Está en la página 1de 5

Vida en Pareja.

Conflicto y Crisis
Infidelidad
Dra. Sara P. de Berenstein

Introducción: Si bien parto de conceptos desarrollados por Janine e Isidoro desde hace más de 20 años desearía
comentar con ustedes algunas nociones en las que me apoyo para el desarrollo de las ideas actuales.

1)Pareja matrimonial
Se entiende por pareja matrimonial a un conjunto de dos personas de sexo diferente1 y en el que la
estabilidad del vínculo permite definirlo en relación con determinados parámetros: a) cotidianeidad, b)
proyecto vital compartido, c) relaciones sexuales y d) tendencia monogámica.

a)Cotidianeidad se refiere a lo que se hace en los intercambios diarios, a los ritmos de la casa, a lo que se
establece como costumbre. (Ej. A tales horas del día se come, o se duerme, la forma de administrar los gastos de
la casa, la modalidad de las relaciones sexuales).
Las costumbres tienen como efecto fijar e inmovilizar algo.

La estabilidad puede funcionar de dos maneras: a predominio erótico (teoría instintiva) que ahora llamaríamos
de “mayor complejidad vincular” o a predominio tanático que denominamos “descomplejización
vincular”.
En el primer caso la estabilidad resulta ser un sostén en las nuevas situaciones acaecidas en la pareja lo cual
posibilita un crecimiento del vínculo conyugal. En el segundo caso, si la estabilidad se transforma en mutilante,
produce vivencias de tedio y aburrimiento que lleva a una burocratización de la pareja.
Algunas veces, es en ese estado cuando intentan armar algo nuevo, ya sea dentro o fuera del vínculo, con amigos,
hijos, amantes, que entretengan y diviertan para contrarestar el sentimiento de malestar.

b) Proyecto vital compartido


Compartir implica unir o reunir ideas, proyectos de futuro, participar de un espacio-tiempo en el que la pareja
adquiere un lenguaje con significados afines. Como se trata de un proyecto evoluciona hacia adelante y se
representa de distintas maneras: tener hijos, tener una casa, empezar o continuar una carrera o trabajo, realizar
viajes, emprendimientos, etc. Se podría decir “constituír un contexto común”; despues se verá cómo cada cual
puede usar eso que se construyó.

Este marco de estabilidad, por otra parte, es necesario tanto para concretar los proyectos como para resolver las
crisis que se producen ante las dificultades provenientes de realizar nuevos proyectos.
Estos pueden ser de los dos o de uno acompañado por el otro, ya que no todos los proyectos son de dos. Ej.: si
uno de los sujetos por cuestiones de trabajo tiene que realizar un viaje y el otro lo acompaña ¿ese viaje es de
dos?. Uno acompaña al otro y al acompañarlo está involucrado de otra manera, pero ¿eso le resta cualidad de dos
o no?
Este planteo pone en cuestión y genera la pregunta acerca de si los proyectos vitales son siempre de
dos en el origen.
Otra cuestión: Qué quieren decir las parejas cuando dicen que están o que no están juntos. ¿Juntos cómo es?
¿A qué distancia tienen que estar para que se diga que están juntos? Si uno está en el living y el otro con la
computadora ¿están juntos?. Estar juntos es más que una medida espacial. ¿Cada uno tiene que estar bajo el
alcance de la mirada del otro?

c) Relaciones sexuales
La sexualidad en la pareja se constituye a traves del encuentro amoroso y sexual de dos sujetos otros
(distintos). Produce por un momento la anulación de la ajenidad para despues enfrentarse con ella
nuevamente.2 Pero además se necesita de un otro que se instituya como sujeto para lograr el placer sexual, lo

1
En la actualidad pueden ser del mismo sexo (homosexuales) en la medida en que se tiende a establer
que tienen los mismos derechos. Aunque el derecho trata de homogeneizar lo que está fuera de
contexto, eso no es suficiente para minimizar las diferencias.
Para los analistas tratar a una pareja homosexual genera resistencias. Creen que las dificultades de
relación dependen de la homosexualidad y no de su vincularidad pues aunque homosexuales son dos
sujetos diferentes o ajenos como lo pueden ser también las parejas heterosexuales.
2
En todo momento uno es un ajeno y en todo momento se hace el trabajo de transformar esta
ajenidad en conocimiento pero sigue subsistiendo.

1
que nos lleva a la aceptación de la incompletud, con lo que la pareja tendrá que hacer un trabajo para
transformarla.

