Está en la página 1de 9

Secretario : Dra.

MITZY RICOPA
SHERADER
Expediente : Nº 1713-2017
Cuaderno : Principal
Escrito : 01
Sumilla : NULIDAD DE ACTO
PROCESAL Y OTRO

SEÑOR JUEZ DEL TERCER JUZGADO DE PAZ LETRADO


DE CORONEL PORTILLO

SAMUEL DAN SOTOMAYOR NACIMENTO, identificado con


DNI. N° 43504154, con domicilio real en Jr. Madre Anetta Mz. A
Lt. 05 Asentamiento Humano Víctor Raúl del distrito de
Yarinacocha de la Provincia de Coronel Portillo del
departamento de Ucayali, y con domicilio procesal en el Jr.Tacna
Oficina N° 591 Oficina Nº 01 Segundo Piso de esta ciudad de
Pucallpa, con casilla electrónica N° 65887 a Ud. como mejor
proceda en derecho digo:

I.- PETITORIO

1.1.- PRETENSIÓN PRINCIPAL OBJETIVA ORIGINARIA

Que, al amparo de lo dispuesto en el Art. 139 Inc.


14 de la Constitución Política del Estado y del art.
171 de C.P.C, es que RECURRO A SU DESPACHO
CON LA FINALIDAD DE SOLICITAR DECLARAR
LA NULIDAD DE TODO LO ACTUADO, HASTA EL
ESTADO DE NOTIFICAR LA DEMANDA con el
propósito de no violar mi derecho a un debido
proceso, disponiendo se NOTIFIQUE
VALIDAMENTE AL RECURRENTE LA DEMANDA
INCOADA EN SU JUDICATURA MATERIA DE LA
PRESENTE, por los siguientes fundamentos:

II.- FUNDAMENTOS EN LOS QUE AMPARAMOS


NUESTRA PRETENSIÓN:

PRIMERO: Señor juez, El proceso civil, como cualquier otro proceso, es


un instrumento jurídico que utiliza el Estado para el ejercicio de su función
jurisdiccional en asuntos de contenido civil, el mismo que debe satisfacer
la garantía del debido proceso, consagrada en el artículo 139° de la
Constitución Política del Perú. El desarrollo de esta garantía incluye el
derecho de defensa concedido a las partes para que puedan ejercerlo en
el marco del orden jurídico. ESTE DERECHO DE DEFENSA SE
GARANTIZA MEDIANTE LAS NOTIFICACIONES DE
LAS RESOLUCIONES JUDICIALES PARA QUE LAS
PARTES TENGAN CONOCIMIENTO ASÍ COMO LA
OPORTUNIDAD DE EJERCER EL DERECHO
PROCESAL QUE LES CORRESPONDA.

SEGUNDO: señor Juez, Al respecto el artículo 160° del Código Procesal


Civil, establece el modo y forma de la entrega de la cédula del interesado,
mas no establece lo que debe hacer el notificador, si el destinatario de la
notificación no se encuentra en su domicilio o encontrándose, éste se
negare a recibir la cédula. En la práctica, hay notificadores que dejan la
cédula debajo de la puerta o en la pared del domicilio del destinatario, y
otros la devuelven al juzgado. Esto ocurre porque no esta normado y las
soluciones prácticas que se dan originan discrepancias y
cuestionamientos, motivando incluso apelaciones, nulidades y quejas de
lo más variadas, afectando el desarrollo del proceso con el consiguiente
costo y dilación que sufren los procesos.
TERCERO: Señor Juez de otro lado, el artículo 161° del mismo código,
referido a la entrega de la cédula a personas distintas, prescribe que si el
notificador no encontrara a las personas a quien va a notificar la resolución
que admite la demanda y aquellas resoluciones a que se refiere el artículo
459°, le dejará aviso para que espere el día indicado con el fin de
notificarlo, y si tampoco se le hallara en nueva fecha, se entregará la cédula
a la persona capaz que se encuentre en la casa, departamento u oficina, o
el encargado del edificio, procediendo en la forma dispuesta en el artículo
160°. Si no pudiera entregarla, la adherirá en la puerta de acceso
correspondiente a los lugares citados o la dejará debajo de la puerta, según
sea el caso.

