Está en la página 1de 17

EL CULTIVO DEL PALLAR.

GENERALIDADES

Las leguminosas consumidas como grano seco, constituyen unas de las principales
fuentes de material proteico vegetal y dentro de ellas el pallar (Phaseolus lunatus L.),
es un alimento básico a nivel regional, siendo el consumo per cápita/año en el
Departamento de Ica, de 10 kg como legumbre y menestra (INIPA, 1985), significando
un complemento diario indispensable en la dieta del poblador de esta zona del país,
siendo consumido como grano seco o vaina verde.

El pallar es uno de los cultivos más importantes en la costa central y en especial en el


valle de Ica en donde ocupa del 3 al 8% del área agrícola, dependiendo esta de la
disponibilidad del recurso hídrico estacional, en los meses de lluvias de la sierra de
nuestro país, lo que posibilita su siembra, principalmente en aquellas zonas en donde la
escasez de recurso hídrico es una constante.

Estudios realizados por diversos investigadores han demostrado que es un cultivo


ancestral, se han encontrado semillas en restos arqueológicos que datan de 6500 años
A.C. mientras que de acuerdo al expediente técnico dela Denominación de Origen se
estima en 5 600 años de antigüedad. Diversas piezas arqueológicas de las cultura
Mochica y Nazca sugieren que el consuma del pallar se realizaba a lo largo de la costa
peruana desde la antigüedad.

Es un cultivo adaptado al clima y suelo de la costa central en donde predomina, pero se


cultiva más al norte, en la Libertad, Lambayeque, Piura y en Arequipa por el sur.
También se puede encontrar en algunos Departamentos de la sierra de nuestro país
formando parte de la generación de ingresos del pequeño agricultor.

El pallar es importante dentro de una agricultura sustentable, desde el punto de vista de


la sostenibilidad económica, social y ambiental de los valles donde se cultiva, tiene gran
importancia en la diversidad genética ya que el Perú es considerado como uno de sus
centros de origen; así mismo es un complemento dentro de la rotación y asociación de
cultivos que se practica en muchos valles de la costa peruana sistema de producción que
permite un uso intensivo de la tierra contribuyendo en la diversificación de la
alimentación campesina.

Es un cultivo colonizador por excelencia, fijador de nitrógeno atmosférico que mejora la


calidad de los suelos y permite su cultivo en zonas marginales en donde el agua es
escasa y por lo tanto no se practica la fertilización química.
Existe un potencial exportador de ciertas variedades de pallar, las que están llegando a
muchos países del mundo, habiéndose incrementado fuertemente su exportación en los
últimos años.
Es uno de los 4 productos con denominación de origen en el Perú.
IMPORTANCIA DEL PALLAR

IMPORTANCIA ALIMENTICIA
El pallar es una menestra identificada con facilidad por sus características naturales
como la cáscara delgada, fácil cocción, sabor dulce y agradable, de textura suave y
cremosa. En la actualidad se consume como plato principal en mesas de las familias de
Ica y el resto del país.

Diversos análisis indican que el pallar tiene 20% de proteína, que aunque de buen valor
biológico, alto contenido de lisina y gran digestibilidad, es deficiente en treonina. El
pallar posee un glucósido cianogénico, la faseolunatina y la enzima linamarasa, las
cuales se hidrolizan en presencia de humedad y liberan glocósidos generando ácido
cianhídrico (HCN) cuyo contenido varía de 10 a 300 mg/100 g de pallar. Muchos
genotipos comerciales tienen solo de 1 a 8 ppm de HCN en la semilla, en la que se
acepta una concentración de 100 a 200 ppm de HCN (límite permitido por la OMS).

IMPORTANCIA SOCIO ECONOMICA

Es un importante recurso agrícola, que como cultivo tradicional forma parte de la


actividad productiva de los pequeños agricultores de los valles de la Región Ica.

Los datos obtenidos sobre los pallares de Ica en cuanto los 6 000 productores, que
cultivan anualmente aproximadamente 7 000 hás. de pallar seco, determinan casi 400
000 jornales por campaña, que representa el trabajo familiar, en beneficio de la
alimentación popular.

EL PALLAR DENTRO DE UNA AGRICULTURA SUSTENTABLE

Algunas características importantes del pallar nos hacen asumir que este cultivo, puede
ser un abanderado del manejo racional de la tierra, principalmente por que se ubica en la
cédula de cultivos del pequeño agricultor, la biodiversidad existente en los diferentes
valles, que implica un gran número de variedades locales, su capacidad para fijar
nitrógeno atmosférico, en simbiosis con bacterias del suelo, su conducción en
asociación con otros cultivos, han despertado el interés de muchas instituciones
dedicadas al agro, para seguir investigando en diferentes áreas del conocimiento, lo que
permitirá a corto y mediano plazo potenciar el cultivo en algunas zonas de producción
de mayor importancia.

FIJACIÓN BIOLÓGICA DEL NITRÓGENO

Cubierta las necesidades de agua, el nitrógeno es el factor limitante más importante para
las plantas, que lo necesitan para formar proteínas, ácidos nucleicos, etc.

El pallar forma una asociación simbiótica con bacterias fijadoras de nitrógeno del
género Rhizobium y Bradyrhizobium. En la asociación simbiótica de las bacterias y la
leguminosa, la planta proporciona a la bacteria un nicho de protección para crecer y
fotosintatos como fuente de carbono y de energía; en repuesta la planta recibe un
continuo suministro de nitrógeno reducido en forma de amonio, el cual es un factor
limitante en el crecimiento de las plantas (Stacey y Upchurch, 1984, citado por Vargas y
Zuñiga).

