Está en la página 1de 17

Presente, pasado

y futuro de la familia:
el caso de Francia

El 17 de mayo de 2013 fue promulgada en Francia la ley que


establece el matrimonio para las parejas formadas por personas
del mismo sexo: el famoso “matrimonio para todos” que empujó
a las calles a los franceses aferrados a los valores familiares
más tradicionales. No obstante, a juzgar por los profundos
cambios que ha sufrido en estas últimas décadas, la familia de
los años 2010 es bien diferente de la de los años sesenta, y este
cambio legislativo se inscribe en una forma de continuidad de
estas evoluciones, basado en la creciente individualización de
las sociedades, como quedó confirmado en la anterior entrega
de Futuribles sobre la evolución de los valores de los europeos
(n° 395).

Como lo muestra aquí Julien Damon, el matrimonio como ins-


titución ha perdido bastante terreno en Francia: han surgido
alternativas como la cohabitación, la unión libre o el pacto
civil de solidaridad; se han generalizado los divorcios y las
separaciones; se han vuelto mayoritarios los hijos extramatri-
moniales… Todo ello es el resultado de algunas revoluciones

Revista Sotavento n.º 18 • 2009 • pp. 12-23


60

pi Rev Sotavento Futuribles 3_final.indb 60 6/11/15 4:24 PM


Julien Damon

Julien Damon *

que jalonaron la segunda mitad del siglo xx La orientación de los interrogantes e inquietudes
(médicas, jurídicas, prioridad para el amor sobre la familia ha cambiado. Si antes se miraba
y la felicidad…) y tiene como consecuencia, hacia el pasado para tratar de encontrar las
entre otras cosas, una diversificación notable raíces de esta institución, hoy se mira cada vez
de los modelos familiares (familias recom- más hacia el futuro, para intentar deducir las
puestas, alternancia en la crianza de los hijos, formas y contornos que adoptará más adelante.
familias monoparentales…). Estos cambios, Ya lo había intuido Jean Carbonnier, el principal
que afectan a la familia, a la pareja y a la inspirador de las reformas del Derecho de fa-
descendencia, se han dado a la par con una milia en los años sesenta y setenta –quien, por
evolución del Derecho, en el sentido de una reverencia, es llamado el decano Carbonnier–,
mayor igualdad entre hombres y mujeres, cuando escribió: “Los sabios de hace 100 años
del reconocimiento de nuevas formas de se preguntaban de dónde venía [la familia]; los
conyugalidad y de la consideración del interés de hoy se preguntan más bien hacia dónde va”
de los hijos, que se convirtió en el eje de las (Carbonnier, 2001). Haremos un recorrido en
relaciones familiares. tres etapas para esbozar una síntesis de este
tema, en el fondo bien clásico de “¿hacia dón-
¿Continuarán al mismo ritmo estas evolucio- de va la familia?”. Empezaremos por revisar,
nes en los próximos decenios? Según Julien 20 años después, los hallazgos y resultados de
Damon, sin elegir entre los tres escenarios un ejercicio de prospectiva sobre la familia,
probables (desintegración definitiva de la que fueron publicados en la revista Futuribles
familia, estabilización o marcha atrás), es a comienzos de los años noventa. En seguida
posible que se haya alcanzado ya una especie veremos las principales tendencias que van
de meseta en las transformaciones de la fami- conformándose en la actualidad y, por último,
lia; en todo caso, cualquiera que sea el ritmo haremos algunas observaciones, mirando las
al que evolucionen estas transformaciones, lo perspectivas para las décadas futuras.
más probable es que estén siempre acompa- Diremos, para comenzar, que el año 2013
ñadas por el Derecho y lleguen, finalmente, a estuvo marcado en Francia por una fuerte movi-
enfrentar otra problemática relacionada con lización en contra del proyecto del “matrimonio
la familia: la dependencia de los ascendientes para todos”. Los debates y polémicas en tor-
que empiezan a envejecer. s.d. no a esta institucionalización del matrimonio

* Profesor asociado del Instituto de Estudios Políticos de París (Máster en


Urbanismo), autor de Les Familles recomposées, París: Presses Universitaires de
France (puf) (Que sais-je?), 2012.

Especial 61
Sotavento M.B.A. Especial Futuribles, 2015 pp. 60-76

pi Rev Sotavento Futuribles 3_final.indb 61 6/11/15 4:24 PM


homosexual reavivaron las controversias que, producción del pasado, Louis Roussel (1991:
con el tiempo, se habían calmado. El tema de la 3-21) comenzaba por esbozar los “futuribles”
familia, con respecto al cual había un consenso (los futuros posibles) de la familia.
global desde comienzos de los años 2000, es Las certidumbres se limitaban a los im-
nuevamente objeto de acaloradas discusiones. pactos de la prolongación de la esperanza de
Es todavía muy pronto para saber cuáles serán vida sobre el número de generaciones coexis-
las consecuencias de las fracturas y divisiones tentes. El desarrollo de las relaciones interge-
que se abrieron de nuevo. Pero, justamente, la neracionales y del número de familias de cuatro
tarea de la prospectiva consiste en intentar generaciones simultáneas no solo se verificó, sino
proponer jalones. que se acentuó con la aparición más reciente
de las familias penta-generacionales. Las cer-
tidumbres también se referían a la disminución
Una retro-prospectiva del número de hermanos y primos, debido a la
de la familia baja de la natalidad. En estas materias, las
turbulencias observadas desde mediados de los
Hagamos un ejercicio rápido de “retro-pros- años setenta resultaron ser cambios duraderos.
pectiva1”, a partir de un informe especial de Las principales constataciones de Roussel se ve-
Futuribles publicado hace más de 20 años sobre rifican hoy totalmente, salvo quizás su hipótesis
la “prospectiva de la familia”2. Dirigida por de una mayor movilidad residencial que dejaría
los demógrafos Louis Roussel y Alain Parant, muy separados a tíos, tías, primos y primas3.
esa entrega proponía, en 1991, algunos jalo- Los probables, más allá de las inercias
nes sobre las mutaciones recientes, así como demográficas, tenían que ver con los compor-
sobre las probabilidades y las posibilidades de tamientos intrafamiliares marcados por una
evolución de la familia. “desinstitucionalización” siempre más pro-
nunciada de la familia. Más que un zócalo de
Lo cierto, lo probable normas colectivas, la familia debía convertirse
y lo posible visto desde 1990 en un lugar de contractualización y de intercam-
bio que permitiera la realización de acuerdos
Haciendo la diferencia entre lo cierto (las pre- privados entre particulares. El sentimiento
visiones seguras), lo probable (las orientaciones amoroso, más que la estabilidad y el estatuto,
verosímiles) y lo posible (simples hipótesis), y debía ir ocupando de forma progresiva su lugar
basándose en algunas de las hipótesis de Tocque- como principal fundamento de las uniones. El
ville sobre la sociedad igualitaria y democrática, vínculo conyugal estaba llamado a ser cada vez
en la cual se desarrollarían formas familiares más revocable y precario. La igualdad de los
más estrechas y menos preocupadas por la re- sexos se iría reforzando al ser la mujer cada vez

1 Este tipo de ejercicio, diferente de la ucronía tan apreciada por Bernard


Cazes (ver, de manera más global, su Histoire des futurs. Les figures de l’avenir de
saint Augustin au XXIe siècle, 2008), adquirió sus cartas de nobleza con la obra
de Jacques Lesourne (2001).
2 Número especial “Prospective de la famille. De l’impératif social au désir
personnel”, en Futuribles, n.º 153, abril de 1991.
3 A este respecto, ver Bonvalet, Gotman y Grafmeyer (1999).

