Está en la página 1de 11

DEPARTAMENTO DE FISIOLOGÍA

FISIOLOGÍA HUMANA

“PRÁCTICA No. 1 ARCO REFLEJO EN HUMANO.


INTRODUCCIÓN
El segundo mecanismo con el cuál la médula espinal promueve la homeostasis
es por su función como centro integrador de algunos reflejos. Un reflejo es una
secuencia de acciones rápidas, automáticas, no planificadas que ocurren en
respuesta a un estímulo determinado. Algunos reflejos son innatos, como alejar
la mano cuando tocamos una superficie caliente, aun antes de sentir su
temperatura. Otros reflejos son aprendidos o adquiridos. Por ejemplo, se
adquieren diversos reflejos cuando se aprende a conducir un vehículo. Presionar
los frenos en una situación de emergencia es un ejemplo de ello. Cuando la
integración de la información se lleva a cabo en la sustancia gris de la médula,
el reflejo se denomina espinal. Un ejemplo es el conocido reflejo rotuliano. Si la
integración se produce en el tronco encefálico en lugar de la médula, el reflejo
se denomina reflejo craneal. Un ejemplo son los movimientos de rastreo lentos
que se realizan los ojos a medida que leemos una frase. Es probable que se esté
más al tanto de los reflejos somáticos, que implican la contracción de la
musculatura esquelética. De igual importancia, sin embargo, son los reflejos
autónomos (viscerales) que en general no se perciben de manera consciente.
Están dados por las respuestas del músculo liso, el musculo cardiaco y las
glándulas, las funciones corporales, como la frecuencia cardiaca, la digestión, la
micción y la defecación, son controladas por el sistema nervioso autónomo por
medio de los reflejos autónomos. Los impulsos nerviosos que se propagan hacia
el SNC, dentro de este siguen determinadas vías según el tipo de información,
el origen y el destino. El trayecto seguido por los impulsos nerviosos para
producir esos reflejos se denomina arco reflejo.
El mecanismo reflejo se cumple en la medula espinal de dos maneras, de las
que deriva de la denominación de reflejos circunscritos y difusos. En los
primeros, la neurona aferente se conecta directamente con al eferente; hay por
lo tanto una sola sinapsis, y de ahí su nombre reflejos mono sinápticos. En los
segundos, la raíz dorsal se pone en contacto con la motoneurona eferente solo
a través de neuronas intermediarias (interneuronas): son los reflejos
polisinapticos. Mediante la aplicación de estímulos de intensidad creciente los
dos reflejos pueden separarse, pues primero se obtiene el monosinaptico y luego
el polisinaptico, a causa de que las fibras aferentes de ambos son distintas y
poseen umbrales diferentes, menores a las correspondientes al reflejo
monosinaptico, estos reflejos también pueden obtenerse por la excitación de
nervios periféricos
MATERIALES Y MÉTODOS
Obtenido del manual de fisiología humana páginas 1 a 3.
RESULTADOS
Reflejo. Resultado.
Palpebral. +
Fotomotor. +
Consensual. +
Palatino. +
Faríngeo. +
Cutáneo pupilar. -
Epigástrico. +
Rotuliano. +
Aquiliano. +
Reflejo Plantar. +
 Peso de saliva: 0.52 g
Salival.  Peso de saliva (sacarosa): g
 Peso de saliva (limón): 0.63 g
Nistagmo.
Respuesta triple acomodación. a) Se observaron 3 figuras
Respuesta triple acomodación. b) se identificó el movimiento del ojo hacia el
centro y hacia arriba al cambiar el enfoque
de la rejilla a la hoja.
Reflejo condicionado. Se observó en la cuarta repetición.
Marcha ciega. Calificación: 8
Reconocimiento de peso. La primera vez se tardó en identificar el vaso
de mayor tamaño (B) en el tercer intento no
le costó trabajo identificarlo

DISCUSIÓN
Reflejo palpebral
Es un reflejo defensivo, que evita que la córnea sea lesionada. Este reflejo se
observa al tocar la córnea con una mechita de algodón, lo cual provoca el cierre
del ojo. La formación sensorial lleva la división oftálmica del nervio Trigémino de
forma que se actúa un reflejo multisinaptico que implica a las ramas eferentes
del nervio Trigémino y facial la actividad muscular y esto da lugar al cierre de los
ojos como protección a la córnea para eliminar partículas que pudieran entrar al
ojo y al mismo tiempo humedecer la córnea.

