Está en la página 1de 79

NÚMEROS

PARA CONTAR, MEDIR,


CREAR Y SOÑAR

Santillana
Santillana,SA de CV

Antonio iQ'lna
oovdinaclòn
clabncla
de la Aiana

Arc hivo

( estilo o SA cie ( . V
Ile

pl€»pieelaeldei editor (Queda CSIrwlatnellie ptoliiblda lii pan


sl$tema o nu}todo electronwo, inclitso el iotocopiado, Iil,i

IOR(0 2006 Editorial Santillana, S.A de C. V.


Av Untvetsidacl 767, Col. del Valle.03100 Mexico, D

ISBN 978-970 29 155 IS

Primera edtcién. febrero 2006


Prtmera rennpresién: encro de 2014

Miembro de la Camara Naclonal de la Industria


Editonal Mexicana. Reg. Nüm. 802.

Impreso en Mexico / Pnnted in Mexico


CONTENIDO

I NI 'Ml PARA (
6
8
PARA ROS 12
PARAMIDIR 16
5, UN NUMI RO DE GRAN VA!OIR: 1. ( v RO 20
O. IA POSICIÓN 22
1. liv I ARGO VIAJE 1)1•1 os 26
8. LA ARIIMHI(A 28
9, Los 30
IO. Lo MAS PARA I AB MAQUINAS MAS MODERNAS 32
ll. LOA NUMI ROS,QUI BRAI)OS 36
SUMAR 40
12. ¿lis TAN
42
13. EL UNIVERSO Y LOS
14. NUMEROS CON PUNTO
15. LA RAZÓNDE COSAS 50
16. NUMEROS EN EL ARTE Y EN LA ARQUITECTURA
54
17. NÚMEROSEN NATURAIVZA 58
18. CUANDO 10 POSITIVONO BASTA 62
NUMERO
19. EL FAMOSO 66
20. NUMEROS PARA CONTAR ÁTOMOS Y ESTRELLAS 70
21 .¿QuÉ ES EL ÁLGEBRA? 74
22. NUMEROS PARASONAR 76
PRESENTACIÓN

a sene Huellas de papel esta dedicada a los 'ovenes lectores que ya han desc u-
blC110el placer de la lectura y también cl gusto por adquirir nuevos
conocimientos sobre lópcos vanados Por tal razon los hbros han sido escntos por
Investigadores a quienes apasionan los temas que tratan y que conciben el estudio
como una forma de apehender el mundo, y la divulgación como una manera de
compartirlo
Este volumen está consagrado a los números, su histona e Influencia en ei pen-
samiento de la humanidad- Desde las marcas hechas en roca en hueso por los
hombres prehistóricos hasta las computadoras mas modcvnas. sieynpre helllos Vivi-
do rodeados de números, que nos sirven para contar la cant ldad dc año.sque cum-
phmos, calcular cómo dividir treinta panes entre nueve constructores de pratuidcs
o saber como construir un edificio.
En esle libro encontrarás paginas dedicadas al apasionante Viajede los nullicros.
su ruta comenzo en la India, pasó por el norte de Africa y terminó en Europa, otras
narran el nacimiento asombroso dc un número peculiar: el cero, algunas mas, la
historia de los pitagóricos y el descubrimiento aterrador de los numeros Irraciona-
les. También se trata el tema de los números quebrados y cómo no tener quebradc-
ros de cabeza por su culpa.
Gracias a los números también podemos medir distancias —la distancia más
corta entre dos puntos o la que hay entre la Tierra y la Luna—, perímetros y áreas;
aprender música y leer un mapa. Más imponante aún, podemos divertirnos tratan-
do de resolver problemas o conjeturas planteadas por grandes matemáticos y que
aún no tienen solución.

Los editores

5
1. NÚMEROS
PARA CONTAR

as primevas pregunias que hace


adu110a un nilho ai que ve por pri-
mera vez son: ¿cómo llamas? cuan- 0
tos años tlC1iCS?
C,enctalnwnte,SIcl ya ha apren-
(lido a contestar su nolubrc tambi€n es
(úlpaz(le edad, aunque sea
cando la respuesta con los dedos
El pnmcr contacte de un mno con las
matematicasse produce muy pronto cn
su Vida.151pequeño aprende su edad y a
contar algunos de. los oblCtosque lo ro-
dean. Cuando menos hasta cl diez, que cs que habitaban las cavernas hace muchi-
el numero de los dedos de sus manos simos años tenian necesidades quc los
Hay una gran variedad de razones obligarona aprender a contar. Pense-
pov las que cl hombre necesita contar. mos algunas de estas necesidades:
No solo el hombre moderno que habita • Llevar la cuenta del número de
en las grandes ciudades de nuestro pla- animales que habían cazado para saber
neta. Aun los hombres más primitivos que eran suficientes para alimentar a
sus familias.
Llevarla cuenta de cuántas Pieles
habían curtido para saber que serían su-
ficlentes para calentar a sus familiasen
el Invierno.
Llevar la cuenta del número de días
que habían pasado desde que plantaron
las semillas, para saber cuándo tenían
que recoger la cosecha.
Algunas de estas cuentas requieren
sólo números pequeños: l, 2, 3 tal vez
4 0 5, en todo caso números que pode-
mos contar con los dedos de las manos.

6
Los
los diaq y los años
diaA han • los norncros pode 11103
pl anta ITIos las la veh»ctdad de dc
Intft'li, de
I os las no
tundamelfi.a)es en el
gran vatu dad de
panci (tae
mc han para
( el sel' a de music a
(«invar andes pudo collid!r • dc casas,y
has cosas son • inucnto (lei arte ea sus
algunos dc apreti- variadas expresiones,
• desarroil(i de la la qui',tii-
• (4011tar
el dc habilantcs en ca, la fiSlC',iy ia
lll(lad, así corno cl dc habi- • [a ion de las triáqulna:;
tan! ('S del paise mas sencIllas co!no la balanza y la pa.
• Contar los g' anos (le arena que hay lauca, hasta ia construccion dc ios mas
i'tl {'ll la playa soíistwados y modernos adelantos
cl mi tuero de espcc les dlS• nologi(os, como la Televisión,los sateh-
tintas de animales en cl mundo- tes y las computadoras,
• Contar el nutncro dc estrellas que Esta cs una histona fascinante
hay cn ei
aabcr A lo largo de las pag;nas de este libro
vc veremos corno cl h01nbrc aprendió a
registrar los numcros, cómo los ha usa.
do cn su provccho ya sea sumando,
multiplicando, dividiendo e inventan-
do nuevos tipos de números que Ic
pcvrnlten hacer muchas otras cosas.
dias ¿Que puede hacer el hombre con los
aton números, ademas dc contar?
nian • Con los números se pueden medir
distancias, En centitnetros, metros, kiló-
',ncren metros. La dlstancla que separa un salón
vez dc otro en la escuela; la escuela de tu
'Ode- casa; la caudad de cualquier otra pobla-
tnos, Clóndel país; nuestro planeta del Sol. Los números sirven para medir e) paso tiempo

7
2, EL HOMBRE APRENLE
¿nente.
A CONTAR
Dc los (Ic las manos a las

nntchas
. c osas, en Iba tgo, I Rila
de contar, llenen gitllldcs ll
sor,

que

son. va de cxnco illa: la prueba tu mrs-


mol diez lápices Iguales y Pidclc a
de da
Por uno de tus conyoathcros(111c ponga so-
sapucsan. no nos bre la mesa Sieteu ocho dc esos lápices
a enttnaics
las o las sin decirte cuantos eligió, ahora ve los
de aventuras,
lapices en la mesa tan solo un Instante,
a los que s!cmpre sc
capacidades Sin hacer trampas. ¿Puedesdecir cuán-
por de las
reales
tos lápices Vistesobre la mesa? Seguro te tambien conocido como Edad o, - Ple,
En ia {Calidad pa- equivocas más de una vez. dra. En aquellos tiempos con d
rece que c;ettas
especiesannaies
La Incapacidadque tenemos de dis- hombre aprendió a dominar el f'
pueden desarrollar un tinguir cantidades dc objetos de manera comenzó a llevar los primeros el trc.-.
Cierto grado de sensi-
billdad numenca, Así.
directa obligó a los hombres a buscar numéricos en las paredes de las c vet
una de aw,spa maneras eficientes de saberlo. Asi fui- nas y sobre huesos de animales usto
consigue distinguir el
cinco del diez, dei mos aprendiendo a contar. registros han perdurado hasta trc
mismo modo que Una manera segura de saber cuantos días, porque la piedra y el hueso resis-
dlferenaa el huevo
macho dei huevo hem- objetos hay, y no olvidarlo, es marcando ten cl paso del tiempo y la humedad. más
brao En efecto, puesto
una pequeña raya sobre la tierra, sobre Para contar, además del hv m su r€ 1
que huevos están
colocado; en celdillas, un trozo de madera o sobre un pedazo madera y la piedra, el hombre ha blos
deposita exactamente
diez orugas en aquellas
de hueso. Haciendo una do desde los t• raciC
donde hay un huevo marca para cada cosa. primitivos prir,
hembra. y en las cele
dillas que contienen
iUna cosa, una mar- cuerpo. No se [fata 3
un huevo macho solo ca! Así Io hacían los este caso de marcar cacl
deposita anco, exacta-
mente cinco hombres primitivos cuerpo, Sino de escrtv.l
en tiempos remo- ciertos lugares Clon n

tos, desde el Pa- plir


leolitico, periodo es un nú; para
Para designar los dihilntos numeros de su y aves
pane; del cuerpo, se recurr:o a casi los numo ros. Laua

los dedos de la mano, natural- los ststcmas de nutneiac mas pri„


mente, pero también los dc los pcs, así mil Ivos, como los de los hornbtcs de las que
como los brazos, las pernas, el torso y cavernas ma:caban nutnelos con
nerviosas
la cabeza, las falanges y las articulacio- rayas en los huesos, solo servian pala
nes. Muchas culturas desarrollaron asi representar los numeros Asi pasaba con
complcjas asignaciones corporales pa- otros sistemas de numerac Ión dc huevos
ra los números, acompañadas de una zac:ones mucho mas sofisticadas conno
de gestos, cn las que los cicdos, los griegos y los romanos algunos años
d)spuestos cn distintas posiciones, esti- antes de la Cnstlana Uli ststctna de rie
una itnpar
rados, doblados o curvados, eran los nunncraclón cotno el reina no, toda- de presentados
principales via se usa para muchas (osas, cumple cn Itnca
"Oli
Este modo de operar con los dedos, muy bien la pnmera función escTibli
(Icnommaclocálculo digital, ha permitido los números. Pero no ctituple btcn la se
cn el remo
alcanzar a veces numeros Impresionantes, gunda [uncu'n: calcular Has tratado anima! [linguna
ro- manera poctlen
cl Siglo XVI,en China, los calculadores alguna vez de stunar con las capagT
usaban un procedimiento que les permi- manos? Trata de sumar XXIX XVISin del humano.
cl es
(la, recurriendo a ambas manos, Indicar traducir los a nuestro SIStC111a
de contar.
y calcular cantidades en millones decimal. ¿Como lo harias? y memonzar
y oso
Para designar numcros, algunos gru- prove«boso de loe;
pos humanos primitivos se contentaron numeros en
tifiad de ovularles,
con darle nombre a unos cuantos núme-
ros pequeños: digamos, el uno, cl dos y
cl tres. Todos los conjuntos de objetos
con más elementos se decía que tenían
"muchos oblCtos" Pueblos así alcanzaron
nivelesculturales muy Imitados.
Otros pucblos desarrollaron ideas
más elaboradas acerca de los numeros
su representación y sus usos. Esos pue-
blos desarrollaronsistemas de nume-
ración. Representar los números fue la
primera función de los sistemas de nu-
meración. Los sistemas menos sofisti-
cados se contentaban con eso: poder
escribir los números. Pero hay otra fun- 4
ción más avanzada que debería cum-
plir un sistema de numeración: servir
para calcular, es decir, para hacer ope-

9
cl

usa.

{os sistciiias de yate..


tar los
posicional. , tan-
ton este tipo dc de n:.unera- , tnann.s, lenc- ene-
clén. Por e;c'tnpio, e:) el su 10<1
os oclos
Ineas perfeccionaron este procedim:en- lienc tiene
to. creando los quipu, LRqonal , que
cordeles. Una pequeña con coide- tuar y ACIO-

les colgando en cil{érentesposteiones la has aprendido Adido


indican los niveles: unidadcs. desde la escuela primarla. En cl capitulo )ítulo
decenas, etcetera En cada una de ellas se Clón
hacen tantos nudos como es necesa:no indio en su largo Vlaycdesde cl ortcntc, ente,
para registrar el número. Este ptocedi„ en el Siglo v de nuestlül 1Ta , hasta que sc ue se
nuento pertnitia efectuar operacioncs convirtió en cl sistema de ación
muy complicadas con gran eficiencia. :nas usado en el mando.
Los astrónomos mayas elaboraron.
en los primeros Siglosde nuestra era.
una eficaz numeración de posición, en
la que los numeros se representaban por
conountos dc puntos y rayas, de acuerdo
0000 anti:'T
Bino . í

con una disposición vertical. Un Signo


año
gráfico particular, un óvalo horizontal,'
lleva
que representa una concha de caracol,
tua
un glifo, desempeña el papel de Signe
nas
separador eficaz y permite una escritura
taci
Sin ambigüedad de los números. Este
el
signo tiene un valor esencial en el Siste- El número 19 en notación maya.

10
11,1 l,' LI (11' y ıc-

IHIY
10,
!jjl CII la [ila (Ic lav;
iiijal j" y Cli la fila (Ic

P, İğl
ilc LI ı:scrjlo CII el
(flÜ1jil)lo. L' (İç 'VI/

14

('n Ix;ınçia, Iğlai.scPascal


-1

il I;jl (Ic 183(), Cl


Itc;v; il ('l çjlıaul('3 Bal)bagc disc„
çı un invclil(i una program;ıblc cs la
"jiiil)lç y (Ic nıoclcrnas çompvııado-
(l ıy,ıuılcs_
A parlir 103 (inçucnıa del pa-
loş 10 siglo xx. cl aççlcrado crccımıcrıto
y deş.arrollo las compınadoras ha te-
nıçlo gran ınllvıcnçıa el mundo. Los
prinçipi(j?, dl'l [uncionamiento
ıcas. lin lay çornp!lladoras y algurıos aspecıos
cl icma del çapilUlo 10 de
llbro,

11
30 NOMBRES PARA
LOS

QUE İ

nas- sı un (le

İl',ıy, un
SlOiiCS IKi

gıında pıc(lra y ili • tilliii4'liiY. İlli


la ıcrccyaı
n tınıcıo İ pıclllki%, ilil puıııeı- cl İ,
Icııgo (Ilıc cscvıbıı p ıc nıc na
sola raya l, que una pırdL1 II (1110n,
q tır rcpıı•
senta cl nıoıııovı tres tııvc (Â)nsıdcızı la

dos pıcdıas, Isa ıclc,ı de


nümcros qııcda ciaıaıııeıııe
Con nuıestıa noiııcıon
qııc cl I va atıtcş;(Itır el 2 v lııcgo
va el 3, luego va ci CICCICIZI
que los nuinıcıos cic iovınan una
sııcesiön.