DISTRIBUCIÓN GEOGRÁFICA

PERÚ
A NIVEL NACIONAL

Con alrededor de 7 mil hectáreas destinadas a su cultivo en sus años “pico”, el pallar
cobra importancia no solo porque cuenta con un mercado interno en crecimiento sino
porque su internacionalización se acentúa cada vez más, siendo en la actualidad la
segunda menestra de exportación más relevante (después del fréjol).

Ica es la principal zona productora al concentrar alrededor del 85% de las más de 10 mil
TM que se producen a nivel nacional. Le sigue en importancia La Libertad y
Lambayeque con el 3% cada uno; en menores áreas se siembra en Lima, Piura, Tacna,
Ancash, Apurímac, Arequipa, Ayacucho y Huancavelica.

A nivel Regional se siembra en las cinco provincias de Ica, desde Chincha por el norte,
a Nazca por el sur, siendo la más importantes Nazca con el 43% del área, seguido de
Ica, con el 30 % y Palpa con el 17 %; Chincha y Pisco tienen cada uno el 5 % de las
áreas sembradas anualmente.

Producción
En el 2006 la producción de pallares alcanzó el máximo volumen de los últimos siete
años al situarse en 11.06 mil TM, triplicando prácticamente lo reportado el año previo
en línea no solo con el incremento de las superficies sembradas sino acompañado con
mejoras tecnológicas, reflejadas en el mayor rendimiento del cultivo, el mismo que
actualmente bordea las 1.6 TM por hectárea, siendo el más alto frente a otros tipos de
menestras.

Principales Zonas Productoras

NIVEL REGIONAL

Se siembra en las cinco provincias, las mayores áreas se han desplazado de Ica, hacia el
sur; en la actualidad Nazca siembra el 43 % del área total, habiéndose incrementado
también las siembras en Palpa, esto debido a la reconversión de cultivos que se dio en
Ica, con la instalación de cultivos de agro exportación, como el espárrago.

POTENCIAL EXPORTADOR

Representa un cultivo con importantes posibilidades económicas, si tomamos en cuenta


su potencial exportador. La Asociación de exportadores de Perú (ADEX) informa que
los envíos de pallares al exterior registraron un crecimiento de 135 por ciento en el año
2007 sumando estos un valor de 2.31 millones de dólares
Este producto se exporto a un total de 15 países, de los cuales Estados Unidos fue el
mayor importador de pallares peruanos con compras por 1.4 millones de dólares,
concentrando el 60.6 % del total.
En segundo lugar se ubicó Líbano con adquisiciones valorizadas en 176,430 dólares
representando el 8 % del total, Japón con 139,794 dólares (6%) y España con 120,486
(5%).
Otros países menos representativos en cuanto valor de compras fueron Polonia, Canadá,
Jamaica, Alemania, República Dominicana, Uruguay, Reino Unido, Israel, Trinidad y
Tobago, Panamá y Chile.

ORIGEN

Se originan en América Central y América del Sur, en donde fueron domesticadas por
lo menos hace 8500 años. . La domesticación del Phaseolus lunatus parece haber
ocurrido dos veces, la primera al noroeste de América del Sur y produjo las variedades
de semillas grandes (tipo lima). La evidencia más antigua de esta domesticación
proviene de semillas encontradas en restos arqueológicos peruanos, cuya fecha data de
6500 años A.C, 1000 años anteriores a las habas vulgaris( Fríjoles) encontradas en el
mismo sitio y anterior a la domesticación del maíz.
Las variedades de semillas pequeñas (tipo Sieva), se originan en la segunda
domesticación que ocurrió en América Central, probablemente en Guatemala, aunque la
evidencia arqueológica más antigua es de México.

TAXONOMÍA

El género Phaseolus ha sido un importante recurso agrícola en América y en el viejo


mundo, donde se ha consumido como semilla seca, como vaina verde o como producto
procesado.
DIVISIÓN : Fanerógamas
SUB-DIVISION : Angiospermas
CLASE : Dicotiledóneas
ORDEN : Leguminosales (Fabales)
FAMILIA : Papilionaceae
TRIBU : Phaseoleae
SUB-TRIBU : Phaseolinae
GENERO : Phaseolus
ESPECIE : Phaseolus lunatus

MORFOLOGÍA

Se observan cultivares de tipo arbustivo compactas, tipos medianos de tallos volubles y


tipos trepadores delgados y volubles. Las hojas del pallar son de pecíolo fuerte,
acanalado en la parte superior, con pulvino muy desarrollado. La forma de los foliolos
laterales es variable en distintos cultivares.

Existen tres cultigrupos para las formas cultivadas de Phaseolus:


- Big Lima: Pertenecen a este grupo los pallares de semillas grandes y aplanadas,
cuyo peso de 100 semillas varían de 54 a 280 g, con una longitud aproximada de
25 mm y que se encuentran distribuidos en el Perú, Ecuador, Bolivia y las
montañas de Colombia a altitudes que varían desde 0 a 800 msnm..
- Sieva: Presentan granos aplanados y pequeños cuyo peso de 100 semillas varía
de 24 a70 g y con tamaño de grano que oscila entre 5 a 12 mm. Se distribuyen
en zonas cálidas como Arizona, México, Guatemala y Colombia a altitudes
intermedias de 1000 a 1800 msnm.
- Potato: Caracterizado por presentar granos redondos y arriñonados de tamaño
pequeño que varía de 7 a 13mm, con peso de 100semillas que oscila entre 24 a
53 g y que se encuentran distribuidos en la zona caribeña, la costa de Colombia
y Yucatán a altitudes que oscilan desde 1800 a 2000 msnm.