Revista Sotavento n.º 18 • 2009 • pp. 12-23


62

pi Rev Sotavento Futuribles 3_final.indb 62 6/11/15 4:24 PM


Julien Damon

más dueña de la fecundidad, al ir aumentando por un alarmante aumento en las exigencias y


el número de parejas de doble ingreso y al ir deseos de unos progenitores que, en realidad,
mejorando el nivel de educación. no serían más que niños grandes regulados por
Los “futuribles” de Roussel pueden ser un Estado cada vez más tutelar (debido a su
validados hoy, pero con algunas reservas. La función de proveedor).
divorcialidad ha progresado, pero la fecundidad Muy crítico de un siglo xx que corre tras
no ha caído. Al contrario, empezó a recuperar- el presente y cuyos hijos se distinguen cada vez
se desde finales de los años noventa, recupe- menos de sus progenitores, Roussel subrayaba,
ración que no es solo coyuntural. En materia en síntesis, una tendencia “hacia una familia
de fecundidad, Francia ha llegado incluso a más borrosa, hacia un pacto conyugal más frágil,
situarse, desde finales de los años noventa, a hacia una socialización más difícil”4.
la cabeza de la Unión Europea (disputándose
el primer lugar con Irlanda). La “mutación “Crisis”, evoluciones y transiciones
fundamental” identificada por Roussel es la
del matrimonio. La familia tradicional, jerar- En una segunda contribución, la socióloga
quizada y organizada alrededor del padre, se Évelyne Sullerot (1991: 23-26) reflexionaba
ha desestabilizado, de hecho y de Derecho, sobre la “crisis” y la “desestructuración” de
por el incremento del número de divorcios, de la familia, a través de su historia en Europa
uniones libres, de la actividad femenina y de desde la Segunda Guerra Mundial 5. Sulle-
los nacimientos extramatrimoniales. Más que rot hacía referencia a tres actos. El primero
desestabilizada, ha sido blanco de disputas, con (1940-1964) es el del baby-boom, el de una
los debates, controversias y conflictos que, en el nupcialidad que superaba todos los récords y una
segundo trimestre de 2013, ocurrieron dentro familia erigida en ideal colectivo, pero también
del marco del proyecto de “matrimonio para el de la reconstrucción de países devastados.
todos”, que estableció el matrimonio para las El segundo (1964-1984), por el contrario, que
parejas de un mismo sexo. Hace 20 años, esta ocurre durante los “Treinta Gloriosos”, es el de
institucionalización del matrimonio homosexual la “fractura”, cuando se derrumban la fecun-
era impensable. didad y la nupcialidad, aumentan los divorcios
Roussel proponía entonces tres escenarios y se diversifican las formas de unión, el del in-
principales. El primero es un escenario en el cual, dividualismo y la inestabilidad. Y el tercer acto
sacudidos por un “sismo societal” y por impera- (desde 1984) estaría marcado por un regreso
tivos de solidaridad, se produciría un regreso a de la familia, puesto que, según Évelyne Sulle-
cierto conformismo familiar. El segundo se basa rot, los jóvenes buscan de cierto modo recrear
en una hipótesis cíclica –“de padre hedonista, aquello que les hizo falta.
hijo puritano”– según la cual después de la ola Sin embargo, esta previsión (¿deseo?)
de liberalismo y de individualismo vendría un de É. Sullerot no se verifica. Más bien s­ ucede
regreso a los valores tradicionales. El tercero, lo contrario, en la medida en que la célebre
denominado “de estabilidad”, estaría marcado socióloga de familia, cofundadora de la pla-

4 En una obra publicada 10 años más tarde, Roussel (2001) mira con un
desencanto aún mayor el siglo pasado.
5 Como complemento y prolongación de esta lectura, consúltese el informe
que ella codirigió con Michel Godet (2005).

Especial 63
Sotavento M.B.A. Especial Futuribles, 2015 pp. 60-76

pi Rev Sotavento Futuribles 3_final.indb 63 6/11/15 4:24 PM


nificación familiar, no ha hecho más que pro- “nueva familia” para designar a esas familias
nunciarse, desde entonces, en contra de las estructuradas esencialmente alrededor de la
“aventuras legislativas dudosas” que, según pareja, en donde “los dos miembros pudieron
ella, han fortalecido lo que constituye para elegirse sin ninguna presión, al menos aparen-
ella la desintegración de la familia. Sullerot te”. H. Leridon, lo mismo que Roussel, veía
considera que el relajamiento de los vínculos “evoluciones irreversibles a corto o mediano
jurídicos –en particular con la institución del plazo”: progresión de la actividad femenina,
Pacs (pacto civil de solidaridad), que ella no disminución de los nacimientos de un tercer
podía imaginar en 1990– acentúa la fragiliza- hijo, difusión de la unión libre. Y en una época
ción de los vínculos afectivos6. de grandes debates éticos, H. Leridon expresaba
En su contribución prospectiva, Sullerot su preocupación con respecto a los métodos de
hacía notar una gran paradoja del feminismo: “procreación médicamente asistida” (pma).
“Las feministas buscaron la emancipación en Ya se habían señalado ampliamente los
la actividad profesional, en la vida cultural y en temibles peligros que representaba el vínculo
la vida pública; paradójicamente, sus mayores entre los progresos terapéuticos prometedores
éxitos, e incluso el poder, los obtuvieron en la y los progresos técnicos (eugenismo). En una
esfera en la que nunca imaginaron buscarla: la época descrita como “suficientemente difícil”,
familia”. Évelyne Sullerot insistía entonces en llena de “aspiraciones contradictorias o concu-
la necesidad de luchar contra el opacamiento de rrentes”, H. Leridon, para concluir, expresaba
los padres, coincidiendo con las diversas inicia- su deseo de no agregar “el acceso forzado a
tivas contemporáneas que buscan fortalecer el libertades que nadie está reivindicando, tales
papel y el lugar de los padres frente a sus hijos. como la elección sistemática del sexo de los
Aldo Naouri (1991: 51-61), basándose en sus hijos o el recurso a métodos de procreación
observaciones de pediatra, también insistía, en tan artificiales que representan un riesgo para
su contribución, en el carácter indisoluble del el Estado, que puede perder los derechos que
apego que manifiesta el niño con respecto a su tenga en ese campo; para los progenitores, que
madre, y mostraba, por el contrario, cuán pre- pueden perder su legitimidad; y para los hijos,
caria era la posición de los padres que tendían que pueden perder… a sus progenitores”. Los
a opacarse frente al Estado. debates actuales son contemporáneos desde
Henri Leridon (1991: 41-49), por su par- hace más de dos decenios…
te, y a propósito de la difusión de las técnicas Jacques Commaille (1991: 79-88), en el
de control de la natalidad, señalaba que estas último documento del informe especial, recor-
no tienen mecánicamente un impacto sobre la daba que desde el Siglo de las Luces, la regu-
fecundidad pero sí ejercen una influencia so- lación política de la familia es el foco de una
bre los modos de constitución de las familias, tensión entre individualismo y tradicionalismo.
al reducir el número de matrimonios forzados Al examinar las grandes tendencias legislativas
por embarazo y al permitir la vida en pareja de las últimas décadas, este autor resaltaba
(estando casado o no), pues las parejas pue- una distinción siempre más clara entre orden
den decidir sobre el número y el momento de social y orden familiar. Así, a comienzos de los
los nacimientos. Henri Leridon hablaba de la años noventa, “importa menos la preserva-