MAS PODIAIOS DE

LA SUCESIÖN DV

DE CONTAR?
Los nunıcros se sışyuerıuno a una,
desfiian en fild india.
e Despuösde 10donumero sıcmpıe
hay oıro numero,
o Si se conoce un nuıııcro, se
Al Y NUMMkOS EN los MAS ION

Babilonio
Uno Diez

ll Indú

Arábigo

Arábigo
actual

Piedades ante; nocnaonadas, se llaman y de su sintaxis propios, cs decir, pro-


la sucesion dc los numeros naturales.
Pero eslos son los números en abstracto, blajcs de Cifras que representaran los
en la Vidaleal hay' que escribirlos y leer- numeros.
los. Para eso necesitamos una manera de
esclábil y de leer los numeres.
Mientras los numcros fueron escritos
mediante rayas, como lo hacian nues- ION FS
antepasados de las cavernas, la cosa SU 1 FXICO
era fácil, pero no podtan llegar muy lee
Y SU SIMA XIS.
oos. ¿Tc Imaginas lo tardado e Ineficiente
que seria escribir cl numero dc rescs dc ¿Que son las cifras? Cifrasson
una manada? ITardaban el mismo tiem- numeros particulares a partir de los
precisas, sc
po en contar las reses que luego en leer cuales, siguiendo reglasmuy
.lacantidad dc reses como fue escrita! Y, pueden escnblr todos los demás numeros.
¿cómo se leían estos numcros? Tal vez el Por ejemplo, en nuestro sistema
de nu-
número se leta uno y uno y uno y meración, las cifras son:
uno y uno. Sin duda, se requeria un sis-
tema más eficiente de escritura y desig-
nación de los numeros Un sistema que
permitiera escribir y leer los numeros de
manera sencilla. a partir de las cuales podemos escnbir
Las numeraciones escritas constitu- todos los demás números. En la nume-
yen una lengua aparte, que está pre- ración sumeria basta con dos Cifras, el
para escribiQtodos
sente junto a la lengua materna; cada clavo y el punzón,
En la numeración
numeración escrita dispone de su léxico los demás números.
NUMERO1 996 (OMO

14.

non
QQQ non
Nótese cl papel que .jucgan las cifras: la sistema dcctmal que usantos
harra vertical para la unidad, el asa dc donde la Cilia9, por ejemplo. se es.
cesto el IO, ia cuerda enrollada cribe Iguai cotno decena y cente-
-parael 100 y la flor dc loto para ci na, pero su segunda o,
1000. Este sistema de numeracion (les- cifra en e! I
cansa en principios diferentes que cl que su valor diferente en cada caso.

sc tienen tres Cifrascl punto, la nurncro, Inc del dos Pili


raya horizontal y ei gl\fo del caracol setenta. I clos un ldades ad
En la escntura de los numeros, las 2 372 es una íorma alueviada de es-
fras cumplen el m:smo papel que las le- cribir.
tras del alfabeto cn la escritura de las
; palabras. Las Cifrasse escriben una tras
otra para formar numeros y existe una +7 x 10+2 XI
dirección de lectura. ASI, ei número
2372 está formado por las Cifras2, 3 y es dcctr, el valor de las Cifrasdepende de
7, apareciendo el 2 repetido como pri- la poslCl(bnque tienen en el numero, Por
mera y última cifra. Observa que el va- esto se dice que el sisterna dcctmal es un
lor del pnmer 2 y el del segundo 2 no es sistema de numeración posicional, Estue
el mismo. En efecto, el 2 del principio cliat?lllosesto con mas detalle en el capitu-
Indica que el número 2 372 vale dos mil lo 6. Sin embargo, las cifras de un sistema
y algo más, el 2 del final Indica que el de numcmclon no siempre tienen un valor

[GUNOS NUMERAIFS EN DIETRENTES IDIOMAS


Español tino. dos tres cuatro cinco diez once veinte cien

Inglés one two thrce four five ten eleven twcnty hundred

Francés un deux trolS quatre cinq dix on:c veint cent

Alemán e:ns zwe: dret v:er [unf zen van:ig hundert


Dos bi: ION MAYA
I os Inavas Icnian dos ve. dc sillibolos llamados glifos. que
dc Uno si:nplc sofisticado v que utilizaban pa-
basado puntos y rayas,que utiliza- va denotar ios números en sus cstelas
ban para los luenestercs cotidianos, Y sagradas.

Del O )9 el sistenv,t dc numeta('lón maya

_ de Por lu ll cuatrocien-
de etiPthe venia los, N'nueve n)iiloncs ciento vein-
caratunstwas. llece. ¿Estás listo
I e mismo pasa con los meros? ¿Qué tal los si-
esto es, los habla
poder denonunat el
numeros posible, es preciso CIISii11-
algunos, cuyos nombres scrvira11
869III
denominar los dcmas. Esos 324 513 130 312
que 9irven para llamar a todos
delliás, se llaman numerales. cPara qué saber cómo se leen núme-
Vamos a hacer la lista dc los nunwrales ros tan grandes? El mundo y el Univer-
la lengua española. Primcro, las unida- so son grandes. Te sorprenderás al saber
des: uno, dos, tres, cuatro. cinco, seis, Siete, que muchas cosas requieren de núme-
ocho, nueve y cero. Después, dicz, once, ros todavía más grandes que éstos para
doce. trece, catorce y quince, Algunas contarse,
decenas: veinte, treinta, cuarenta, cincuentat
sesenta. Luego, cien, mil, millon, y ya con
esto tenemos para poncrlc. nombres
a números que sc escnben hasta
con ll cifras. Por ejemplo, 3 718
se lee: tres setecientos diecio- DOCE MIL CUATROCIENTOS
cho, 12 457 se lee. doce mil cuatro- CINCUENTAY SIETE.
cientos cincuenta y Siete. Uno más
grande.

1 19 439 123 813


4. NUMEROS PARAMEDIR

, ste.tcma mètrico deci-


rnal. v
3 4 5 6 7 8 9 10
ma met rico ingles

de meditia
la de (lis- que la regla totihza 109
cntrc la CS que la long:tud dei son 3
eqtarnan€:ra,vemos que
y para cl traza€io (Ic ma- la longitud de un objeto es. en rea-
tedl-
y, pot para IOS vlajc%o lidad. contar Quantasutiidades de medi-
I lilas son las da "ۥnc ho
que pue(len con una rcgla co-
monn Una reglil simplcmcnte una rec.
ta de nvadcrao tnctal dondc se ticncn
marcatias distancias (Icl rmstno tamanos
i a las que llamatnosunidadcs de medi-
da de medida pucden ser
fljadas de distinta mancra pero, en gene-
rai, se usan ungdades en las cuales hay un
un
; acucrdo internaclonal los milimctros,
los centimetros o los mctros, SI usamos
trumelkl'
medir
.ONVLRSION SISTEMA INGLESAL SISIIMA M •.mco DECIMAL

tedos 10'
Unid',ides dé mcdida
Puigada militiplièar por 254 centimetros che, se
Pie multiplicarporo 30 metros
Yarda multiplicar pot 0 91 = metros circule,
Milla multipltcarpor 160 = kilémetros• cho
LA DE A 1-!NA
medu una ta as! no hay Donde, l) es la distara Id total recorri-
que_Sirva. co la hay" da por la y c es ia vc[xuiad de la
[os del a la l.una han que se conoce de manera muy precisa
h«ucr una mcdw«Sn muy c 299700 kilometros por segundo,
de esta distancia de la sltülcntc Corno la dtstatuna D es la recorrida
Al a la litna se coloca por la luz de ida y vuelta desde la Tierra,
pequeño cspe10en ei sucio. Desde entoncesla distancia de la Tierra a la
sc envia un rayo de lu: que se Luna es la mitad de D. De esta manera
en cl espejo y regresa a la Tierra. se ha calculado que la Luna se encuen-
Aquí se tmdc cuánto tarda la lu: en tra a 384 400 kilómetros de la Tierra,
Digamos que tarda T segun-
des en reguesar,cntonccs se utiliza
entonccs la íómula.

Hay,por supuesto, maneras prácticas


para medir distancias mas grandes. Por
ejemplo, si quisieras medir tu salon de
clase con una regla de 20 centímetros la
tarea sería dificil y cansada, pero si to-
DE LOS mas un cordón suficientemente largo y
NÚMEROS. lo cortas del tamaño de la distancia que
quieres medir, te bastará con ver cuántas
Con la regla común podemosmedir veces cabe tu regla en el cordón cortado.
la longitud de líneas rectas que van des- El procedimiento del cordón tiene ade-
de unos pocos milímetros hasta varios
metros de distancia. Pero hay otros ins-
trumentos que nos pueden servir para
medir. Por ejemplo, SI usamos un com-
pás abierto IO centímetros sabemos que
todos los puntos que caigan dentro de
un circulo trazado estarán, cuando mu-
cho, separados IO centímetros del cen-
tro y cualesquiera dos puntos dentro dcl
círculo estarán separados cuando mu-
cho 20 cenurnetros. SI ponesun hito sobreestos dibuys vetás que los dos miden lo tmsmo
y sabrat, cuanto la

separadi por ü'


que III cl ingcn:o y (je
tria Por ('jcrnplo,
mos cn Illica recta ia
que hay en ci campo en' rc los puntos
y B, pero a mcd10(amino se cruza
cerr() ¿Que hacemos? Una posibilidad
es cavar un tune! cn medio del cerro
linea recta, pe ro no querernos hatvr
trabaoo, ¿verdad? Una mejor manera
Siste cn ubicar un punvo C dc Inant:n

DISTANCIA MÁS CORTA ENTRE OOS PUNTOS


Si en el patio de -la escuela jugamos ca-dos puntos. Unamos los puntos poi por
tretas, para llegar primero a la meta y medio de.diferentes líneas curvas, comq como
ganar trataremos de correr en línea rec- en el dibujo de abajo.
ta desde el punto de partida hasta la ¿Cuál de las curvas es la mas corta? s corta?
meta. Nuestra intuición nos dice que Hemos aprendido antes a medir la dir la
cualquier otra ruta que tomemos será longitud de curvas con la ayuda de da de
más larga y tardaremos más tiempo en
un cordón y una regla. Midamos las os las
recorrerla. curvas y comprobemos que la recta es :cta es
En una hoja de papel marquemos la más corta.
Impe

perfil.
C(YEIdcrcmosun triángulo con veflwes
A. B y C Para ir de Aa B, ¿qué es más
corto: la iinca recta AB o seguir la linea
quebrada que pasa por C? Claramcntc
es Inás corto Ir por la tecta AB.
Esto expresa dc la Siguiente ma-
ntra: c
Esta expresión se conocc como desi-
IABI < IACI + IBCI gualdad dcl triángulo.

cl canalnoentre A y C y entre By C Entre y


dcspclado y que el triángulo ABCsea España. ¿cuai la
ruta mas
triángulo rectangulo, esto es, los la-
clos dcl triangulo forman un ángulo dc
000 en el vértice C. "Hacemosahora uso
de una relación entre los lados del trian- EsnÑA
galo rectángulo, conocida como cl Teo-
MÉXICO
rema de Pitágoras:

L\B12

Donde IABI denota la distancia en


linea recta entre los puntos A y B, IAC I
la distancia entre A y C, y I BCI la dis- LA GEOMETRÍA SE
tancra entre los puntos B y C Ahora se
EMPLEA PARA
puede calcular fácilmente la distancia
I AB I que queríamos. CAL LAS RUTAS
Sobre la superficie de la Tierra no es AEREAS Y PARA
posible viajar en línea recta, itendríamos
DIBUJAR MAPAS.
que perforar la Tierra! Pero también es
Importante encontrar cuál cs la distan- bustible y lleguen más rápido. Con el
Clamás corta entre dos puntos en la su- uso de un poco de geometría la ruta aé-
perficie. Por ewmplo, los aviones dcbcn rea más eficiente no es
volar de manera quc gasten menos com- difícil de calcular

19
EV PROBLEMA 5c UN NÚMERO DE GRAN —N
Piobab\emente
discettr hace unos
años sobre cuátlde
VALOR: EL CERO
comenzaba el tercet
de la Eta
Cnsnana Es decir.
haHan
cttrndo 2000 anos ay un número que aparece en to-
desde naclmtemo de
(insto ¿Fra el pnrncr dos los sistemas de numeracion
dia del año 2000 0 cra Sin excepción el uno Esto no puede ser
pnmtr día del año
stno natural. Ei uno denota la unidad, cl
Los romanos
Inicio del conteo- A partir del uno pode-
crearonel
que aún usamos. con mos, como el hombre primitivo, formar
base en los calendanos
todos los demás numeros uno y uno
había año cero De son 2, uno y uno y uno y uno son 4 y asl
manera que el 3 de
enero del pnmer año
sucesivamente. Esto no será muy efi-
de la Era Cristina ciente, pero es el principio fundamental
era el 3 de enero del
del conteo. los antiguos habitantes de nuestro pais 3.
año i. el siguiente año los números con puntos, banderas. plumas d? ave
comenzaba el I de De esta manera, en todos los Siste- otros objetos Códice Selden—Añote(fragmentos
enero del 11,
cuando apenas habia mas de numeración,el I es el primer
transcurndo un año número de contar. Observa que, de he- pequeñas Piedras o guijarros. Asi • dc- • dl
del Iniciode la Era
Cnstiana. De manera chot este número ha conservado la no- nota un objeto, • • denota 2 objetos,i objete
que los 2000 anos se
tacón con la que se designaba desde las • • denota 3 objetos, • denota oenoti
cumplieronel I de
enero del año MMI, cavernas: una raya vertical I es esen- objetos, etcétera.
en la notacion romana.
cialmente lo mismo que nuestro l, y así Revisaen capítulos antenores cómo
se le denota también en muchos de los escribían los mayas sus números y en- 'losr. -rosy
sistemas de numeración del mundo. En contrarás precisamente esta notación. 3Ci6
algunos otros, aparece así: • como un ¿Qué pasa si queremos contar pie: raí
punto. También muy natural, si pensa- dras y no hay piedras? Sin duda, tú y tus el tú
mos que para contar se pueden usar compañeros rápidamente contestan: I'. bilc tai
cero piedras. ¿Qué número es éste: tablil
Un número muy especial. En realidad
el número cero quiere decir que no ha; inas
nada, que no podemos empezar siquie- dad
ra a contar. ion I
Por esta razón, los sistemas de nume
ración, que sirven para contar cosas, sen
micnzan 'por el núñ&ro l, es decir, cmp1C-Ã cia la r•
contando algo. Sin embargo, saber cuándc 4

20
tenemos nada y poder expresarlo, poder antes de nuestra era levantaron las gran-
decir: tengo cero objetos, es importante des pirámides y que, sm embargo, no te-
Algunos pensadores han afirmado lo si- nian entrc sus conceptos ei (ICInumero
guiente. "En la histona de la cultura el cero La Influencyade las malematicas
descubrimiento del cero siempre se dis- egipcias sobre las culturas guega y ro-
mana nos lleva a que el sstcma calenda-
raza humana no que usamos hoy en dia no tenga aho
•Tan Importante es el cero? ¿Por qué? cero.
En primer lugar, hay una diferencia El cero tiene propiedades especiales
Importante entre el cero y los números cuando sc usa en las operaciones arit-
de contar. El número cero no se usa en mélicas:
las actividades cotidianas Nadie dice Para cualquier otro número n, se
a comprar cero En ese tiene que n + 0 n.
sen;-ldo,el uso del cero muestra un gra- Para cualquier otro número n, se
do de sofisticación e Inteligencia mayor uene que n X 0 = 0
que el uso de los numeros de contar- Jamás debe dividirse un numero
Por eso, no es de extrañar que las entre 0. Es la prohibición suprema.
culturas humanas tardaran tanto uempo Sin embargo, la verdadera importan-
en desarrollar la Idea del cero. En efecto, cia del cero se debe al uso que tiene en
hubo culturas de primera Importancia, los sistemas de numeración posicional.
como los egipcios, que miles de años Como veremos más adelante.

Los BABILONIOS Y EL CERO

El primer cero que aparece en un siste- Elsistema babilomo era un sistema


ma numérico es en Babilonia, en la re- posicional de base 60, como estudiare;
gión de Mesopotamiadelimitada por mos con más detenimiento en el capí-
los ríos Éufrates y Tigris, en lo que hoy tulo 6. Por lo pronto digamos que el
a. de n.eu
es Irak, en el siglo 111 número babilonio
'Tanto el sistema de escritura como
el de numeración que usaban los ba-
bilonios era cuneiforme. Esto es,
tablillas de arcilla fresca se hacían pe-
queñas incisiones con una cuña. Las significa que leyendo de izquierda a
incisiones verticales denotaban las uni- derecha hay una unidad en el primer
dades, mientras que las incisiones hori- espacio, ninguna en el segundo espacio
zontales denotaban las decenas. Dos y una en el tercer espacio. Esto es:
Incisiones inclinadas paralelas repre-
sentaban un espacio en blanco, que ha- 1 x 602 60+1 x 1=3601
cía las veces de un cero.
60 LA POSICION CUENTA

Ita tu lo cl
anotando n I ltc
Inc un h Ileso, cada y la

enor111CS,
Inontoncs pa;a la
de ganado.
[lechas u otros oblelos

por un solo guilarto dc distinto por ('Sto es, (Icncn


su color o su lorina. [isto exik'lala
tauraclon de convenciones que prcclsa• contar dos • e , Ic (lan Ic clan
ran cl valor dc cada tipo dc guijarro y
cslal)lcciera una 'crarquia enlle ellos A
lal
vez nacieta asi cl púncipio de la base,
sobre el que reposan todas las ntttncra- Ios a nt tuayas contaban cn pa v
cioncs posicionales. quctcs (le A) Illildadcs, y
En vez de guqarros naturales, que los babilonios contaban cn paquetes dc mo cl de
son escasos en ciertos parales, se eligie- tatnaño 60 y cl sistema dccjnaal dc de orl-
ron obletos ya fabricados, a mentido dc gen indio que nosotros usamos
ticnc ttcnc
arcilla, como, por elemplo, cn Mesopo- paquetes dc 10 unidades. I lay
muchas luchas
lamia. Esas piedras de arcilla sumerias, otras posibilidades, por cocmplo,
cuan„ cuan.
de formas distintas, se utlhzaban para
paqu mano
hacer cuentas más eficientemente. Es- usas paquetes de 12 unidades, estos mos n estos
tas piedras en latin se llannaroncalculi, paquetes sc llaman docenas. Na-
y de ahí proviene el verbo calcular que / clie llega a pedir 48 tortillas, pi-
as, pi-
significa hacer operaciones artimc'ti- de cuatro docenas.
cas. Estas Piedras con formas dis-
tintas se usaron tambiCn para
pres'
transacciones comerciales,
de forma que son también
Pedir cuatro docenas paqt
de torunos es algo la forma más primitiva de
vale
cotidiano dinero que se conoce. bojo

