Está en la página 1de 5

América

América es el segundo continente más grande del mundo, después de Asia. Ocupa gran
parte del Hemisferio Occidental de la Tierra..

Con una superficie de 42.044.000 km², es la segunda masa de tierra más grande del
planeta, cubriendo el 8,3% de la superficie total del planeta y el 30,2% de la tierra
emergida, y además concentra cerca del 12% de la población humana.

Debido a su gran tamaño y sus características geográficas, América es dividida


tradicionalmente en América del Norte, América Central, las Antillas y América del
Sur.[4] Algunos geógrafos consideran a América Central y a las Antillas como una
subregión dentro de América del Norte. Atendiendo a sus características culturales, se
distinguen América Anglosajona, el Caribe no latino y América Latina.

El continente fue descubierto por Cristóbal Colón. Había sido previamente denominado
con el nombre Abya Yala por los antiguos mayas y las culturas centroamericanas, como
Amerrikua (país de los vientos) por los mayas de Nicaragua y Cem Anahuac por los
aztecas.

2. Población en América

Origen
La población de América tuvo su origen en el aporte de diferentes grupos humanos; al
llegar los colonizadores europeos al continente, lo encontraron poblado por los
aborígenes, quienes habían alcanzado distintos grados de evolución cultural.
Esta colonización se realizó por dos grandes corrientes:
Cada una de estas grandes corrientes determinó herencias culturales diferentes, formas
de relación distintas entre los hombres, procesos históricos y modos de desarrollo
característicos.
- La anglosajona, que hoy ocupa parte de América del Norte y comprende a los Estados
Unidos de América y Canadá, estaba constituida por grupos de familias procedentes del
norte de Europa (inglese, irlandeses y escoceses), las que no se mezclaban con la
población autóctona. Canadá también posee población de origen francés.
- La latina, que hoy se extiende desde México hasta la Argentina, estaba constituida por
grupos humanos provenientes del sur de Europa (españoles y portugueses), que se
mezclaron con la población autóctona.

Desde el siglo XVI al XVIII, portugueses españoles e ingleses trasladaron al territorio


americano, por la fuerza, un gran número de personas de origen africano que sirvieron
de esclavos y contribuyeron a enriquecer la variedad de la población americana.
Por último, a fines del siglo XIX y a principios del XX, llegaron, provenientes de
Europa, millones de inmigrantes de muchos puntos de Europa y se distribuyeron a todo
lo

La Historia de América es la historia colectiva de los pueblos del continente


americano, incluidas las Antillas y demás islas próximas. Los acontecimientos
históricos datables ocurren en el continente con mucha antelación al uso de la escritura,
especialmente a partir del surgimiento de la civilización Caral hacia el 2600 a. C. y de la
cultura olmeca hacia el 1500 a. C. durante el Periodo Formativo hasta el presente.

La Historia de América se divide comúnmente en los siguientes períodos: el Periodo


Formativo que representa la transición entre la Prehistoria de América y su historia (a.
1500 a. C.–292), el Periodo Clásico que comprende el esplendor de las civilizaciones
americanas (292–900), el Periodo Posclásico que comprende lo que se denomina la
América precolombina (900–1527), el encuentro cultural de América con Europa en lo
que se denomina la Conquista de América (1492–1527), el dominio de Europa sobre el
continente en lo que se denomina las colonias americanas de Europa (siglo XVI–siglo
XIX), el periodo de independencia de las colonias (siglo XVIII a siglo XIX), la
consolidación de las nacientes repúblicas americanas (siglo XIX) y el siglo XX hasta el
presente.

