Está en la página 1de 3

Ramirez 1

Corina Ramírez

Profesor Daza

SPA 280

7 de diciembre de 2017

Mujeres Unidas

En el idioma swahili, la palabra Umoja se traduce como unidad. Así Umoja: Ningún

Hombre Permitido es un título apropiado para el documental sobre un pueblo en el norte de

Kenia fundado exclusivamente por y para las mujeres. En el pueblo del norte de Kenia,

cientos de mujeres de Samburu tribales se encontraron desterradas de sus pueblos después de

quejarse de ser violadas por soldados británicos que estaban presentes en Kenia como tropas

de "apoyo" y en instalaciones de entrenamiento. El Samburu, un grupo de personas que

dependen de criar ganado, cabras y otros animales, permiten regularmente que los hombres

tengan varias esposas y tengan el poder completo sobre ellos. En el pueblo, las mujeres hacen

la mayor parte del trabajo implicado en su pueblo pobre, y se alimentan de los cortes menos

deseables de la carne. Las mujeres desterradas son golpeadas y culpadas como las

responsables de los crímenes cometidos contra ellos, las mujeres son avergonzadas incluso

por sus familias. Pero, en la década de 1990, una activista australiana de derechos de la mujer,

Rebecca Lolosoli, llegó a la escena y ayudó a elevar a las mujeres, dándoles estructura y

enseñándoles una nueva cultura. Este documental nos presenta como los australianos están

imponiendo su cultura dominante sobre la cultura Samburu, mientras están imponiendo su


Ramirez 2

cultura está diluyendo la cultura y tradiciones de los Samburu y están organizando a las

mujeres, y animando a construir su propio pueblo, que nombraron Umoja.

En el documental, Rebecca Lolosoli ayuda a las mujeres desterradas a establecer un

nuevo pueblo en un campo desocupado en las praderas. Ella les ayuda a dar vuelta a su sino

alrededor enseñándoles sobre negocio y ayudándoles a lanzar un negocio de las artesanías que se

centran en el comercio turístico. El pueblo de las mujeres se convierte en un lugar popular para

los turistas a visitar. El director muestra el éxito de las mujeres y la creciente fama entre los

turistas, y corte el plano a los celosos hombres llenos de ira, que comienza una inusual, pero

cómico, guerra de género. Los hombres de los Samburu tribu son muy tercos y están dedicados a

su cultura y tradiciones. El documental utiliza el campo para mostrar un cómico "paliza" y el

destierro de un hombre tan tonto como para entrar en la aldea con la intención de enseñar a las

mujeres una "lección". Aunque los hombres creen que las mujeres están abandonando su cultura,

en realidad se están liberando de la opresión de los hombres. Rebecca Lolosoli enseña a las

mujeres cómo ser autosuficientes y cómo recuperar sus vidas. La banda sonora en la película

hace que el observador sienta emoción, como si estuviera en la situación de las mujeres. La

escena en la que las mujeres cantan sobre la libertad, se encuadre la felicidad y es un punto de

inflexión para las mujeres, demostrando que nunca volverán a ser oprimidas.

Lolosoli no sólo ayuda a las mujeres a construir un nuevo pueblo, también ayuda a las

mujeres a construir una escuela primaria para las hijas de sus habitantes, ya que la educación

para las niñas no era una prioridad en el antiguo pueblo. Al mostrar la escuela, el director del

documental utiliza la angulación perfecta para mostrar la variedad de estudiantes dentro del aula.

Las mujeres creen que no pueden cambiar a los hombres en Samburu hoy, pero a través de la
Ramirez 3

educación pueden educar a las generaciones futuras y así es como esperan cambiar a los hombres

de Samburu. En Umoja, los niños pueden asistir a la escuela; Si siguen las reglas del Umoja y no

intentan dominar a las mujeres. El pueblo se ha convertido en un lugar de crecimiento para los

jóvenes.

Las escenas finales del documental muestran al jefe de Umoja, llamado por los

hombres todavía amargos, para tratar de convencer a las mujeres de volver a sus familias. Las

mujeres le dejan saber exactamente cómo se sienten, y les dicen que se niegan a regresar. La

película enseña al observador que las culturas y las tradiciones pueden no ser siempre justas.

Las mujeres muestran que son valientes y fuertes. Utilizan Umoja para iniciar el cambio que

se necesita. Que comenzar a educar a los jóvenes y ayudarles a tomar mejores decisiones,

mientras que la promoción de los derechos humanos por una disminución de la corriente de

las prácticas culturales negativas que perjudican a la mujer.