6 Ver Sullerot, 2001.

Revista Sotavento n.º 18 • 2009 • pp. 12-23


64

pi Rev Sotavento Futuribles 3_final.indb 64 6/11/15 4:24 PM


Julien Damon

ción de la institución familiar que la libertad pectiva de este número de Futuribles recuerda
y la protección de los derechos del individuo”. ante todo que, a partir de ahora, el Derecho, en
La neutralidad del Estado fue aumentando materia de familia, más que instituir, protege.
en la determinación de los comportamientos Más allá de las tendencias pasadas que
familiares, con una transición general de lo pudieron haberse señalado en ese informe es-
prescriptivo al contrato, de la formación de las pecial, también conviene mostrar lo que no se
costumbres a la simple alineación con respecto pudo prever, debido simplemente, quizás, al
a sus evoluciones7. carácter imprevisible de algunas decisiones y
Jacques Commaille señalaba una tran- evoluciones políticas. Pensamos, por supuesto,
sición en las políticas, que pasan globalmente en la renovación demográfica a la vuelta del
de una unidad de cuenta y acción que era sobre siglo, en la aprobación del Pacs, en las polémi-
todo la familia, a modelos en los que la unidad cas en torno al matrimonio para todos, en la
de cuenta y acción es el individuo. Este lugar integración por la izquierda de la familia (así
principal que se le atribuye al individuo no le como de la seguridad) como tema de sociedad,
quita nada al Estado, el cual, a través de la po- en la renovación de los debates sobre la patria
lítica social y familiar, responde a una función potestad. Podríamos alargar la lista, pero es
de protección para la cual hay cada vez más importante precisar que no se trata ni de errores
demanda. Jacques Commaille notaba, pues, un ni de olvidos. La prospectiva no es una ciencia
viraje siempre más marcado hacia la “vertica- exacta. En todo caso, si es capaz de discernir
lización” de los sistemas de redistribución. Los entre inercias y virajes, y si es capaz de captar
recursos ya no se redistribuyen para compensar señales débiles, mal haríamos en reprocharle
cargas familiares, sino para compensar desigual- que no haya previsto todo.
dades sociales. Esto, según muchos analistas,
indica la transición, a sus ojos criticable, de una
política familiar a una política social. Constancias y metamorfosis
Las nuevas fronteras de lo público y de la familia
lo privado, ligadas a la primacía del modelo
individualista, se verían trastornadas por la Después de la retro-prospectiva, hagamos una
promoción de la igualdad y de la libertad, caracterización de las evoluciones y tendencias
mientras que los riesgos sociales (familiares que nos traen hasta hoy (2013) y que dejan
e individuales) conducirían a una intervención entrever el futuro. Los hechos son conocidos.
estatal cada vez más amplia. Para concluir, J. Decadencia del matrimonio e incremento si-
Commaille recuerda la “predicción” de Émile multáneo de la cohabitación y de la unión libre,
Durkheim según la cual la “privatización” de banalización de los divorcios y separaciones,
la familia iría acompañada de una presencia aumento de los nacimientos extramatrimonia-
siempre más importante del Estado en la vida les y diversificación de los modelos familiares,
de la familia. todo ello dentro de un contexto de disminución
Desde Tocqueville hasta el tiempo presen- y, ahora, de estabilidad de la fecundidad, de
te, pasando por Durkheim, la lectura retro-pros- aumento de la escolarización y de la actividad

7 Para otra referencia sobre estos temas, publicada unos años antes, ver
“Droit, famille et société”, en Informations sociales, n.º 7, 1986. También: “La
demande de droit”, en Informations sociales, n° 22, 1992.

