Está en la página 1de 2

2) Descartes: Explicar el trayecto que descartes desarrolla para aplicar la duda metódica,

prestando especial atención al argumento del genio maligno.

-El Renacimiento (siglo XV y XVII) se caracterizó por ser una época de crítica a la Edad Media.

Volvió la mirada hacia este mundo, hacia la naturaleza, es la época de Copérnico y la ciencia
realizó notables avances.

En el Renacimiento, y luego en el siglo XVII, la nueva época pretende proporcionar un método que
permite ir a las cosas mismas.

Descartes, filósofo y científico, trata de no caer en los errores filosóficos del pasado; su
preocupación es evitar el error, busca un conocimiento absolutamente cierto.-

El Método Cartesiano consiste inicialmente en emplear la duda.

1) La duda es metódica, es decir se la usa como camino para llegar a la verdad.


2) Es universal. Habría que aplicarla a todo sin excepción.
3) Hiperbólica porque será forzada al máximo posible.

El número de opiniones y conocimientos es prácticamente infinito, imposible de analizarlos uno


por uno, pero se logrará introducir la duda en ellos, dirigiéndose a los principios y fundamentos
sobre los que se apoyan, o sea, sobre que fundamentos se los ha adquirido?.

En principio critica el conocimiento sensible en dos argumentos:

1) Porque los sentidos a veces yerran.


2) Sin embargo hay cosas que no pueden dudarse aunque las conozcamos por medio de los
sentidos. No dudo que soy yo contestando una pregunta, pero sucede, a veces, que
puedo estar soñando que estoy sentada y respondiendo, cuando en realidad estoy
acostada y durmiendo.

Con respecto al conocimiento, también expone dos argumentos:

1) Que si podemos equivocarnos en una operación relativamente sencilla, como una


suma, cabe la posibilidad de que todos los argumentos racionales sean falaces.
2) Los razonamientos o procesos discursivos se apoyan en ciertos principios- el todo
es más que la suma de las partes, todo objeto es idéntico a sí mismo- que son
conocidos intuitivamente.

En el discurso hay cuatro preceptos para el pensamiento metodológico:

1) La evidencia.
2) Regla del análisis (dividir y analizar).
3) Regla de la síntesis (deducción).
4) Enumeración
Podemos dudar de todo menos de “pienso, luego existo”, pero: ¿Qué soy yo? Soy una substancia o
cosa pensante.

Entre los pensamientos hay algunos de singular importancia, a lo que Descartes llama “ideas que
son representaciones mentales de las cosas”.

Las ideas pueden ser dos puntos:

1) Ficticias, las que elaboramos con la imaginación.


2) Adventicias: las que vienen del exterior por medio de los sentidos.
3) Innatas que son el patrimonio original que el alma trae consigo.

Las ideas innatas representan cosas o propiedades de las cosas- idea de superior o inferior, Dios,
alma.

Son axiomas o verdades eternas (el todo es más que la parte; nada puede ser y no ser al mismo
tiempo). Es con ideas innatas que trabaja la razón.

Por esto considera que el verdadero conocimiento es el conocimiento necesario y universal, que
se logra con la sola y exclusiva ayuda de la razón, sin el recurso de la experiencia ni de los sentidos
(racionalismo).

Para llegar a la verdad indubitable y a un método de investigación positivo, que podría servir de
fundamento sólido para descubrir otras verdades, plantea la hipótesis del genio maligno.

La hipótesis del genio maligno tiene dos sentidos:

1) El pensamiento tiene necesariamente un objeto, se puede dudar del objeto, pero no del
pensamiento.

No hay nada que legitime la existencia del objeto, por tanto, necesita una garantía ajena: la existe
de Dios.

2) Significa el planteamiento y la solución al problema de la racionalidad (cognoscibilidad) de


lo real.

El genio maligno y sus artes simbolizan la duda profunda de si en general, la ciencia es posible.

La idea de Dios, sería una idea- la única- donde la existencia del objeto estaría garantizada por la
idea misma.