El estímulo es conducido por el nervio oftálmico hasta el mesencéfalo y hasta el


nervio facial del puente, el cual a través de sus fibras provocan una breve
contracción de las fibras palpebrales del orbicular del ojo, provocando el
parpadeo.

Reflejo Fotomotor
En este reflejo se observó el efecto dilato-contractor de la pupila, la cual se
observa al exponer los ojos a una fuente de luz directa, la retina reacciona
protegiendo la retina de largas exposiciones a la luz brillante que puede
quemarla, mediante la miosis (contracción de la pupila).

La luz excita los receptores retinianos y el estímulo es transmitido por vía de las
células ganglionares hacia el nervio óptico y la cintilla óptica, para después hacer
sinapsis en el núcleo protectal o de la comisura posterior. La información es
relevada desde el núcleo de la comisura posterior por cortas neuronas que hacen
sinapsis bilateral con neuronas parasimpáticas del núcleo de Edinger-Westphal
del oculomotor en la parte superior del mesencéfalo y a los centros simpáticos
medulares (T1, T2) que controlan al dilatador de la pupila. La respuesta eferente
va por las fibras parasimpáticas del nervio oculomotor hacia la órbita, donde
hacen sinapsis en el nervio ciliar. Las fibras postganglionares (nervios ciliares
cortos) van hacia el globo ocular para inervar el esfínter de la pupila (que reduce
el tamaño de la pupila) y a los músculos ciliares que producen la acomodación.

Reflejo consensual
Este reflejo se observó al cubrir el ojo derecho y posteriormente acerca una
fuente de luz, al mismo tiempo observando la pupila izquierda.

Cuando se enfoca una luz sobre los ojos, la pupila se contrae (miosis) dando una
reacción denominada reflejo pupilar a la luz, la luz incide sobre la pupila, los
impulsos resultantes pasan primero por los nervios ópticos y después llegan a
los núcleos pretectales, desde aquí, los impulsos van al núcleo de Edinger -
Wesphal y finalmente, ingresan por el nervio III para contraer el esfínter del iris,
en la oscuridad el reflejo se inhibe, lo que conduce a la dilatación de la pupila. La
función del reflejo a la luz es ayudar al ojo a adaptarse rápidamente a las
variaciones de iluminación.

Reflejo Palatino

Observamos este reflejo al tocar la parte central del paladar con un


abatelenguas, lo cual produjo la elevación del velo palatino, por contracción de
los músculos del velo. La vía es glosofaríngeo-vagal. El centro reflejo se halla en
el bulbo. Este reflejo provoca un reflejo de deglución.

El noveno par craneal también conocido como Glosofaríngeo, es un nervio de


vital importancia debido a su relación con las zonas adyacentes al aparato bucal;
éste es un nervio mixto, sensitivo-sensorial (sensibilidad gustativa), motor
(faringe y velo del paladar). Se distribuye, como lo indica su nombre, en la región
de la lengua (gloso) y de la faringe adyacente. Es el nervio del tercer arco
branquial. Le están anexados dos ganglios: el ganglio superior y el ganglio
inferior. En su actividad motora contribuye a la deglución, por medio de las ramas
que da a los músculos de la faringe (estilofaríngeo, constrictor superior y
palatofaríngeo).

Reflejo faríngeo

Este reflejo se observó al colocar un abate lenguas en la parte lateral de la faringe


lo cual provoco la contracción de los músculos faríngeos generando nauseas,
esto debido al reflejo de todo o nada que es parte importante de la deglución
puesto que el bolo entra a la faringe, es dirigido hacia el esófago y se debe de
prevenir que el alimento regrese a la boca o que entre a los pasajes nasales o a
la tráquea.
La vía aferente del reflejo faríngeo o nauseoso discurre por el nervio vago; el
centro de integración se encuentra a nivel bulbar y la vía eferente es doble: por
un lado, el nervio vago (que provoca movimientos antiperistálticos en el
estómago) y, por otro, los nervios raquídeos (que actúan sobre la prensa
abdominal).

