Está en la página 1de 2

CUANDO ORAR

Orar: Hacer oración.

Todos hallamos la manera de orar. La oración es algo más común de lo que imaginamos, todo el
mundo ora, pero se dirige a casi cualquier cosa.

Philip Yancey: La oración es universal porque habla de una necesidad humana básica. Oramos
porque no podemos evitarlo.

Thomas Merton: La oración es la expresión de lo que somos, somos seres vivos incompletos, un
vacío que pide que se le llene.

La Biblia registra muchos hombres haciendo oración. De acuerdo a la Biblia, la oración es la


comunicación personal que tenemos con Dios.

¿Porque el hombre decide comunicarse con casi cualquier cosa o persona?

Romanos 1:20 -25 Cuando el hombre deja de reconocer a Dios, se entenebrece, y cambia la verdad
por la mentira. Y por ello hoy vemos al hombre postrado y orando ante cualquier cosa.

Génesis 1:27-28, 2:7. 16-17. Dios creó al hombre y luego le hablo. Dios tiene comunicación con su
creación.

Génesis 3:8 Dios se paseaba en el huerto con ellos, ellos podían estar en su presencia.

Génesis 3. Adán fue creado para vivir eternamente con Dios, pero la caída del hombre produjo
muerte, y trajo una separación de Dios. El estado original se vio afectado hasta el día de hoy por el
pecado, y buscarnos comunicarnos, completarnos y reconectarnos en cosas vanas.

Pero Dios establece una solución a este rompimiento dese el principio, su amor y misericordia
proveen una solución. Génesis 3:15.

Juan 1:14, 18. Envió a su hijo para manifestarse y darse a conocer a través de él. 2 Timoteo 1:9-10
Él nos salvó, no por nuestras obras, sino según su propósito establecido desde la creación. La
solución la presento Dios a través de Jesús, así que si Adán peco, y entonces el hombre murió y la
comunicación con Dios se rompió, la solución está en Cristo Jesús, cuando creemos en él. Juan
1:11-12. Ahora somos sus hijos y el nuestro Padre. Nos da comunión y una eternidad para gastarla
con él.

Lucas 11:2. Jesús ha dado a conocer al Padre y a través de él podemos reconciliarnos y tener
comunión. Ahora tenemos a quien dirigirnos: Padre Nuestro, así enseña Jesús. Nos muestra
nuestra dependencia como un hijo a su padre.

La oración incluye peticiones, adoración, alabanza, acciones de gracias, confesión de pecados,


intercesión, etc.

Mateo 6:7-8 Dios conoce nuestras necesidades. Salmo 139: 3-4. La oración No es informarle a Dios
de algo que él no sepa, la oración expresa nuestra confianza en Dios y nuestra dependencia en El.
Salmos 62:8. La oración es derramar mi corazón y mostrar mi dependencia a Él en todas las cosas.
Objetivo: No solo aprender de la oración, sino orar. Entender que la oración es un placer y un
privilegio. Adán caminaba en su presencia, pero nosotros al recibirlo el Espíritu Santo mora en
nosotros.

Jesús, hijo de Dios, el creador del universo, que se hizo carne oraba a su Padre, cuanto más
necesitamos orar nosotros. Si el hijo de Dios encontraba en esto una necesidad, cuanto más
nosotros. Su oración era intensa y continua. Aprovechemos la oportunidad que tenemos de
acercarnos a Él.

Motivaciones:

Mateo 7: 7-11. Si buscas hallaras. Mateo 21:22. Poder de la oración: pide creyendo y lo recibirás.
Juan 14: 13. Todo lo que pidas, lo hará. Santiago 4:3 Pides y no recibes, porque pides para tus
deleites. Juan 15:7: Diferencia: Cuando permanecemos en Él no pediremos para nuestros deleites.
Salmo 37:4 Deléitate en el Señor y el pondrá esas peticiones y las cumplirá. Juan 16:23-24: Todo.
Como creyentes de cuanto nos hemos estado perdiendo por no orar.

Estas palabras nos motivan a orar más: a pedir, a venir a él, a buscar, a llamar, a pedir en su
nombre, me motivan a permanecer en él. Hebreos 7:25: Esto es una gran motivación, el poder
saber que Jesús esta siempre para interceder por mí.

¿Cuándo oramos?

El pueblo de Israel oraba en las dificultades. Y buscaban a Dios de todo corazón. Jeremías 29:13.

Jesús: Lucas 11:2-4 Jesús hace una referencia de tiempo: DIARIO. Lucas 18:1. Siempre sin
desmayar.

Nehemías: hombre de oración. En todo tiempo, aun delante del rey.

Pablo: Efesios 6:18: en todo tiempo, cada que se presente la oportunidad. Romanos 12:12 Como
respuesta al amor de Dios el creyente es constante en la oración. 1 Tesalonicenses 3:10. De
noche y de día, con insistencia. Colosenses 1:3 Siempre orando. Colosenses 1:9 Sin cesar, sin
desistir. Colosenses 4:4 Perseverar y velar. Marcos 14:38. Velad y orad.

1 Tesalonicenses 5:17: Orar sin cesar. No ininterrumpido, sino constante. 5:16: Estar gozosos solo
se consigue orando sin cesar.

La oración ayuda a corregir la miopía, trayendo a la mente una perspectiva que a diario olvido. Me
recuerda el lugar que tengo y el lugar al que pertenezco. Padre nuestro (Lucas 11:2). Me dará la
perspectiva correcta. Por ejemplo Job, hablaba lo que no sabía, pero al final sus ojos vieron a Dios.

Orar es estar en la presencia de Dios todo el tiempo.

Orar siempre: busquemos las oportunidades. No podemos dejarnos llevar por un mundo que nos
consume.

No queremos saber que tenemos que orar siempre, sino queremos orar siempre, ponernos en la
perspectiva correcta y reconciliarnos con Dios, y que él se revele a nosotros. Y así, hacer su
voluntad.