Especial 65
Sotavento M.B.A. Especial Futuribles, 2015 pp. 60-76

pi Rev Sotavento Futuribles 3_final.indb 65 6/11/15 4:24 PM


femenina, de retroceso histórico de la vejez y de sultaba posible programarlo. Esta posibilidad
la muerte, así como de la práctica religiosa. A para las mujeres de controlar la procreación,
esta lista ya larga debemos agregar: la progre- hasta entonces privilegio masculino, es un pri-
sión de la monoparentalidad; la discutida apa- mer indicio de lo que luego se conocerá como la
rición pública –muy discutida, aun habiéndose crisis de la paternidad. Con los progresos de la
convertido en una de las claves del debate sobre ciencia genética, el hombre se vuelve casi inútil
el “matrimonio para todos”– de la homoparen- en la transmisión de la vida, para la cual bastan
talidad; el desarrollo de la ingeniería genética unos gametos congelados y una inseminación
y de la procreación médicamente asistida; la artificial. De este modo, la ciencia permite que
autonomía individual más precoz de los niños, la sexualidad ya no esté necesariamente ligada
unida a una dependencia financiera más pro- a la reproducción. De manera simétrica, tam-
longada; una mayor presencia de abuelos en bién permite que la reproducción prescinda de
buena salud; una esperanza de vida en pareja la sexualidad. La sexualidad queda disociada
que nunca había sido tan larga. Mejor dicho, de la procreación, mientras que la conyugalidad
la familia ha cambiado, y sigue cambiando. queda asociada a la voluptuosidad (deseada).
En ciertos aspectos, no es exagerado hablar Siguiendo con el aspecto técnico, la
de metamorfosis. identificación genética ha progresado conside-
rablemente, no sin estar siempre acompañada
Las revoluciones de una institución de profundas discusiones éticas. El estableci-
siempre valorizada miento del vínculo de filiación paterna se volvió
indiscutible en su aspecto biológico. Mientras
Para condensar las evoluciones familiares, se que el viejo adagio mater semper certa est sos-
pueden citar esquemáticamente tres grandes tenía que siempre se está seguro de la madre,
revoluciones8. Son revoluciones de orden téc- ahora se perfilaba lo contrario. Se podía ya,
nico, afectivo y jurídico que encarnan sólidos mediante una prueba genética, estar comple-
cambios con múltiples consecuencias sobre las tamente seguro de la paternidad. En cuanto a
formas familiares, sobre las modalidades de su la maternidad, esta se volvió más problemática
constitución y sobre la vida cotidiana en el seno desde el punto de vista jurídico (caso de las
de la familia. Están estrechamente ligadas y se madres sustitutas, por ejemplo). El matrimo-
nutren recíprocamente, pero aquí las mostramos nio, que siempre había instituido jurídicamente
por aparte con un fin pedagógico. la filiación paterna mediante la presunción de
paternidad (los hijos del esposo son los hijos
Revoluciones técnicas de su esposa), empieza a ser cuestionado en
lo que a este aspecto se refiere: el matrimonio
Por revoluciones técnicas se entiende el conjunto queda disociado de la paternidad.
de las evoluciones producidas como resultado de
los avances en biotecnologías. Desde mediados Revoluciones amorosas
de los años sesenta, la anticoncepción revolu-
cionó la vida de las mujeres. Ya no se aceptaba El sexo, la felicidad y el hijo: por lo menos en
simplemente al hijo, deseado o no, sino que re- estos tres temas, llenos de sentimientos, las

8 Nos hemos inspirado, adaptándola, en la tripartición de Évelyne Sullerot


(2006).

Revista Sotavento n.º 18 • 2009 • pp. 12-23


66

pi Rev Sotavento Futuribles 3_final.indb 66 6/11/15 4:24 PM


Julien Damon

cosas han cambiado fuertemente en los últimos teoría, se fortalecen con respecto a los hijos.
cuarenta años. El placer y el goce quedaron Hay disociación de la pareja conyugal (que se
erigidos en condiciones de la realización de puede deshacer alegando la búsqueda de la
la persona, con una sexualidad liberada de la felicidad) y de la pareja parental (cuya subsis-
procreación accidental. Desde los ideales liber- tencia se desea en interés de los hijos). Nacen
tarios, pasando por la afirmación del psicoa- otras formas familiares, donde los hijos viven
nálisis, la sexualidad empezó a ser valorizada con uno de los progenitores y su nuevo cónyuge,
como libertad y como igualdad de los sexos y mientras que el otro progenitor separado sigue
llegó a representar más para la plena reali- vivo aún. Aunque, al cabo de algunos años y
zación del individuo que para la reproducción en una importante proporción de casos, la se-
humana. La familia del deseo se acercó a la paración se acompaña de la ruptura total de
de los deseos individuales. No siendo el sexo los vínculos entre el progenitor que no tiene la
la única cosa en la vida, fue la felicidad la que, custodia (por lo general el padre) y sus hijos,
de manera más global, empezó a plantearse son cada vez más frecuentes los casos en que
y a celebrarse como objetivo cardinal de una el mantenimiento de los vínculos se establece
existencia (individual o conyugal). El amor se y cuenta con el apoyo del Derecho.
volvió capital en la constitución y supervivencia
de las parejas. El sacrificio y la pertenencia a Revoluciones jurídicas
comunidades perdieron importancia en la lista
de elementos que componen las identidades. El El Derecho, cuyo objetivo era la regulación de
buen entendimiento amoroso, como comple- las costumbres y de las actuaciones privadas,
mento o no de un buen entendimiento sexual, tuvo que adaptarse para absorber las transfor-
se convirtió en el disparador, el aglutinante y maciones en curso. Mientras antes regulaba,
la razón del fracaso de las uniones. ahora registra. Mientras antes pretendía limitar
Otro objeto de sentimiento es el hijo, que los efectos de la precariedad de los sentimien-
se hace más raro y que con más frecuencia se tos, ahora se esfuerza por acompañar las vici-
tiene por haber sido deseado, siendo así obje- situdes conyugales. Sobre todo, en su avance,
to de todo tipo de atenciones. El interés y la traducía y asimilaba las aspiraciones crecientes
protección del hijo dan lugar a un número cre- a la igualdad. El opacamiento progresivo del
ciente de preocupaciones e intervenciones, por patriarcado y el abandono de las referencias
lo cual, de cierto modo, el hijo se convierte en al jefe de familia se dieron a la par con una
el corazón de la familia. De hecho, cuenta más igualación (aún imperfecta, es cierto) de las
tener un hijo que crear una familia. El hijo ya posiciones de los hombres y las mujeres, pero
no es un eslabón entre generaciones, sino ante también de los hijos (sin importar que fueran
todo un proyecto de felicidad en la unión de dos naturales, legítimos o nacidos de adulterio).
corazones. Se produce una disociación entre el La familia tradicional se concebía únicamen-
nacimiento de los hijos y la familia tradicional te constituida en torno al matrimonio. Pero la
regida por el matrimonio. El amor recíproco del unión libre y el concubinato empezaron a ser
cónyuge y del hijo debe traer felicidad. tolerados y reconocidos. La monoparentalidad,
Cuando no es así, si el conjunto no hace la recomposición familiar y la homoparenta-
felices a sus miembros, las separaciones son lidad se impusieron como temas de sociedad
aceptables y constituyen una salida posible que implicaban transformaciones del Derecho.
para buscar la felicidad y rehacer su vida. Si Son tan importantes las mutaciones que,
bien ocurren más separaciones, los vínculos, en hoy en día, la expresión “familia tradicional”

