Está en la página 1de 2

GERMÁN CARO RÍOS Y LA FUNDACIÓN DEL SINDICATO ÚNICO DE TRABAJADORES EN LA EDUCACIÓN DEL PERÚ-

SUTEP-1972:
--------------------“POR UNA LINEA SINDICAL CLASISTA”-------------------
La labor paciente y perseverante de los maestros clasistas organizados en el Frente Clasista Magisterial,
después de arduo trabajo de más de tres años como SUTE Bases, tuvo sus frutos de carácter nacional, en el
histórico Congreso de Unificación de todos los trabajadores del sector educación, desarrollado en el Cusco en
julio de 1972.En este histórico Congreso de Unificación, nace el SINDICATO ÚNICO DE TRABAJADORES EN LA
EDUCACIÓN DEL PERÚ –SUTEP. Su fundación se realiza con los lineamientos ideológicos, políticos y los
principios del Sindicalismo Clasista, establecidos con toda claridad en los Acuerdos programáticos y Estatutos,
elaborados y presentados por el Frente Clasista Magisterial (FCM): El Lema “Por una Línea Sindical Clasista”, el
Emblema que actualmente ostenta el SUTEP y el carácter del tipo de organización establecido en su Estatuto,
se forjó en el seno del Frente Clasista Magisterial (FCM).
En aquel movimiento de gesta del sindicalismo clasista que es el FCM, no estuvieron los que hoy fungen de
maestros sindicalistas y usurpan por décadas el CEN del SUTEP, los traidores de Patria Roja. En el SUTEP como
Frente clasista participan todas las posiciones ideológicas y políticas, siendo requisito indispensable el
reconocimiento de uno sus principales principios: El Principio de la lucha de clases. Es así como al Congreso de
Unificación asiste el electorero Horacio Zevallos Gámez, como delegado de la Región Arequipa de orientación
política aprista, que con el paso del tiempo se alinea en otra opción política y luego por haber sido elegido
como el Primer Secretario General lo promocionan y le asignan algo que no le pertenece: "Fundador del
SUTEP". Recibe él bebé recién nacido y se hace padre. ¡Eso es usurpación!... Los usurpadores siempre han
pretendido castrar el contenido revolucionario de la obra del Amauta José Carlos Mariátegui y del maestro
Germán Caro Ríos, a través de las anuales “romerías” a su tumba, para confundir y desviar a las masas de su
verdadero camino. Igualmente, los usurpadores años después, en el nombre reemplazan la palabra ÚNICO por
UNITARIO y luego en el Lema la palabra "Línea" por Unidad…Germán Caro Ríos, infatigable y de fructífera labor,
nace a la inmortalidad el 19 de octubre 1971. Su entierro dio lugar a una impresionante manifestación del
pueblo. Fue así porque su vida y su obra “señalan que no hay más alto ideal que servir al pueblo”. Sin embargo,
cabe resaltar, que por esta razón, materialmente el maestro Germán no pudo estar presente y sustentar la
Propuesta del FCM en el histórico Congreso de Julio de 1972. Asumiendo en teoría y en la práctica el lema
¡SEGUIR POR EL CAMINO DE MARIÁTEGUI!, se acordó por unanimidad en dicho Congreso, que el DIA DEL
MAESTRO debe celebrarse el día 14 DE JUNIO, fecha del nacimiento de José Carlos Mariátegui. Este acuerdo no
fue difundido por los usurpadores y lo cambiaron por otra fecha el 6 de julio por ser el día de creación del
primer Pedagógico en el Perú. A pesar de la usurpación al CEN, los maestros clasistas siempre estuvieron en el
seno del SUTEP, asumiendo la lucha ideológica, política y reivindicativa, participando activamente en todas las
huelgas y demás acciones de lucha hasta el año 1991; luego, de un breve repliegue por la persecución política
de la dictadura recién a fines de la década del 90, los maestros clasistas continúan y persisten. Ya desde los
años 2000, se impulsa la lucha magisterial por la reorientación y reconstitución clasista del SUTEP, desde las
bases hasta el CEN.
