Está en la página 1de 38

22 ELOÍSA ANDJEL

• Con la información proporcionada por la contabilidad nacional se han


detectado los agentes demandantes y los componentes de la demanda (C,
IBT y X); estos últimos han sido cuantificados.
Ahora resulta posible pasar a la interpretación de los hechos. Para dar
cuenta del nivel del producto hace falta ante todo analizar los determi-
nantes del consumo, de la inversión y de las exportaciones, ya qué éstos CAPÍTULO II
son los elementos en los que se descompone el producto y la demanda
del mismo. KEYNES: LA TEORÍA GENERAL DE LA OCUPACIÓN;
Si el nivel de actividad económica depende de la magnitud de cada EL INTERÉS Y EL DINERO
uno de estos componentes (así como de la capacidad para substituir im-
portaciones), el estudio de estas variables ha de dar cuenta no sólo del
nivel del producto alcanzado sino también de las razones por las que la La publicación de La teoría general de la ocupación, el interés y el
demanda resulta insuficiente para lograr el pleno empleo de todos los dinero en 1936, responde a una preocupación acuciante en su tiempo:
recursos. . la teoría económica vigente resultaba incapaz de dar cuenta de la realidad.
Éste es precisamente el objeto de estudio del ^capítulo siguiente, que Los planteamientos según los cuales la economía capitalista dejada a sí
trata de la teoría de la demanda de Keynes. misma, regulada exclusivamente por el libre juego de mercado, garanti-
zaría una situación de equilibrio óptimo, en la cual todos los recursos se
emplearían, aparecían a la luz de la gran crisis de los años 30 un tanto
inapropiados. Resultaba difícil concebir que el desempleo era consecuencia
de la renuencia de los trabajadores a reducir su salario. El problema no
radicaba en el alto nivel de los salarios que impedía una mayor contra-
tación de trabajo, sino en la ausencia de una demanda de trabajo. En las
condiciones imperantes de la crisis, los trabajadores estaban dispuestos a
trabajar por salarios menores; sin embargo, por más bajo que se estable-
ciera el nivel del salario, ello no se traducía en una mayor demanda
de trabajo.
La teoría de la demanda da una respuesta a este problema: explica
las razones por las que el nivel de actividad económica no corresponde
al máximo posible, dando lugar a la existencia de recursos, tanto físicos
como humanos, ociosos. Específicamente, la teoría de la demanda de Key-
nes da cuenta tanto del nivel en el que se fija el producto como de las
oscilaciones del mismo y de la recurrencia de las crisis. Esta respuesta se
obtiene sin necesidad de apelar a elementos ajenos al propio funciona-
miento de la economía capitalista. Requiere, eso sí, el abandono de muchos
de los supuestos de la teoría neoclásica e invalida las conclusiones de
la misma. En efecto, en la óptica de la teoría de la demanda, tanto las
crisis como el equilibrio con desempleo son situaciones propias del siste-
ma capitalista.
Como la teoría de la demanda rompe con los supuestos y con los resul-
tados de la teoría neoclásica, nos resulta importante —antes de presentar
en su detalle el planteamiento de Keynes— conocer la argumentación que
él refuta a lo largo de su trabajo. Por ello, hemos dividido este capítulo en
23
46 ELOÍSA ANDJEL KEYNES: LA TEORÍA GENERAL DE LA OCUPACIÓN 47

los hábitos acarrean respuestas, rezagadas en la demanda ante cambios Estamos tratando de explicar los determinantes del ingreso alcanzado
en el ingreso, particularmente cuando éste cae. Así, una reducción en el mediante uno de sus componentes, el consumo. Vemos que éste depende
ingreso no necesariamente implicará en lo inmediato, una en el consumo. fundamentalmente de aquél, por lo tanto tiene un papel pasivo en lo
Éste puede mantenerse mediante endeudamiento público o privado, o des- que hace a la determinación del nivel del ingreso, es un reflejo de éste.
ahorros, o una tasa de ahorro menor. De aquí que tendremos que explicamos tanto el nivel del ingreso como
Keynes menciona también cuatro razones que impulsan a los gobiernos sus variaciones, y a partir de ellos el nivel del empleo, con base en lo que
y a las empresas a retener parte de sus ingresos en lugar de distribuirlos y ocurre con la inversión. Antes de analizar los determinantes de la inver-
permitir así un consumo mayor (en tanto el ingreso disponible resul- sión formalizaremos la relación precisa que se establece entre el monto
taría; mayor),..Se trata del motivo empresa (disponer de recursos propios de un nuevo gasto y su efecto sobre el ingreso, ello a través del concepto
en aras de futuras inversiones), del motivo liquidez (disponer de recursos del multiplicador.
líquidos para enfrentarse a emergencias), del motivo mejoramiento (polí-
tica de la empresa de incrementar gradualmente los dividendos distribui-
dos), y del motivo prudencia financiera (posibilidad de amortizar rápi-
3.2. El multiplicador keynesiano 22
damente el equipo de capital).
Igual que en el caso de los motivos individuales que impulsaban a) Definición del multiplicador
a retener parte del ingreso, ninguno.de estos últimos, en promedio, está
expuesto en el corto plazo a cambios bruscos que alterarían el monto del La propensión marginal al consumo juega un papel significativo en
ingreso disponible para el consumo. el análisis keynesiano de los determinantes del nivel del ingreso en tanto
. Dentro de los factores objetivos que afectan al consumo, cabe men- define a uno de los componentes de la demanda y en tanto permite cuan-
cionar los cambios en el valor del dinero que modifican la distribución tificar por medio del concepto del multiplicador, el incremento total del
del ingreso y el ingreso real; los cambios imprevistos en el valor de los ingreso ocasionado por un aumento en el gasto.
bienes de capital que al modificar la riqueza de sus propietarios pueden
Intiutivamente la idea del multiplicador es la siguiente. El ingreso
modificar sus hábitos de consumo; los cambios en la tasa de interés, aun
en una economía cerrada y sin gobierno, es igual al consumo más la in-
cuando variaciones pequeñas de ésta no sean capaces de modificar en el
versión Y = C + I. Supongamos que la inversión aumenta, el ingreso^
corto plazo los hábitos de consumo; 20 los cambios en la política fiscal
aumentará en un primer momento en ese monto, pero no sólo crecerá /
en tanto afectan ^1 ingreso disponible y a su distribución; las expectativas
en esa magnitud: el incremento en la inversión implica un incremento en /
respecto al nivel de ingreso futuro, aunque es muy probable que los cam-
bios en estas expectativas se neutralicen para el conjunto de la sociedad. el nivel de actividad económica al representar una mayor demanda, y si!
la técnica está dada, esta mayor demanda se satisface mediante un incre- j
~i Así, si el consumo es una función del nivel del ingreso, de su distri-
mentó del empleo. Mayor empleo significa una masa de salarios también
bución y de la propensión al consumo y estos dos últimos determinantes
mayor, por lo tanto una demanda de bienes de consumo superior a la del
son relativamente estables en el periodo corto considerado, las variaciones
periodo previo a esta inversión. La mayor demandajle bienes de consumo!
en el consumo responden fundamentalmente a aquellas que ocurren en
va a traer aparejada una mayor producción de Jbs mismos toda vez que
Lf el ingreso.21 •
existan recursos ociosos "en la economía, y por ende un aún mayor"nivel"!
20 En el largo plazo, es p r o b a b l e q u e cambios sustanciales en la tasa de i n t e r é s de empleo con el consecuente impacto sobre el crecimiérito~d<T l a d e -
afecten a l a p r o p e n s i ó n a l c o n s u m o , p e r o n o e s posible d e t e r m i n a r e n q u é dirección mañdaTy^así s^ceswámenter~Ei^mpactb~"totáljlfeja nueváTiñversión sobre
L o q u e p u e d e afirmarse, e s q u e los cambios e n l a tasa d e interés afectan las c a n t i d a d e s
q u e r e a l m e n t e se c o n s u m e n y se a h o r r a n , al afectar al m o n t o del i n g r e s o . Efectivamente, el ingreso depende de que~tañto~dérincremento del ingreso que ella~^ocá^ /
u n tipo m a y o r d e i n t e r é s p u e d e significar u n a inversión m e n o r , e s decir, u n a d i s m i - siona"Hirectamente, se destinará al consumo (propensÍónlirTar"^^rÍrconí-—
n u c i ó n en la d e m a n d a global y p o r ello u n a en el nivel del p r o d u c t o (si la d e m a n d a
: cae, el nivel de a c t i v i d a d t a m b i é n lo hace) y del e m p l e o . A un ingreso m e n o r , v a n a
que el ingreso del período, es el ingreso normal. El ingreso normal es aquel que los
corresponder u n c o n s u m o y u n a h o r r o totales m e n o r e s .
agentes económicos estiman percibir en condiciones normales. Su gasto estará en fun-
21 Posteriormente se han hecho varias observaciones criticas a la relación consu- ción de este ingreso normal y no del ingreso efectivamente percibido.
mo-ingreso, señalando que la variable independiente' fundamental del consumo más 22 Keynes, op. cil., cap. 10.
j
j 54 ELOÍSA ANDJ EL
KEYNES.- LA TEORÍA GENERAL DE LA OCUPACIÓN 55
cuando se opera en una economía abierta, que cuenta con un elevado
e) El multiplicador del empleo
coeficiente de importaciones -• En este caso el aumento del gasto

genera una demanda que se cubre parcialmente mediante importaciones, Hasta ahora hemos considerado el impacto que tiene un aumento en
esto es, sin dar lugar a una demanda adicional para otros sectores de la el gasto sobre el ingreso (multiplicador del ingreso), pero también es posi-
economía y sin generar por lo tanto el conjunto sucesivo de nuevas deman- ble analizar el que tiene sobre el empleo (multiplicador de empleo). Su
das que se derivan del gasto inicial. lógica de funcionamiento es equivalente a la del multiplicador del ingreso.
Un incremento en el gasto implica —dada la técnica— un cierto aumento
El efecto multiplicador actúa aquí para otras economías. Una polí-
en el empleo, lo que lleva a una masa salarial mayor; de aquí se genera
tica reactivadora basada en el incremento del gasto público, será incapaz
una demanda de bienes de consumo mayor y por lo tanto un consiguiente
de lograr su cometido si el coeficiente de importaciones de la economía
aumento en el empleo en el sector productor de bienes de consumo. La
sobre la que se está actuando es positivo y no se cuenta con un crecimiento
magnitud total del crecimiento del empleo dependerá del valor de la pro-
de las exportaciones de manera que se tenga un saldo positivo creciente
pensión marginal al consumo así como de cuánto trabajo intensivo es el
en la balanza comercial.
del sector productor que está creciendo.
Así, la magnitud del multiplicador va a depender del grado de aper-
tura de la economía, y más específicamente del saldo de su balanza co-
mercial. 4. Características y determinantes de la inversión