Especial 67
Sotavento M.B.A. Especial Futuribles, 2015 pp. 60-76

pi Rev Sotavento Futuribles 3_final.indb 67 6/11/15 4:24 PM


designa a una pareja “intacta” de progenitores En cuanto a las opiniones, la familia co-
biológicos (en principio), cualquiera que sea mo tal sigue siendo una institución valorizada,
la forma de su unión. Las grandes fechas de aunque, concretamente, se debate entre varios
este movimiento son los jalones legislativos de dilemas. El dilema fundamental proviene del
estas evoluciones, que a menudo fueron objeto auge del individualismo, asociado a la perma-
de apasionadas discusiones: 1965, con la auto- nencia del apego a la vida en común. El individuo
nomía jurídica de la mujer casada y la igualdad moderno busca a la vez autonomía y compañía.
en el matrimonio (igualdad perfecta en 1985); Por eso necesita hacer acuerdos. El gran reto,
1970, con la reforma de la patria potestad (que según la acertada formulación de François de
empezó a llamarse autoridad parental); 1975, Singly (2000), consiste en lograr vivir juntos,
con la interrupción voluntaria del embarazo. pero, sobre todo, en lograr ser “libres juntos”.
Tanto el Derecho civil como el Derecho social, El valor “familia” ocupa firmemente el
y también el aparato estadístico, tuvieron que primer lugar en el palmarés de los valores, tal
adaptarse a la falta de concordancia sistemática y como estos son medidos en las encuestas.
entre el hecho de llevar una vida en común y el Esta constatación, sin duda alguna válida, se
de constituir verdaderamente una familia. Hay repite constantemente en los debates en torno
disociación posible entre la vivienda y la familia. a la familia y a la política sobre la familia en
Francia. Los resultados de todas las encuestas
Consecuencias de opinión convergen: la familia parece ser
lo más importante que hay a los ojos de los
Estos tres aspectos describen los cambios que franceses, de cualquier edad y tanto para los
hicieron que la atención se centrara sucesiva- hombres como para las mujeres.
mente en la familia (como institución intangible
Tabla 1. Campo considerado “muy importante”
que debía ser protegida), luego en la pareja por los franceses (%)
(considerada como el lugar de realización de
1990 1999 2008
la persona) y, por último, en los hijos.
La diversidad de las formas de familia se La familia 81 88 87

impuso. Fue todo un reto ideológico saber si era El trabajo 60 69 68


posible enunciar “familia” en plural. Muchos Los amigos y las relaciones 40 50 50
críticos sostenían que era impropio hablar de
Las diversiones 31 36 33
“familia recompuesta” o “familia monoparen-
La religión 14 11 15
tal” para designar las redes formadas por las
parejas e individuos que vivían con niños que, a La política 8 8 13
su vez, no vivían con sus dos progenitores. Hoy Fuente: evs (European Values Studies).
parece haberse llegado a una buena compren-
sión del asunto y la pluralidad de componentes, Este plebiscito para la familia, siempre con ese
celebrada por algunos, lamentada por otros, es singular que comprime el plural de sus formas,
ampliamente aceptada. no debe inducirnos a error. ¿Cómo comprenderlo
Así, pues, el pluralismo está a la orden cuando las formas familiares se diversifican y
del día. No obstante, es la familia, en singular, se fragilizan? Es importante saber que los in-
la que sigue ocupando el primer lugar entre dividuos que valorizan la familia pueden tener
los valores. Una persona acepta las distintas concepciones muy diferentes del modelo familiar
familias, pero ama a su familia. que es “bueno”. No se somete a plebiscito la

Revista Sotavento n.º 18 • 2009 • pp. 12-23


68

pi Rev Sotavento Futuribles 3_final.indb 68 6/11/15 4:24 PM


Julien Damon

familia como verdad antropológica natural y ceremonias civiles de matrimonio al año en la


eterna, sino la diversidad de las formas fami- época de posguerra; hoy en día, menos de la
liares que permiten la plena realización de las mitad) avanza a la par con el incremento del
personas que viven en ella. divorcio (que pasó del 10% al 50% de los ma-
trimonios) y del Pacs. Este último fue creado en
Desmatrimonio, desespecialización, 1999 en un contexto de fuertes controversias.
desnuclearización En el 2000, el Pacs correspondía al 7% del
número de matrimonios; al final de la década,
Entre las muchas metamorfosis de la familia, al 70%. Desde su creación se han firmado más
es de resaltar la importancia del “desmatri- de un millón de contratos de Pacs, la gran ma-
monio” (el debilitamiento de la institución), la yoría entre parejas heterosexuales que ven en
desespecialización de los papeles en el seno de el Pacs una feliz alternativa a un matrimonio
la familia (entre hombre y mujer, entre madre y (pero también, con frecuencia, una alternativa
padre, incluso entre niños y adultos). Estas dos previa a un matrimonio).
tendencias pesadas encarnan el debilitamiento Estos datos sobre matrimonios y contra-
del modelo de la familia nuclear. Se asiste a la tos de Pacs, así como sobre los divorcios pronun-
desnuclearización de la familia. ciados, son el resultado de las transformaciones
Un primer elemento clave de las meta- del Derecho (que posibilitan estas opciones),
morfosis familiares tiene que ver con la acep- pero también de las profundas modificaciones
tación de las separaciones y de la decadencia de las opiniones y representaciones. En este
del matrimonio. Hace poco, el matrimonio era aspecto, también las series estadísticas dan una
todavía la única manera de legitimar una vida información clara. Mientras que a finales de los
en pareja. El derecho de casarse era el derecho años setenta las opiniones sobre el matrimonio
de fundar una familia. El concubinato era to- se repartían más o menos por igual en tres cam-
talmente privado, no tenía reconocimiento real pos, a fines de los años 2000 su indisolubilidad
y los concubinos eran mirados con suspicacia. no reúne más que al 15% de las personas. Una
Después del matrimonio, los dos individuos no cuarta parte de la población sigue considerando
eran más que uno. Lo que antes era considerado que el matrimonio solo puede ser disuelto en
indisoluble ya no es hoy más que un compromiso casos muy graves. Y una gran mayoría opina
revocable. Laicizado y desacralizado, con un que el matrimonio puede ser disuelto mediante
divorcio pacificado y separaciones desacom- simple acuerdo de los cónyuges.
plejadas, el matrimonio no se ha derrumbado Esta es la ilustración de lo que Irène
por completo, pues sigue siendo un punto de Théry denominó el “desmatrimonio”9. El ma-
referencia importante. Sin embargo, la vida trimonio perdió su monopolio de las formas
familiar ya no se ordena solo alrededor de un conyugales. Ya no es un compromiso patrimo-
matrimonio y pueden suceder una tras otra nial, sino un compromiso individual revocable.
varias secuencias de vida familiar, sin pasar Motivado por los sentimientos, ya no es un
necesariamente por la etapa del matrimonio. manto jurídico para la seguridad material de
Una gráfica dice más que un largo capí- los cónyuges y para establecer la filiación pa-
tulo. La decadencia del matrimonio (500.000 terna de los esposos.