22
En un Sistclllade numeraoon que usa Así, en este sistema de nu:neraclón,
paquetesdc b unidades, donde b cs un el numero'
numero de contar, el número b sc llatna
la base del sistema.
En principo, todos los númelos pue-
den formar una base. lúl base suele ser
decunal (10); pero lambien existe la sc- denota al número 63 ¿Por que? Tencmos
xagesmnal(60), utilizada por los sume-
nos. la vigesimal (20), utilizada por los dades y 2 paquetes de 5 flechas Esto es,
nnayas;la duodecimal (12), la quinana 2 X 25+2 X
la binaria (2) Si tuviéramos paquetes de 5 simbo-
Pero llamar con un nuevo simbolo a los del tipo ; cada uno de ellos valdna
un paquete de unidacles es sólo el prin- 5 X 5 X 5 125 unidades Recordemos
c11310.Vamos a probar con el sistema de que las potencias de un numero como 5
numeración en base 5, que seguro has pueden denotarse así:
usado varias veces, aunque no lo sabías -5
En este sistema el uno se escribe con 05 2
una barra vertical y luego se agregan ba- 05 5 x 5 x 125
rras hasta llegar al 4 El 5 se representa Además,sc define la potencia cero
cruzando las barras anteriores con una del 5 así:
0
Inclinada, así:
Esto es todo lo que necesitassaber
para trabajar con un sistema de base 5
Digamos que cada paquete de 5, co- Pero hay un problema, SIcada vez tene-
mo el anterior, lo denotamos con otro mos que Inventar nuevos símbolos para
símbolo, por ejemplo, una flecha verti- los paquetes de paquetes, inunca acaba-
cal De tal manera que SItenemos 3 riamos! En efecto, ya tenemos los sím-
paquetes de 5, escribimos 3 flechas ver- bolos I I I y necesitamos luego formar
ticales. ¿Qué pasa cuando tenemos un paquetes de y llamarlos con un nuevo
paquete de 5 flechas verticales? Escribi- símbolo, ¿No se puede hacer algo más
mos un paquete de flechas así: fácil?
Aquí se aplica la idea fundamental
del sistema posicional. Imaginemos que
donde vamos a escribir nuestro número
A este nuevo paquete podemos re- es un renglón dividido en celdillas, así:
presentarlo con un nuevo símbolo, por
ejemplo Este nuevo símbolo vale 5
paquetes de flechas. Como cada flecha
vale 5 unidades, entonces el nuevo sim- En la primera celdilla de la der&'ha
bolo vale 5 X 5 = 25 unidades. escribimos las unidades del númeroy le

23
ilamamos la dc niyel 0. En la
gunda celdillacscnbl!nos cl numero de
paquetes dc tipo y le llamamos la cel-
dilla de 1, cn la tcrcera celdilla
nurncre paquete; dc quic
llamamos celdilla de nivel 2 y asl SUCCSI-
vannente. Este cs exactamente cl plnn(il-
de {uncionalmentodel ábaco las
colunnnas rigidas cle:cnmnan la posi-
ción de las 11C
has, pelo 110necesitamos
diferentes tipos de {Ichasen cada co-
litmna del ábaco ¿Para qué necesitamos Lo misii10 pode:uos hacer
los simbolos si tenemos las posiciones? quier otra base b Podemos hacer b
Podemos olvidarnos de Inventar sim- como antes, podemos hacer IE 1()
bolos nuevos a cada momento. nos bas- mo los Indios, o bien b=20, corno
ta con cinco símbolos: digamos a b, c y mayas Un solo principio, de scor;-
d para denotar uno, dos, tres y cuatro certante sencillez, regula la escmtura (le de
unidades de cualquier tipo, y un simbo- los números: cl principio dc posición. ión. ;
lo adicional0 para denotar que no 1e- Se trata de una especie dc procedimien. men-
nemos cierto tipo de Asil to democrático: iTodas las cifras pueden ueden
ocupar cualquier lugar' Incluido el 0
De ahi se dcsprendc, pov una parte, que , quc
cualquier ensamblaje dc cifras que res-
pete estas reglas representa un numero, rcct'r ..nero,
Este número con base cinco pode- y sólo uno; y por otra. que cualqtncr se escr vier
mos escribirlo también simplemente co- número es
representado por un ensam- mer. sam-
mo ac0cd. En realidad,no necesitamos blaje de cifras, y sólo uno. Vean '
para nada las casillas de posición, como Cuanto menor es la base, más larga El larga
tampoco se requieren las columnas rigi- es la escritura de un número, y
cuanto 2anto
das en el ábaco, siempre y cuando se uti- más larga es ésta, más
símbolos hay y fras hay y
lice el número cero en la numeración. hacer cálculos es difícil. Por ejemplo, rre
¿Puedes ahora decir a qué números observa que el número ac0cd en que ur
base 5 ase 5
corresponden las siguientes cifras escri- representa al número 1019 ocul
cn base IO 10.
tos en base 5: abcd y a0aa0aaa? ¿Cómo Mientras que en base 5
sc requjeren IO {uleren
se escribe el número 1000 en base 5? cinco cifras para escribir el número, en norme en
da it
con
O X 55 X 54+ 3 X 53+ o X 52+ 3 X 5 + 4 X 5
625+375x 15+4=1019

24
base 10 solo se requieren cuatro Pero numeración que no son posicionales
en base 20, este nunnero solo requiere Por SIescribimos XXX.V.XY
en cl
Iles Cifras. sistema dc numeracion romano, no re-
presentamos correctamente mngun nú-
mero Probablemente deberíamos haber
escrito LX,
d1C7 Por muchas razones, los sistemas de
diecinueve
numeración posicionales son
1-acalidad dc la representación nu- a otros sistemas de numeración y por
merica de posición es mqor que la de ello han prevalecido en los ultimas cien-
las escrituras altabélicas de las lenguas tos de años en la histona de las
ntturales Mientras cualquier sucesión lizaclones. De entre todos los sistemas
dc Cifrases el nombre de cierto numero, posicionales probablemente el mejor sea
el sistema decimal, que comenzó a ges-
cllalquier sucesión de letras del alfabe-
tarse en la India en el Siglov de nuestra
10no es una palabra de la lengua. Así, la
escritura abtfx no es una palabra de era. Veamos ahora cómo evolucionó es-
nuestra lengua y no representa nada. El te sistema de numeración hasta llegar a
mismo problema tienen los sistemas de nuestros dias.

OTRA VENTAJA DE LA ESCRITURA DECIMAL


En la escritura decimal de los números basta para que sea mayor que el 827
se encuentra escondida otra caracterís- ya que 103= 1 000 es mayor que 827.
tica sorprendente. Hay una relación di- Esto no sucede en todos los siste-
recta entre el tamaño del número que mas de numeración. Por ejemplo, los
se escribe y el verdadero valor del nú- números anteriores se escriben como
mero. Esto parece obvio, pero no lo es. sigue en el sistema de numeración ro-
Veamos con cuidado. mano:
El número 827 es más pequeño que
el número 1 002 y requiere menos ci-
fras para escribirse. Esto siempre ocu-
DCCCXXVII
rre en la numeración decimal, puesto
que un número con más cifras tiene MII
ocupada una posición mayor de la base
IO. Por ejemplo, en los números ante- Como ves, el número más pequeño
normente escritos, el 827 tiene ocupa- se escribe con más cifras. Y esto no es
da la posición 2 con un 8, la posición I nada comparado con el caso del 888,
con un 2 y la posición 0 con un 7; el que se escribe DCCCLXXXVIIIcon doce
número 1 002 tiene ocupada la posi- cifras, o bien el 3888, que se escnbe
Clón3 con un I y, sin saber más, esto con quince Cifras:MMMDCCCLXXXVIII

25
7. EL LARGO VIAJE
rpcracion
DE LOS NÚMEROS
que

as Cifrasdel uno al nucxe ron nu 'al basc W)


ventadas en la India atñlesdc nues- q ue mdc
Ira era. Aparecen en jones cn I !A'ka cl
i os ststcmas dc
lemplos de la ciudad de Nana Ga: , en e: inas ant cn que se
siglo IIIa de n @ Pero
60 aim helcv•iamos l: la la aba p tolunda-
pauta estas la!)Ipoco sc ad. mente religiosos,
mcdl(lón del tiempo.
segundas
vtcrlc la presencia del cc:o, en los que ci concepto dc la nada era
un minutoy 60 nunu- Aparentemente, la numcrauón posl- Imporqante MIRhas palal)las en
tos en una hora Una
como 2 ho. cvonal con el cero se invento en la India te denotan cl dc la nada, por
30 y durante el Siglov de nuestra era. [in cl c 'c:nplo. Significa vacio,
nos muestra
con claridad año 458 apareci0 un tratado de cosino- que Significaattnoslcra, kha que Sig-
desarrollav los logia escrito en la lengua antigua de laIAiflcaCICIOCon este soporte filosofico
en base
cíccto, tenemos un India, el sánscrito. El tratado, Ilmnadono es extraño que los hindues Ivayande-
total tic
las partesdel Universoo, en su lengua sa:xolladocl concepto dcl nurnero cero.
(30 X 60) + original, el Lokcov'ihhaga,
(lesoTibe los lin cl ano 773 llegó a Bagdad, la anti„
= 9005 segundos
objetos del cielo y realiza elaborados gua Babilonra,un grupo de embajadores
Ast podemos pensar calculos numéricos. En este libro puede
que la unidad cste
sistema de base 60 se
verse, por cjcmplo, cl número catorce
llama segundo, un pa- millones doscientostreinta y seis mil
quete de 60 segundos
se llama minuto y un
setecientos trece cscnto de acuerdo con
paquete dc 60 mmu- el principio de numeración posicional,
tos, o sea de 60 X 60
segundos, se denomi- utilizando sólo ocho cifras: 14 236 713.
na hora En el texto, se escribeel nombre com-
pleto de todas las Cifras,de derecha a
izquierda: tres, uno, Siete, seis,
tres, dos, cuatro, uno.
En este texto aparece también
la palabra sunya, el vacío, que
representa el cero. En pocas pa-
labras, los indios habían inventa-
do ya para entonces el sistema de
EUROPA

ASIA
l', nal slc , 1c

poco iandosc cl oriren Indio de


este que se cXicndla por lodo cl

ha bia Ibido los arabes. Pero los sa-


Ç.A{CUIISIAS
de la atribu- talí-ldlqas tndtos
la obra Icngtta ataloc en cl Invcnto 01qglnal a la India. de! Sigio v y, tras ellos.
áraFes
la se cl nuevo sabct luc cv lascaban sus en
por Nlatn,id Ibn Musa al-luwat cn liuropa sc atribuye tradi- el suelo en
blanda o en arena. o
tnr obra, llatnada dc la Iony ctonalmcntc a la influencia de un fran- en planchas de polvo
Id scgun cl ( alculo dc los ccs, Gerbcrto de Aurillac (945-1003). Se Los calculadores
poltahan en unos
indios, es una de las mas Influyentes dc saquitos 0 ha-
la histona. Esculta cn los ptameros dece- sus latgos periodos de estancia en Espa- rtna Las Cifras
ttazaban con el
mos del Siglo IX, fue traducida al latin y ña, y cra un hombre que Influía o con un bastotW',lio.
asi el sistetna dc numeracubll hindu pc- en la educacion teologica francesa, tuvo Mis tarde. de un mo-
do más refinadoaun-
en el Occtclcnte cristiano. La celes éxito cn la (ll[1191011
de sus conocimien- que menos
se utilizaron tablillas
tos. Gerberto, que fue el primer europeo
untadas de cera y ura
que los métodos ahi expuestos se dcno- en utilizar cl sistema arábigo fuera de especR de
marcadas con 'aza.
minaron algoritmos, dc algonsmus, lati- España, ocupo altos cargos en la Iglesia hnatmente lego el pa-
mzacnóndel nornbrc del autor árabe. hasta scr electo papa con el nombre de pel. Inventochuto del
sg}0 de nuestra era.
las mismas Cifras para escribir los nú- Silvestre ll cn cl año 999. No etan ya necesa-
merosque provenían de la India fueron Poco a poco se Impusieron las ven- nos otros disposztwos:
tvias y ábacos, tablas
desde entonces conocidas en Occidente talas del sistema de numeración crea- de contar, planchas de
comonumeros arábigos, do por los hinducs y los arabes. En el polvv, etcétera. Una
pluma y una hoja de
lil canuno que recorrieron los nume- siglo XIIIya era arnpllanwnte usado en papel bastanan pata

ros y las técnicas Indias fue sorprendcn„ toda Europa para el intercambio y el los calculos mas com-
piejos
tcmcnte largo: desde la India hasta cl comercto. leascualidades Insuperables
Oriente Medio, luego al Aflácadel Norte dcl sistema de numeración decimal
y de ahi a la España musullnana, ilfl via- aseguraron su propagación por todo cl
je duró más de ochocientos años' Poco a mundo.
8. LA ARITMÉTICA

Que mas sabcnl(osdci 2 3, 4 e La sunkl es asociativa. es, es, da


esos que nos s; para con- io gnlsmo el ordeli en que sümes —s tres
lai maú'otablc succsen de los nume- ntuneros. Por s: te ¿an los
natiitaicss que a nos cs tan fa- meros q, 7 y 5, puedes sumar primerú nero 4
oculta extrañas e Inesperadas más 7 y al resultado sumarle 5, o h:e, o bien
regularidades, pen taniblcn muchas sor- sunRarle4 al resultado de sumar 7 y
presas. Ai estil(ik0 ias operaciones que En ambos casos obtienes lo por resuita- _sulta-
se reah:an con numeros y a las propieda- do En general, esto se escribe diciendc hendo
Cor
des de éstos, se le llama aritmética. Claro que para cualesqtncra números a, b y c
los matemat',cos ta:nblén llaman a la ant- se tiene:
meuca la ciencia de los nunnetos. c)
Todos entendemos la suma de núme- o El número 0 cs un neutro aditivo aditivo.
ros, cuando dados dos números cuales- Es decir, para cualquier numero n se uc- se tle-
quiera a y b asociamos otro llamado a + ne que:
b, como en el caso en que a 4 y 7 se les n + 0=11
; asocia la suma 4 +7 que resulta ser el En el Siglo el manejo de los nu- -
número ll La suma es la primera opera- meros y los conocmuentos de aritmética ética
Clón que aparece entre los números eran signos de un gran saber. Quien su- glo en su-
naturales debido a la necesidad de saber piera multiplicar y dl\hdll•tenía un por- nera un por-
cuáñtos elementos se tienen cuando venir profesional asegurado. la
se consideran dos coleccionesde obje- La otra operación entre los números pie: numeros
tos cuyos tamaños conocemos. Asuntos naturales que conoces bien es la multi- meR multi-
que manejas bien desde hace años. plicación. Como sabes, la multiplica- ',plica-
i suma de números tiene muchas pro- Clón es una suma abreviadas Así, 3 X 4 van a
piedades Interesantes. Veamosalgunas: es una abtcviatura de sumar 4 veces el ASI :ces el
• La suma es conmutativa, esto es, número 3, o sea, 3 X 4=3+3+3+3. de 0+3.
da lo mismo el orden en que sumes los La multiplicación tambien tiene las fila q ne las
numeros. Por ejemplo, 4 + 7 es lo mismo propiedades que descubrimos antes en gut Ltesen
que 7+4. En forma más general, esto se la suma: dos
escribe diciendo que para cualesquiera • La multiplicación es conmutativa, ativa,
dos números a y b se tiene • esto es, da lo mismcael orden en que mul- e mul-
tipliques los numeros. Puede decirse que se que
dos a y b sc [a aritmética, además de estudyar las
operac Iones rc números, indaga las re-
aXb=bXa lacioncs de los numeros entre si. Por
e ion cs asociativa. cs- ejcmpio, hay números que pueden es-
nusmo c: orden en que mul- tibtrsc como produc!0 cic dos números
tres sc escBbc mas chicos, runguno de los cuales es el
va nume- I s por 2, O hien 15 =
= 3 X 5, Sin embargo,para otros núme-
ros, como el 2 0 e} 3 esto no es poqbie„
Aunque tampoco es posible que el 101
es un neutro multiplicativo se escnba como producto dc dos nume-
paill cualquier numero n se tle- ros más pequeños que no son l. ¿Pue-
des verificar esto?

EL TRIANGUIÃ) DE PASCAL

Considera el siguiente
arreglo de números: 1

1331
1 5 10 10 5 1
1 6 15 20 15 6 1
1 7 21 35 35 21 7 1 Blaise
Pascal.

