Está en la página 1de 7

Pequeñas cosas de la vida

Buen día distinguido público, tengo el honor de presentarme ante ustedes para hablar de un
tema… no político, no económico, pero el cual hemos perdido total sensibilidad, ante las
pequeñas cosas que la vidad nos presenta, cuando empecé a escribir sobre el tema estuve un poco
desorientado, pues como una sola persona como yo transmitiría esto ante tantas personas. Las
pequeñas cosas que pasan en nuestra vida de manera fugaz a tal grado que solo las ignoramos,
pero la pregunta en sí es… ¿Qué son las pequeñas cosas de la vida?
Su respuesta no es nada más y nada menos que todos aquellos momentos, sensanciones y
sentimientos únicos que suceden de manera inesperada en nuestra vida, los cuales deberían ser
más preciados que cualquier cosa material en el mundo, una sonrisa, un abrazo, un beso e incluso
una simple palabra de aliento deberían bastarnos para ser felices, pero lamentablemente crecimos
y vivimos en una sociedad que da un valor más alto a lo material que a las cosas que nos hacen
ser humanos, sabemos con seguridad el valor de un pedazo de papel, una roca o un trozo de
mental llamados ¨preciosos¨, pero acaso sabemos con seguridad lo que cuesta una sonrisa, un
abrazo, la respuesta es que no. Son esas pequeñas cosas que nos regala la vida día a día sin
pedirnos nada a cambio más que solamente el aceptarlas y disfrutarlas para nuestra felicidad,
esto nos invita a reflexionar que el amar y valorar a todas esas pequeñas cosas de la vida sobre
todo lo material, ya que lo material se destruye o perdura después de nosotros y lo único en esta
vida que vale la pena apreciar son esas pequeñas cosas que la vida nos ofrece, ya que son lo
único que nos llevan a trascender en esta vida.
No dejen pasar y olvidar esas pequeñas cosas que la vida nos regala, aunque sean fugaces, son lo
único que en realidad en este mundo material le da sentido a nuestras vidas, terminaré con una
frase de un gran pensador y filósofo.
¨La desvalorización del mundo humano crece a razón directa de la valorización del mundo
material¨ -Karl Marx
Gracias por su atención.

Enrique Cornielle – 2EC-A


La llave hacia otra puerta

Saludos, estimados compañeros y maestra presente; como ya saben de sobra, estamos en una
etapa final de todo lo concerniente a nuestra formación técnica. Nuestro futuro está a la vuelta de
la esquina, cada quien tomará su camino, todos estarán en la estación del tren, pero claro,
depende de ustedes si abordar o no en el camino hacia el éxito, tienen muchas opciones. Podrán
buscar el camino fácil, sin luchar por lo que realmente importa, terminar haciendo lo que todo el
mundo hace, ser parte del montón, sin hacer la diferencia, sin destacarse. Luego de hacer todo
esto… felicidades, habrán desperdiciado su vida entera, habrán hecho de su tiempo algo
innecesario. La buena noticia es que, son jóvenes, están a tiempo de hacer las cosas bien y de ser
alguien en el mañana, aún no es tarde. Hagamos lo siguiente: seamos nosotros mismos, vivamos
cada momento, pertenezcamos al presente, recordando que el día de mañana es incierto y el de
ayer pasó. Vivamos como si el mañana no existiera, perdámonos poco a poco en los buenos
momentos, superemos los malos, perdonen a quien alguna vez les hizo mal, recordemos que no
nos llevamos nada a la tumba y que los recuerdos prevalecen para quienes dejamos atrás. No sé
cuándo ni cómo, pero un día de estos estaremos hechos polvo, esparcidos en el universo como
materia inerte que alguna vez estuvo viva. Así que el tiempo es crucial para la vida, aprovéchenlo
y hagan de el lo más hermoso de este mundo. Quizá, solo quizá necesiten que el mundo los
escuche, que sepan que no son mudos, saquen el ser que llevan dentro. Tienen mucho que
ofrecer, no tiren por la borda todo aquello por lo que lucharon, todavía queda mucho por
delante… es solo la punta del iceberg. Habrá mucha tempestad en el camino, así como también
días calmados donde verán el sol ponerse… solo quiero que sean aquellas personas que esten
dispuestos a dirigir el barco, que sean los capitanes de su tripulación, y si no tienen, construyan
una, pero no se estanquen, recorran esas aguas bravas que tiene la vida, no se queden ahí, sigan
adelante".

Wilmoris Lebron Nadal – 2EC-A