9 Ver, entre otros, Théry, Irène (1998).

Especial 69
Sotavento M.B.A. Especial Futuribles, 2015 pp. 60-76

pi Rev Sotavento Futuribles 3_final.indb 69 6/11/15 4:24 PM


Gráfica 1. Evolución del número de matrimonios, divorcios y contratos de Pacs en Francia metropolitana

600 000 60%
Tasas de divorcio
(%, échelle de droite)
500 000 50

Número de matrimonios
400 000 40

300 000 30

200 000 20
Número de divorcios

100 000 10

Nombre de Pacs
0 0
1946

1949

1952

1955

1958

1961

1964

1967

1970

1973

1976

1979

1982

1985

1988

1991

1994

1997

2000

2003

2006

2009
Fuente: insee (Instituto nacional de estadística y estudios económicos).

Índice de divorcios (%, escala de la derecha)

Número de matrimonios

Número de divorcios

Número de contratos de Pacs

Gráfica 2. Evolución de las opiniones sobreel matrimonio en Francia (%)

60

55 Una unión que puede ser disuelta mediante simple acuerdo entre ambas partes

50

45

40
Una unión que puede ser disuelta
en casos muy graves
35

30

25
Una unión indisoluble
20

15
197
198
198
198
198
198
198
198
198
198
198
199
199
199
199
199
199
199
199
199
199
200
200
200
200
200
200
200
200
200
200
201
201
201

Fuente: Crédoc (Centro de investigación para el estudio y la evolución de las condiciones de vida).

Revista Sotavento n.º 18 • 2009 • pp. 12-23


70

pi Rev Sotavento Futuribles 3_final.indb 70 6/11/15 4:24 PM


Julien Damon

Las estadísticas relativas a los nacimien- padre le correspondía el rol de proveedor y


tos extramatrimoniales son probablemente las debía entonces trabajar para traer recursos.
más sintomáticas de los profundos cambios de A la madre, el de ama de casa (pero no en el
estos últimos decenios. Mientras que durante mundo rural…), el de educar a la progenitu-
casi todo el siglo xx estos nacimientos repre- ra, por lo general numerosa. A los hijos, los
sentaban apenas el 10% del total de los naci- deberes de respetar, ayudar y no molestar en
mientos, hay una tendencia al alza continua y exceso. Hoy en día, gracias al Derecho y a las
rápida desde los años setenta. La familia natural políticas públicas, los roles de los progenitores
(que dejó de llamarse así desde el 2005) ya no están equiparados y los hijos (el respeto que
está por fuera de la norma. Con su llegada quiso se les debe y sus intereses) se han convertido
competir con la familia legítima (que también en un valor central. Paralelamente, las mujeres
dejó de llamarse así). Y ahora se normaliza. salen del hogar para ejercer su profesión. En
Desde el 2007, más de la mitad de los niños Francia, solo una tercera parte de las personas
nacen en Francia metropolitana por fuera de un encuestadas por el Crédoc estimaban, en 1979,
matrimonio, quedando el país en los primeros que las mujeres debían trabajar cuando así lo
lugares en este campo en el mundo occidental. desearan. En 2012, el 70% opina lo mismo.
Esta tendencia traduce un conjunto de Para comprender la sustancia de las
evoluciones generales, acompañadas por el revoluciones y evoluciones de la familia con-
Derecho. La liberalización del divorcio, la redis- temporánea, hay que poner énfasis en su des-
tribución más igualitaria de la autoridad en la nuclearización. Este es un término científico
pareja, la abolición de las distinciones más pe- con el cual los sociólogos de familia designan si
nalizadoras entre hijos legítimos, hijos naturales no el fin, por lo menos la ampliación necesaria
e hijos nacidos de adulterio, son las etapas de de la familia nuclear, tanto para el jurista (el
una profunda modificación del régimen jurídico juez, por ejemplo) y el analista (el demógrafo)
de la familia, que ha equiparado los estatutos como para un ciudadano cualquiera (usted y
entre los miembros de la familia, ha puesto el yo). La pareja y la estructura papá / mamá /
énfasis en el interés de los hijos y ha tomado en hijos, constitutivos de una morfología de familia
cuenta nuevas formas de conyugalidad. nuclear, ya no son los puntos de entrada más
Las estadísticas sobre los nacimientos eficaces para comprender el funcionamiento
antes denominados naturales (e incluso, un poco de la familia. En todo caso, ya no son únicos
antes, ilegítimos) ilustra una transformación los puntos de entrada. La denominada familia
radical de la naturaleza misma de la familia. nuclear es descrita a menudo como la familia
Esta ya no se fundamenta solo en el matrimonio, típica de la modernidad y de la revolución in-
sino también en los hijos. dustrial. Hoy en día, es claro que ese ya no es
Es el hijo el que constituye la familia. el único tipo de familia en una sociedad post
Esta fórmula puede ser criticada, simplemente industrial.
porque la pareja, naturalmente, siempre existe Afectiva, jurídica y estadísticamente, los
antes que el hijo. Pero es una fórmula que denota individuos y las parejas no están aislados en un
profundos cambios en las mentes y en las series. hogar cerrado. Están inscritos en una red fa-
Además del desmatrimonio, y paralela- miliar más amplia, a la cual se puede acudir y
mente, se ha producido otra evolución familiar recurrir en diversas circunstancias. Los abuelos,
crucial: la desespecialización de los roles. En por ejemplo, hacen aún más parte de la familia
la familia de la posguerra, los roles y los lu- cuando son quienes cuidan a los niños pequeños
gares estaban asignados de manera clara. Al mientras sus progenitores trabajan.

reflexiones 71
Sotavento M.B.A. Especial Futuribles, 2015 pp. 60-76

pi Rev Sotavento Futuribles 3_final.indb 71 6/11/15 4:24 PM


Gráfica 3. Evolución del número de nacimientos y del porcentaje de nacimientos extramatrimoniales
(Francia metropolitana)

1 000 000 60%
Número de nacimientos
900 000
50
800 000

700 000
40
600 000

500 000 30

400 000
20
300 000

200 000
10
100 000
Porcetaje de nacimientos extramatrimoniales (%, échelle de droite)
0 0
1901
1904
1907
1910
1913
1916
1919
1922
1925
1928
1931
1934
1937
1940
1943
1946
1946
1949
1952
1955
1958
1961
1964
1967
1970
1973
1976
1979
1982
1985
1988
1991
1994
1997
2000
2003
2006
2009
2012
En la ordenada : número de nacimientos
En la absisa: porcentaje de nacimientos extramatrimoniales (%, escala de la derecha)
Fuente: inse

Gráfica 4. Evolución de las opiniones sobre el trabajo de las mujeres en Francia (%)

70
Las mujeres deberían trabajar siempre que lo deseen

60

50

40
Las mujeres nunca deberían trabajar cuando tienen hijos pequeños
30

20

Las mujeres deberían trabajar únicamente cuando la familia


10 no puede vivir con un solo salario

0
197
198
198
198
198
198
198
198
198
198
198
199
199
199
199
199
199
199
199
199
199
200
200
200
200
200
200
200
200
200
200
201
201
201

Fuente: Crédoc.

