Está en la página 1de 9

Universidad nacional del altiplano puno

Facultad de ciencias agrarias


Escuela profesional de ingeniería
agronómica

TEMA:
Trabajo encargado respecto a tambopata
CURSO:
Edafología
PRESENTADO POR:
DANIEL FLORES CAHUANA

SEMESTRE :III

Código:122159

AÑO
Puno-Perú
2014

CALICATAS
Las calicatas o catas son una de las técnicas de prospección empleadas para facilitar
el reconocimiento geotécnico, estudios edafológicos o pedológicos de un terreno. Son
excavaciones de profundidad pequeña a media, realizadas normalmente con pala
retroexcavadora.
Las calicatas permiten la inspección directa del suelo que se desea estudiar y, por lo
tanto, es el método de exploración que normalmente entrega la información más
confiable y completa. En suelos con grava, la calicata es el único medio de exploración
que puede entregar información confiable, y es un medio muy efectivo para
exploración y muestreo de suelos de fundación y materiales de construcción a un
costo relativamente bajo.
Es necesario registrar la ubicación y elevación de cada pozo, los que son numerados
según la ubicación. Si un pozo programado no se ejecuta, es preferible mantener el
número del pozo en el registro como "no realizado" en vez de volver a usar el número
en otro lugar, para eliminar confusiones. La profundidad está determinada por las
exigencias de la investigación pero es dada, generalmente, por el nivel freático.
La sección mínima recomendada es de 0,80 m por 1,00 m, a fin de permitir una
adecuada inspección de las paredes. El material excavado deberá depositarse en la
superficie en forma ordenada separado de acuerdo a la profundidad y horizonte
correspondiente. Debe desecharse todo el material contaminado con suelos de
estratos diferentes. Se dejarán plataformas o escalones de 0,30 a 0,40 metros al
cambio de estrato, reduciéndose la excavación. Esto permite una superficie para
efectuar la determinación de la densidad del terreno. Se deberá dejar al menos una de
las paredes lo menos remoldeada y contaminada posible, de modo que representen
fielmente el perfil estratigráfico del pozo. En cada calicata se deberá realizar una
descripción visual o registro de estratigrafía comprometida.
Las calicatas permiten:

 Una inspección visual del terreno "in situ".


 Toma de muestras.
 Realización de algún ensayo de campo.
La profundidad de este tipo de reconocimiento no suele pasar de los 5 metros, aunque
en casos extremos puede alcanzar los 10 metros de profundidad. La dimensión
mínima en planta.
En determinados tipos de terreno, cuando haya personal en su interior realizando la
maniobra de toma de muestras, la calicata deberá ser entibada.

Aplicación para realizar calicatas

 En terrenos cohesivos principalmente. También puede realizarse en terrenos


granulares, pero si se requiere un conocimiento de los parámetros resistentes, la
práctica imposibilidad de toma de muestras para ensayo en laboratorio, exige la
utilización de otras técnicas de reconocimiento, como la penetración estándar
(SPT), sólo viables en sondeos.

 En terrenos heterogéneos, con muchos gruesos, en los que un sondeo, además


de ser costoso, daría una información parcial.
 En terrenos en los que el nivel freático se encuentre por debajo del plano de
investigación, o en los que sus condiciones de impermeabilidad sean suficientes
para que el afloramiento de agua sea pequeño, y permita la investigación en el
interior de la cata, salvo aquellas situaciones en las que que se quiera conocer
principalmente la cota de nivel freático.

 En situaciones en las que se presuma que se pueden alcanzar, en todos los


puntos, el substrato rocoso, o terreno más firme.