RAICES

Raíces fibrosas, fasciculadas, muy penetrantes pueden engrosar mucho.

HOJAS

Las hojas del pallar son de peciolo fuerte, acanalado en la parte superior, con pulvino
muy desarrollado. La forma de los foliolos laterales es variable en distintos cultivares.

FLORES

Flores con estandarte verde por contener clorofila, alas y quillas blancas, lilas o
púrpuras, de 1,5 cm.

FRUTOS Y SEMILLAS

Son vainas de longitudes variables, de forma recta o curvadas, en algunas variedades


terminan en punta, mientras que BAILY, reconoce dos formas de vainas para el pallar:
a) Las vainas de tipo largo; a las que catalogó como típicas de Phaseolus limensis,
que son de borde y puntas gruesas, y cortas de 3 a 5 pulgadas de largo.
b) Las vainas de tipo pequeño; dentro de la cual incluyo al Phaseolus lunatus, que
son de bordes delgados, agudos y punta larga de 2 a 3.5 pulgadas de largo.
Semillas son de tamaño y forma variable, generalmente aplanada o sub globosa, de
forma renicular. Presentan hilo largo y angosto; la característica esencial de esta especie
es la presencia de líneas o rebordes que irradian del hilo.

FENOLOGIA:

ETAPAS FENOLÓGICAS DEL PALLAR.

Durante el desarrollo de la planta del pallar se han considerado 10 fases fenológicas


cada una de las cuales están determinadas por eventos o sucesos fenológicos
importantes.

FASE Nº 1 GERMINACIÓN.-

Se da luego de la siembra a los 7 días. En esta fase emerge la radícula que


posteriormente se convierte en raíz primaria y sobre ella se observa raicillas
secundarias. También se observa que el hipocotilo crece y los cotiledones quedan casi a
nivel del suelo.

FASE Nº 2 EMERGENCIA.-
Esta fase se inicia cuando los cotiledones se muestran en la superficie pero casi al nivel
del suelo. Luego se ve que el hipocotilo crece hasta quedar completamente erguido, los
cotiledones empiezan a separarse y desarrollarse el épicotilo, mostrando el inicio de la
aparición de las hojas primarias. La duración de esta fase es de un día.

FASE Nº 3 HOJAS PRIMARIAS.-

Las hojas del pallar son enteras o unifoliadas que presentan forma opuesta ubicada en el
segundo nudo del tallo principal. Esta fase se caracteriza porque las hojas primarias se
despliegan completamente y casi de forma horizontal o paralela al suelo y los
cotiledones van perdiendo su forma, se arquean y se secan. Esta fase se inicia a los 13
días después de la siembra.

FASE Nº 4 PRIMERAS HOJAS TRIFOLIADAS.-

Se inicia cuando la planta presenta las primeras hojas trifoliadas completamente


abiertas. La primera hoja trifoliada es alterna, respecto de las primeras y al inicio se le
observa por debajo del nivel de las anteriores. Se despliega y se ubica por encima de las
hojas primarias. Conforme va apareciendo las segundas hojas trifoliada generalmente
los cotiledones se han secado completamente o sean caído. Tiene una duración de 4 días
hasta la aparición de la tercera hoja trifoliada.

FASE Nº 5 TERCERA HOJA TRIFOLIADA.-

Esta fase se inicia cuando la tercera hoja trifoliada se encuentra extendida esta
observación se hace a los 23 días de edad del cultivo y tiene una duración de 6 días.
Observándose la aparición de las demás hojas trifoliadas aumentándose el área foliar de
la planta y de las guías indicando el inicio de la prefloración.

FASE Nº 6 PREFORACION.-

Esta fase se inicia cuando aparece el primer racimo floral mostrando pequeñísimos
botones y se hace esta observación a los 79 días de la siembra y tiene una duración de
56 días. En esta fase se observa el crecimiento del tallo, hojas, guías y flores.
Las flores se van desarrollándose hasta la aparición de botones.

FASE Nº 7 FLORACION.-

Esta fase se inicia cuando la planta muestra su primera flor abierta ubicando muy cerca
al tallo central y en la parte interior e inferior de la planta.
La flor se abre en la mañana y muestra un aspecto fresco y a medida que se produce la
fecundación muestra una coloración blanca amarillenta y días después la flor se
marchita, dando la aparición de la incipiente vaina recién formada. Esta fase tiene una
duración de 10 días y el inicio de la floración se ve a los 70 días.

FASE Nº 8 FORMACION DE VAINAS.-

Esta fase se inicia cuando las plantas muestran sus primeras vainas y se observa el
desprendimiento de la corola marchita. Esta fase se ve a los 82 a 98 días después de la
siembra.
La vaina inicia su desarrollo a nivel de las valvas y casi a los 20 días no se observa
formación de semillas, ya que el crecimiento de la vaina es longitudinal después que
las vainas han logrado su máximo desarrollo, recién se da el inicio del llenado,
aumentando el tamaño de las semillas.

