Está en la página 1de 55

curso de post-grado para profesores especialidad en matematica´ COMBINATORIA

Equipo de Dise˜no:

Carlos Mauricio Canjura Linares Claudia Patricia Corcio Ernesto Am´erico Hidalgo Castellanos Humberto Alfonso Serme˜no Villalta Eder Alexander Jacobo Ar´evalo Aar´on Ernesto Ram´ırez Flores

28 de junio de 2010

1

´

´

INDICE

INDICE

´

Indice

1. Principios de Conteo

4

1.1.

PRINCIPIO DE LA SUMA

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

4

 

´

1.2.

PRINCIPIO DE LA MULTIPLICACI ON

 

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

5

 

´

1.3.

PRINCIPIO DE BIYECCI ON

 

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

6

 

´

´

1.4.

INCLUSI ON-EXCLUSI ON

 

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

9

1.5.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

10

 

´

´

1.6.

INDUCCI ON MATEM ATICA.

 

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

12

1.7.

PRINCIPIO DE LAS

 

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

13

1.8.

PROBLEMAS .

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

14

2. Combinaciones y el N´umero Combinatorio

 

18

2.1. MODELO DE CONJUNTOS

 

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

18

2.2. MODELO DE CAMINOS

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

20

2.3. CADENAS DE CEROS Y UNOS

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

23

 

´

2.4. TRI ANGULO DE PASCAL

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

24

2.5. BINOMIO DE NEWTON

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

25

2.6. PROBLEMAS .

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

27

3. Permutaciones y Arreglos

 

33

3.1. PERMUTACIONES

 

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

33

3.2. PERMUTACIONES CIRCULARES

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

33

 

´

3.3. PERMUTACIONES CON REPETICI ON

 

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

34

3.4. ARREGLOS .

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

36

3.5. PROBLEMAS .

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

36

4. Extensiones del N´umero Combinatorio

 

39

4.1. SEPARADORES

 

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

39

4.2. MULTICOMBINATORIO

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

40

4.3. PROBLEMAS .

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

41

5. Principios de Conteo 2

 

44

 

´

´

5.1. PRINCIPIO DE INCLUSI ON - EXCLUSI ON

 

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

44

 

´

5.2. DES ORDENES

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

44

5.3. RECURRENCIA

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

45

5.4. PROBLEMAS .

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

47

 

2

´

´

INDICE

INDICE

Introducci´on

Una manera muy sencilla de definir a la Combinatoria es entenderla como aquella area´

de la ma-

tem´atica que trata el problema de contar. 1 Esta actividad tan natural y a la que nos aproximamos

desde edades muy tempranas, tiene dos caracter´ısticas centrales:

1. Para contar, hay que considerar todas las posibilidades.

2. Y adem´as, hay que asegurarse que cada objeto de conteo se cuenta exactamente una vez, es decir, hay que evitar contar dos o m´as veces a un mismo objeto.

Es decir, cada objeto se cuenta al menos una vez y a lo sumo una vez . S´ı, esto es evidente, pero pronto podr´a darse cuenta que esto puede resultar muy complicado de percibir.

Para contar hay muchas formas, y la m´as elemental es hacer un conteo exhaustivo, es decir, uno por uno elaborando un listado completo de los objetos, o lo que es lo mismo, un censo. Ahora bien, si lo que nos proponemos contar es la cantidad de n´umeros de un mill´on de cifras que comienzan con el d´ıgito 4, obviamente, no haremos un censo, nunca terminar´ıamos; all´ı entra en juego la com- binatoria, la combinatoria proporciona m´etodos y t´ecnicas para resolver este y otros problemas en el que el conteo exhaustivo no funciona. Por tal motivo, algunos consideran a la combinatoria como el arte de “contar sin contar”. 2

Para llevar a cabo los conteos, se necesitar´an de ciertos teoremas, que por lo evidente de su veracidad, se les llama principios. A continuaci´on se hace una breve aproximaci´on a los principios m´as importantes en combinatoria, y a lo largo del texto se tendr´a la oportunidad de ir afinando la concepci´on de los principios as´ı como agudizando la destreza de sus usos.

1 La Combinatoria es por supuesto mucho m´as extensa que esto, pero para nuestros fines, esta definici´on es la mejor. 2 Por lo general, la matem´atica resuelve los problemas que le incumbe con m´etodos ingeniosos que desaf´ıan al sentido com´un.

3

1 Principios de Conteo

1. Principios de Conteo

En este apartado desarrollaremos algunos principios b´asicos de conteo y enumeraci´on. Cuando nos interesamos en determinar el n´umero de elementos en un conjunto dado, estamos en un caso de conteo; mientras que cuando nos interesa listar los elementos estamos en el caso de enumeraci´on. Ambos problemas son importantes; hay situaciones en las que nos interesa no s´olo saber cu´antos elementos hay en un conjunto dado, si no adem´as saber cu´ales son tales elementos, de aqu´ı que con frecuencia los m´etodos de conteo y enumeraci´on son inseparables. El prop´osito de este apar- tado es el de desarrollar algunas t´ecnicas fundamentales de conteo en los que la enumeraci´on no aparece de manera expl´ıcita; se basan fundamentalmente en algunos principios cuya simplicidad con frecuencia impide valorar su potencia; desarrollar la habilidad de aplicar correctamente tales principios requiere alguna pr´actica por lo que se proponen ejercicios diversos para la aplicaci´on de los mismos en diferentes contextos.

1.1. PRINCIPIO DE LA SUMA

Un concepto fundamental cuando se trata de contar, es el de cardinal de un conjunto. En el caso de los conjuntos finitos, el cardinal de un conjunto A es simplemente el n´umero de elementos que posee y se acostumbra denotarlo por |A| o bien por Card(A).

La t´ecnica m´as elemental para contar los elementos de un conjunto es la de separar sus elementos en clases disjuntas, de forma tal que su reuni´on incluya todos los elementos del conjunto. En otras palabras se requiere que cada elemento del conjunto debe pertenecer a una sola de las clases y que todo elemento del conjunto pertenece a una de las clases en las que se separa el conjunto.

Definici´on 1.1. Un conjunto finito A ha sido separado en n clases disjuntas A 1 , A 2 , A 3 , si se satisface simult´aneamente:

i.

ii.

A i A j = para todo i

= j.

n

i=1

A i = A.

, A n ,

Tambi´en decimos que el conjunto A ha sido particionado y las clases disjuntas (o exlcuyentes) se denominan los elementos de la partici´on.

Teorema 1.1. Principio de la Suma: Si el conjunto A es posible separarlo en clases A 1 , A 2 ,

el total de elementos de A, es igual a la suma de los cardinales de cada una de las clases. Es decir

, A n ,

|A 1 | + |A 2 | + ··· + |A n | = |A|

El principio de la suma suele ser enunciado tambi´en de la siguiente forma: si un suceso A puede ocurrir de n maneras, un suceso B puede ocurrir de m maneras y ambos sucesos no pueden ocurrir simult´aneamente, entonces el suceso A o B puede ocurrir de (n + m) formas. Por supuesto tiene su versi´on cuando hay m´as de dos sucesos, con la condici´on obvia que dos cualesquiera de ellos no pueden ocurrir simult´aneamente.

