Está en la página 1de 6

Celula animal y vegetal

Definición de Célula

- Es la unidad anatómico y funcional de todo ser vivo.


- Tiene función de autoconservación y autorreproducción.
- Es por esto, por lo que se considera la mínima expresión de vida de todo ser vivo.

Tamaño Celular

En 1665, Robert Hooke observó con un microscopio un delgado corte de corcho. Hooke notó
que el material era poroso. A esos poros, los llamó células. Hooke había observado células
muertas.

Unos años más tarde, Marcelo Malpighi, anatomista y biólogo italiano, observó células vivas.
Fue el primero en estudiar tejidos vivos al microscopio.

El tamaño normal de una célula puede variar entre 5 y 50 micras ( una micra es una
millonésima parte de un metro).
Clasificación de las Células

Células procariotas

Las células procariotas no poseen un núcleo celular delimitado por una membrana. Los
organismos procariontes son las células más simples que se conocen. En este grupo se incluyen
las algas azul-verdosas y las bacterias.

Células eucariotas

Las células eucariotas poseen un núcleo celular delimitado por una membrana. Estas células
forman parte de los tejidos de organismos multicelulares como nosotros. Poseen múltiples
orgánulos. Es característica de las Plantas.

Desde el punto de vista de su procedencia también se pueden clasificar en Célula animal y


célula vegetal, pero ojo, estos dos tipos de células son siempre eucariotas. Veamos estas
dos últimas con más detalles.

CELULA VEGETAL

La célula vegetal tiene una pared celular de celulosa, que hace que tenga rigidez. Además
estas células tienen los cloroplastos, con clorofila, que son los que gracias a ellos realizan la
fotosíntesis y por eso son autótrofas (son capaces de realizar su propio alimento). Aquí tienes
su imagen:
CELULA ANIMAL

Las células animales no tienen una pared celular (en el exterior de la célula),
son heterótrofas por que son incapaces de sintetizar su propio alimento, incorporando los
nutrientes de los alimentos que poseen otros seres vivos, ya que no poseen cloroplastos con
clorofila para la fotosíntesis. Además presentan Lisosomas funcionales para la digestión intra
(dentro) y extracelular (fuera de le célula) (endocitosis y exocitosis). Veamos la imagen de la
célula animal.

Las células tiene muchos orgánulos cada uno de ellos con una misión diferente.

Uno de los orgánulos más importantes son las llamadas mitocondrias. En ellas se producen las
transformaciones de energía para que la célula pueda vivir. Por ejemplo en las vegetales las
energía solar o luminosa se transforma en energía química. Las mitocondrias son las centrales
de energía de la célula.

En la siguiente imagen puedes ver los orgánulos más importantes de la celula animal y de
la celula vegetal:
Términos Relacionados con La Celula Animal y Vegetal

Membrana de la célula: la fina capa de proteína y de grasa que rodea a la célula. La


membrana celular es semipermeable, permitiendo que algunas sustancias pasen a la célula y el
bloqueo de otros.

Centrosoma (también llamado el "centro de organización de microtúbulos"): el centrosoma,


citocentro o centro celular es exclusivo de células animales. Está próximo al núcleo y es
considerado como un centro organizador de microtubos. Su función es organizar los
microtúbulos. De él se derivan estructuras de movimiento como cilios y flagelos y forma el huso
acromático que facilita la separación de las cromátidas en la mitosis.

Citoplasma: el material gelatinoso fuera del núcleo de la célula en la que se encuentran los
orgánulos.

Aparato Golgi (también llamado el aparato de Golgi o complejo de Golgi): un aplanado, en


capas, orgánulo en forma de saco que se ve como una pila de tortitas y está situado cerca del
núcleo. Produce las membranas que rodean a los lisosomas. El aparato de Golgi se encarga de:
La modificación, distribución y envío de gran número de diversas macromoléculas necesarias
para la vida, la modificación de proteínas y lípidos (grasas) que han sido sintetizados
previamente tanto en el retículo endoplasmático rugoso como en el liso y los etiqueta para
enviarlos a donde corresponda, fuera o dentro de la célula, la modificación de sustancias
sintetizadas en el RER, la secreción celular.