Clima de América

Todos los días se ve que el estado del tiempo puede ser diferente, pero en diferentes
épocas del año, el tiempo se comporta de manera similar. América presenta una gran
variedad de climas, desde los más cálidos hasta los más fríos, debido a su gran
extensión. El estudio de las características del tiempo permite definir el clima de una
región:

-La temperatura disminuye a medida que nos vamos alejamos del Ecuador hacia los
polos, y a medida que nos encontremos en terrenos más elevados.
-Cerca del mar, la humedad es mayor y disminuye al llegar a zonas más alejadas. -Los
vientos cambian sus características de acuerdo al lugar de donde provienen. Pueden ser
cálidos o fríos; húmedos o secos, dependiendo de la temperatura y humedad de la zona
de donde proceden.

Relieve

El Aconcagua, con 6.962 metros de altitud, es la cima más alta de América

En el territorio americano las placas de la corteza terrestre (Norteamericana, del Caribe


y Sudamericana) en su desplazamiento desde el centro del atlántico hacia el oeste,
forman el cordón montañoso del borde occidental de América producto del proceso de
subducción de la placa del Pacífico. Está compuesta básicamente por una serie de altas
cordilleras en la costa occidental (principalmente las Montañas Rocosas, la Sierra
Madre Occidental y los Andes, todas parte del Cinturón de fuego) producto del choque
de las placas continentales con la oceánica y llanuras en las zonas orientales donde se
ubican las dos cuencas fluviales más grandes del mundo: la del río Mississippi en
Norteamérica y la del río Amazonas en Sudamérica.
La costa, aunque en gran parte es regular, presenta tramos desmembrados
principalmente en sus extremos dando origen a las islas del Ártico canadiense y
Groenlandia en el norte, y Chile y Tierra del Fuego en la zona austral. Otros grupos de
islas importantes corresponden a las islas Aleutianas en el extremo noroccidental, las
Antillas en el Mar Caribe, las islas Galápagos en medio del océano Pacífico y las islas
Malvinas en el Atlántico Sur.

Según el Banco Mundial la economía de Latinoamérica a precios de mercado (PPA),


llega a ser la 3a más grande y potente a nivel mundial con 6,06 billones de dólares.[5] [10]
Está basada mayoritariamente en una economía secundaria y/o terciaria. En los últimos
años se han producido grandes avances a nivel político, económico y social,
produciendo un desarrollo acelerado en prácticamente todos sus países. La región es
además la mayor productora de alimentos en el mundo, y cuenta con innumerables
recursos naturales y algunas de las mayores reservas de hidrocarburos en el mundo.

La región tiene acceso a créditos menor en comparación con otras regiones (30%), sin
embargo, tiene un sistema financiero estable, con bancos relativamente pequeños, pero
bien saneados.

La economía más grande de Latinoamérica es Brasil con un PIB (PPA) de 2,02 billones
de dólares[5] (2009). A nivel mundial se ubica en el 9° puesto. Está incluida en la teoría
BRIC (Brasil, Rusia, India y China), demostrando que para el año 2050 llegarán a ser,
junto con la de Estados Unidos, las cinco economías más grandes del mundo.

La segunda economía regional es México, con un PIB (PPA) de casi 1,54 billones de
dólares[5] (2009). México se ubica en la posición 11ª a nivel mundial.

La tercera economía regional es la Argentina, con un PIB (PPA) de 586 mil millones de
dólares[5] (2009). Es uno de los principales exportadores de alimentos del mundo. Es el
mayor productor de software de la región.

La economía de Colombia es la cuarta de América Latina según el Banco Mundial, con


un PIB (PPA) de 404 mil millones de dólares[5] (2009). Colombia ha experimentado un
crecimiento promedio anual de 5,5% desde 2002. El principal producto de exportación
de Colombia es el petróleo, cuyas reservas estimadas en 1.506 millones de barriles, son
desarrolladas por Ecopetrol (14 %) y sociedades anónimas.

