agudiza, la clase explo-
tada toma conciencia de sí misma y de sus propios intereses
elaborando una nueva ideología, contrapuesta a la de la clase
dominante, para justificar la lucha de los explotados y para
justificar un nuevo modelo de sociedad.
Las ideologías, por tanto, juegan un papel fundamental: justificar
la propia situación, la propia de la clase que domine en la sociedad.

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


FILOSOFIIA M A R X. A L 1 E N A C I ó N E [ D E 0 L 0 G Í A

La ideología religiosa desempeña un doble papel:

" Por una parte es expresión de la miseria del pueblo: es


una creación del mismo pueblo que adorna con flores las
cadenas que le esclavizan. Es expresión de la resignación de
los explotados: es el opio de un pueblo que sufre y se
conforma con su sufrimiento .
" Por otra parte es la justificación de la clase dirigente : de
ella se sirven los explotadores para justificar su explota-
ción .

La religión, por tanto, puede aparecer por un lado corno


resignación ; por otro, como explotación .
Es verdad que Marx ha señalado también que la religión
puede ser protesta contra la miseria del pueblo . En ese caso la
funcionalidad ha cambiado de signo: en lugar de servir de opio
que adormece, puede servir de estimulante que despierta . El
hecho religioso, por tanto, tiene una funcionalidad ambigua .

6.4. Desaparición de las ideologías

Tanto en El Capital como en el Manifiesto del Partido Co-


munista, Marx afirma que las ideologías desaparecerán cuando
termine la subordinación de los hombres a las fuerzas sociales,
cuando puedan autodeterminarse con plena libertad . Es decir, las
ideologías no desaparecerán hasta que se instaure la sociedad
sin clases, la sociedad comunista.
Concretamente, la ideología religiosa desaparecerá en la so-
ciedad comunista. En el proceso hacia la sociedad socialista, los
burgueses ya no utilizan la ideología religiosa porque no la nece-
sitan: disponen de otras ideologías secularizadas más eficaces .
Los proletarios tampoco, porque la mayoría -dice Engels- ya
han prescindido de sus creencias religiosas, fruto maduro de su
ignorancia que va desapareciendo . La lucha de clases ya no se
reviste con el ropaje religioso de otros tiempos .
Los proletarios descubren científicamente, gracias al marxis-
mo, los mecanismos de la sociedad capitalista . No se dejan atrapar
por la ideología religiosa, sino que confían en la lucha de clases
que hará desaparecer el capitalismo sustituyéndolo por el socia-
lismo y el comunismo .

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


FILOSOFIÍA M A A X. A L I E N A C I Ó N E I D E O L Q G Í A

7. El humanismo en Marx

Entendemos por humanismo la doctrina que afirma el valor supremo del hombre : el
hombre es fin en si mismo .

La defensa del humanismo debe llevar siempre consigo la


defensa de la libertad y la consiguiente condena de todo tipo de
esclavitud, como puede ser la alienación . Todo humanismo
debe tender a la defensa de esos valores inalienables .

7.1 . La esencia del hombre

" Ser material : El hombre, en cuanto tal, tiene una esencia


que no es metafísica, ni idealista; es materialista : la vida
natural, la vida física, la vida intelectual, la actividad humana,
el placer humano ... Ésta es la verdadera esencia del hombre,
de tal modo que el privarse de ella es lo más funesto que le
puede pasar al hombre . Es más importante que el verse
privado de la comunidad política .

" No terminado : El hombre, como todo ser, es un ser diná-


mico, que está en constante movimiento, que no está hecho,
terminado, sino en constante desarrollo hacia su plenitud .
Nunca está hecho del todo.

" Histórico: El hombre es el protagonista de la historia, es


el que hace la historia . La historia no es algo abstracto que
va absorbiendo al hombre de cada época, sino que es él, el
hombre concreto de cada época el que va construyendo la
historia . La historia es la actividad del hombre .

" La praxis : El hombre está llamado a transformar la realidad .


La praxis es la actividad que desarrolla el hombre para
transformar la realidad social-

- Unión de pensar y hacer: el trabajo productivo lleva


consigo el pensar y además realizar una actividad. Se
trata de conocer la verdad para transformarla. Es unión
de teoría y práctica .

- Mediante esa praxis el hombre se libera de sus aliena-


ciones, y así va alcanzando la plena realización humana.

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD 29


FILOSOFITA M A R X. A L 1 E N A C 1 O N E 1 D E O L O G i A

7.2. Aspectos fundamentales del humanismo marxista

" Ético: Hay una jerarquía de valores en virtud de la cual el


hombre es el valor absoluto. Hay que rechazar todo aque-
llo que pueda comprometer su dignidad .

" Ateo: El hombre ha de ser artífice de su historia por medio


de su trabajo . Esto es incompatible con la afirmación de
Dios. Si Dios es el amo, el hombre no puede ser sino el
esclavo . El hombre debe confiar en sus propias fuerzas y
no en la ayuda de lo alto. Si Dios existiera, haría imposible
la tarea del hombre .