4

´

1.2 PRINCIPIO DE LA MULTIPLICACI ON

1 Principios de Conteo

´

1.2. PRINCIPIO DE LA MULTIPLICACI ON

Cuando se trata de contar parejas (x, y) conociendo el n´umero de opciones de cada una de las componentes del par, se utiliza el conocido como principio de la multiplicaci´on que afirma que el total de posibles pares que se pueden formar es el producto del n´umero de alternativas que se dispone para la primera componente por el n´umero de alternativas para la segunda componente.

Por ejemplo si se lanza al aire un dado dos veces y anotamos los posibles resultados, estos los podemos registrar mediante un par (x, y) registrando en la primera componente el resultado de la primera tirada y en la segunda componente el resultado de la segunda tirada. Siendo que en cada tirada hay seis posibles resultados: 1, 2, 3, 4, 5, 6, el total de posibles pares es 36. En efecto para cada uno de los posibles resultados para la primera tirada tenemos 6 posibles resultados para la segunda tirada y siendo que hay seis posibles resultados en la primera tirada, el total de resultados ser´a de 36.

De manera completamente an´aloga suponga que deseamos determinar el total de secuencias de tres letras, es decir ternas (x, y, z) que se pueden formar con las letras a, b, c, d, e, f , de forma tal que no se permite la repetici´on de letras. Habiendo 6 opciones de letras por colocar en la primera posici´on, para la segunda posici´on s´olo tendremos 5 opciones puesto que no se acepta la repetici´on de letras en la terna; restricci´on que nos deja en la tercera posici´on s´olo con 4 letras como posibles opciones. As´ı el total de ternas con la restricci´on planteada ser´a de 6 · 5 · 4 = 120.

Teorema 1.2. Principio del Producto: Si A 1 , A 2 , A 3 ,

dinales n 1 , n 2 , n 3 ,

cartesiano de tales conjuntos tiene por cardinal el producto de los cardinales de los conjuntos dados. Es decir

|A 1 × A 2 × ··· × A k | = n 1 n 2 ··· n k

En particular, cuando se trata del mismo conjunto A de cardinalidad n en cada uno de los factores, se obtiene

| A × A × ··· × A | = n k

En otra versi´on del principio de la multiplicaci´on, ´este se presenta en la forma siguiente: si un conjunto puede ser particionado en k clases y cada una de las clases puede ser separada en t tipos de elementos, el total de tipos de elementos es kt.

, A k es una sucesi´on de conjuntos con car-

, n k respectivamente, entonces el conjunto que se obtiene haciendo el producto

k veces

Otra versi´on muy frecuente del principio de la multiplicaci´on se presenta de la forma siguiente:

si hay n 1 alternativas de seleccionar un primer objeto y para seleccionar un segundo objeto se dispone de n 2 formas, la selecci´on del par ordenado de objetos puede ser realizada en n 1 n 2 formas.

Analice el siguiente problema: Si desde Santa Ana a San Salvador se puede viajar por 3 rutas distintas de autobus, y de San Salvador a San Miguel se puede viajar por 5 rutas distintas de autobus, ¿de cu´antas formas distintas se puede viajar en autobus desde Santa Ana hasta San Miguel pasando por San Salvador? ¡Int´entelo!

5

´

1.3 PRINCIPIO DE BIYECCI ON

1 Principios de Conteo

´

1.3. PRINCIPIO DE BIYECCI ON

Consideremos el problema siguiente: En un campeonato de f´utbol se enfrentan n equipos. En cada ronda los equipos perdedores son eliminados. Si en una ronda el n´umero de equipos a´un partici- pando es impar, uno de los equipos, elegido mediante sorteo, descansa y pasa a la ronda siguiente. ¿Cu´antos juegos se realizan durante el campeonato?

Este problema tiene por supuesto muchas maneras de ser abordado, pero en este caso vamos a destacar la forma que se apoya en el denominado principio de correspondencia.

Definici´on 1.2. Dos conjuntos A y B son tales que a cada elemento de A se le puede asociar uno y s´olo un elemento de B y viceversa (a cada elemento de B se le puede asociar uno y s´olo uno de los elementos de A), entonces decimos que A y B pueden ponerse en correspondencia biyectiva. En este caso se dice tambi´en que los conjuntos A y B son coordinables y escribimos en forma simb´olica A B. 3

Teorema 1.3. Principio de Correspondencia: Si A y B son coordinables entonces tienen el mismo n´umero de elementos o cardinal.

Veamos c´omo se aplica el principio anterior al problema propuesto: Como en cada partido hay un perdedor y s´olo uno y para cada perdedor hay uno y un unico´ partido, para contar el n´umero de partidos nos basta contar el n´umero de perdedores y siendo que al final del campeonato s´olo queda uno de los equipos, el n´umero de perdedores es n 1, que debe por supuesto ser el n´umero de partidos jugados en el campeonato. As´ı, este n´umero debe ser n 1.

=

El principio anterior es importante cuando la tarea de contar los elementos de un conjunto A resulta m´as dif´ıcil que la de contar en un conjunto B que puede ponerse en correspondencia biyec- tiva con A. Se cuenta entonces en el conjunto B y autom´aticamente se ha contado en el conjunto A.

He aqu´ı otro ejemplo en donde se aplica el principio de correspondencia biyectiva: Queremos determinar el total de formas que tenemos de seleccionar 9 elementos en un conjunto que posee 10 elementos. Siendo que hay una correspondencia biyectiva entre los conjuntos de 9 elementos con los conjuntos de 1 elemento, es suficiente para resolver el problema contar el n´umero de selecciones de 1 elemento, que son por supuesto 10 formas.

Analicemos ahora algunas ejemplos un poco m´as complicados que utilizan estos tres principios fundamentales; con frecuencia, en un mismo problema se utiliza m´as de uno.

EJEMPLO 1.1

Un profesor tiene 35 estudiantes en el curso de Algebra y 38 estudiantes en el curso de Geometr´ıa.

¿Cu´antos estudiantes tiene en total?

´

3 Un conjunto A se dice que es finito si es vac´ıo o si es coordinable con un conjunto de la forma {1, 2, 3,

, n} y

caso se dice que el cardinal de A es n, o bien que el n´umero de elementos que posee es n. Cuando A

en este ultimo´

es vac´ıo decimos que el conjunto tiene cero elementos.