Según datos del Banco Mundial, si se mide el PIB per cápta PPA en 2009, el índice
oscila entre los 14.559 de la Argentina y los 1.153 de Haití. Considerando el PIB
Nominal per cápita en 2009, todos los países de latinoamericanos están entre los puestos
47° (Venezuela) con 11.789 dólares per cápita y 150° (Haití) con 733 dólares per cápita
dentro de los 180 países en los que se mide este parámetro. En lo referente al índice de
desarrollo humano, todos los países de la región están entre los puestos 44° (Chile) y
149° (Haití) entre 158 países, según los datos de 2007.

Se intenta la integración económica a nivel continental a través de la Aladi y el SELA.


México forma parte del TLCAN con los Estados Unidos y Canadá. Por su parte, Costa
Rica, El Salvador, Guatemala, Honduras, Nicaragua y República Dominicana tienen
vigente un tratado de libre comercio con los Estados Unidos (DR-CAFTA), y otros
tratados con Canadá y México a través del CARICOM. También Bolivia, Cuba,
Nicaragua y Venezuela tienen su propio bloque, llamado en este caso la Alternativa
Bolivariana para América Latina y el Caribe. En América del Sur existe un bloque
predominante, el Mercosur, integrado por Argentina, Brasil, Paraguay, Uruguay y
Venezuela, con Bolivia, Chile, Colombia y Perú como miembros asociados. También en
el sur del continente, Bolivia, Colombia, Ecuador y Perú conforman la Comunidad
Andina de Naciones, de la que los países vecinos son miembros asociados. Fuera del
ámbito continental, Chile, México y Perú forman parte de la APEC (Foro de
Cooperación Económica Asia-Pacífico).

Argentina, Brasil y México son los únicos países de la región que forman parte del
Grupo de los 20 (países industrializados y emergentes). Mientras que México y Chile
son los únicos que forman parte de la OCDE.

La crisis económica de Estados Unidos y Europa recién golpeó a Latinoamérica a


finales de 2008, pues ha habido una disminución del comercio mundial y una
disminución de los flujos de capital. La región se contrajo 1.9 % en 2009, y registrará
un alza de 4.9% en 2010, siendo una de las regiones de mayor crecimiento en el mundo.
Además, varios organismos multilaterales invertirían cerca de $90.000 millones entre el
2009 y el 2010. Así, el Banco Mundial invertiría $35.600 millones; el BID, $29.500
millones; la Corporación Andina de Fomento, $20.000 millones, el Banco
Centroamericano de Integración Económica, $4.200 millones; y el Banco de Desarrollo
del Caribe, $500 millones. Los organismos multilaterales financiarán proyectos de
infraestructura, programas sociales y créditos comerciales, además de apuntalar la
liquidez de los bancos, entre otros usos.

En 2007, cerca de 900 millones de turistas se trasladaron por todo el mundo, en lo


que fue un nuevo récord para el mercado mundial de viajes. El crecimiento con respecto
a 2006 fue realmente muy importante, con 56 millones más de turistas. Gracias a esa
buena performance, todos los mercados crecieron, aunque algunos lo hicieron de
manera más importante que otros.

Por desgracia, todavía no tenemos todos los datos desagregados con respecto a 2007,
pero podemos echar una mirada a las estadísticas de la Organización Mundial de
Turismo, y dar cuenta de cuáles son los países más visitados del continente
americano a partir de las estadísticas consolidadas de 2006. Ordenados por visitas, el
top ten queda así:

Estados Unidos: 51.063.000


México: 21.353.000
Canadá: 18.265.000
Brasil: 5.019.000
Argentina: 4.156.000
República Dominicana: 3.965.000
Puerto Rico: 3.722.000
Chile: 2.276.000
Cuba: 2.150.000
Uruguay: 1.749.000
El total de turistas internacionales que se movieron en 2006 por el continente
americano en 2006 superó por poco los 135 millones. Gracias a ello, tuvo el 16,1%
del total de arribos en todo el mundo. Del número total, algo más de 90 millones se
movilizaron por América del Norte; 19,4 millones por el Caribe; 18,8 millones por
América del Sur; y 7 millones por América Central.