Está en la página 1de 6

ANTONIO MACHADO

(1875 – 1939)

RASGOS BIOGRAFICOS.- El poeta nace en Sevilla, al lado del rio Guadalquivir, el 26 de julio de
1875.

En su infancia gozó de una atmósfera favorable para los estudios y su sensibilidad artística.
Un tiempo su padre lo llevo a Huelva para que gocen del mar. Cuando tenía ocho años, su
familia parte a Madrid.

Inquieto por la literatura, viaja a Paris y a su regreso escribe sus primeros versos. “Soledades”
es el primer poemario que publica en 1903, cuando el modernismo hacía furor en España. Dos
años después Rubén Darío le dedica un poema a Machado.

En 1907, comienza a trabajar como profesor en un Instituto secundario de Soria. En esa ciudad
conoce a Leonor, con quien se casa en 1909. El matrimonio duró tres años, pues ella enfermo y
perdió la vida. A partir de allí él se dedica a viajar por España.

En 1936, al declararse la guerra civil, se ve obligado a trasladarse de un lugar a otro, debido a


los bombarderos que efectúan los partidarios.

En Colliure, pueblo al sur de Francia, muere Antonio Machado, un 22 de febrero de 1939.

SU OBRA.- Fue un gran admirador del modernista Darío y del simbolista Verlaine. Sus
principales libros poéticos son:

“Soledades” (1903)
“Soledades, galerías y otros poemas” (1907)
“Campos de Castilla” (1912)
“Nuevas Canciones” (1924)
“Poesías completas” (1925).

LECTURA
III
La plaza y los naranjos encendidos
con sus frutas redondas y risueñas.
cumulto de pèqueños colegiales
que, al salir en desorden de la escuela,
llenan el aire de la plaza en sombra
con la algaraza de sus voces nuevas.
¡Alegría infantil en los rincones
de las ciudades muertas!...
¿Y algo nuestro de ayer, que todavía
vemos vagar por estas calles viejas!
(De “Soledades, galerías y otros poemas”.)

CAMINOS
¿Eres tú, Guadarrama, viejo amigo,
la sierra gris y blanca,
que yo veía en el azul pintada?

por tus barrancos hondos


y por tus cumbreas agrias,
mil Guadarramas y mil soles vienen,
cabalgando conmigo, a tus entrañas.
(De “Campos de Castilla”.)

XIXX
Caminante, son tus huellas
el camino, y nada más;
caminante, no hay camino,
se hace camino al andar.
al andar se hace camino,
y al volver la vista atrás
se ve la senda que nunca
se ha de volver a pisar.

Caminante, no hay camino,


sino estelas en la mar.
(De “Campos de Castilla”)

PROVERBIOS Y CANTARES
(A José ortega y Gasset.)
1
El ojo que ves no es
ojo porque tú lo veas;
es ojo porque te ve.

LOS OJOS
I
Cuando murió su amada
pensó en hacerse viejo
en la mansión cerrada,
solo, con su memoria y el espejo
donde ella se miraba un claro día.
Como el oro en el arca del avaro,
pensó que guardaría
todo un ayer en el espejo claro.
Ya el tiempo para él no correría.
II

