Está en la página 1de 9

El Puente

① Protuberancia Anular
Es llamado también puente de Varolio, se halla entre el bulbo raquídeo
y el mesencéfalo, y delante del cerebelo.

② Características
✍ Forma: Cuadrilátero irregular.
✍ Tamaño: 25 mm de altura, 38 mm de ancho y 25 mm de espesor.

③ Morfología externa
ⓐ Cara anterior: Llamada también ventral o basilar y es convexa.
Posee:
✍ Surco basilar: Por allí circula la arteria basilar (formada por la unión
de las arterias vertebrales).
✍ Rodetes piramidales: Son eminencias a ambos lados del canal
basilar.
✍ Pedúnculo cerebeloso medio: (Brachia Pontis): une a la
protuberancia anular con el cerebelo.
✍ Emergencia del V par craneal (nervio trigémino).
ⓑ Cara posterior: Está constituida principal e integramente por el IV
ventrículo.

④ Configuración interna

1. Sustancia blanca (vías nerviosas):

ⓐ Fibras transversales
✍ Brachia pontis
✍ A la oliva superior, conformando el cuerpo trapezoide.

ⓑ Fibras longitudinales
✍ Haz piramidal (corticoespinal)
✍ Haz geniculado (corticonuclear)
✍ Haz frontopontino o Haz de Arnold
✍ Haz parietotemporopontino o Haz de Truck
✍ Cintilla de Reil media
✍ Cintilla longitudinal superior

ⓒ Fibras Arciformes

2. Sustancia gris (núcleos pontinos).


ⓐ Núcleos de pares craneales.
ⓑ Núcleos protuberanciales o pontinos.
ⓒ Núcleos olivar superior.

Funciones

ⓐ Centro de relevo de fibras, que van y vienen de la corteza cerebral


y cerebelo.
ⓑ Se encuentran los núcleos de los siguientes pares craneales:
✍ Núcleo motor y sensitivo del trigémino (V par craneal).
✍ Núcleo motor ocular externo (VI par craneal).
✍ Núcleo motor del facial (VII par craneal)
✍ Núcleo del nervio coclear (VIII par auditivo)
✍ Núcleo del nervio vestibular (VIII par - equilibrio).