Lisosoma (también llamadas vesículas celulares): orgánulos redondos rodeados por una
membrana y que contienen enzimas digestivas. Aquí es donde la digestión de los nutrientes
celulares se lleva a cabo.

Mitocondria: esférica de orgánulos con forma de bastón con una doble membrana. La
membrana interna es envuelta muchas veces, formando una serie de proyecciones (llamado
crestas). La mitocondria convierte la energía almacenada en la glucosa en ATP (adenosina
trifosfato) para la célula.

Membrana nuclear: la membrana que rodea el núcleo.

Nucléolo: un orgánulo dentro del núcleo. Es donde se produce el ARN ribosomal. Algunas
células tienen más de un nucléolo.

Núcleo: cuerpo esférico que contiene muchos orgánulos, incluyendo el nucléolo. El núcleo
controla muchas de las funciones de la célula (mediante el control de la síntesis de proteínas) y
contiene ADN (en los cromosomas). El núcleo está rodeado por la membrana nuclear.
Ribosoma: pequeños orgánulos formados por gránulos citoplasmáticos de ARN-ricos que son
los sitios de síntesis de proteínas.

Retículo endoplasmático rugoso (RE rugoso): un vasto sistema de interconectado,


membranosa, envuelta y sacos enrevesadas que se encuentran en el citoplasma de la célula (el
RE es continuo con la membrana nuclear externa). RE rugoso está cubierta de ribosomas que le
dan un aspecto rugoso. El RE rugoso transporta materiales a través de la célula y produce
proteínas en sacos llamados cisternas (que se envía al aparato de Golgi, o se inserta en la
membrana celular).

Retículo endoplásmico liso (RE liso): un vasto sistema de interconectado, membranosa,


envuelta y complicados tubos que se encuentran en el citoplasma de la célula (el RE es continuo
con la membrana nuclear externa). El espacio dentro de la RE liso se llama el lumen del RE. El
ER liso transporta los materiales a través de la célula. Contiene enzimas y produce y digiere los
lípidos (grasas) y proteínas de la membrana.

Vacuola: La vacuola es un saco de fluidos rodeado de una membrana. En la célula vegetal, la


vacuola es una sola y de tamaño mayor; en cambio, en la célula animal, son varias y de tamaño
reducido. La membrana que la rodea se denomina tonoplasto. La vacuola de la célula vegetal
tiene una solución de sales minerales, azúcares, aminoácidos y a veces pigmentos como la
antocianina. La vacuola vegetal tiene diversas funciones: Los azúcares y aminoácidos pueden
actuar como un depósito temporal de alimento, las antocianinas tienen pigmentación que da
color a los pétalos, generalmente poseen enzimas y pueden tomar la función de los lisosomas.

Cloroplasto: un orgánulo que contiene clorofila alargada o en forma de disco. Solo en la celula
vegetal.

La fotosíntesis (en el que la energía de la luz solar se convierte en energía química -


alimentos) tiene lugar en los cloroplastos.

Para saber más sobre las partes de las células animales y vegetales aquí te dejamos un video
que lo explica muy bien.

Vacuolas

E l término latino vacuum, que puede traducirse como “vacío”, llegó al castellano como vacuola. El concepto se utiliza en
el ámbito de la biología para nombrar a un orgánulo de las células.

En concreto podemos decir que vacuola es un neologismo que apareció por primera vez en la Francia del siglo XVIII bajo
la apariencia de “vacuole”, aunque con un significado que no es el actual. El que ahora tenemos hay que exponer que se
considera que es “obra” del biólogo y botánico francés Félix Dujardin.

Las vacuolas son pequeñas vesículas de las células de los hongos y de las plantas que permiten el almacenamiento de
distintas sustancias, como azúcares o agua. La fusión de diversas vesículas permite el desarrollo de las vacuolas, cuyo
contorno se encuentra delimitado mediante la membrana plasmática.

