Está en la página 1de 2

EL BANCO

El banco como entidad financiera


Un banco es una entidad financiera que se dedica a la administración de dinero. El banco
ofrece servicios como el depósito de valores y el préstamo de capital. El sistema bancario,
también conocido como banca, es el conjunto de los bancos que operan dentro de una
economía.
El concepto de banco como institución financiera comenzó a desarrollarse durante el
Renacimiento. Los historiadores afirman que el primer banco moderno fue el Banco di San
Giorgio, fundado en Génova (Italia) en 1406.
Para poder operar estas entidades necesitan del apoyo de muchas personas y empresas
solventes que aporten sus capitales, depositándolo en esta entidad y que ésta pueda darlo
en préstamo a terceros, devolviendo a los primeros después de un determinado plazo una
cantidad estipulada de antemano en materia de intereses acumulados.
Además, cuentan con el aporte de diversos accionistas que desean aumentar su capital y
especulan en torno a lo que podrían poseer en un plazo determinado. El cálculo de los
intereses que la institución deberá aportar a sus inversores se calcula en base a los
porcentajes del dinero aportado y el tiempo en el que se mantendrá en vigor el contrato
que sellarán, estos intereses reciben el nombre de tasa de interés de captación.
Con este dinero recaudado los bancos pueden prestar a personas o instituciones que le
requieran préstamos conviniendo de antemano los intereses que éstos deberán pagar
para darle al banco la seguridad de que volverá a ver dicho dinero; de estos intereses
deriva el enriquecimiento de las entidades financieras dado que las tasas de interés a
pagar por los solicitantes de estos préstamos suele ser más alta que la tasa de interés de
captación. La diferencia entre ambas tasas es la ganancia que obtiene la institución
financiera y se conoce bajo el término anglosajón de “spread”.
Lamentablemente y pese a que la fundación de estas instituciones tenía previsto la mejora
en la calidad de vida de los habitantes, lo que ocurre es exactamente lo contrario. El poder
que desde los gobiernos se les ha otorgado a los bancos ha llevado a que éstos dirijan los
hilos que rigen la vida en sociedad y se conviertan en los enemigos del ciudadano común.
En España, por ejemplo, aquellos individuos que pidieron un préstamo hipotecario para
poder comprarse una casa en cuotas, se han visto en la terrible circunstancia de, después
de perder su trabajo, ser echados de sus casas por no poder continuar asumiendo los
costos de la hipoteca;
Los bancos desahucian a las personas sin ningún escrúpulo para después poner a la venta
nuevamente ese domicilio, ofreciendo otros préstamos y continuando con su
enriquecimiento a costa del trabajo y la ilusión de las personas.
Un Banco como "toda sociedad anónima especial, que autorizada en la forma prescrita
por la ley y con sujeción a la misma, se dedique a captar o recibir dinero o fondos del
público, con el objeto de darlos en préstamo, descontar documentos, realizar inversiones,
proceder a la intermediación financiera, hacer rentar estos dineros y, en general, realizar
toda otra operación que la ley permita.
EN TANTO, SE DENOMINA "BANCA" O SISTEMA FINANCIERO (TÉRMINO TAN COMENTADO
Y EN BOGA POR ESTOS DÍAS COMO CONSECUENCIA DE LAS CORRIDAS Y LA INESTABILIDAD
QUE SE PRODUJERON TRAS LA CRISIS SUSCITADA EN LOS ESTADOS UNIDOS EN 2008 Y SU
REPERCUSIÓN SOSTENIDA EN EUROPA EN EL MARCO DE LA PUESTA EN DUDA DEL
"ESTADO DE BIENESTAR") AL CONJUNTO DE BANCOS QUE CONFORMAN LA ECONOMÍA DE
UN PAÍS DETERMINADO.