Está en la página 1de 2

Definición de Gestión Cultural (vertiente

profesional)
Teniendo en cuenta la vertiente profesional, la Gestión Cultural puede ser definida
como:

La administración de los recursos de una organización, acontecimiento o


infraestructura cultural, con el objetivo de ofrecer un producto o servicio que
llegue al mayor número de público o consumidores, procurándoles la
máxima satisfacción, en donde los distintos componentes tienen
implicaciones específicas para los profesionales de la gestión cultural.

De esta definición podemos subrayar los siguientes conceptos:

 Administración, aunque de manera general hace referencia a dirigir la


economía de una persona o entidad, la acepción más aplicada a la gestión
cultural (sobre todo a la gestión cultural pública) es cuidar los intereses de
una comunidad.
 Recursos, que hacen referencia tanto a recursos financieros, tecnológicos,
comerciales, materiales e inmateriales (por ejemplo una marca) como a
personas: artistas, técnicos, colaboradores,…
 Organizaciones, acontecimientos o infraestructuras culturales.

En función de la finalidad, una clasificación de


las organizaciones culturales, puede ser:
 Entidades de representación o management, si la finalidad es administrar
la carrera de un creador cultural.
 Si la finalidad de la organización se encuentra relacionada con la asignación
de los recursos para la producción de un determinado evento cultural se
trataría de Productoras culturales.
 Si la finalidad es la distribución de bienes o servicios culturales se trataría
de Empresas distribuidoras.
 Igualmente la finalidad puede ser una combinación de todas (o parte) de
las anteriores como por ejemplo una sala de espectáculos con compañía
propia.

Objetivos de la Gestión Cultural


Aun siendo importante acotar que la gestión cultural tiene que ver con el fomento y
reconocimiento de las prácticas culturales, la creación artística, la generación de
nuevos productos, la divulgación y promoción de los significados y valores
culturales, la preservación de la memoria colectiva y la conservación de los bienes
culturales, en general, los objetivos varían en función de la naturaleza jurídica
(pública/privada) de la organización de que se trate.
 Objetivos de la gestión cultural en el sector
privado.
En el sector privado el objetivo predominante será en principio la rentabilidad,
aunque esto no siempre es así, puesto que a veces la gestión cultural forma
parte de una estrategia más amplia, por ejemplo las fundaciones de las
entidades financieras o fines sociales como el caso de organizaciones no
gubernamentales.
 Objetivos de la gestión cultural para las
administraciones públicas.
Para las administraciones públicas el objetivo prioritario pasa por fines
sociales relacionados con los derechos y deberes culturales, es decir,
garantizar la calidad y la accesibilidad del bien o servicio cultural que ofrece.

Existen también organizaciones con objetivos mixtos que aúnan rentabilidad y


accesibilidad social, por ejemplo un espacio de titularidad pública gestionado
por una sociedad privada.
Definición de Gestión Cultural (vertiente
aplicada)
Teniendo en cuenta una vertiente más aplicada, la gestión cultural se define como:

Conjunto de reglas, procedimientos y métodos operativos para llevar con


eficacia una actividad empresarial tendente a alcanzar objetivos concretos.
Así, a partir de esta acepción, la gestión de la cultura debiera ser igual que la de
cualquier otro bien de la economía pero sin embargo, y precisamente por las
características definitorias de cultura, la gestión cultural aparece como una técnica
de gestión con personalidad propia.

Concepto de Cultura en Gestión Cultural


¿De qué concepto de Cultura se parte en la Gestión Cultural? y, ¿qué
diferencia la Gestión de la Cultura de la Gestión de otros Bienes y Servicios?
El concepto de cultura se ha ampliado tanto que puede correr el riesgo de
abarcarlo todo y, por lo tanto, no tiene ningún sentido. Sin embargo, y con el
objetivo de establecer un marco de referencia para la gestión cultural es necesario
delimitar conceptualmente la cultura.

La cultura ha sido materia de estudio de numerosos autores desde campos tan


diversos como la sociología, la política cultural, las ciencias de la educación,…

Para evitar la complejidad del término, algunos autores han tratado de acotar su
significado destacando las principales características. Así por ejemplo, Chris Jenks
(1993) establece cuatro dimensiones en el concepto cultura:

También podría gustarte