¿Entiendes cómo lo formamos? El arre- decirnos qué va en la séptima fila? ¿Yen


gio es tnangular y se forma de esta ma- la octava?
nera: en la primera fila hay sólo un l, en Este triángulo lo descubrió el mate-
la segunda fila hay dos I, cada fila em- mático francés Blaise Pascal. Los núme-
pieza y termina con l. El segundo nú- ros que aparecen en el triángulo tienen
mero en la tercera fila se forma sumando muchas propiedades Interesantes. Por lo
los dos números de la segunda fila que pronto te hacemos observar una:
van a quedar "arribita" de él, I +2 = 3. La suma de los números de la fila n en
Así también sc forma el tercer número el triángulo resulta la potencia
de la tercera fila: 2 + I 3. En la cuarta En efecto, en la primera fila tenemos
0
íl!a, que empeza y acaba con l, el se- que la suma de los números da I 2 ,
gundo número se forma sumando los para la segunda fila es I + I = 2 1. Para la
dos números de la tercera fila que están tercera fila, la suma es I + 2 + I = 4 =
L 2 2. Y asi sucesivamente para todas las
arriblta%. 1+3= 4, luego va 3+3=6 y
3 + 1 4. Y así sucesivamente, ¿Podrías filas.

29
9c LOS NÚMEROS PRIMOS

PAR. JA

Que llenen en comun cl 3, el ó, el tiples de 3 0 bien, que son


12 el 15 y el 24? Claro, que todos se entre 3
les lenen dc lililltlphcar el 3 por algun Por supuesto, todos los numeros son
s naturales
otro nunàcro, respectivarnente por l, 2 nuhlnplos de l, porque sempre
v8 que todos estos nu-
pates, àay
inv Rieros 3, 6, 9, 12, 15, etceteva, son mui-
pares.

dúhics matemáti- CALCULANDO LOS NÚMEROS PRIMOS


cos «ne seriala:ios Calcular los números primos es fácil. Encontremos todos los que están entre el y
numere na:ura! el 100. Para esto, escribe todos los números entre I y 100 en una tabla.
coâqui€ra, los impates
esnixn entonces
'Que opera-
ctenes conse:van la
pandad? [a suma de 23 29
dos pares es pat. iâ
cic dos Impares tam-
31 37
bien loes adic:ón 41 -44 43 47
no conserva, por Io
tanto. pandad Er:
cambio. e; producto 67
de dos pares es par y
el de dos impares es
impar multipli- 83 89
caclOn la
pandad (Y la eleva- 97
Clón al cuadrado?
El cuadradode un El I no es primo, así que táchalo. Ahora, los que son múltiplos pro-
entero par es par. el
de un Impar Impar Ahora tacha todos los números en la pios de 5, 6, 7, 8 y 9. Observa que los
elevación al cuadra, tabla que son múltiplos propios de 2, múltiplos propios de IO, ll o cual-
do también conserva
la paridad, esto es que se escriben como 2 X n si quier otro número más grande ya fue-
n es un número mayor que l. Esos no ron tachados en la tabla. ¿Qué queda
son números primos. Enseguida tacha sin tachar? Pocos numens, pero esos
los que son múltiplos propios de 3, esos son los números primos menores
tampoco pueden ser primos. Los múl- que 100: 2, 3, 5, 7, 11, 13, 17, 19, 23,
tiplos propios de 4 también son multi- 29, 31, 37,41, 43, 47, 53, 59, 61, 67,
plos de 2 y por eso ya estan tachados. 71, 73, 79, y 97.
grjcgo ll(lcs tcs apa-
cn cl [('lnaclo dc Pt oc recrn ahí:
l, onos anos antes dc • Cada número na-
919,tcmátlcarnente rural mayor que
la aritlflética y la gconwtTia y (lejó un I es un número
an Kl!ado llatnado lm lilcmcntos,quc primo o cs pro-
cs, sill duda alguna, cl libro dc mate- ducto dc núme-
lilaticasmás inlluycnlc dc la histona. ros primos,
lin [os lilemcntos, Euclides (lelnostl() • Haylnflnl
algunos dc los l)litncros resultados im- tos numeros
portantcsdc antillética. Las dos siguien- primos.

laillblén todos los numcros son mul„ Cada numero natural mayor que I
tiplos (Icsi mismos, porquc X I es un numero primo o es producto dc
listo no ticnc chiste. Pero no todos los números primos.
numeros son multil)los dc 2, los que lo Hay que entender esto con cuidado,
son sc llaman nurncros pares. lil 2, 4, 6 Por ejemplo, el 6=2 X3 es un producto
8, IO, 12, etcétera, son numeros pares, de numeros primos. ¿Qué pasa con el
mtcntvasquc cl II, 3, 5, 7, 9, etcétera, 12? Tenemos que es producto de tres
sou Impares. números primos:
Hay numeros que no son múltiplos 6
más que dc si mismos y de l, es clccll'no
podemos encontrarles otro divisor Por Otro caso, el 60 = 2 es pro-
ejemplo 3, solo pucdc escribirse como: ducto de cuatro números primos. Todos
los números pueden descomponerse co-
mo producto de l, 2, o más números
primos. iAsombroso! Los números pri-
Los números con esta propiedad y que mos son los bloques multiplicativos de
no son I, se llaman números primos. todos los números.
Entonces el 3 es número primo. El 4 no
cs primo porque 2 X 2= 4. El 5 es pri-
mo, pero el X 3 no lo es. El 7 es
primo. Te preguntarás con justa razón:
¿cómo podemos calcular otros números
primos?, y, ¿para qué sirven los núme-
9
ros primos?
Un resultado muy importante de la
aritmética dice que:

31
LO MÁS SIMPLE PARA
LAS W\QUINAS MÁS
MODERNAS
uego de la enumeración al estilo del mos, esta numeracion resulta ser,
-hombre de las cavernas,no hay nu- derna
vez, la más primitiva y la más moderna
meración más Simple que podamos con- de las numeraciones de posicion.
cebil' que la numeración posicional en os se
En el sistema lunaño los números se
base 2 lanera
escriben con las Cifras0 y l. De manera
os mi.
que en el sistelllabinario todos Ins nu-
meros se escriben coino sucesiones de
es de
'ro bi-
ceros y unos. Por ejemplo, el número bi-
nano 10011 indica que en la posición Sición
la ba-
correspondiente a la potencia 0 dc la ba-
se 2 se tiene un l, en la posición corres- yres-
Esta numeración, llamada binaria, pondiente a la potencia I del 2 se tiene tiene
utiliza sólo dos Cifras0 y l. Como vere- otro l, en las posiciones de las potencias -'licias

NUMERACIONESPRIMITIVAS
Los habitantes del estrecho de Torres,
entre Australia y Nueva Guinea, viven
pñmitivamente aún en nuestros días.
Este pueblo utiliza una numeración lla-
mada urapun—okosa:
l:urapun
2: okosa NUEVA

3: okosa—urapun
4. okosa—okosa
5. okosa—okosa—urapun
6. okosa—okosa—okosa
Como vemos, en realidades una nu-
meración donde la unidádse llama ura-
pun y un paquete de 'dos unidades se dad
llama okosa. Decit okosa—urapune co- en I
ollamar dóSy uno:al 3.
-3 obc,

32
Y MA BINARIO
[il sabio aletnan (Gottfrled Wil- lenecc
hclln 1-clbnitz [11cel primer tatncnte a la dc los
popagandista clcl trabalO meros. ASI pues solo enjplco
con la numeracion bina- los cal actercs Oy l, y lucgo,
na En 1703 escribo. "En al llegar a dos, vuelvo a
vez de la progresión de pezar. POIeso dos se escl lbc
diez en diez, hc empleado aquí como 1 0 y dos veces
desdc hace varios años la dos, o cuatro, por 1 0 0 y
progresion más simple de dos veces cuatro, u ocho, por
rodas, que va de dos en dos, 1 00 0, etcétera",

2 y 2, hay ceros y finalmente, en la posi- (101as. ¿loor que en estas sc usa cl ststctna
de la potencia 4 del 2 aparece un l. blnano?
Esto 1001 1 corresponde al núnwro. sucesiones de I y 0, interpl@ta-
das como sucesiones dc SI y de no, se
convierten en un Icnguale facilnnentc
codificable con ayuda de dispositivos
= 19 SICOS simples, basados cn la propaga-
Clon elcctnca. Podernos pensar que un
Actualmente se emplea el sistellla bina- [oco encendido significa I y que un fo-
no en la codificacion de los númcros co apagado significa O. O bien, el paso
que proporcionan a las computadoras de la corriente se expresa por el I y su
su extraordinario poder de calculo. Interrupción por el 0. Como la veloci-
dad de propagación de la corriente eléc-
HACE trica es tan grande, la codificación de
números extrernadamente largos se rca-
AÑOS liza en tiempos asombrosamente cortos.
Éste es el principio de funcionamiento
de todas las computadoras.

PERSONAL.

Aunque, como seguramente ya te has


dado cuenta, la longitud de los números
en el sistema binario es mucho mayor
que la del sistema decimal, éste no es un 1 O O 1 1
obstáculo importante para las computa- El número 10011 indicado por medio de focosencendidos y apagados

33
a ellos hasta cl

se sabe que eran

( yunia Ada l.
e. hl!a del gran inga»;

paza Y
osaban el
Alrededor dc 18 e
I neles llal

i no "cl anal il 1c.o


rsor las nnodcrna«
(lifi'ltales, Bal)bagc que ija q su ma-
quina tuwcra la cap¿andaddc realizar
cualquier opciacton aril rnctica con ha- A Ada [.ovelace se le atnbuye la fra-
se en Instrucciones de tarjetas perfora- se ulas computadoras sólo saben hace,"
das, como funcionaban entonces las io que se les indica que hagan"
maquinas hiladoras para hacer mantas
tepdas.
Su máquina nunca pudo funcionar
debido a los problemas de fabricación
de algunas Piezas delicadas. Sus pro-
yectos fueron olvidados y no se volvió
ona habita,
uon entera
En 1946 comenzé a funcionar ia pn-
mera computadora electromca. en
la Universidad dc en Estad0>
Unidos de Amenca. Esta maqtuna era
capa: de efectuar hasta sumas pe,' é
segundo lin la actualidad hay compu-
tadoras que pueden realizar nullones de
operaciones por segundo. Hoy, muchas"
de las actividades humanas estan rela-
(nonadas, cont voladas o apoyadas por al-
guna computadv Pero el uso de lasá
cotnputadoras se extendió en realidad'
apvnac. linos veinte la Mc- que hati a mti(ha gente el ac-
las co:nputadotas perconales ceso diret a ia computaoon.

¿PUEDE PENSAR UNA COMPUTADORA?


En 1050 el matemático inglés Alan das por el Intermediario. Juega este jue-
Turmgescribió un artículo al que titu- go y constata que es dificil saber quién
ló: 'Computadoras artificiales e inteli- es el hombre y quién la mujer si tus
gencia". Su artículo comienza así: "Me compañeros A y B tc quieren engañar..
propongo considerar la pregunta: ¿las ¿Qué sucede si ahora A es un hom-
máquinas pueden pensar?" La respues- bre y B una computadora? ¿Puede la
ta que da a esta pregunta no ha Sido su- computadora B hacer creer al interro-
perada. En primer lugar, hay una gran gador que en realidad es el hombre A?
dificultad para definir adecuadamente En caso de que eso suceda, Turing dice
qué quiere decir pensar. Por ello, Tu- que la máquina B es inteligente.
ring adopta un punto de vista práctico, Todavía no hay computadoras con
que ilustra por medio del "juego de la este nivel de inteligencia, más que en
imitación" las películas de ciencia ficción. Pero tal
En este juego participan tres perso- vez llegues un día a ver algunos robots
nas•una mujer A, un hombre B y un Inteligentes.
interrogador C, ya sea hombrc o mujer.
El interrogador C está cn una habita-
Ciónseparada y se puede comunicar
con A y B sólo a través dc un intcrmc-
diano. Viljuego consiste cn que C, por
medto de preguntas que fotmula a A y
a B determine quién de los dos es cl
hombre y quién es la mujer,
Recuerda que el no oye las respues-
tas de A y B, que sólo le son comuntca- Alan lunng

35
LOS NÚMEROS
QUEBRADOS

n Icti!aque has en tus clan la otra mitad, tenemosla


clases de y que segui0 completa. Esto lo
senuste como un quebradero dc cabeza mo + = I 'lodo hien hasla
fue el de tos numeros quebrados. os problemas conucn:at) cuanclo o nos
Bueno, algunas cosas seguro las cn- enseñan dónde
cuentras scnclilas y nal uvales: partli' una salieron los sextos?
irlanzana a la milad, cortar un paslcl en Nos enseñan 'Ulmar
la legla pana
seis parles iguaics, tomarte la tuc era números quebrados va así:
parte dcl rc[resco- Saber que hay manc-
a
ras dc estas canlldades lambién
te debe parecer sencillo Asi, tienes b
manzana, una rebanada de! pastel cor-
tado cs del paslcl y dos rebanadas
son del pastel y le tomaste del re-
[resco iAl menos ya sabemos que los Aplicar la regla no es dificil. Por egem-
números quebrados nos pueden ser uti- PIO,en cl caso dc se tiene:
les en las [icstas! Pero, ¿sirven para algo pued(
más? IX3+lX2
2 3 2x3 6 los 6

Corno antes habíamos dicho. ¿Pero por te r; ro por


qué se suman así los quebrados? t01n
Tal parece que los números quebra• en -tuebra-
dos fueron hechos para hacernos sufrir pastel sufrir
Vamosa platicar un poco y tal vez pec vez te
convenceremos de que los números que tes os que-
brados son tan amigables y útiles come ca au , como
nuestros viejos conocidos l, 2, 3, 4 paf
los números que usas para contar. que

Al principio, sumar númerosque- Piensa que los números quebradG ticlc brados
brados parece natural. Por ejemplo, si tartibién nos sirvn para contar y liled\' medir,
tenemos una mitad de la manzana y nos igual que los números l, 2, 3, les
¿Qu¿ • ¿Qué

36
quebrados) o fracciones. Tatliblét\ sc les llatna nu-
dc cosas, pero no meros racionales. Ilencn lamos
cuando se los nu tos que});adosa debe
.jangón.sino írag;uentos igua- ser son lm pcjflantcs, ¿no c rccs7
corno (xand() cortamos una Pizza o En una fraccion o qncbK1(io,
un Por s: cortamos un , el numero a sc llama numerador y
redondo cn 8 rebanadas Iguales el nú!liero b se llama dcnonlinador, I os
quc lo pararnosen octavos, o números quebrados con denominador
rebanada es de pastel, Lue- son muy especiales.En los nu-
e)ernplo, tomarrlos 3 rebana- meros sc parecen ho a
'Kmemos de pasvel, y SI 101uamos los números de contar l, 2, 34 Por
lenemos de pastel. O elcmplo, SItenenujs pasteles,
tea contando cuan:as rebana- decu que dividirnoscada pastcl cn un
pastc\ en 8 partes igua- sofo pedazo y tomamos 2 pedazos peto,
to,rnando. leso es lo mismo que tornar 2 pasteles
loados dos nurneros de contar a y b completos! Luego, no tenemos ulta-
pualcs íormaí Siempreel numeroque- des en escribir:
2
brulo
1

a O, más cn general, . a para cualqutcr


numero de contar a. O sea, hemos des-
b cubierto que nuestros Viejosamigos, los
números de contar, se pueden ver y leer
Por ejemplo, dados los numeros 3 y 2, como numeros quebrados. El pap:ro de lzhind
data del año 1650 a
puedes formar el numero quebrado Hagamos ahora otra observación In-
de n e
que se Ice como tres medios; Si nos dan
los números 2 y 3, puedes formar el nú-
mero quebrado que se lee como dos
tercios. Este número indica que estás
tomando a porciones de algo dividido
en b partes iguales. Por ejemplo, de
pastel indica que estamos tomando 2
pedazos de un pastel dividido en 3 par-
tes iguales. En cambio,} de pastel indi-
ca que estamos tomando 3 mitades de
paqel que, por supuesto, quiere decir 0313 -
que tenemos al menos dos pasteles par-
tidos en mitades.
A los números quebrados también se
les conoce como números fraccionanos
tcrcsantc. los numeros quebrados se mos cl nu y c!
pueden escribit dc vanas maneras dl[c- por cl mismo numerode (on;ar c, la
rentes, ¿Cómo? Tonaemos por elC1nplo nueva fraccion
el numero qucbrado ¿Podemos ob-
a XC a
medio pastel dc otra iiian€i-aquc
no sea partiendo un pastel a la mitad y b XC b
tomando una de las dos partes? Claro, Es en rcahdad Igual a la Vieja fracción
podemos divKlir el pastel en 4 partes Como antes, decimos quc son equi-
Iguales y tomar 2 de los pedazos obtem- valentes las fracciones:
dos, ¿que porción del pastel tenemos?
a a XC
mitad! En notación matemática:
2 h h XC

