Está en la página 1de 6

SÉPTIMO BÁSICO

COHERENCIA Y COHESIÓN

Los textos son una secuencia estructurada de palabras que se ordenan en


enunciados, los que formando una cadena, generan al texto.
El enunciado es una unidad formada por una secuencia de palabras y que
comunica un significado completo.

Ejemplo:

"Las mujeres y hombres del Paleolítico superior se dedicaron a la


recolección, la caza y marisqueo".

LA COHERENCIA

Es la unidad semántica de un texto. En otras palabras, es la conexión


necesaria que debe existir entre las ideas que presenta un texto para
desarrollar el tema.

Ejemplo:

 La mudanza de María
 Cuando llegó María con sus cuadros después comió la ensalada
porque no mañana.

El texto que acabas de leer sería caracterizado por cualquier lector como
un texto incoherente, porque no tiene unidad en las ideas que entrega, ni
tampoco entrega alguna posibilidad de ordenarlas jerárquicamente.

La coherencia de un texto se funda sobre la base de que los elementos


presentes en él permanecen a lo largo de todo el mensaje.

Para que un texto sea coherente debe mantener un mismo tema y todos los
elementos que lo componen tienen que apuntar a ese tema. En otras
palabras, podemos decir que un texto es coherente cuando cada una de
las partes que lo conforman está relacionada con el tema central.

1
SÉPTIMO BÁSICO

 Coherencia global: Para que un texto sea coherente, debe tener un


tema central, y todas las ideas, principales y secundarias, deben estar
siempre relacionadas con esa idea.

 Coherencia local: Todas las ideas deben organizarse de manera


ordenada y lógica, es decir, debe haber una secuencia interna que
nos permita seguir el texto y lograr una mejor comprensión de la
información.

La cohesión, por lo tanto, corresponde a la red de relaciones de significado


que se establecen dentro de un texto por medio de diferentes mecanismos,
con el objetivo de contribuir a su coherencia local y global.

LA COHESIÓN

Para que exista coherencia los elementos del texto deben estar
relacionados entre sí y conformar entre ellos una idea única y unitaria. Desde
el punto de vista formal, la coherencia se basa en el funcionamiento de una
serie de recursos para constituir relaciones entre los elementos de un texto.

La cohesión es una propiedad textual mediante la cual los enunciados de


un texto se relacionan correctamente desde el punto de vista léxico y
gramatical. Por lo tanto, diremos que existe cohesión en un texto cuando los
enunciados sucesivos aparecen debidamente trabados por conectores
morfosintácticos y léxico-semánticos, e incluso fónicos.

Estos son llamados recursos de cohesión:

1. CORREFERENCIA: Relación que se produce ente elementos que están


al interior de un texto y consiste en retomar el referente (personajes,
ideas, proceso y lugares) a lo largo de un texto, garantizando
continuidad temática.
Básicamente, la correferencia funciona a través de procesos de
recurrencia que se producen por repetición o sustitución.

A. Correferencia por repetición léxica: consiste en retomar el


referente con las mismas palabras o expresiones.

2
SÉPTIMO BÁSICO

Ejemplo: El cuaderno de Juan está perdido. El cuaderno tiene


tapas rojas.

B. Correferencia por sustitución léxica (sinónimos): Es un tipo de


recurrencia semántica que consiste en retomar un referente
empleando un sinónimo de él. La sinonimia ocurre entre palabras.
Ejemplo: La nave zarpó del puerto en una noche de tormenta.
Durante el viaje, la embarcación sufrió averías.

C. Paráfrasis: es un recurso que consiste en decir lo mismo con otras


palabras. La paráfrasis es parecida a la sinonimia, ya que reformula
algo en palabras diferentes. Este recurso en muy útil cuando
queremos retomar un referente que no tiene sinónimos y que
puede ser reemplazado por frases que tengan el mismo
significado.

D. Correferencia por paráfrasis o sinonimia construccional: es un tipo


de correferencia que vuelve sobre un mismo término para ampliar
su contenido (es una especie de explicación o definición implícita)
Ejemplo: Pablo Neruda, el Premio Nobel chileno.

E. Correferencia gramatical por el empleo de pronombres: es un


mecanismo que se emplea para evitar repeticiones y emplea
palabras especializadas en sustitución que son los pronombres
personales, los pronombres demostrativos y pronombres posesivos.
Ejemplo: En mi sala hay varios alumnos y alumnas destacados.
Aquél se llama Juan, ése se llama Pedro y ésta es Elizabeth.