En un sistema económico abierto, con relaciones de comercio exterior, En la medida que el comportamiento del consumo —tal como se ana»
parte del multiplicador de la inversión acrecentada beneficiará a la ocu- lizó^fn el apartado 3— es pasivo respecto al ingreso, será la inversión la que
pación en países extranjeros, ya que cierta proporción del aumento en el explique el nivel de actividad económica y sus fluctuaciones. De aquí
consumo reducirá la balanza exterior favorable de nuestro propio país.25 que el núcleo de la Teoría general radique precisamente en la teoría
de la inversión.
^ Otro factor que puede llegar a limitar el efecto multiplicador, causado En tanto se trata de una economía privada, las decisiones de inversión
por un incremento en el gasto, radica en el alza de la tasa de interés. de los empresarios son el elemento central en la determinación del monto
Si aumenta la inversión por ejemplo, y este nuevo gasto no es acompa- invertido. Se trata, pues, de especificar los factores que sustentan estas
ñado por un aumento en la oferta monetaria, los fondos prestables pueden decisiones.
disminuir, y su precio, el tipo de interés, aumentar desalentando así otras Keynes desarrolla una teoría del comportamiento empresarial respecto
inversiones. De este modo parte del ingreso incrementado a través del mul- a la inversión sobre la base de una conducta cuyo fin es el de maximizar
? las ganancias. Sin embargo, aclara que por encima del cálculo racional
tiplicador sustituye un ingreso que el gasto adicional desplazó.
Señalemos también que la nueva inversión tendrá un efecto multipli- y preciso en la evaluación _de_estas ganancTas7~privaHurí estado general
cador tanto mayor cuando no esté desplazando otras inversiones y cuando de^ánimo^deTbptímismo o pesimismo, relacionado con la apreciación _de
la puesta en funcionamiento efectivo del nuevo bien de capital no elimine los inversores sobre el contexto económico, social y político d e j a sociedad,
^ el de aquellos que ya estaban instalados. que Impula o frena las inversiones. Así, estas últimas no sólo pueden expli-
Por último, cuando se trata de una inversión pública, su efecto mul- carse por "variables económicas de maximización, sino que también y fun-
tiplicador puede verse afectado si dicha inversión afecta el grado de con- damentalmente se hallan determinadas por la confianza empresarialL_en el
fianza de los empresarios privados en la marcha futura de la economía medio en el que está inserta la actividad económica. _
(temor a una intervención estatal en todas las esferas del quehacer eco- Señalado este aspecto eminentemente subjetivo —aunque no arbi-
nómico, por ejemplo). Esta situación ocasionaría una reducción de la in- trario— que es la forma en la que el empresario evalúa 6u contexto, Key-
versión privada que puede anular el efecto multiplicador del nuevo gasto. nes analiza los factores que determinan la inversión.
Hemos dividido este punto en cuatro partes.
2» Kcynes, op. cit., p. 120. En la primera analizamos precisamente los determinantes de la inver-
sión. Para ello tomamos en cuenta en primer lugar las condiciones que
56 ELOÍSA ANDJ EL KEYNES: LA TEORÍA GENERAL DE LA OCUPACIÓN .57

deben cumplirse para realizar una inversión y definimos el concepto de Los rendimientos esperados dependen, pues, de los costos totales, del~"
eficacia marginal del capital. precio de venta y de las cantidades vendidas. Sobre todos estos factores
En la segunda parte estudiamos los determinantes de la eficacia mar- es posible para el empresario forjar expectativas. /
ginal del capital. Efectivamente, los costos reflejan las condiciones de la producción y
La tercera parte retoma críticamente los resultados de la parte anterior sobre ellos en general, puede contar con una estimación relativamente
respecto de la tendencia a caer que acusa la eficacia marginal del capital. precisa.
Se aborda a continuación el problema de los límites de la inversión que El precio de venta, en el caso de una economía competitiva, es un dato
está indeterminada en el trabajo de Keynes y se expone, precisamente para la empresa. Si se trata de una economía oligopólica, el precio de
para determinar el monto de la inversión, el enfoque de Kalecki respecto venta depende del poder de mercado de cada empresa, que se refleja
al riesgo creciente de la inversión a medida que su volumen aumenta. en su política de fijación de precios. En ambos casos, el precio es conocido'
En la última parte se estudia el mercado de capitales en relación al por el empresario.
comportamiento de la inversión. Las oscilaciones de la inversión se expli- Las cantidades vendidas dependen fundamentalmente de cómo se com-
can precisamente por la existencia de la especulación que se halla asociada porta la economía en su conjunto, de cuál es el nivel de actividad general.
a dichos mercados. Estos fenómenos no dependen del empresario individual, pero a éste le
resulta posible formar una opinión respecto del comportamiento de la eco-
4.1. Los determinantes de la inversión 26 nomía. Estas estimaciones están sujetas a cambios y revisiones continuas
en función del acontecer presente. Así, si Ineconomía se encuentra en
a) Condiciones necesarias para realizar un proceso inversor una fase en la que el mercado (la demanda) está creciendo, esta situación
posibkmente'geñerará entre los ejrCpT^arios~elcp^cTá5vas favorables_r.es-
£*> U n a inversión será llevada a cabo siempre y cuando los rendimientos pecto al futuro. En este contexto aumentarán sus decisiones de inversión.
I que se espera obtener de ella a lo largo de toda la vida útil del bien de Los~ñüevos~pedidos de inversión con su efecto multiplicador confirman las
i capital, sean superiores a los costos en los que se incurre para realizar esta perspectivas de auge y favorecen así la continuación del procesojnyersor.
/>, inversión, es decir, superiores al precio del bien de capital. Al contrario, un mercado deprimido generará condiciones adversas a
Los rendimientos esperados son el remanente que se espera obtener las decisiones de inversión. La reducción del volumen de inversión y su
de la venta de los productos elaborados con el nuevo bien de inversión, efecto multiplicador —en este caso a la baja— harán caer aún más el nivel
después de deducir los costos directos —salarios y materias primas— y los de actividad económica.
gastos de operación. Estos últimos han de cubrir los sueldos, la deprecia- Lo que aquí nos importa es señalar la posibilidad de estimar los ren-
ción del equipo, lo? gastos financieros, la ganancia del empresario y el dimientos probables que originará una nueva inversión. Ellos dependen
seguro por riesgos. 27 del volumen de las ventas, del precio de venta y de los costos. Los empre-
sarios están en condiciones de realizar estimaciones más o menos confiables,
26 Keynes, op. cit., cap. 11.
27 Dentro de los riesgos, deben considerarse aquellos en los que incurre el empre- sobre todas estas variables y poder así estimar los rendimientos que. esperan
sario al anticipar rendimientos que pueden no resultar reales. Efectivamente los ren- obtener en caso de llevar adelante una inversión.
dimientos dependen del desempeño eficiente, tanto de la empresa como del conjunto La viabilidad de la inversión va a depender de la relación que existe
de la economía. El empresario puede controlar la buena marcha de su empresa para
• lograr que la diferencia entre precio de venta y costos, sea la mayor posible. Sin em- entre estos rendimientos y el precio del bien de inversión. Indudable-
bargo, la masa total de los rendimientos que obtendrá es también función de las can- mente sólo habrá inversión si los rendimientos esperados son. mayores que
tidades vendidas, mismas que dependen de la demanda, variable exógena a la empresa. el precio del bien de capital.
Otro riesgo en. el que incurre un empresario al emprender un proceso productivo
es aquel que proviene de un cambio en el valor del dinero. Efectivamente estos cam- Señalemos que para Keynes el precio del bien de capital o precio de
bios pueden modificar los precios reales y alterar así la relación precio de venta-costos. corre un riesgo al otorgar un crédito, riesgo que evalúa tanto en relación a la confianza
De esta manera modifican el monto de los rendimientos obtenidos. que le inspira el deudor como en relación a sus expectativas en la estabilidad del valor
Dentro de los gastos generales deben incluirse los costos financieros ya que en una del dinero (ya que un cambio de este último puede significar una desvalorización del
economía capitalista la inversión se financia a menudo mediante deudas. El costo finan- préstamo). Mientras más alto sea el riesgo que el prestamista estima correr, mayor
ciero está, en parte, determinado por la variable riesgo. Efectivamente el prestamista será el interés que fije y por ende menor resultará la ganancia del empresario.
f 66 ELOÍSA ANDJ EL
K E Y N E S : LA TEORÍA GENERAL DE LA OCUPACIÓN 67
¡
cipa. De aquí, la importancia de las previsiones. Éstas se estiman tomando cable y con un horizonte de corto plazo; transforma lo que para la comu-
í como base el presente: las condiciones actuales del mercado son el ele- nidad es una inversión fija en una líquida. De este modo la inversión
mento indicador del futuro; al elaborar estas previsiones, el empresario resulta para el inversionista privado relativamente "segura", pues actúa
no atribuye gran influencia a motivos inciertos, que no improbables. Al sobre periodos cortos, con la posibilidad de cambiar su inversión en fun-
contrario, sus expectativas se sustentan en hechos cuya mera existencia ción de sus expectativas sobre el futuro inmediato.
es garantía de la confianza que deposita en dichas suposiciones. De aquí el Así, este tipo de mercados permite canalizar una mayor cuantía de1^-
valor del acontecer presente en la formación de las previsiones. recursos a la inversión al ofrecer al inversionista un marco de referencia
Pese a que estas expectativas carezcan de un sustento seguro, la acti- que le permite actuar con mayor confianza en tanto sus decisiones no de-
vidad inversora se cimienta en ellas. El proceso inversor será tanto más ben cubrir obligatoriamente largos periodos de tiempo.
coherente, cuanto mayor sea la confianza que los empresarios depositen Sin embargo, la contrapartida negativa de este mercado radica en la
en la probabilidad que las previsiones formuladas sean correctas. inestabilidad que da a la inversión. j_
¡^ Por ello, todo factor que limita la incertidumbre respecto al futuro,
Efectivamente, buena parte de las acciones está en manos de individuos >
¡i> juega un papel positivo en la marcha de la inversión.
que desconocen la marcha real de la empresa, por lo que sus decisiones
En relación a los factores que confieren seguridad, debe señalarse la tanto para comprar como para vender títulos se basan en conocimientos
existencia de actividades que, por responder a intereses sociales, emprende superficiales, en rumores, en una excesiva ponderación de las variaciones
el Estado, garantizando un rendimiento a las acciones emitidas; la de coyunturales de las ganancias. Todo ello se traduce en cambios repentinos
aquéllas realizadas por empresas monopólicas cuyos rendimientos son en el valor de las acciones, lo que compromete la marcha estable, de la
visualizados con mayor certeza, así como la de otras cuyos riesgos se ven empresa. Así, por ejemplo, cuando el valor de las acciones baja, la empresa
minimizados al ser compartidos con el comprador, quien adelanta el capi- puede enfrentarse a serias dificultades ya que ve mermadas las posibili-
tal (como es el caso de la construcción). Pero fundamentalmente debe dades de emitir nuevas acciones, de obtener créditos para ampliar su
tomarse en cuenta el papel que cumple el mercado de capitales en cuanto actividad, o para hacer frente a compromisos contraídos anteriormente..
a la generación de condiciones propicias para la inversión. Efectivamente, las instituciones financieras otorgan crédito en función del
-s La existencia de mercados de inversión organizados, donde se compran capital de la empresa. Al disminuir el valor de las acciones, este último
y venden acciones emitidas por las empresas para ampliar su capital, in- también disminuye y con él.se reduce la masa de fondos prestables a la
crementan las posibilidades de inversión al movilizar recursos que, tal vez, que la empresa tiene acceso. Por otro lado también se dificulta la posibi-
v de otra manera no se canalizarían hacia ella. lidad de recurrir a la emisión de nuevos valores, pues el estado de des-
Estos mercados favorecen la inversión al brindar condiciones que pro- confianza generado por la baja del valor de las acciones ya emitidas difi-
porcionan mayor seguridad a los inversionistas. Recordemos que un factor culta la colocación de nuevos valores en el mercado.
importante en relación a las decisiones de inversión consiste en el grado A esta situación de inestabilidad se agrega, para ahondarla, la apari-
de confianza del inversionista potencial en sus previsiones. Esta confianza ción del especulador, figura que se encuentra donde existe un mercado-
será tanto mayor cuanto menor sea el periodo de tiempo sobre el cual organizado de capitales. Con él, la inversión deja de ser una actividad sus-
debe estimar los rendimientos, ya que sus apreciaciones sobre el futuro tentada sobre bases justificadas respecto a la producción. No se trata de
tienen como sustento las características del presente. La existencia de un invertir en aquellas acciones seguras, respaldadas por el funcionamiento
mercado de acciones permite precisamente a los inversionistas actuar per- adecuado de la empresa, en un horizonte temporal relativamente largo,
manentemente en condiciones de corto plazo, pues en todo momento pue- sino de invertir o desinvertir allí donde el especulador estima qué por una
den revocar sus decisiones de inversión. u otra razón coyuntural obtendrá mediante la compra o venta de acciones
De esta manera, los ahorradores arriesgarán con más facilidad sus fondos una ganancia de capital. Se trata de adelantarse a la evaluación que haga
en inversiones sobre cuyos rendimientos de corto plazo pueden tener una el mercado de las acciones para obtener así una ganancia inmediata.
opinión más segura que sobre esos mismos rendimientos en el largo plazo. A medida que mejora la organización de los mercados de inversión,
La posibilidad de deshacerse de la inversión vendiendo las acciones, per- aumenta el peso que tienen dentro del total de la actividad de compra-
mite al ahorrador individual realizar una inversión permanentemente revo- venta de acciones, las operaciones de tipo especulativo, es decir, las opera-
KEYNES: LA TEORÍA GENERAL DE LA OCUPACIÓN 69
63 ....'.. ' . EL0ISA A N D J E L ' '•' "'

