Está en la página 1de 5

Mente, energía y máquinas

http://menteenergia.blogspot.com.es/

Uso y características de la Radionic


Neoclasic

En un articulo anterior publicamos el esquema de la “Radionic Neoclasic”. A


continuación, se explican los distintos modos de uso para practicantes inexpertos. Es un
resumen práctico de cómo utilizar el instrumento radiónico con tres diales para las tasas,
generador de frecuencias (0,5 Hz a 30 Hz aproximadamente), limpieza por ultravioleta y
generador de ruido blanco. Este es el manual de este dispositivo radiónico especialmente
destinado a los que se inician en el mundo de la radiónica y buscan un instrumento sencillo
pero efectivo.

Descripción:

1. Disco de entrada.

2. Disco de salida.

3. Detector táctil.

4. Botón rojo, encendido de la maquina radiónica. Se enciende el led verde, inicia


el amplificado del equipo.

5. Interruptor de limpieza. Se enciende el led ultra violeta. Activa led ultra violeta
en el interior del dispositivo. Mantener hacia abajo solo unos segundos antes de cualquier
acción con la máquina.

6. Interruptor del oscilador de frecuencias. Parpadea el led rojo, la velocidad del


pulso luminoso se controla con el mando giratorio de la derecha de la segunda fila (12).

7. Interruptor de ruido blanco. Se enciende el led amarillo y suena muy suavemente


un zumbido en el disco de salida (2). Es zumbido es variable y con alguna leve
interrupción.

8. Primer dial de la tasa radiónica.


Mente, energía y máquinas
http://menteenergia.blogspot.com.es/

9. Segundo dial de la tasa radiónica.

10. Tercer dial de la tasa radiónica.

11. Dial de intensidad.

12. Dial de oscilador, hace parpadear el led rojo y le introduce ese pulso a la
bobina del succor punch (pieza de orgonita realizada con shungita y punta de cuarzo)
aumentando la capacidad del dispositivo en su salida.

En la parte trasera de la caja tiene tres conexiones:

En el lado izquierdo se encuentra una clavija que sirve para conectar dispositivos
de entrada, como un generador de frecuencias, una señal de sonido, unos electrodos para
que sujete la persona durante la determinación de las tasas u otro lugar donde depositar el
testigo. Es una conexión de extensión del disco de entrada (1).

En el lado derecho se sitúa otra clavija para poder conectar dispositivos de salida,
como unos electrodos para la acción en directo con una persona o un lugar donde
depositar el testigo. Es una conexión extensión del disco de salida (2).

En el centro lleva una clavija negra, que es donde se conecta el alimentador


eléctrico de 9 v del dispositivo.

Introducción:
Mente, energía y máquinas
http://menteenergia.blogspot.com.es/

Se trata de una maquina radiónica para actuar a distancia o en directo, que consta
de tres diales para obtener unas tasas, un dial para intensidad y un dial para regular el
oscilador de frecuencias variable que excita una bobina alrededor de una orgonita que
alberga en su interior un cuarzo con una bobina de moebius. Incorpora también dos cristales
de cuarzo entre los dos primeros diales de tasas, más un amplificador entre el tercer dial y
el cristal del interior de la orgonita. Dispone de un disco para situar el testigo (1), así como
una clavija (parte trasera izquierda) para a través de un cable poder conectar con otra placa
de mayores dimensiones u otro tipo de contenedor del testigo, aunque también puede ser
sujetado por la propia persona a tratar. En radiónica se denomina testigo a algo que
representa el sujeto a tratar, aunque si es para uno mismo no es necesario; normalmente
se utiliza un trozo de pelo, una gotita de saliva o de cualquier fluido orgánico, o una foto. La
placa blanca (3) es el detector táctil con el que se obtendrá la reacción de adherirse o de un
hormigueo especial cuando el valor es el adecuado, es el equivalente al péndulo, pero solo
da contestaciones positivas. En el disco de salida (2) se pone el testigo para que surta efecto
la acción radiónica, una vez se ha determinado la tasa e intensidad adecuada. En la parte
trasera derecha dispone de una clavija para poder conectar auxiliarmente otra placa para la
salida, una antena u otros elementos de salida. Los ajustes en los diales se obtienen a través
del detector táctil, se va deslizando la yema del dedo índice o del pulgar de la mano
dominante mientras se gira el dial, cuando se siente una sensación de adherencia o mayor
dificultad en el desplazamiento esa es la posición adecuada; se mueve un poco el dial hacia
delante y después hacia atrás hasta obtener la reacción de adherencia, esto se realiza como
comprobación de que la posición del dial es la correcta. Aunque los diales van numerados
hasta el 100, se puede utilizar el valor de la decena como unidad si así se requiere. Todos
los interruptores, tanto el rojo como los 3 de palanca son independientes, para poder
emplear en conjunto o por separado; salvo el de limpieza (5) que se activa durante unos
segundos antes de empezar cualquier acción.

