Está en la página 1de 7

INSTITUTO DE EDUCACIÓN SUPERIOR

ATENEO DE LA LENGUA Y CULTURA GUARANÍ

 MBO´ESYRY MBOHAPYHA

AREGUÁ – PARAGUAY

-2017-
ANALISIS DEL CUENTO “EL TRUENO ENTRE LAS HOJAS”
I- BIOGRAFÍA:
Autor Augusto Roa Bastos. Nació en Asunción en 1917 y fue exiliado en 1947 en Argentina y en
Francia, vivió más de cuarenta años fuera del país, al que pudo retornar con la caída del dictador
Stroessner en 1989. Reinstalado en su país, falleció en Asunción en 2005.
En su juventud, junto con Josefina Pla y Hérib Campos Cervera, integró un grupo de renovación
literaria y se puso a prueba en diversos géneros: poesía, novela y teatro.
Recibió numerosos premios, entre los cuales destaca el Premio Cervantes, que obtuvo en 1989. Sus
trabajos en el periodismo, aún no recogidos totalmente en volúmenes monográficos, incluyen
crónicas de viajes, crítica literaria, política y recuerdos personales.
Roa Bastos es el escritor paraguayo más conocido en el mundo y una de las figuras protagónicas de
la narrativa latinoamericana en la segunda mitad del siglo XX.
Partiendo de una técnica realista tradicional, ha sabido derivar hacia zonas de la fantasía
inconsciente, las prácticas mágicas de la religiosidad popular y las tradiciones orales del romance
cantado y de los cuentos anónimos.
Ha ensayado la escritura en guaraní y en castellano, así como las traducciones de aquella lengua a
esta. Sus grandes narraciones se basan sobre los nudos más importantes de la historia paraguaya: las
misiones jesuíticas del siglo XVIII, la Guerra de la Triple Alianza del siglo XIX, la Guerra del
Chaco y la dictadura en el siglo XX. En ellas ha sabido mezclar con equilibrio lo documental y lo
ficticio, hasta construir un modelo muy personal de novela histórica.
II- OBRAS
Lo más importante de su obra se produjo en Buenos Aires, ciudad en la que desempeñó diversos
oficios, algunos de muy modesta condición, y en la cual escribió lo esencial de su narrativa: diversas
colecciones de cuentos y las novelas "Hijo de hombre" y "Yo, el Supremo". Esta obra, basada en la
vida del dictador paraguayo Gaspar Rodríguez de Francia, le dio fama internacional y promovió una
cuantiosa literatura crítica sobre el conjunto de su obra.
Roa Bastos es asimismo autor de letras de canciones, cuentos para niños y guiones cinematográficos
rodados en el cine argentino por directores como Lucas Demare, Lautaro Murúa y Marcos Madanes.
Listado de sus obras:
* El ruiseñor de la aurora, y otros poemas (1942)
* El naranjal ardiente, nocturno paraguayo (1947-1949)
* El trueno entre las hojas (1953)
* Hijo de Hombre (1960)
* El Baldío (1966)
* Madera Quemada (1967)
* Los pies sobre el agua (1967)
* Moriencia (1969)
* Yo, el supremo (1974)
* Cuerpo presente, y otros cuentos (1974)
* Los Congresos (1974)
* El pollito de fuego (1974)
* El somnámbulo (1976)
* Lucha hasta el alba (1979)
* Los Juegos (1979)
* Antología personal (1980)
* Contar un cuento, y otros relatos (1980)
* El Fiscal (1989)
* On Modern Latin American Fiction (1989)
* Vigilia del Almirante (1992)
* Madama Sui (1996)
* Metaforismos (1996)
* Los conjurados del quilombo del Gran Chaco (2001)
* Un país detrás de la lluvia (2002)
III- TEMA:
Abuso de poder, de parte de los jefes hacia los obreros ignorantes y explotados
IV- ARGUMENTO:
El cuento “El Trueno entre las hojas” cuenta la historia de Solano Rojas, un joven que a muy
temprana edad empieza a trabajar en una fábrica.
Antes de establecerse la primera fábrica de azúcar en Tebikuary - Costa la mayoría de sus
pobladores vivían en las monturas riberas del rio.
Un día llegó Simón Bonaví con sus hombres desde San Juan de Borja explorando al rio para elegir
el lugar donde construía su Fábrica.
Así nació el Ingenio. Bonaví convenció a los pobladores. Al principio estos se alegraron, veían
surgir las posibilidades de un buen trabajo estable; levantaron depósitos, viviendas, la comisaria, la
proveeduría.
Les pegaba con acciones al portador, estos tomaban sus vales e iban a la proveeduría que chupaba
sus generales a cambio de provistas, ropas, muchas más caras que su precio real.
Bonaví no intervenía personalmente, puso al frente de los trabajadores a Eulogio Penayo.
Por fin la fábrica empezó a funcionar. De el surgía azúcar blanco, dulce y brillante. ¡Azucá… azucá
morotí¡ clamaron los trabajadores Bonaví regresó a la capital dejando al ingeniero Forkel en la
fábrica y en la comisaria a Eulogio.
Solano tenía entonces 15 años y trabajaba ya como peón. La comisaría estaba n la parte más alta d la
barranca, desde allí el vigilaba todo.
Forkel hizo traer a su mujer de Asunción, la llamaron la Bringa. Al principio se lio con Eulogio pero
este pronto se canso de esta mujer. Entonces ella decidió buscar candidatos entre los peones.
Solano era un hombre espigado y esbelto. Un día Anacleto Pakuri le trajo la temida noticia…
- Ahora quiere liarse con vo, ella, vacá Ñaro.
Al día siguiente de su encuentro con Anacleto el comisario amaneció muerto en su casa. Debía sr
mujer. Tal vez la mujer de Forkel. Podía ser el mismo Forkel. La gente tenía por fin algún respiro.
Bonaví mando a otro testaferro. Forkel fue despedido. Se marchó a pie con su mujer, cargada de
valijas.
La ex comisaría quedó abandonada. Después la ocupo otro matrimonio alemán que tenía una hijita
de pocos años. Las cosas aflojaron un poco en el ingenio.
El reemplazante de Eulogio, más que un matón era un burócrata entre los conchavados que vinieron