6

´

1.3 PRINCIPIO DE BIYECCI ON

1 Principios de Conteo

La respuesta 73 estudiantes s´olo ser´ıa v´alida en el caso de que ning´un estudiante reciba los dos cursos impartidos por el profesor. Si hay estudiantes que reciben ambos cursos, el conteo exigir´ıa

que se separe el total de estudiantes en las tres clases disjuntas: los que reciben s´olo el curso de

´

Algebra, los que reciben s´olo el curso de Geometr´ıa y los que reciben ambos cursos. Suponga

por ejemplo que hay 10 estudiantes que reciben ambos cursos, entonces los conjuntos no ser´ıan

´

disjuntos; si descontamos los estudiantes comunes del curso de Algebra y Geometr´ıa, tendr´ıamos

´

25 que reciben s´olo el curso de Algebra y 28 estudiantes que reciben s´olo el curso de Geometr´ıa.

As´ı el total es la suma del n´umero de elementos que poseen los tres conjuntos disjuntos, es decir:

25 + 28 + 10 = 63.

los tres conjuntos disjuntos, es decir: 25 + 28 + 10 = 63. EJEMPLO 1.2 Se

EJEMPLO 1.2 Se tienen 6 libros distintos de

Algebra, 5 libros distintos de Geometr´ıa, y 4 libros distintos de

Trigonometr´ıa. ¿De cu´antas formas es posible seleccionar un par no ordenado de libros que no sean de la misma asignatura?

´

Siendo que los libros seleccionados deben ser de asignaturas diferentes, las posibilidades de combi-

´

´

nar son: Un libro de Algebra y uno de Geometr´ıa; uno de Algebra y uno de Trigonometr´ıa y por ultimo´ uno de Geometr´ıa y uno de Trigonometr´ıa; con ello hemos separado los pares posibles en casos disjuntos. Aplicando en cada uno de los casos el principio de la multiplicaci´on tenemos que las alternativas para cada caso son: 6 · 5, 6 · 4 y 5 · 4, respectivamente. As´ı, por el principio de la

suma, el total de alternativas para hacer la selecci´on del par de libros es: 30 + 24 + 20 = 74.

la selecci´on del par de libros es: 30 + 24 + 20 = 74. EJEMPLO 1.3

EJEMPLO 1.3 Se consideran las cadenas de ceros y unos de longitud 5, es decir secuencias con cinco caracteres entre los d´ıgitos cero y uno. Por ejemplo la cadena 00010 es de longitud cinco. ¿Cu´al es el total de cadenas de ceros y unos de longitud 5?

Observe que si P = {0, 1} , cada una de las cadenas puede ser identificada mediante el quinteto (x 1 , x 2 , x 3 , x 4 , x 5 ) del producto cartesiano P × P × P × P × P = P 5 , rec´ıprocamente, todo elemento del producto cartesiano P 5 est´a asociado a una cadena de ceros y unos de longitud cinco. En

consecuencia, dada esta correspondecia biyectiva, el total de cadenas ser´a |P 5 | = 2 5 = 32.

el total de cadenas ser´a | P 5 | = 2 5 = 32. EJEMPLO 1.4

EJEMPLO 1.4 ¿Cu´al es el n´umero de subconjuntos que posee un conjunto A de cardinal n?

Como en el ejemplo anterior, nos apoyaremos en la correspondencia biyectiva entre los subconjuntos de A con las cadenas de longitud n. Supongamos ordenados los elementos de A del primero al

n-´esimo elemento y adoptemos la convenci´on siguiente: a cada subconjunto de A asociamos la cadena de longitud n, cuya componente en la posici´on k-´esima es 0 si el elemento k-´esimo de A no pertenece al subconjunto, o bien 1 si el elemento pertenece al subconjunto. Por ejemplo la cadena

, 0) est´a asociada al subconjunto vac´ıo; el subconjunto con s´olo el primer elemento de

A se asocia con la cadena (1, 0, 0, 0,

(0, 0, 0, 0,

, 0) que posee s´olo ceros salvo en la primera componente.

Con esta convenci´on se logra en efecto la correspondencia biyectiva y podemos, en vez de contar subconjuntos de A, contar las cadenas de ceros y unos de longitud n, que como extensi´on del

ejemplo anterior ser´a |P n | = 2 n (utilizamos el mismo conjunto P del ejemplo anterior).

extensi´on del ejemplo anterior ser´a | P n | = 2 n (utilizamos el mismo conjunto

7

´

1.3 PRINCIPIO DE BIYECCI ON

1 Principios de Conteo

EJEMPLO 1.5 Usando las letras a, b, c, d, e, ¿de cu´antas formas es posible formar una secuencia ordenada de tres letras en cada uno de los siguientes casos?

a) Si la repetici´on de letras est´a permitida.

b) Si no se permite la repetici´on de letras.

c) Sin repetici´on de letras y que la secuencia tenga a la letra e.

d) Con repetici´on de letras conteniendo e.

a) En el primero de los casos como la repetici´on est´a permitida, el problema es equivalente a determinar el n´umero de ternas del conjunto A 3 , en donde A = {a, b, c, d, e}, que es 5 3 = 125.

b) En el segundo caso no se permite la repetici´on, se debe tomar en cuenta que para formar las ternas solicitadas, para la primera componente de la terna disponemos de todos los elementos del conjunto A; sin embargo para la segunda componente, disponemos de un conjunto con cuatro elementos puesto que debemos excluir el elemento colocado en la primera componente; de manera similar para la tercera componente s´olo dispondremos de un conjunto con tres elementos habiendo excluido los pertenecientes a la primera y segunda componente de la terna. As´ı, el total de ternas con la condici´on solicitada es: 5 · 4 · 3 = 60.

c) Para el tercer caso, en el que la letra e est´a obligada a pertenecer a la secuencia, podemos dividir en casos de acuerdo a la posici´on que ocupe la letra e en la terna, que son obviamente casos disjuntos. As´ı, si ocupa la primera posici´on las ternas son de la forma (e, x 2 , x 3 ) y para la segunda componente se dispone de cuatro elementos en tanto que para la tercera componente se dispone nada m´as que de tres elementos, por lo que en este caso tendremos 4 · 3 = 12 posibilidades. Los otros casos a considerar son las ternas de la forma (x 1 , e, x 3 ) y las ternas de la forma (x 1 , x 2 , e) que son igualmente 12 posibilidades en cada uno, por lo que en total tendremos 36 secuencias con la condici´on dada.

d) Para el ultimo´ caso en el cual se permite repetici´on pero la secuencia contiene obligatoriamente a la e, haremos la separaci´on de ternas en las clases siguientes: (e, x 2 , x 3 ), (x 1 , e, x 3 ) y (x 1 , x 2 , e), tomando en cuenta que en la primera clase tendremos para x 2 y x 3 cinco posibilidades, es decir tendremos 25 ternas en esta primera clase; en la segunda clase habr´a que excluir x 1 = e, puesto que las ternas con e en la primera componente ya fueron contadas en las ternas de la primera clase, as´ı, en esta segunda clase de ternas tendremos 4 posibilidades para la primera componente y 5 para la tercera componente, es decir tendremos 20 ternas en esta clase; en la tercera clase debemos excluir los casos x 1 = e y x 2 = e puesto que las ternas de este tipo ya fueron consideradas en las dos clases anteriores y en consecuencia tendremos 4 posibilidades para x 1 y 4 posibilidades para x 2 , resultando 16 ternas de esta clase. En total tendremos 25 + 20 + 16 = 61 ternas. ¡Recuerde que contar significa tomar en cuenta todos los elementos del conjunto pero cada elemento tomado en cuenta s´olo una vez!

conjunto pero cada elemento tomado en cuenta s´olo una vez! EJEMPLO 1.6 Considere una cuadr´ıcula 8

EJEMPLO 1.6 Considere una cuadr´ıcula 8 × 8. Determine el n´umero de cuadrados formados por v´ertices de la

8

´ ´

1.4 INCLUSI ON-EXCLUSI ON

1 Principios de Conteo

cuadr´ıcula cuyos lados son paralelos a los segmentos de la cuadr´ıcula.