En una sociedad dividida en clases sociales antagónicas, la clase dominante utiliza al Estado como instrumento
de explotación, de recorte de los derechos de los trabajadores, actuando con total impunidad frente a la propia
Constitución. Bajo el carácter “irreconciliable de clases” se forja el SINDICATO, como instrumento de lucha de
los trabajadores, para la conquista, protección, defensa y ampliación de sus derechos. Los trabajadores en la
Educación, como parte de la clase oprimida, asumimos esta forma de organización sindical generado por el
Proletariado para la defensa irrestricta y ampliación de nuestras conquistas laborales, económicas, sociales,
políticas y profesionales, adhiriéndonos firmemente a los principios del Sindicalismo Clasista y su principio
fundamental: La lucha de clases. El SUTEP es un organismo de permanente defensa de los trabajadores en la
educación contra la opresión y explotación de la patronal; como parte del pueblo contribuye y se integra a la
lucha por la consecución de las reivindicaciones inmediatas e históricas del proletariado, por lo mismo se
deben repudiar a las organizaciones políticas que utilizan a los sindicatos y las luchas populares para promover
sus candidaturas, para satisfacer apetitos electoreros o su cretinismo parlamentario; asimismo, se deben
rechazar el apoliticismo y el sindicalismo libre, por ser anticientífico, preconizado por las clases dominantes que
permanentemente buscan infiltrarse en las dirigencias de los SUTEs de las Bases, Sectorial, Regional y Nacional,
para desde dentro socavar, crear disturbios y división con el claro objetivo de desviarlos del camino y lucha
correcta y consecuente de las masas. El Sindicato Único de los Trabajadores en la Educación del Perú (SUTEP),
se ha forjado y desarrollado dejando atrás y aplastando formas de organización como: el Mutualismo,
Asociación de Preceptores, Sindicatos por niveles y Federación de Educadores (FENEP), bajo la correcta
actuación y orientación del Maestro del Proletariado Germán Caro Ríos, discípulo de Mariátegui, habiéndole
dotado al sindicato el nombre de “Sindicato Único de Trabajadores en la Educación del Perú”, los principios del
Sindicalismo Clasista: la lucha de clases como principio rector, el lema: “Por una línea sindical clasista”, el
emblema, que sintetiza la doctrina clasista del SUTEP, sus fines y objetivos en su lucha programática por la
reivindicación del magisterio y el pueblo peruano, el Programa o Plataforma de lucha y el Estatuto, quedando
claramente establecidos los fundamentos ideológicos, políticos y organizativos del SUTEP. Es necesario
esclarecer que luego de la unificación del magisterio nacional y la formación del SUTEP, fue capturado y
hegemonizado por el partido “patria roja”, y luego que la dictadura militar de Morales Bermúdez les negara la
inscripción oficial y con la finalidad de adecuarse a los lineamientos ideológico-políticos y jurídicos del
neoliberalismo, durante el segundo gobierno de Belaúnde, bajo el argumento de “legalidad” cambiaron el
nombre, el lema y castraron los principios del sindicalismo clasista y el Estatuto, con la cual trafican con las
luchas del magisterio y del pueblo para sus negros intereses político electoreros, llevándolo a la organización a
la cola del partido político patria roja, a la desmovilización, al pasivismo y la conciliación de clases, de acuerdo a
los nuevos tiempos, donde ya no hay espacio para la lucha directa de las masas, sino los problemas del
magisterio se resuelven con lucha legal, con participación en las mesas de diálogo ¡falsos luchadores! Cuando
nuestros derechos y libertades a través de la historia han sido conquistas de heroicas y duras jornadas de lucha.
¡Maestro! ¡Maestra!, nuestro glorioso SUTEP (De las bases regionales), es la única garantía de triunfo de
nuestras conquistas, derechos y libertades, el que esté en el CEN una cúpula oportunista y traidora de patria
roja, es cuestión de extirpar y expulsarlos; el Estado y los gobiernos de turno, siempre han tratado de
fraccionarnos, dividirnos, de parametrarnos de acuerdo a sus normas; el que nos reciba o no el ejecutivo no es
cuestión legal ni técnica, sino decisión política, porque el CEN de patria roja les sirve de instrumento de
contención para desahogar las luchas del magisterio. No es verdad que el CEN de patria roja se encuentre
inscrito en el ROSSP del Ministerio de Trabajo, lo que sucede es que vienen traficando de manera ilegítima e
ilegal con la Resolución Directoral N° 011-84-INAP/DNP, así como con el registro de su documento de trámite,
signado con el N°37265-2004-DRTPELC/DPSC/SDRG/DRS, donde aparece la afiliación de 341 profesores, es
decir sólo el 0,09% del magisterio nacional, con lo cual si hablamos de legalismo, no cumplen con lo dispuesto
por el Art. 9° del D.S.N°010-2003-TR, Texto único ordenado de la Ley de relaciones colectivas de trabajo: “En
materia de negociación colectiva, el Sindicato que afilie a la mayoría absoluta de los trabajadores
comprendidos dentro de su ámbito, asume la representación de la totalidad de los mismos, aunque no se
encuentren afiliados (…)”, esto en concordancia con el D.S.N°040-2011-PCM, la cual señala: “Para que un
Sindicato represente a la totalidad de servidores, debe afiliar al 50% más 1 del total de trabajadores de su
ámbito (…)”, por lo tanto, estos mercenarios y serviles de cada gobierno, ilegítimos e ilegales dirigentes del
CEN-PR, durante los más de 40 años, no sólo se han aprovechado del Sindicato para sus fines político
electoreros, sino también se han venido atribuyendo una falsa representación nacional, por no contar con una
afiliación mayoritaria. Por lo que hacemos el llamado a todas las Bases del SUTEP a nivel nacional, a cerrar filas
en torno a la defensa de nuestro glorioso Sindicato Único de Trabajadores en la Educación del Perú, verdadero
instrumento de lucha y combate de los maestros y no ceder ante el chantaje y manipulación que ciertos
advenedizos y aliados con el gobierno de turno y el CEN de patria roja pretenden imponer.
¡Expulsar estatutariamente y con acto resolutivo del Comité Ejecutivo Nacional del SUTEP, a estos dirigentes
traidores del magisterio, desde Alfredo Velásquez hasta el último dirigente oportunista del CEN traidor!
¡Reconstitución clasista del SUTEP en todos los escalones orgánicos, retomando el Estatuto primigenio de
1972!
¡EL SUTEP ES HISTORIA, EL SUTEP ES EL MAESTRO DEL PERÚ!
¡El SUTEP es la organización más avanzada del Magisterio!
¡Preparar la Huelga Nacional Indefinida 2018!