Está en la página 1de 19

¿EL ESTADO DE

DERECHO?
Apreciemos
algunas imágenes
reflexionemos
sobre los casos…
El Estado de Derecho, las Mentiras
de Estado
 Ignacio Ramonet, director de Le Monde Diplomatique, publica en julio de 2003 y habla
en la web http://www.analitica.com/BITBLIO/ramonet/mentiras.asp sobre las diferentes
mentiras que han lanzado los estados sobre la población. Algunas de ellas se enumeran
aquí (sus demostraciones se han obviado por cuestiones de espacio, pero pueden
consultarse en esta página web):

1. El 12 de septiembre George Bush, ante el Consejo de Seguridad de la


ONU, presenta unas supuestas “pruebas” que demostraban que Irak
mantenía “estrechas relaciones con la red terrorista de Al Qaeda y
amenaza la seguridad de Estados Unidos pues posee «armas de
destrucción masiva» (ADM), expresión terrorífica fabricada por
sus consejeros en comunicación”. Ahora se sabe, ya tres meses
después se demostró, que sus acusaciones eran falsas, los 1.400
investigadores que fueron a Irak no encontraron ninguna ADM
(arma de destrucción masiva).
Tony Blair hizo lo propio ante la Cámara de los Comunes y José María
Aznar, presidente por entonces del gobierno español, también
aseguró la existencia de esas ADM.
El Estado de Derecho, las Mentiras
de Estado

2. Otra mentira de estado fue la acusación que lanzaron los


periódicos World y New York Journal en 1898, que acabó
causando la guerra entre España y Cuba posterior. Las
acusaciones de estos periódicos eran falsas, ya que el ejército
español no hundió el Maine, un barco de La Habana con 260
hombres como aseguraron estos rotativos, sinó que ocurrió
una explosión fortuita.

3. Las mentiras utilizadas para desatar la Guerra del Golfo, en


1991, también son analizadas por Ramonet. Para afianzar el
ataque, expresiones como «Irak posee el cuarto ejército del
mundo», «los iraquíes robaron las incubadoras de la
maternidad de Kuwait», «la línea defensiva inexpugnable»,
«los ataques quirúrgicos», «la eficacia de los Patriots», se
revelaron totalmente falsas al final.
El Estado de Derecho, las Mentiras
de Estado
4. En España, por no extendernos más, el tema del atentado terrorista de Al Qaeda, el 11 de
marzo del 2004, que en un principio el gobierno de Aznar atribuyó sin dudarlo a la banda
terrorista ETA aún se pasea por las cabezas de algunos españoles. Incluso después de la
celebración del juicio y que el juez encargado, Gómez Bermúdez, desvinculara a ETA de la
matanza, algunos medios de comunicación y políticos del PP siguen considerando que
existen vinculaciones entre ETA y Al Qaeda y ese acto terrorista.

Se podrían enumerar muchas más mentiras de Estado, de estados democráticos y de derecho


que han desatado escándalos e incluso han sido los detonante de guerras, como la del
Vietnam. Las preguntas son las siguientes: Si el Estado miente a sus ciudadanos, si
oculta o tergiversa informaciones, ¿no atenta precisamente contra la esencia de la
Democracia? ¿Qué legitimidad tiene pues el estado y, por extensión, esa
democracia que es gobernada por partidos que ocultan la verdad y manipulan?
En el caso de las mentiras por “seguridad” o por “protección” de la ciudadanía,
posibles atentados están totalmente justificadas?
EL ESTADO DE
DERECHO
ESTADO Y EL DERECHO

 Estado personifica y
simboliza políticamente al
«todo» social: el hombre de
hoy nace, se desarrolla y
muere dentro del cuerpo
político.
 La acción de éste que se gesta
incluso desde antes del
momento mismo del
nacimiento alcanza todas las
etapas de nuestra existencia
niñez, adolescencia,
juventud, madurez,
ancianidad.
LAS RELACIONES ENTRE EL ESTADO
Y EL DERECHO
 El Estado crea, reconoce y aplica el
denominado derecho vigente, el Estado
es quien otorga validez formal a las
distintas expresiones del derecho, en
razón de ser su declarante y el firme
asegurador de su cumplimiento a través
de sus órganos jurisdiccionales y
coactivos.
 El derecho permite la regulación de los
fines, atribuciones, competencias y
funciones del Estado.
 El derecho cumple el papel de legalizador
de una situación de poder, haciéndola
permanente y confiriéndole seguridad a
sus determinaciones.
EL ESTADO DE DERECHO

Dicha expresión alude a aquella forma de


convivencia política dentro de la cual el poder estatal
se encuentra sometido a un sistema de normas
jurídicas; es decir, denota al Estado sometido y
regulado por el derecho.
LOS PRINCIPIOS BÁSICOS PARA LA
CONSTRUCCIÓN DEL ESTADO DE
DERECHO
 El principio de constitucionalidad, que determina la existencia de
la Constitución como norma básica y fúndante del orden político-
jurídico.

 El principio de legalidad, que determina la sujeción del Estado y los


particulares a la Constitución y a las leyes.

 El principio de jerarquía normativa, que determina la visión


piramidal del ordenamiento jurídico.

 El principio de publicidad de las normas, que determina la


garantía del conocimiento general del contenido de las disposiciones
legales.
LOS PRINCIPIOS BÁSICOS PARA LA
CONSTRUCCIÓN DEL ESTADO DE
DERECHO
 El principio de irretroactividad de las normas, que determina que la
vigencia de las disposiciones legales opera hacia el futuro; salvo el caso en
materia penal siempre que su contenido resulte más favorable al reo o
procesado.