Este es un t´ıpico problema en el que se evidencia la importancia de contar con m´etodo, de lo contrario la tarea se vuelve complicada. Tal como lo demanda el principio de la suma, lo mejor es separlos en clases disjuntas. As´ı, contaremos por separado los cuadrados de lado 1, los cuadrados de lado 2 y as´ı sucesivamente hasta los cuadrados de lado 8. Los cuadrados de lado 1 son 8 por cada fila y siendo que tenemos 8 filas, el total de cuadrados de lado 1 es 8 · 8 = 64. Para los cuadrados de lado 2 observe que para formarlos se requiere un par de filas consecutivas y en ellas los cuadrados de lado 2 que pueden formarse son 7; si se toma en cuenta que se pueden formar siete pares de filas consecutivas se obtiene que el total de cuadrados de lado 2 es 7 · 7 = 49. De forma completamente an´aloga para formar cuadrados de lado 3 requerimos disponer de tres filas consecutivas y en ellas es posible construir 6 cuadrados de lado 3; como se pueden formar seis tr´ıos de filas consecutivas, el n´umero de cuadrados de lado 3 ser´a de 6 · 6 = 36 cuadrados. Despu´es de considerar los casos anteriores los siguientes casos son f´aciles de deducir: el total de cuadrados de lado 4 ser´a 5 · 5, el de cuadrados de lado 5, ser´a 4 · 4, los de lado 6, ser´an 3 · 3, los de lado 7 ser´an 2 · 2 y los de lado 8, 1 · 1. As´ı el total de cuadrados

buscado ser´a 1 · 1 + 2 · 2 + 3 · 3 + 4 · 4 + 5 · 5 + 6 · 6 + 7 · 7 + 8 · 8 = 204 cuadrados.

+ 5 · 5 + 6 · 6 + 7 · 7 + 8 · 8

EJEMPLO 1.7 Determine el n´umero de diagonales que posee un dec´agono.

Por supuesto que dibujar las diagonales y despu´es contarlas es una de las opciones para resolver el ejercicio, pero obviamente es una soluci´on poco pr´actica y dif´ıcil de generalizar (y tambi´en dif´ıcil porque el dibujo puede complicarse demasiado). Vamos a utilizar la separaci´on de las diagonales en casos disjuntos para en seguida aplicar el principio de la suma. Recuerde que en un pol´ıgono se denomina diagonal al segmento que une dos v´ertices no consecutivos del pol´ıgono. Para separar en clases disjuntas vamos a considerar las diagonales que “salen” de cada uno de los v´ertices. Dado que en un dec´agono cada v´ertice tiene 7 v´ertices no consecutivos son siete diagonales que salen de cada v´ertice; como en un dec´agono tenemos 10 v´ertices, el total de diagonales ser´a de 35 tomando en cuenta que cada diagonal ha sido contada dos veces, una vez por cada extremo de la

diagonal.

contada dos veces, una vez por cada extremo de la diagonal. 1.4. ´ ´ INCLUSI ON-EXCLUSI

1.4.

´

´

INCLUSI ON-EXCLUSI ON

Clasificar, como ya se habr´a observado, es un m´etodo importante cuando se trata de contar obje- tos. Supone sin embargo que somos capaces de particionar el conjunto dado en clases disjuntas y esto no siempre es sencillo. Es necesario desarrollar otros m´etodos.

Una estrategia que en ciertos casos ofrece alguna ventaja, es la de usar el criterio de contar en el complemento, en vez de contar directamente en el conjunto dado. Los dos ejemplos siguientes ilustran este caso.

EJEMPLO 1.8 De las cadenas binarias de ceros y unos, de longitud 10, ¿cu´antas tienen la propiedad de poseer

por lo menos un 0?

De las cadenas binarias de ceros y unos, de longitud 10, ¿cu´antas tienen la propiedad de

9

1.5 RECURRENCIA.

1 Principios de Conteo

EJEMPLO 1.9 Cinco ni˜nos solicitan, en una sorbeter´ıa que dispone de sorbetes de 8 diferentes sabores, un sorbete cada uno. De todas las posibles solicitudes que pueden hacer, ¿en cu´antas de ellas los sabores

elegidos por los ni˜nos, coinciden en cuando menos dos de ellos? En la soluci´on de los dos problemas anteriores a´un cuando es posible clasificar en conjuntos dis- juntos de manera directa, el n´umero de clases que resulta es demasiado alto y es preferible contar por su complemento.

es demasiado alto y es preferible contar por su complemento. Hay ocasiones sin embargo en las

Hay ocasiones sin embargo en las que la clasificaci´on en el conjunto o en su complemento ofrece el mismo nivel de dificultad y en este caso el principio de inclusi´on-exclusi´on resulta ser un valioso recurso de conteo.

En su versi´on m´as elemental, el principio de inclusi´on- exclusi´on nos dice que el n´umero de ele- mentos en la reuni´on de dos conjuntos A y B, se calcula haciendo la suma de los n´umeros de elementos A mas los de B y se resta el n´umero de elementos comunes a ambos conjuntos, es decir los elementos de la intersecci´on de ambos conjuntos. La interpretaci´on es obvia: la resta del n´umero de elementos de la intersecci´on de los conjuntos evita que ´estos se cuenten dos veces por cuanto est´an incorporados como elementos del conjunto A y como elementos del conjunto B. En expresi´on conjuntista, tenemos:

|A B| = |A| + |B| − |A B|

En el caso de la reuni´on de tres conjuntos A, B, C, los ajustes que debemos realizar para calcular el n´umero de elementos de la reuni´on de los tres conjuntos son menos obvios. En este caso, si sumamos el n´umero de elementos de A, B y C, observamos que los elementos comunes a dos de tales conjuntos han sido contados dos veces, mientras que los elementos comunes a los tres conjuntos han sido contados tres veces. Procedemos a corregir, restando los elementos comunes a dos de los conjuntos dados; en este caso tenemos tres posibilidades A con B; A con C; B con C. Con esta correcci´on los elementos estrictamente pertenecientes a dos de los conjuntos dados quedan contados s´olo una vez; sin embargo, los elementos comunes a los tres conjuntos, que anteriormente hab´ıan sido contados tres veces, ahora han sido descontados tres veces, lo que hace que en suma no hayan sido contados. Hacemos ahora la correcci´on final sumando el n´umero de elementos que son comunes a los tres conjuntos. Hemos obtenido en consecuencia el resultado siguiente:

1.5.

|A B C| = |A| + |B| + |C| − (|A B| + |B C| + |C

RECURRENCIA.

