Está en la página 1de 3

Introducción. ¿Y Esto del Rol que es?

Vengo preparando un "¿Y que es el rol me preguntas?


sistema de juego que me El Rol eres tú."
satisfaga, creo que ese es el
sueño de cada jugador de rol, El rol es una simulación
director y creador. Después de lúdica psicológica donde
decantar varias opciones diversos medios de arbitraje
decidí generar un juego que se para imitar la realidad son
situé en nuesta hermosa patria; utilizados en pos de una
una Argentina que es experiencia superior. El rol
verdaderamente bellisima, no permite experimentar mundos
obstante una “mujer golpeada”. ajenos que reflejan al propio y
Las clases de personajes personajes ajenos que reflejan
reflejaran personajes clásicos el alma, ideología y carácter de
del folklore porteño: “El Rati”, uno mismo. El acto del
“El Rocho”, “El Factotum”, “El mastereo, vital para el rol, es
Cacique”, “La Informatica”, “El una pos escritura: el diseño de
que te la puso”, “El una narrativa donde no solo
Especialista”, “El Cacique”, “El pueda sentirse la vida
Rocho”, “El Malevo”, y “El plasmada en la palabra, la
Empresario. Cada cual tiene metáfora, sino donde los
sus pros y sus contras. Y como llamados jugadores puedan
sabemos, esta ciudad no tiene dejar su fluencia y marcar un
piedad. Ciudad Abismo se desenlace único, un presente
llama ahora mismo, y le hace vivido y un pasado
justicia a su nombre. embellecedor.
Nota: Si este juego llegase a
traducirse al Ingles de ninguna
Así habló Toti, Priscus del
manera cambiare las clases de
Emperador GM el Primero.
personajes. “Rati” no va a
convertirse en “Bad Cop”.
Aprendan español, gusanos
gringos.
Esta mainframe asigna
Breve Historia
funciones a sus ciudadanos,
obligatoriamente. Y quienes
Después de atravesar quedan fuera de estas se
populismos, dictaduras, convierten en Proscriptos,
dictaduras populistas, miseria, Linyeras.
delirios de la clase media, el
dolor de la clase baja y la risa
sardónica de la clase pudiente,
Buenos Aires (Ahora Llamada
“Ciudad Abismo” por quienes
se atreven). Selló con alta
tecnología la Capital Federal.
No solo es una muralla
electrificada impenetrable, una
suerte de gran domo. No,
también alguien (o algo)
generó un campo “místico” por
no tener una mejor palabra
que evita que cualquiera se
acerque. Además protegido por
las fuerzas armadas cuya única
consigna es “jamás piedad”. El
que otrora fue presidente
murió… Y dado un obsequio de
un científico de Europa del Este
ahora la ciudad está gobernada
por una súper computadora
donde están depositadas las
conciencias de las más grandes
fuerzas de la clase dirigente.

Intereses relacionados