Los especuladores pueden no hacer daño cuando sólo son.burbujas en


cipnes'respaldadas en la creencia que tiene el especulador de conocer mejor una corriente firme de espíritu de empresa; pero la situación es-seria
que el mercado el precio de los valores en el corto plazo. cuando la empresa se convierte en burbuja dentro de una vorágine de
Cuando el motivo especulación es mayor que el motivo empresa —esto especulación. Cuando el desarrollo del capital en un país se convierte
es que las transacciones de..activos en función;dela eficiencia productiva en subproducto de las actividades propias de un caáino, eá probable qué!//
de la empresa y de sud'" rendimientos probables—el'precia de los activos aquél se realice mal.33 .. '
estíá sujeto a variaciones marcadas, afectando así la marcha de la activi-
dad productiva. A la luz de los resultados anteriores, se concluye que una de las carao-y
terísticas esenciales de la inversión, en el análisis keynesiano. es su infesta^
-^ ' Efectivamente, cuando el mercado de capitales se halla sujeto al mo-
bilídad. Esta última respóñde~a.rhecho que J^^nverara3j3jp^3j/j3y/los
tivo especulación, se realizan numerosas transacciones en función de ex-
rendimientos ~esperados~que: él empresario estima poder obtener si adquiere.
pectativas inmediatas de alza o baja en el valor de las acciones transadas.
ur^bIeH]^/c^Ttál^Eñ^á~médid¿~érl^a que las expectativas se forjan sobre
Estas operaciones, en tanto son dominantes, terminan afectando en un
la base de una apreciación.subjetiva, fundamentada en un conocimiento
sentido o en otro, dependiendo de cuáles sean las previsiones predomi-
incierto, donde pesa con fuerza el presente, ellas están sujetas a cambios
nantes, el valor de los activos. Confirman así las anticipaciones del es-
súbitos y violentos que afectarán tanto los montos como el destinó de la'
A peculador y alteran el precio de las - acciones.
inversión. A esta versatilidad debe agregarse aquella que responde a la ac-
Estas variaciones en los precios de los activos no sólo significan una tividad especulativa propia de la existencia de un' mercado de valores'.1-
transferencia de riqueza entre los accionistas, sino que también tienen efec-
Se configura así un contexto en el que la inversión queda sujeta a-'
tos sobre el proceso de producción/Habíamos visto anteriormente cómo
oscilaciones repentinas. En la medida en que ella es la variable explica-
la desvalorizados de los recursos afectaba la marcha real de la economía.
tiva esencial del nivel de actividad económica, sus Variaciones explican
Otro tanto se puede afirmar respecto de la sobrevalorización de estos
las que ocurren en el producto, el empleo y el grado de aprovechamiento
recursos que al generar un clima de optimismo que no se sustenta en
de los recursos disponibles, sin necesidad de recurrir a factores exógéribs'
variables reales, induce a forjar previsiones erróneas respecto a los rendi-
para dar cuenta de estos movimientos.
mientos esperados y a efectuar inversiones aun con una tasa de interés
Esta situación de inestabilidad se hace aún más manifiesta cuando se
elevada y creciente. Situación que se revierte drásticamente cuando los
incluye el comportamiento del tipo de interés, tema que es tratado en el
rendimientos reales de la inversión se cotejan con los esperados.
apartado siguiente. -' ;
."^ . .La actividad especulativa tiene capacidad para incrementar o dismi-
nuir los .recursos financieros de una empresa y ello con independencia 5. Características y determinantes del tipo de interés
de las variables reales. De esta manera puede favorecer un alto ritmo de
i~i> inversión, como frenarlo. En la medida en que la comparación entre la eficacia marginal del-
. Lo importante es señalar que una u otra tendencia no responden a capital y la tasa de interés determina —en el análisis de Keynes—- el volu-..
fenómenos, relacionados con las posibilidades de desempeño efectivo de la men de la inversión, resulta indispensable contar con una teoría que dé.
actividad productiva. Se vinculan a previsiones especulativas de muy corto cuenta de los determinantes y del comportamiento de la tasa de interés.
plazo, sujetas a permanentes cambios, ya que su lógica no responde a una Por ello, analizaremos a continuación los determinantes del tipo de interés;,
evaluación de las bases objetivas sobre las que se desenvuelve una em- . Hemos dividido este apartado en cuatro partes. La primera expone:
sucintamente la visión de la teoría neoclásica respecto a los factores, que,,
presa,, sino a una anticipación del sentido en el que el mercado evaluará
determinan al tipo de interés. En la segunda parte presentamos la crí-
determinadas acciones. Al tratarse de apreciaciones subjetivas, ellas están
tica de Keynes a la interpretación anterior; en la tercera parte se presenta
expuestas a' variaciones repentinas la teoría de Keynes respecto al tipo de interés". Para ello se. aclaran, las
. Estos cambios súbitos que sufren los precios de los activos a raíz, de funciones del dinero y el papel de la especulación como generadora, de
la'Aespeeulación, en tanto repercuten sobre el nivel de la producción, afec- una demanda de dinero. En la última parte establecemos-Ja comparación,
tan: la marcha de la economía imprimiéndole un carácter fluctuante y por
s» Keynes, op. cit., p. 157.
tanto • inestable.
™ KLOISA ANDJ EL 71
KEYNES: LA TEORÍA GENERAL DE LA OCUPACIÓN

entre eficacia marginal del capital y tasa de interés de modo de determinar ción de la tasa de interés (enfoque neoclásico) sino en función del ingreso, ]|
el volumen de la inversión y con él, el del ingreso. de aquí que la teoría neoclásica deja indeterminado al tipo de interés. '