Materialista : El marxismo quiere ser fiel a esta tierra que


es su patria y que no es un destierro ni un valle de lágrimas .
Si rechaza la visión religiosa es por fidelidad a la tierra: la
religión le aparta de sus deberes terrenos y le aliena porque
proyecta la verdadera vida para otro mundo y le aparta de
éste. Todo se resuelve aquí a nivel de historia y de
materia .

Económico: Es un factor fundamental en el proceso histó-


rico, de tal modo que la historia se explica desde la eco-
nomía. Es la infraestructura necesaria . Las superestructuras
son valores añadidos que funcionan como alienantes (como
la religiosa, que crea ilusiones que distraen al hombre en su
tarea) .

" Comunitario : El humanismo marxista es un humanismo


solidario con toda la humanidad . El hombre solitario no
cuenta. El individualismo propio del liberalismo económico
va contra el propio hombre . El hombre ha de estar en
estrecha relación con todos los hombres, de ahí que el
proletariado unido traerá la salvación a la humanidad .

Revolucionario : Más importante que la teoría es la praxis


en orden a cambiar la sociedad . El humanismo marxista es
militante, combatiente, para cambiar las estructuras so-
ciales .

" Científico: El humanismo se apoya en un análisis científica


de la realidad, de la sociedad concreta en la que vive. No
hay praxis revolucionaria sin teoría revolucionaria, a la vez
que la teoría lleva a la praxis. Pero la teoría no es abstracta,
sino conocimiento científico de la realidad.

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


FILOSOFIA M A A X. A L 1 E N A C I ó N E 1 1} E 0 L O G Í A

8. Clave de interpretación del texto sobre Feuerbach


La Ideología alemana fue compuesta en 1845-1846, pero no se publicó hasta después de
la muerte de Marx. Contiene las bases del materialismo histórico
que culmina en El Capital. Es una crítica a la ideologia alemana,
es decir, a la nueva filosofía alemana representada por Feuerbach
(materialismo), Bruno Bauer y Max Stirner (idealistas) . En ella se
contienen las 11 tesis sobre Feuerbach .

8.1 . Tesis acerca del conocimiento y la verdad (1, 2, 5)


8.1.1. Tesis primera
o Doble rechazo: del materialismo y del idealismo :
Idealismo: Capta sólo el aspecto dinámico de lo real.
Concede la primacía de la actividad al sujeto, pero niega
la existencia de la realidad objetiva . Al suprimir la
distinción entre pensar y ser, reduce la actividad a lo
abstracto, a lo intelectual .
Materialismo : Concibe la realidad como un objeto ex-
terior al hombre e independiente de él ; esa realidad es
un objeto, algo inactivo, sin dinamismo . El hombre
contempla esa realidad, pero no transforma el mundo
exterior: el hombre es la actividad ; el mundo, pasivi-
dad .

Por tanto; el materialismo olvida la actividad del hom-


bre ; el idealismo olvida la realidad del mundo exterior.
Nueva síntesis:
Marx tiene el empeño de hacer una síntesis entre el
materialismo y el idealismo . No se puede reducir la
realidad a hombre-objeto (la realidad no es lo otro
distinto del hombre), sino que el mismo hombre es
actividad real, es objeto para si mismo .

Ni materialismo (el objeto es todo), ni idealismo (el


sujeto es todo): la verdadera realidad es teoría y praxis,
es teoría dentro de la acción y acción conforme a la
teoría ; la acción corrige la teoría y la teoría orienta la
acción . No es una teoría contemplativa, sino una acti-
vidad revolucionaria que transforma la realidad.

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


FIILOSOFIA M A A X. A L 1 E N A C I Ó N E I D E O L 0 G Í A

8.1 .2. Tesis segunda

El problema crítico no es un problema teórico, sino un pro-


blema práctico. Un pensamiento es verdadero si es fiel a la
realidad y si es capaz de transformar esa realidad . La verdad,
por tanto, supone la identificación con la praxis .

8.1.3. Tesis quinta

Es una crítica del materialismo anterior : la realidad no puede


separar el conocimiento de la acción . Es verdad que Feuerbach
renuncia al pensamiento abstracto, pero conserva la oposición
entre sujeto y objeto : el objeto, así, es pura pasividad, la realidad
es estática, no está penetrada por la actividad humana . La verda-
dera praxis supone que el conocimiento sea transformador de la
realidad . La actividad no puede ser puramente cognoscitiva, sino
acción transformadora.

8.2. Tesis sobre la superestructura religiosa (4, 6, 7)

8.2.1. Tesis cuarta

Marx plantea la existencia de una doble alienación : la profana


y la religiosa. El fundamento de la alienación religiosa no es la
religión, sino la alienación económica, que es la raíz de las demás.

Hegel: el espíritu se proyecta al exterior, fuera de si mismo.


A través de la conciencia, el hombre se reconcilia consigo mismo.

Feuerbach. el hombre se aliena proyectando su propio espíritu


sobre otro ser . El sujeto crea el objeto y proyecta sus propias
cualidades . Para reconciliarse hay que suprimir la propia aliena-
ción .

Marx : la alienación religiosa es consecuencia de la economía.


Aquélla desaparecerá cuando desaparezca la alienación económica.