Cada familia, por sus características, restrictiva o extensiva. Las formas pueden dis-
sus modos de funcionamiento y sus redes de tribuirse entre dos extremos: el de una familia
relaciones, puede ser considerada de manera reducida al hogar y el de una familia ampliada

Revista Sotavento n.º 18 • 2009 • pp. 12-23


72

pi Rev Sotavento Futuribles 3_final.indb 72 6/11/15 4:24 PM


Julien Damon

a un entorno indefinidamente extendido. Reto- con respecto a las familias recompuestas, para
mando un título de Louis Roussel (1989), la las cuales se observa una progresión durante
familia es más que nunca “incierta”. los años 1980-1990, luego una estabilización
del número de menores que viven en ellas (0,68
millones en 1985; 0,75 millones en 1990; 1,1
Algunos trazos para el futuro millones en 1999; 1,16 millones en 2006).
Dicho con menos cifras, más de siete
Si la familia es más incierta que nunca, el ejer- de cada diez familias, y más de siete de cada
cicio de prospectiva es más complicado que diez menores, viven con su padre y su madre
nunca. Sin embargo, el razonamiento se puede biológicos. Haciendo una prospectiva rápida,
hacer a partir de tres enfoques. El más clásico algunos estimarán que hay espacio para una
consiste en prolongar las tendencias recientes, progresión de las recomposiciones y de la mo-
caso en el cual la conclusión sería inapelable: noparentalidad. En este caso, deben primar la
una desintegración definitiva y una explosión incertidumbre y la duda. Prolongar las tenden-
de las formas familiares en una diversidad in- cias más recientes invita a la prudencia. Lo que
finita. Un enfoque alternativo consiste en vis- se observa –aunque el aparato de medida sea,
lumbrar una estabilización de este movimiento ciertamente, imperfecto– es una estabilización
de transformación. Y otra opción, más original de la proporción de familias monoparentales y
pero que ya había sido evocada en el ejercicio recompuestas. El futuro dependerá de múltiples
de prospectiva publicado en 1991, es la de factores, como el costo de vida, la inmigración
imaginar un freno a las transformaciones y un y la transformación de las poblaciones, la evo-
regreso a las fuentes. lución de las aspiraciones hacia una mayor
Para no elegir y para no quedarnos cor- sobriedad y durabilidad, o hacia una carrera
tos, podemos proponer algunas observaciones infinita por la abundancia y el placer.
prudentes sobre lo que puede suceder en los De cualquier manera, la diversificación
movimientos que afectan a la familia: esta ha de las formas familiares siempre estará acom-
sufrido metamorfosis rápidas a lo largo de pañada del Derecho. Lo que no es seguro es que
cuatro décadas, pero dichas transformaciones esta diversificación continúe progresando al
están detenidas desde hace algunos años. Es ritmo al que lo ha venido haciendo.
dable entonces pensar que la acentuación de Aquello que tradicionalmente era mar-
las tendencias en curso es bastante improbable. ginal y censurado (monoparentalidad) se con-
También se puede imaginar un eventual cambio virtió en algo corriente y, a veces, mayoritario
de dirección (en relación con las separaciones, (nacimientos extramatrimoniales). El Derecho,
por ejemplo). en parte empujado por la legislación europea
En un período de treinta años, la propor- contra las discriminaciones, seguirá adaptán-
ción de familias monoparentales se duplicó. En dose. Y esta adaptación irá en el sentido de una
1990, el 12,5% de las familias con hijos meno- creciente individualización de las prestaciones
res de 18 años eran monoparentales, cifra que sociales, ya no para una familia intangible si-
subió a 16,9% en 1999 y a 20,6% en 2008. no para los individuos que la componen y la
Nada dice que esta dinámica de progresión no recomponen. Cabe anotar, a propósito, que los
haya alcanzado un tope. Contabilizando el nú- países donde estos nacimientos extramatrimo-
mero de hijos más que el número de familias, el niales están más difundidos son aquellos donde
20% están en familias monoparentales, tanto las tasas de fecundidad son más elevadas. A la
en 1999 como en 2008. Algo similar sucede inversa, se observa una correlación negativa

reflexiones 73
Sotavento M.B.A. Especial Futuribles, 2015 pp. 60-76

pi Rev Sotavento Futuribles 3_final.indb 73 6/11/15 4:24 PM


Gráfica 5. Evolución y proyección de los grupos de población con menos de 4 y más de 80 años de edad
en Francia metropolitana (%)

18

16

14
0-4 años
12

10

2
80 años o más
0
195

195

196

196

197

197

198

198

199

199

200

200

201

201

202

202

203

203

204

204

205
Fuente: División de población de las Naciones Unidas.

entre la escasa amplitud del fenómeno y el también de las personas de edad dependientes.
nivel de fecundidad, en Grecia o en Japón, por Todo ello dentro de un contexto de presupuestos
ejemplo. Es de esperar que en estos países se sociales muy limitados...
produzcan evoluciones importantes del estatuto
de la mujer y del matrimonio, lo que modificaría
sus acuerdos tradicionales. La homoparentalidad
El tema que surge como el más caracte-
rístico de los futuros debates sobre la familia Algunas familias homoparentales resultan
es, sin duda alguna, el del envejecimiento. El directamente de recomposiciones familiares.
tema central en el horizonte de unos veinte o Otras, más raras, pasan por un proyecto con-
treinta años es el de una familia que ya no es- yugal y por la adopción, la inseminación o la
tará organizada y acompañada a partir de los madre sustituta (prohibida en Francia). Hay
hijos, sino también a partir de las personas de dos configuraciones definidas de forma clara:
edad dependientes. La tendencia es muy clara: por un lado, con hijos provenientes de uniones
cada vez menos hijos, cada vez más personas heterosexuales anteriores; por otro, con pro-
de edad dependientes. La familia del siglo xx yectos parentales como fruto de una reflexión
se organizó alrededor de los hijos. La del si- en el seno de la pareja homosexual. En todos
glo xxi, además, se organizará a partir de los los casos de familias homoparentales, se trata
ascendientes y se constituirá y evolucionará de hijos (cerca de 30.000, según el Instituto
en función de estas dos edades extremas de nacional de estudios demográficos, aunque es-
la dependencia. Por lo tanto, será necesario tas cifras son complicadas de establecer) que
darle vida a una política familiar adaptada a no viven con sus dos progenitores biológicos,
una sociedad que envejece, organizada no solo sino con uno de ellos y el compañero del mismo
para hacerse cargo de los niños pequeños, sino sexo de este.