Cuarto: Señor Juez, el procedimiento que establece esta artículo 161°, si


bien tiene la virtud de procurar que la cédula sea entregada al interesado,
y por ello es que dispone que el notificador deje el aviso para que espere
el día indicado en éste, sin embargo, en mi caso no ocurrió y que como
usted lo puede apreciar en a fojas 12 del cargo de notificación (AVISO),
nunca recibí ninguna notificación ni mucho menos ha existido alguna
persona en mi domicilio que se haya negado a recibir alguna notificación,
es por ello que usted debe apreciar el aviso de notificación, donde es
obligatorio se coloque la descripción de la casa donde debe notificación
colocando de forma obligatoria:

 La descripción de la vivienda
 La descripción de la fachada
 La descripción de la puerta
 La descripción del número de suministro eléctrico

Con dichas descripciones crea indubitable veracidad de que la notificación


ha sido realizada conforme a lo que la ley establece y que en mi caso dista
mucho de la realidad ya que no consigna ninguna descripción de la real
característica de mi domicilio, ni mucho menos describe el número de
suministro que mi domicilio prosee pese a que se encuentra sumamente
visible y puede ser apreciado con mucha facilidad tal y como lo demuestro
con la fotografía de los medios de prueba 1 y 2.<
Señor juez, existe presente de casos similares al mismo donde la corte

suprema ha señalado mediante CASACIÓN 1098-2014,


LIMA], DONDE ESTABLECE QUE
NOTIFICACIÓN BAJO PUERTA ES NULA
CUANDO CARACTERÍSTICAS DEL LUGAR
DIFIEREN DEL DOMICILIO DEL DEMANDADO.
Por ello Señor Juez, siguiendo esta línea jurisprudencial,

CORRESPONDE QUE SU JUDICATURA


DECLARE LA NULIDAD DE LA RESOLUCIÓN
DOS DE FECHA 09/01/2018, la cual ha sido notificada

correctamente el día 09-03-2018 a horas 10:45 am; Asimismo que si bien


debe cautelarse la celeridad del proceso ello no puede colisionar con el
derecho a la defensa y al debido proceso, en tal sentido el Tribunal
Constitucional1 nos ilustra: “La observancia y respeto del derecho de
defensa es consustancial a la idea de un debido proceso, propio de
una democracia constitucional que tiene en el respeto de la dignidad
humana al primero de sus valores. Por su propia naturaleza, el
derecho de defensa es un derecho que atraviesa transversalmente a
todo el proceso judicial, cualquiera sea su materia. La posibilidad de
su ejercicio presupone, en lo que aquí interesa, que quienes
participan en un proceso judicial para la determinación de sus
derechos y obligaciones jurídicas tengan conocimiento, previo y
oportuno, de los diferentes actos procesales que los pudieran afectar,
a fin de que tengan la oportunidad de ejercer, según la etapa procesal
de que se trate, los derechos procesales que correspondan (v.g.
interponer medios impugnatorios)”.

1
Tribunal Constitucional. EXP. N.º 5871-2005-PA/TC, Lima. Asunta Quispe de Turpo. Consulta
página Webb TC http://www.tc.gob.pe/jurisprudencia/2006/05871-2005-AA.html
QUINTO: Señor Juez, el jurista Monroy Gálvez señala: “Al principio de
contradicción también se le conoce con el nombre de principio de

bilateralidad y como su nombre lo indica, consiste en que TODOS


LOS ACTOS DEL PROCESO DEBEN
REALIZARSE CON CONOCIMIENTO DE LAS
PARTES, AUN CUANDO MÁS
ESPECÍFICAMENTE QUEREMOS DECIR QUE
TODO ACTO PROCESAL DEBE OCURRIR CON
LA INFORMACIÓN PREVIA Y OPORTUNA A LA
PARTE CONTRARIA (…). Esta es la razón por la que el principio
en estudio está directamente ligado al objeto de la notificación procesal”.
Tanto es así, que las resoluciones judiciales solo producen efectos en

virtud de notificación hecha con arreglo a ley; EL AUTOR


HINOSTROZA MINGUEZ, SEÑALA: “UNA
PROVIDENCIA JUDICIAL ES PROCESALMENTE
INEXISTENTE MIENTRAS NO SE LE PONGA EN
CONOCIMIENTO DE LOS INTERESADOS (…)”.