El fundamento de la alienación está en las contradicciones


que existen en la vida material : esta base terrena llena de contra-
dicciones es la que hay que cambiar; la religión es como una
planta que sólo crece en el terreno podrido de una sociedad
tarada por el subdesarrollo técnico y por la opresión del hombre
por el hombre . Cuando el hombre no puede desarrollar sus po-
tencialidades traslada sus cualidades y sus ideales al más allá de

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


FILOSOFIFA M A K X. A L 1 E N A C 1 Ó N E I D E 0 L O G i A

forma ilusoria . La religión existirá mientras existan esas condi-


ciones de vida.
La familia terrenal, de la que habla al final de la tesis, es la
familia burguesa, es decir, la familia que vive en el régimen
capitalista . La Sagrada Familia no es más que la proyección
religiosa de la familia burguesa. No es que haya que destruir la
familia en sí, sino el modo peculiar de vivir la familia en el
ambiente burgués capitalista . Hay que aniquilar la familia bur-
guesa, alienada, para que no haya necesidad de proyectar la Sagrada
Familia .

8.2.2. Tesis sexta

Hay que distinguir el aspecto religioso y el aspecto humano :


Aspecto religioso: Siguiendo con el problema religioso,
habla Marx ahora de la esencia religiosa, es decir, del ser
religioso del hombre. La esencia del hombre para Marx no
es algo abstracto, como para Feuerbach, sino el conjunto
complicado de relaciones sociales, es decir, el hombre que
al final de su desarrollo llega a ser algo adecuado a su
existencia, la plenitud de su existencia.
Partiendo de aqui, Marx considera lo religioso como
fuera del proceso histórico humano, porque es algo abs-
tracto, y la historia es algo muy concreto, algo que viene
dado por las relaciones sociales, que son las que constituyen
la sociedad.
El sentimiento religioso es, por tanto, un producto
social, a pesar de que Feuerbach no lo haya visto porque lo
considera en sentido genérico: tesis séptima .
" Aspecto humano: Frente al antiguo materialismo, el nuevo
materialismo concibe al hombre concreto como:
Ser histórico : el hombre no es un ser aislado, sino
metido, integrado, formando parte activa de la historia.
Toda especulación abstracta del hombre genérico queda
descalificada. Hablar del hombre genérico es lo mismo
que alienarlo, sacarlo fuera de si, de su realidad objetiva,
social e histórica.
Ser de relaciones : los hombres no se sienten unidos
por la «evncia humana» sino por sus mutuas relaciones :

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


FILOSOFFA NI A R X, A L I E N A C 1 0 1\' E 1 D E O L 0 G Í A

cada hombre es un manojo de relaciones . La sociedad


no es una suma de individuos, sino la suma de las
relaciones de todos los individuos. No se trata de la
sociedad burguesa donde los individuos no tienen entre
sí más que relaciones abstractas, sino que se trata de las
relaciones reales de producción.

8.3. Tesis sobre la lección de la historia (3)


8.3.1. Tesis tercera
La doctrina a la que alude aquí Marx es la del determinismo
causal en la historia, que estuvo de moda en el siglo XVIII, en la
Ilustración : el hombre está determinado por las circunstancias
(época, ambiente ...) . La educación es la que ilumina el espíritu de
los hombres y puede influir en la marcha de la historia.
Marx considera que la historia que presenta Feuerbach es
muy determinista: todo tiene un porqué (causa) y un para qué
(fin). Se trata de un concepto lineal del desarrollo histórico en el
que el papel principal lo llevan los educadores, los que tienen
«las luces de la razón», los que se colocan encima, mientras que
los educandos se colocan debajo.
Para Marx la historia no se puede interpretar en esa dialéctica
de educadores-educandos. Es un movimiento mucho más pro-
fundo : son los hombres los que cambian la historia, los que se
cambian a si mismos sin determinismos de otros sectores: a esto
llama Marx praxis revolucionaria, actividad transformadora .
No se puede uno quedar ni en el determinismo, ni en la solución
de los «educadores» sobre los demás: los hombres son los que
tienen que realizar el cambio social . Los hombres nos educamos
todos unos a otros.

8.4. Tesis sobre la praxis social (8, 9, 10, T 1)


Todas las tesis se orientan hacia la undécima : no sirve una
filosofía que se quede en la interpretación del mundo, es necesario
que lleve a la transformación . La vida de los hombres es esen-
cialmente práctica (tesis octava) .

Praxis, para Marx, es la forma que tiene el hombre de rela-


cionarse con la naturaleza y con los otros hombres, para conservar

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


FILOSOFA M A R X. A L 1 E N A C 1 ó N E 1 ll E 0 L 0 G Í A

o transformar el medio al que se enfrenta según sus propias


necesidades, en el marco de una organización social concreta .
La finalidad de las tesis es ésta: construir un pensamiento que
se introdujera en la realidad para transformarla. De ahí que en su
filosofía haya una síntesis de idealismo y materialismo-

o El materialismo olvida la actividad del hombre; la realidad


es un objeto exterior al hombre, independiente de él: es
objeto frente a sujeto .
o El idealismo: lo dinámico existe en el hombre, en el sujeto,
pero no en la realidad . La actividad humana queda reducida
a pensamiento.

