Está en la página 1de 5

INTRODUCCIÓN

En el presente ensayo se abordara temas relacionados con la ciudad y sus inequidades,


también se tratara el tema medio ambiental y sus niveles de efecto que tiene en la
sociedad y los ciudadanos en su conjunto.

La perspectiva que se tomara en cuenta será la de David Hervey, ya que este ilustre
intelectual retoma las ideas de espacio en la ciudad de Lefebvre.

La finalidad del ensayo está centrada en poder observar y criticar el desbalance que existe
en los espacios urbanos, de poder comprender como y porque existe este fenómeno en
casi todas las ciudades y más aún en las ciudades que carecen de los beneficios que
presentan las mas desarrolladas.

De que inequidades respecto a las ciudades

La ciudad no es solo un espacio donde se aglomeran un conjunto, más o menos grande,


de individuos sino que también representa el lugar para que ciertas tipos de actividades
puedan manifestarse, a través de estos medio urbanos. Durante mucho tiempo se habla de
la reivindicación de los derechos humanos, aunque este siga siendo un tema vigente y que
tenga aplicabilidad en muchos casos, no es lo mismo con lo que significa lo mismo para
los espacios urbanos, y más aun de la ciudad.

Las escuelas clásicas, que tratan los temas del urbanismo y de la ciudad, hacían denotar
los problemas que en su época eran vigentes (segregación, hambruna, medios básicos
deficientes, relaciones contractuales, tasas altas de natalidad y mortalidad, etc.) y eran
motivo de preocupación. La escuela ecologista de chicago observa la ciudad desde una
lente biologista y botánica, dando al hombre cierta libertad de poder perfilar la ciudad a
su imagen. En este sentido Park reconoce el hecho de que uchas ciudades son las
relaciones que forma el hombre y construye bajo sus propios medios morales y
conductuales.

Si bien las ciudades están configuradas por las relaciones y actores que se encuentran,
estas también pueden ser moldeadas por sus aspiraciones y necesidades. Entre alguna de
inquietudes de que percibe David Hervey está el hecho:

Reclamar el derecho a la ciudad en el sentido en que yo lo entiendo supone reivindicar


algún tipo de poder configurador del proceso de urbanizaci6n, sobre la forma en que
se hacen y rehacen nuestras ciudades, y hacerlo de un modo fundamental y radical
(Harvey 2012: 21)
Lo fundamental, está en que existe una proporción muy gran de individuos que están
desfavorecidas y sienten la presión por parte del medio urbano y de los sistemas actuales
(capitalista), que les pone en una posición de rendir su vida a la esclavitud de los medios
económicos.

Las políticas que existen dentro de los espacios urbanos, no son parciales, pero si definen
la posibilidad de que el capitalismo pueda crear a su semejanza espacio de reproducción
de su excedente. El excedente juega un papel protagónico en las ciudades, ya que los
capitalistas expresan su ambición y egoísmo en la explotación y alienación hacia el sector
trabajador de la sociedad.

La urbanidad, según Harvey, vive en un tiempo donde las ciudades son lugares de
comercialización y que están involucradas en todo tipo de actividades con fines de lucro.
En este sentido, podemos entender que:

Al igual que en otras ocasiones, la reconfiguraci6n de la geografía urbana ha traído


consigo grandes cambios en el estilo de vida. La calidad de la vida urbana se ha
convertido en una mercancía para los que tienen dinero, como lo ha hecho la propia
ciudad en un mundo en el que el consumismo, el turismo, las actividades culturales
y basadas en el conocimiento, asi como el continuo recurso a la economía del
espectáculo, se han convertido en aspectos primordiales de la economía política
urbana (Idem: 34)

El urbanismo y las ciudades son el producto del periodo de la industrialización, que sirvió
como el motor para que grupos de personas puedan vender su fuerza de trabajo a cambio
de un salario, esto les servía para subsistir. Con el crecimiento de las ciudades el trabajo
se empieza a especializar, a dividir, según las especialidades de cada individuo, a la vez
que existe la competencia. La competencia no es otra cosa más que capacidad que tienen
los capitalistas para poder especializar y sacar más crédito de sus productos con el fin de
poder seguir adelante y no dejarse rebasar por la competencia (otros capitalistas).

La división del trabajo trae consigo una cierta identidad entre los trabajadores, y aunque
estén etiquetados todos estos siguen siendo presa de la misma situación. La división del
trabajo puede verse plasmada en la ciudad y en su configuración:

Se está dividiendo en partes separadas, en las que parecen formarse muchos


«microestados». Los vecindarios ricos provistos de todo tipo de servicios, tales como
escuelas exclusivas, campos de golf y de tenis y patrullas de policía privada que
recorren el área continuamente, se ven rodeadas por asentamientos ilegales donde
solamente se puede obtener agua en las fuentes públicas, no existen sistemas de
evacuaci6n de residuos ni de recogida de basuras, la electricidad solo está al alcance
de unos pocos privilegiados, las calles se convierten en barrizales siempre que llueve
y lo normal es compartir la vivienda entre varias familias. Cada fragmento parece
vivir y funcionar normalmente, aferrándose firmemente a lo que ha sido capaz de
proveerse en la lucha cotidiana por la supervivencia (Idem: 46).