5.1. El interés en el modelo neoclásico 5.3. La teoría keynesiana del tipo de interés: la preferencia por liquidez 38
Keynes rechaza la interpretación neoclásica según la cual tasa de in- Después de haber impugnado la explicación neoclásica respecto al in-
terés es el factor que equilibra la demanda de inversión con la oferta terés, Keynes desarrolla una interpretación alternativa en la que el interés
de ahorros. es el factor que permite el equilibrio en el mercado de dinero, esto es, que í ¡
En la versión neoclásica, el tipo de interés depende de la propensión permite la igualdad entre oferta y demanda de dinero. Para este autor, //'
psicológica a ahorrar y de la demanda de ahorros o sea de nuevas inver- tal como señalamos en el punto anterior, el ahorro no depende de la tasa
siones. Se determina en el sector real de la economía pues la demanda de interés sino del ingreso. Sin embargo, una vez fijada la magnitud del
de dinero—o de ahorros— responde a una demanda de inversión, lográn- ahorro queda por determinar bajo qué forma éste será mantenido.
dose la igualdad entre demanda y oferta de ahorros mediante las varia- En el esquema neoclásico el ahorro era automáticamente llevado al T"
ciones en la tasa de interés. mercado de capitales. Keynes sostiene que este ahorro puede o no desti-
La flexibilidad de la tasa de interés y la competencia entre deman- narse .a la inversión, pudiendo optarse por guardar el dinero en forma o-
dantes y oferentes de ahorro, permite que la totalidad del ahorro se vuel- líquida privándose así del interés.
que a la inversión evitando así que se presente un problema de realización. El deseo de mantener dinero ocioso responde a las funciones del dinero
De este modo la economía tiende al equilibrio de pleno empleo. (Véase que generan una demanda para él mismo.
punto A.2 de este capítulo). Las funciones del dinero a las que aquí hacemos referencia son las*]/
En este modelo el interés es visualizado como la recompensa correspon- de servir como medio de circulación, de pago y como reserva de valor. 3< ¿i^
diente al ahorrador por abstenerse de consumir en el presente. La demanda de dinero para satisfacer el motivo transacciones y pago
depende de las formas institucionales de pago y de la cantidad de transac-
5.2. La crítica de Keynes a la teoría neoclásica del interés 34 ciones que deban realizarse. Estas últimas dependen del nivel del ingreso.
j La demanda de dinero como reserva de valor responde al motivo pre-
Keynes rechaza la interpretación anterior. Según él, la tasa de interés caución y también es función del nivel de ingreso.
es un fenómeno eminentemente monetario que no se determina en el mer- Todas estas razones (transacciones, saldar deudas, precaución) para
cado real, ya que no es el factor que iguala la demanda de fondos para retener dinero dependen también de la baratura y eficiencia con las cuales
nuevas inversiones con la oferta de ahorros; niega la interpretación según se lo pueda conseguir en el mercado dinerario mediante un préstamo. Ellas,
la cual el interés es la recompensa por postergar el consumo, y por último fundamentalmente, dependen del nivel del producto y resultan poco sen-
sostiene que la argumentación neoclásica se halla incompleta por no poder sibles a los cambios que puedan ocurrir con la tasa de interés.
' determinar el nivel de la tasa de interés con los datos que utiliza. En circunstancias normales, el volumen de dinero necesario para satis-
Ante todo Keynes señala, que difícilmente el interés puede ser consi- facer el motivo transacción y el motivo precaución es principalmente
derado como una recompensa por no consumir y permitir así incrementar resultado de la actividad general' del sistema económico y del nivel de
los niveles de inversión, ya que en una economía con recursos ociosos no los ingresos monetarios.37
se requiere reducir el consumo para aumentar la inversión. Por otro lado, /-<
A estas razones —que generan una demanda de dinero— se agrega
ese mismo dinero atesorado no produce recompensa alguna. otra sobre la que radica la diferencia entre el análisis keynesiano y el neo-
La explicación de Keynes nos remite a una determinación del tipo clásico. Se trata de una demanda especulativa de dinero.
de interés en el mercado de dinero.
35 Keynes, op. cit., cap. 15.
Según él, el ahorro es el remanente del ingreso una vez deducido el »6 El papel del dinero como unidad de cuenta no ocasiona una demanda de di-
consumo (S = Y — cY), por ello el ahorro no puede visualizarse en fun- nero pues cumple esta función sin necesidad de recurrir a él, figura aquí tan sólo
** Keynes, op. cit., caps. 13, 15. como referencia.
87 Keynes, op. cit., p. 191.
72 ELOÍSA ANDJ EL KEYNES: LA TEORÍA GENERAL DE LA OCUPACIÓN 73

OKeyríes se'basa en la que se origina por las expectativas del público pesos; esto representa para el poseedor del bono, en caso de no-haberlo
respecto de cuál es la tasa de interés suficientemente segura. La tasa de vendido'y de aumentar en 1% el tipo de interés, una pérdida dé capital
interés suficientemente segura es aquella que el público considera"ser una de 250 pesos, pérdida no compensada por los intereses recibidos en el
tá^áT3é~irIterés"'estable7"Güaíído_ísta~ difiere de la tasa de interés de mer- periodo. Ante esta perspectiva resulta conveniente no comprar bonos, o
cado, se producen variaciones en la demanda de dinero. Estos aumentos desprenderse de ellos, hasta tanto la tasa de interés se estabilice en el nivel
o disminuciones en la demanda dan lugar, cuando la oferta monetaria estimado como suficientemente seguro. . . .
es constante, a cambios en el tipo de interés que permiten establecer el El mismo ejemplo puede servirnos para el caso en el que el poseedor
, equilibrio entre lá oferta y la. demanda de dinero. de bonos estime" que la tasa de interés de mercado es demasiado alta
| Más específicamente, la demanda de dinero para especular, responde y debe bajar. Aquí tratará de comprar bonos pues estima que su valor ha
v a la incertidumbre.que existe respecto a la tasa de interés futura. Cuando de aumentar. La demanda de bonos representa una disminución en la
la opinión de un particular respecto a la tasa de interés vigente no coin- demanda de dinero.
cide con lo que él considera será la tasa de interés futura, operará en el Señalemos que estos movimientos en el mercado de dinero ocurren
ñiercado dinerario, desprendiéndose de dinero mediante la compra de porque el público tiene expectativas divergentes respecto de cuál ha de
bonos (obligaciones con tasa de interés fija) si estima que la tasa de interés ser lá tasa de interés futura. Si todos opinaran de igual manera, no habría
ha de bajar, o al contrario, vendiendo sus bonos para mantener dinero transacciones —demandar dinero o desprenderse de éste— y la tasa de
si opina que la tasa actual. es demasiado baja, y por tanto debe elevarse. interés se ajustaría automáticamente al nivel considerado seguro por lá
Efectivamente, si se espera qué lá tasa de interés suba, el valor de los totalidad de la opinión, sin que mediara ninguna operación. Es también
bonos, que rinden un interés fijo, descenderá y su propietario sufrirá esta divergencia de opiniones, respecto a la tasa de interés futura, el ele-
una pérdida de capital, no necesariamente resarcible con los intereses mento que da estabilidad a la tasa de interés real, impidiendo, en generalj
devengados en ése periodo. De aquí, que resulte conveniente desprenderse que fluctúe bruscamente.
dé los bonos y mantener el dinero líquido; en este caso.aumenta la de-
. •'. Existe pues una demanda de dinero independiente del nivel, de inyer- fu-
manda, de dinero. A la inversa, si se estima que la tasa de interés de mer-
sión que se desea realizar; ella responde a la incertidumbre respecto á la
cado es demasiado alta y debe bajar, es conveniente desprenderse del
tasa de interés futura y da lugar a la especulación, esto es, al propósito
dinero y comprar bonos, con lo que, de cumplirse la expectativa, no sólo
de lograr ganancias por saber mejor que el resto del mercado cuál será
se habrá ganado con los intereses, sino también se contará con una ganancia
la tasa de interés futura. Dé conocerse con certeza la tasa de interés.futura;
de capital. En este caso, la demanda de dinero disminuye y el equilibrio
no habría retención del dinero líquido durante cierto periodo, sino que
en el mercado monetario se restablecerá sólo cuando la tasa de interés
éste se colocaría permanentemente en el mercado de bonos por los tiempos
haya bajado o cuando la autoridad monetaria intervenga en el mercado
adecuados a los cambios previstos en la tasa de interés, percibiéndose así
para reducir la oferta de dinero.
durante todo tiempo un interés y sin riesgo de pérdida de capital. La razón
Ilustremos mediante un ejemplo numérico esta situación. Supongamos
por la c u a l s e prefiere la liquidez,; es la: incertidumbre^ Respecto jXTaTasa""
que en. un momento dado la tasa de interés de mercado es del 3 % .
3é~interés futura, que hace posible que el valor de un instrumento de deu-
Un bono que rinde 30 pesos al año tiene un valor de 1 000 pesos ya que
á la tasa del 3 % , un capital de 1 000 pesos produce 30 pesos al año por da, junto a losjntereses'con él percibidos sean inferiores a lo que se gastó j~
concepto de intereses. Si el poseedor del bono espera que eri el transcurso al comprar dicho, título.- '• ;''
del año-la tasa de interés se elevará al 4%¿ tratará-de deshacerse de su Lo que importa fundamentalmente para determinar la demanda de >y
bono "ya que 'éste tiene ú'n rendimiento fijo, por lo que su valor caerá de dinero para especular, no es el nivel absoluto de la tasa de interés I
elevarse el tipo de interés. Efectivamente,. si la tasa dé interés "se eleva de mercado, "sino su gradó de divergencia respecto a lo que se considera J_l
al-4%, el bono de 1 000 pesos que da un rendimiento,de,30 pesos, verá corrió un nivel aceptablemente seguro de la misma". 38 . ",
caer ¡su; valor ya que ahora un capital de 1 000 pesos genera un interés ' Esta demanda, a diferencia de aquella que responde a los motivos
Y>. V - ! •••• •_;-' '"••• • ; , " , ' - • , v ' . - = j ¡ . '" ' 1000 X 30 _ transacción y precaución, es elástica respecto a la tasa de interés; mientras
de 40 pesos. El valor del bono en estas condiciones es: ^ — - = 750
' .ir. ,. .».:, ,4GU-- •••: ;. 3S* Keyncs,op. cit,, pp. 195-196! " , ,
74 KLOISA ANDJ EL K E Y N E S : LA TEORÍA GENERAL DE LA OCUPACIÓN 75

más baja sea ésta, menor es la compensación por el riesgo que se corre en sus determinantes un componente subjetivo importante que las expone
al mantener el dinero en un instrumento de deuda, por lo que la demanda a fluctuaciones súbitas.
de dinero será mayor cuando la tasa de interés es más baja y viceversa. Efectivamente, la eficacia marginal del capital está expuesta a cambios *Si~~
Se trata siempre de una tasa de interés alta o baja en relación a la tasa repentinos toda vez que ella depende de los rendimientos esperados de los
estimada suficientemente segura. bienes de capital. Estas expectativas, en la medida en que se forjan en un
Así, en el análisis de Keynes, la tasa de interés es el factor que iguala marco general de incertidumbre, están sujetas a variaciones y afectan así
la oferta de dinero con su demanda, el que logra que la cantidad de di- tanto a los montos como al destino de la inversión. 'c~~
nero que el público desea mantener en efectivo coincida con su oferta. La incertidumbre que confiere inestabilidad a las expectativas de los
I El interés es visualizado aquí como la recompensa por desprenderse durante empresarios responde a las propias condiciones bajo las que se desarrolla
J* un cierto tiempo de liquidez y no por abstenerse del consumo. la economía capitalista: se trata de una economía descentralizada don-
•¿7 De este enfoque, se infiere que la tasa de interés es un fenómeno con- de las decisiones corren por cuenta de los empresarios que actúan inde-
vencional, porque su valor real está determinado en buena medida por pendientemente los unos de los otros, donde no existe garantía previa para
las expectativas que respecto a él se forja la opinión pública. Cuando esta los resultados de la actividad económica, donde por tanto el acontecer
última tiene determinadas expectativas; por el solo hecho de existir dichas reciente juega un papel central en la determinación del futuro por medio
perspectivas, la tasa de interés tenderá a moverse en el sentido esperado, de las decisiones de inversión que dependen en buena medida de la eva-
luación que los empresarios elaboran respecto al presente y su tendencia.
toda vez que esas expectativas sean las que predominan. De este modo,
la realidad, determinada por la apreciación que de ella se tiene, tiende A la inseguridad que acompaña a estas expectativas y que resta esta-
N>a validar esta impresión. bilidad a los proyectos de inversión, debe agregarse la sensibilidad del
proceso inversor que proviene de la existencia de un mercado de valores
El análisis de Keynes que hace depender la tasa de interés de factores
donde prima la especulación.
eminentemente subjetivos, ha recibido críticas en el sentido que en él no
La tasa de interés también se caracteriza en el análisis de Keynes,
se determina a la tasa de interés. Efectivamente, en el corto plazo las varia-
por su componente subjetivo. Lo que cuenta en ella y la hace volátil,
ciones en la tasa de interés pueden explicarse por el comportamiento de
no es tanto su nivel real como el grado de divergencia de este último con
las expectativas respecto a una tasa de interés suficientemente segura; sin el nivel estimado seguro.
embargo es razonable suponer que las expectativas respecto a la tasa de Por último es necesario analizar el origen de los recursos invertidos
interés estimada normal guardan una relación con la tasa de interés vigen- y las condiciones bajo las que se lleva adelante el proceso inversor para
te, por ello en el largo plazo la tasa de interés suficientemente segura completar la explicación del nivel de actividad económica y de sus fluc-
y la de mercado, tenderían a coincidir. Al no haber divergencia entre tuaciones.
ellas, quedaría inexplicada la demanda de dinero para especular e inde- Ciertamente, toda vez que la inversión resulta viable por ser la efi-
terminada la tasa de interés de corto plazo. cacia marginal del capital superior a la tasa de interés, queda por deter-
minar el monto posible de la misma. Este no tiene por qué circunscribirse -^
a los recursos propios de la empresa ya que cabe el endeudamiento. \*
5.4. Tasa de interés, eficacia marginal del capital e inversión Ahora bien, recurrir al endeudamiento para ampliar la cantidad de
recursos destinados a la inversión tiene consecuencias importantes en el
Estamos ahora en condiciones de retomar el problema de la inversión. desempeño del quehacer económico.
Ella depende de la relación que guardan entre sí el tipo de interés y la En primer lugar este mecanismo permite alcanzar niveles de producto
eficacia marginal del capital. Para que se lleve a cabo un proceso de in- y empleo mayores. Sin embargo, a este resultado encomiable se suma el
/ versión es necesario que la eficacia marginal del capital sea por lo menos de la mayor inestabilidad que como consecuencia del endeudamiento ad-
igual al tipo de interés. quiere la vida económica.
- La marcha de la inversión va a depender del comportamiento que Nos referimos aquí no sólo a la versatilidad que confiere al proceso
tengan la tasa de interés y la eficacia marginal del capital. Ambos tienen inversor la especulación en el mercado de acciones, sino también a aquella
80 ELOÍSA ANDJEL KEYNES: LA TEORÍA GENERAL DE LA OCUPACIÓN 81