Decimos también que cs una forma sim-


Por supuesto, también de:
Decimos que son equivalentes los nu-
meros quebrados:
ax c

Porquc se obtiene dividiendo tanto el


numcrador como el denominador entre
cl numero c.
Observa que Si c cs otro numero dc
contar cualquiera, entonces es
equivalente a 2

1-asideas y los conceptos en mate-


máticas, y en todas las demás áreas del
conocimiento, tardan en madurar y en
llegar a ser lo que ahora conocemos.
Por supuesto, lo que dijimos arriba pa- Ideas que pueden parecernos claras, co-
ra podemos hacerlo para cualquier mo los números, los números quebra-
otro número quebrado. Por ejemplo, dos, los números decimales,'en realidad
+ = T y también — O sea, que si
6 tardaron muchoasiglos en evolucionar y
tenemos una fracción y multiplica- en ser comprendidos como ahora.
I os de tos que- corn-
evolvtuonatnn en las aliliouas
y babilonia, hasta que

Los NUMMIOS QUEBRADOS VOS EGIPOOS


A pesar de que su civilización floreció es que los números queblados escritos
durante mas de 4000 años, los egipcios en cl papiro de Rhmclsólo son de la
dejaron pocos rastros dc las matemáti- forma esto es. el numerador del
cas practicaban. quebrado cs siempre l. Las egipcios
Sin embargo, hay un documento escribían n para csa fraccion, asi por
paflicularmente interesante que ha ejemplo T se escribía 3. iClaro, con
llegado hasta nuestros días: el papiro de el número 3 como lo escribían los egip-
Rhincl,escrito en el año 1 650 antes Clos, no como lo escribimos ahora
de nuestra era, o sea, ihace más de nosotros;
3600 años! Para representar a otros quebrados
El autor del papiro, un escriba lla- con numeradores diferentes de l, los
mado Ahmes, dice haberlo copiado de egipcios usaban sumas de quebrados
otro documento aún mas antiguo. Este con numerador l. De esta forma, para
documento fue descubierto a mediados escribir — escribían 2 + 4, lo que sig-
del siglo XIXy comprado por un inglés maca, en nuestra notación moderna,
dc apellido Rhind, lo que explica el + y el numero quebrado se es-
nombre del documento. Este inglés cribia 40 + 244 + 488 + 610, ¿puedes
llevo el papiro al Museo Británico, en verificar que efectivamente estaba en lo
Londres, donde aún se encuentra. correcto el escriba Ahmes? Escnbas egipc:os
¿Por qué nos interesa este papiro?
El papiro expone 87 problemas mate-
máticos y sus soluciones y es la fuente
de información más completa sobre la
manera en que los egipcios hacían ma-
temáticas. La mayoría de los problemas
se refieren a la repartición de piezas
de pan entre grupos de hombres, de
manera que el papiro no puede ser vis-
to como un tratado dc matemáticas,
no más bien como una sene de ejercicios
aritméticos y ejemplos prácticos, En la
pnmera sección del papiro se tratan algu-
nos problemas sobre numeros quebrados.
Una característica de este documen-
lo, que en nuestros dias resulta curiosa,
¿ES TAN DIFÍCIL
SUMAR QUEBRADOS?

el VICIO (Ic
podenàos su - lus decir.
cosas que sc ven clifcvcntes?Porque
v los tercios, asi sean 21C'dios lais
v tercios de panes. parecen sev ciases pere
dilet@lltesde obletos. ejelnplos de
Seouro has oido a tus ruaestros decir clase de. sextos.
que no se puede suInar peras con que
:anas. ¿Cuanto da ria la sutua de 2 peras sea, cada medio ; sextos v caaa
más 3 manzanas? No podetuos sumar es 2 sextos. Pode;nos.
cosas de clases diferentes. iAh!, pero las y pensándoles
peras y las manzanas son {rutas,asl que
podemos decir que hay 2 frutas, olvi-
dándonos de que son peras, y que ade-
más hay otras 3 frutas, olvidándonos de Repitiendo, son sextos, v
que son manzanas. Entonces podemos mos sumarle 2 tercios. Cada sev
hacer la suma y decir que tenemos 5 sextos, asl que quere:nes 3 sext&
frutas. Pudimos sumarlas al pensar que y 4 sextos. No hay problema,
es posible considerar nuestros objetos sextos.
se
como parte de una clase más general, la Parece que ya entendimos come se
clase de las frutas. pueden sumar quebrados. Ahora
temos sumar s y Tenemosque ct
contrar una clase a la que
tanto los tercios los qutntos.
Tratemos con .3X5 =15. En efecto- ato:
3
1 lx 5 1
3 15 15
' yca&
O sea, cada son 5 quinceavos y
Regresemos a nuestro quebradero de
vs es
cabeza, iperdon!, a nuestros numeros lo mismo que.umar 5 quinaavos y
quebrados. ¿Como sumar v} rebanada quinceavos, que da 14 quinceavos
aIy ellos. culturas
tuvieron problemas de notacion
3
comprenslon!— dc las fracciones?
Corno ejemplo. icncmos que,
Ciaxnaen cl Siglo XVII,en un documento
13 15
ruso la Iraeclon se expresa como
, puedes cs exactapaente la medio de tncdi0 de un nted10
que wcovdabannos al dc un lilecliodc un mcd10de un ter-
n con \Qrsacl(in.
¿Que tal?
sahos que la es Pata tu tranquilidad vemos que no
qué es cierta, solo a ti los mnuevos quebrados te han
quebrado la cabeza. Aunque, en reali-
los ternan pro- dad, no hay una buena razon para esto.
para escribir quebra- Los nunwros quebrados son tan anuga-
que no Ilixnet•annunleuldor igual bles como los numeros de contar.

SUMA DE QUEBRADOS EN EL PAPIRO DE RHIND


Un problema típico en el papiro de los quebrados como sumas de fraccio-
Rhmd pide dividir 9 panes entre "10 nes con numerador l.
hombres y propone como una posible Otra operación de suma de quebra-
solución dar a cada uno de ellos: dos que aparece en los manuscritos
egipcios es:
1 1

3 3 5 30 16 + 32 + 64

fracciones de un pan, lo que en la no- Cifras que corresponden a las frac-


taclón egipcia, que hemos estudiado en ciones cuyos denominadores son las
ei capítulo anterior, corresponden a primeras potencias de 2.
5+5+5+30. ¿Puedes verificar si esta Representadas cada fracción por un
solución es correcta? jeroglíficoy dispuestosen forma ade-
¿Checaste? El resultado que pro- cuada, esta suma compone el "ojo de
pone el escriba Ahmes es dividir los Horus", el dios con cabeza de halcón
panes en partes iguales para repar- de los egipcios.
urlas a cada hombre, Como sabemos
ya, es una fracción equivalente a
9 y por lo tanto la respuestaes co-
rrecta.
Observa otra vez que la complicada
respuesta de Ahmes se debe a que los
egipcios no tenian una buena notación 32

para escribir los quebrados y escribían


13. EL UNIVERSO
V LOS NÚMEROS

era, Se duc, av no csta 'rica.


;ncnlc cornprobad(), (le Pii;i.
govas Viajóa IE#1Pio,cn dondc obtuvo tuvo

sus (onoconucnt0S tnatcmótioos. En


ISAMOSA do caso, se sabc que no pudo quedarse arse
-ania
en Samos, pues no soportaba la tiranía
del rey Polícjates de Mile10, que había labia

Invadido la Isla. Así, Pitagorasse refugio fugo


cn Crotona, una ciudad griega al sur de r de
Italia y ahi fundó su Importanteescuela uela_

Los pitagóricos, establecidos en tor- tor-


esde los tiempos de la Grecia clási- no a su maestro Pitágoras, en Crotona, ona,
ca los conceptos de la aritmeuca en el Siglo VI a. de -aron
desarrollaron etc
quedaron bien comprendidos. La nota- una verdadera mística numérica. Para Para
ción de los números y las fracciones ellos, los numeros eran mucho más que • s que
pasaría todavía por muchas modifica- la pura cantidad. Constituían los elemen- er men-
ciones hasta llegar a la notación arábiga tos del Universo. Los principios de los bia r e los
que usamos hoy en día, como hemos números y sus relaciones son la base para ' para
estudiado en el capítulo 6. Pero ya en comprender a los seres y fenómenos de la de la
estos antiguos tiempos, la profunda natutaleza. Desde entonces éste se convillio virtió
importancia de los números y la aritmé- en uno de los principios fundamentales tales
tica quedaban claras para los hombres de la ciencia.
cultos. Los pitagóricos desarrollaron repre- lo pre-

sentacioncs geométricas de los numeros poni. eros

PITÁGORAS Y LA ESCUNA PITAGORICA mediante disposiciones de guijarros. ul Arros.

Sin duda, uno de los momentos más Pensaban que la matena estaba formada m. ada
importantes en la historia del desarrollo por partículas indivisibles y que la varie- cristi vane-

de las Ideas matemáticas se produjo en dad de formas encontradas en la Naturale urale-


los idad
la Grecia clásica. El iniciador de este za no dependia solamente de la cantidad
importante movimiento intelectual [ue de esas pamculas, sino también de la de la
ifica-
Pitágoras, nativo de la isla de Samos, al- disposición espac&ll de ellas. Así clasifica-
rededor de 550 años antes de nuestra ron los números de acuerdo con los n los
Números triangulares o
1 3 6 10

o O
Números cuadrados 5 C o
1 4 9 16

Números pentagonales
1 5 12 22

arreglosque se podían formar a partir supuesto, la aritméticajugó un papel


del correspondiente número de guya- fundamental en el desarrollo del comer-
rros. Los números l, 3, 6, IO, 15, 21, cio y en muchos menesteres de la vida
etcétera, eran números triangulares, ya cotidiana, sobre todo a partir de la in-
que se pueden formar triángulos con troducción de las ideas hindúes y árabes
ellos. Los números l, 4, 9, 16, etcétera, en Occidente.
eran números cuadrados. También ha-
bia números pentagonales, hexagonales
y de cualquier otra forma de polígono
regular.
La idea de los pitagóricos era que, a
partil de los números geométricos, como
bloques básicos, se podían formar todos
los cuerpos sólidos. Por ejemplo, sobre-
poniendo pisos de hexágonos se obtiene
un primer prisma hexagonal. Arreglos
más complejos de hexágonos formarían
cristales y otros sólidos macroscópicos.
Luegode la crisis por la que pasaron
los conceptos filosóficos de la escuela
pitagórica,el interés por los números
corno principio para explicar la natura- El cristol está formado por hexágonos que se
leza decayó durante muchos años. Por repiten tegularmente.

43
parar Siglo la cuantifica- Las matemáticas, a} igual que
Clon de los lenómenns de la Naturaleza las ciencias, buscan comprensión
se sistematizo, sobre todo gracias a la los fenómenos de la Naturaleza. como
elaboración de mclores Instrunlentos, descripcion del sonido o cl
pe10 laillbié\i a un espj[llu ctelllifico de miento dc los instrumentos musca:es
mavor neor. Oc esta manera, las clenclas Además, la comprensión de la
de la Natillale:a, la fisica, la astronomía, za sirve para nicjorar las condiciones
v años después ia se renovaron la Vida Inutnana.Por ejemplo, ia coz
al emplear la 1110d:cioncomo una herra- prensión del sonido por medio de
mienta lundamental. Los numeros y, cn maternaucas es la base de la
general, las matctnaticas, tuvieron en es- el funcionamiento dei telefono, tan
ta nueva vision de la ciencia un papel
fundamental. Esto motivó al gran fisico
italiano Galileo Galilei a decir: "Las ma-
temáticas son cl lenguagecn que está
escrito el Universo

PITÁGORAS Y LA MÚSICA
Los pitagóricos, que así se llamaban otra nota musical, en este caso con la
los estudiantes de la escuela de Pitá- nota fa; si la cuerda se reduce ahora a
goras, descubrieron las relaciones nu- las dos terceras partes de la -longitud
méricas simples entre los intervalos original,suena otra vez bien y le da-
musicales. Si tensas una cuerda y la mos nombre de nota musical,lá nota
jalas produce un sonido, éste es el sol. iHaz el experimento con una liga
principio por el que funcionan todos tensada y verás como puedes fabricar
4
los inslrumentos de cuerdas: guitarras, tu propio instrumento musical!
violines, arpas y otros. Pues bien, si Las notas musicales que usamos en
una cuerda que produce una nota mu- nuestros días pasaron por una larga
Guido d Arezo. sical, digamos do, se acorta tona, pero la comptensión frn-
a la mitad y se vuelve a to- damental de la escala musical se
car, produce otra vez la mis- debe a los pitagóricos.Sin em-
ma nota do, pero un poco bargo, los nombres de las no-
más aguda, En términos tas do, re, mi, fa, sol, la, si
musicales se dice que se ob- datan de varios siglos des-
tuvo una octava superior. Si pués; en la Edad Media el
la misma cuerda se reduce monje Guido d'Atezo usó las
ahora a tres cuartos de la longi- primeras silabas de un himno re-
tud origrnal oímos un sonido ligioso a San Juan Bautista para
agradable que identificamos con nombrarlas.
a c,l que
ag; están (]c-
t dl d de

t INA A

ya hetno«, lii)lrsc cn la torma para mnguno


y la dc númcto.qde contar a y b, o sea,
la relación cnt te la dragona) y el lado
del cuadrado no cs una fracción. L?
Cl podia Icycnda cuenta que los rrucmbros dc la
por dc la e,cucla se reunieron asustados y ju-
raton no divulgar estas terribles noti-
13.0a cIlos. esta l(lca cl princi cras que ponían cn entredicho todas las
Illas en la Ideas de su grupo Sin embargo, uno
dcl Uliivcrso de los micmbros dc la escuela lo diVUl-
Pues l)ten, Uincija consl(lcraron la gó al poco tiempo y cl secreto se supo
(Ilte hay entre cl lado dc uti ¿Ysabes que fuc lo que pasó? El traidor
y la diagonal dcl cuadrado, condenado a morir ahogado.
SIcl lado dcl cMadiado ¿Cuánto midc la diagonal del cua-
c ros y la diagonal d centjmc- drado? Por ejemplo, SIuno de los lados
Iros, tc Ital cs el valor dc dcl cuadrado mide c centímetros de
longitud y su diagonal mide d cen-
timetros, entonces, según nos enseña
tarnbién la escuela de Pitágoras:

(12 = c 2 + c 2 = 2 &

Entonces — es la raíz cuadrada de 2,


o con nuestra notación moderna:

Este cs el número que les quebró la


cabeza a los pitagóricos, , que no
es un número quebrado. Tal vez en re-
cuerdo de esta triste histona griega, se
Uno de los matemáticos de la escuela dicc todavía que Vi es un número
destilbr10 que este número no puede irracional.

45
140 NÚMEROS
CON PUNTO

caclón por IO recorre el punto decimal


un lugar hacia la derecha. En con-
cluslón, también se escribe como 1.2.
En el número l) se dice que I es ia
parte entera y .2 la parte fraccionana.
También se escribe .2 como 0.2 para
poner enfaslsen que .2 es un número

035 entre 0 y l. Observa que 02 = s y co-


} , tenemos que:

12=1+ 02
uando dividimos dos números ob-
tenemos un número racional, que Cosa muy natural, ¿no te parece?
no es necesariamente un número natu- Veamos otro ejemplo, ¿cómo se escri-
ral. Por ejemplo, 6 entre 5, el resultado be 23 ? Sabemos que podemos escribir:
no es un número natural sino un 23= 5+ entonces ya podemos sos-
quebrado, un número racional. pechar que se trata de un número que
Los números racionales, como 9 tiene parte entera 5, luego un punto y
pueden escribirsede otra manera que algo más. Hacemos el mismo "truco"
resulta útil e importante. Para ello, nece- que antes: multiplicamos por IO y
sitamos introducir una nueva notación, obtenemos que resulta igual a 7+ 5 ,
que tal vez ya conoces, sin comprenderla que no es un número entero. Pero ahora
del todo: el punto decimal. Números sabemos que T es la décima parte de
que aparecen con un punto en medio, 7+ , que todavía no es entero. ¿Qué
como 1.23 0 bien 0.66 0 12.4, ¿qué pasa si volvemos a multiplicar por IO?
quieren decir exactamente? Entonces es la centésima parte de:
Si multiplicamos 5 por IO obtene-
mos 5 , que es un número quebrado XIO = 70 + 20
para el que sabemos que = 12.En- 70+5 75 4
tonces es la décima parte de 12. Esto
3 75 = 0.75
se escribe como 1.2, es decir que I ) X o sea,
4
X IO =12 y se dice que la multipli-
I que la rc 100 SI ahora multiplicas por IO, tenemos
cl punto deollnal dos lugan•s a la —03 y algo
Illas. ¿Que Illas? Multiplicarnos enton-
ccs por 100 y vemos que

I ucgo, tenemos que


rnas. i,Asipodenuos continuar Sin parar
tipl!ül anibos lados dc la Igualdad de nunca' De manera que:
arnha por 4, ¿que da?