Revista Sotavento n.º 18 • 2009 • pp. 12-23


74

pi Rev Sotavento Futuribles 3_final.indb 74 6/11/15 4:24 PM


Julien Damon

Hay quienes sostienen que la homoparen- aprobado el “matrimonio para todos”, después
talidad realiza plenamente la metamorfosis de de fuertes controversias. Falta ver hacia dónde
la familia, como una realidad ante todo afectiva irán los comportamientos, y si esta posibilidad
y social. Desde el punto de vista estadístico, el que se da a los homosexuales será ampliamente
tema es marginal, pero resulta de primera impor- aprovechada. –j.d.
tancia desde un punto de vista político. Objeto
Opiniones sobre el matrimonio homosexual
de intensas controversias sobre la adopción por
los homosexuales, el matrimonio homosexual “¿Está usted de acuerdo con que dos personas del mismo
sexo puedan celebrar una unión civil?” (%)
o las teorías de género, la homoparentalidad
80 Estoy de acuerdo
es ante todo un hecho. Partidarios y opositores
del reconocimiento de la homoparentalidad se 60

enfrentan a punta de estudios más o menos se- 40 No estoy de acuerdo


rios, de propuestas de ley, de luchas jurídicas, de 20
golpes de efecto y enfrentamientos mediáticos,
0
de insultos ideológicos. Una acusación de con-
2007 2008 2009 2010 2011 2012
servatismo es respondida con una de activismo.
Fuente: Crédoc.
El matrimonio homosexual ha sido le-
galizado por más de una decena de países, Opiniones sobre la adopción por homosexuales
entre los cuales se encuentran los Países-Ba-
“¿Está usted de acuerdo con que dos personas del mismo
jos (2000), Bélgica (2003), España (2005), sexo puedan adoptar un hijo?” (%)
Canadá (2005), Sudáfrica (2006), Noruega 80 Estoy de acuerdo
(2008), Suecia (2009), Portugal (2010), Is-
60
landia (2010), Argentina (2010), etc., más una
docena de Estados de los Estados Unidos. No 40 No estoy de acuerdo

obstante, poder contraer matrimonio no quiere 20


decir sistemáticamente que se pueda ejercer 0
la patria potestad sobre los hijos de uniones 2007 2008 2009 2010 2011 2012
heterosexuales anteriores. Estas cuestiones de
Fuente: Crédoc.
unión y de adopción homosexual, ampliamente
tratadas en Francia en 2013, a veces de manera Nota: Una ley de 15 de noviembre de 1999
violenta, tienen dividida a una izquierda favo- introducía en el Código Civil francés un nuevo
rable y a una derecha reticente (ella misma a Título denominado: “Del Pacto Civil de Solida-
su vez dividida). Las encuestas de opinión más ridad y del concubinato”; este nuevo título – el
recientes, según la lógica de una mayor tole- Título xii – se situó en el Libro Primero del Có-
rancia con respecto a los comportamientos que digo titulado “De las personas”. El Pacto Civil
pertenecen a la esfera de la vida privada, indi- de Solidaridad se define ahí como “un contrato
can que la mayoría de los franceses estarían a celebrado entre dos personas físicas mayores
favor del matrimonio homosexual, pero serían de edad, de sexo distinto o del mismo sexo, para
significativamente más reservados con respecto organizar su vida en común” (artícu­lo 515-1
a la adopción. Es probable que el movimiento del Código Civil francés).
general de equiparación y de democratización,
que sacude desde hace varias décadas a la fa- Jean-Claude Ginisty, Notario de París
milia tradicional, lleve a la normalización de la Revista “El Notario del Siglo XXI” -
homoparentalidad, nos guste o no. En 2013 fue mayo-junio 2014 / Nº55

reflexiones 75
Sotavento M.B.A. Especial Futuribles, 2015 pp. 60-76

pi Rev Sotavento Futuribles 3_final.indb 75 6/11/15 4:24 PM


http://www.elnotario.es/index.php/62-web/ Lesourne, Jacques (2001). Ces avenirs qui
staff/2713-el-pacto-civil-de-solidaridad-o-el-con- n’ont pas eu lieu. Une relecture du XXe siècle eu-
cubinato-organizado-0-641191446819521 ropéen, París: Odile Jacob.
Naouri, Aldo (1991). “Les relations intra-
familiales. Point de vue et interrogations d’un pé-
Referencias diatre”, en Futuribles, n.º 153, avril 1991, p. 51-61.
Roussel, Louis (2001). L’Enfance oubliée.
“Droit, famille et société”, en Informations París: Odile Jacob.
sociales, n.º 7, 1986. También: “La demande de Roussel, Louis (1989). La Famille incertaine.
droit”, en Informations sociales, n° 22, 1992. París: Odile Jacob.
“Prospective de la famille. De l’impératif Roussel, Louis (1991). “Les ‘futuribles’ de
social au désir personnel”, en Futuribles, n.º 153, la famille”, en Futuribles, n.º 153, abril de 1991,
abril de 1991. p. 3-21.
Bonvalet, Catherine; Gotman, Anne y Graf- Singly, François (de) (2000).Libres ensemble.
meyer, Yves (bajo la dir. de) (1999). La Famille et L’individualisme dans la vie commune. París: Nathan.
ses proches. L’aménagement des territoires, París: Sullerot, Évelyne (2006). Pilule, sexe, adn.
puf-ined (Institut national d’études démographi- Trois révolutions qui ont bouleversé la famille. Pa-
ques) (Travaux et documents, n.º 143). rís: Fayard.
Carbonnier, Jean (2001). Flexible droit. Sullerot, Évelyne (1991). “Vers un renou-
Pour une sociologie du droit sans rigueur, 10.a ed., veau de la famille ?”, en Futuribles, n.º 153, abril
París: lgdj. de 1991, p. 23-26.
Cazes, Bernard (2008). Histoire des futurs. Sullerot, Évelyne (2001). Diderot dans
Les figures de l’avenir de saint Augustin au XXIe l’autobus. Ou comment se laisser aller à des pensées
siècle, 2.a ed., París: L’Harmattan [Prospective]. incorrectes sur les mœurs actuelles et l’avenir de
Commaille, Jacques (1991). “La famille, l’espèce humaine. París: Fayard.
la fin de la loi ? Nouvelles régulations juridiques, Sullerot, Évelyne y Godet, Michel (2005). La
nouvelles régulations politiques”, en Futuribles, n.º Famille, une affaire publique, París: La documen-
153, abril de 1991, p. 79-88. tation Française (informe del Consejo de Análisis
Damon, Julien (2012). Les Familles recom- Económico).
posées, París: Presses Universitaires de France Théry, Irène (1998). Couple, filiation et
(puf) (Que sais-je?). parenté aujourd’hui. Le droit face aux mutations
Leridon, Henri (1991). “La maîtrise de la de la famille et de la vie privée. París: Odile Jacob.
fécondité”, en Futuribles, n.º 153, abril de 1991,
p. 41-49.

Revista Sotavento n.º 18 • 2009 • pp. 12-23


76

pi Rev Sotavento Futuribles 3_final.indb 76 6/11/15 4:24 PM

Intereses relacionados