miento de los mercados financieros, da cuenta de las condiciones que la posibilidad de contar con nuevos créditos para saldar sus compromi-
generan recurrentemente una situación de crisis o de depresión. Desarrolla sos de pago.
para ello un esquema explicativo fundado en las relaciones que guardan Minsky analiza en detalle la demanda de recursos para acometer nue-
<* entre si ía^ inversión, las ganancias," el financiamientO''y-las posibilidades vas inversiones y aquella que se deriva del refinanciamiento.
> de saldar deudas. " f, Es de suponer que en una situación en la que se están validando las
Minsky se interesa específicamente por el estudio de la relación entre expectativas de ganancias y en la que se está ampliando el mercado, las de-
las empresas y las instituciones financieras. cisiones de inversión aumentarán. Al mismo tiempo las instituciones finan-
Como en la actualidad la intermediación financiera se interpone entre cieras estarán dispuestas a otorgar créditos en condiciones favorables, ya
el proceso real de inversión y la propiedad de los recursos con los que se que las ganancias actuales permiten saldar las deudas y las expectativas
lleva adelante esa inversión, el punto de partida del análisis debe ser el de ganancias futuras crean un clima de confianza en el mercado.
de una' economía-en la que opera un sistema financiero que capta y crea Se genera entonces una demanda creciente de recursos para destinar
recursos para poner a disposición de las empresas. . ; . a la inversión.
Nótese que la actividad inversora se Jleva a cabo y es posible mediante Estos recursos pueden provenir de la acumulación interna de las em-
la contratación de deudas y que el tráfico de deudas es campo de acción presas o del mercado financiero. Las empresas recurrirán al endeuda-
y fuente de ganancias para el sistema financiero. miento toda vez que los rendimientos actualizados que esperan obtener
La demanda de recursos financieros por parte de las empresas responde con el nuevo bien de capital sean superiores al precio de oferta del mismo
a sus necesidades para emprender nuevas inversiones, para hacer frente a y permitan cubrir inmediata o mediatamente los compromisos de pago
sus gastos de operación o para refinanciar deudas pasadas. contraídos para acometer la inversión.
v% La demanda de fondos para acometer nuevas inversiones tiene lugar Efectivamente el endeudamiento genera una obligación: en fechas
/ toda vez que el precio de demanda de los bienes de capital es mayor que fijadas es necesario saldar la deuda (principal e intereses). Este saldo se
j su precio de oferta. Éste incluye los costos directos e indirectos nece- realiza con los recursos líquidos que dispone en caja una empresa, con la
í sanos para producir el bien de capital. Dentro de Ios-costos indirectos venta de sus activos, con el flujo de ganancias que ingresa a la empresa,
figuran los costos financieros en los que se incurre para llevar a cabo dicho o cuando no cuenta con estos recursos en cantidad suficiente, saldará su
proceso de producción. El precio de demanda depende del valor actuali- deuda contrayendo nuevas deudas. El origen de estos recursos y el monto
zado de los rendimientos esperados a lo largo de toda la vida útil del bien necesario para enfrentar las obligaciones dan cuenta de la política seguida
de capital. La tasa de actualización depende no sólo del tipo de interés por las empresas y dan lugar a un sistema económico más o menos
sino también del riesgo que estima correr el empresario al emprender vulnerable.
-% una inversión.^ Así, si la totalidad de las empresas se endeudara por montos que siem-
La demanda de recursos para encarar los gastos de operación se acen- pre pudiera saldar ya sea con sus recursos líquidos, la venta de sus activos
túa cuando cae el nivel de actividad económica ya que los costos indirectos o las ganancias que obtiene en sus ejercicios, se contaría con un sistema fi-
no caen y éstos tienen un peso relevante dentro de los costos totales de nanciero estable: las deudas creadas siempre se liquidarían; los recursos
las empresas. financieros creados volverían a los bancos e instituciones financieras y de
La demanda de dinero para refinanciar deudas forma parte de la evitarse filtraciones, quedarían disponibles para repetir el proceso anterior.
demanda normal de muchas empresas cuyo funcionamiento depende de Sin embargo este esquema es irreal; ya que las ganancias del sistema fi-
nanciero son función del monto de créditos otorgados, cuando el sistema
<2 Nótese que esta teoría permite determinar el monto de la inversión, que según
hemos visto en el punto 4.3, quedaba indeterminada en el análisis de Keynes. Aquí, económico es estable, esto es, cuando los planes de los agentes económicos
a medida que aumenta el volumen de la inversión, la demanda de recursos monetarios se ven cumplimentados, cuando las ganancias realizadas corresponden a
aumenta,. y a menos de contar con una oferta monetaria infinitamente elástica ante
la demanda, el tipo de interés tiende a crecer haciendo asi caer el precio de demanda las anticipadas, cuando los recursos propios son suficientes para saldar las
de los bienes de capital y haciendo aumentar su precio de oferta. De este modo queda deudas contraídas, el conjunto de las instituciones financieras tiene interés
determinado el volumen de la inversión. Este enfoque es semejante al de Kalecki que en incrementar sus préstamos. Al mismo tiempo las empresas, al ver vali-
fijaba el monto de la inversión por el aumento en las tasas de riesgo y de interés.
6
82 ELOÍSA ANDJ EL KEYNES: LA TEORÍA GENERAL DE LA OCUPACIÓN 83

dadas sus expectativas y si prevén un crecimiento del mercado, tienen A su vez, aquellas unidades que desde un principio requerían recurrir
interés en ampliar sus inversiones incrementando su endeudamiento. al financiamiento para saldar sus deudas, encuentran modificados los tér-
Dentro de ciertos límites el sistema financiero puede ampliar, sobre la minos en los que éste se concede, sin poder prescindir del mismo. Sus obli-
existencia de una misma base monetaria, su oferta de recursos financieros gaciones crecen mientras que sus ingresos caen.
(mediante innovaciones en su modo de operar). Ello permite que la Si además se tiene en cuenta que muchas unidades contaban saldar
oferta se adecué a la demanda creciente sin que aumente el tipo de interés. sus deudas mediante la venta de activos que esperaban ver valorizados
La contrapartida negativa de esta situación en la que la inversión, y cuyo valor cae, la demanda de recursos financieros crece: el aumento
I las deudas y el nivel de actividad económica se expanden, reside en la en el tipo de interés produce un comportamiento perverso en la demanda
l-v, mayor vulnerabilidad que adquiere el conjunto de la economía. de dinero ya que ella aumenta. Este incremento se debe a la caída- de1 las
Efectivamente, en el contexto de auge recién señalado, la anticipación ganancias, a la reducción en el valor de los activos, al aumentó de la rela-
de ganancias crecientes aunada a la oferta de recursos lleva a políticas de ción compromisos de pago/ingreso, y a la existencia de empresas cuya
endeudamiento cada vez más audaces por parte de las empresas, políticas demanda de recursos financieros es inelástica respecto al tipo de interés.
posibilitadas por aquella que siguen las instituciones financieras en este Esta situación se autoperpetúa agravándose con ¿1 paso• del tiempo: ¿-
contexto: facilidades en el otorgamiento de créditos y adecuación de la las empresas con recursos suficientes para saldar sus deudas reducen el
oferta a la demanda creciente. monto de su inversión ante el aumento del tipo de interés y el clima de ¡
Muchas unidades se endeudarán y recurrirán durante un cierto tiempo incertidumbre: provocan así una caída en las ganancias. Aquellas unidades j
a nuevos endeudamientos para pagar los intereses de sus obligaciones; que no pueden prescindir de nuevos endeudamientos para cumplir con sus |
otras se endeudarán debiendo saldar sus compromisos —tanto intereses compromisos de pago, ven tanto por la reducción de las ganancias como' \
como capital— durante un periodo largo, recurriendo a nuevos préstamos. por la tasa de interés creciente y la caída en el valor de sus activos, cada I
Para todas ellas, el funcionamiento fluido del mercado financiero resulta vez más difícil la posibilidad de saldar sus deudas y más cercana la-^J
indispensable ya que su demanda de recursos responde a la necesidad de de quebrar. ' * .•.»••-.-••
saldar compromisos de pago contraídos en el pasado. En este contexto, la magnitud de la recesión y la posibilidad de una & r 1
Y Ahora bien, durante un cierto tiempo resulta posible satisfacer la de- crisis depende de la estructura económica vigente, del peso que tienen / (
manda creciente de recursos financieros con una base monetaria constante, en el conjunto de la economía las empresas que ante cambios en el tipo ¡
' sin que se eleve el tipo de interés. Sin embargo, la aptitud de incrementar dé interés se ven imposibilitadas de enfrentar satisfactoriamente sus com-' \ !