FASE Nº 9 LLENADO DE VAINAS.-

El inicio de esta fase se produce cuando muestra sus primeras vainas en pleno llenado
esta fase se ve a los 147 días después de siembra.
La vaina muestra los abultamientos que indica el crecimiento de las semillas, hasta
conseguir su máximo desarrollo. La duración de esta fase es de 49 días debido a que el
crecimiento indeterminado del cultivo permite que la aparición de racimos, flores y
vainas, se realicen en forma continua durante un tiempo largo.

FASE Nº 10 MADUREZ FISOLOGICA.-

Esta fase se inicia cuando la planta muestra su primera vaina cambiando su coloración
de verde a amarillado o amarillo pajizo seguido de la caída de las hojas y flores
posteriormente se observa un secamiento generalizado esta fase se observa a los 188
días y tiene una duración de 41 días, se caracteriza por presentar semillas cuyo
contenido de humedad decrece debido a las temperaturas altas.

REQUERIMIENTOS ECOLÓGICOS.

TEMPERATURA:
Necesita climas templados con temperaturas medias entre 16 y 27ºC. Temperaturas
inferiores a los 13ºC, retrasan el crecimiento, temperaturas nocturnas superiores a 21ºC
producen plantas de maduración rápida con menos semillas y más pequeñas.
Temperaturas superiores a 32 – 35ºC provocan caída de flores y vainas.
La germinación se produce entre los 12 a 14ºC, con un óptimo de 16 a 26ºC; presencia
de órganos reproductores requieren de un mínimo de 15 a 18ºC y un óptimo de 18 a
25ºC; periodo de fructificación requiere de un mínimo de 12 a 15ºC y un óptimo de 20
23ºC.

HUMEDAD RELATIVA:
La humedad relativa no debe ser superior a 90 %, ni ser menor a 50 %.

LUMINOSIDAD:
Factor importante en la actividad fotosintética de la planta; parece influir en aumento
del glucósido linamarina en el grano, pallares cultivados en costa Norte (de baja
luminosidad), son más amargos que los sembrados en costa Sur (de mayor
luminosidad).

TIPO DE SUELO:
Requiere suelos de textura ligera a mediana, bien drenados, ligeramente ácidos a
moderadamente alcalinos (6.8 a 7.6 de pH), no resiste altas concentraciones de sal. No
admite suelos cascajosos ni húmedos, desarrollándose bien en suelos arenosos pobres de
irrigación reciente, dando rendimientos aceptables, teniendo mayor resistencia que el
fréjol a suelos alcalinos.
MANEJO AGRONÓMICO DEL CULTIVO DE PALLAR

PREPARACIÓN DEL TERRENO. (octubre 21 limpieza de campo)


Por preparación de tierra se entiende las diferentes manipulaciones mecánicas y
manuales del suelo, entre las que se puede incluir la aradura, rastrillada, nivelada o
emparejado.
Estas manipulaciones tienen como fin proveer al suelo de las condiciones favorables y
necesarias para el crecimiento y buen desarrollo de la planta.
Entre las principales ventajas que se puede tener con una buena preparación de tierra, se
puede citar, entre otras las siguientes
- Obtención de una buena cama para la semilla, creando condiciones favorables
para el establecimiento de una población deseada de plantas como humedad
adecuada, buena aireación, condiciones apropiadas de temperatura para su buena
germinación, enraizamiento de la planta.
- Estimular la actividad microbiana y liberar los nutrientes del suelo.
- Destruir las malezas e insectos que pueden atacar la planta.
- Permitir una buena aireación y mejor utilización de las aguas.
- Facilitar un amplio desarrollo de las plantas.
La preparación del suelo es muy importante en el cultivo del pallar, como en todos los
cultivos. Roturación del suelo a unos 40 a 45 días antes de la siembra, los implementos
deben profundizar por lo menos unos 30 cm.

PREPARACIÓN Y DESINFECCIÓN DE LA SEMILLA. (octubre 28 Desinfección de


semilla)
Semillas deben ser uniformes, sin daños por insectos, en todo caso el embrión no debe
estar dañado.
Daños en la semilla producen ingreso de patógenos y pueden producirse daños en el
embrión por el uso de productos químicos (fungicidas o insecticidas)
Semillas se deben desinfectar contra hongos e insectos plagas del suelo.
Debe de realizarse momentos antes de la siembra utilizando cualquiera delos fungicidas
más un insecticida de los que se indican a continuación.

FUNGICIDA INSECTICIDA

Vitavax Orthene 75 P.S.


Rhizolex T Vencetho.
Benzoamil Guardian.
Parachupadera
PCNB

SIEMBRA. ( Octubre 28 siembra)


No existe sistema mecanizado específico para el cultivo.
El sistema semi – mecanizado, consiste en utilizar un tractor con una barra porta
herramientas, donde se instalan cajones para abrir surcos a las distancias recomendadas
y los sembradores ubicados sobre la barra van dejando caer la semilla manualmente a
una densidad de 10 sem/metro lineal. Esto solo es posible para variedades arbustivas.
La siembra manual consiste en que luego que el tractor abre el surco de siembra, los
sembradores van colocando la semilla a lampa a los distanciamientos que exige cada
variedad, previo batido de la tierra dejando caer al fondo del hoyo de 2 a 4 semillas.
La cantidad de semilla a utilizar depende del cultivar:
Variedades precoces erectas: 130 a 150 kg/há
Variedades precoces semiguiadoras: 35 a 40 kg/há
Variedades Criollas: 20 a 25 kg/há.