A|) + |A B C|

La recursi´on es un poderoso m´etodo de an´alisis que consiste en suponer que se conocen los valores de una funci´on de conteo para todos los valores previos a n, e intentar determinar, a partir de tal informaci´on, el valor de tal funci´on para el valor de n.

Cuando se trata de contar objetos en funci´on de una o m´as variables, la condici´on ideal es la de lograr una f´ormula expl´ıcita que relacione tales variables. En ciertas ocasiones, sin embargo, tal condici´on resulta dif´ıcil de alcanzar y con frecuencia es suficiente obtener las suficientes relaciones que nos permitan generar un algoritmo de c´alculo para la resoluci´on de nuestro problema en el caso n-´esimo, a partir de la informaci´on acerca de los casos previos, es decir buscar una recurrencia;

10

1.5 RECURRENCIA.

1 Principios de Conteo

en otras ocasiones incluso es preferible y m´as sencillo buscar tales relaciones. He aqu´ı algunos de ejemplos de c´omo esta t´ecnica permite resolver algunos problemas:

EJEMPLO 1.10 Determinar el n´umero de subconjuntos de un conjunto finito dado.

Podemos determinar el n´umero de subconjuntos de un conjunto finito dado a partir de una re- currencia. En efecto, el n´umero de subconjuntos de un conjunto unitario es 2, y si denotamos el n´umero de subconjuntos de un conjunto con n elementos como S n , el n´umero de subconjuntos en el caso de un conjunto con (n + 1) elementos puede ser calculado de la siguiente manera: consi- deremos el ultimo´ elemento incorporado, entonces s´olo hay dos posibilidades de subconjuntos, los que no incluyen el elemento ultimo´ que son en total S n , y los que s´ı lo incluyen, que se obtienen introduciendo ´este en cada uno de los subconjuntos de los n primeros elementos, que de nuevo son S n . Hemos demostrado as´ı que:

S n+1 = 2S n

Esta relaci´on junto con la condici´on inicial S 1 = 2, permite calcular todos los valores de S n , de manera recurrente, para cualquier n´umero natural n

S n

=

= 2 (2S n2 )

= 2 2 (2S n3 ) = 2 3 S n3

2S n1

= 2 2 S n2

.

.

.

= 2 n1 S 1 = 2 n

2 2 S n − 2 . . . = 2 n − 1 S 1

EJEMPLO 1.11 Determinar el n´umero de diagonales que posee un pol´ıgono convexo de n lados.

A´un cuando no podamos determinar tal n´umero, podemos intentar establecer una relaci´on entre el n´umero de diagonales de un pol´ıgono de n lados con las de un pol´ıgono de (n + 1) lados. Sea D n el n´umero de diagonales de un pol´ıgono de n lados. De lo que se trata es de establecer una relaci´on entre D n y D n+1 . Si agregamos un v´ertice a un pol´ıgono de n lados, ´este lo podemos imaginar ubicado entre dos de los n v´ertices antiguos. Este v´ertice puede ser conectado con n 2 v´ertices antiguos para formar diagonales; as´ı se formar´an n 2 nuevas diagonales; sin embargo, un lado en el antiguo pol´ıgono (justamente el lado que un´ıa los dos v´ertices vecinos al nuevo v´ertice) se ha transformado en diagonal; en otras palabras el nuevo v´ertice ha generado (n 1) nuevas diagonales. Concluimos entonces que debe cumplirse la relaci´on de recurrencia:

D n+1 = D n + (n 1)

Por otra parte, observe que D 3 = 0. La informaci´on anterior es suficiente para calcular el n´umero de diagonales de cualquier pol´ıgono, simplemente aplicando de manera iterativa la relaci´on anterior.

¡Int´entelo!

diagonales de cualquier pol´ıgono, simplemente aplicando de manera iterativa la relaci´on anterior. ¡Int´entelo! 11

11

´ ´

1.6 INDUCCI ON MATEM ATICA.

1 Principios de Conteo

´

´

1.6. INDUCCI ON MATEM ATICA.

La inducci´on matem´atica es una forma de demostraci´on muy util´ para problemas de combina- toria, as´ı como de otras ´areas. La inducci´on tiene un v´ınculo muy estrecho con la relaciones de recurrencia, de alguna manera, la inducci´on es un proceso en la direcci´on contraria a la recurrencia.

La idea intuitiva de la inducci´on es la de fichas de domin´o, que puestas de pie una despu´es de otra en una fila y todas muy cercanas, caen todas si se asegura que cae una de ellas, porque la primera que cae bota a la segunda, la segunda a la tercera, y se sigue as´ı indefinidamente.

De igual forma, un problema que se resuelve utilizando inducci´on requiere una hip´otesis que:

Se verifique su veracidad para alg´un caso particular.utilizando inducci´on requiere una hip´otesis que: La veracidad de la hip´otesis para un caso k implique

La veracidad de la hip´otesis para un caso k implique la veracidad de la hip´otesis para un caso k + 1. k implique la veracidad de la hip´otesis para un caso k + 1.

Si esto es as´ı, entonces la hip´otesis ser´a cierta para todos los casos mayores al caso inicial, por- que, dado que el primer caso es cierto, ´este obliga a que el segundo lo sea, y como el segundo es cierto, este obliga a que el tercero lo sea, y as´ı sucesivamente. Veamos la inducci´on en un la pr´actica:

EJEMPLO 1.12 ¿Cu´antos subconjuntos tiene un conjunto de cardinalidad n?

Este problema ya lo resolvimos anteriormente utilizando recurrencia, ahora lo haremos con induc- ci´on y vea que ambas aproximaciones son muy parecidas.