Estructura Externa
El puente o protuberancia es aquella porción ensanchada del tronco
encefálico de aproximadamente 2,5 cm. de longitud, que se ubica entre
el bulbo raquídeo y el mesencéfalo. Yace ventralmente al cerebelo y
constituye un verdadero "puente" de comunicación entre el cerebelo, y
el tronco encefálico. La unión del cerebelo, el borde lateral del bulbo
raquídeo con el borde inferior del puente constituye el ángulo
pontocerebeloso. Desde este lugar emergen medialmente los nervios
facial (VII), y más lateralmente el nervio vestibulococlear (VIII).
Inmediatamente lateral a la raíz motora del VII par se encuentra el
pequeño nervio intermedio o raíz sensitiva del nervio facial, el cual está
constituido por (1) fibras gustativas de los dos tercios anteriores de la
lengua (2) fibras que llevan impulsos viscerales eferentes hacia las
glándulas sublingual, submaxilar y lacrimal (3) fibras sensitivas
cutáneas de la región del pabellón auricular que finalmente terminan en
el núcleo espinal del trigémino. El nervio abducente (VI) aparece en la
porción del borde inferior del puente que está en contacto con el borde
superior de la pirámide. El plexo coroideo del IV ventrículo protruye
hacia el ángulo pontocerebeloso y toma contacto con los pares
craneales VII y VIII. La superficie anterior del puente tiene forma
convexa y presenta una serie de estrías transversales que conforman
casi la totalidad de esta estructura. Estas fibras convergen a cada lado
del puente para constituir los pedúnculos cerebelosos medios. En la
línea media existe el surco basilar poco profundo donde se aloja la
arteria basilar:. En la superficie anterolateral, a media distancia entre los
extremos superior e inferior del puente, emergen las raíces sensitiva y
motora del nervio trigémino (V). La pequeña raíz motora se ubica
anteromedialmente respecto a la voluminosa raíz sensitiva. La
superficie posterior del puente forma la mitad superior del piso del cuarto
ventrículo y está totalmente cubierta por el cerebelo. Los pedúnculos
cerebelosos superiores forman los límites laterales del cuarto ventrículo.
El surco mediano divide esta superficie en dos mitades simétricas. A
cada lado del surco mediano una prominencia bastante extensa en
sentido céfalo caudal forma la eminencia medial. El límite lateral de la
eminencia medial está dado por el surco limitante. En el extremo inferior
de la eminencia medial existe una expansión redondeada, llamada
eminencia redonda la cual corresponde al núcleo del abducente,
alrededor de este núcleo pasan las fibras del nervio facial que lo rodean
constituyendo el colículo facial o genu del nervio facial. La región
ubicada lateralmente al surco limitante constituye el área vestibular, sitio
que indica la posición de los núcleos vestibulares del VIII par craneal y
los recesos laterales del cuarto ventrículo. Organización Interna El
patrón de organización del puente difiere al del bulbo raquídeo. A este
nivel, el cuarto ventrículo muestra un tamaño considerable. Para
describir de mejor manera las diferentes porciones del puente, es
necesario dividirlo de la siguiente manera: (1) una región anterior,
llamada porción basal o pie, que constituye la continuación modificada
de las pirámides bulbares (2) una región posterior o tegmento
protuberancial , esta región está delimitada por un conjunto de fibras
transversales que forman el cuerpo trapezoide y que constituyen un
plano ubicado inmediatamente anterior a los lemniscos mediales. Se
estudiará el puente en dos secciones transversales que pasan por (1)
eminencias redondas (2) núcleos motor y sensitivo principal del
trigémino. Nivel de eminencia redonda: En la sección transversal a
través de la porción caudal del puente destacan, entre otros, la
eminencia redonda con el Núcleo abducente y el colículo facial, la
porción superior del cuarto ventrículo y los pedúnculos cerebelosos
medios. En la porción basilar del puente las ramas terminales de las
fibras corticopontinas toman contacto con diversos grupos celulares
denominados núcleos pontinos. Los axones que se originan de estos
núcleos (fibras transversas) se disponen transversalmente separando
los fascículos de las fibras corticoespinales y corticonucleares. Las
fibras transversas penetran al cerebelo por los pedúnculos cerebelosos
medios y se distribuyen por ambos hemisferios cerebelosos.
Constituyen la vía de comunicación más importante entre la corteza
cerebral y la corteza neocerebelosa, formando la vía ponto cerebelosa.
La porción tegmental del puente se parece a la del bulbo raquídeo. El
fascículo longitudinal medial, al igual como sucede en el bulbo raquídeo,
se ubica anteriormente al cuarto ventrículo a cada lado de la línea
media. Es la vía de conexión más importante entre los núcleos
vestibulares, y los núcleos que controlan los músculos extraoculares
(núcleos oculomotor, troclear y abducente) y nucleo espinal del
accesorio. El núcleo y tracto espinal del trigémino se ubican en la
porción posterolateral del tegmento, anteromedialmente al pedúnculo
cerebeloso inferior. El lemnisco medial rota al pasar del bulbo raquídeo
al puente: En el bulbo se orienta verticalmente en la porción tegmental
antero medial y en el puente se orienta horizontalmente en la porción
tegmental anterior. En medio de la formación reticular es posible
encontrar un prominente tracto tegmental central, el cual se integra a (1)
el sistema reticular activador ascendente (2) la vía del dolor
espinoretículotalámica (3) y la vía corticorreticuloespinal. A este nivel es
posible observar la porción superior del núcleo vestibular lateral en la
región posterolateral del tegmento. Inmediatamente posterolateral a él
se observa la porción inferior del núcleo vestibular superior. El núcleo
vestibular medial (o principal) se ubica lateralmente al núcleo
abducente.. El núcleo del nervio abducente ( somatomotor) se ubica en
