Está en la página 1de 12

Hidráulica y Neumática

Nombre: Jimmy Gutiérrez Tapia Fecha:


24/06/2016
Carrera: Curso: Tipos de Compresores
Ingeniería Automotriz 7 – TD

Tipos de Compresores

En cualquier circuito neumático, la parte más importante es aquella en donde se produce el aire
comprimido. Esta parte es el elemento llamado compresor.

Podría definirse el compresor como una máquina o dispositivo que toma aire con unas determinadas
condiciones y lo impulsa a una presión superior a la de entrada. También se puede definir como una
máquina de funcionamiento alternativo o rotatorio que tiene por objeto la compresión de un fluido
(aire generalmente) para utilizar su fuerza de expansión debidamente regulada y transmitida al lugar
más idóneo.

Los compresores se diferencian por su caudal o por su relación de compresión.

La relación de compresión es un número adimensional que relaciona las presiones de entrada y salida
del aire del compresor, es decir, informa del aumento de presión que provoca el compresor.

El caudal es la cantidad de aire comprimido que nos proporciona el compresor en una unidad de
tiempo, es decir, la cantidad de aire del que se puede disponer.

Tanto el caudal, como la relación de compresión que proporciona un compresor, deben ser adecuados
al consumo de aire que requiere el circuito.

Por lo general, los compresores se sitúan en compartimientos especiales, bien sea en lugares apartados
donde no puedan molestar por el ruido que producen al trabajar o bien en el exterior de las
instalaciones donde se halla el circuito si lo que desea es conseguir un aire de mayor calidad, es decir
con menos impurezas. Sin embargo, también hay algunos tipos de compresores bastante silenciosos y
otros equipos que no necesitan estar en un lugar fijo, sino que pueden ser trasladados con facilidad de
un lugar a otro.

Los compresores se pueden clasificar en función de la forma de trabajo. Los más usados son de
embolo, que son muy baratos, pero hacen bastante ruido. Otro tipo son los giratorios o rotativos más
actuales y menos ruidosos. Dentro de cada grupo hay multitud de clases distintas de compresores.

La principal clasificación de los diferentes tipos de compresores se realiza por su principio de


funcionamiento básico. En este caso, los compresores quedan divididos en dos grandes grupos:

Compresores de desplazamiento positivo:


El principio de funcionamiento de estos compresores se basa en la disminución del volumen del aire en
la cámara de compresión donde se encuentra confinado, produciéndose el incremento de la presión
interna hasta llegar al valor de diseño previsto, momento en el cual el aire es liberado al sistema.

Compresores dinámicos:

El principio de funcionamiento de estos compresores se basa en la aceleración molecular. El aire es


aspirado por el rodete a través de su campana de entrada y acelerado a gran velocidad. Después es
descargado directamente a unos difusores situados junto al rodete, donde toda la energía cinética del
aire se transforma en presión estática. A partir de este punto es liberado al sistema.

Compresores de Desplazamiento Positivo

Compresores de Pistón

En este tipo de compresores, el aire es aspirado al interior de un cilindro, por la acción de un pistón
accionado por una biela y un cigüeñal. Ese mismo pistón, al realizar el movimiento contrario, comprime
el aire en el interior del mencionado cilindro, liberándolo a la red o a la siguiente etapa, una vez
alcanzada la presión requerida.

En la foto, vemos el esquema de un compresor de pistón con dos cilindros de ATLAS COPCO, donde se
puede ver cómo el cilindro de la derecha, en un movimiento descendente, está aspirando el aire del
exterior, mientras que el cilindro de la izquierda, con un movimiento ascendente, lo está
comprimiendo.

Constitución

Las válvulas: Las válvulas son mecanismos automáticos colocados en la aspiración e impulsión de cada
uno de los cilindros que permiten el flujo del gas en una sola dirección, bien sea hacia dentro del
cilindro (aspiración), bien hacia fuera del mismo (Impulsión). Estos mecanismos actúan por diferencia
de presión, aunque en ciertas condiciones pueden ser ayudadas por resortes.
Accionamiento motor:

Los compresores se accionan, según las exigencias, por medio de un


motor eléctrico o de explosión interna. En la industria, en la mayoría de
los casos los compresores se arrastran por medio de un motor eléctrico.
Generalmente el motor gira un número de rpm fijo por lo cual se hace
necesario regular el movimiento a través de un sistema de transmisión
compuesto en la mayoría de los casos por un sistema de poleas y
correas.