Para Marx el objeto es algo propio del mismo hombre: no es


algo fuera de si, sino su mismo ser. De ahí que tenga que trans-
formar la realidad : la praxis es el punto central en su filosofía.

9. Clave de interpretación del texto


La Ideología alemana

9.1 . La producción de la vida


Marx explica este concepto en su obra La Ideología alemana
(Ed. Grijalbo, 1970, pp. 19-20 y 28-30) :

«Podemos distinguir al hombre de los animales por la concien-


cia, por la religión o por lo que se quiera . Pero el mismo hombre
se diferencia de los animales a partir del momento en que comienza
a producir sus medios de vida; paso éste que queda condicionado
por su organización corporal . Al producir sus medios de vida el
hombre produce indirectamente su propia vida material .».

La forma que tienen los hombres de producir sus medios de


vida depende ante todo de la naturaleza misma de esos medios de
vida que encuentra a su alcance. Este modo de producción no
tiene que considerarse sólo como reproducción biológica de los
hombres; se trata más bien de un determinado modo de actividad
de esos individuos, un determinado modo de manifestar su vida,

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


FILOSOFFA M A R X. A L I E N A C I ó N E I D E O L 0 G f A

en definitiva, de un modo de vivir. Tal y como los hombres


manifiestan su vida, así son. Entonces, lo que ellos son coincide
con lo que producen y con su modo de producir.

La primera premisa de toda existencia humana, y también


de toda historia, es que los hombres en la vida real sean
capaces de hacer historia, y para eso se hallen en condi-
ciones de poder vivir.
Pero para poder vivir hace falta comer, beber, alojarse
bajo un techo, vestirse, sanidad, etc . ; el primer hecho his-
tórico, por consiguiente, es la producción de los medios
indispensables para la satisfacción de estas necesidades bá-
sicas; es decir, la producción de la vida misma .
Y no cabe duda de que ésta es una condición funda-
mental de toda historia ; este hecho histórico es el mismo
hoy que hace miles de años; esto necesita cumplirse todos
los días, en todos los pueblos, en todo tiempo, simplemente
para asegurar la vida de los hombres .
" Lo segundo es que una vez satisfecha esta primera necesidad
(que supone una serie de acciones para satisfacerla, y al
mismo tiempo la adquisición del instrumental necesario),
todo esto lleva a nuevas necesidades . Y la creación de
estas nuevas necesidades constituye el primer hecho histó-
rico.
El tercer factor en el desarrollo histórico es éste: al renovarse
diariamente los hombres su propia vida, comienza al mismo
tiempo la procreación de nuevos hombres : es la relación
entre hombre y mujer, entre padres e hijos, la familia . Esta
familia que al principio constituye la única relación social,
más tarde, al multiplicarse las necesidades, crea nuevas
relaciones sociales, y a su vez al aumentar el censo humano
brotan nuevas necesidades y la familia pasa a ser una relación
secundaria .

Estos tres aspectos de la actividad social son sencillamente


tres momentos que han existido desde el principio de la historia,
desde el primer hombre, y todavía siguen rigiendo en la historia.
La producción de la vida, tanto de la propia en el trabajo
como de la ajena en la procreación, se manifiesta inmediatamente
como una doble relación : relación natural y relación social. Social

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


LILOSOlFíA M A R X. A L 1 E N A C I ó N E 1 D E O L O G Í A

en el sentido de cooperación de diversos hombres para cualquier


fin y de cualquier modo. De donde se deduce que «un determinado
modo de producción, o una determinada fase industrial, lleva
siempre aparejado un determinado modo de cooperación, una
determinada fase social...»

9.2 . Las formas de conciencia (ideologías)

Marx explica este término en La Ideología alemana, pp . 26 y


31-32.

9.2.1. La conciencia no es algo independiente

Está relacionada con esos tres momentos y cuando se cae en


la cuenta de ellos es cuando tiene conciencia el hombre. Pero no
es tampoco una conciencia pura . ¿Por qué? Porque el espíritu
nace ya con la maldición de estar preñado de materia; el hombre
es capaz de hablar, tiene un lenguaje y este lenguaje es la conciencia
práctica, la conciencia real ; el lenguaje nace de la necesidad de
vivir, de producir la vida.
La moral, la religión, la metafísica y cualquier otra ideología,
tienen sus formas correspondientes de conciencia ; pero les falta
la raíz material. ¿Cuál? La realidad de su vida, de sus condiciones
materiales para poder vivir. Según sean estas condiciones, así será
su pensar, su conciencia . No es la conciencia la que determina
la vida, sino la vida la que determina la conciencia .

9.2.2. La ilusión de una conciencia pura hace que


el hombre se desarraigue de la historia

La conciencia siempre se encuentra en el hombre real y con-


creto, viviente en una historia determinada. En la medida en que
se le separa de esta realidad, se separa de la historia .
Una de estas realidades que se olvidan es la división del
trabajo; pero esta división sólo convierte en verdadera división
a partir del momento en que se separa el trabajo físico y el
trabajo intelectual. Desde este momento, la conciencia ya está
en condiciones de apartarse del mundo, de distanciarse de la
realidad, y entregarse a la creación de la teoría pura, de la teología
pura, de la filosofía y la moral puras, etc.

