Está en la página 1de 5

Foros semana 8

Foro 1

Comente la siguiente afirmación: “Al evaluar una estrategia el factor más


importante es la congruencia con los objetivos de la organización, lo demás se
puede resolver”.

Estimada Profesora y Compañeros,


En respuesta al foro 1 de la semana ocho, les puedo comentar que
la planeación (planificación o planeamiento) es una función administrativa que
comprende el análisis de una situación, el establecimiento de objetivos, la
formulación de estrategias que permitan alcanzar dichos objetivos, y el
desarrollo de planes de acción que nos señalen cómo implementar dichas
estrategias. Dicho en otras palabras, la planeación analiza dónde estamos,
establece dónde queremos ir, y señala qué vamos a hacer para llegar ahí y cómo
lo vamos a hacer.
La planeación es la primera función administrativa ya que sirve de base para las
demás funciones (organización, dirección y control). Al proponer objetivos y
señalar qué es lo que se va a hacer para poder alcanzarlos, permite organizar
mejor las áreas y recursos, coordinar mejor las tareas y actividades, y controlar
y evaluar mejor los resultados (al permitir comparar los resultados obtenidos
con los planificados).
Mientras mayor sea esa congruencia, mayor será la aceptación, coordinación de
trabajos, ejecución de acciones, cumplimiento de procesos y mejorará
el ambiente laboral.
Lamentablemente, la mayoría de las personas, trabajan solo para satisfacer
“necesidades” y no tienen una meta personal establecida, por lo que su
preocupación básica siempre será si podrá alcanzar ese determinado nivel de
remuneración. Si la meta establecida está muy por encima de ese nivel, el
productor se sentirá “oprimido” por ella y trabajará con un sentimiento de
rechazo y solo ante el temor de perder su empleo.
Es cuanto puedo comentar.
Saludos Cordiales.
José Marquez.

Las ventajas de una planeación oportuna (no apresurada ni menos


improvisada), son varias, destacando entre ellas, la “disminución de la
incertidumbre y del riesgo”, por cuanto planear en la práctica es anticiparse,
previendo los problemas que pudieran presentarse, lo que nos lleva a ser más
eficientes en el uso de los recursos tanto humanos como financieros, y en su
conjunto, disminuye el riesgo de las improvisaciones.

Pero, y con más frecuencia de lo que podríamos pensar, muchas veces la


planeación se estima que es solo para los directivos comerciales, quienes
planean los objetivos y estrategias de ventas para su equipo, y esta “planeación
general”es entendida como una “orden” de empresa y conforme a ella, sí o sí,
hay que cumplirla. Estoy de acuerdo con ello, pues sin esas directrices, sería
imposible alcanzar los objetivos y metas establecidos por sus propietarios y, sin
lugar a dudas, en su estudio y planificación posterior, deben de haber
considerado el potencial de su fuerza de venta, analizando sus eventuales
productividades, así como los sistemas de compensación que los motivarán. El
problema, en verdad, está en la forma en que es “bajada” esta información o,
mejor dicho, en cómo llega a los productores directos. Si llega solo en forma
de “orden”, es muy posible que se dificulte su logro,
encontrando “oposición” entre ellos, las que, hay que decirlo, las más de las
veces contienen más excusas que razones lógicas. Sin embargo, igual va
formándose un “rechazo” a las metas impuestas.

La pregunta más lógica, es ¿existe congruencia entre la meta impuesta y la meta


personal de ese productor? – Si no existe ese “vínculo”, la “oposición” será
mayor y los resultados finales, posiblemente “inciertos”.

El problema antes planteado, se produce, las más de las veces, cuando se


contrata personas con bajas expectativas salariales y metas simples y el Líder
no es capaz de ayudar a ese productor a “buscar e identificar” metas personales
que sean congruentes con las de la compañía o empresa, e incluso con las
propias del equipo de trabajo.

Mientras mayor sea esa congruencia, mayor será la aceptación, coordinación de


trabajos, ejecución de acciones, cumplimiento de procesos y mejorará
el ambiente laboral.

El Líder “debe” de ayudar al productor a crear, desarrollar y planificar las metas


personales para que estén en congruencia con las de la empresa, en un trabajo
que se inicia desde el reclutamiento y selección y continua en forma permanente,
ayudándolo a determinar el cuánto, el qué, el cómo y el cuándo. El cuánto deberá
de producir, el qué deberá de hacer, el cómo tendrá que hacerlo, y el
cuándo efectuar las diversas actividades necesarias para cumplir con su meta
personal.Lo importante, es que esta meta personal, no debe de ser “impuesta”,
sino ser producto de la motivación propia del productor (en la que, por lógica, la
actuación del Líder es importantísima).