Aquí aparece la noción de”otro del vínculo”; cada sujeto es otro en cada vínculo.

d) Tendencia monogámica 3
Se refiere al ligamen matrimonial con un solo conyuge. Incluye el pacto monogámico que supone la renuncia a
las relaciones sexuales con otro sujeto distinto al del vínculo conyugal.

* Para que se lleven a cabo estas funciones de los parámetros definitorios se requiere una variedad de uniones
entre los sujetos. Es lo que denominamos acuerdos y pactos inconcientes. Se llama acuerdo a una
combinación cuyo resultado es producir una nueva unidad mental y vincular. No resulta de la suma de cualidades
sino de una suerte de combinación, como es el acorde de música en que tres o más notas se unen para dar
origen a una melodía novedosa y distinta. Se acerca más a crecimiento vincular y se aleja de la repetición de
los modelos anteriores.
Pacto es una forma de compartir lo incompartible y se realiza a traves de concesiones que deriva de
“conceder”, dar, permitir. Uno, sin el requerimiento de modificarse, “le concede al otro” lo que necesita o desea
para sostener ese funcionamiento vincular.
Por ejemplo a los efectos de ir al cine juntos: a uno le puede gustar ver películas de amor y al otro películas de
acción. El primero acompaña al segundo sin necesidad de modificarse, en el sentido que empiece a gustarle lo que
no le gusta. Adquiere el derecho de que el otro, en situaciones similares lo acompañe a ver películas de amor; le
conceda acompañarlo sin que se modifique su gusto.
Un pacto de no agresión entre dos países significa comprometerse a no producir armamentos. Como cada uno
no le cree al otro pero siguen haciéndolo secretamente.

2) Llamamos vínculo a una particular forma de ligarse dos sujetos. Para esto se requiere que éstos sean sujetos,
uno y otro y “un entre” que produce subjetividad que anteriormente se definía como conector. Determina la
creación de un espacio mental y relacional que a su vez tiene una representación espacial, temporal y social.
La noción de vínculo incluye a ambos sujetos. Se establece un código en el que confluyen las historias
personales de ambos miembros de la pareja con una particular interacción que ahora llamamos
intersubjetividad. Cada uno de los integrantes opera con una incógnita a partir de la presencia del otro, que trata
de llenar o encubrir con una representación que necesitará transformar para comenzar a producir el entramado
vincular.

Repetimos: Desde la perspectiva vincular reservamos el término vínculo para cuestiones referidas a la
problemática de la “otredad” y de la subjetividad.
De esta manera definimos “Vínculo” como una relación entre “dos otros” que comparten una situación a
partir de lo cual construyen para uno y el otro una subjetividad nueva, distinta a la que tenían
previamente y a la que podrían generar con otros diferentes” Ateneo de Apdeba (29-08-2006).A esto se
refiere lo que en el párrafo anterior se llamó intersubjetividad.

Tiene lugar una combinación en el sentido de producir una nueva unidad mental y vincular, que no es la
suma de ambos sino una combinatoria, ya que debería ser eficaz para permitir o sostener un crecimiento
vincular.

3) Conflicto y crisis en la pareja conyugal


El conflicto en general designa al conjunto de dos o más hipotéticas situaciones excluyentes, es decir que no
pueden darse simultáneamente.
La noción de conflicto es clave y eje central del pensamiento en la medida que es inherente a la interacción
humana. Conflictos entre los hombres. Conflictos en y entre las areas y ámbitos en los que se desarrolla la vida
cotidiana de los sujetos (individuos, parejas, familias, grupos, instituciones, comunidades).

Desde el psicoanálisis clásico el conflicto psíquico surge en el sujeto cuando se le oponen exigencias
intrapsíquicas contrarias. Puede ser manifiesto y producirse entre un deseo y una represión o entre sentimientos
contradictorios o latente cuya manifestación más acabada es la formación de síntomas, trastornos de la conducta
o del carácter.
Es constitutivo del ser humano y desde distintos puntos de vista : conflicto entre deseo y defensa, conflicto entre
las diferentes instancias, conflictos entre las pulsiones, etc.

La resolución de los conflictos vinculares se refiere a la superación de los obstaculos que se presentan en su
constitución. Ellos derivan de los mismos acuerdos que son seguidos por desacuerdos, pactos que son seguidos por

3
Monogamia, monoteísmo son formas derivadas del pensamiento religioso .

2
su ruptura, encuentros y desencuentros, diferencias y las relaciones de poder (aquí cobra importancia la noción de
imposicion), las coincidencias y las faltas de ellas en los objetivos en común, etc.