Pistón: es el encargado de comprimir al aire. Cuando se le aplica una energía mecánica determinada
por medio de un motor este empieza a realizar un movimiento de vaivén absorbiendo, comprimiendo y
descargando el aire hacia el tanque.

El cilindro: está unido a la biela mediante un bulón. Para conseguir el cierre hermético entre el cilindro
y el pistón, éste está provisto de dos o tres segmentos cilindro es el recipiente por el cual se desliza el
pistón en movimiento alternativo. El pistón tiene forma de vaso invertido y (o aros), colocados en unas
ranuras en su parte superior.

Los cilindros: Dependiendo del tipo de compresor, éstos pueden ser de simple o doble Efecto,
según se comprima el gas por una o las dos caras del pistón. Pueden existir, además, uno o varios
cilindros por cada una de las etapas que tenga el compresor.

La hermeticidad durante la compresión se mantiene gracias a la acción de los segmentos del


pistón. Estos elementos consistirán en unos finos aros metálicos abiertos ubicados en la pared del
cilindro, dentro de unas pequeñas hendiduras dispuestas para tal fin.

El segmento por su diseño se encontrará haciendo presión en todo momento contra la pared cilindro
minimizando así las pérdidas perimetrales proporcionando la hermeticidad requerida en el equipo.

Biela y manivela: es el que genera el recorrido del pistón produciendo el movimiento de vaivén.
Produciendo el recorrido del pistón.
En el taller se tiene un compresor de pistón de marca Coleman, vertical que tiene las siguientes
características:
Compresor de Tornillo

La tecnología de los compresores de tornillo se basa en el desplazamiento del aire, a través de las
cámaras que se crean con el giro simultáneo y en sentido contrario, de dos tornillos, uno macho y otro
hembra. Como se puede ver en el esquema, el aire llena los espacios creados
entre ambos tornillos, aumentando la presión según se va reduciendo el
volumen en las citadas cámaras.

El sentido del desplazamiento del aire es lineal, desde el lado de aspiración


hasta el lado de presión, donde se encuentra la tobera de salida.

En el esquema inferior, se ve la sección de un conjunto rotórico, donde se


pueden apreciar los tornillos en el interior de la carcasa.

Este tipo de tecnología se fabrica en dos ejecuciones diferentes,


compresores de tornillo lubricado y compresores de tornillo exento. La
diferencia entre ambos estriba en el sistema de lubricación.

En el compresor de tornillo lubricado, se inyecta aceite en los rotores para


lubricar, sellar y refrigerar el conjunto rotórico. Este tipo de compresor es el
más habitual en la industria, debido a que en la mayoría de las aplicaciones,
el residual de aceite que queda en la línea de aire comprimido no es un
obstáculo para el proceso.

La ejecución de compresores exentos de aceite requiere de un diseño más complejo que en el caso
anterior, debido a que no se puede inyectar aceite en el interior de los rotores. En este tipo de
compresores, se busca suministrar aire sin contaminar por el aceite de lubricación.

Esto no quiere decir que no requieran de lubricación, sino que entre los rotores no se inyecta
lubricante alguno, haciendo que estos elementos trabajen en seco.
Para el proceso de compresión a presiones superiores a 3 bar, se requiere de la instalación de dos
unidades compresoras que trabajen en serie, accionadas por una caja de engranajes común. Como se
puede ver en la foto inferior, correspondiente a un compresor de tornillo exento de BOGE, ambos
conjuntos rotóricos están conectados a un único motor por la citada caja de engranajes.

Compresor de Paletas

Otro diseño dentro de los compresores de desplazamiento positivo, es el de los equipos que usan un
rotor de paletas. El sistema consiste en la instalación de un rotor de paletas flotantes en el interior de
una carcasa, situándolo de forma excéntrica a la misma.
Como se puede ver en este esquema de MATTEI, durante el giro del rotor, las paletas flotantes salen y
entran desde su interior, formando unas cámaras entre rotor y carcasa, que se llenan con el aire.