3
- 03333333.
Los puntos suspensivos significan que
O sea, la multiplicación dc numeros con seguimos poniendo 3 sin acabar nunca.
punto decimal se realiza igual que cuan- Una sorpresa, ¿no?
do no tienen punto, y luego sc añade cl Verifica ahora las siguientes expre-
punto tantos lugares a la derecha como siones decimales para numeros frac-
lugares ocupaba en alguno de los fac- clonarios:
tores. Por supuesto, también debemos
1
convenir que 2300=23.0 = 23, lo que —0.5
es muy lógico, porque 230 serían 23 2
enlcros y 0 fracciones,
Parece que ya sabemos cómo escribir 0.6666.
los numeros fraccionarlosen forma de- 3
cimal, esto es, usando el punto decimal. 2
Veamosun ejemplo más, ¿cómo se es- — 0.4
cribe -l en forma decimal? 5
Sabernosque cs un número menor 2
que l, luego, se escribe como 0. y algo = 02855Y
más. ¿Qué más?
7

tUN poco DC IIISTORIA


comprensión dejos 'números •racio- l(hayyam eStabléCió1tnaIte6riageneral
nales y su expresión como números dei número..
decimaleses resultado del trabajo de En el siglo xv, la escritura decimal
varios matemáticos árabes, En cl año dc los números fue elaborada por el
952, el matemático árabe al—Uqlidsi matemático persa al—Kashi,di- Samarcanda.
decía: "con ayuda de la idea de que la rector del observatorio de Sa-
mitad de I es un número, podemos marcanda, en su libro Miftah
sustituir por 0.5" Dos siglos más al—hisab,que se traduce como
tarde, el matemático y poeta Omar La clave de la antmética.
'S
l.os pu lilos dc.SPlics(Id
numero (Iccqrque este se les.
repltc parar.

Cualquier combinacnon = 03333


esc:iloacon un punto (Iccnnallienc 3
do cl detccho a ser nutucro.
tiene lina expresi(án
dc 01
no ternnncn pero ert (
lileros no se pc
mo por

Dondc luego Sigue 21222 324,


Qué numero es este? No es
porque no puede expresarse
numero decililal con un pe nodo.
es una nueva clase dc ntuncro Se
numero real.
Tienen todos el derecho de ser numeras. Yanos habíamos encont rado aiguno%

Los NUMEROS RACIONALES COMO NÚMEROS REALES


Los números racionales tienen la no- O seai que cn esle caso el periodo es
table propiedad de tener un desarrollo 538'161, que vuelve y vuelve a repe-
decilnal periódico: la división del nu- tirsc sin parar. ¿Pero entonces qué pasa
merador entre el denominador hace con el número I o con
aparecer cifras nuevas hasta el momen- son racionales y no tienen números al
to en que comienzan a repetirse pee final que se repitan? En estos casos
nódicamente, a partir de entonces,el también es cierto, pero hay que tener
número del periodo se repite una y mayor cuidado:
otra vez.
Por ejemplo, 0.333,0 quiere = 0.1 = 0.10000.., cl periodo es 0,
decir que el periodo es 3, luego de 0.3,
I = 0.999... el periodo es 9.
el 3 vuelve y vuelve a aparecer. En
= 0)8555m el periodo es 5, o sea, Al cabo de cierto tiempo, los decimales
luego de 0.285 cl periodo vuelve y de un racional son previsibles. No hay
vuelve a aparecer, Otro más: necesidad de efe&uarinfinitos cálculos
0538461538461.. para conocerlos„
LA RECTA

1_ hucna idea de lo que son los nu-


meros reales nos la da la sngmentc fi- to sobre la recta.
un,ele orientado que se prolonga Claro, basta con medir con un cor-
mciQfinidamentecn una dirección, con del el tamaño de la diagonal de un cua-
punto imcval,u origen, que es el drado dc lado I para determinar qué
0, y una unidad que determina putllo le toca a esa longitud sobre la
sobre el elc recta real.
[Llegocada puni0 sobre el qe reprc- Aunque los árabes en el siglo xv ha.
un número real. Esta es la recta bian establecido adecuadamente gran
la Idea es que la recta real no ne- parte de las ideas sobre los números,
ne sgujeros, todo punto en medio de no [ue sino hasta finales del siglo XIX
dos puntos está en la recta. cuando los matemáticos alemanes De-
Eso implica que toda sucesión de ci- dekind y Kronecker explicaron como
frascon punto decimal también es un constiL1irlos números reales de manera
nu:nero. un número real. Por ejemplo, formal.

005

números reales que no son racionales al ria griega, que produjo una conmoción
conocer la de aquella trágica histo- al descubrirse que no era racional.

LAS ECUACIONES, FÁBRICAS DE NÚMEROS


Una ecuación es una expresión aritmé- por 3 y restársele 2 resulta 0. ¿Cuánto
tica donde alguna de las cantidades vale x? Por supuesto,
es desconocida. Esa cantidad se lla-
ma incógnita de la ecuación y ge- Otro ejemplo, el nú-
neralmente se denota con la letra x. mero irracional es
Lo que se desea es determinar el valor solución de la ecuación
que puede tener x. Por ejemplo,

3x-2=0
significaque la cantidad x que Porque, en efecto
desconocemos,
pero deseamos ¿Qué pasa con la
conocer, al ecuación x 2+l= 0?
multiplicarse ¿Tiene soluci8n?

49
15. LA RAZON
DE LAS COSAS

en nuestro cuader- en cl cuaderno es que cn la rea.


e! dc un perro del patio ildad Expliquemonos. ia es atura
de escuela. tenemos necesanamcnte niña es de 1 20 nietros en la Vida rea!v
gac las medidas dc los objetos que su perro mide 30 centímetros de altura.
del taniaño natural al tamaño la relación de alturas es entonces de:
dc nuestro cuaderno. Esto parece olyno.
12
Pero digamos que queremos ahora dl-
bujar al peno llevado de la correa por
03
dueño, ¿cual de los dos dibujos de aba- Esto es, cl niño es cuatro veces más
00 parece mejor? alto que su perro. Esta es precisamente
la relacióndel niño con el perro en e?
dibujo: cl niño mide 6 cm. y su perro.
mide 15 cm de forma que:

6
15
Cuando en un dibujo el tamaño rela-
livo de los objetos representados es el
mismo que en la realidad, decimos que
el dibujo está a escala.
Además, tenemos un número impor-
tante asociado a un dibujo a escala. Si di-
vidimos el tamaño de los objetos en el
dibujo entre el tamaño de los objetos
correspondientes en la realidad siempre
obtenemos el mismo número; este nú-
mero se llama la escala del dibujo. En el
ejemplo del niño y el perro tenemos:
1

03 20
¿Por qué es mejor el segundo dibujo?
Porque el tamaño relativo de las figuras Escribimos que la escala es 1:20, que se
MÉXICO A ESCALA

Iodos los mapas tienen que dibtqarse a ECATEPhCYí


escala,es la única manera de obtener
una representación fiel del lugar. Por
supuesto, una ciudad o un pais tienen
extensiones muy grandes con velacion
a la hoja de papel, por ello la escala
tiene que ser de 1:500000 para el caso
de una ciudad y aún mas grande pava
un país como México.
Usando un mapa de la ciudad de
México,puedes ahora decirnos ¿cuán-
tos kilómetros mide la avenida Insur-
gentes?, ¿cuántos kilómetros hay entre
Ciudad Universitaria y Chapultepec?
Usando un mapa de Méxicopuedes Monterrey?, ¿cuántos kilómetros hay
decirnos: ¿a cuántos kilómetros en lí- que recorrer para ir de Guadalajara a
nea recta está la ciudad de México de Mérida por carretera?

lee I a 20. Esto quiere decir que cada dibujar, tanto el salón como los mue-
centímetro de nuestro cuaderno repre- bles. Ahora elige con cuidado la escala
senta 20 centímetros en la realidad del dibujo. Indica al pie del dibujo este
Para representar de manera clara las dato, pues es muy importante.
calles de una ciudad, las ciudades de un Dados dos números a y b, mayores
país o los países en el mundo se hacen que 0, el cociente se llama también la
mapas. Para que se puedan leer conve- razón de a en b. Observa que si el
nientemente las distancias entre los lu- número r es la razón de a en b, entonces
gares,los mapas se presentan a escala. 7 es la razón de b en a. Claro, porque si
entonces tenemos que

b a
El hecho de que todos los números
de la forma , con a y b naturales, son
razones, justifica que se les llame nume-
ros racionales.
Ahora estás listo para dibujar en tu Los griegos entendían bien estas
ideas de comparación del tamaño
cuaderno un mapa a escala de tu salón.
Mideprimero los objetos que quieres objetos. Pero el uso de las fracciones iba
Ial del I (j.

va de cs csar
los que cstc cl ai4W)
IO estudiare 11209
Cicpcndc (ICI tenga la civ lentc Instona dc 77.

neas lejos, aloan aloa asuntos nues seno dc edificios y obras de arte
cl arte y la [lill%lca, par- acuerdo con relaciones nurnericas, son
cl cle las notas excelentes coctnplos dc las aplicaciones
musicales, dc acuerdo con los;tatnalhes de las matcmaticas.
de las cLleidasque vibran, parece haber
tiupreslonacloa los pitagóricos. A patur
de entonces sostuvieron la Idea de que
todas las cosas se pueden explicar por
rncc110dc numeros. Según los griegos,
para entender lo que nos roclca basta
con encontrar las relaciones numéricas
entre las cosas y los fcnónncnos. Esta es
una idea fundamental y, con las modifi-
caciones propias dc los tiempos, cs una
Idea que está en la base de la ciencia
moderna.
El tema del diseño de mapas, la com-
prension de los sonidos musicales, el di-
SO RESPETABAN
Los EGIPCIOS

Ios dibuios v pinturas de los antiguos Parece que los egipcios se preocupa-
egipcios, que han llegado hasta nues- ban más por el carácter religioso del di-
tros 'alias,muestran [Ituras de ammales bujo o por representar la importancia
y personas en los que no se usaba nin- social de los personajes dibujados que
guna escala. por el realismo que le imprimían.

LA TERCERA PROPORCIONAL

Consideremosdos segmentos de longi- En esta construcción, se cumple que


tudes a y b que colocamos como en el la razón de a en b es la misma que la de
dibujo de abajo. Completemos la cons- b en x, o sea, se tiene la relación:
trucción con segmentos de longitud b
y x puestos a continuación de los an-
tenores y de forma que las dos líneas
OP y QR son paralelas. En el capítulo 16 veremos algunos
Entonces se dice que x es la tercera motivos por lo que es importante esta
proporcional de los segmentos a y b. construcción.
NÚMEROS EN EL ARTE
V EN LA ARQUITECTURA

uando observalilos constftlccroncs guedad hasta nuestros d:as en todas las


IIlipresonaliics ia pina liliclc expresiones artísticas:
• La proporción que expresa la rc-
coloniales dc la ciudad dc Mcxico, Pues lación de los tamaños de las diferentes
hla, Morelia 11otras muchas del país, partes del objeto artístico.
cuando vatuos al nnuseoy vemos her- e La simctria que expresa las regu-
mosos cuadros, como pueden ser los landades y repeticiones del obJeto artís-
paisajes de José Maria Velasco,o las fe- tico en el espacio.
rias y plazas de Diego Rivera, nos llena Tanto la proporción como la simetría
la sensación de belleza, un gozo estético son conceptos matemáticos que se cuan-
que nos hace disfrutar por Igual estas tifican por medio de números. Veremos
expresionestan diferentesdel arte y la más detenidamente qué significan y có-
arquitectura. mo se usan en el arte y la arquitectura.
Consideremos dos rectángulos con
un lado de longitud I y otro lado de
longitud a diferente. ¿Cuál dirías tú que
se ve mejor?

1
Las catedrales suman en su hechura el conocimiento de matemáticos y artistas

Cierto. Pero, ¿qué tiene que ver cl ar-


te con los números? Muchomás de lo
que a primera Vistacreemos.
Dos conceptos estéticos fundamenta-
les han estado presentes desde la Anti- 1
supuesto, el es en cl rcçlangul()que lic-
. Pero, pala es Inas la ta:on
cl pruner angulo.
ne dc especial? a l' Idlas. el q ue cdifl(ó
PaHcnon Atenas cl v antcs
n ra cra_ Aloi t
palü' de estc cdifi( io se n

Muchas dc las cslV11(0urasdel


non tcn las de la razon
aurca. pocI('1110.s
ver cn la siguien-
1-cv
1C 111lagcll.

de los lados h del lectan-

al IA1ayov (le lados


del IR'C1á11R1110
-a v a obtenido 001110
en el lis
la Iazon cic los lados del Icelángu-
le original cs la la obtenida

cuadrado de lado a.
Esto se expresa por llicdio de la igual-
Partenón, construido
A lo largo dc la historia muchas cons- por Fidias en Atenas
tilicclones importantes han seguido el
modelo de construcción del Partenón,
Por lo tanto, podenlos calcular cl lado a cuidando de mantener la armonía de los
del rectangulo como la solución de la tamaños de acuerdo con la razón áurea.
ecuación:

Si lo verificas con tu calculadora resulta:


a 0 6180033988.
En realidad, ésta es sólo una aproxi-
maclón al verdadero resultado porque el
número a es irracional, lo que quiere
decir que la expresión decimal no termi-
na y no es periódica.
El número I + a se conoce como la Iglesia gouca francesa
construida según los
razón áurea o número dc oro y se (le- principios de la razón
así: = 16180033988. áurea.
Lr.o,upno Y LI
Leonardo da
razon ¿urca pa-
. pensaba que el

la v tamo,es;a-
ucrdo la razon aurca

los
gulo de 000 con e!
Resulta que ci , ura
cicl h0fi1iyc (iado
distancia del ombligo a Id puy;
su mano (radio de la LICIA)

es el número áureo:

Busca a tu alrededor otros rectángu- de obtienes el


los que tengan la razón áurea Checa las ce que patron (Icne una
tarjetas de credito, las credenciales de la orden cuatro, porque luego de
escuela, las licencias de manejar, las ca-
jas de cereal.
Te llevarás algunas sorpresas.
Hay otras formas de arte que desde la
Antiguedad hacen uso de relaciones nu-
méncas. Nos referimos a los mosaicos
que adornan pisos y paredes. Mira a tu
alrededor, en la casa, la escuela, el banco
y verás diferentes patrones de mosaicos.
Probablemente los más sencillos se pa-
recen a los ilustrados a la izquierda,
pero los hay mucho más complicados.
¿Que tienen que ver con los números?
Obseva el patrón de cuadrados, tal
vez el mas sencillo. Si haces girar todo el
dihugo alrededor de cualquiera de los
vértices de un cuadrado por un ángulo
veces cl rnovwuento de girar 90" casa
reorcsas a la posición original El patrón dc locali-
nexágonos llene s:nytría de orden tones de
tres. porque al gtrar pov un ángulo de . libriraos
d!h1110alrededor de cualquier
regresarnos al nusmo d\h1110.
«iros de 1200 hacen regresar a la
¿Cual es el orden del
de i rianguios? Checa que es seis.
verincar esto calcando los patra-
¿n papel transparente o en una ml-
ñaclendo girar ésta sobre el papel,
filado el vértice de giro por
de un alfiler.
Todos los patrones de mosaicos a tu
¿.:ededor llenen alguna simetría. ¿Cuál
es e! orden de estas simetrías que en-
cuentras?
Si bien los patrones de mosaicos a
veces pueden parecer más sofisticados,
como los de la Alhambra, sus simetrías
son igual de simples que las de los pa-

LA ALHAMBRA
la cumbre del arte islámicolo encon- ción de la Alhambra fue Sin duda reali-
Giramosen la Alhambra,en Granada, zada por artistas con amplios conoci-
España.La Alhambra es el último de mientos matemáticos.
los monumentos del arte árabe enEu-
*opa. El último rey moro reinaba ahí
Cuando fue vencido por las tropas de
lisabel la Católica en 1492.
La Alhambra está conformada por
una serie de cámaras adornadas con
exquisitas figuras geométricas. Por ra-
zones religiosas, los musulmanes no
pueden representar figuras de personas,
animales u otros seres vivos, de forma
que las decoraciones en la Alhambra
son mosaicos geométricos. La decora-
NUMEROS EN