Reflejo cutáneo-pupilar

Para poder observar este reflejo era necesario pellizcar al sujeto abajo del lóbulo
de la oreja y observar sus pupilas, sin embargo, no se logró observar este reflejo
debido a que el sujeto cerraba los ojos o no se encontraba distraído por lo que
el reflejo no se llevaba a cabo correctamente; sin embargo, el reflejo consiste en
producir un estímulo doloroso en la piel para observar una midriasis en las
pupilas del sujeto.
En la midriasis las fibras aferentes hacen sinapsis con
las neuronas simpáticas preganglionares del asta lateral
de la medula espinal en los segmentos T1 y T2; las
ramas comunicantes pasan al tranco sináptico y
ascienden hasta el ganglio simpático cervical superior;
aquí nacen las fibras posganglionares que forman parte
del plexo carotideo interno y de los nervio ciliares largo
que provocan la midriasis. (Imagen 2)

Imagen 2.- Inervación de la


musculatura intrínseca del ojo

Reflejo epigástrico
Este reflejo se observa al estimular la región abdominal con leves golpes en la
piel, produciendo pequeñas contracciones en esta área, lo cual se debe a que el
estímulo generado por estos es transmitido por fibras aferentes de los nervios
intercostales (T6-T11) al sistema nervioso central, el estímulo se transmite
mediante interneuronas de la médula espinal torácica. Las neuronas eferentes
dan fibras a los nervios intercostales que activan una contracción localizada de
los músculos en la misma región que el estímulo original. Este reflejo depende
de la integridad de los tractos corticoespinales.

Reflejo rotuliano
En la experiencia se golpeó en el tendón rotuliano del sujeto de experimentación
en el lugar apropiado con la fuerza apropiada ya que sigue la ley del todo o nada,
es decir, el golpe debe superar el umbral para observar el estímulo esperado en
este caso la extensión de la pierna, esto se debe a que el golpe provoca el
estiramiento del tendón el cual a su vez estira el músculo cuádriceps femoral
estimulando a los husos musculares presentes en el musculo que
posteriormente se propaga el nervio femoral hasta el centro integrador en la
medula espinal a nivel de L II, III y IV donde la neurona sensitiva hace sinapsis
excitadora con una motoneurona en el asta ventral de la medula espinal la cual
conduce el estímulo a través del nervio femoral hasta el musculo cuádriceps
femoral, a su vez en la medula espinal la neurona sensitiva hace sinapsis
excitatoria con una interneurona la cual también hace sinapsis inhibitoria con una
motoneurona la cual inerva al músculo bíceps femoral provocando su relajación
y dando finalmente la extensión de la pierna.
Reflejo aquiliano
Para observar este reflejo, se colocó la rodilla de la pierna izquierda sobre un
banco y posteriormente se golpeó el tendón de aquiles con un martillo para
reflejos, con lo que fue posible observar la flexión de la planta del pie.
Este reflejo es de tipo miotatico, el cual viaja a través del nervio ciático (vía
aferente) y llega a la medula espinal L5, S1 y S2 (centro integrador) para luego
regresar por el nervio ciático (vía eferente) hasta llegar y contraer el musculo
tríceps sural; es por esto que se observó la flexión de la planta del pie. La
ausencia de este reflejo puede indicar enfermedades de la médula espinal y
nervios de extremidades inferiores.
Reflejo plantar
Este es un reflejo de tipo polisináptico y superficial; el cual se tuvo que realizar
varias veces para poder observar la respuesta deseada, se fue aumentando la
fuerza con la que se realizaba para así poder observar una leve flexión de los
dedos del pie en el cual se llevó a cabo el estímulo con un cuerpo romo.
Sigue una vía piramidal, la cual tiene receptores sensitivos que conducen el
estímulo por el nervio tibial hasta llegar a la médula espinal a la altura de S1 yS2;
su centro integrador es la médula y su vía eferente está dada por las
motoneuronas y al llegar al musculo se provocara una contracción
Al realizar este reflejo se pueden diagnosticar varias enfermedades debido al
signo de Babinski el cual es común en los primeros años de vida (De 1 a 2 años)
debido a la falta de madurez o falta de mielinización que presenta la vía
piramidal, sin embargo, esta respuesta en los adultos indica daños a nivel de la
motoneurona superior los cuales pudieron haber sido causados por accidentes
cerebrovasculares, infecciones o tumores.
Reflejo salival
Para realizar este reflejo se tomaron tres bolas de algodón, posteriormente una
de ellas se humedeció con sacarosa y otra con jugo de limón, se pesaron, cada
una de dichas bolas de algodón y se colocaron en el maxilar inferior por debajo
de la lengua, 30 segundos después se sacaron y se pesó
cada una, permitiéndonos calcular la cantidad de saliva
producida en cada caso, obteniendo los siguientes datos:

Peso de saliva 0.52 g


Peso de saliva (sacarosa) 0.63 g
Peso de saliva (limón) 1.13 g
Tabla 1.- Resultados obtenidos experimentalmente del reflejo salival

Imagen 1.- Vías de las glándulas


salivales

La velocidad de secreción de la saliva se controla casi por completo por vía


nerviosa. La secreción salival es regulada por ambas ramas del sistema nervioso
autónomo estimula la secreción, aunque el sistema parasimpático tiene una
acción cuantitativa mucho mayor con respecto al sistema simpático (Imagen 1).

Reflejo nistagmo

Para observa este reflejo, se hizo girar al sujeto hacia el lado derecho
rápidamente 5, 10 y 15 veces respectivamente con lo cual se observó un
movimiento involuntario y rápido de los ojos hacia el lado izquierdo, cuanto más
se incrementaban el número de vueltas mayor era el tiempo en el que se
observaba el movimiento de los ojos. Esto se debe a que los canales
semicirculares intervienen en el reflejo vestíbulo-ocular. Este reflejo sirve para
mantener la mirada estable sobre el mismo punto. Cuando los canales
semicirculares detectan un giro de la cabeza, los núcleos vestibulares envían
señales a los núcleos que controlan el movimiento de los ojos, de manera que
los ojos giran en sentido contrario a la cabeza, para compensar el movimiento y
seguir mirando al mismo punto.
Cuando el sujeto empieza a girar, los ojos giran en sentido contrario para seguir
mirando al mismo punto, pero cuando los ojos llegan al extremo de la órbita y no
pueden girar más, vuelven con un movimiento rápido al centro de la órbita.
Entonces los ojos se fijan en un nuevo punto y comienzan a girar lentamente de
nuevo. Cuando llegan otra vez al extremo de la órbita vuelven al centro con otro
movimiento rápido y así sucesivamente. El nistagmo por tanto consiste en un
movimiento lento de seguimiento, alternándose con movimientos rápidos de
recuperación en la dirección contraria.
Si el giro de la cabeza se interrumpe bruscamente, el nistagmo continúa durante
unos segundos, pero ahora en la dirección opuesta. Cuando la cabeza deja de
girar, la endolinfa en los canales semicirculares sigue girando por inercia durante
unos segundos, y continua estimulando a las células ciliadas hasta que
finalmente se detiene.
Respuesta triple de acomodación
a) Imágenes de Purkinje
Al realizar esta experiencia se pudieron observar claramente las 3 imágenes en
el ojo del compañero en el que se expuso la luz de la vela estas imágenes se
producen de la siguiente manera, La primera imagen de Purkinje se produce por
reflexión sobre la cara anterior de la córnea que actúa como un espejo convexo
y da lugar a una imagen virtual y derecha de la fuente luminosa. Es la imagen
más intensa debido a la gran diferencia de Índices de refracción entre el aire y la
sustancia de la córnea. Está situada aproximadamente a nivel del plano pupilar,
y tiene un tamaño intermedio entre las imágenes que producen las dos
superficies del cristalino. Esta imagen se conoce también como reflejo luminoso
corneal. La segunda imagen de Purkinje se forma sobre la cara anterior del
cristalino que también actúa como un espejo convexo. Es la mayor de todas en
cuanto a tamaño debido a que el radio de curvatura de la cara anterior del
cristalino es mayor que los de la córnea, pero su intensidad luminosa es la más
débil debido a varios factores como son:
 El mayor tamaño de la imagen.
 La escasa diferencia entre el Índice de refracción del humor acuoso y el
del cristalino.
 Una superficie menos lisa que la de la córnea.
 La conformación del cristalino con diferentes Índices de refracción.
Durante la acomodación esta imagen se hace más pequeña, ya que disminuye
el radio de curvatura, es decir aumenta la curvatura de la cara anterior del
cristalino. La tercera imagen se forma por reflexión sobre la cara posterior del
cristalino, que a diferencia de las otras actúa como un espejo cóncavo, por lo
que se produce una imagen real e invertida. Su intensidad es mayor que la de la
segunda imagen, pero su tamaño es menor que el de la primera (superficie
anterior de la córnea). Durante la acomodación esta imagen se modifica poco.

