Está en la página 1de 3

¿Por qué las personas ricas tienen menos hijos que las personas

pobres?
Por Carlos Alberto Flores
25/11/2014
Los motivos de porque las personas ricas tienen menos hijos, a comparación
de las personas pobres tienen muchos puntos de vista y son muy distintos unos
con otros. Sin embargo hay un motivo general que hace que esta comparación
sea más contrastante, el dinero.

En México hay aproximadamente 120 millones de personas, de las cuales hay


30,615,820 personas que tienen menos de 14 años*. Esto quiere decir que la
población de niños en México es una cuarta parte de la población total, pero lo
interesante aquí, no es ver que tan grande es la población de niños que vive en
México, sino más bien, la calidad de vida que lleva el niño o niña.

Esto nos lleva a la siguiente pregunta; ¿Cuántos niños pobres hay en México?
eso no lo podemos saber. Sin Embargo lo que si podemos saber, es que hay
más niños “pobres” o de clase media que niños “ricos”.

Pero ¿Por qué hay más niños pobres que ricos? Si suponemos de antemano
que los padres con mayores ingresos tienen precisamente más y mejores
condiciones para que su hijo se pueda desarrollar y tener una mejor calidad de
vida. Esto viene dado por muchas cuestiones, pero las más importante desde
mi punto de vista, es la educación.

La educación por muchos principales motivos es un factor para explicar el


fenómeno, por ejemplo uno de ellos; la forma y perspectiva de la vida. Desde
mi particular punto de vista la educación permite no solo tener una calidad de
vida superior a comparación de las personas que no tienen la formación
adecuada. Y esto es un factor muy importante porque la educación no solo
incluye conocimientos escolares, si no también conocimientos generales,
quisiera agregar modales, respeto, sexual, etc.

*Datos obtenidos de la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo, por sus siglas ENOE, del
INEGI en el segundo trimestre del año en curso.
En cuanto a educación sexual, es un punto importantísimo, ya que los hijos no
los trae la cigüeña, y esto todos lo saben, lo que cambia aquí es la
responsabilidad de cada persona, y eso recae con mayor peso en la educación.

Las personas con mayores ingresos tienen más posibilidades de llevar a cabo
una educación correcta, y no solo en cuestiones escolares, también en
educación de prevenir y planificar una familia. Esto es muy importante ya que
la planificación es la segunda mayor consecuencia de que se de este fenómeno
de los hijos “pobres” y “ricos”. Las personas pobres tienen les cuesta
planificar más su futuro, ya que es un poco impredecible debido a su cuestión
económica.

Hay una cuestión muy particular en cuanto planificación familiar, y tiene que
ver con una explicación un tanto económica. Resulta que desde un punto de
vista económico, hay un costo marginal en medida de los hijos, y esto las
personas ricas lo saben. Recordemos que los costos marginales no son lo que
cuesta una cosa, si no lo que sacrificas de ella para obtener otra a cambio, y
este costo marginal está en medida del tiempo y el tiempo es oro para la gente
rica. El tiempo es lo que la gente con más dinero es lo que tiene que sacrificar
a cambio de tener hijos. Pero no solo es un corto plazo de tiempo, es toda una
vida la que requiere un hijo para que pueda llegar a sobrevivir en el ámbito
donde se desarrolla. La cuestión aquí es que entre más dinero tenga la familia
más grados de estudio es lo que va a requerir el hijo o en dado caso una
educación más cotosa. Entonces el padre con mayores ingresos sabe
exactamente lo que tiene que sacrificar para la crianza de un hijo. También
hay que tomar en cuenta que las personas con mayores ingresos aparte de
tener la necesidad sentimental de tener un hijo, tienen la necesidad de tener
un heredero, alguien que se quede al frente de todos sus negocios, trabajos etc.
Sin embargo no tienen más hijos para evitar el efecto rapiña, para evitar la
pelea de los hijos entre ellos, para quedarse la fortuna de los padres.

Los sacrificios los pobres no los tienen muy claros, entonces no tienen muchas
preocupaciones, además de que los pobres tienen muchas creencias típicas que
justifican la obtención de hijos, como por ejemplo “Donde come uno comen
diez”, o “Voy a tener lo hijos que dios me mande”. Otro factor mucho más
importante es el tiempo, es muy distinto el tiempo que tienen los dos tipos de
personas las personas ricas tienen mucho tiempo invertido en trabajo, a
comparación de la mayoría de las personas pobres, la mayoría de las personas
pobres tienen más tiempo libre, y tienen más tiempo de andar en el ocio, a
comparación del tiempo de ocio de las personas ricas, tienen otros tipos de
distracciones, pero el tiempo de ocio de las personas con menores ingresos es
estar con su pareja y por consiguiente tener más hijos, aparte de que las
personas que tienen menores ingresos tienen más hijos para que trabajen a
mas corta edad y puedan aportar ingresos familiares. Aparte de no tener
conciencia (la mayoría de las personas, no todas) de lo que implica tener hijos.

La cuestión religiosa es muy importante, muchas de las personas que tienen


mayores ingresos, tienen una creencia religiosa. Sin embargo no se distraen
del trabajo que necesitan hacer para aumentar su riqueza, y la persona con más
ingresos tienen la necesidad de creer en algo, es decir necesitan de una
creencia para subsistir y seguir trabajando para sus hijos. Tal vez esto nos
explica porque hay muchas peregrinaciones de Ecatepec el 12 de diciembre y
en Polanco no hay peregrinaciones.

En conclusión; los hijos son una pieza fundamental de la familia, casi todas las
personas que trabajan esperan al menos tener un hijo con su pareja, pero en
cuanto a condiciones y futuro hay muchos contrastes entre estos dos tipos de
clases sociales, la clase media es otro cantar que no sonara en este ensayo.