Como todo problema que exige un resultado general, es fundamental el an´alisis de casos par- ticulares; por ejemplo, podemos comenzar contando cu´antos subconjuntos tiene un conjunto de n = 1, 2, 3 elementos, haciendo listados de forma exhaustiva. Caso n = 1: Considere el conjunto A = {x}, los subconjuntos de A son y {x}, es decir, S 1 = 2 (utilizamos la misma notaci´on que antes, S n representa la cantidad de subconjuntos de un conjunto de cardinalidad n). Caso n = 2: Considere ahora el conjunto B = {x, y}, los subconjuntos de B son , {x}, {y} y {x, y}, por lo que S 2 = 4. Caso n = 3: Sea C = {x, y, z}, los subconjuntos de C son , {x}, {y}, {z}, {x, y}, {y, z}, {z, x}, {x, y, z}, por lo que S 3 = 8. Ahora se ve un patr´on, pero para estar seguros, lo mejor es hacer unos casos m´as; la siguiente tabla muestra un resumen lo lo obtenido:

n

1 2

3

4

5

S

n

2 4

8

16

32

Parece entonces que S n es una potencia de 2, y si somos m´as cuidadosos, observar´ıamos que S n es 2 n para n = 1, 2, 3, 4, 5; bueno, esto es una conjetura obtenida a partir de casos particulares, todav´ıa el problema no est´a resuelto porque no se ha garantizado que S n = 2 n para todo natural n, pero eso es lo que haremos enseguida.

12

1.7 PRINCIPIO DE LAS CASILLAS.

1 Principios de Conteo

Nuestra conjetura ahora le daremos el valor de Hip´otesis Inductiva, vamos a suponer que S n = 2 n para alg´un natural n, entonces ¿qu´e sucede si agregamos un elemento?, los subconjuntos del nuevo conjunto son: 1) Todos los subconjuntos del conjunto original de n elementos, y 2) los subconjuntos que se forman agregando el nuevo elemento a los subconjuntos anteriores, es decir (y tal como lo

hicimos en recurrencia), S n+1 = 2S n , pero por nuestra asumpci´on resulta que S n+1 = 2 (2 n ) = 2 n+1 . Entonces ¿qu´e se demostr´o? bien, se demostr´o que si S n es una potencia de 2 entonces S n+1 es

la siguiente potencia de 2, y dado que S 1 = 2 1 es una potencia de 2, entonces S 2 , S 3 ,

recorren todas las restantes potencias de 2, y el resultado S n = 2 n es v´alido ahora para todo natural

n.

Es importante mencionar dos cosas:

, S n ,

natural n . Es importante mencionar dos cosas: , S n , Es de vital importancia

Es de vital importancia que nuestra hip´otesis inductiva se garantice para alg´un caso particu- lar, de nada sirve que el caso n obligue al caso n + 1 si no se tiene garantizado que habr´a un n obligue al caso n + 1 si no se tiene garantizado que habr´a un caso inicial, que empuje al segundo, y que este empuje al tercero, etc. Esto ser´ıa equivalente a que las fichas de domin´o se pusieran muy cerca y se hacen todas las preparaciones posibles que garanticen que si una cae caer´a la siguiente, pero NADIE se toma la molestia de empujar alguna, en tal caso, pues nunca caer´a ficha alguna.

Por otra parte, se puede suponer que la hip´otesis inductiva es cierta para un n , o bien, que es cierta para todos los k menores o iguales a n, o bien, que es cierta para todos los k menores o iguales a n, de cualquier forma, lo importante es que esta suposici´on implique la veracidad de la hip´otesis inductiva para el caso n + 1.

1.7. PRINCIPIO DE LAS CASILLAS.

El principio de las casillas de Dirichlet, tambi´en conocido como el principio del palomar o principio de los cajones, es un principio f´acil de aceptar en su versi´on m´as elemental. Su aplicaci´on invade ambitos´ muy diversos y con frecuencia su utilizaci´on permite resolver problemas que distan mucho de ser triviales.

La idea central del principio de casillas es la siguiente: si se tienen n + 1 bolas que ser´an colocadas en n contenedores (las casillas), entonces forzosamente hay un contenedor que tendr´a dos o m´as bolas, ¡l´ogico! ¿cierto? A continuaci´on se muestran otras versiones, pero que en escencia son lo mismo

Teorema 1.4. Principio de Casillas:

Versi´on 1: Si m´as de n bolitas se encuentran distribuidas en n cajas entonces hay una caja que contiene al menos 2 bolitas.

Versi´on 2: Si m´as de mn bolitas se encuentran distribuidas en n cajas entonces hay una caja que contiene al menos m + 1 bolitas. Versi´on 3: Si la suma de n cantidades es mayor que S entones una de las cantidades es mayor que

S

n . Versi´on 4: Un segmento I de longitud t contiene varios segmentos cuyas longitudes suman m´as que t, entonces al menos dos de los segmentos contenidos en I se solapan. Versi´on 5: Un segmento I de longitud t contiene varios segmentos cuyas longitudes suman m´as que kt, donde k es un entero positivo, entonces hay un punto del segmento I que est´a contenido

13

1.8 PROBLEMAS

1 Principios de Conteo

en k + 1 de los segmentos contenidos en I.

Tambi´en hay versiones an´alogas a las ultimas´ dos para figuras planas y ´areas. Versi´on 6: Sean

q 1 , q 2 ,

llamadas C 1 , C 2 ,

, q n enteros positivos. Si q 1 + q 2 + ··· + q n n + 1 objetos son colocados en n cajas,

, C n , entonces al menos una caja C i tiene q i objetos o m´as.

EJEMPLO 1.13 De un conjunto de 12 n´umeros enteros de dos d´ıgitos, siempre podemos seleccionar dos de ellos cuya diferencia tiene la forma aa. 4

Obs´ervese primero que los n´umeros de la forma aa son todos los m´ultiplos de 11 de dos cifras. Ahora

, 10,

y como se escogieron 12 n´umeros, hay por lo menos una pareja de n´umeros que tienen el mismo

residuo, entonces su diferencia ser´a divisible por 11 y deber´a ser de la forma aa.

bien, si hacemos la divisi´on de los n´umeros dados por 11, los posibles residuos son 0, 1, 2,

dados por 11, los posibles residuos son 0 , 1 , 2 , 1.8. PROBLEMAS 1.

1.8.

PROBLEMAS

1. Cinco jueces de un deporte determinado disponen de una cartulina en la que por un lado hay un 1 y por el otro un 0. ¿Cu´antas configuraciones distintas pueden generar?

2. Un marino tiene 4 banderas distintas para hacer se˜nales. ¿Cu´antas se˜nales diferentes puede hacer si coloca 3 banderas en un m´astil una sobre otra?

3. El ascensor de un edificio de 5 plantas se pone en marcha con 3 pasajeros. ¿De cuantos modos distintos se pueden distribuir los pasajeros entre los pisos?

4. Se lanzan dos dados y se observa la suma de los puntos obtenidos. ¿En cu´antos casos el resultado es divisible por tres?

5. En cierto lenguaje de programaci´on un nombre de una variable puede formarse con una letra o bien una letra seguida de un un d´ıgito. ¿Cu´antas variables diferentes pueden formarse? Asuma para este ejercicio 27 letras.

6. Se tiene una tira o banda formada por n rect´angulos iguales formando una fila. Cada rect´angu- lo puede colorearse de blanco o negro.

a) ¿Cu´antas configuraciones diferentes se pueden hacer?

b) ¿Cu´antas formas distintas tenemos de colorear la tira, de modo que se obtenga un patr´on sim´etrico?

c) ¿Y si se desea con colores alternados?