El conflicto matrimonial es el que aflige y da cuenta de la constitución de este vínculo complejo. Puede
manifestarse como oposición entre los sujetos que lo componen, entre los significados que cada integrante le
adjudica a la relación, entre el deseo y la posibilidad de satisfacerlo o no con el otro.
Muy distinto es el relato que acerca del mismo surge en la sesión, que se manifiesta de diferentes maneras:
algunas parejas contienen el conflicto “entre” los dos o sólo uno de ellos. En otras surgen exposiciones quejosas,
abrumadoras, de larga data y diferente intensidad emocional.
Esto se hace evidente en la clínica de pareja ya que cada integrante subjetivado de una manera singular ha de
imponer su manera de ser, de desear, de pensar y accionar. Se produce así una nueva subjetivación a partir de
la imposición mutua tanto de la alteridad como de la ajenidad de ambos, con lo que es necesario realizar un
trabajo para vincularse.

Concepto de Crisis
Crisis significa “cambio favorable o desfavorable sobrevenido en una enfermedad. Corresponde al
período de manifestación aguda de una afección”
Tanto las crisis históricas como las humanas son “crisis de creencias” y esto implica penetrar en un ámbito
donde otras creencias hacen surgir el sentimiento de desconfianza. Genera angustia en el sujeto, la que funciona
como señal de alarma activando mecanismos para extinguirla. Surgen sentimientos y ansiedades complejas así
como dificultad para pensar, confusión e indiscriminación.
El desarrollo humano es un acontecer discontinuo que incluye rupturas, tensiones, inherentes al proceso mismo de
crecimiento y evolución. En este sentido observamos que las parejas pasan por algunas crisis que son esperables
como las que se pueden producir en el primer año de casados, con el nacimiento de los hijos, la adolescencia, el
momento en que los hijos se van de la casa y la pareja se encuentra sola, etc.
Es en la resolución del proceso de crisis donde puede instalarse o nó la patología. La resolución favorable de ésta
permite el crecimiento y evolución del vínculo matrimonial.
Desde el punto de vista metapsicológico un modo de comprender las crisis en las parejas es a partir del
reconocimiento de la caducidad de los acuerdos y pactos inconscientes que habían sido vigentes hasta determinado
momento de la vida en común.

Factores desencadenantes de las crisis matrimoniales:

1) Factores intrasubjetivos: de cada uno de los conyuges, éxitos o fracazos profesionales, laborales, cambios en
el cuerpo, en la salud, etc.
2) Factores intersubjetivos de la pareja: momento evolutivo, acuerdos inconcientes que necesitan
reencuadrarse o modificarse, expectativas de cada uno con respecto al otro, desarrollos desparejos, etc.
3) Factores intersubjetivos con las familias de origen. Enfermedad y muerte de los padres, separaciones,
nacimientos y desarrollo de los hijos, accidentes.
4) Factores transubjetivos: crisis económicas, guerras, terrorismo.
5) Otros:migraciones, mudanzas, cambios socioeconómicos

Cualquiera de estos factores puede desencadenar una crisis y su resolución dependerá del trabajo que realicen sus
integrantes. Por eso decimos que “el trabajo vincular convoca a ubicarse, en el sentido de construír una
escena terapéutica con lo que se presenta y que hace tensión con las representaciones que preceden al
encuentro”. Se hace necesario trabajar la “diferencia”, es decir hacer algo con la “alteridad” y la “ajenidad” del
otro para construír un vínculo.

Esto nos lleva a otro de los términos nuevos en el psicoanálisis vincular, el concepto de presencia, referido al otro
interfiriendo en la mismidad del sujeto al que necesariamente modificará.
Es importante tener en cuenta tanto lo que pasa intrasubjetivamente en cada integrante como en el “entre”ambos
conyuges, en el mundo intersubjetivo, como así también con lo transubjetivo proveniente del mundo externo.

Cuando una pareja está en crisis podemos observar a nivel vivencial sentimientos de insatisfacción, dolor mental,
rabia, odio, resentimiento, desilusión, que los puede llevar a una vivencia de caos y sensación de estar ante una
pérdida inminente, con sentimientos de impotencia, duda, perplejidad y confusión, con la impresión de haber
perdido la capacidad de pensar. Pueden expresar: “no sabemos lo que nos pasa”, “y ahora qué va a ser de
nosotros”, “algo se rompió entre nosotros” .