la porción posteromedial del tegmento en las cercanías del piso del IV
ventrículo; ocupa un lugar equivalente al que ocupa el núcleo hipogloso
en el bulbo raquídeo. Sus fibras se dirigen anteriormente, atraviesan la
porción medial del tegmento y la porción basilar del puente lateralmente
a los paquetes de fibras corticoespinales y emergen por el surco
bulbopontino. El núcleo facial ( branquimotor) se ubica lateral al
lemnisco medial, aproximadamente en la misma posición en que se
ubica el núcleo ambiguo en el bulbo raquídeo. Sus fibras se dirigen
posteriomedialmente hasta colocarse mediales al núcleo abducente.
Luego, estas fibras rodean a este núcleo en su aspecto posterior
formando así la rodilla o genu del nervio facial, el cual se manifiesta
superficialmente en el piso del cuarto ventrículo como eminencia
redonda. Las fibras del nervio facial se dirigen ahora anterolateralmente,
pasan entre el núcleo facial y el núcleo espinal del trigémino y emergen
en el ángulo pontocerebeloso. Es posible que este tortuosos camino
seguido por las fibras motoras del VII par se deba a la migración que
sufrió el núcleo del facial durante el desarrollo filogenético. Los núcleos
salivales superiores (visceromotores) forman agrupaciones neuronales
difusas. Este núcleo es el origen de las fibras eferentes parasimpáticas
que se distribuyen por el nervio facial para inervar las glándulas
salivales submaxilar y sublingual y las glándulas lacrimales. El cuerpo
trapezoide es un grupo de fibras transversales provenientes de los
núcleos cocleares dorsal y ventral descritos en el bulbo raquídeo; se
ubica en la porción anterior del tegmento, en el límite con la porción
basal del puente. Estas fibras auditivas ascienden formando el lemnisco
lateral en la porción anterolateral del tegmento. El núcleo del rafe
pontino (grupo paramediano), núcleo reticular pontino (grupo central) y
núcleo parvicelular (grupo lateral) destacan como elementos de la
formación reticular del puente bajo. Nivel de los núcleos motor y
principal del nervio trigémino: La organización general es la misma que
en el nivel anterior. La sección transversal a través de una porción más
cefálica del puente contiene los núcleos motor y sensitivo principal del
nervio trigémino (V). Se observa la porción superior del cuarto ventrículo
y el velo medular superior. En el borde lateral del cuarto ventrículo
destaca el pedúnculo cerebeloso superior. El núcleo motor del nervio
trigémino está inmerso en el tegmento protuberancia por debajo de la
porción lateral del cuarto ventrículo. Contiene los somas que originan
las fibras motoras de la pequeña raíz motora del V par que inerva a los
músculos masticadores. Estas fibras se dirigen anteriormente a través
de la sustancia pontina hasta emerger por la superficie anterolateral del
puente, a media distancia entre sus extremos superior e inferior. El
núcleo sensitivo principal del nervio trigémino se ubica lateralmente al
núcleo motor y se continúa inferiormente con el núcleo espinal del
trigémino. Constituye un núcleo de terminación de las fibras que
componen la prominente raíz sensitiva del V par, recibiendo éste las
aferencias tactiles del territorio de la cabeza. Algunas fibras de esta raíz
reciben las aferencias propioceptivas del territorio cefálico terminando
el núcleo mesencefálico del nervio trigémino El pedúnculo cerebeloso
superior se ubica posterolateralmente al núcleo motor del V par. El
tracto espinocerebeloso anterior avanza por el aspecto anterior del
pedúnculo y sus fibras se dirigen a través de él a la corteza del vermis
inferior. Desde los núcleos dentado, emboliforme y globoso del cerebelo
se originan fibras eferentes que salen del cerebelo a través de los
pedúnculos cerebelosos superiores. Estas fibras se decusan en el
tegmento del mesencéfalo bajo y luego adquieren destinos diferentes:
(1) unas ascienden hacia el núcleo rojo del lado opuesto y otras se
dirigen hacia los núcleos talámicos ventrolateral y ventral anterior del
lado opuesto. El cuerpo trapezoide, el fascículo longitudinal medial, el
tracto rubroespinal y el tracto tegmental central y haces espinotalámicos
muestran ubicaciones similares respecto de la sección anterior. El
lemnisco lateral se ha desviado posterolateralmente y ahora contiene el
núcleo del lemnisco lateral, una agrupación neuronal que forma parte
de la vía auditiva. La formación reticular a este nivel consta de diversos
núcleos que se extienden superiormente hacia la porción inferior del
mesencéfalo: (1) núcleo central superior (2) núcleo reticulotegmental,
(3) núcleo reticular pontino oral y extremo inferior del locus ceruleus .
Lesiones protuberanciales

Síndrome de Millard-Gübler.

 Hemiplejía alterna protuberancial (Síndrome de Millard-Gübler;


lesión a nivel del pie del puente). Esta lesión afecta la vía piramidal
antes de cruzarse y los núcleos del VII par y a veces el núcleo del VI
par que se encuentra rodeado por las fibras del VII par en su origen.
Está caracterizado por: una hemiplejía que afecta solamente el brazo
y la pierna del lado opuesto a la lesión. Parálisis facial de tipo
periférico del lado de la lesión. Corresponde a una lesión en la parte
anterior de la protuberancia, que interesa el haz piramidal antes de
la decusación, pero habiéndosele desprendido ya el fascículo
geniculado que incluye las fibras relativas al núcleo del VII par.

 Síndrome de Foville inferior o "Foville protuberancial" , está


caracterizado por la posible presencia del Síndrome de Millard-
Gübler según se ha descrito, parálisis de la mirada conjugada (el
enfermo mira hacia el lado opuesto de la lesión). En este caso, la
lesión, además de afectar las fibras piramidales y las del nervio
facial, interesa el fascículo longitudinal medio[5](ya cruzado), por lo
que la desviación de la mirada se hace en sentido opuesto a la de
las lesiones pedunculares.