EPOCA DE SIEMBRA.
Las fechas y épocas de siembra dependen de las zonas de siembra, sin embargo se
puede considerar como un cultivo estacional.
La mejor época de siembra para los valles de la Región Ica, es en Verano- Otoño,
específicamente en los meses de febrero y abril, por las condiciones agroclimáticas
favorables que se presenta.
Si se adelantan las siembras se presentará mayor incidencia de insectos plagas y es
probable que la floración coincida con temperaturas altas que provoquen su caída.
Si se atrasa la siembra se tiene problemas con algunas enfermedades como son
pudrición radicular, machas foliares (Alternaría y Cercospora), así como un retraso en
la germinación de las semillas y por lo tanto un retraso de la cosecha.
Para el caso de variedades arbustivas, es posible sembrar en primavera (setiembre-
noviembre), solo para su uso en verde (legumbre); para menestras existe el problema del
pre-germinado de la semilla que puede llegar al 30 % y afectar los rendimientos.

DENSIDAD DE SIEMBRA.
El distanciamiento de siembra depende de: la variedad, tamaño de la semilla, lugares de
siembra, finalidad del cultivo, etc.
Densidad del cultivo se expresa como el número plantas por unidad de área.
La densidad recomendada para la siembra de pallar es variable, dependiendo
principalmente de la variedad, tipo de suelo y tecnología utilizada, los distanciamientos
y densidades más utilizadas, pero que no constituyen una regla, en las diferentes
variedades son:

Pallar erecto: 0-80 m entre surcos x 0.40 m entre golpes x 2 plantas.


Densidad: 62,500 ptas/há.
Pallar semiguiador: 1.40 m entre surcos x 1.40 entre golpes x 2 ptas.
Densidad: 10,204 ptas/há
Pallar criollo: 2.00 m entre surcos x 2.00 entre golpes x 2 ptas.
Densidad: 5,000 ptas/há.

FERTILIZACIÓN.
El pallar es un cultivo que tiene bajas necesidades de nutrientes y generalmente no se
obtienen respuesta a la aplicación de fertilizantes.
En algunos lugares dela Región Ica, no se practica la fertilización de los suelos
destinados a la producción de pallar, principalmente en siembras, bajo condiciones de
secano.
Hay que considerar que la extracción de nutrientes dependerá del cultivar, de las
características físicas y químicas del suelo, del clima y del ciclo del cultivo.
Es preferible efectuar un análisis de suelo, que permita indicar los niveles de
fertilización, en todo caso se puede utilizar el siguiente parámetro, como una guía, peo
no constituye una regla:
De 40 a 60 unidades de nitrógeno.
60 a 80 unidades de P2O5.
40 a 60 unidades K2O.
La forma de aplicación es “puyado” a lampa delante o al costado de la planta
distanciado a 10 cm del pie de planta.

RIEGOS.

Resistente a sequía, pudiendo obtenerse cosecha solo con el riego de “machaco”, tal
como sucede en Ocucaje y algunas zonas de Nazca y Palpa.
Bajo otras condiciones el número y frecuencia de riego, dependerá del tipo de suelo y de
la época de siembra.
Se debe procurar que no falte humedad en los momentos de mayor necesidad de agua
del cultivo, como son la floración y llenado de grano, etapas críticas, que influyen
directamente en el rendimiento y calidad del producto cosechado.
Las variedades de ciclo corto, tienen un mayor de agua y son más sensibles al estrés de
este importante elemento.

CULTIVOS Y DESHIERBOS

Para evitar competencia de malezas y mejorar condiciones del cultivo se realizan una
serie de labores, estas de preferencia se realizan en los primeros meses de vida de la
planta, en donde la competencia es más intensa, considerando que el pallar es una planta
de tipo fotosintético C3, mientras que la mayoría de malezas son C4.
Pueden ser manuales con uso de la lampa, o mecánico con el uso del tractor, La
oportunidad y frecuencia depende del manejo del cultivo. En zonas donde la siembra
solo se realiza con el riego de machaco, solo le hacen labores manuales y utilizando la
lampa.
El primer cultivo a máquina debe realizarse aproximadamente a los 30 – 40 días de
siembra, cuando ya la planta ha alcanzado un tamaño adecuado, caso contrario existe el
peligro de tapar las plántulas, con los consiguientes problemas que ello causa¸ en esta
oportunidad se efectúa un ligero aporque y si no se aplica otro cultivo, se efectúa el
cambio de surco. El tiempo es referencial, ya que depende de la variedad que se este
cultivando.
Evitar efectuar labores culturales en la etapa de floración, ya que puede ser perjudicial
para el cultivo, al provocar caída de las flores.

COSECHA

El momento adecuado para realizar la cosecha, es cuando por lo menos el 70 % de


vainas adquieren un color pajizo y las vainas están secas pero notan quebradizas.
La recolección es manual, arrancando las vainas por las mañanas y colocándolas en
Canastas, jabas o costales, para transportarlas a la “era”, donde permanecerán unos días
dependiendo de las condiciones ambientales, hasta que los granos adquieran la humedad
comercial (12 a 14% de humedad).