 El principio de seguridad jurídica, que determina el respeto a los preceptos


legales vigentes al momento de la celebración de los contratos o expedición
de resoluciones administrativas o judiciales.

 El principio de responsabilidad e interdicción de la arbitrariedad de los


órganos de poder del Estado, que determina la garantía de los derechos de
los ciudadanos administrados y la facultad de recurrir a los órganos de
administración de justicia a efectos de corregir los actos de administración
que infringen la ley o afectan derechos fundamentales.
LAS CARACTERÍSTICAS DEL ESTADO
DE DERECHO
a) Sujeción de los gobernantes y gobernados
al imperio del ordenamiento jurídico
b) Distribución de funciones y asignación de
responsabilidades entre los titulares de los
órganos de poder
c) Existencia de un conjunto básico de
derechos ciudadanos de carácter civil,
político, social, económico y cultural; de
garantías jurídicas para el pleno goce o
restablecimiento de su disfrute por parte de
los gobernados.
EL ESTADO DEMOCRÁTICO DE
DERECHO
Dicha noción alude a una comunidad política en donde
sobre las bases de las exigencias establecidas para el Estado
de Derecho, su organización se ve apuntalada con los
principios valores contenidos en la ideología democrática.
«La democracia es el gobierno del pueblo, para el pueblo y
con el pueblo».
LOS PLANOS DE LA DEMOCRACIA

 Plano conceptual
La democracia es percibida como una forma de entender y vivenciar
la vida de existencia y coexistencia.
Dicha concepción implica reivindicar la dignidad de la persona y el
carácter instrumental del Estado y la sociedad en pro de la
realización genuinamente humana.
 Plano institucional
La democracia es percibida como una técnica de organización del
poder en sentido general. Así, se establecen una pluralidad de
instituciones y prácticas de diverso orden político, jurídico, social,
económico, cultural.
 Plano programático
La democracia es percibida como el diseño y ejecución de un
conjunto de lineamientos de políticas que permiten el goce efectivo
de los valores y fines democráticos.
EL ESTADO SOCIAL DE DERECHO

Mediante su institucionalización se fortalecen una


pluralidad de ideas fuerza, a saber:
 La consecución de la justicia social.
 La formación de una sociedad con igualdad de oportunidades, en
donde a través de acciones de fomento e impulso estatal se tiende
a que la libertad y los demás derechos reconocidos a las personas y
grupos sociales se hagan efectivos y se aspire a remover todos los
obstáculos que impulsan o dificultan su plenitud.
 El reconocimiento y protección de los derechos económico-
sociales denominados de segunda generación.
 La incorporación sistemica de un conjunto de normas
constitucionales referidas a la relación y papel del Estado con el
fenómeno económico y los derechos y libertades conexas.
LAS CARACTERÍSTICAS DE LA
PERSONALIDAD JURÍDICA DEL ESTADO

 La unidad
La esencia de la comunidad estatal deriva de su orientación
a la concordancia, en razón a que los integrantes del cuerpo
político aspiran a la consecución de fines idénticos.
 La impersonalidad

Los actos emanados de la voluntad de los gobernantes no se


reputan como actos personales, sino como acciones del
Estado mismo.
 La identidad

El Estado actúa por sí mismo, es decir, de manera


independiente de los elementos que lo conforman.
 La permanencia
LOS ELEMENTOS DE LA PERSONALIDAD
JURÍDICA DEL ESTADO

 Colectividad de órganos y organismos públicos.


 Fin común de cumplir los deberes establecidos en la
Constitución.
 Pluralidad de medios políticos, jurídicos y administrativos para
la conservación de los fines establecidos en la Constitución.
 Reconocimiento jurídico.
EL CARÁCTER BIFRONTE DE LA PERSONALIDAD
JURÍDICA DEL ESTADO
Estado tiene una determinada personalidad cuando
actúa en la vida jurídica como poder político que ejerce
funciones de gobierno e imperio, y tiene otra cuando se
desenvuelve como un simple particular.
Cuando actúa como una entidad soberana desde su
posición de supraordinación y supremacía con respecto a
los ciudadanos, el cuerpo político presenta una
personalidad jurídica pública.
Este carácter bifronte tiene la utilidad práctica de
garantizar el derecho de los ciudadanos que pactan
obligaciones patrimoniales con el Estado.
LA VOLUNTAD Y LA RESPONSABILIDAD
PERSONIFICADORA DEL ESTADO
José Roberto Dromi : El poder del cuerpo político como
medio de exteriorización de la voluntad pública «es
ejercida por hombres que actúan por él. Sólo la persona
humana puede accionar los resortes del poder y de la
organización política mediante conductas que se
imputan a la persona jurídica estatal».
La responsabilidad estatal emana de su personalidad
jurídica.
Ella se manifiesta cuando los actos y hechos ejercitados
por los órganos u organismos generan daño o perjuicio
susceptible de apreciación pecuniaria.
LOS EFECTOS DE LA PERSONALIDAD
JURÍDICA DEL ESTADO
 La continuidad o perpetuidad de los derechos y obligaciones
contraídas en el ejercicio de su actividad personificada; ello
con prescindencia de los gobiernos y autoridades de turno.
 El establecimiento de relaciones patrimoniales con
organizaciones homologas, personales, etc.
 Exteriorización de dicha personalidad mediante normas
jurídicas (leyes en sentido lato, resoluciones judiciales y
administrativas, actos administrativos, etc.).
 Acreditación de responsabilidad contractual y extracontractual
y su consecuente obligación reparatoria, indemnizatoria, etc.