A nivel fenoménico observamos: aumento de los malos entendidos y de los reproches, tendencia a la actuación
en conductas tales como violencia, infidelidad, alteraciones en la vida sexual, desacuerdos en la toma de
decisiones, aparición de síntomas en los hijos.
A nivel del vínculo se produce una ruptura del equilibrio vincular, lo que lleva a desestructuración y
desorganización del vínculo de pareja, pérdida y/o rigidización de las defensas habituales y regresión a
funcionamientos anteriores, repetitivos.

3
En síntesis alteración en varios de los parametros definitorios de la pareja y por lo tanto alteración del proyecto
vital compartido.

4.- Infidelidad
Podríamos decir que la infidelidad incluye aspectos complementarios: evidencia una zona de insatisfacción en
el vínculo de pareja, y si bien como acto, frecuentemente sea sólo uno el que lo realiza, termina involucrando
al vínculo.
Configura una alteración o ruptura de la tendencia monogámica lo cual nos lleva necesariamente a hablar de
Infidelidad y Sexualidad.

Infidelidad deriva de fe, que a su vez se vincula con promesa, palabra dada, confianza, lo cual nos advierte de
la semejanza con el contrato matrimonial, que a su vez está intimamente ligado con los acuerdos y pactos incons-
cientes. Fe se diferencia de creencia; es confianza, es promesa. Si bien estos significados se refieren a
valoraciones creo que un rasgo definitorio de la Infidelidad pasa por las relaciones sexuales. Uno puede tener un
socio, colega, amigo, compañero pero esto no traerá la cuestión de la infidelidad, salvo en la fantasía como
veremos más adelante. La divisoria de aguas no pasa por la mesa sino por la cama como se dice
habitualmente. Es aquí donde pasa a tener significación la diferencia entre autoconservación y sexualidad. No
hay infidelidad vinculada a las pulsiones de autoconservación, entonces tendremos que abocarnos a la sexualidad y
las fantasías acompañantes de exclusividad, en la medida que esta situación exalta un tipo de intercambio en el
que la sexualidad permite una adquisición de investimiento narcisista.

5.- Motivaciones de la Infidelidad:


Los motivos que llevan a una infidelidad pueden ser individuales o vinculares. El primero corresponde a un
conflicto intrasubjetivo que necesita de la presencia de un tercero para desplegarse. En este caso el otro
estable de la pareja no tiene que ver aunque tienda a ser ubicado y a ubicarse con cierta omnipotencia en el centro
del problema. Resulta muy difícil quedar aparte porque el cuerpo genital del otro presenta la característica o se lo
supone como objeto de pertenencia exclusiva. Esa exclusividad tiene un sentido psíquicamente económico en la
adquisición de maestría en el manejo del cuerpo propio y del otro pero esto se produce a costa de dejar ciertos
aspectos del cuerpo y del sujeto inmovilizados y desmentidos, no usados si son del cuerpo o no hablados si tienen
que ver con la palabra. Por este motivo el tema de la infidelidad también incluye el tema de la verdad y la
mentira, del secreto y de su develamiento, ya que el ocultamiento es otro ingrediente con su correlación, la
mentira.
Cuando se descubre o se da a conocer aquello que encubría la falsedad surge el escándalo con intensa violencia,
con su respectivo asombro y sorpresa. Este develamiento trae como consecuencia graves situaciones: amenazas,
locura, descontrol, muerte. Recuerdese la película Atracción fatal para ejemplificar estos estados. Lo interesante
es que el escándalo se produce cuando el otro integrante de la pareja descubre la infidelidad, no tanto cuando se
produce.

6.- Modalidades de infidelidad según el tipo de vínculo:


Repensando la Infidelidad desde un punto de vista vincular podríamos decir que cada sujeto obtiene un
reconocimiento solo a partir de un otro sujeto y que por la tendencia monogámica se lo ubica en alguien estable,
como un "reconocedor privilegiado" (término acuñado por la Dra. Janine Puget), con cierto grado de fijeza. Pero
por una suerte de paradoja con ese otro estable y fijo, el sujeto a su vez cierra o clausura otras modalidades de
reconocimiento. Algunas experiencias se daran solo con ese otro pero habrá algo que nunca se dará con ese otro,
de allí la búsqueda ocasional de un otro diferente que a su vez le permita tanto mostrar como reconocer y ser
reconocido y tomar contacto con otra modalidad de su personalidad y de sus posibilidades amorosas, sexuales y
reparatorias. Se crea otro vínculo diferente que sería necesario investigar.