b) Rejilla
Cuando se realizó la experiencia se cambió el objeto de enfoque de la vista, el
cual produjo el proceso de acomodación. Al desviar la mirada de un punto lejano
a uno cercano, el cristalino cambia de forma, el músculo esfínter se contrae y
hay convergencia al contraerse los músculos rectos mediales.
La vía aferente por la cual se lleva a cabo el reflejo se origina en la retina, sigue
la vía visual y desde la corteza occipital las fibras se dirigen se dirigen a la región
pretectal posteriormente las fibras se dirigen a los núcleos accesorios y
principales del III par craneal.
Por otro lado, la vía eferente se da el III par craneal, las fibras
preganganglionares parasimpáticas salen del núcleo accesorio y se dirigen al
ganglio ciliar y establecen sinapsis, y las fibras posganglionares salen como
nervios ciliares cortos hacia el músculo ciliar y el músculo esfínter del iris. Al
contraerse el músculo ciliar, las fibras de la zónula de Zinn que sujetan el
cristalino se relajan y el cristalino adquiere una forma más esférica. Cuando se
contrae el músculo esfínter del iris disminuye el tamaño pupilar. Las fibras
motoras somáticas que salen del núcleo principal del III par se dirigen al músculo
recto medial para producir la convergencia.
Reflejo condicionado
En esta experiencia se condiciono al sujeto de prueba dando un aplauso seguido
del acercamiento de una fuente de luz a los ojos produciendo así la miosis en el
ojo, después de realizar esto 3 veces al aplaudir por cuarta ocasión se observó
la miosis en el ojo sin acercar la luz a este, esto se debe a que se tuvo
inicialmente un estímulo excitante absoluto, incondicional, natural, congénito el
cual es la miosis al acercar la luz al ojo, este estímulo actuara en la vía afectará
y efectora que se explicó anteriormente en el reflejo fotomotor al mismo tiempo
por las vías auditivas el estímulo sonoro se propaga hasta alcanzar la zona
sensorial auditiva cortical del sujeto en donde se percibe.
Hay de esta forma persistencia de dos estímulos el mecánico condicionado
(reflejo fotomotor) y el sonoro indiferente (aplauso) con ello, se establecen
nuevas vías de conducción nerviosa cerebral uniendo estos puntos al centro
auditivo o visual. En este reflejo la vía aferente seria la vía auditiva que percibe
el aplauso y la vía eferente la vía visual que produce la miosis del ojo.
Marcha ciega
El experimento consiste en someter al sujeto de prueba a una marcha
alternativamente hacia adelante y atrás primero con los ojos abiertos y después
con los ojos cerrados a esta prueba también se le llama de Babinsky-Weil en
esta prueba se ve influenciadas por problemas articulares, neurológicos,
vasculares, etc.
En general les afecta cualquier causa que provoque alteración de la posición del
centro de gravedad, también se puede observar la existencia de un síndrome
vestibular periférico la marcha normal con los ojos abiertos, pero al cerrarlos hay
tendencia a girar en dirección al oído lesionado, en este caso se observó una
ligera tendencia a la derecha al cerrar los ojos, pero no fue una desviación muy
significativa.
Reconocimiento de peso
En esta experiencia se detectó con los ojos cerrados la diferencia de peso entre
dos objetos (vaso A y Vaso B) el sujeto de prueba contesto con dificultad pero
acertando para diferenciar entre el más pesado (vaso B) en el primer intento,
después se intercambiaron los vasos y contesto con mayor facilidad y de forma
acertada en intentos posteriores.
Lo anterior se debe a que los mecanorreceptores presentes en la piel
encargados de detectar la presión sostenida (terminaciones nerviosas de
Merkel) detectan y envían la información hasta la corteza cerebral mediante el
tracto espinotalamico anterior encargado de la información de tacto burdo, el
hecho de detectar más fácilmente la diferencia de peso después del primer
intento se debe a que las terminaciones nerviosas de Merkel son de lenta
adaptación lo que quiere decir que primero envían una potente respuesta al inicio
del estímulo y posteriormente se van haciendo más frecuentes las respuestas
conforme se mantiene el estímulo.