Es conveniente conocer que si se demora la cosecha, las vainas se abren, bajo ciertas
condiciones de alta temperatura e insolación, produciendo que una gran cantidad de
granos caigan al suelo y se pierdan ya que resulta imposible y antieconómico proceder
al recojo del grano.
La cosecha en horas inadecuadas, como por ejemplo al medio día, donde las
temperaturas son elevadas y por la modalidad de cosecha que generalmente es a tarea,
hace que los cosechadores produzcan una gran pérdida del producto al abrirse las vainas
y caer el grano al suelo.

Así mismo hay que considerar que una demora en la cosecha provoca que algunas
plagas infesten los granos en el campo, siendo llevado posteriormente con el producto a
nuestro almacén.

TRILLA

Después dela cosecha llevamos el producto para que concluya su secado, debemos tratar
que estos sean lugares aparentes, limpios, con cierta dureza del suelo, nivelados, etc, ya
que en este lugar es donde obtendremos el producto final.
Esta labor de trilla que consiste en separar la granza del grano, se puede realizar de
distintas maneras:
- Pisando las vainas o plantas secas.
- Apaleando.
- Cuando las cantidades son grandes pasando el tractor por encima.
- O con trilladora mecánica.

Debe de realizarse con sumo cuidado y teniendo en cuenta el momento oportuno, más
aun si el producto a obtener se va a utilizar como semilla, ya que una trilla mal
ejecutada produce mucha rotura de granos, lo que disminuye la calidad del producto y
su capacidad de almacenamiento.

El grano entero y no dañado puede almacenarse por un tiempo mayor que el grano
quebrado, ya que los granos tienen protección en su cáscara y evitan en mayor medida
el ataque de insectos de almacén.
En el caso del grano utilizado como semilla, la cáscara rajada significa vía de ingreso de
los productos fitosanitarios que utilizamos para desinfectar nuestra semilla, causando
problemas en su germinación.
Así mismo el ingreso directo del agua del suelo cuando sembramos, produce muy
rápidamente el arrugamiento de la cáscara, exponiendo al grano al ataque de hongos,
además de producir la pudrición.

VENTEO O LIMPIEZA DEL GRANO

Posterior a la trilla y cuando no se ha utilizado trilladora, existe la necesidad de limpiar


adecuadamente el grano. Hay que tener en cuenta que el grano limpio se puede
almacenar mejor que el grano sucio.
Una de las formas más comunes es utilizar el viento de la tarde para hacerlo, pero no
siempre garantiza la limpieza total, ya que el viento separa las partículas más ligeras
como el polvo, la paja, pero las partículas más pesadas como piedras o pedazos de tierra
caen junto con el grano.

Las partículas de tierra que quedan con el grano retienen humedad, insectos, hongos y
además detienen el movimiento del aire a través del grano. El grano sucio se calienta y
deteriora más rápido que el grano limpio.
En tal sentido es necesario efectuar una buena limpieza del grano y eliminar toda la
suciedad que se encuentra en el.
ENSACADO Y TRASLADO

Parece mentira que una labor tan simple como ésta pueda ser causa de pérdida, lo
principal es el uso de sacos adecuados, como dice el dicho en muchos casos lo barato
sale caro.

Ay que tener en cuenta que los sacos son manipulados en forma constante y casi
siempre inadecuadamente, lo que produce su deterioro, produciendo su rotura y la caída
de granos.

Generalmente esto ocurre con sacos de polipropileno o fibras sintéticas que se rompen
muy fácilmente, en muchos casos estas roturas ocurren por que personas extrañas
producen daños al tratar de robar el producto, en ese caso la rotura es más fácil.

De la misma forma el cocido del saco es importante, ya que un mal cocido produce la
abertura o rotura de la costura cayéndose el grano.

Debemos tratar que los cargadores realicen esta labor con el cuido que se requiere, ya
que el aventado de los sacos puede producir rotura o en todo caso producir la rotura de
los granos.

ALMACENAMIENTO

Como es físicamente imposible el consumo inmediato de la producción total de la


cosecha, por ser un producto estacional, los agricultores se ven en la necesidad de
almacenar su producto por determinado tiempo, esto también propiciado por las precios
que en ciertas épocas del año, generalmente cuando sale la cosecha son bajos, en este
sentido es necesario darle al producto las garantías necesarias para una buena
conservación de su calidad, sea estén para consumo o para semilla.

Los estudios realizados han determinado que la pérdida de granos en almacén se debe a
los siguientes factores:
a. Carencia de almacenes adecuados para el manejo y almacenamiento de granos.
b. Alto contenido de humedad e impurezas del grano al momento del
almacenamiento.
c. Presencia de plagas, enfermedades y roedores.

Un manejo adecuado del producto permitirá una mejor conservación de los granos,
minimizando las pérdidas, dándole protección por más tiempo, conservando la calidad
del producto, así como también la viabilidad de la semilla.