ACTIVIDAD
VOCABULARIO, ANÁLISIS Y COMENTARIO
1. Aplica un adjetivo calificativo a cada uno de los sustantivos extraídos de los poemas.
tumulto guadaña
algazara hoz
estela túmulo
2. Construye una oración con cada una de las siguientes palabras:
Requebrando agrias
Labrad fraguas
3. Explica el contenido de la composición poética 1 de “Nuevas canciones”.
4. ¿Cuál es la actitud del protagonista de poema “Los ojos”, al morir su amada? ¿Qué
ocurre al cumplirse el primer aniversario de dicha muerte?
5. Describe el crimen que presenta el poema dedicado a García Lorca y dí cuál es el
pedido del autor.
6. ¿Qué efecto logra el poeta al utilizar los verbos ver y caminar en el primer verso de
cada estrofa de dicha composición?
7. Señala algunas características del estilo de Machado. Cita versos para demostrar cada
una de ellas.
8. ¿Qué poema te gradó más? ¿Por qué? Declámalo.
AZORIN
(1874 – 1967)
RASGOS BIOGRAFICOS.- Nació en Monóvar, provincia de Alicante, en 1874. Su verdadero
nombre fue José Martínez Ruiz. Azorín fue su seudónimo.
Desde muy joven se dedicó al periodismo, oficio al cual dedicó gran parte de su vida. Fue
colaborador del diario “La Prensa” de Buenos Aires. También concluyó estudios de Derecho.
Actuó un periodo corto en política y alcanzo a ser diputado y Subsecretario de Instrucción
Pública. Sus ideas políticas y sociales fueron renovadoras. En 1924, se incorporó a la Real
Academia de la Lengua Española.
Durante la guerra civil española, vivió desterrado en Paris. Después retorno a Madrid.
Azorín ha sido un ejemplo de escritor consagrado a su oficio, hasta su muerte acaecida en 1967.

SU OBRA.- José Martínez Ruiz fue un maestro en el arte de escribir. Sus ensayos sobre el paisaje
español son memorables por la gran belleza lírica.
Es creador de un estilo nuevo: prosa breve, ágil, bella y transparente. Su estética es típicamente
impresionista y se caracteriza por su sensibilidad, su portentoso sentido plástico, su captación
de las cosas y los pequeños detalles. Toda esta nueva perspectiva influyó en los escritores de su
generación y sigue haciéndolo en los posteriores.
La obra de Azorín es como un espejo claro y limpio, donde España se puede contemplar y
recrear. El describió de manera magistral los paisajes, las calles, las ciudades, los pueblos, las
emociones humanas y la caducidad de la vida.
Sus principales publicaciones son: “Los pueblos” “España”, “El alma castellana”, “Las
confesiones de un pequeño filosofo”, “La ruta de don Quijote”, “La voluntad”, “El artista y el
estilo”, “Diario de un enfermo”, “La fuerza del amor”, “Castilla”, “Los valores literarios”.
JUAN RAMÓN JIMÉNEZ
(1881 – 1958)
RASGOS BIOGRAFICOS.- Nació en Moguer, provincia de Andalucía, el 25 de diciembre de 1881.
Estudio en el Colegio de los jesuitas en el Puerto de Santa María. Desde niño se mostró un tanto
introvertido. Buscaba el aislamiento, la soledad.
Viaja por Madrid y Sevilla. En esta última ciudad realiza sus estudios universitarios.
En 1916, se casa con Zenobia Camprubí, quien era traductora del poeta Rabindranath Tagore.
Al año siguiente escribe “Diario de un poeta recién casado”.
La guerra civil española lo obliga a emigrar a América. Años después, en 1956, se consagra
internacionalmente con la obtención del Premio Nobel. Desgraciadamente, el mismo año que
fallece su esposa.
Murió en San de Puerto Rico en 1958. Sus restos fueron trasladados a España e inhumados en
Palos de Moguer.
SU OBRA.- En sus primeros libros “Ninfas” y “Almas de violeta” se nota la influencia modernista.
Predominan los valores musicales, el colorido y sentimiento nostálgico.
Su creación máxima es “Platero y yo”, hermosa prosa poética de 1916. En esta obra nos presenta
hechos y anécdotas ocurridas a èl y su borriquillo, teniendo como fondo la vida de su pueblo. La
ternura y melancolía que fluye nos va conmoviendo hasta la identificación humanizada con
Platero.
Otras producciones posteriores son: “Eternidades”, “Piedra y cielo”, “Política poética”, etc.
La obra de Juan Ramón Jiménez ha logrado gran resonancia en América, en la que aún se la lee
con admiración.

LECTURA
AMOR
No has muerto, no.
Renaces,
Como las cosas, en cada primavera.

Como la vida tienes


tus hojas secas;
tienes tu nieve, como
ta vida…

Más tu tierra, amor, está sembrada


de profundas promesas,
que han de cumplirse

También podría gustarte