2. MECANISMO QUE REMITE AL ESPACIO, TIEMPO Y PERSONA EN QUE SE


ENMARCA EL ACTO COMUNICATIVO:

DEIXIS: La función de los deícticos es señalizadora. Nos muestra el


tiempo y espacio en que ocurre la acción en relación con la persona
del emisor y del momento o lugar de la enunciación. Existen tres tipos
de deícticos:

3
SÉPTIMO BÁSICO

A. Deícticos personales: son pronombres personales y pronombres


posesivos cuya función es señalar a quién realiza la acción.
Ejemplo: Ayer llegaron Luis y Elisa; él estaba muy contento de
volver.

B. Deixis espacial: se refiere al lugar en el que se desarrolla el


evento comunicativo en relación con el sujeto del texto.
Ejemplo: No creo que en Arica sea tan helado en la noche. Allá
la temperatura es muy alta en el día.

C. Deixis temporal o de tiempo: se refiere al tiempo anterior,


presente o futuro en relación con el enunciante y el evento
comunicativo, que ocurren en el presente (el ahora)
Ejemplo: Tengo un fuerte dolor estomacal. Supongo que lo que
comí ayer lo provocó.

3. MECANISMO QUE SUPRIME INFORMACIÓN.

ELIPSIS: Consiste en suprimir una palabra o una construcción que ya


está presente en otra oración del texto. La elipsis no sólo funciona
como recurso cohesivo o de enlace entre diferentes oraciones de un
texto, sino que, además, evita repetir innecesariamente determinadas
palabras. Puede ser.

A. Verbal: Matías es atleta; María, bailarina (es)


B. Nominal y verbal: El jueves juegan los alumnos del tercero medio
A; el viernes, los del tercero B (juegan-alumnos)

4. CONECTORES Y ORDENADORES TEXTUALES

A. CONECTORES: son palabras, locuciones o sintagmas que indican


relaciones entre las diversas partes de un texto; ayudan al receptor
a interpretar el sentido del mensaje, ya sea en sus diversas partes
(enunciados, párrafos, apartados) como en el texto completo.

LOS CONECTORES O MECANISMOS QUE CONECTAN PALABRAS E IDEAS EN


EL TEXTO:

4
SÉPTIMO BÁSICO

Adición: además, más, aún, adicional a lo anterior, por otra parte, otro
aspecto, asimismo, por añadidura.

Contraste: pero, sin embargo, por el contrario, no obstante, aunque, a


pesar de, inversamente, en cambio.

Causa – efecto (causativos): porque, por consiguiente, así pues, por tanto,
por lo tanto, por esta razón, puesto que, ya que, en consecuencia, de ahí
que, así, por este motivo, pues, por eso, de modo que, según.

Temporales: después, luego, más tarde, antes, seguidamente, a


continuación, entre tanto, posteriormente, ahora, ya, enseguida,
inmediatamente, cuando, en el momento, tiempo después, finalmente.

Comparación: así como, tal como, tanto como, del mismo modo, de la
misma manera, asimismo, igualmente.

Énfasis: sobre todo, ciertamente, lo que es más, lo que es peor, repetimos,


en otras palabras, como si fuera poco, lo que es más importante,
especialmente.

Ilustración o ampliación: por ejemplo, en otras palabras, es decir, tal como,


como es el caso de, de esta manera, así, así como.

Explicativos: es decir, o sea, en otras palabras.

Orden: primero, segundo, siguiente, luego, después, al final, finalmente, a


continuación, antes, desde entonces, en primer lugar, por último, al
principio, inicialmente, en seguida.

Cambio de perspectiva: por otra parte, de otra manera, en otro sentido,


por el contrario, en contraste con.

Condición: sí, con tal que, supongamos, puesto que, siempre que, ya que.

Resumen o conclusión: para terminar, resumiendo, por último, finalmente,


en conclusión, en suma, en síntesis, como conclusión, en resumen.

5
SÉPTIMO BÁSICO

B. ORDENADORES TEXTUALES: dan claridad y orden a un texto.


También permiten indicar dónde comienza el discurso, las
secuencias de ideas o pasos que están involucrados en el
desarrollo y su cierre o conclusión y destacan aspectos
importantes, facilitan el localizar información o jerarquizarla y
garantizan la continuidad del discurso.

ORDENADORES TEXTUALES

De inicio: Dan comienzo a un texto: para empezar, bien, para comenzar.

De continuidad: Dan continuidad y progresión a la información del texto:


a continuación, seguidamente, así pues.

De digresión: Introducen reflexiones o contenidos que se desvían en cierta


medida del asunto: por cierto, a todo esto, a propósito de.

De cierre: Sirven para dar fin a un texto o a una secuencia informativa:


para concluir, para terminar, finalmente, por último, en conclusión, en
resumen, en dos palabras.

De enumeración: Permiten agrupar una serie de enunciados en un orden


determinado: primero, segundo, por un lado, por otro lado, por una parte,
por otra, en primer término, en último término.