CARACTERIZACIÓN DE LA ESTRUCTURA DEL SUELO

a)EN EL CAMPO.-el proceso de caracterización de la estructura del suelo en el


campo consiste en describir los tres parámetros que la califican, es decir :el tipo , la
clase y el grado de desarrollo que se presente .esta labor se hace siguiendo las
especificaciones establecidas la clasificación de estos parámetros para un suelo
describe aquellos agregados que son dominantes en el ,se ilustra algunos de los tipos
de estructura de suelo

b)EN EL LABORATORIO

lo mas común es hacer un análisis de distribución de tamaño de agregados


haciéndole un tamizado que permita separar los agregados que componen el suelo
en varios grupos por tamaño y establecer el porcentaje que corresponde a cada grupo
. el procedimiento es especialmente útil cuando se quiere evaluar el grado de
deterioro físico del suelo durante periodo de tiempo relativamente largo o cuando se
desean comparar y evaluar diferentes prácticas de manejo desde un punto de vista
conservacionista del suelo .

MUESTREO DE SUELO

Es necesario conocer sus características. Por ello, el análisis de suelo es la


mejor guía para el diagnóstico de sus condiciones, lo que permitirá una
mejor planificación de las actividades y manejos, ajustando los insumos de
producción. Pero el análisis no será satisfactorio, si el muestreo no ha sido
adecuado y representativo del sitio del que se desea la información.

PASOS A SEGUIR EN EL MUESTREO DE SUELOS

a) Delimitación de las áreas

Recorra la finca y haga un plano o croquis sencillo de las superficies más o


menos homogéneas, en cuanto al tipo de suelo, apariencia física y clase de
manejo recibido anteriormente, donde ubique los detalles más importantes de
la finca como lo son partes altas o bajas, planas o inclinadas, coloración del
suelo, si es arenoso o pesado, vegetación alta, media o baja, riesgo de
aguachinamiento, áreas que no se han trabajado ni fertilizado, y áreas
trabajadas y fertilizadas. En todo caso, procure tomar siempre en forma
separada, muestras de áreas que usted ha observado le producen
diferentemente.

2 Época de Muestreo
En suelos no sembrados anteriormente, haga el muestreo de dos a tres
meses antes de la siembra; en cultivos de ciclo corto dos meses antes, y
en cultivos permanentes, anualmente, dos meses antes de la fertilización.

3 Herramientas y materiales necesarios


Para la toma de muestra en cada lote utilice los implementos necesarios
como barreno, pala, bolsa plástica, y balde.

4 Toma de la muestra
Recorra los lotes al azar en forma de zig-zag y cada 15 o 30 pasos tome
una submuestra, limpiando la superficie del terreno y depositándola en el
balde. Las submuestras deben ser tomadas entre 20 y 30 cm de
profundidad. Luego de tener todas las submuestras en el balde (de 15 a 20
por ha) se mezclan homogéneamente y se toma 1 kg aproximadamente.
Esta es la muestra compuesta requerida para el análisis. El proceso se
ilustra en las siete figuras que acompañan este artículo.
5. ldentificación de la muestra
Para identificar la muestra se debe colocar: el nombre del propietario,
nombre de la finca, ubicación geográfica, número de muestra y lote,
superficie que representa y algunas informaciones complementarias como
lo son: pendiente del terreno, riesgo de aguachinamiento, color del suelo,
tipo
de vegetación, cultivo anterior, rendimiento obtenido, disponibilidad de
residuos, tipo de fertilizante usado, si encaló y forma y época de aplicación.

6. Frecuencia de rnuestreo
Cultivos anuales en rotación o un solo cultivo con período de barbecho:
cada tres años.
Cultivos intensivos con aplicaciones regulares de abonos químicos y
orgánicos (hortalizas): cada dos años.

b) Factores a considerar en el muestreo de suelos


1 Tamaño de la unidad de muestreo
El tamaño dependerá de la variabilidad del terreno y de la intensidad y tipo
de uso del lote. En áreas muy uniformes, con el mismo uso agrícola y
vegetación, el lote puede estar representado por 10 ha. En áreas de uso
muy intensivo con fuertes aplicaciones de fertilizantes, abonos orgánicos y
con riego (hortalizas y frutales) el lote no debe ser mayor de dos hectáreas
.
2. Número de submuestras
Dependerá del tamaño del lote de muestreo y de la intensidad de uso.
Mientras mayor sea el lote, mayor número de submuestras serán
necesarias. El mínimo puede ser entre 15 20 y lo ideal entre 30 40
submuestras.