Uso del instrumento:

Como maquina radiónica está destinada tanto para tratamiento a distancia, copia de
remedios o petición de deseos. Es necesario practicar con el detector táctil para poder
identificar la reacción de adherencia planteando una pregunta sencilla de la que se conozca
el resultado, por ejemplo ¿me llamo …? Hay distintos modos de emplear el dispositivo:

Tasas directas: Para un tratamiento directo se sitúa el testigo (un poco de pelo, una
gota de sangre, una gota de saliva, un trocito de uña, o cualquier otra muestra biológica) en
el disco de entrada, que se encuentra a la izquierda. Todos los diales tienen que estar a cero
inicialmente. Encender el amplificador accionando el botón rojo (4). Mentalmente se plantea
una pregunta similar a ¿Cuáles son los valores para solucionar el problema del testigo? O
esta otra ¿Cuál es el valor para la mejora de …?, puede emplearse el nombre o visualizar
al objeto de la acción. Mientras se mantiene esta pregunta en la mente se va moviendo el
mando izquierdo (8) al tiempo que se frota con un dedo de la otra mano el detector táctil (3),
hasta encontrar la reacción de adherencia, se mueve un poco el dial y se repite la operación
para comprobar que se obtiene la respuesta positiva en el mismo punto. Se repite la
Mente, energía y máquinas
http://menteenergia.blogspot.com.es/

operación con el mando siguiente, el central (9) y después con el de la derecha (10). Ahora
con el mando izquierdo de la fila inferior (11), se hace mentalmente la pregunta ¿y la
intensidad necesaria?, se va moviendo el mando al tiempo que se frota el detector táctil con
el fin de obtener una reacción de adherencia como anteriormente. Una vez obtenido el valor
de tratamiento, ahora solo hay que pasar el testigo al disco de la derecha (2) y dejar actuar.
Cada vez que se desee actuar sobre ese testigo y el mismo problema basta con poner estos
valores en los diales y el testigo en el disco de la derecha. El tiempo de actuación sería de
unos 15 minutos a media hora, también se puede determinar por medios radiestésicos o
hallando el valor adecuado con el detector táctil. Este es el modo más sencillo de operar,
llamado modo directo o tasas calientes.

Tasas complementarias: Este método es el más utilizado en radiónica, consiste en


obtener unos valores que representan el problema o el objeto de la acción con el testigo en
el disco de la izquierda (entrada) y restando los valores individuales respecto a 100 se
obtienen las tasas por cifras separadas. Posteriormente se sitúan estos valores a través de
los mandos, se pone el testigo en el disco de la derecha (salida) y se deja actuar. A los
primeros valores que representan el problema o situación se denomina “LOCALIZACIÓN” y
a los valores resultantes se le denomina “TENDENCIA”. Con una pregunta mental similar a
¿Qué tasas representan el problema de…?, se obtienen los valores de los tres mandos
como se ha explicado en el método anterior. Del mismo modo se determina el valor de la
intensidad, con la pregunta similar a ¿Qué intensidad tiene el problema de …? Supongamos
que se obtiene en los tres diales de tasas las siguientes cifras: 34 – 57 – 23 y en el de
intensidad 15. El valor complementario o tendencia sería el siguiente: 66 – 43 – 77 y el de
intensidad 85, que son las cifras resultantes de restarle el valor de localización a 100. Estos
valores resultantes se sitúan moviendo los distintos mandos hasta situar el valor
complementario, se pone el testigo en el disco de salida (2) y se deja actuar.