Ctal

I las

O SCII i 2 ,

tuas Hay 1101cscon


cuacllangulatesy taniluen hav
IlA11as
con Situctrta esfctnca. 1.11
naturale-
SI tia:atnos a lo latgo cle Ilitestro nos presenta otras founas de simetria:
cuerpo, de cabeza pies, una linea ver
tical que pasc por la lilltaclvctnos (lite
las dos Ililtaclesson iguales: Clitedaun
010y una oreja en cada una de las mita-
des de la cara, la mitacl de la boca y cle la
nartz,
y ast con todo el cuerpo. lòectmosque
cl cuetpo humano tiene sinwt ria bila-
teral,
loasitnelria bilateral del ctterpo liti,
mano se da solo por allieta. Por adentro esttellas de mar simetrta pentagonal.
con cn la rale-

se [orma la suce-
cs la sutna del
y cl cuarto cs la suma
'l'cl lm general,

antes ¿CAlai sigue a los

1001' lista secucnçua de numeros, llamada


dc sc sucest(blldc Iñhonacci, lleva el nombre

Y BEHTZA
¿Qué tan es la siluetvia bilate- dc la cara y otra con dos mitades iz-
val dc nuestra cava?Vamos a hacer al- quicrdas, ¿Son Iguales las dos fotogra-
ganos experilncntos. Necesitamos un fias resultantcs?
par dc espejos y unas fotografíasde la Si las dos fotos se ven iguales enton-
cara de alguno dc tus compañeros. ces la simetría dc tu cara es muy buena.
Pon los espejos dc tal manera que Muchos piensan que la belleza de un
fonuen un ángulo de 000 entre ellos, y rostro es la percepción de una buena
ve con ctlldaclo la imagen de la cara de simetría bilateral.
uno dc tus compañeros cuando se po-
ne enfrente dc los espejos. Este proce-
dimicnto convierte la parte Izquierda
de su cara en la parte dcrccha dc la
imagen y la parte derecha en la izquier-
da de la Imagen. ¿Por qué? ¿Tc parece
que se ve igual la imagen de tu compa-
ñero que en la realidad?
Toma ahora las dos fotografíasdel
rostro de algun compañero o, SItienes,
fotos tuyas. Recorta las dos fotografías
por la mitad de la cara y pega las mitades
derechas y las milades izquierdas de
ambas fotografias. Ahora tienes dos ima-
genes: una con dos mitades derechas

59
CONEJOS

LEONARDO
Los conejos se reproducen dc acuerdo jas de conejos- Ahora la primera cría
(TifiONACCi) con la sucesion de Fibonacci. En la de conejos ha alcanzado la edad de l?-
F:banacci
con que
primera generacion tenemos sólo una producirse. ¿Cuántas pareias tenemos
se pareja de conejos. En la segunda, los en la cuarta generación? Las tres que
comerciante:
I.cona!do dc conejos han tenido una pareja de crías, teníamos, más la otra pareja de crias
qtncn hacia e; que todavía son muy jóvenes para re- de la primera pareja, más la primera
nal de!
As:a v al norte de producirse. De tal manera que para la pareja de crías de los primeros hijos de
,Afnc:y tercera generación tenemos las dos pa- la pareja inicial. Esto es, 2 + 3 = 5 pa-
conocaiucntos de las
culturas v rejas de conejos que ya teníamos antes rejas de conejos. Siendo así, ¿cuántas
Prome\20 en más una nueva pareja de crías de los parejas de conejos tendremos en la si-
Occidcntc e! use de!
sistema de numeración primeros conejos, o sea I + 2 = 3 pare- guiente generación? Seguro 3 + 5 = 8 1
decima; y otras ?deas
que adq',ilrfih St;s
jes pero tambitn cra
un persador onginal, de su descubridor y aparece en el nú- Mamífero Largo del cuerpo Peso
Escribto el libra Liber mero de crias de algunos animales, en el Perro 0.4 m 15 kg
Ahact. en el que 'ntro-
dujo la suceston que número de hojas en las mazorcas de Hombre 1.6 m 65 kg
ahora lleva su nombre algunas plantas, en el número de péta- Elefante 5 400 kg
y consderó el proble-
ma de la reproducuéll los de las flores y, de una manera más Ballena 30m
de los conejos, complicada, en el crecimiento de los
caracoles. Antes de estudiar la tabla debemos
Por supuesto, una de las aplicaciones decir que los tamaños y pesos de los ani-
más claras de los números en la males pueden variar mucho, los que
Naturaleza se refiere a los tamaños de damos son algunos valores comunes.
las plantas y los animales. Así, según el Si queremos obtener una relación
animal o planta de que se trate, habla- simple del tamaño de los animales con
mos de la longitud, del peso, de la edad su peso, nos veremos en dificultades. El
y de muchas otras característicasnu- peso del animal esta relacionado con el
méricas de ellos. Por ejemplo, en la volumen del mismo, y el volumen de-
siguiente tabla mostramos rasgos im- pende del tamañ(kdel animal, pero tam-
portantes de algunos manúferos: bitn de su forma.-
habla!7i0Sahora de lina ( libera de
licma(ic agua y dc otra cubeta
ah I licna dc agua q
ci (lianwlro (ie la basc Igual a su
a); respc(ftivos p y P i.Qffian
igual (lad

lo ven ficar con una


Im 0!ras palabtas, para cubetas llenas de
agua, cl peso valia con el cubo de la altura
. tablas (Ic PUI(dcscntcndcr ahora por que los
, (Ic la tal clcfrmtcsno pesan s;mplemcnte el doble
dc lo que pcsa el hombre. Para soportar
tic ro dc lado, cl peso lan grande de sus cuerpos, los
. cl dc la tabla huesos de los clcfantestienen que ser
ada cl vuadtaclo dc la cortos y gruesos. No hay animales muy
lado. clos tablas cua- pcsados quc tengan patas delgadas y co-
(Ic lado I y ra dc lado rran grácilmente.
p y P cumplen la Para soportar su peso las ballenas tu-
vieron que adaptarse a Vivir en el agua.
Cuando, casualmente, una ballena que-
da varada en una playa muere porque su
gran peso no le permite respirar
il„osnúmeros nos dan mucha infor-
mación acerca de la Naturaleza!
10
CUANDO
NO BASTA

entidades as.
y nadrados, longit

(Átando se efectua ei traba;o dc


un at'nmensor cuando se opera cn
negat marco gco:nctnco ruant'jancle
tan des no se Siente la necesidad dc utilizar
a ban u n Idas a nutneros distintos a los positives. ¿Qué
serta una vaca negativa o una mau'tlltud
E,vacas, 10 tnetros cua- geonu'tnca cuya medida fuera menor
que 0?
NI los calculistas babilonios o egip-
Clos, m los pensadores griegos y, tras
ellos, los matemáticos arabes, dispustc„
ron dc la noción general dc nu:ncros
ncgauvos-
Los primeros que utilizaron cantid¿v
des negativas fueron los
dtos, quienes, yazn los siglos VIy vu de
nuestra eras las lilih:.aban paul
st RISiSTIO so
ROPA los
r, despues de que mav
enlpc:.aran a cje
ne*anvos, las cantidades
Sin conseguir acepta-
.-n en Europa. A pesar de que dcsdc
XIVlos contadotes v los malc-
eorepeos conocían la noctotl
de\ numero 0. no comenzarena usar
ia 'Ideade los ntt:nevos negativos des- eje x
de entonces.
A finales de: siglo xv, en Occidentc En su libre El discurso dcl método intro-
comienzan a aceptar las cantidades dulo coo:denadas para representar los
r;ecativaspara formalismoscontables, puntos sobre el plano.
todavia se les llamaba numeri ah- Vospuntos se denotan por una pa-
En cl siglo XVIIel gran matemáti- veja de números que son las provec-
co francés Rene Descartes no aceptaba clones hacia los ejes. Así, el punto a
números negativos corno solución de corresponde a (1,1). Los puntos so-
uacronescomo: bre la t?Ctason los puntos (.x,y)que
satisfacen la ecuación

¿Que son los puntos del egeque es-


Que tienen soluciones x tan antes del 0?
mera y x —l la segunda, El matemático Ingles John Wallis, a
Sin embargo. {ue cl propo Des- mediados del siglo Wil, dto el paso y
cartes el que sentó las hac,es para la consideró las coordenadas de Descar-
uzihzactonde ios nutneros negativos tes t¿unblen con numeros negativos
Así. has;a se
men.--aron a usar los lanugs haciendo
. para denota/ cant!dadcs, pocieynas escribirlo. en genera! .
• Dados dos t;umcros enteros ne¿tv
yos de contar l, 2,3 De hecho, en la a y —b,la s;3ma es ignal 3.
ordenacion de los numeros, en la cual el
es menor que. I y éste es menor que 2
e! —l cs un número menor que O, pero
mayor quc —2 En efecto, si debo 2 pe- Ahora, si debemos IO pesos
sos. debo más que debo l, por eso —2 por otro lado. tenemos guardados pe-
es más negativo que —l. sos, entonces estamos en cend:canncs
En contraste con los números nega- poder pagar pesos y deber 5
VIVOS, a los números de contar l, 2, 3 sos. Esto es
se les llama también enteros positivos. de que nuestra deuda sca de IO peses.
Los numeros negativos, junto con los pero tengamos guardados 1 pesos,
positivos, forman el conjunto de los nu- tonces podremos patar toda -,tra
meros enteros, que se denota así: deuda y todavia nos sobraran pesos
Estoes. ( —IO) + 15=5.

EN REVERSA HACIA ADELANTE


ESIascies reiacaones podernos cscn- movera una calle .s:n liánslto v
en asil andando a baja velocidad. coche
Dados enteros, puede a una ve!ocidaa
av -b, la suma cs stantc v. este es, vemos que la aguta Cic
su velocímetro marca todo el la
2 cn t:aso que a v. Si esva velocidad se
durante llilcrva!o de
po t, entonces ia distanc;a d
h mavor que a. en ese por el coche será
reala iundajncntal de la adición
que sendo un elenlento d = vt
a es un entele. positivo Cuando el coche se mueve
envcynccs: dad constante, la velocidad es la distan-
cia recorrida por unidad de tiempo. Por
a H-O=a ejemplo, 10 km/h se lee "che: kilóme-
tros por hora" e indica que, a velocidad
Hay ciertas magnitudes que es más constante, el coche recorrería IO kiló-
adecuado medir con números nega- metros cada hora.
tivos. Esas magnitudes se dice que tie- Si ahora se usa la reversa, el coche
dirección, y asi el signo denota si andará a cierta velocidad, pero en el
una magnitud tiene que considerarse sentido opuesto. Diremos entonces que
para un lado o para el lado contrario. tiene velocidad —v.Así, la distancia
IPnejemplo de esto lo observamos con que recorre cuando va en reversa a ve-
la velocidad. locidad —vdurante el tiempo t es, co-
Cuando un coche está detenido tle- mo antes:
ne, por supuesto, velocidad 0. Si no d = —vt
arrancamosel coche, lo empujamoso esto es, recorre la misma distancia, pero
jalamos con una grúa, el coche no se en sentido opuesto.

REGIAS DE LOS SIGNOS


ambien• púêdeñ multiplicar númç-: - Así ,iniéntras que tenemos
gos entetoS; f)éró entonces tenemos que. que.
?sabercómo multiplicar números negtF
tivos entre sí y con números positivos.
las reglas de multiplicación pueden
resumirse en dos:
• menos por menos da más
• menos por más da menos
EL FAMOSO
NÚMERO
T

í) es 771)
OC 17v,ilc Illas

( (ju ho
jos rnav('lná! Icos ad Vi le ton
tod( los (arc tcnjan algo eri
su d latnetro v su (
mantenran la Esto es, la
razon , (londc c la longitud de la Probablemente, ej matemático griego
(nnlercnc la, (Icne cl tillsrno valor 77Sin Arquimedesfue el primeroen razonar
i:nportar de qué sc trate. sistemáticamente para calcular el valor
¿lis este valor un nutuero racional? En dc T. Alquimedes observaba que si inscn-
otras palabras, ¿puedc conocerse con bimos en una circunferencia de radio R
cxacutud esta relaciónentre dos longitu- un polígono regular con 6 lados y llama-
des o debemos Ilinitarnos a dar aproxi- mos Pó al perímetro del hexágono asi
ina€lones? Y en esc caso, ¿podemos dar formado, entonces Po< C, donde C =
aproximaciones cada vez mejores? = 27711 es la longitud de la circunferen-
cia. Si ahora trazamos un polígono con
7 lados y llamamos P: al penmetro de la
figura, entonces P6 < P? <C
Podemos seguir trazando de esa ma-
nera polígonos con más y mas lados y
siempre tendremos:

para cualquier número n > 7. Pero con-


forme el numero de lados n crece, el pon
ligono trazado se parece más y más a la
ciwunfcrencia, por locanto el perímetro,
Pnse parece más y más a la longitud C.
De estas fórmulas obtenemos que Sólo durante cl siglo X'Vi\la razón dc
77> Pa /2R, pero además se parece la circunferencia al diámetro se.
mucho al cociente Pm/2 R cuando n es en un número. Entonces fuc clcno-
muy grande. Con estos razonamientos y minado el número 77 por ia prunera
dlhutando polígonos con más lados ca- letra de la palabra peúphercia. nonibre
da vez, Arqu;medes determinó que cl que los griegos daban a la circunfcrcn-
va\orde 77debería encontrarse re• aa dc un circulo.
Fue necesarioaguardar hasta la sc-
eunda mitad del Siglo para que el
Usando los pohgonos de las figuras lijatemátycoJohan Hcinrich Lambert cs-
de esta pagma y la idea de Arquimedes, lablccicra la irracionalidad de Vs de-
¿qua'valor de 77 puedes calcular? Cirtno cs posible representar el número

EL CÁLCULO DE T POR LOS EGIPCIOS


En el famoso papiro de Rhind se daba fuera del círculo. El área de estas partes
la siguiente estimación del valor de Ir: del círculo y del octágono parecen ser
iguales. Si esto fuera cierto, entonces el
256
área del círculo sería la misma que la
81
del octágono. Sabemos que el área del
Que no es una mala aproximación, si círculo es TR2mientras que la del octá-
bien es incorrecta. Mucho se ha espe- gono podemos calcularlacomo el área
culado sobre la forma en que los egip- del cuadradode lado 2R menos los 4
cias obtuvieron este valor para y se triángulos de los extremos,cada uno
piensa que el razonamientopudo ser de área 2
como el siguiente: Entonces obtenemos,
Se traza un cuadrado circunscrito a
28
la circunferencia de radio R y un octá-
gono, como se muestra en la figura.
Como puedes observar, hay peque- Lo que finalmente daría =
ñas partes del círculo fuera del octá- La pequeña diferencia con el valor
gono y pequeñas partes del octágono debió de ser producto de otros ajustes.

67
lado millones dc cifras dc la
decimal dc ñ. l:slc cs un 1C'tnacn cl
(111caigttnos Inatcmál icos trabajan In-

5926535897932380
PROPI MIA!) cuadrados. Veamos qué pasa ahora
calnpesino eligc hacer con su njalla
Icrwno en forma de cuachaclo. "lenclrá
que ser un cuadrado dc 50 metros (Ic
!c ne no sca cl ni as o nde q uc se jado y por lo tanto el área del terreno
los nnc110Sde será de 2500 metros cuaclrados. Por
' alatillôlc tiene, ¿Qué [or- que concluimos que es preferible que
del lene r cl letn•enoya ccrcado? el campesino cerque su terreno en for-
Incl los cuad Kldos tendrá ese ma clecuadrado, no en forma de trian-
leIA@Si gulo. ¿Pero es ésta la mejor [orma para
\ jaruos a ayudar al carupesino a rc- el terreno?
solxcr Sil problellla. llagamos primcro En general, podemos decir lo si-
Supongamos que guíenle. SI tenemos dos polígonos re-
cl tencno cs Iliangular,con todos los gulares uno con n lados y el otro con m
lados Iguales. Como tenemos 200 me- lados, de forma que n < m y los dos
Iros de Inalla de alambre para cercar este polígonos tienen el mismo perímetro,
lertcno tila ngular, entonces cada lado entonces el área a(n) del polígono con
del tiñangulo habra de medir 66.6 me- n lados es menor que el área a(m) del
tros aproximadamente. polígono con m lados. En símbolos:
la altura dc este triángulo es de
576 metros y por lo tanto el área del
tericno triangular es de 1 920 metros
a(n) < a(m)
200
a no elche

ando

la [u Al -
njcntc corno•

CAI ANDO El- ÁREADM. CIRCVIO


Conociendo que Vina (TcAinfercncia cn seguida dctnos vuelta al sector azul ,
(Ic hidio r perillletto podeE como en la figura; connnuctnos hasl'a
Inos calcular cl área (ICIcirculo Procc- formar la banda del dibujo.
(latnos de la sigvuetllc nvanera: La banda fonnada no es exactamen-
I lay que dividir el cúculo en te un rectángulo, pero casi. linttc más
todos del mistuo tamano. Ihn:e- sectores usetnos para partir el circulo,
mos cl pnmer sector de color rojo; el la banda resultará mas parecida a un
siguiente, de azul, luego mio, luego azul rectángulo. El ancho de la banda es el
y así hasta temninar. Dispongamosaho- radio r del círculo, mientras que la lon-
los sectores de otra manera para ver gitud del lado irregular es la mitad de
SIpodemos calcular mejor el área. la longitud de la circunfere.ncia, esto es
Pongamos cl primer sector rojo en la arr. Por lo tanto, el área del rectángulo
misma posición que tiene en el círculo, es ITr2 Ésta es el área del círculo.
20. NÚMEROS PARA
CONTAR ÁTOMOS
Y ESTRELLAS
I princi1ô10del libro hablábamos de
. algunos números grandes, como
1 234 567 890, que se lee mil doscien-
tos treinta y cuatro millones quinientos
sesenta y siete mil ochocientos noventa
Nos preguntábamos también, ¿para qué
queremos aprender a leer numeros tan
i grandes si nunca los encontramos en la
vida cotidiana?