SEXTO: Por cierto, las exigencias que se derivan del significado


constitucional del derecho de defensa no se satisfacen con la posibilidad
de que in abstracto las partes puedan formalmente hacer ejercicio de los
recursos necesarios previstos en la ley, sino también con la garantía de
que puedan interponerlos de manera oportuna. Por ello, el artículo 155 del

Código Procesal Civil dispone, en su segundo párrafo, que “LAS


RESOLUCIONES JUDICIALES SÓLO
PRODUCEN EFECTOS EN VIRTUD DE
NOTIFICACIÓN HECHA CON ARREGLO A LO
DISPUESTO EN ESTE CÓDIGO (…)”; DE MODO
QUE LA FALTA DE NOTIFICACIÓN ES
CONSIDERADA COMO UN VICIO QUE TRAE
APAREJADA LA NULIDAD DE LOS ACTOS
PROCESALES.

SÉPTIMO: Por ultimo señor juez, De acuerdo a lo dispuesto en el inciso 14


del artículo 139 de la Constitución Política del Perú, se establece que toda
persona no podrá ser privada del derecho de defensa en ningún estado del
proceso, debiendo ser informado inmediatamente y por escrito de las
causas de su detención. En este sentido, el derecho de defensa garantiza
que los justiciables, en la protección de sus derechos y obligaciones,
cualquiera sea su naturaleza (civil, penal, laboral, etc. etc), no queden en

estado de indefensión. EL CONTENIDO ESENCIAL DEL


DERECHO DE DEFENSA QUEDA AFECTADO
CUANDO, DENTRO DE UN PROCESO
JUDICIAL, CUALQUIERA DE LAS PARTES
RESULTA IMPEDIDA POR ACTOS CONCRETOS
DE LOS ÓRGANOS JUDICIALES, DE EJERCER
LA DEFENSA DE SUS DERECHOS A TRAVÉS
DE MEDIOS QUE RESULTEN SUFICIENTES Y
EFICACES.

OCTAVO: Señor Juez la falta de notificación afecta de modo real y


concreto el derecho de defensa, derecho protegido por nuestra
constitución política del Perú, siento esta la obligación que tiene el aparato
judicial de notificar a las partes, para que ejerzan su derecho constitucional.
La posibilidad de su ejercicio presupone, en lo que aquí interesa, que
quienes participan en un proceso judicial para la determinación de sus
derechos y obligaciones jurídicas tengan conocimiento, previo y oportuno,
de los diferentes actos procesales que los pudieran afectar, a fin de que
tengan la oportunidad de ejercer, según la etapa procesal de que se trate,
los derechos procesales que correspondan.

IV.- FUNDAMENTACIÓN JURÍDICA DE LA PRETENSIÓN

4.1.- OPORTUNIDAD PARA PEDIR LA NULIDAD DE UN ACTO


JURÍDICO PROCESAL.-

Nuestra legislación regula expresamente la oportunidad en que pueden


formularse el recurso de nulidad de actos procesales, el mismo se
encuentra establecido en el Art. 176 del Código Procesal Civil, así se
señala que el perjudicado con el vicio procesal debe pedirlo en la primera
oportunidad que tuviera para hacerlo. Esta primera oportunidad puede
estar referida, a dos momentos, el primero se produce una vez notificado
el perjudicado con el acto procesal que adolece de vicio de nulidad y el
segundo cuando el interesado recién se integra al proceso y existen actos
procesales que adolecen de causal de nulidad o ineficacia procesal en el
proceso que se ha venido tramitando sin su participación. En caso de autos
Señor Juez, nos encontramos en el primer supuesto.

4.2.- GRAVE AFECTACIÓN AL DERECHO CONSTITUCIONAL DEL


DEBIDO PROCESO: Derecho a la Defensa.

Desde los tiempos del derecho romano hasta la pandectística alemana del
siglo XIX se ha postulado que no hay derecho sin acción ni acción sin
derecho2. Ello desde luego implica el derecho al debido proceso3 como
derecho fundamental. En efecto, plantearse los derechos fundamentales
como garantías procesales materiales o sustantivas, supone actualizar las
garantías procesales de cara a proteger los propios derechos