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


FILOSOFFA M A R X. A L 1 E N A C 1 ó N E I D E O L O G [ A

9.2.3. La conciencia es el ser consciente del hombre

El ser consciente de los hombres está íntimamente unido al


proceso de su vida real. No se puede dar conciencia en el «aire»,
sino que todo hombre es consciente de su propia vida.

Es todo lo contrario de lo que le ocurre a la Filosofía alemana,


que desciende del cielo sobre la tierra; lo que hace Marx es subir
de la tierra al cielo ; es decir, parte de la realidad, del hombre
que realmente actúa y arranca de su proceso de vida real.

9.3 . La producción espiritual

Este término es muy parecido, en los textos de Marx, a los de


conciencia, e incluso al de ideología (La Ideología alemana, pp .
5Q-51) .

Una cosa es la producción (material y otra la producción


espiritual . Lo que se llama material y espiritual no están separados,
sino íntimamente unidos: el «espíritu está preñado de materia» .

La producción espiritual la reduce Marx a la producción de


las ideas . Los pensadores, los intelectuales son ordinariamente
los productores de ideas ; pero estos hombres no están aislados,
se encuentran en un mundo de relaciones ; estos hombres perte-
necen a una clase social concreta . Y producen ideas a partir de la
realidad concreta en que viven.

Las ideas de la clase dominante son las ideas dominantes


en cada época ; la clase que tiene el poder material, de producir
bienes materiales, es la que puede ejercer un poder material en la
sociedad. Esta clase tiene todos los medios a su disposición
para la producción material ; pero también tiene y dispone de
todos los medios para su producción espiritual .

9.4. La historia

Este término aparece menos veces en el texto; se habla de la


concepción de la historia, de la historia universal, del terreno
histórico real, de la fuerza propulsora de la historia, etc . Por eso,
conviene analizar algo este concepto para saber qué es lo que
piensa Marx acerca de ello.

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


FILOSOFÍA M A R X, A L 1 E N A C 1 ó N E 1 D E 0 L 0 G i A

Marx y Engels nunca dijeron que el factor único y determi-


nante de la historia sea la producción y la reproducción de la vida
real . Existe una serie de factores que intervienen en la concepción
materialista de la historia, además del factor económico-

- las formas políticas de la lucha de clases ;


- las teorías políticas, juridicas y filosóficas;
- las ideas religiosas y su ulterior desarrollo.

Todos estos ingredientes ejercen una gran influencia en el


curso de la historia (Carta de Engels a J. Bloch, 21-09-1890) .
La concepción materialista de la historia a veces es sólo un
pretexto para no estudiar a fondo la historia ; esto decía Marx
refiriéndose a los llamados «marxistas» de su época. Él ya lo
había dicho en la década de los setenta: lo único que yo sé es que
no soy marxista («tout ce que je sais, c'est que je ne suis pas
marxiste») .
La concepción materialista de la historia, para Marx, es
sobre todo una guía para el estudio y nunca una palanca «para
levantar construcciones a la manera del hegelianismo» . Él insiste
en que:

«hay que estudiar historia, estudiar de nuevo toda la historia,


investigar con todo detalle las condiciones de vida de las diversas
formaciones sociales, antes de ponerse a derivar de ellas ideas
políticas, filosóficas...» (Carta a K. Schmidt, 5-08-1890) .

9.4. 7 . Los presupuestos de la historia

El primer presupuesto de toda historia humana es la existencia


de individuos humanos vivientes; el primer hecho comprobable
es, por tanto, la organización corporal de esos individuos y las
relaciones que esto les crea con el resto de la naturaleza .
Los presupuestos de los que parte Marx son los individuos
reales, su acción y las condiciones materiales de su existencia;
estos presupuestos pueden comprobarse por vía puramente em-
pírica .

Está claro que los planteamientos básicos de los que parte


Marx son los hombres, pero nunca aislados y plasmados de una manera

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


FILOSOFíA M A R X. A L I E N A C I ó N E I D E 0 L O G Í A

imaginaria, sino vistos en sus procesos de desarrollo real, en


situaciones y condiciones concretas, que se pueden verificar em-
píricamente.

9.4.2. La historia y los generaciones


La historia no es otra cosa que la sucesión de las diferentes
generaciones: cada generación continúa el modo de actividad
que le ha precedido ; cada una explota los materiales, capitales y
fuerzas productivas trasmitidas por las generaciones precedentes .
Cada generación deja a la siguiente unas fuerzas productivas
que son la materia prima con la que cuenta para una nueva
producción; asi se crea una conexión en la historia de los hombres
que podríamos llamar historia de la Humanidad . En conse-
cuencia : la historia social de los hombres no es otra cosa que la
historia de su desarrollo individual; sus relaciones materiales for-
man la base de todas las relaciones. (Carta de Marx a P. N.
Annekov, 28-9-1846) .

