Está en la página 1de 1

Lectura crítica, necesidad urgente

En este momento considero urgente el dominio de diferentes


habilidades asociadas a la lectura crítica. Ser lector crítico -o
intentar serlo- podría traer un beneficio, más que personal, de
carácter social y político. La lectura crítica es una lectura para
la ciudadanía y para la libertad, esto es, para evitar los llamados
a la polarización, al odio y al irrespeto de las opiniones
contrarias. Si los textos son “tejidos” en la acepción latina, leer
críticamente implica desentrañar lo que une cada hilo, conocer
al autor del tejido, levantar el tejido para reconocer el polvo
sucio que hay debajo, saber qué uso tendrá ese tejido. Ver el
rostro tras la máscara.
Carlos Sánchez Lozano (cslozano@gmail.com)