Í
la oferta, bajo estas condiciones, está acotada. Además, en la medida en la promisos. Mientras mayor sea la 'tasa de endeudamiento "(relación fondos; s\
que aumenta la demanda de recursos, el grado de exposición del sistema prestados/total de activos), más vulnerable resulta la actividad inversora.
[ financiero crece, ya que disminuye la relación capital propio/capital ajeno EiM^ámeñté7"aun reducciones pequeñas en las ganancias realizadas res- /
J por lo que el riesgo que asume es mayor. Todp_ello conduce a tasas de pecto a las ganancias esperadas o directamente- reducciones en las ganan-' l
v--» interés crecientes,. cias esperadas, elevan la preferencia por liquidez al poner en duda" la-' /
El aumento de la tasa de interés eleva el precio de oferta de los activos capacidad de cumplir con las obligaciones asumidas. Se eleva así la tasa* y
de capital (costo creciente), reduce su precio de demanda (tasa de actua- de interés y se desencadena la mecánica recesiva recién señalada, caí- (
lización mayor); con lo que el volumen de la inversión cae. Se reducen da de la inversión, de las ganancias, peso mayor de la deuda, riesgo /
otro tanto las ganancias pudiendo desajustarse las ganancias esperadas con mayor, inelasticidad de la demanda de dinero, nuevo aumento én el tipo /
las realizadas. Cuando ello ocurre, empresas que contaban con determi- de interés y así sucesivamente. Surge entonces, junto con la recesión, j
la posibilidad de un colapso en el mercado, quiebra que se explica por las.
nado flujo' de ingresos por concepto de ganancias para hacer frente a sus
interrelaciones existentes entre las distintas'unidades que conforman la es- \
obligaciones^ deben recurrir a otros procedimientos: venta de sus activos,
trüctura productiva de una economía, a través de las cuales" se retransmiten )(
recursos líquidos o endeudamiento. Nótese que,el valor de estos activos y amplifican las dificultades de cada unidad. ••• '••.<-J%
va 'a decrecer ño sólo por el aumento del volumen ofrecido de los mismos,
Nótese que la récesión y la crisis surgen del propio comportamiento ^-t
sino también por el incremento del tipo de interés.
del mercado durante la situación de auge: las instituciones financieras,' I '
t

K E Y N E S : LA TEORÍA GENERAL DE LA OCUPACIÓN 85


i 84 KLOISA ANDJ EL

En este apartado analizaremos la relación específica que guarda el


I en un contextode actividad económica creciente, con perspectivas de ga-
dinero con el nivel del producto y con el nivel de precios. Luego seña-
j nancia seguras, crean, por sus propias funciones, las condiciones para lá laremos brevemente los límites a los que se enfrenta la política monetaria
| futura recesión o crisis al conceder préstamos a unidades que sólo pueden en sus intentos para regular la actividad económica por medio de cam-
1 ^ saldar estas obligaciones recurriendo a nuevas deudas. bios en la oferta monetaria; límites que se entienden tanto mejor cuando
' - L a profundidad que adquieran la recesión y la crisis posible, así como el dinero es considerado como una variable endógena al sistema, punto
el lapso temporal durante el cual se extiendan, depende en parte de las que tratamos al final de este apartado.
medidas que asuma el gobierno mediante el gasto público así como de
las que adopte la banca central.
[>•• Efectivamente, si el gobierno emprende una política de gasto público 7.1. Dinero y nivel del producto
deficitario, ello permite mantener el nivel de las ganancias contrarrestando
o por lo menos minimizando la caída de las mismas que responde a la En el enfoque de Keynes, el dinero interviene como variable deter-
reducción en el volumen de la inversión. Si se logra mantener así un flujo minante del nivel de actividad económica. Efectivamente, la_teoría_dela
continuo de ganancias resultará posible saldar las deudas, por lo que el demanda explica el nivel del producto alcanzado a partir .del. volumen dé
funcionamiento del sistema financiero no se verá afectado o lo será en lav inversión. Este último depende de la comparación entre eficacia mar-
/ menor grado. A su vez la obtención de ganancias recreará un clima apro- ginal del capital y tasa de interés. Una y otra sólo pueden concebirse
j piado para retomar el proceso inversor y revertir la tendencia recesiva. mediante el dinero. La eficacia marginal del capital remite a la existencia
Por otro lado, la banca central, puede actuar para impedir aquellas quie- del dinero por depender de las ganancias esperadas que sólo pueden cuan-
bras que pueden poner en peligro a la totalidad del sistema. Esto es tificarse por medio del dinero, y la tasa de interés por ser función de la pre-
ferencia por liquidez.
posible mediante el refinanciamiento y la restructuración de la deuda
de aquellas unidades clave por sus vínculos con el conjunto del sistema. Decimos que las ganancias esperadas requieren del dinero para ser
De más está decir que una política monetaria flexible también puede ayu- cuantificadas pues resultan de la diferencia entre precio de venta y costos.
dar a establecer condiciones favorables para recuperar el nivel de activi- Pero el dinero no sólo interviene en tanto unidad de cuenta para estimar
^ d a d económira. las ganancias, sino que el monto de estas últimas varía toda vez que varía
De este enfoque, centrado en el análisis del comportamiento de las ins- el valor del dinero. Los cambios en el valor del dinero responden a fenó-
tituciones financieras y de las empresas, se colige la vulnerabilidad de la menos específicamente monetarios, de aquí que consideraciones monetarias
economía capitalista, sujeta por sus propias características a fluctuaciones resulten esenciales para evaluar las ganancias. Además, el papel monetario
y expuesta a crisis a lo largo de su funcionamiento. del dinero interviene también en relación a las ganancias esperadas, en la
medida en que parte de los costos puede financiarse mediante créditos
Se llega entonces a la misma conclusión que Keynes pero ahora explo-
por lo que dentro de los costos figura un componente exclusivamente mo-
rando las relaciones que guarda el sistema financiero con la actividad in-
netario, el tipo de interés.
versora, relaciones que Keynes sólo había esbozado en su análisis del ciclo
económico. Si además se admite que el proceso productivo se lleva a cabo re-
curriendo al crédito y que las condiciones bajo las que se otorgan prés-
7, Dinero, producto, precios, política monetaria tamos condicionan la magnitud de la inversión al determinar la masa
y endogeneidad del dinero de recursos disponibles por encima de los fondos propios de las empresas,
hallamos que nuevamente el dinero es factor decisivo en la determinación
¡T*z> Hemos analizado en los apartados anteriores una característica fun- del producto. Así, el fmandamiento, y por tanto la oferta de dinero, resulta •<
\\ damental de las economías capitalistas: su inestabilidad. Ella está ligada un elemento clave en la determinación del producto ya que permite elevar
i i al hecho de tratarse de (gccoiojrimsjmojietariai_c^COTtraliz^dasJ la inversión por encima de los recursos propios. ' ~*.
•*' Por economía monetaria no hacemos aquí referencia a una economía El dinero es para Keynes el elemento que permite ligar el futuro corí^"
donde el dinero media para la realización de transacciones, sino a una el presente a través de la eficacia marginal del capital (ganancias espera-
i en: la que el dinero sirve como instrumento para negociar deudas y realizar das) y del tipo de interés (preferencia por liquidez que depende de la tasa.
' yg operaciones especulativas.
i
í
j 86 ELOÍSA ANDJEL K E Y N E S : LA TEORÍA GENERAL DE LA OCUPACIÓN 87

t de interés considerada suficientemente segura). En este sentido, la fun- vante en la determinación de las variables reales. En relación al nivel
i . ción del dinero como nexo entre el futuro y el presente es decisiva para general de precios ya a analizar dos situaciones. La primera remite a una - - ,
i determinar eí nivel de actividad de hoy a través de la inversión. Esta últi- donde existen recursos ociosos, y la segunda a una donde la totalidad de /
| ma se ve favorecida cuando se cuenta con un sistema de precios estables, la capacidad productiva está empleada.
I ya que entonces resultan más confiables las previsiones fijadas por los En el primer caso, el nivel general de precios queda definido, según
empresarios,' lo que facilita la toma de decisiones de inversión. Keynes, por los costos marginales y por el nivel del producto.
! j Así, a diferencia de lo que ocurre en el enfoque neoclásico, en la teoría
I | de Keynes la flexibilidad de los precios y los salarios no favorece el cre- El nivel general de precios depende, en parte, de la tasa de remuneración
! cimiento del producto, más bien entorpece la marcha de la economía al de los factores productivos que entran en el costo marginal y, en parte, de
i dificultar el cálculo económico. la escala de producción como un todo, es decir (considerando conocidos
1 el equipo y la técnica) del volumen de ocupación.44
" - Además, cuando la caída en los precios genera expectativas de mayores
reducciones de los mismos,, el proceso inversor se frena a la espera de la Podríamos mantener los resultados a los que llega este autor, con una
reducción prevista en el nivel de precios. Sin embargo, al caer el volumen teoría distinta de determinación de los precios en la que el nivel general
de la inversión, se, reducen el ingreso y las ganancias. Las nuevas condi- de precios dependiera, siempre que existieran recursos productivos ocio-
ciones pueden anular las decisiones de inversión cuando efectivamente sos, de los costos y del tipo de competencia.
ocurra la caída en los precios, ya que las expectativas de ganancia habrán Pero sea cual fuere la forma de determinar los precios, las variaciones
cambiado al haberse reducido el nivel actual de la actividad económica^ en la cantidad de dinero no afectan al nivel general de precios. Cam-
•El modelo de Keynes al hacer intervenir al dinero, mediante la tasa bios en la oferta de dinero pueden afectar a la demanda de dinero; la.
de interés y de la eficacia marginal del capital, en la determinación del relación que se establece entre una y otra determina el tipo de interés.
producto, vuelve inconcebible una explicación en Q¡j¡ que el mundo econó- • Las variaciones de la tasa de interés pueden a su vez afectar a través de
i¿> mico pueda escindirse en dos niveles, el real y el monetario. El análisis los posibles cambios que de ello resulten en el volumen de la inversión,
// keynesiano no puede prescindir de la dimensión monetaria. Su caracteri- al nivel del producto.
j zación de la economía capitalista es la de una economía regida por un Suponiendo constantes la preferencia por liquidez y la eficiencia m a r - 5 ]
i i conjunto de relaciones monetarias y financieras, por tanto incomprensible ginal del capital, los cambios en la oferta de dinero que modifican al tipo ¡
¡ | según la clásica analogía de una sociedad; cuya actividad económica se de interés, afectarán al monto de la inversión y con él, al ingreso y al ¡
i infunda en el trueque. empleo. Un aumento en la oferta de dinero puede significar una menor [
tasa de interés y, por tanto, mayores niveles de producto y de empleo,
7.2. El dinero y el nivel general de precios 43 mientras que una reducción en la oferta, de dinero puede tener efectos 1
adversos sobre uno y otro.
El dinero no es neutro respecto al producto. Cabe preguntarse ahora Los cambios en la oferta de dinero no afectan, cuando existe capacidad ^T
qué relación guarda la cantidad del dinero respecto al nivel general de productiva ociosa, al nivel de precios, pero pueden modificar el nivel del |
precios. producto y del empleo.
Recordemos que para la economía neoclásica, la cantidad de dinero Keynes supone aquí que los recursos ociosos disponibles son homogé-
determinaba unívocamente el nivel general de precios: un aumento en neos y por tanto intercambiables y que los salarios no se modifican —cuan-
la cantidad de dinero se traducía en uno semejante en el nivel de precios, do existe mano de obra desempleada— ante cambios en la demanda
y viceversa, una reducción de la oferta monetaria significaba una caída de trabajo.
equivalente en el nivel general de precios. Esta relación quedaba forma- Al levantar estos dos últimos supuestos, pero manteniendo constantes 2 ']'j
lizada por la igualdad MV = PT de la teoría cuantitativa del dinero. la eficacia marginal del capital y la preferencia por liquidez, señala que \1
, Keynes como ya hemos visto, no limita el papel del dinero a la deter- ante un aumento en la oferta monetaria habrá un incremento, tanto en \\
minación del nivel de los precios. Para él, el dinero juega un papel rele- el nivel de precios como en el del producto.
as Keynes, op. cit., cap. 21. « Keynes, np. cit., n. 283.
88 ELOÍSA ANDJEL KEYNES: LA TEORÍA OENERAL DE LA OCUPACIÓN 89