Hay que tener en cuenta ciertos factores que ayudaran a ello:


- Utilizar almacenes adecuados, cualquiera que sea el método de almacenamiento,
es conveniente pensar en donde lo voy a hacer. Esto no significa utilizar
métodos o lugares complejos y caros sino tomar ciertas precauciones.
- El área de almacenamiento debe estar limpia, ya que los insectos al igual que los
roedores viven y se reproducen en lugares sucios.
- El almacén no debe tener grietas ni agujeros en el suelo, techo o paredes; los
insectos y roedores penetran por estos lugares.
- Limpiar el exterior del almacén.
- Aplicar un insecticida tanto en el exterior como en el interior del almacén para
evitar cualquier vestigio de plagas. Se debe consultar sobre los productos más
adecuados.(Piretrinas, Carbaril, malathión)
- Controlar la humedad del grano, hay que tener en cuenta que la humedad en los
granos es la cantidad de agua que contiene su interior, no se requiere de aparatos
sofisticados para conocer la humedad del grano. Se puede saber si el grano está
húmedo al quebrarlo con los dientes. El grano muy húmedo nunca está duro por
que la cantidad de agua en su interior humedece la semilla y la mantiene blanda,
cuando la humedad del grano disminuye, este se endurece.
- El grano húmedo por efecto de la respiración más alta, libera calor y por tanto el
grano respira más y retiene más calor y crea condiciones favorables para el
crecimiento de hongos y para el ataque de insectos. Los insectos inician su
reproducción, las esporas de los hongos comienzan a germinar y multiplicarse.
- La humedad del medio ambiente también es importante, ya que el grano
intercambia humedad con el medio ambiente y si esta es muy alta el grano puede
tomar dicha humedad. Hay que recalcar que las impurezas como pedazos de
tierra generan humedad,
- La colocación de los sacos en almacén es importante, siempre es necesario dejar
espacios entre los sacos, si fuera posible utilizar parihuelas,
- Presencia de insectos y roedores.

Los insectos infestan el grano por que les proporcionan el alimento, aunque también
viven y se alimentan de otros materiales.

Es necesario tomar las precauciones con tratamientos adecuados para evitar estos
importantes daños.

EL CONTROL SANITARIO EN EL CULTIVO DE PALLAR

Identificación. Descripción y Control de los Principales Insectos Plagas.

El pallar puede ser atacado por diferentes especies de insectos, ácaros y nematodos,
cuyos daños pueden llegar a un nivel de daño económico afectando la producción y
calidad del producto; dentro de los más importantes tenemos:

Gusanos Cortadores: Agrotis spp. Y otras especies de Noctuidae

Los gusanos cortadores son larvas de varias especies de noctuidos o polillas nocturnas
que cortan los tallos de las plantitas tiernas. Durante el día las larvas permanecen
enterradas al pie de las plantas con el cuerpo enrollado.

Pulgón Verde y Otros Afidos: Myzus persicae y otros Aphididae


Son insectos comunes en muchos cultivos. Son de tamaño pequeño (de 1 a 2 mm), de
cuerpo blando y generalmente de color verde. Succionan la savia de las plantas y las
debilitan; sus secreciones azucaradas favorecen el desarrollo de un hongo negro sobre
las hojas (Fumagina). Los pulgones también son vectores muy eficientes de
enfermedades virales al pasar de una planta a otra para alimentarse.
Cigarritas Verdes: Empoasca kraemeri. y otros géneros

Son insectos ampliamente distribuidos en el mundo, de tamaño pequeño (3 mm) y muy


móviles. Se alimentan del jugo de las plantas y las debilitan. Además, introducen
toxinas, que aumentan su efecto dañino en la planta. Es una plaga muy común en el
pallar.

Arañita roja: Paratetranychus peruvianus

Son ácaros de color rojizo, que al succionar la savia para alimentarse, producen el
debilitamiento y envejecimiento prematuro del cultivo. Se presentan principalmente en
zonas de escasa disponibilidad de agua. En campos fuertemente infestados, incluso
pueden afectar las vainas.

Escarabajo Verde de la Hoja: Diabrotica spp

Los adultos comen las hojas y causan huecos irregulares de mayor tamaño que los
causados por la polilla. Las larvas viven en el suelo y dañan las raíces y hipocótilos. Los
daños son más severos en condiciones de humedad porque las larvas no pueden
desarrollarse en condiciones de sequedad.

Gusano pegador de hojas: Omiodes indicata

Es una polilla cuyo estadio larval es un gusano de color verde claro, que pega las hojas
comiéndolas y esqueletizándolas.

Gusano perforador o barrenador de brotes y vainas: Epinotia aporema.

Es una larva que se alimenta de los tejidos jóvenes de los brotes terminales y como
consecuencia las hojas crecen deformes, también daña vainas haciéndole pequeñas
perforaciones.

Gusano perforador o barrenador de vainas: Laspeyresia leguminis.

Las larvas perforan las vainas comiendo o barrenando las semillas inmaduras y
posteriormente se producen pudrición de estas vainas por el ingreso de hongos.

Gorgojos Zabrotes subfasciatus (Bohm) (Coleoptera : Bruchidae)


Acanthoscelides obtectus (Say) (Coleoptera ; Bruchidae)
Tanto las larvas como los adultos se alimentan de los granos, lo cual provoca pérdidas
importantes tanto en la cantidad como en la calidad. El ataque se previene mediante las
siguientes medidas:
- Si se va a almacenar, secar la cosecha hasta 14 % de humedad.
- Limpiar las paredes y pisos del almacén o bodegas y destruir residuos de la
cosecha que pudieran existir en el almacén.

IDENTIFICACIÓN DESCRIPCIÓN Y CONTROL DE LAS PRINCIPALES

ENFERMEDADES.

El pallar no es susceptible a enfermedades, sin embargo, existen algunas que pueden


afectar al cultivo.

Chupadera fungosa: Rhizoctonia solani K y Fusarium sp.