PARA CONTAR Tal vez nunca encuentras números


DIST\NCIAS de este tamaño cuando vas a la tienda o
cuando cuentas las monedas en tu al-
GRANDES, COMO LA
cancía. Pero el mundo y el Universo son
QUE HAY DE LA TIE- muy extensos. Te daré algunos ejemplos:
AL SOL, En enero del año 2005 ha nacido
el ciudadano chino número:
POTENCIAS DE IO.
1 300 000 000
o sea, en China hay más de mil trescien-
tos millones de habitantes.
• Nuestro país mide entre sus ciuda-
des más alejadas, Tapachula en Chiapas
—que está al sur—, y Tijuana en Baja
California —que está al norte—, 1 200
kilómetros. Si quisieras caminar entre
esas dos ciudades, ¿cuánto tiempo te to
maría?, ¿cuántos pasos darías? Puedes
medir el tamaño de uno de tus pasos,
probablemente mide unos 80 centíme-
tros. Con ese tamaño, tendrías que dar
1 500 000, un mil pa•

sos. Probablementeurdes 15 minuto,


dartas horas Sin

en Ciesdc el
\Q10Qndacl de
300 000
se Indo
C 8 hav
entonces 000 lun a 1.1
"Ihet•ra del Aol est a
. ccn ce lititnet

làpachula a lilliana? Ela.'lendo la

rayo de Iuz podiha y regrcsar entre Ias


dos Giudades250 vecesen segunclo! 000
• Una celula de tu cuerpo mieleenti? 11101ecmlas, (le (le
0 01 y OA nullmetros de oliatnetre. y ot «leatllli(lndo
Esto es, en la superficie de la palliill la cant 1C
lad de 10101e(Allas
es
de tu mano caben
1000 000, es decnr, un millon (le células de escrllòiL sabctnos leerlo!

PIUMIO A INIVAAGENCIA
Cuenta la Icycnda que rey petsa tl'uedes, con la ayucla qlc txt calcula•t
degeaba premiar al inventor clcljuego cloras saber cUantos granos trigo
delajedrcz. dia el inventor? il)or que crees que su
—Pide lo que quicras conno premio pet iClOnno fuc nunca satisfecha?
a tu magnifica jnvcnc:iôn —(11joel rey.
—Pcdiré solan)entc algunos granos
de trigo como premio —clijocl inven-
tor—. Uno por la PlimCracasilla del ta-
blcro, 2 por la segunda casilla, 4 por la
tercera casilla, 8 por la cuarta y asi succ-
sivamente, duplicando el numero de
granos por cada casilla que avancemos
hasta completar las 64 del tal)lcro.
—Me asombra tu modestia —(1110
el rey— Sera concedida peti('lOn
sil a iâalllos una dc {
dc a} y dc
tlilnartatnos(

Hay rnuchas maneras de encontrarse


con grandes numeros Sin salir de la casa

D:gamos, que una pa,abra cs


nnplcmente una yuxtaposicion de
letras, aunque no lenga senudo en espa-
(hol, asi. vxcrtvtqg o bien syt\Atqmzhson
palabras. ¿Cuántas palabras dc 5 letras
se pueden formar? Usando las 28 letras
del alfabeto sc pueden formar 17 210
368 palabras diferentes de 5 letras cada
una, o sea, más de diecisiete millones de
palabras, ¿Y cuántas palabras de IO le-
tras? Exactamente,206 196 766 695 Para manejar cantidades tan grandes
424 palabras. Esto es, si escribimos ca- o tan pequeñas como estas —a vcccs tan
da una dc estas palabras de lilanera que Importantes— sc ha diseñado una nota-
cada letra ocupe sólo I milímetro, nece- ción especial, que va de acuerdo con cl
sistema numérico posicional de base IO
que usamos. Esta notación de los núme-
ros se llama notación científica o po-
tencias de IO.
Comienza así:

10 1 = 10
02 = 100
En general, Io n significa un I segui-
do por n ceros. Para hacernos una idea
de lo que significan estas potencias, ob-
serva las fotografías de esta página. En
Pero esva es la notacion yendo "'hacia
arriba" a los nunleros guindes Pata los
números pequeños la notacuon cientifica
va así:

ella vemos una fotografíatomada a 100


metros por encima de la Tierra, luego a
102 metros de la Tierra, y asi sucesiva-
mente, hasta que nos hemos alejado tanto
que vemos la Tierra en su totalidad.

LA NOTACIÓN
CIENTÍFICA TAMBIÉN En general 10-11significa que después
SE UTILIZA del punto decimal van ceros hasta el sitio
COMPRENDER n ocupado por un l. Para hacernos una
idea de lo que significan estas potencias
CANTIDADES MUY yendo "hacia abajo", es decir, hacia lo
PEQUEÑAS. pequeño, obsewa las fotografíasque re-
presentan una amplificación de lo que
se vería dentro del cabello de una perso-
na hasta ver las células y más allá.

Cuatro acercamientos con microscopio hasta


llegar a las células de un cabello.
21. ¿QUÉ ES EL ÁLGEBRA?

vanas le de}libro malicas que se conoce como álgebra,


con ecuacio- Como la aritmética es el estudio de los
de dilerentes tipos. Así, hemos VIS- numeros, que como hemos visto son so-
ecuaciones de la fonna: luciones de ecuaciones, se considera a la
antmética como una subrama del álgebra.
El álgebra tiene su origen en los tra-
bajos de los matemáticos árabes dei
Donde a y b son números naturales que Siglo IX. En la obra de al—Juwanzm1,
llenen por solución un neumero titulada Kitab al jabri al muqabala, que
racional

x = # La ecuación de la forma: textualmente quiere decir Tratadode la


union y la igualación,se describen las
pfinclpales técnicas para la resolución de
ecuaciones sencillas. Luego de muchos
Donde n es un número natural que defi- años y después de varias traducciones el

ne un número entero negativo x —n. libro de al—Juwarizmise llegó a conocer


La ecuación: simplemente como "álgebra".
Podemos preguntarnos, prosiguiendo,
2
2=0 cuáles son las soluciones de la ecuación
x + 1=0. Si las tiene, debe ser un número
Que acepta dos soluciones, que son nú- cuyo cuadrado sea igual a —l.Ahora bi-
meros reales, no racionales. Una es un en, el cuadrado de todo número real es
número positivo, x = VE, la otra positivo. La ecuación x +1=0 no
un número negativox = 2. admite pues soluciones reales. Si a
El estudio de las ecua- pesar de todo se desea que
ciones y sus soluciones la tenga, hay que inventar
fue el origen de la nuevos números. Números
rama de las mate- cuyo cuadrado sea negati-
voc Estos números, lla-
mados imaginarios,han
sido usados por los
matemáticos desde
el siglo XVIII.
A únales del xv, la lilayoria de los cos Antonio Etor y Nicole Fontana, co-
Icos eran autodidactas. Se gam nocido Tartagha por ser tartamu-
naban la Vida trabalando en los prune- clo. l'inal:llentc, fue Tartagliael que se
ros bancos, cotno contadores publtcos, impuso en el reto y aprendió a resolver
o bien, jugando a las cartas Para dar algunas de las ecuaciones de Pacioli,
popularidada sus proe:as dc calculos listo establecio a como el mas
mentales, participaban en torneos pu- grande algebrista de Italia.
blicos para la resolucion de complicados Hasta que llego Girolamo Cardano.
problemas. Nacido en Pavia, Italia, Cardano fue
En 1494, un sacerdote ftanciscano, medico, matemático y famoso jugador
Luca Pacioli, publicó un compendio de de cartas. Después de mucho insistir,
todas las matemáticas conocidas hasta convenció a Taytagliade explicarle la
su día. Terminabaobservando que los manera en que resol\áa las ecuaciones
matemáticos aún no podían resolver la cúbicas, bajo la promesa de no divul-
ecuación cúbica de la forma: garlo nunca. Sin embargo, una vez que
conoció el secreto lo publicó en el libro
Ars Magna, dando crédito completo a
El desafío lo tomaron los matemáti- Tartaglia.

GAUSS

El algebrista más grande de todos los que lo hiciera, el joven Gauss levantó la
tiempos fue Carl Friedrich Gauss, quien mano y le dio la respuesta: 5 050.
contribuyó de manera decisivaen varias —¿Cómo pudiste hacer 100 sumas
ramas de las matemáticas, aunque tam- tan rápidamente? —preguntó el maes-
bién hizo aportacionesen astronomía tro.
y física. Gauss decía: "Las matemáticas —No es necesario sumar, sólo se res
son las reinas de las ciencias y la aritmé- quiere multiplicar50 por 101 —con;
tica es la reina de las matemáticas". testó Gauss.
Gauss nació en Alemania en 1777 y En efecto, podemos sumar dos veces
desde niño impresionópor su talento. del I al 100 de la siguiente manera:
Se cuenta que cuando tenía diez años un
maestro dejó a la clase el siguiente pro-
+ 3+2+1
blema: sumar todos los números del I al
100.
El maestro se disponía a salir del sa- Que es lo mismo que sumar 100 ve-
= + X 100 X 101.
Ión por algunos minutos, pero antes de ces 101. Luegox
22. NÚMEROS PARA
SOÑAR
as matemáticas sirven pava entender
—mejor el mundo que nos rodea. En
general, las matemáticas nos proporcio-
nan herramientas para resolver proble-
mas de todo tipo. Las herramientas más
poderosas a nuestra disposición en las
matematicas son:
e El razonamiento, mediante el cual
planteamos claramente un problema, se
obtienen soluciones y sabemos cuándo problemas a cualquier persona que se
está resuelto el problema. acerque con ganas de aprender.
e Los números, que permiten calcu- Además, esperamos que a lo largo de
lar usando los datos del problema y en- la lectura de este libro te hayas convenci-
contrar soluciones exactas. do de que hay muchas cosas divertidas e
A veces, parece que las matemáticas interesantes en las matemáticas. Ojalá al-
son muy difíciles y que sólo cerebros muy
gún tema te haya dejado pensando. Pen-
especiales pueden servirse de ellas. Pero
sar es divertido y hay muchos problemas
no es así. En realidad, las matemáticas de matemáticas en los que podemos pen-
ayudan a pensar más claro y a resolver sar simplemente para divertirnos.

PROBLEMASABIERTOS
Hay problemas quçluego de siglosde
Gabajo de grandes matemátiéos siguen. 14 3)
aguardándo respuesta. Euler era el matemático más impor
Cierto día de 1742, elnatemático , tante de su tiempo y uno de los máS(
Christian Goldbach mandó úna carta a grandes de la historia. Sin embargo, no
su colega Leonhard Euler, preguntán- pudo resolver el problema.
dole si podía demostrar.q ÃZasi Tressiglos después;.
"Cualquier número par (distinto de sin saber si la afirmación es cierta. El
2) es la suma de dos números primos". problema se conoce como la conjetura
Como por ejemplo, de Golbach.
UN PROBInlA QUEIARI)0 350 ANOSEN RISOIVFRSV
fil Teorema dc Pitágoras aflinja
para un triángulo rectangulo con catee
tos a y b e hipotenusa c sc llene: Fermat no proporcionó demostra-
2 Clón alguna, Sin embargo, desde ese
momento casi todos los matemáticos
l.os egipcios ya sabían que había empezaron a trabajar, sm éxito, para
triángulos rectángulos cuyos lados tic- encontiar una demostración, Al pro-
nen longitud entera. Por ejemplo, blcma sc Ic conoció por siglos como la
conjetura de Fermat. Finalmente, el
3 2 + 42 0 bien 12
matemático inglés Andrew Wiles fue
En 1640, cl matemático Picrrc Fer- quien completó una demostración en
mat afirmó que para todos los enteros mayo de 1995, iSe necesitaron 350
n mayores que 2, nunca pueden co- anos para resolver cl problema!
contrarse tres enteros x, y, z, tales quc

llay problcnvas que Incluso los matc- Pero las matemáticas sirven para mu-
málicos profesionales no pueden resolver chas cosas más. llcmos visto que la arit-
y que, sin enaloatgo,un cstudlante como mélica está en la fundamentación de las
tu puede entendcr lilicntras se divierte al ciencias como la fisicai de las artes como
pensar. De hecho, cn matemáticas, los
la musica y la pintura, de la arquitectura y
buenos problemas son por Io general del diseño, Además, cs útil por sus aplica-
aquellos que sc formulan dc modo sim- cioncs en todo tipo dc problemas prácti-
plem pero Cityaresolución, en cambio, cos de medición, contaduría y otros.
es difícil. la aritmetica es una mina de lin fin, las matemáticas están en to-
buenos problemas, das partes.

ciencia'dc osoiúinpoky de o: ¿no es arte}ôiingtin


dçienciá puede prescindir
Plátóii

El matemático juega con unas reglas que ha inventado Clmismo, mientras que
físico juega con las reglas que determina la Naturaleza; sin embargo, a medida
que transcurre el tiempo se hace cada vez más evidente que las reglas que el
matemático encuentra interesantes son las mismas que la Naturaleza ha elegido.
Paul Dirac
ÍNDICE ANALÍTICO

D
denominador,37
desarrollo decimal periodico, 48
CS
Descartes, René, 63
descubrimiento del cero, 21
desigualdad, 19

ecuaciones, 49, 75
Egipto, 14
enteros positivos, 64
escala, 50, 51
escritura decimal, 25
Euclides, 31

ll
ábaco,
Ahmes, 39 Fibonacci (Leonardo de Pisa, llamado), 60
álgebra, 74 fracciones, 37
algoritmos, 27
aplicaciones de las matemáticas, 52
área del círculo, 69 Galileo Galilei, 44
aritmética, 28 Gauss, 75
Arquímedes, 66 geometría, 19
astrónomos mayas, IO glifos, 15
Guido d'Arezo, 44
Aurillac, Gerberto, 77

Babbage, 34
base del sistema, 23
base, 22, 23

c
calculistas, 27
calculi, 22
cálculo digital, 9
Cero y los babilonios, el, 21
cifras, 13, 14,
circunferencia, 52
clasificación de naturales, 30
computadora ENIAC, 34
conjetura de Fermat, 77
cuneiforme, 21
proporción, 54
incógnita de la ecuación, 49 punto decimal, 46
inventor del ayedrcz, 71

John Heinnch larnbert, 67 razón áurea, 55, 36


.John Wallis, 63 recta real, 49
regla, 16
reglas de los signos, 65
La Alhambra, 57
la posrción, 26
Leibniz, Gotifried Wilhelm, 33 simetría bilateral, 58, 39
Leonardo da Vinci, 56 simetría, 54
Lovelace, Ada. 34 simetrías, 58
sistema arábigo de numeración, 27
sistema binario, 33
matemáticos indios, 62 sistema de numeración posicional, IO
multiplicacion asociativa, 28 sistema de numeración, 9, 13
multiplicación conmutativa, 28 sistema indio, 10
sistema métrico decimal, 14, 16, 60
sistema métrico inglés, 16
Nmper,John,
ll sucesión,12
neutro aditivo, 28, sucesión, números naturales, 13
notación científica, 72, 73 sucesor, 12
numeración maya, 13, 15 suma asociativa, 28
numeración posicional base IO, 27 suma conmutativa, 28
numeraclón romano, 25 suma de números, 28
numeración sumeria, 13 suma de quebrados, 40
numeraciones primitivas, 32 sunya, 26
numerador, 37
numerales, 14, 15
número cero, 1C),20, 21, 26 Tartaglia, (Nicolo Fontana, llamado), 75
número racional, 46 teorema de Pitágoras, 19
número 11,66, 67, 68 tercera proporcional, 53
números cuadrados, 43 triángulo de Pascal, 29
números en cordeles, IO triángulo rectángulo, 19
números enteros, 64 Turing, Alan, 35
números equivalentes, 38
números negativos, 62, 63
números pentagonales, 43
unidades de medida, 16
números primos, 30, 31
números quebrados, 36, 39, 40
números racionales, 37, 51
números reales,48, 49
números triangulares, 43
6
o
OJO de Horus, 41
3
Papiro de Rhlnd} 41
periphereia, 67 2 4
Pitágoras, 42, 44 1
pitagóricos,42, 45
principio de posición, 24

También podría gustarte