7. ¿De cuantas maneras pueden colocarse un alfil blanco y uno negro en un tablero de ajedrez de modo que se ataquen mutuamente?

4 La notaci´on ab hace referencia a un n´umero cuya cifra de las unidades es a y la cifra de las decenas es b, y la se coloca la raya encima para evitar confundir este n´umero con ab, que representa el producto de a por b. Esta claro que esta notaci´on puede utilizarse para representar n´umeros de tres, cuatro o m´as cifras.

14

1.8 PROBLEMAS

1 Principios de Conteo

8.

¿De cu´antas formas es posible seleccionar dos cartas diferentes de una baraja de 52 cartas de forma tal que la primera carta sea un as y la segunda no sea una reina? ¿y si se demanda es que la primera carta sea de espadas y la segunda no sea reina?

9.

¿Cu´antos n´umeros enteros hay entre 1000 y 10000 con la condici´on de que sus d´ıgitos sean diferentes? ¿y si se permite la repetici´on de d´ıgitos, pero no se permiten los d´ıgitos 2 ´o 4? ¿y cuando los d´ıgitos deben ser distintos y al menos uno de los d´ıgitos 2 y 4 debe aparecer?

10.

Con los d´ıgitos del 0 al 9, ¿cu´antas secuencias de longitud 5 pueden ser formadas de forma tal que aparezcan exactamente dos de los diez d´ıgitos?

11.

De cu´antas formas pueden ser colocadas en un tablero de ajedrez dos torres id´enticas en una fila com´un o en una columna com´un? ¿y si las torres no son id´enticas? 5

12.

¿Cu´antos n´umeros de cuatro d´ıgitos se pueden formar con los d´ıgitos 1 , 2 , 3 , 4 , 5 (con posible repetici´on) tales que sean divisibles por 4?

13.

¿Cu´antos cuadrados de longitud entera pueden formarse en una cuadr´ıcula de n × n (con los lados formados por segmentos de la cuadr´ıcula)?

14.

¿Cu´antas diagonales se pueden trazar en un pol´ıgono convexo de n lados?

15.

Se dice que en un pol´ıgono se ha realizado una triangulaci´on, cuando el interior del pol´ıgono se cubre con tri´angulos formados con v´ertices del pol´ıgono de forma tal que los tri´angulos no tengan en com´un m´as que conjuntos de puntos de area´ cero. ¿Cu´antos tri´angulos se requieren en una triangulaci´on en un pol´ıgono de n lados?

16.

¿Cu´antas secuencias de tres letras diferentes pueden ser formadas haciendo uso de las letras

a, b, c, d, e, f

en las cuales aparecen la letra e, o la letra f , o ambas e y f ?

17.

Cuando se listan los n´umeros del 1 al 10000, ¿cu´antas veces se hace uso del d´ıgito 5? ¿y cu´antas veces aparece el “25”?

18.

En un tablero de ajedrez, de cu´antas formas se pueden colocar dos reinas de forma tal que no est´en ni en la misma fila, ni en la misma columna ni en la misma diagonal? 6

19.

¿Cu´antos n´umeros positivos pueden formarse como suma de los n´umeros 1, 3, 5, 10, 20 y 50?

20.

Considere una cuadr´ıcula de 5 × 5 ¿cu´antos rect´angulos podemos formar con los vert´ıces de dicha cuadr´ıcula cuyos lados sean paralelos a los segmentos de la cuadr´ıcula?

21.

Una persona desea invitar a uno o m´as de sus 10 amigos a su fiesta de cumplea˜nos. ¿de cu´antas formas podr´ıa hacer tal invitaci´on?

22.

¿Cu´antos n´umeros de tres cifras distintas pueden formarse con los d´ıgitos impares?

23.

Un turista debe trasladarse de una ciudad a otra. Para hacerlo pude optar viajar por avi´on, autobus o tren, y en cada uno de estos medios puede elegir viajar en 1a clase o en clase tur´ıstica. ¿De cu´antas maneras distintas puede realizar el viaje?

5 Cuando un par de torres de ajedrez comparten fila o columna, decimos que las torres se est´an “atacando”. 6 Las reinas no se est´an “atacando”.

15

1.8 PROBLEMAS

1 Principios de Conteo

24. En una fiesta se encuentran 10 hombres y 8 mujeres. ¿De cu´antas maneras pueden integrarse en parejas para bailar una determinada pieza?

25. Un men´u tur´ıstico permite seleccionar una entrada de entre cuatro posibles, una comida caliente de entre tres, y un postre de entre cinco. ¿De cu´antas formas puede elegir su men´u un turista si desea que el pollo guisado y el flan no aparezcan en el mismo men´u?

26. ¿Cu´antos boletos capicuas de 5 cifras hay?

27. Seis matrimonios posan en fila para una fotograf´ıa. ¿De cu´antas maneras pueden ubicarse si los miembros de cada pareja deben aparecer juntos?

28. Se desea colocar 9 libros distintos en tres estantes en una biblioteca, 3 en cada estante. ¿De cu´antas pueden ubicarse?

29. Al ingresar a un colegio, 6 chicas debe optar entre asistir a las clases de ingl´es o a las de franc´es, ¿de cu´antas maneras pueden repartirse si Paula y Daniela deciden elegir la misma materia y Cecilia no quiere compartir la elecci´on de ellas?

30. Un s´abado, cuando iban de compras, Juana y Teresa vieron a dos hombres alejarse en au- tom´ovil de la fachada de una joyer´ıa, justo antes de que sonar´a una alarma contra robos. Aunque todo ocurri´o muy r´apido, cuando fueron interrogadas las dos j´ovenes, pudieron dar a la polica la siguiente informaci´on acerca de la placa (que consta de 2 letras seguidas de 4 d´ıgitos) del autom´ovil que huy´o: Teresa estaba segura de que la segunda letra de la placa era una O o una Q , y el el ultimo´ d´ıgito era un 3 o´ un 8. Juana dijo que la primera letra de la placa era una C o una G y que el primer d´ıgito era definitivamente un 7. ¿Cu´antas placas diferentes tendr´a que verificar la polic´ıa?

31. ¿Cu´antos n´umeros naturales menores o iguales a un mill´on no tienen dos cifras consecutivas iguales?

32. ¿De cu´antas maneras se pueden colocar 8 torres en un tablero de ajedrez tal que no se ataquen?

33. ¿De cu´antas maneras se puede escoger un cuadrado negro y uno blanco de un tablero de ajedrez tal que no pertenezcan a la misma fila ni a la misma columna?

34. Pruebe que el n´umero m´aximo de alfiles (todos iguales) que se pueden colocar en un tablero cuadrado de n × n casillas sin que haya dos que se ataquen es 2n 2, y que el n´umero de estas configuraciones es 2 n .