Efectivamente, al levantar el supuesto de homogeneidad de los recur- Keynes afirma:


sos, es posible enfrentar cuellos de botella por la insuficiencia de un fac-
tor productivo ante el crecimiento de la demanda. Por mi parte, soy ahora un poco escéptico respecto al éxito de una polí-
Además el crecimiento del empleo y de las ganancias que se derivan tica puramente monetaria dirigida a influir sobre la tasa de interés.46
del aumento de la demanda crea condiciones propicias para elevar salarios,
con ellos los costos y por tanto los precios. Esta desconfianza respecto al poder de la política monetaria responde
Sin embargo, el efecto más importante del aumento en la oferta de a la naturaleza del interés. Éste, recordemos, es función de la preferencia
dinero radica, bajo los supuestos anteriores, en el crecimiento del producto. por liquidez. Ésta depende de las expectativas del público respecto a lo
Keynes supone que cuando el producto crece, el nivel general de precios que estima ser un nivel suficientemente seguro para el tipo de interés.
aumentará pero no demasiado. De esta manera las expectativas del público pueden contrarrestar los
En condiciones de pleno empleo, cualquier incremento en la demanda efectos buscados por una determinada política monetaria.
se traducirá en un incremento de precios, ya que la oferta no puede ade- Efectivamente, el resultado de las intervenciones de la autoridad mo-
cuarse al crecimiento de la demanda. netaria en el mercado de dinero, depende no sólo de las medidas que aquí
Bajo estas condiciones, un aumento en la oferta de dinero que se tra- se adopten sino también de la manera en que el público interprete esta
duce en un aumento en la demanda de bienes, significará un aumento intervención. Así por ejemplo, si la autoridad monetaria desea reducir
de los precios ya que el crecimiento de la demanda no puede satisfacerse, el tipo de interés y para ello aumenta la oferta monetaria, esta medida
pues no se cuenta con los recursos productivos necesarios para incrementar no garantiza que el público vea como segura una tasa de interés m e -
el nivel del producto. Esta situación se traduce entonces en una elevación nor. Puede muy bien decidir mantener todo el nuevo dinero lanzado*^'
del nivel general de precios. bajo forma líquida en lugar de conservar una deuda con un interés bajo, j
Su preferencia por liquidez puede ser absoluta, caso en el cual la autori- ¡
Cuando un nuevo crecimiento en el volumen de demanda efectiva no dad monetaria habrá perdido el control efectivo sobre la tasa de interés. \
produce ya un aumento más en la producción y se traduce sólo en un Esta situación es conocida como "trampa de liquidez" y surge toda vez I
alza de la unidad de costos, en proporción exacta al fortalecimiento de la que existe consenso respecto a una tasa de interés suficientemente segura.^
demanda efectiva, hemos alcanzado un estado que podría designarse apro- mayor que la de mercado. Cuando la opinión pública estima que la tasa
piadamente como de inflación auténtica.45 de interés no podrá seguir bajando ni podrá mantenerse a su actual nivel,
la demanda de dinero es, en ese momento y hasta que la tasa de interés,
Así, en el enfoque de Keynes, la cantidad de dinero determina el nivel de mercado aumente, infinita.
de precios sólo en el caso del pleno empleo de todos los recursos produc- Más aún, intervenciones por parte del Estado en el mercado de dinero,
tivos, físicos y humanos. pueden acarrear efectos contrarios a los buscados, al crear un clima de des-
confianza en la opinión pública. Es indispensable para lograr los objetivos
deseados que el público perciba estas intervenciones como definitivas.
7.3. La política monetaria: sus límites Cualquier duda respecto a las mismas hace que escape de las manos-
de la autoridad monetaria el control sobre este mercado.
Si el dinero interviene activamente en la determinación del nivel del
producto, resulta importante establecer las posibilidades que tiene la polí- De este modo, una política monetaria que la opinión pública considere- i
tica monetaria de lograr resultados específicos actuando sobre la tasa experimental o sujeta fácilmente a modificaciones, puede no lograr su
de interés. objetivo de reducir considerablemente la tasa de interés a largo plazo,,
porque M2 puede tender a aumentar casi sin límite en respuesta a una 1
Keynes acepta que la oferta monetaria es una variable exógena fijada
reducción de r por debajo de cierta cifra.47 La misma política, por otra
por la autoridad monetaria. Ello no significa sin embargo la posibilidad
de controlar al tipo de interés.
*o Keynes, op. cil., p. 162.
*' Por Af se entiende la demanda de dinero para especular, y por r la tasai
« Keynes, op. cil., p. 291. de interés.
SO ELOÍSA ANDJ EL K E Y N E S : LA TEORÍA GENERAL DE LA OCUPACIÓN 91

u parte, puede tener éxito fácil si la opinión la considera razonable, prac- se acentúa si se levanta el supuesto de la exogeneidad de la oferta mone-
/ ticable, orientada al interés público, basada en una convicción fuerte taria. Ello nos remite al análisis que hace Kaldor respecto del dinero.
Ij y promovida por una autoridad que no corra el riesgo de ser reemplazada,48
De este modo, como las variables monetarias tienen en su determina- 7.4. Kaldor: la endogeneidad del dinero50
ción un componente subjetivo, la demanda de dinero más que responder
a un comportamiento estable, graficable mediante una curva de prefe- Kaldor afirma que la oferta monetaria es en buena medida una varia-
rencia por liquidez, tiene un comportamiento errático implicando más ble endógena al sistema.
que desplazamientos a lo largo de una curva, cambios en la posición de Para ello parte de la realidad del dinero crédito. El dinero crédito
la'misma, haciendo impredecible el nivel en el que a raíz de las medidas es aquel que sirve como vehículo de deudas, función propia del dinero
adoptadas por la autoridad monetaria, se establecerá la tasa de interés. en una economía capitalista. No se trata del dinero mercancía cuya rela-
1¿ Se cuenta entonces con la siguiente secuencia: cuando la autoridad ción con el resto de las mercancías se explica ya sea por su costo de pro-
monetaria modifica la oferta de dinero, se modifica también la demanda ducción, ya sea por su utilidad marginal en usos no monetarios. Al con-
de dinero, pero puede alterarse toda la función de demanda. Aquí, la trario, el dinero crédito no requiere de ningún costo en su producción.
demanda depende de la oferta; un cambio en esta última, al alterar A partir de la existencia del dinero crédito, el autor afirma que las
las condiciones bajo las cuales el público fijó sus expectativas respecto a variaciones en la oferta de dinero son en buena medida una respuesta
un tipo de interés seguro puede modificar la demanda de dinero, con lo a las variaciones en la demanda del mismo.
cual esta función se desplaza,y la tasa de interés puede aumentar, dismi- Efectivamente, si el sector público o privado decide aumentar su gasto,
•1 nuir o mantenerse constante. ello generará un incremento en la oferta monetaria ya sea porque el gas-
A las dificultades anteriores para regular el tipo de interés se agrega to .acrecentado se financia con un préstamo, haciendo uso de la capacidad
el hecho que la autoridad monetaria no opera con todo tipo de títulos, lo de crear dinero por parte de la banca comercial, ya sea porque este gasto
que deja un margen de acción importante a la actividad privada para se financia con saldos antes ociosos, caso en el cual aumenta. la veloci-
intervenir en la fijación del tipo de interés. dad de circulación del dinero. Ambas situaciones representan una mayor
oferta de dinero inducida por la creciente demanda del mismo. El incre-
Por último, las posibilidades de intervenir en el mercado monetario
mento en el gasto es la causa, y no la consecuencia, del aumento en la
para obtener determinados resultados, se ven también mermadas cuando se
oferta de dinero.
trata —como es el caso en la actualidad para todas las economías capita-
listas^— de un mercado al que se le enfrenta la competencia internacional. De la misma manera, una reducción en el gasto significaría que parte
En estas condiciones, todas las variables monetarias tienen un componente del dinero se vuelca a la compra de bonos con lo que disminuye la can-
externo en su determinación, mismo que escapa a la autoridad monetaria tidad de dinero en circulación, o que las deudas contraídas se saldan sin
nacional. Así que nuevos préstamos sean solicitados, con lo cual el posible exceso en la
oferta monetaria es absorbido por el propio sistema bancario.
.. .en un país ligado a un patrón oro internacional, una tasa de interés Así, son los cambios en el gasto los que generan modificaciones en, la -*•
más baja de la que prevalece en cualquier otra parte será mirada con cantidad de dinero. Por ello para controlar la oferta de dinero es necesario
una falta de confianza justificable; sin embargo, una tasa nacional de intervenir sobre su demanda.
interés llevada a la paridad con la más alta (la mayor después de tomar La demanda de dinero es función del nivel del producto (demanda
en cuenta los riesgos) que prevalezca en cualquier país perteneciente al para transacciones) y de la tasa de interés (demanda para especular
sistema internacional, puede ser mucho mayor de la que sería compatible
con la ocupación plena en el interior.49 o preferencia por liquidez). Por ello los mecanismos para regular la oferta
monetaria requieren ya sea la adopción de -medidas fiscales que afecten
El conjunto de consideraciones anteriores evidencia el poder limitado en un sentido' o en otro al nivel del producto, de modo de modificar
de la política monetaria para regular variables decisivas. Esta situación la demanda de dinero derivada del nivel del ingreso; ya sea. utilizar
*8 Keynes, op. cit., p. 197. so Kaldor, N. y Trevithick, James, "A Keynesian Perspectíve on Money" en Lloyds
« Keynes, op. cit., p. 197. Bank Reuiew, enero de 1981, núm. 139, p p . 1 a 19.
92 ELOÍSA ANDJEL
KEYNES: LA TEORÍA GENERAL DE LA OCUPACIÓN 93