ese año para la zafra, llegó un arribeño. Trajo la noticia de que los trabajadores de todos los ingenios
del Sur estaban preparando una huelga para exigir mejores condiciones de vida y trabajo. El venía a
conseguir participación de Tebikuary – Costa.
El entusiasmo de la gente fue extendiéndose poco a poco. El agitador dejó a Solano a cargo y s
marchó. El administrador percibió la amenaza. Transmitió esto sin pérdida de tiempo al patrón.
El patrón Bonaví puso en venta la fábrica, entro en tratos con un ex algodonero de Virginia… Harry
Way.
El nuevo dueño, Harry Way, llegó con 5 guardaespaldas que eran todos dignos de él.
Tebikuary del Guairá estaba mucho peor que antes. Way y sus hombres fueron a vivir a la casa
blanca donde había muerto Penayo. Guey Pytá, empezaron a llamar al fabriquero gringo Harry
Way.
Frente a la fábrica se plantó un fornido poste d lapacho donde azotaban a los presuntos huelguistas.
El “buen amigo” era el poste.
El entusiasmo por la huelga se apago, las palabras de Solano morían sin eco. El terror tenía
paralizada a la gente. Se sentían vigilados hasta en su pensamiento, Solano les planteo que
quemaran la fábrica pero los otros dijeron que la fábrica no era el enemigo sino las que habitaban en
la casa.
No podían faltar los soplones, uno de ellos delato a Solano. El Guey Pytá exigió a Solano que
revelara los planes de la huelga, Solano se mantuvo mudo y tranquilo.
Solano fue atado al poste y torturado bestialmente, al amanecer había desaparecido. Los días
pasaron y la desesperación creció en los trabajadores. La destrucción de la fabrica quedo decidida…
iban a quemarla... aunque la ausencia de Solano complicaba todo.
Llego la noticia de que él estaba vivo con los carpincheros por medio de un hachero y por el mismo
lee enviaron l noticia de lo que planeaban.
La noche fijad apareció Solano con los carpincheros, cuando se iban aproximando a la fabrica se
escucharon disparos, Solano reconoció los revólveres de Way y sus matones. Los amigos de Solano
fueron acorralados, probablemente alguien había filtrado el plan. Solano escudriñó las tinieblas. -
¡Vamo lo mitá¡ dijo a los carpincheros y volvieron al bosque.
Los capangas y los peones se disparaban, condenados a una muerte segura. Después vieron elevarse
un resplandor humeante hacia el recodo del rio, en dirección a la casa Blanca… era la casa Blanca
que se estaba quemando. Los capangas corrieron hacia allí y fueron recibidos con un tiroteo que
tumbo a varios. Delante Solano armado con 30 carpincheros más. Estaba Way hincado de rodillas
pidiendo clemencia, porque él a su vez no quería morir.
Solano se desplazo hasta la puerta de la casa, Wey fue empujado hasta acabar de meterlo en la
ratonera ardiente. Solano volvió a cerrar la puerta. Todos se quedaron en silencio, presenciando la
ejecución de Way en las llamas.
Los trabajadores recomenzaron todo después de haber hecho justicia. Los mismos fueron baleados y
estos se rindieron para evitar una matanza, se lo llevaron presos atados con alambres. Solano con un
balazo en el hombro. Poco a poco regresaron los presos aunque Solano quedo en la cárcel… tiempo
después logro salir, dejando sus ojos en pago de su libertad.
Vivía por la barrancas frente a la casa Blanca donde se sentía a gusto. La última vez que Solano se
acercó la costa de la barranca, resbalo y cayó al rio. De allí los sacaron los carpincheros, estaba
enredado a un raigón negro… al lado del muerto iba inmóvil Jasy Morotí… el gran amor de su vida.
El nombre del paso surgió de esta tierna y secreta obsesión que se transformaba en música en el
remendado acordeón del ciego.
Todavía se suele escuchar en el paso la música fantasmal del acordeón.
V- FORMA DE EXPRESIÓN LITERARIA:
Escrita en prosa, reúne la descripción, la narración y el diálogo.
VI- CORRIENTE LITERARIA O PERÍODO HISTÓRICO:
El autor pertenece a la narrativa paraguaya, expone su relato con realismo.
VII- GÉNERO LITERARIO:
La obra pertenece al género narrativo, porque utiliza la prosa como principal forma de expresión
y relata una historia imaginaria o ficticia, ajena a los sentimientos del autor.
VIII- ESPECIE LITERARIA:
La especie literaria es cuento, porque es una narración de ficción de extensión menor a una
novela.
IX- ESTRUCTURA NARRATIVA (RELATO LINEAL, QUEBRADO):
La estructura narrativa es quebrada: empieza cuando Rojas está muerto y culmina cuando el
espíritu de Rojas ronda el Paso Yasy-Moroti.
X- PERSONAJES PRINCIPALES:
 Solano Rojas
 Simón Bonaví
 Eulogio Penayo
 Harry Way
XI- PERSONAJES SECUNDARIOS
 Jasy Morotí
 Los carpincheros
 Obreros
XII- CARACTERÍSTICA DE LOS PERSONAJES:
 Solano: su mente estaba llena de ideas positivas, unión, amistad, amor
 Simón Bonaví: hombre bajo con vientre grande
 Harry Way: tenía fama de temeroso y actuaba como tal, siempre que tuviera
protección.
XIII- AMBIENTE:
Ambiente hostil, politizado, atropello a los derechos.
XIV- EPOCA DE LA NOVELA:
Principio del siglo XX
XV- IDEAS:
Este cuento tiene un valor testimonial muy grande pues presenta una realidad vivida en aquellos
años, en los cuales el capital extranjero se instaló en el país, para iniciar la industrialización pero
sembrando a su paso explotación, terror y muerte, convirtiendo en amarga el dulce producto de
la caña de azúcar.
El valor testimonial se extiende al rasgo combativo que sobrevive en el alma de los grandes
luchadores sociales como Solano Rojas, que no se dejan sobornar ni corromper.