35. Entre 20000 y 70000, encuentre el n´umero de enteros pares en los cuales no se repita ning´un d´ıgito.

36. Una emisora de radio dispone de seis programas para cubrir las dos horas de mayor audiencia. Dos de estos programas tienen una duraci´on de una hora y los cuatro restantes de 30 minutos, siendo todos los programas distintos. ¿De cu´antas maneras puede la emisora cubrir las dos horas de programaci´on?

37. ¿Cu´antos n´umeros del 1 al 100000 no son divisibles ni por cinco ni por siete?

16

1.8 PROBLEMAS

1 Principios de Conteo

38. Tenemos los n´umeros del 100000 al 999999. ¿Cu´antos de ellos cumplen que tienen al menos un d´ıgito cero o al menos un d´ıgito uno?

39. Dado el conjunto de d´ıgitos { 1 , 3 , 6 , 7 , 9 } , determine el n´umero de formas de formar n´umeros de 4 d´ıgitos tales que sean m´ultiplos de 3.

40. ¿Cu´antos divisores positivos tiene el n´umero 12 1 0?

41. Mar´ıa y Laura idean el siguiente juego: cada una lanza un dado, si en los dados sale el mismo n´umero, gana Laura; si la suma de ambos es 7, gana Mar´ıa; y en cualquier otro caso hay empate. Calcule las probabilidades de gane de cada una y diga cu´al tiene mayores chances de ´exito.

42. ¿Cu´antos cubos diferentes, con sus caras numeradas de 1 al 6 pueden ser fabricados, si la suma de los n´umeros que se encuentran sobre cada par de lados opuestos debe ser 7?

43. ¿De cu´antas maneras puede colorearse una cuadricula de 8 × 8 con los colores blanco y negro, de tal manera que no existan dos columnas pintadas iguales?

44. ¿De cu´antas manereas se pueden colocar las 32 piezas del ajedrez en el tablero sin que los reyes se est´en amenazando?

, 10}, ¿cu´antos cuadrados se pueden formar con los puntos de

45. Dado el conjunto A = {1, 2,

A 2 ? Nota: los cuadrados pueden ser oblicuos tambi´en.

46. Se dibujan n cuerdas no concurrentes en una circunferencia (n 2). Estas cuerdas se cortan en m puntos al interior de la circunferencia, los cuales subdividen a las cuerdas en r segmentos. Determine r en funci´on de n y m.

en r segmentos. Determine r en funci´on de n y m . Nota: En la figura

Nota: En la figura anterior, se han dibujado n = 4 cuerdas, que se cortan en m = 4 puntos, los cuales subdividen a las cuerdas en r = 12 segmentos.

, 100} y sea S = {(a, b, c) tales que a, b, c X, a < c y a < c}. ¿Cu´al es

47. Sea X = {1, 2, 3, el cardinal de S?

17

2 Combinaciones y el Numero´

Combinatorio

2. Combinaciones y el N´umero Combinatorio

2.1. MODELO DE CONJUNTOS

Dado un conjunto de n elementos (n N), ¿cu´antos subconjuntos hay de k elementos (0 < k n)?

A este n´umero le llamaremos el combinatorio de n escoger k.

Definici´on 2.1. N´umero Combinatorio: Dado un conjunto de cardinalidad n, el n´umero de sub- conjuntos de ´este que tienen cardinalidad k es el n´umero combinatorio, denotado por

k

n

C

, ( n ) ,

k

o bien nCk

Esta claro que este n´umero puede interpretarse como la cantidad de formas de escoger k elementos de entre los n disponibles. 7

A pesar que de momento no podemos calcular este n´umero, s´ı podemos hacer un uso habilidoso

de ´el a partir de su definici´on y de las propiedades que se derivan a partir de ´esta.

Es importante mencionar que C n significa la cantidad de subconjuntos de cardinalidad cero que

tiene un subconjunto de n elementos, y como el unico´

subconjunto que cumple eso es entonces

C n = 1 para cualquier natural n; tambi´en es f´acil argumentar que C

0

0

n = 1 para todo natural n.

n

EJEMPLO 2.1 Suponga que se tiene el conjunto A = {a, e, i, o, u} y se busca la cantidad de subconjuntos de A de 3 elementos:

{a, e, i}, {a, e, o}, {a, e, u}, {a, i, o}, {a, i, u}, {a, o, u}, {e, i, o}, {e, i, u}, {e, o, u}, {i, o, u}

En total resultaron 10 por lo que C

3 = 10. Observe que para formar un subconjunto de 3 elementos

5

de un conjunto de 5 elementos, pues lo que se hace es escoger cu´ales son los tres que conformar´an

el

subconjunto, y esto significa que al mismo tiempo se est´a no escogiendo a los restantes 2, por

lo

tanto, por cada subconjunto de 3 elementos s´ı escogidos existe uno y s´olo un subconjunto de no

escogidos, y viceversa; es decir, por el principio de biyecci´on C

5

3 = C

2 . A continuaci´on se muestran

5

los subconjuntos de elementos no escogidos de la sucesi´on de subconjuntos anteriores:

{o, u}, {i, u}, {i, o}, {e, u}, {e, o}, {e, i}, {a, u}, {a, o}, {a, i}, {a, e}

, { e, i } , { a, u } , { a, o } ,

Con este razonamiento y sin necesidad de construir todos los subconjuntos, si tenemos un conjunto

de cardinalidad 9 se tendr´ıa que: C

el patr´on?

Teorema 2.1. Para todo n k se cumple la siguiente identidad combinatoria

5 ¿Observa cu´al es

0

9

9

= C

9

, C

1

9

8

= C

9

, C

2

9

7

= C

9

, C

9

= C

9

3

6

, C

9

= C

9

4

k

n

C

= C

nk

n

7 La primera notaci´on utilizada puede tener invertido el orden de los par´ametros dependiendo el autor que se consulte.

18

2.1 MODELO DE CONJUNTOS

2 Combinaciones y el Numero´

Combinatorio

Demostraci´on. Dado que en un conjunto de n elementos, por cada subconjunto de k elementos existe uno y s´olo un subconjunto de n k elementos (una vez escogidos k, los n k son los no escogidos), y viceversa, entonces contar los subconjuntos de k elementos da el mismo resultado que

contar los subconjuntos de n k elementos, y de all´ı se sigue el resultado.

n − k elementos, y de all´ı se sigue el resultado. EJEMPLO 2.2 Un combinatorio f´acil

EJEMPLO 2.2

Un combinatorio f´acil de calcular es C n , es decir, la cantidad de subonjuntos unitarios de un

= n, y por la identidad anterior tambi´en se cum-

1

1

conjunto de n elementos, claramente C n

plir´a C

n1 = n.

n

n elementos, claramente C n plir´a C n − 1 = n . n EJEMPLO 2.3

EJEMPLO 2.3 Calculemos C

2

n

.