CONCLUSIONES
 Se observó que para el reflejo palpebral, se produce el parpeadeo del ojo
al tener contacto con el algodón.
 Con el reflejo fotomotor al aplicar el estímulo con luz, se observó que
ambas pupilas sufren constricción.
 Se observó en el reflejo consensual, el ojo que no recibe el estímulo
luminoso, también presentó constricción.
 Para el reflejo palatino, al aplicar el estímulo, se presentó una sencación
de picor en la garganta.
 Se comprobó que el reflejo faríngeo también conlleva el reflejo todo o
nada, debido a que el sujeto en el que se llevó a cabo este reflejo sintió
nauseas debido a la contracción muscular.
 No se logró llevar a cabo correctamente el reflejo cutáneo pupilar.
 Con leves golpes sobre el abdomen, se estimuló esa zona, lo cual produjo
la contracción del mismo, lo cual corresponde al reflejo epigástrico.
 Con el estímulo apropiado sobre el tendón rotuliano se observó la
extensión de la pierna de forma correcta.
 Se obtuvo una respuesta positiva comprobando que el estímulo en el
tendón de aquiles inicia el reflejo.
 Se demostró que el sujeto en el cual se llevó a cabo el reflejo plantar no
padece ningún daño a nivel de la motoneurona superior ya se observó la
contracción de los dedos
 Se demostró que el estímulo gustativo incrementa el flujo salival, asi como
que el flujo es mayor en el sabor acido que en el sabor dulce.
 Se observó que el movimiento involuntario de los ojos después de girar
rápidamente es inverso al lado en el que se dieron las vueltas
 Se pudieron observar claramente las 3 imágenes de Purkinje en el ojo del
sujeto de experimentación.
 Se percibió notoriamente los movimientos de convergencia, la midriasis y
miosis al cambiar el punto de enfoque del sujeto de experimentación.
 Al realizar el condicionamiento, al cuarto intento ocurrió la miosis en el
sujeto de experimentación únicamente al realizar el aplauso.
 El sujeto de experimentación tuvo una desviación no muy significativa a
la derecha después de haberle vendado los ojos.
 Se denoto la lenta adaptación de los mecanorreceptores responsables de
la identificación de peso ya que el sujeto de experimentación le costó
reconocer el vaso de mayor peso únicamente en el primer intento
observando una mayor velocidad de reconocimiento en los intentos
posteriores.
BIBLIOGRAFÍA
 Tortora G. J., Derrickson D. Anatomia y Fisiologia Humana. Argentina:
Medica Panamericana.
 Sibernagi S., Despopoulos A. (2009) Fisiologia Texto y atlas.
Argentina: Medica Panamericana.
 Borobia C. (2011) Valoración del Daño Corporal. Pares craneales.
Médula espinal. Sistema nervioso periférico: Elsavier España.
 Richard S. Snell. Neuroanatomía clínica. Ed. Médica Panamericana.

 Fejerman, Fernández Álvarez, Natalio Fejerman. Neurología


Pediátrica.

 Dee Unglaub Silverthorn. Fisiología Humana. Un enfoque integrado 4a


edición. Editorial Médica Panamericana.