3. Precauciones a tornar cuando se tomen muestras para


análisis de suelos
Evite muestrear suelos muy mojados.
• Use bolsas plásticas nuevas y limpias, no de papel.
• No fume durante la recolección de muestras, para evitar contaminarlas
con las cenizas del cigarro, ricas en potasio.
• No tome muestras en áreas recién fertilizadas, sitios próximos a
viviendas, galpones, corrales, cercas, caminos, lugares pantanosos o
erosionados, áreas quemadas, lugares donde se amontonan estiércol,
fertilizantes, cal u otras sustancias que pueden contaminar la muestra..

¿Qué elementos se necesitan?


¿Cuándo muestrear y a que profundidad?
En general se recomienda muestrear 2-3 meses antes de la siembra o transplante
para obtener los resultados, interpretarlos, establecer las recomendaciones y
adquirir los fertilizantes, cal o abonos orgánicos a aplicar según el análisis de
suelo. En cultivos perennes esto puede hacerse cada 2 años, alrededor de 1-2
meses antes de la cosecha, en la época de floración. En pasturas se puede
muestrear cada 2 años, luego del pastoreo. La frecuencia de muestreo puede ser
más intensa para cultivos altamente tecnificados (flores, hortalizas, etc.).
Se recomienda dejar pasar 48 h. después de lluvia o riego intenso.
La profundidad deberá ser uniforme, la cual dependerá del objetivo del análisis, de
la profundidad de los horizontes, del tipo de labranza, de la zona de mayores
raíces y de la naturaleza del cultivo (anual o perenne).
Una propuesta es: 0-30 cm; 30-60 cm; 60-90 cm y en el caso que fuera necesario
de 90-120 cm.
En el caso de cultivos con raíces profundas, plantaciones forestales y frutales, es
neceseario extraer muestras profundas (> a 0-30 cm).
¿Qué es el cuarteo?
Cuando la cantidad muestreada supera la cantidad solicitada por el laboratorio (2
kg), se procederá al cuarteo. Éste consiste en mezclar la muestra compuesta,
luego se divide en cruz, eliminando dos partes opuestas.
Finalmente se identifica la muestra compuesta mediante una tarjeta donde
consigne: fecha del muestreo, nombre del solicitante, nombre de la finca,
localidad, profundidad, nº de muestra, identificación delsector (en lo posible
coordenadas). También se recomienda que se entregue un plano con la/s
área/s de muestreo identificada/s, el nº y un breve historial de esta/s.
Recomendaciones

 Programar y realizar el muestreo con anticipación y tiempo.


 Disponer del material necesario: barreno o pala, bolsas plásticas, tarjetas, lápiz,
croquis del terreno y si fuese posible GPS.
 No utilizar bolsas que hayan contenido fertilizantes, o sustancias que puedan
contaminar la muestra.
 No muestrear después de un riego o lluvia, esperar
por lo menos dos días.
 Identificar correctamente sin mezclar áreas y
profundidades y no colocar la tarjeta en contacto
directo con la muestra húmeda.
 Entregar al laboratorio un plano con la/s área/s de
muestreo identificada/s, el n° y una breve historia de
esta/s.

MUESTREO DE SUELOS PARA EL ANÁLISIS


FÍSICO

Objetivos del análisis: Normalmente se realizan análisis físicos


para evaluar los regímenes de agua y de aire, el espacio
arraigable y algunos aspectos relacionados con el régimen de
elementos nutritivos. Es un complemento para la evaluación de
los análisis químico-nutritivos. De ellos se derivan -en conjunto
con otra información- medidas de manejo del suelo y
silvicultural.
Determinaciones: Entre estos tipos de análisis son comunes las determinaciones de densidad
aparente, volumen total de poros, distribución de poros (gruesos, medios, finos, capacidad de
agua aprovechable, etc .), textura, tamaño y estabilidad de los agregados, etc .