9.4.3. En contra de la concepción idealista de la historia


El encuentro de Marx con la historia no es por casualidad: es
el resultado de un estudio atento y metódico a los hombres
reales, concretos, que viven en unas condiciones concretas ; por
eso está desnuda de todo idealismo ; el realismo con que los
analiza es el materialismo, es decir, el de la actividad productiva
de bienes necesarios para vivir.
Esta actividad productiva no es en solitario, es necesariamente
histórica, puesto que tiene su origen en las fuerzas productivas
que una generación deja en herencia a la siguiente ; ésta las vuelve
a desarrollar y mejorar.
Cada generación se encuentra metida en una determinada
formación social, y así, las relaciones de producción, las relaciones
sociales, las instituciones y formas de conciencia son históricas, al
estar insertas en un modo concreto de vivir una sociedad . «Ha
nacido as] una concepción materialista de la historia que contradice
la teoría idealista de la misma, tomada de Hegel, Feuerbach,
Bauer o Stirner.»

Hasta ahora toda concepción histórica ha dejado completa-


mente de lado esta base real de la historia o la ha considerado

40 CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


FILOSOFíA M A R X. A L 1 E N A C 1 ó N E 1 D E 0 L O G

simplemente como algo accesorio que nada tiene que ver con la
marcha de la historia . La producción real de la vida aparece en
el origen de la historia .

«La concepción idealista no ha podido ver la historia, sino


los grandes acontecimientos históricos o políticos, las luchas re-
ligiosas y, sobre todo, las teóricas, y se ha visto obligada a participar
en cada época de la ilusión de su época.
En el terreno histórico real, la práctica no la explica partiendo
de la idea, sino que explica la formación de las ideas sobre la base
de la práctica real, material. No es la crítica, sino la revolución, la
fuerza motriz de la historia, de la religión, de la filosofía y de
cualquier otra teoría». (La Ideología alemana .)

9.5 . La revolución

Marx elige el método dialéctico de Hegel; él es dialéctico y la


dialéctica es cambio : el cambio cualitativo supone un cambio
histórico en profundidad . ¿Qué es lo que cambia en la historia?
Los sucesivos modos de producción : el paso, el cambio de un
tipo de sociedad a otro tipo de sociedad no es otra cosa que el
cambio del modo de producción .
Lo que ha cambiado de la sociedad feudal a la sociedad bur-
guesa es el modo de producción, la infraestructura económica; y
con ella cambia la ideología, las formas políticas, jurídicas, filosó
ficas o religiosas . Ha quedado abolido el Antiguo Régimen y ha
sido sustituido por la clase burguesa, capitalista.
La revolución se podría definir como un cambio brusco,
rápido, de una formación social a otra formación social ; en una se
daba un modo de producir bienes que estaba basado en la propie
dad privada de los medios de producción, en la otra se cambia el
modo de producción: los medios de producción pasan a ser
propiedad de la colectividad, de la sociedad. Este cambio lo realiza
la clase proletaria, la clase explotada, que ha quitado la propiedad
de esos medios a la burguesía y los ha puesto en manos de la
comunidad. 5e llega así a la sociedad sin clases, sin antagonismos
ni enfrentamientos.
La producción está destinada al progreso de todos, no de
unos pocos; no habría progreso si solamente unos satisfacen sus
necesidades a costa de los demás; así, «mientras una minoría tenia

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


FILOSOFIA M A R X. A L 1 E N A C I ó N E 1 D E O L O G 1 A

el monopolio de la evolución, la mayoría estaba provisionalmente


excluida de toda evolución, obligada a luchar sin cesar por la
satisfacción de las necesidades más apremiantes» .

«De este modo la sociedad hasta aquí se ha desarrollado siempre


en el seno de un antagonismo : entre los antiguos era de libres y
esclavos ; en la Edad Media, de nobles y siervos, y en los tiempos
modernos el que existe entre la burguesía y el proletariado .»

La revolución

«no sólo es necesaria porque es el único medio de derrocar a la


clase dominante, sino también porque únicamente la revolución
permitirá a la clase que derriba a la otra "barrer" toda la podre-
dumbre del viejo sistema en que está sumergida y hacerse capaz de
fundar una sociedad sobre bases nuevas» (La Ideología alemana).

9.6. Resumen: las ideas fundamentales de este texto

Se trata de la dialéctica entre un modo idealista de concebir


la historia y el modo materialista, propio de Marx:

o La realidad de las relaciones productivas de los hombres es


que se encuentran sometidas, sojuzgadas, dominadas par
un poder extraño. Solamente mediante la revolución es
posible liberarse o independizarse de ese poder extraño.

o La historia real es el proceso de producción de bienes ma-


teriales : se parte del hombre real, que se encuentra inmerso
en una producción, y ésta condiciona su mentalidad, su
conciencia, su actividad, todo su ser .

o Las condiciones de vida material que viven los hombres y


las generaciones posteriores son las mismas que determinan
si se puede hacer la revolución o no, es decir, liberar a los
hombres concretos de las condiciones de vida opresoras .

Las interpretaciones idealistas de la historia van en la linea


política, religiosa, de las ilusiones, pero lo que mueve real-
mente la historia no es esto, sino la revolución . La expresión
más alta de este idealismo histórico es Hegel .

