Está en la página 1de 4

CICLO GEOLÓGICO DE LAS ROCAS

Aproximadamente 200 años atrás James Hutton propuso el ciclo geológico considerando las
relaciones entre la superficie terrestre y el interior de la tierra como un proceso cíclico.

El esquema del ciclo geológico ilustra la interacción entre sedimentación, hundimiento,


deformación, magnetismo y meteorización.

Por fenómenos geológicos internos de la tierra al solidificarse y consolidarse el magma, se forman


las rocas originales o ígneas, posteriormente, por fenómenos geológicos externos conocidos
como meteorización, se formaron las rocas sedimentarias, al modificar tanto las ígneas como las
sedimentarias se obtienen las rocas metamórficas; este proceso es el que se conoce como Ciclo
Geológico de las Rocas.

El ciclo que está en permanente actividad, muestra los fenómenos geológicos internos y externos,
procesos de presión y temperatura; que son indispensables para la formación de las rocas
ígneas.

Las rocas sedimentarias sufren procesos de meteorización, transporte, depósito y consolidación


para su formación. Por el contrario, las rocas metamórficas para su formación dependen de
procesos de calor, solución y presión.

También se pueden obtener rocas sedimentarias a partir de las rocas metamórficas mediante
procesos de meteorización, transporte, depósito y consolidación. Para obtener rocas
metamórficas a partir de las rocas sedimentarias deben sufrir procesos de calor, solución y
presión.

Figura 33. Ciclo geológico de las rocas


A continuación se presentan los procesos que intervienen durante los ciclos:

Depósito o Sedimentación

Es el proceso general por el cual se asienta el material que forma las rocas, también conocido
como depósito. Para el proceso debe existir una fuente de materiales, algún medio para
transportar este sedimento, finalmente debe disponerse de algún lugar y algún proceso para el
depósito del material sedimentario.

Meteorización ó Fuente del Material

Cambios que sufre una roca teniendo en cuenta la acción de agentes geológicos. Cualquier
material rocoso que ha sido intemperizado, está listo para ser transportado a algún lugar de
acumulación. La naturaleza de la roca que proporciona el material sedimentario, tiene un efecto
sobre la naturaleza de los sedimentos y por consiguiente sobre las rocas que se forman a partir
de ellos. Además el tipo de intemperismo efectuado influye también en el tipo de sedimentos que
se desarrolla. De esta manera el intemperismo químico de una masa granítica produce arcilla,
sales solubles, óxidos de hierro y sílice; pero el intemperismo mecánico de la misma masa
granítica produce fragmentos de granito roto y granos de cuarzo original, de feldespatos y los
minerales ferromagnesianos que integran el granito.

Existe la meteorización física y química, aunque ambas suelen presentarse simultáneamente al


momento de la meteorización mecánica, al fracturar o disgregar la roca facilita la meteorización
química.

Meteorización mecánica o física

Supone la rotura de la roca sin que implique una transformación de ella, no hay transformaciones
químicas que modifiquen la composición de la roca. Los mecanismos de meteorización
mecánica son:

Variaciones en el volumen, (temperatura , humedad).


Crecimiento de cristales en la roca, rompiéndola en fragmentos (gelifracción, clima árido).
Planos de rotura (erosión, incendios).
Acción de las raíces de los vegetales.
Impacto de partículas transportadas por agentes geológicos.

Meteorización química

Es la alteración de los materiales de la superficie por medio de reacciones químicas,


transformación mineralógica. Las reacciones mas frecuente son:
Disolución: rocas solubles.
Hidratación: Incorporación de moléculas de agua en la estructura (disminuye dureza,
aumenta solubilidad).
Hidrólisis: Las moléculas de agua rompen enlaces químicos.
Carbonatación: produce ácido carbónico que facilita la transformación de rocas y minerales.
Oxidación – reducción .
Actividad orgánica

Los materiales meteorizados pueden sufrir:

Disolución: rocas solubles.


Hidratación: Incorporación de moléculas de agua en la estructura (disminuye dureza,
aumenta solubilidad).
Erosión: Separado de su lugar de origen debido a la acción de un agente geológico (agua,
viento, hielo).
Transporte: el traslado de partículas erosionadas de una roca o fluido natural puede ser: por
arrastre, rodadura, saltación o suspensión
Edafogenesis: Quedar en el lugar de origen y mezclarse con materia orgánica, como
resultado la formación del suelo.

Transporte

El agua es el agente fundamental y presenta varias formas: en el subsuelo como escorrentías


superficiales, agua que circula por la superficie terrestre (aguas salvajes, torrentes y ríos), y aguas
subterráneas, es el agua lluvia que se infiltra en los terrenos permeables; glaciares, son masas de
hielo que descienden lentamente desde la zonas elevadas donde se originan hasta niveles
inferiores, formando un río de hielo, y la corriente oceánica, es el principal medio de transporte de
material de un lugar a otro. El deslizamiento de tierra y otros movimientos movidos por la
gravedad, desempeñan también su papel, como lo hace el viento: agente mecánico activo que
realiza una acción de erosión, de transporte y de sedimentación. La acción recibe el nombre de
acción eólica. Los seres vivos producen efectos destructores y otros constructores de
estructuras debido a los avances tecnológicos.

Litificación

El proceso de litificación convierte a los materiales sin consolidar (que forman las rocas), en rocas
consolidadas. Hay diversas maneras como se litifícan los depósitos sedimentarios.

Cementación o Consolidación

En la cementación los espacios entre las partículas individuales de un depósito sin consolidar, se
rellenan con algún agente que los liga. Entre los muchos minerales que sirven como agentes
cementantes se encuentran la calcita, la dolomita y el cuarzo. Los depósitos de arena y grava se
transforman por cementación en roca sedimentaria arenisca y conglomerado, respectivamente.

Compactación y Desecación

En la compactación, el espacio poroso entre los granos individuales se reduce gradualmente por
la presión de los sedimentos superyacentes o por presiones resultantes de movimientos de la
tierra. En la desecación, es forzada a salir el agua que originalmente llenaba los espacios porosos
de los depósitos de arcilla y limo asentados, cuando un depósito queda expuesto al aire libre y el
agua se evapora.

Cristalización

Sirve para endurecer los depósitos asentados por procesos mecánicos de sedimentación.
Depende de la velocidad de enfriamiento, entre mas lenta sea, es mayor el tamaño de los
cristales. Por ejemplo, dentro de un depósito pueden cristalizar nuevos minerales, o los cristales
de los minerales existentes pueden aumentar de tamaño.

Agentes del Metamorfismo

Calor

El calor es un agente esencial del metamorfismo; puede ser el más importante de ellos. Turner y
Verhoogen ponen en duda que la presión solamente pueda producir cambios en las rocas, sin que
simultáneamente haya un aumento en la temperatura. De hecho, consideran que el metamorfismo
parece estar invariablemente controlado por la temperatura.

Presión

A una profundidad de 9.000 a 12.000 metros, las presiones serán entre 2.800 y 4.200 kilogramos
por centímetro cuadrado, y éstas son suficientes para hacer que la mayor parte de las rocas
fluyan en forma plástica. Este flujo tendrá como resultado un movimiento ínter granular, formación
de diminutos planos de deslizamiento dentro de la roca, cambios en la textura, reorientación de los
granos y crecimiento cristalino.

Solución o Fluidos químicamente activos

Las soluciones hidrotermales que se desprenden al final de la solidificación de un magma,


percolan frecuentemente más allá de los límites de la cámara magmática y reaccionan con las
rocas circundantes. A veces, cambian y sustituyen o agregan iones a los minerales de la roca,
para producir nuevos minerales.