Tipo de muestra: Para la determinación de la textura, lo normal es la obtención de muestras de


suelo disturbado, es decir, sin conservar la estructura natural del suelo. Se procede de manera
similar a la descrita para las muestras de análisis químico-nutritivo, pero separando muestras
según los horizontes del perfil de suelo. Para la determinación de porosidad, densidad aparente
y agregados, se toman muestras de suelo inalterado, es decir, conservando la estructura
natural del suelo. Estas muestras se obtienen, normalmente, con cilindros de una capacidad de
100 - 300 cm 3 .

Distribución de las muestras: Se debe sectorizar como se indicó anteriormente en el muestreo


para análisis químico del suelo. Sin embargo, en este caso puede ser particularmente útil o
necesario muestrear también áreas especiales por su alteración, como vías de madereo,
canchas de acopio, lugares transitados por máquinas o animales, etc .

Profundidad de las muestras: La profundidad de las muestras depende del objetivo.


Normalmente se extraen muestras en varias profundidades del suelo. En general, son
recomendables las siguientes profundidades como mínimo:

 Superficial, aproximadamente de 0-20 cm.


 Zona intermedia del perfil de suelo, aproximadamente de 20-50 cm.
 Zona profunda del perfil, aproximadamente >50 cm.

También es común tomar muestras aproximadamente en la parte media de cada tercio del
perfil de suelo. Si en el perfil de suelo se detecta o se sospecha de la presencia de algún
horizonte con limitaciones físicas, como por ejemplo un pie de arado, también se toman
muestras en tal horizonte. Idealmente se muestrea cada horizonte del perfil de suelo.

Número de muestras: Para obtener valores promedio y un conocimiento de la variabilidad de


una unidad de suelo, se deben tomar por lo menos 3 cilindros (rango normal de 3-6) en cada
estrato de profundidad deseado. Para el análisis de textura generalmente es suficiente con una
muestra por horizonte.

Bibliografía

 Libro introducción ala ciencia del suelo (Daniel f. jaramillo)

 GERDING, V.; SCHLATTER, J.E. 1996. Muestreo de suelos para evaluar su fertilidad, con
énfasis en el régimen de elementos nutritivos . Valdivia, UACH, Instituto de Silvicultura. 6 p.
 GREZ, R.; PIEL, A.; AÑAZCO, R. 1993. Los análisis químicos en los estudios de suelos
forestales. In: Suelos Forestales, Boletín de la Sociedad Chilena de la Ciencia del Suelo 10: 190-
195.
 SCHLATTER, J.E. 1993. Fertilidad del suelo, concepto y su aplicación a la producción
forestal.In: Charlas y Conferencias Nº 8. Valdivia, UACH, Fac. de Cs. Forestales. 10 p.
 SCHLATTER, J.E.; GERDING, V.; ADRIAZOLA, J. 1994. Sistema de ordenamiento de la tierra.
Herramienta para la planificación forestal. Aplicado a las Regiones VII, VIII y IX. Valdivia,
UACH, Fac. de Cs. Forestales. 114 p. (Serie Técnica...)
 SCHLATTER, J.E.; GERDING, V.; HUBER, H. 1995. Sistema de ordenamiento de la tierra.
Herramienta para la planificación forestal. Aplicado a la X Región. Valdivia, UACH, Fac. de Cs.
Forestales. 93 p. (Serie Técnica...)
 SCHLATTER, J.E.; GRERZ, R.; GERDING, V. 1981. Manual para el reconocimiento de
suelos. Valdivia, U. Austral de Chile. 81 p.
 SCHLATTER, J.E.; GREZ, R.; GERDING, V. 1989. El análisis foliar y el análisis de suelos,
métodos de diagnóstico en el sector forestal. Santiago, CONAF. 8 p. (Chile Forestal,
Documento Técnico, 36)

Intereses relacionados