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


FILOSOF 1A M A R X, A L 1 E Nr A C I Ó N E I D E O L O G Í A

Vamos a ver ahora unas críticas que hace Marx en contra de


una serie de autores con los que no está de acuerdo y que salen
en el texto :

9.6.1. Contra Feuerbach

Para Feuerbach, como para los pensadores materialistas, la


realidad (materia) es concebida como un objeto exterior al hom-
bre e independiente de él . La realidad es un objeto -lo contrario
a sujeto-, algo inactivo, sin dinamismo. Es un objeto de con-
templación o de interpretación, pero no de transformación . El
materialismo olvida la actividad del hombre .

9.6.2. Contra el idealismo

El idealismo niega la existencia de la realidad objetiva, suprime


toda distinción entre pensar y ser y así reduce la actividad humana
a una actividad abstracta, teórica, intelectual .

Marx quiere hacer una síntesis entre idealismo y materia-


lismo: si el idealismo olvida la realidad, el mundo exterior,
el materialismo olvida la actividad del hombre .

La realidad material, el mundo sensible no es el objeto del


sujeto, del hombre, no es «lo otro» de la actividad intelectual
del hombre, sino que el mismo hombre es actividad real,
actividad productiva . El mismo hombre es un objeto para
sí mismo: el objeto es algo del hombre ; no se puede opo-
ner sujeto-objeto como si el objeto fuera algo distinto del
hombre .

" La síntesis entre materialismo e idealismo lleva a la praxis :


la verdadera actividad del hombre es teórica y práctica a la
vez. La actividad del hombre no puede ser contemplativa
sino que es transformadora de la realidad . Por eso la acti-
vidad filosófica ha de ser revolucionaria . Marx acepta el
materialismo de Feuerbach, pero lo critica como meramente
pasivo y contemplativo. A esto dedica las Once tesis sobre
Feuerbach . No se trata, por tanto, de interpretar el mundo;
de lo que se trata es de transformarla .

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


FILOSOFÍA M A R X. A L 1 E N A C 1 0 N E I D E O L 0 G í A

9.6.3. Contra Bruno Bauer

«San Bruno», como lo llama Marx, en vez de investigar el


hombre individual y concreto que actúa en la realidad, se ocupa
del hombre abstracto . Para Marx, la fuerte crítica religiosa y
política que hace Bauer es meramente intelectual, especulativa .
Bauer apela a la conciencia humana como la única divinidad . Pero
Marx y Engels le dirán a esto :

«el enemigo más peligroso del humanismo real de Alemania es


el espiritualismo o idealismo especulativo que dice con el evange-
lista : el espíritu vivifica, la carne embota . Huelga decir que este
espíritu inmaterial sólo en la imaginación tiene espíritu».

Marx y Engels publican contra Bauer La Sagrada Familia en


el mismo tono sarcástico de La Ideología alemana: las tesis de
Bauer sólo conducen a las ilusiones de la filosofía especulativa .

9.6.4. Contra Max Stirner

A Max Stirner le dedica Marx todas las alusiones que hace al


único y a los libros de caballerías .

Stirner afirma que el centro de toda reflexión y aun de toda


realidad es el hombre . Pero no se trata de un hombre en general
ni de la humanidad, sino del hombre individual que soy Yo,
como único en sentido absoluto .

El único no está relacionado con nada porque es el funda-


mento de toda relación, es anterior a toda manifestación, tanto
del espíritu como de los otros «yo», de los otros individuos.

Para Stirner, tanto el liberalismo burgués que defiende la


libertad individual, como el socialismo, son expresiones de la
misma tendencia que lleva a ahogar lo únicamente valioso : la
irreductible afirmación de sí mismo .

El único no es una idea abstracta, es una entidad real no


sometida a nada. Por eso hay que romper toda coacción no sólo
del Estado, sino de cualquier idea que pretenda romper toda
independencia del único : en esa independencia está la posibilidad
de unirse libremente con los otros únicos . Sin independencia no
hay libertad . Sólo por el único puede la sociedad conseguir la
libertad absoluta.

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


FILOSOFFA M A R X. A L [ E N A C I ó N E 1 D E O L O G f A

9.6.5. ZTíene que ser necesariamente violenta lo revolución?

Para nosotros el concepto de «revolución» se halla vinculado


a la violencia : derramamiento de sangre, cambio de gobierno,
intervención militar ...

Para Marx, revolución es el cambio de modo de producción.


Implica, por tanto, un cambio en las relaciones de producción .
Este cambio no se da por simple evolución, sino que exige la
intervención de la clase explotada e implica un cambio en las
instituciones sociales, políticas y económicas (es decir, en las
superestructuras) . No se puede llamar revolución a un cambio de
régimen político, cambiando una clase dominante por un partido,
puesto que seguirá existiendo la explotación. La revolución implica
ese cambio radical en el sistema económico y político .

¿Tiene que ser necesariamente violenta? :

+ Para Marx las revoluciones anteriores han sido «políticas» :


sólo han cambiado de clase dirigente . Pero no han sido
sociales : ésta sólo es la revolución proletaria, puesto que
sólo con ella termina la sociedad clasista.

