Está en la página 1de 6

UNIVERSIDAD NACIONAL MAYOR DE SAN MARCOS

“Universidad del Perú, Decana de América”

FACULTAD DE PSICOLOGÍA

PROCESOS COGNITIVOS I

Profesora responsable:
María Luisa Matalinares Calvet
Ayudante de práctica:
Juan José César Palomino Calderón
Trabajo:
ESTABILIDAD DE LA ATENCIÓN EN NIÑOS DE 9 A 11 AÑOS
Autor:
Ana María Ccoicca Salas
Práctica N° 1

2018–I
ESTABILIDAD DE LA ATENCIÓN EN NIÑOS DE 9 A 11 AÑOS

Ana María Ccoicca Salas

RESUMEN

El presente trabajo de investigación usó como muestra a dos niños de ambos sexos
con edades comprendidas entre los 9 y 11 años con el objetivo de evaluar y comparar su
estabilidad de atención, sometiéndolos a la prueba de la Tabla de Kraepelin. Los resultados
obtenidos permitieron encontrar diferencias en la estabilidad de la atención, y las técnicas
de resolución de la prueba entre los sujetos, determinando mayor estabilidad de atención en
el sujeto 2 de sexo masculino. La capacidad de atención sostenida de los sujetos y su control
sobre esta, es explicada por dos autores que señalan la adquisición de esta habilidad como
producto del crecimiento y maduración del niño.

INTRODUCCIÓN

La atención es un proceso cognitivo que nos permite centrarnos en un determinado


estimulo mientras ignoramos otros de menor relevancia. Esta capacidad va incrementándose
con la maduración del individuo, sin embargo, es durante la niñez que adquiere mayor
importancia en el desarrollo. Dicha importancia radica en su íntima relación con el
aprendizaje, gracias a esta capacidad el niño puede priorizar entre la gran cantidad de
estímulos que recibe del ambiente y mantenerse enfocado por un periodo de tiempo
prolongado en una determinada información para su posterior procesamiento y
almacenamiento en la memoria.

Es necesario promover la aplicación de pruebas que midan la capacidad de atención


en los niños de educación básica, no solo para poder detectar problemas de atención y poder
intervenir para evitar que repercutan negativamente en su aprendizaje y desarrollo, sino
también para potenciar las capacidades de los niños y mejorar las estrategias educativas.
OBJETIVOS

 Evaluar la estabilidad de la atención en niños con edades comprendidas entre los 9 y 11


años.
 Comparar la estabilidad de la atención de los niños según su sexo.

MÉTODO

El método empleado en el presente estudio es experimental – comparativo.

1. SUJETOS

Tabla 1. Datos demográficos de la muestra.

SUJETO NOMBRE SEXO EDAD GRADO DE


INSTRUCCIÓN
1 Tatiana Katherine Femenino 10 años y 1 5to de primaria
Salas Meza mes
2 Brad Alejandro Masculino 11 años y 7 6to de primaria
Arámbulo Meza meses

2. INSTRUMENTO

El instrumento utilizado para medir la estabilidad de la atención fue la Tabla de


Kraepelin.

3. PROCEDIMIENTO

La aplicación de la prueba de medición de la estabilidad de atención inició con la


elección de los sujetos según su edad, procurando que estén dentro del rango determinado
por la prueba; y según su sexo, uno femenino y el otro masculino.

Se estableció comunicación con los padres de los sujetos, se les explicó en qué
consistía la prueba y se les pidió la autorización debida para podérsela aplicar a sus hijos (los
sujetos elegidos).
Después de obtener el consentimiento de los padres, se procedió a verificar que los
sujetos se encontraran en un estado adecuado para rendir la prueba; a continuación, la
aplicadora llevó al primer sujeto a una habitación libre de distractores, hizo que se sentara
frente a una mesa y procedió a explicarle cómo debía resolver la prueba que estaba
compuesta por 25 filas de números dispuestos en orden aleatorio. Su resolución consistía en
encerrar con un círculo dos números inmediatos adyacentes dispuestos que sumaran 10.

Una vez que el sujeto hubo entendido perfectamente las indicaciones y hubo resuelto
la primera fila como práctica, inició su resolución completa mientras la aplicadora le tomaba
el tiempo con un cronómetro. Al finalizar la prueba, se le agradeció al sujeto por su
colaboración se le indicó que abandonara la habitación y se procedió a evaluar al segundo
sujeto de la misma manera.

RESULTADOS

Tabla 2. Puntajes obtenidos por la muestra.

SUJETO PUNTAJE
1 93.9
2 106.3
Fuente: Análisis de datos.

DISCUSION

En el presente estudio se evaluó a dos niños con edades comprendidas entre 9 y 11


años, sus resultados nos indican que el sujeto 1 alcanzó una puntuación de 93.9, mientras
que el sujeto 2 obtuvo un mayor puntaje igual a 106.3 en estabilidad de atención.

Durante la administración de la prueba ambos sujetos se mostraron concentrados en


la resolución, sin mostrar ninguna distracción, sin embargo la aplicadora observó una
diferencia entre el sujeto 1 y el sujeto 2 en cuanto a la manera de buscar y encerrar y las
sumas; en el caso del sujeto 1 (femenino), avanzó por filas de manera ordenada; en el caso
del sujeto 2 (masculino), inició la resolución de manera ordenada, pero a medida que
avanzaba se saltaba las filas de forma desordenada; pese a esas diferencias ambos sujetos
lograron terminar con éxito la prueba.
Después de analizar los resultados de la prueba se pudo inferir que el sujeto 2 de sexo
masculino, al obtener mayor puntaje, posee mayor estabilidad de atención que el sujeto 1 de
sexo femenino. Sin embargo, no se pueden generalizar los resultados hasta que se haga la
prueba en muestras de mayor tamaño.

Según Papalia (2015) los niños en edad escolar, que atraviesan el 5to y 6to grado de
primaria, incrementan significativamente su capacidad de atención selectiva, logrando
enfocarse en la información deseada mientras ignoran o eliminan la irrelevante, esta
capacidad se debe al desarrollo neurológico.

Otra de las capacidades que adquiere el niño a medida que crece, es la de controlar y
mantener su atención en un determinado estímulo de su entorno, lo que no lograba hacer a
edades más tempranas debido a su fácil distracción. (Fuenmayor & Villasmil, 2008). De esta
manera se explica la eficacia que mostraron ambos sujetos al completar la prueba de
estabilidad de la atención satisfactoriamente.

REFERENCIAS

Fuenmayor, G., & Villasmil, Y. (2008). La percepción, la atención y la memoria como


procesos cognitivos utilizados para la comprensión textual. Revista de Artes y
Humanidades UNICA, 187-202.

Papalia, D., & Martorell, G. (2015). Desarrollo Humano (Decimotercera ed.). México:
McGraw Hill.