Las plántulas son afectadas por estos hongos antes o después de emerger,
ocasionándoles la muerte por estrangulamiento; causan fuerte mortandad si las semillas
no son debidamente desinfectadas con fungicidas específicos, lo que produce una
disminución de la densidad de siembra.

Manchas foliares: Alternaria alternata y Cercospora cruenta.

Son manchas de forma indeterminadas o casi redondeadas, que afectan el aparato


fotosintético del cultivo. En algunos casos, afectan las vainas.

Virus: Diferentes.

Es una enfermedad trasmitida por la semilla, que afecta severamente los campos de
pallar; se caracteriza por mostrar síntomas de encrespamiento y deformación de las
hojas; en otros casos mosaico y ampolladuras.

Nematodos.

Nematodos del Nódulo dela Raíz: Meloidogyne spp.

Los nematodos del nódulo de la raíz son polífagos y se encuentran principalmente en las
zonas cálidas. Sus daños son particularmente serios en suelos arenosos. Los ataques de
los nematodos favorecen las infecciones radiculares. Dañan las raíces, produciendo
agallas, que impiden la absorción del agua y nutrientes del suelo.

IDENTIFICACIÓN Y CONTROL DE MALEZAS.

Las malas hierbas representan un serio problema durante todo el ciclo de vida del
cultivo de pallar; sin embargo en variedades indeterminadas solo se da en los primeros
60 días, ya que después el crecimiento de la planta de pallar impide que sigan creciendo.
En este cultivo no se acostumbra control químico.

CULTIVARES DE IMPORTANCIA.
Las variedades de mayor uso a nivel nacional se pueden distinguir por su hábito de
crecimiento y son las siguientes:

VARIEDADES PRECOCEZ ERECTAS.

Tienen crecimiento arbustivo determinado, ciclo de 110 a 120 días:


- Sol de Ica.
- Iqueño Precoz INIAA.

VARIEDADES PRECOCEZ SEMIGUIADORAS.

De crecimiento rastrero indeterminado, ciclo de vida de 150 a 160 días:


- Generosa de Ica.
- Señor de Luren.

VARIEDADES CRIOLLAS GUIADORAS.

De crecimiento rastrero indeterminado, de amplio crecimiento del follaje, ciclo de vida


240 días:
- Criollo redondo Iqueño.
- Criollo Casmeño.

VALOR NUTRICIONAL.

El pallar es una menestra identificada con facilidad por sus características naturales
como la cáscara delgada, fácil cocción, sabor dulce y agradable, de textura suave y
cremosa. En la actualidad se consume como plato principal en mesas de las familias de
Ica y el resto del país.
Diversos análisis indican que el pallar tiene 20 % de proteína, que aunque de buen valor
biológico, alto contenido de lisina y gran digestibilidad, es deficiente en treonina. Este
cultivo posee un glucósido cianogénico, la faseolunatina y la enzima linamarasa, las
cuales se hidrolizan en presencia de humedad y liberan glucósidos generando ácido
cianhídrico (HCN) cuyo contenido varía de 10 a 300 mg/100 g de pallar. Muchos
genotipos comerciales tienen solo de 1 a 8 ppm de HCN en la semilla, en la que se
acepta una concentración de 100 a 200 ppm de HCN (límite permitido por la OMS).

Componentes Fríjol canario Garbanzo Lenteja Pallar


mayores (%)
Calorías 325 355.0 338.0 322.0
Agua 13.8 12.9 12.4 12.7
Proteínas 20.5 19.7 23.2 19.7
Carbohidratos 60.0 59.2 61.0 62.4
Fibra 4.2 3.9 4.0 5.9
Ceniza 4.5 2.8 2.3 3.9
MINERALES
(mg/100 g)
Calcio 123.0 129.0 71.0 63.0
Fósforo 437.0 279.0 263.0 261.0
Hierro 007.0 006.2 4.8 5.4
VITAMINAS
(mg/100 g)
Caroteno 0.00 0.00 0.03 0.02
Tiamina 0.47 0.36 0.34 0.39
Riboflavina 0.21 0.22 0.25 0.24
Niacina 1.60 1.52 2.17 2.26
Vitamina C 5.40 0.00 0.00 6.50

CULTIVO CON DENOMINACIÓN DE ORIGEN

El 28 de noviembre del 2007 se declaró oficialmente la Denominación de Origen del


Pallar de Ica que le permitirá acceder a una consideración especial en los principales
mercados internacionales.
La tarea de reconocimiento de la denominación fue fruto de 20 meses de intenso
trabajo, desarrollado por el Ministerio de Agricultura (MINAG) y un grupo de entidades
del sector público que lograron consolidar la “denominación de origen del pallar de
Ica”, y que contribuirá a preservar los estándares de calidad de ese producto. El pallar
de Ica es el segundo producto vegetal con reconocimiento de origen después del maíz
blanco de Urubamba (Cusco)
Con dicha denominación, el pallar de Ica podrá exhibir su prestigio nacional e
internacional por sus calidades y cualidades culinarias, lo que le permite constituirse en
un alimento indispensable en los mercados internacionales de 18 países.
Las denominaciones de origen constituyen un mecanismo de defensa del consumidor y
de la libre y leal competencia, conforme al Acuerdo sobre los Derechos de la Propiedad
Intelectual relacionados con el comercio (ADPIC), suscrito en el marco de la
Organización Mundial de Comercio (OMC).