Está en la página 1de 3

POBREZA, CORRUPCION O INCONCIENCIA

En nuestro país por décadas se ha presentado una situación que


envuelve a la gran mayoría de población que en muchas ocasiones
alcanza porcentajes de hasta el cincuenta porciento; dicha situación, la
pobreza, que atenta contra la integridad del colombiano.

La mayor causa por razones de crecimiento económico que responde


inversamente a la población afectada, o por razones de orden social
que arremeten con mayor severidad a la comunidad pobre; asi como lo
es un factor tan importante como el alto nivel de desempleo y la
delincuencia común, siendo visible que todo es una cadena donde un
gran principio origina graves consecuencias con limitadas soluciones.

En la actualidad el gobierno y organizaciones como LA MISION, están


previendo esta situación que parece crecer son control, generando un
diseño a mediano plazo que permita dar garantía y minimizar los índices
de pobreza.

“Todo este esfuerzo no alcanzara para acabar con la pobreza,

buscara reducirla del 49 al 39% en 2010, y al 19% en 2019,

cuando se celebre el bicentenario de la independencia”.1

Es fácil decir que a pesar de los intentos por abolir este fenómeno
social, no se puede hablar de un cero porciento, generando esto una

1
Revista Semana articulo Pobre País, pág. 87
necesidad inmediata de mejorar los planes del gobierno en pro de
eliminar de raíz este hecho.

La problemática esta dada, pero las soluciones están en las manos de


las oportunidades que brinde el gobierno y que la sociedad afectada y
que toda la población en general, logre tomar conciencia.

Partiendo del estudio de los factores que generan pobreza, miseria e


indigencia, podemos descubrir que la mayoría de causas,
consecuencias y soluciones, pueden estar en nuestras manos.

El acceso a la educación de grandes grupos es limitado, hecho que


lleva al desempleo por falta de conocimientos, y esto a la falta de
ingresos para poder sobrevivir, concluyendo en acciones extremas que
se anteponen a la dignidad humana, como la delincuencia, la
prostitución etc.., así como la poca información de muchas familias de
bajos recursos para con la planificación familiar, llegando niños a pasar
una vida de hambre, enfermedad, y trabajo, y a vivir en lugares
geográficamente inapropiados gracias a la contaminación virus e
inclemencias climáticas.

Pero a todo lo anterior se une la grave situación política y de orden


social que nos amenaza a diario, la corrupción de las altas esferas
gubernamentales con el dinero de la nación, y la acciones de los grupos
insurgentes con el constante desplazamiento de tierras; sin dejar de
lado la discriminación salarial tan evidente con la rama obrera donde no
hay comparación de trabajo y esfuerzo.
Podemos decir que para salir de este momento sin necesarias, la
disponibilidad de vías que genere el gobierno y una total
concientización de la población en general.

La pobreza en Colombia es un problema que alcanza grandes


dimensiones, y es el resultado de un crece de erradas acciones
administrativas y sociales, así que queda un arduo trabajo y un largo
camino por recorrer para lograr la equidad tan anhelada en nuestro
país.

Fervillamil