Foro 2

¿Por qué es necesario tener un plan de contingencia para oportunidades que se


puedan presentar? Indica dos ejemplos en que no tener desarrollado un plan de
contingencia podría perjudicar a la empresa.
Estimada Profesora y Compañeros
En respuesta al foro 2 de la semana 8, les puedo comentar que un plan de
contingencia empresarial busca analizar posibles circunstancias que afecten la
salud financiera o la imagen profesional de una compañía; para estructurar una
guía a seguir y evitar el mayor daño posible.
La inteligencia recae en la rapidez con la que solucionamos problemas de la vida
cotidiana; pero existen otro tipo de eventos inesperados donde improvisar podría
significar una catástrofe.
El plan de contingencia empresarial busca entonces crear un plan de acción a
seguir en caso de; fluctuaciones del mercado, inseguridad de activos, gestión en
crisis y cualquier otra situación donde pueda verse afectado directamente el
equilibrio y correcto funcionamiento de la empresa.
Quizá no sucedan con la suficiente proximidad como para llamarle una “situación
recurrente”. Pero la mayoría de las empresas enfrentan este tipo de eventos por
lo menos una vez a lo largo de su trayectoria.
Por lo que atender el problema antes de que suceda te dará una ventaja enorme
entre la competencia. Alguno de los problemas más frecuentes son: Ya sean
desastres naturales, manifestaciones nacionales o internacionales, accidentes
laborales, accidentes agravados (incendios en algún depósito), clientes
insatisfechos, empleados descontentos o eventualidades que afecten la imagen
pública de la empresa.
Para todos los casos citados anteriormente la mejor estrategia es realizar análisis
de matriz FADO periódicamente sobre cada una de las áreas de la compañía para
determinar las vulnerabilidades del sistema.
Proyectando el nivel de agravio que puede afectar a la compañía y fortaleciendo
las estrategias de trabajo para atender dichas eventualidades.
Es cuanto puedo comentar.
Saludos Cordiales.
José Marquez H.

Seguridad de los activos

El plagio de contenido o destrucción de patentes, los rumores o estrategias


comentados a terceros por empleados poco confiables, el daño de maquinaria o
pérdida de la producción pueden destruir por completo a una compañía.

Por lo que asegurarnos de mantener un sistema de seguridad actualizado y


privado, la adquisición de pólizas de seguro a tiempo real y asesores de
recursos humanos atentos a cualquier irregularidad dentro del personal podrán
salvarnos de esta incómoda y dañina situación.

Problemas de gestión
Tu compañía debe estar preparada para casos tales como; la muerte de un
ejecutivo de peso, la renuncia de algún gerente o crisis económicas que
amenacen con el cierre de la compañía.

Para ello es recomendable mantener una mesa de trabajo donde a pesar de que
el valor personal sea irremplazable; no se dependa única y exclusivamente de
una persona.

Por otra parte, las crisis económicas pueden predecirse pero para ello requerirás
de; analistas y estadísticos que adviertan con anterioridad sobre el evento, a su
vez; un buen manejo de las finanzas e inversiones mantendrán tu compañía a
flote.

Errores humanos

Los errores humanos suelen ser comunes y casi imposibles de evitar pero
resulta imperdonable para el funcionamiento de una empresa.

Por lo que las estrategias de relaciones públicas deben mantenerse atentas a


cualquier escándalo ocasionado por; un mal gerente, fallas de producción o
inclusive demandas.

Debes mantener un equipo de asesores legales que redacten con claridad;


contratos y demás documentos para asegurar la estabilidad de la empresa.

El plan de contingencia empresarial es una inversión a futuro

CLICK TO TWEET

Ten en cuenta que en mayor número de casos este tipo de eventualidades


resultan imposibles de prever; pero controlarlas depende de ti, estar atento a
cada detalle salvará a tu compañía de correr con daños mayores.

Ser director no es trabajo fácil pero un buen líder puede abarcar tantísimas
áreas con la ayuda de sus empleados.

Por lo que te recomendamos leer nuestro artículo; “Liderazgo empresarial – Más


que un cargo” para sacar el mejor del provecho de tus trabajadores.

Toma precauciones, síguenos en las redes sociales como plan de contingencia.


En caso de que sea actualizada alguna información referente a las finanzas y
puedas adelantar tus estrategias de la competencia.

Contacto:
2014 emprender-facil.com. Todos los De