Es importante subrayar que la forma de las vacuolas depende de cada célula, ya que las necesidades celulares no son
siempre las mismas. De hecho, hay células cuyas vacuolas crecen con el tiempo hasta fusionarse.
En las vacuolas muchas veces se concentran pigmentos. Esto hace que las células exhiban diferentes colores de acuerdo
a dichos pigmentos. En el caso de las células vegetales, su tonalidad depende de las antocianinas, un pigmento que se
almacena en las vacuolas.

Además de todo lo expuesto, merece la pena conocer otros datos de interés acerca de las vacuolas como son los
siguientes:
-Son variables en tamaño, lo que supone que puedan ocupar desde un 5 % hasta un 90 % de lo que es el volumen
celular.
-Hay unas células vegetales que carecen de vacuolas: las células del tapete en las anteras.
-Se encuentran rodeadas de una membrana simple que responde al nombre de tonoplasto. Del mismo hay que subrayar
que es permeable y que juega un papel fundamental en lo que es el crecimiento de las células.
-En el interior las vacuolas cuentan con el conocido como jugo vacuolar, que está formado por agua y otros elementos
tales como venenos, compuestos de desecho, ácido málico, compuestos de reserva…
-Las vacuolas contráctiles son las que se encuentran en los animales y que proceden a acabar con el exceso de agua
existente.
-Entre los muchos tipos de vacuales que existen podemos destacar a las de excreción, a las fagocitarias o a las
residuales.
-En las vacuolas es muy habitual en muchos casos que se acumulen lo que se conoce como sustancias ergásticas.

Las funciones de las vacuolas son múltiples. Pueden contribuir a la hidratación de la célula, a la solidez de su tejido, al
aislamiento de productos tóxicos y a la descomposición de las macromoléculas, por citar algunas posibilidades.

Ciertas vacuolas se especializan en funciones muy específicas. Las vacuolas alimenticias, en este sentido, cumplen una
función vinculada a la nutrición. Las vacuolas digestivas, como su nombre lo indica, se encargan de digerir los nutrientes
y de desechar los residuos. Las vacuolas pulsátiles, por su parte, obtienen agua del citoplasma y luego se encargan de su
expulsión mediante un proceso de ósmosis.

Centriolo

En biología molecular, un centriolo o centríolo es un orgánulo con estructura cilíndrica, constituido por 9 tripletes de
microtúbulos, que forma parte del citoesqueleto. Una pareja de centríolos posicionados perpendicularmente entre sí y
localizada en el interior de una célula se denomina diplosoma. Cuando el diplosoma se halla rodeado de material
pericentriolar (una masa proteica densa), recibe el nombre de centrosoma o centro organizador de microtúbulos
(COMT), el cual es característico de las células animales.

Provoca el movimiento de cilios y flagelos en los organismos unicelulares (protozoarios).

Además, intervienen en la división celular, donde cada centríolo de una célula progenitora formará parte de una de las
células hijas sirviendo como molde para la formación del centríolo restante. Contribuyen al mantenimiento de la forma
de la célula, transportan orgánulos y partículas en el interior de la célula y conforman el eje citoesquelético en cilios y
flagelos eucariotas, así como el de los corpúsculos basales. A pesar de su importancia, ha sido demostrado que los
centríolos no llevan a cabo la formación del huso mitótico. Esta estructura es formada por el centrosoma. Experimentos
con la mosca Drosophila melanogaster han mostrado que estas estructuras no son esenciales en la mitosis.

Los centriolos son estructuras u organelos, que se encuentran en forma de pareja, ubicadas en el Citoesqueleto, su
apariencia es parecida a unos cilindros huecos, y son llamados diplosoma, por encontrarse de a dos y a su vez dentro de
una célula.

Los centriolos posibilitan el movimiento de los cilios y flagelos en aquellos organismos que son unicelulares, además
interviene en la división de las celular de los organismos pluricelulares. También participan en la división celular, donde
cada centriolo se vuelve parte de las células hijas, sirviendo de ejemplo para que se cree el que falta.
Estas estructuras forman ayudan a que se mantenga la forma de las células, trasladando orgánulos y partículas dentro
de las mismas, además forman parte del eje citoesquelético en los cilios y flagelos de las células eucariotas, también en
los corpúsculos basales.