mecanismos que afecten la demanda de dinero para especular a través namiento de las economías capitalistas. Crisis y desempleo se explican
de cambios en la tasa de interés. Ya se señalaron en el punto anterior
desde la propia lógica de esas economías y no como consecuencia de im-
las dificultades que surgen en la regulación del tipo de interés.
perfecciones del mercado.
Es necesario notar que el margen para regular la oferta de dinero
no sólo se halla acotado por la preferencia por liquidez del público sino
9. Conceptos centrales
también por el propio funcionamiento de la economía.
Efectivamente, en el caso de una economía monetaria con alta inter- Función de producción
mediación financiera, el buen funcionamiento de la actividad económica Rendimientos decrecientes
requiere de la marcha fluida del sistema financiero, esto es del constante Valor del producto marginal del trabajo
otorgamiento de créditos. Es necesario para mantener el flujo de créditos Utilidad y desutilidad del trabajo
que las deudas se salden. Así puede proseguir sin interrupciones la activi- Ley de Say
dad productiva. Sin embargo, en caso de incumplimiento de pagos, es Tasa de interés
indispensable que la banca central actúe como prestamista en última ins- Teoría cuantitativa del dinero
tancia para evitar el colapso generalizado que resultaría si las instituciones Función de oferta global
financieras más importantes quebraran por falta de liquidez. Función de demanda esperada
Función de demanda real
8. Conclusiones de la Teoría general Previsiones de corto y de largo plazo
Propensión media y marginal al consumo
La Teoría general presenta una interpretación del capitalismo desa- Multiplicador del ingreso
rrollado que sostiene que la peculiaridad de éste radica en su comporta- Multiplicador del empleo
miento inestable, movimiento que se da al pasar no de un punto de equi- Rendimientos esperados
librio a otro, sino en el tránsito de un desequilibrio a otro. Aquí el equili- Precio de oferta de la inversión
brio sólo puede lograrse por casualidad y éste no garantiza que se trate Valor presente, valor futuro
de un equilibrio de pleno empleo. También resultaría puramente casual Eficacia marginal del capital
que el mercado por sí solo lograra estabilizar, en un momento dado, a la Riesgo creciente
economía en un punto de equilibrio de pleno empleo. Especulación y mercado de capitales
[K Esta situación frágil se explica en razón del papel central que juega Preferencia por liquidez •
i la inversión como elemento de demanda. Son las fluctuaciones de la inver- Tasa de interés suficientemente segura
j sión y la insuficiencia de la misma, junto con una distribución de ingreso Tasa de interés de mercado
| desigual, quienes explican las oscilaciones del producto y hacen que éste Ciclo suave
-k no sea el producto máximo poáble. Colapso de la eficacia marginal del capital
p A su vez, la inestabilidad del proceso inversor responde a los vínculos Sobreinversión
i que mantiene con el sistema financiero mismo que incorpora la posibili- Tasa de endeudamiento
; dad de la especulación, afectando así directamente la marcha de la acti- Preferencia absoluta por liquidez
-T> vidad productiva. Exogeneidad y endogeneidad del dinero.
Esta interrelación hace imposible interpretar al mundo económico es-
cindido en dos niveles, el real y el monetario, y hacer del dinero una varia- 10. Guía de estudios
ble neutra respecto al nivel del producto. Aquí, a través de las expectati-
vas, especulativas o no, el dinero afecta directamente al nivel del producto. A. EL MODELO NEOCLÁSICO
El conjunto de conclusiones anteriores invalida los resultados de la
1. ¿Por qué la determinación del salario es, en el esquema neoclásico,
escuela neoclásica y ofrece un planteo alternativo para explicar el funcio-
un problema de orden técnico?
94 ELOÍSA ANDJ EL KEYNES: LA TEORÍA GENERAL DE LA OCUPACIÓN 95

2. ¿Bajo qué circunstancias es posible concebir un nivel de empleo EL CONSUMO, SUS DETERMINANTES Y EL MULTIPLICADOR
mayor y un salario real constante o mayor (en relación al que corresponde
1. ¿Por qué una distribución del ingreso equitativa permite más fácil-
a un nivel de empleo menor)?
mente el crecimiento del producto?
3. ¿Qué condición debe cumplirse para que a un mismo salario real
2. ¿Por qué una propensión marginal al consumo elevada favorece
corresponda una oferta mayor de trabajo? ¿Bajo qué circunstancias, opina,
un mayor nivel de producto?
esta situación puede ocurrir?
3. Suponga un incremento en la demanda no prevista. ¿Qué ocurre
4. ¿Cómo se determinan en el modelo neoclásico: < '
en lo inmediato con:
a) el nivel del empleo,
a) el nivel del producto,
b) el nivel del salario, y
b) el nivel del empleo,
c) el nivel del producto?
c) el nivel de precios, y
5. ¿Por qué en el modelo anterior el desempleo sólo puede ser volun- d) la distribución del ingreso?
tario o fricciona!? 4. ¿Bajo qué condición ese incremetno se traduciría en un nivel de
6. ¿Por qué la ley de Say rige directamente en una economía de true- actividad económica más elevado?
que? ¿Qué condiciones deben cumplirse para que ella también rija en 5. ¿Por qué puede fracasar una política encaminada a reactivar el
una economía dineraria? nivel de actividad económica a través de un aumento en la demanda
7. ¿Qué ocurre con el nivel general de precios según la teoría cuan- del sector privado?
titativa del dinero, cuando la cantidad de dinero lanzada a la.circulación
por la autoridad monetaria aumenta? CARACTERÍSTICAS Y DETERMINANTES DE LA INVERSIÓN

1. ¿Por qué, según Keynes, la eficacia marginal del capital tiende


B. LA TEORÍA GENERAL DE K E Y N E S a caer?
2. ¿Qué objeciones puede formular respecto a la afirmación de que
1. La crítica de Keynes al modelo neoclásico la eficacia marginal del capital tiende a caer a medida que aumenta la
2. ¿Por qué razones Keynes sostiene que la oferta de trabajo no inversión?
es función del salario real? 3. ¿Por qué a medida que aumenta el monto de la inversión aumen-
ta el riesgo?
LA TEORÍA KEYNESIANA DE LA DEMANDA 4. ¿Por qué un riesgo mayor se traduce en un tipo de interés mayor,
y qué consecuencias se desprenden de ello en relación al monto de la
1. ¿Qué ocurre con el niveLdel producto,y de empleo en el periodo t, i inversión?
si en el periodo anterior t-i, la función de demanda esperada fue mayor 5. ¿Por qué razones el mercado de capitales:
que la de demanda real? } a) favorece el volumen de la inversión, y
2. ¿Cómo se determinan en el modelo de Keynes: b) genera fluctuaciones en el nivel de actividad económica?
a) el nivel del producto,
b) el nivel del empleo, y CARACTERÍSTICAS Y DETERMINANTES DEL TIPO DE INTERÉS
c) el nivel del salario? * 1. Señale los motivos por los que existe una demanda de dintro, e in-
3. Señale el papel que juegan las expectativas de corto y largo plazo en dique para cada uno de ellos la variable de la que depende
la determinación del producto y del empleo así como en el grado de uti- 2. ¿Qué ocurre con la demanda de dinero de un individuo cuando
lización de los recursos productivos existentes. estima que la tasa de interés del mercado es mayor que la tasa de interés
4. ¿Por qué en este modelo cabe el equilibrio con desempleo? i suficientemente segura?
96 ELOÍSA ANDJ EL

3. ¿En qué se diferencia la definición que hace Keynes del interés


de la de los neoclásicos?.

EL CICLO ECONÓMICO Y EL CICLO FINANCIERO


CAPÍTULO III
. 1. ¿Por qué la caída de la tasa de interés no es condición suficiente
para permitir el crecimiento de la inversión en un periodo de recesión? LA SÍNTESIS NEOCLÁSICA
2. ¿Qué relaciones puede establecer entre niveles de endeudamiento
y nivel de actividad económica? Poco tiempo después de la publicación de la Teoría general en donde
se afirma que el libre juego de mercado no garantiza el equilibrio de pleno
DINERO, PRODUCTO PRECIOS, POLÍTICA MONETARIA Y ENDOGENEIDAD empleo de la economía, que por el contrario, lo propio de una economía
DEL DINERO capitalista consiste en la inestabilidad del nivel de actividad económica
y en el uso insuficiente de sus recursos, la escuela neoclásica, atacada en
1. ¿Qué ocurre según Keynes con el nivel de precios cuando aumenta sus postulados fundamentales, abre un debate, intentando salvaguardar sus
la oferta de dinero: conclusiones frente a la argumentación de Keynes.
Hicks inicia este debate con el artículo "El señor Keynes y los clá-
a) en condiciones de existencia de recursos ociosos, y
sicos" publicado en 1936. Surge aquí una corriente de pensamiento —que
b) en condiciones de plena utilización de los recursos?
posteriormente recibió el nombre de síntesis neoclásica— caracterizada
Indique los supuestos que hace para contestar esta pregunta por la recuperación de los planteos de Keynes dentro del marco de una
2. ¿Por qué Keynes era escéptico respecto a las posibilidades de la teoría de equilibrio general.
política monetaria de influir sobre la tasa de interés? Se trata de invalidar las conclusiones de Keynes, transformándolo en
3. ¿Por qué la oferta de dinero puede apreciarse como una variable un continuador de la teoría neoclásica. Para ello se reformuló la Teoría
endógena? general con conceptos neoclásicos, eliminando todos aquellos argumentos
que no se adaptaban a este enfoque. De esta manera desaparece el con-
tenido revolucionario de la teoría keynesiana. Su validez quedó circuns-
crita a condiciones muy particulares ya que el enfoque del desequilibrio,
en lugar de dar cuenta del comportamiento normal de una economía
capitalista, sólo tiene vigencia, dentro de la nueva óptica, para explicar
un caso muy particular.
En lo que signe presentaremos en primer lugar el modelo de la sín-
tesis neoclásica. Indicaremos luego las razones por las que este esquema
no puede concebirse como la continuación del pensamiento keynesiano.
Por último hacemos una evaluación de la validez de las conclusiones del
modelo de la síntesis neoclásica.

1. El modelo de la síntesis neoclásica

El núcleo de .este modelo consiste en demostrar cómo, en una economía


capitalista, los problemas de desequilibrio causados por un insuficinte
nivel de demanda pueden ser resueltos cuando se cuenta con un sistema
de precios flexibles.
97
7