Quisiera ahora comentar con ustedes la producción, según mi criterio, de dos modalidades de infidelidad de
acuerdo a dos tipos diferentes de vínculo de pareja, uno a predominio erótico y el otro a predominio
tanático.
Para ello haré un análisis suscinto de dos películas: "Los puentes de Madison" (Meryl Streep y Clint Eatswood)
y "Herida" o "Una vez en la vida" en castellano o “Damage” en ingles (Jeremy Irons y Juliette Binoche).

La primera trata de una pareja de adultos que se encuentran por azar. Ella es una mujer aparentemente simple, de
un pueblito de Iowa, casada con un granjero con quien comparte casa, 2 hijos, trabajo fuerte y cierta mediocridad
en sus vidas. Se la nota deslibidinizada, entregada a su trabajo cotidiano y al cuidado de sus hijos que en ese
momento son adolescentes.
El es un fotógrafo que trabaja para la National Geographic que por casualidad se detiene en la casa de ella (quien
está sola por 4 días) para preguntarle sobre un lugar determinado, al cual no es fácil acceder.
Desde el inicio se da un entendimiento "creativo" que hace surgir en ambos, anécdotas, recuerdos y un bienestar
compartido que los lleva a una situación de enamoramiento, con un deseo intenso y recíproco de uno por
el otro. La protagonista lucha contra sus deseos amorosos de compartir su vida futura con él. Lo que más la

4
conflictúa es el destino de sus hijos y la claudicación de sus valores (qué pensarán sus hijos acerca de su
proceder).
En definitiva, con un intenso sufrimiento y dolor renuncia a la realización del deseo de irse con su amante. Se
queda con su marido e hijos.
Pasa el tiempo y la película muestra tanto el envejecimiento de ella como el de su marido, quien enferma y muere.
Ahí, recién en ese momento, ella busca a su ex-amante pero no logra encontrarlo.
Queda sola en el hogar, sus hijos ya son adultos y están casados. Un día recibe un baúl con una serie de
objetos provenientes del que fué su amante: un libro escrito por él y publicado con el título "Cuatro días" (en
uno de los diálogos ella le había dicho porqué no hacía relatos acerca de los interesantes y lejanos lugares por los
que viajaba, sobre sus experiencias, etc.), una pulsera que él usaba y un crucifijo que ella le había regalado, con
su nombre "Francesca" recuerdo de su infancia.
En realidad toda la película es el pormenorizado relato que ella les había dejado escrito a sus hijos, acerca de esa
experiencia, de sus emociones, valores y contradicciones. (Evidencia una subjetividad distinta a la que ellos
conocían). Es interesante también pensar acerca de las diferentes reacciones que provocó en cada hijo.
Podría decirse que hubo un vínculo amoroso intenso, cuyo deseo no se realizó, pero que a pesar de ello, el
vínculo a predominio erótico, dejó sus marcas: ambos hijos despues de un intenso trabajo de elaboración,
piensan y se replantean ellos mismos sus respectivas situaciones matrimoniales. Se produce también un insight y
un cambio en el vínculo intersubjetivo que cada uno tenía con su madre, revalorizándola, tanto en sus
cualidades maternales, como así también mujer libidinal, con deseos intensos, ideas diferentes y una decisión
singular en su vida.

En cambio la otra película, "Una vez en la vida" relata una historia en la que un ministro inglés, Stephen, con
una vida estale y tranquila, desarrolla un vínculo pasional, con Ana, la novia de su hijo Martyn.
El título en ingles "Damage" (Herida) se refiere a un episodio en la vida de Ana: el suicidio de su hermano, por
amor a ella.
Cuando el hijo descubre a su padre teniendo relaciones sexuales con su futura esposa, en el lugar que sería la casa
de la jóven pareja, retrocede azorado y aturdido atraviesa la baranda de la escalera y cae de espaldas a la planta
baja del edificio y por supuesto se muere.
Digo que este film muestra un vínculo a predominio tanático siguiendo las ideas de Piera Aulagnier acerca
del amor pasional. Este amor se produce entre un sujeto que se ha convertido para el otro sujeto en la fuente
exclusiva de todo placer y ha sido desplazado por él en el registro de las necesidades. El deseo se ha
transformado en necesidad. De ahí el resentimiento, los reproches, el odio etc.
El vínculo pasional de Stephen con Ana terminó destruyendo diferentes vínculos y personas: la relación entre
ambos, el futuro matrimonio de Ana y Martyn, éste se mató, el padre se separó de su mujer, se exiló en un lugar
extraño, y quedó solo, en un estado confusional, sin saber muy bien qué le había sucedido.

Descriptores: Pareja matrimonial- Conflicto mental- Crisis- Infidelidad-