Al estar situado el rotor en una posición excéntrica al eje central de la carcasa, las cámaras van
creciendo en la zona de aspiración, llegando a producir una depresión que provoca la entrada del aire.
Según se desplazan con el giro del rotor, las cámaras se van reduciendo hacia la zona de impulsión,
comprimiendo el aire en el interior.
Compresor de Lóbulos o Émbolos Rotativos

El principio de funcionamiento está basado en el giro


de dos rotores de lóbulos en el interior de la carcasa.
Como se puede ver en la ilustración superior, los
rotores giran de forma sincronizada y en sentido
contrario, formando entre ellos unas cámaras en las
que entra el aire. En este caso, los lóbulos se limitan
a desplazar el aire, consiguiendo aumentar la presión
en función de la contrapresión con la que se
encuentran en la salida del equipo. Esta
contrapresión viene dada por las pérdidas por
rozamiento y las necesidades de presión del sistema
con el que trabaja. Estos compresores son muy
usados como soplantes, es decir, compresores de baja presión.

En este tipo de compresores, los rotores pueden ser bilobulares o trilobulares. También existe una
ejecución similar que utiliza unos rotores de uña.

El funcionamiento es el mismo que el explicado anteriormente, pero en este caso, por la forma
especial de los rotores, la cámara de impulsión reduce su espacio para incrementar la presión del aire.
Estos compresores consiguen elevar la presión a valores superiores a 7 bar.

Compresores Scroll

Otra tecnología dentro del grupo de desplazamiento positivo, es la de los compresores tipo scroll. No
son equipos muy conocidos, pero tienen una aplicación típica en las aplicaciones exentas de aceite.

Estos compresores tienen un desplazamiento que se denomina orbital. La compresión se realiza por
reducción de volumen. El conjunto compresor está formado por dos rotores con forma espiral. Uno de
ellos es fijo en la carcasa y el otro es móvil, accionado por el motor. Están montados con un desfase de
180º, lo que permite que en su movimiento se creen cámaras de aire cada vez más pequeñas.

u
Bombas de Vacío

Las bombas de vacío son también equipos de desplazamiento


positivo. Muchos de sus diseños son usados indistintamente como
compresores o como bombas de vacío. Existen bombas de vacío
de pistón, tornillo, paletas o lóbulos.

El funcionamiento de todas ellas es similar al de su compresor


homólogo, pero con la característica de que están pensadas para
aspirar del interior de un recipiente o red y no para comprimir el
aire o gas que aspiran.

Como caso más excepcional, destacamos el diseño de las bombas de vacío de anillo líquido. Como se
puede ver en el esquema del lado derecho, correspondiente a una bomba de NASH, en estos equipos
hay un rotor de paletas fijas, instalado de forma excéntrica en la carcasa de la bomba. En el interior de
la carcasa, hay un fluido que generalmente es agua. Cuando el rotor gira a su velocidad nominal, la fuerza
centrífuga que ejerce sobre el fluido, hace que éste se pegue a las paredes internas de la carcasa,
formando con las paletas del rotor unas cámaras de aspiración y compresión, cuyo funcionamiento es
similar al del compresor de paletas.

Compresores Dinámicos

Compresores Centrífugos Radiales

A este grupo pertenecen los compresores centrífugos tradicionales. En estos equipos, el aire entra
directamente en la zona central del rotor, guiado por la campana de aspiración. El rotor, girando a gran
velocidad, lanza el aire sobre un difusor situado a su espalda y es guiado al cuerpo de impulsión.

En la foto de la derecha, se ve la sección de un compresor centrífugo de levitación neumática de


BOGE. En dicha sección, se aprecian con claridad las dos etapas de compresión donde se encuentran
alojados los rotores.

En estos compresores, el aire entra directamente por la campana de aspiración (1) hacia el rotor (2) y
difusor (3), saliendo a la siguiente etapa o a la red por la voluta (4).