XVI- RECURSOS LITERARIOS:


Imágenes visuales: “la mole de la fábrica flotaba inmóvil en la oscuridad”, “los primeros
relámpagos se encendían hacia el poniente, por detrás de la selva”, “las barrancas calizas y el
banco de arena sobre el agua verde forman allí, en seco, una media luna color de hueso que
resplandece espectralmente en las noches de sequía”
Imágenes olfativas. “Un tufo de horno henchía la pesada y eléctrica noche de diciembre”
Imágenes auditivas: “En eso surgió de las barracas la música del acordeón”, “el acordeón sonaba
ahora como un lamento distante y enlutado”
Metáforas: “a lo largo de caja acústica del río”
Antítesis: “Estaba solo y acompañado”. “Un nudo de miedo valeroso”, “Ahí estaba su raíz, su
alegría y su infortunio”
Personificación: “las ruinas también lo miraban con ojos ciegos”
Comparaciones: “La amenaza del mal tiempo había puesto tensa la atmósfera como el hueco
negro de una campana en la que el silencio parecía freírse con susurros ahogados y secretas
resquebrajaduras”, “… sonaba como un lamento distante y enlutado”. “eran como fugaces
párpados de piel amarilla que subían y bajaban súbitamente sobre el ojo inmenso de la tiniebla”
XVII-VALOR PERSONAL:
El cuento “El trueno entre las hojas” provoca en mí una emoción mezcla de admiración hacia el
protagonista y su lucha y de indignación hacia los abusos de poder. Y admiración también hacia
el autor. Admiración porque Solano Rojas a pesar de las atroces torturas sufridas no se volvió
rencoroso ni resentido sino siguió incólume en sus ideales, y aún ciego y débil seguía enseñando
esos ideales a quienes se acercaban a él.