+ La violencia será o no necesaria, según Marx, en función


de las circunstancias del país determinado, si la burguesía
se empeña en oponerse . En un principio pensó que sería
violenta en los países capitalistas . Más tarde pensó que la
creciente potencia del proletariado haría posible la revolución
pacífica en los países más avanzados .

+ Para Engels, la revolución seria normalmente pacifica en


los países europeos más avanzados . Con Lenin se llega a la
apología de la revolución violenta. En la actualidad, los
partidos comunistas de Occidente son partidarios de la
revolución pacífica, en contra de los de inspiración maoísta,
trotskista o fidelista .

En conclusión; habrá que decir que la esencia de la revolución


marxista no es la violencia: el carácter pacífico o violento depen-
derá de las circunstancias en las que se desarrolle . Lo esencial de
la idea revolucionaria es el cambio radical en el modo de pro-
ducción que lleva consigo la abolición de clases. Para que la
revolución triunfe, es decir, «para que las conmociones revolu-

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


FILOSOFfA M A R X. A L I E N A C I ó N E [ I) E O L O G Í A

cionarias sean lo suficientemente fuertes para derrocar lo existen-


te», se necesitan unos elementos materiales :

- «las fuerzas productivas existentes» (proletariado) ;

- «la masa revolucionaria que se levante» (conciencia de


clase que sea capaz de derrocar el orden existente) .

Se requieren, por tanto, condiciones objetivas y un elemento


subjetivo.

10. Bibliografía

10.1 . Libros de texto

BARRIO, JOSÉ: Historia de la Filosofía, Ed. Vicens Vives, 1982,


pp . 229-245.
GARCíA MARCOS : Historia de la Filosofa, Ed. Alhambra Longman,
1979, pp . 265-281 .
NAVARRO CORDÓN, J. M. : Historia de la Filosofía (COU). Ed .
Anaya, 1988, pp. 377-405 .

10.2 . Libros de consulta

ABBAGNANO, NICOLA : Historia de la Filosofía, tomo III. Ed .


Punto y Hora, pp . 178-194.
COPLESTON, FREDERIK : Historia de la Filosofía, tomo VII. Ed .
Ariel, pp . 240-262.
HIRSCHBERGER, JOHANNES : Historia de la Filosofía, tomo 11 . Ed .
Herder, pp . 306-312.

10.3. Otros libros

CALVEZ, JEAN-YVES: El pensamiento de Carlos Marx, Ed . Tau-


rus.
FERRATER MORA : Diccionario de Filosofía, vol. 3. Ed . Alianza,
arts . «Marx, marxismo», pp. 2118-2128; «Materialismo», PP .
2143-2151 .

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


FILOSOFIA M A K X. A L I E N A C 1 Ó N E 1 D E O L 0 G Í A

GUICHARD, JEAN : El marxismo, Ed . Desclée.


TIERNo GALVÁN, ENRIQUE : Antología de Marx, Ed. Edicusa,
1972 .
WETTER, GuSTAVo ADOLFO : El materialismo dialéctico, Ed .
Taurus .

CUADERNOS DE COU Y SELECTIVIDAD


1 objetivo de esta colección es ofrecer una Historia
de la Filosofía clara, concisa y pedagógicamente
asequible que sirva al alumno de COU para hacer
una síntesis personal de la Historia de la Filosofía
y, al mismo tiempo, brindarle un materialpráctico
para preparar fácilmente la Selectividad. Está con-
cebida en forma de cuadernillos para que cada pro-
fesor elija los temas que considere más adecuados
y sea manejable por los mismos estudiantes. En
esta SEGUNDA EDICIONhemos mejorado algunos
aspectos y ampliado la colección a otros autores .

Cada cuaderno tiene la siguiente estructura:


" Esquema amplio de todos los puntos tratados.
" Problemática general .
" Síntesis histórica .
" Trayectoria vital del autor.
" Filosofía del autor.
C,uaderrcos :,d COU y
" Clave de interpretación de los textos.
.selectividad ,
" Bibliografía asequible y práctica.

NVICE. DE T TULOS
1. PRESOCRÁTICOS .
2. PLATON . Teoría de las ideas y Antropología .
3. ARISTOTELES . Naturaleza y Ética.
4. SAN AGUSTíN. Hombre y Dios .
5. TOMÁS DE AQUINO . Hombre y Dios .
6. RENACIMIENTO . Humanismo y Ciencia .
7. DESCARTES . Método y Realidad .
8. HUME. Conocimiento y Ética .
9. ROUSSEAU . La Ilustración . Hombre y Sociedad .
lo . KANT. Uso teórico y uso práctico de la Razón,
11. HEGEL. Dialéctica e Historia.
12. COMTE. El Positivismo .
13. MARX. Alienación e Ideología,
14. NIETZSCHE. La crisis de la Cultura Occidental.
15. HUSSERL . La Fenomenología . '
16. SARTRE . El Existencialismo .
17. ORTEGA Y GASSET . El Raciovitalismo .
ISBN 84-205-2272-4 18. WITTGENSTEIN . La Filosofía Analítica .
00000

IIIIIIIII IIIIIIIIII
man
788420 522722
ALHAMBRA LONGMAN