Un turbocompresor tradicional puede ser un equipo con dos o más etapas de compresión. Entre cada
etapa, están instalados unos refrigeradores diseñados para reducir la temperatura de compresión
antes de que el aire llegue al siguiente rotor. En la foto inferior, podemos ver un turbocompresor de
INGERSOLL RAND, montado sobre una bancada común al motor, refrigeradores y cuadro de control.

Compresores Centrífugos Axiales

Estos equipos son menos comunes en la industria. Se diferencian de los anteriores en que el aire
circula en paralelo al eje. Los compresores axiales están formados por varios discos llamados rotores.
Entre cada rotor, se instala otro disco denominado estator, donde el aire acelerado por el rotor,
incrementa su presión antes de entrar en el disco siguiente. En la aspiración de algunos compresores,
se instalan unos álabes guía, que permiten orientar la corriente de aire para que entre con el ángulo
adecuado.

Bibliografía:

 Royce N. Brown: “Compressors. Selection and sizing.”, 2nd edit., Gulf Professional
Publ., Houston, USA, 1997
 Norma ISO 1217 (1986): "Displacement Compressors. Acceptance Tests".

Compresor axial
Animación de un compresor axial. Los álabes fijos forman el estator.

Los compresores axiales, son un tipo especial de turbomaquinaria que incluye bombas,
ventiladores, o compresores.1

Índice
[ocultar]

 1Descripción
 2Estructura
o 2.1Rotor
o 2.2Estator
 3Nota

Descripción[editar]
El compresor axial fue utilizado en alguna de las primeras turbinas, pero debido a los
pocos conocimientos de aerodinámica de la época, dio como resultado compresores con
rendimientos muy bajos. Hoy en día, gracias a su alto rendimiento y facilidad de
acoplamiento es el más utilizado en aviación.
Los compresores axiales están formados por varios discos llamados rotores y estatores
que llevan acoplados una serie de álabes. Entre rotor y rotor se coloca un espaciador, el
cual permite que se introduzca un estator entre ambos. Estos espaciadores pueden ser
independientes o pertenecer al rotor. Cada disco de rotor y estator forman un escalón de
compresor. En el rotor se acelera la corriente fluida para que en el estator se vuelva a
frenar, convirtiendo la energía cinética en presión. Este proceso se repite en cada escalón.
En algunos compresores se colocan en el cárter de entrada unos álabes guía, los cuales
no forman parte del compresor, pues solo orientan la corriente para que entre con el
ángulo adecuado.

COMPRESOR CENTRÍFUGO
Publicado por Luigi en 11:30 0 comentarios
Los aparatos centrífugos se crearon para obtener grandes capacidades de enfriamiento, y constan

principalmente de un compresor centrífugo, que da nombre al conjunto, impulsado por un motor eléctrico,

(aún cuando puede utilizarse también una turbina de vapor u otro tipo de motor de gas) un condensador y

un evaporador.

El compresor centrífugo se fundamenta

esencialmente en una o varias ruedas impulsoras, montadas sobre una flecha (eje) de acero y encerradas

en una cubierta de hierro fundido. El número de impulsores (turbinas) que se puede ensamblar depende

principalmente de la magnitud de la presión que queremos desarrollar durante el proceso de compresión.

Las ruedas impulsoras rotativas son esencialmente las únicas partes móviles del compresor centrífugo y por

tanto la fuente de toda la energía impartida al vapor durante el proceso de compresión.

La acción del impulsor es tal, que tanto la columna estática como la velocidad del vapor, aumentan por la

energía que se imparte al mismo.

La fuerza centrífuga aplicada al vapor confinado entre los álabes del impulsor y que gira con los mismos,

origina la autocomprensión del vapor en forma similar a la que se presenta con la fuerza de gravedad, que

hace que las capas superiores de una columna de gas compriman a las inferiores.
Los compresores centrífugos son

turbo-máquinas o máquinas generadoras de flujo continuo, que transmiten la energía mecánica del motor

al que van acoplados. Las velocidades rotatorias comunes varían entre 3000 y 8000 rpm, usándose en

algunos casos velocidades más altas.

También podría gustarte