Para potenciar la acción una vez obtenidas las tasas, tanto en el anterior método de
“tasas directas” como en el de “tasas complementarias”, se puede poner el oscilador de
frecuencias (12) y el de ruido blanco (7). Se pregunta mentalmente algo similar a: ¿es
adecuado utilizar una frecuencia para esta acción? En el caso del ruido blanco la pregunta
es similar: ¿es adecuado utilizar el ruido blanco para esta acción? En cada caso si la
respuesta es positiva se acciona el interruptor correspondiente. Para determinar el valor del
pulso que genera el oscilador de frecuencias, se va moviendo el dial (12) al tiempo que se
flota el detector táctil con la pregunta mental: ¿Cuál es el pulso adecuado para …? Cuando
se obtenga la reacción de adherencia se mueve el dial un poco por encima y debajo del
punto donde se produjo la acción para comprobar que el valor es el correcto; el led rojo
parpadeará a distinto ritmo según se mueve el dial, téngase en cuenta que el ojo humano
por encima de los 28 Hz solo distingue una luz continúa.

Si el deseo o intención es para el propio operador, basta con escribir el mismo en un


papel, ponerlo en la placa de entrada (1), obtener las tasas, la intensidad y el valor de
oscilación por uno de los dos modos expuestos anteriormente y situar el papel con la petición
la placa de salida (2) y dejar actuar. Es conveniente utilizar el ruido blanco para potenciar el
efecto.
Mente, energía y máquinas
http://menteenergia.blogspot.com.es/

Duplicar un remedio: Se pueden utilizar las maquinas radiónicas para transferir a una
sustancia neutra (agua), un remedio homeopático, flor de Bach o similares. Para ello se sitúa
el remedio original en la placa de entrada o de testigo (1) se obtienen las tasas, la intensidad
y el valor del oscilador como se ha explicado anteriormente con la pregunta mental de: ¿Cuál
es el valor para copiar esta sustancia?, se pone el recipiente que se desea cargar en la placa
de salida (2) y se deja actuar 15 minutos.

Utilización de tasas estándar de base diez: En la radiónica es común la utilización


de tasas estándar para tratamientos, las más comunes son las de Base 10 (Delawarr y
Copen), existen multitud de listas de tasas para cada situación, remedio o dolencia. Aunque
la maquina solo dispone de tres diales se puede transmitir cualquier tasa, para esto el testigo
debe estar en el disco de salida (2) y el dial de intensidad girado al máximo a la derecha
(100). Esta operación en vez de considerar los diales desde el 1 al 100, se empleará del 1
al 10, por lo que 10 es 1y 100 es 10. Encontramos en algunas de las tablas existentes lo
que se quiere transmitir, pongamos por ejemplo el remedio de las flores de Bach 12
“Gentian” cuya tasa es 69642894, en el primer dial de la izquierda se sitúa en la posición 60
(6), el segundo en 90 (9) y el tercero en 60 (6), se deja un tiempo y se pone la siguiente
tanda, 40 (4) en el primero, 20 (2) en el segundo y 80 (8) en el tercero, se deja un actuar un
tiempo y se continua con la última tanda, 90 (9) en el primero, 40 (4) en el segundo y el
tercero a 0. Si la tasa tiene por ejemplo 7 dígitos, se marcan dos tandas de 3 números y en
la tercera tanda se sitúa en su valor en el primer dial y los dos siguientes se dejan en 0. Otro
modo es reducir las tasas por pares, en el ejemplo anterior se sumaría 6+9= 15, 6+4= 10,
2+8= 10, 9+4 = 12, se vuelve a suma los valores anteriormente obtenidos 1+5= 6, 1+0= 1,
1+0=1, 1+2= 3; como aun no entra en los 3 diales, sumamos los 2 primeros valores, 6+1=7
que se situar en el primer dial y en los dos restantes se pondrá las dos tasas restantes 1 y
3.