Estas son las principales inequidades que las ciudades en las regiones más empobrecidas
del planeta presentan como común denominador. Las zonas con mayores ingresos y
fondos están destinados a la población que cuenta con elevadas posibilidades económicas.
Tenemos que entender que en el proceso capitalista empiezan a existir clases de
trabajadores asalariados y proletarios aburguesiados, estos son los actores que conforman
los barrios ricos mesclados con los empresarios y capitalistas.

La motivación de algunos países por detener y tratar de ser más equitativos a la hora de
configurar los espacios urbanos con respectó a la riqueza, no tiene la suficiente fuerza
como para poder resolver el problema. El caso de E.E.U.U. parece ser el ejemplo más
evidente: teniendo una economía bástate aceptable, aun se denotan aquellos lugares y
territorios de sus ciudades que tienen problemas de primera índole.

Cuáles son los principales afectaciones en los niveles ambientales en la ciudad

El espacio físico de la ciudad, representa los avances tecnológicos y ahí se alza la razón
del ser humano en afán de autosuperarse. Las civilizaciones antiguas construían
monumentos, viviendas, lugares recreativos (parques, estadios, plazas), las viviendas que
ocuparían sus ciudadanos y espacios púbicos (calles).

El sistema capitalista, tiene el afán de producir y de no parar su producción. Las razones


son simples, ganar dinero. Los suelos de los espacios urbanos son lugares de construcción
de fábricas y empresas, donde en muchos casos no respetan las áreas destinadas a
resguardar ecosistemas. La tierra se puede entender en el sistema capitalista de la
siguiente manera:

El suelo no es una mercancía en el sentido más corriente de la palabra. Es una forma


ficticia de capital que deriva de las expectativas de futuras rentas […]
Mercados fluidos para el suelo, la propiedad inmobiliaria y otras instituciones de
apoyo -tales como la protecci6n de los derechos de propiedad, la ejecuci6n obligada
de los contratos y la financiaci6n de la vivienda-, prosperarían probablemente con el
tiempo a medida que se modificaran las necesidades del mercado. Ciudades con éxito
han relajado las leyes sobre las zonas para permitir a los usuarios con mayores
recursos apostar por el suelo valioso y han adoptado nuevas regulaciones de uso para
adaptarse a su papel, que va cambiando con el tiempo (Idem: 73)

Los suelos son piezas de explotación, ya que en los últimos años se observó una
deforestación del 1% de los bosques de todo el mundo, los suelos sirven de alguna manera
como parte de la herramienta de construcción de edificios y casas, ya que su valor está en
la apropiación del espacio que pueda tener el individuo. Esto acarre problemas de índole
ambiental, ya que al talar árboles se quita vidas animales y vegetales, trayendo la erosión
del suelo y provocando mayores cantidades de dióxido de carbono en el ambiente.

Esta situación medio ambiental más caótica revela que el capitalismo sigue siendo el
mayor depredador del planeta, ya que financia a los gobiernos para cubrir los derrames
de agentes químicos en los ríos y mares, La basura y otros, también, son parte del
problema ambiental, el gran consumo que existe en los espacios urbanos genera enormes
cantidades de desperdicios, en muchos casos estos desperdicios son artificiales,
desembocando en largos años de desintegración, un caso evidente son las bolsas de
plástico (100 a 500 años en desintegrarse).

CONCLUSIONES

La ciudad como espacio urbano confronta graves problemas, donde cada año se pronuncia
más y tiene repercusiones para las sociedades y los barrios con menores posibilidades
adquisitivas. Entre las principales conclusiones observamos que:

 Que a partir de los estudios urbanos realizados por los clásicos, se pudieron dar
las pautas para repensar y configurar la ciudad a semejanza de las necedades del
ser humano, y no a sus privilegios de unos cuantos.
 Los espacios urbanos se han convertido en medios de lucro y persiguen fines
capitalistas y mercantiles, trayendo efectos negativos para los ciudadanos. La
segmentación de la ciudad, ricos y pobre, los que tienen derecho a la ciudad y
los que no lo tienen, los que tienen necesidades y los que no los tienen.
 El deterioro del medio ambiente está vinculado a los fines por el suelo y los
espacios urbanos. Además que se presenta la contaminación como otro factor
determinante que diezma un ambiente saludable.

BIBLIOGRAFIA
HERVEY, David (2012): Ciudades rebeldes Del derecho de la ciudad a la revoluci6n
urbana. Ediciones Aka! S. A.