2 Juan Montero Aroca, El derecho procesal en el siglo XX, Tirant lo Blanch, Valencia, 2000, pp. 60 ss. y
115 ss.
3 El debido proceso tiene su origen en el due process of law anglosajón, se descompone en: el debido

proceso sustantivo, que protege a los ciudadanos de las leyes contrarias a los derechos fundamentales y,
el debido proceso adjetivo, referido a las garantías procesales que aseguran los derechos
fundamentales10. Su incorporación al constitucionalismo latinoamericano ha matizado sus raíces,
señalando que el debido proceso sustantivo se refiere a la necesidad de que las sentencias sean valiosas
en sí mismas, esto es, que sean razonables; mientras que el debido proceso adjetivo alude al
cumplimiento de ciertos recaudos formales, de trámite y de procedimiento, para llegar a una solución
judicial mediante la sentencia. Néstor Pedro Sagüés, Elementos de derecho constitucional, tomo 2, Astrea,
Buenos Aires, 1993, pp.328 y ss.
fundamentales.[…]. En ese sentido, los derechos fundamentales como
garantías procesales, se convierten tanto en derechos subjetivos como en
derechos objetivos fundamentales4. Además el derecho al debido proceso
comprende: Derecho de defensa5 y también Principio de igualdad
procesal6, principios que con la aparente convalidación de las
notificaciones realizadas en el domicilio que no me corresponde, están

Jurisprudencia: “El acto de notificación adquiere singular importancia


cuando lo que se pretende hacer conocer al demandado es la demanda
interpuesta contra él; de modo que el Juez debe cautelar que el
emplazamiento sea efectivo y oportuno, pues solo así se le garantiza el
derecho de contradicción, derecho que tiene rango constitucional y no
admite limitación y restricción en su ejercicio”7. Por ello, al notificarse en el
domicilio que no me corresponde, el emplazamiento realizado por su
autoridad, no es efectiva ni oportuna todo por no señalar mi domicilio
correctamente la demandante.

Además “La notificación de todos y cada una de las partes constituye un


requisito indispensable y es garantía del debido proceso, la inobservancia
invalida el acto cuestionable”8.“La contravención del debido proceso
acarrea la nulidad procesal, originado en la carencia de alguno de los
elementos constitutivos, o en vicios existentes sobre ellos que
potencialmente lo coloca en una situación de ser declarado judicialmente
inválido9”En consecuencia es necesario realizar la notificación
válidamente.

4 Peter Häberle, La libertad fundamental en el Estado constitucional..., op. cit., p. 292


5 .- Es el derecho a defenderse de la demanda de un tercero o acusación policial, fiscal o judicial, mediante
la asistencia de un abogado. Este derecho a su vez se descompone en el derecho a ser oído, derecho a
elegir a su defensor, obligatoriedad del defensor y si es el caso de contar con un defensor de oficio y
con una defensa eficaz, facultades comprendidas en el inciso 14 del artículo 139º de la Constitución
Política del Estado.
6 En virtud del cual en todo proceso se debe garantizar la paridad de condiciones y oportunidades; entre

las partes, los abogados, el fiscal, el abogado de oficio, en función del derecho fundamental a la igualdad
ante la ley, del artículo 2º-2 de la Constitución. Germán Bidart Campos, Manual de Derecho Constitucional
Argentino, Ediar, Buenos Aires, 1985, pp.
407 ss.
7 Exp. N° 137-01, Código Procesal Civil Digital, Edición enero 2011. Pág. 94.
8 Exp. 24-96 Callao Sala de derecho Constitucional Suprema, el peruano 21/12/97, Pág. 113

9 Cas. Nº 2980-2002 Arequipa, 04/02/2003. Francisco Távara Córdova “Los Recursos Procesales

Civiles” Diálogos con la Jurisprudencia. Gaceta Jurídica. Septiembre del 2009. Pág. 114.
V.- MEDIOS DE PRUEBA
1.- Fotografía del suministro eléctrico de mi domicilio
2.- fotografía del frontis de mi casa.
3.- Original del recibo de luz de mí domicilio.
4.- Copia simple del DNI del recurrente

PRIMER OTROSÍ DIGO: Que, por convenir a mis intereses y hacer efectiva mi
derecho a la defensa es que solicito se me dé por apersonado al presente proceso
judicial y tenga por señalado domicilio procesal el señalado en el exordio y nombro
como mi Abogado Defensores al letrado que firma la presente con número de
colegiatura del ilustre colegio de abogados de Ucayali N° 614. SE ACCEDA.

SEGUNDO OTROSÍ DIGO: Que, mediante la presente solicito la suspensión de


audiencia de ley, señalada por su juzgado, hasta que se resuelva la Nulidad de
Actos Procesales. SE ACCEDA.

POR TANTO:

Señor Juez, sírvase declarar fundada la solicitud de nulidad de actos procesales


conforme lo solicitado.
Pucallpa, 13 de Marzo de 2018