Está en la página 1de 35

“De la Diversificación Productiva y del Fortalecimiento

de la Educación”
UNIVERSIDAD “San Pedro”

FACULTAD DE DERECHO Y CIENCIAS POLITICAS

ESCUELA ACADEMICA PROFESIONAL DE DERECHO

TEMA: LETRA DE CAMBIO


CURSO: DERECHO MERCANTIL III
DOCENTE: Dra. ORTENCIA ALBARADO, María
ESTUDIANTES:
 OSTOS PRADA, Yasary
 RAYMUNDO COCHACHIN, Sixto

25 de Junio de 2015
HUACHO
UNIVERSIDAD SAN PEDRO- HUACHO
LETRA DE CAMBIO

LIBRO ll
LETRA DE CAMBIO

1 DERECHO MERCANTIL III


UNIVERSIDAD SAN PEDRO- HUACHO
LETRA DE CAMBIO

DEDICATORIA:
Este trabajo es dedicado al esfuerzo de nuestros
padres por el estudio que nos dan y en
agradecimiento a nuestra querida docente Dra.
María, ORTENCIA ALBARADO, en Gratitud a la
sabiduría, humildad y paciencia hacia nosotros (as)
sus alumnos (as)
Gracias!

2 DERECHO MERCANTIL III


UNIVERSIDAD SAN PEDRO- HUACHO
LETRA DE CAMBIO

PRESENTACIÓN

El presente trabajo está orientado al estudio de la letra de cambio. No obstante


advertir que para el desarrollo de este trabajo, nos apoyamos en la ley de títulos
valores 27287 y doctrinas. Como grupo nos hemos preocupado en reunir todo
el material necesario para la buena elaboración del presente trabajo, esperando
servir como guía o herramienta al lector y fundamentalmente, esperamos
también, cumpla las expectativas del profesor del curso, ya que por encargo del
mismo como trabajo de evaluación, hiso posible la materialización del presente.
Y por último, el presente trabajo es el fruto del desempeño de cada uno de los
integrantes responsables de este trabajo Monográfico.

3 DERECHO MERCANTIL III


UNIVERSIDAD SAN PEDRO- HUACHO
LETRA DE CAMBIO

INTRODUCCIÓN

En la actualidad, la letra de cambio ha pasado hacer un instrumento de crédito,


convirtiéndose en una herramienta importante para las transacciones
comerciales, ya que el mismo se encuentra regulado por la Ley de Título Valores
ley nº 27287 Siendo la letra de cambio aquel título valor emitido por una persona
mediante el cual ésta ordena a otra pagar incondicionalmente a un tercero una
determinada suma de dinero, es de suma importancia analizar las formalidades
exigidas por la ley para que esta tenga plena eficacia jurídica Como sabemos,
existen requisitos generales previstos en la ley para que un documento comercial
obtenga la calidad de título valor, aumentado a ello también existen requisitos
especiales que debe contener la letra de cambio que la ley exige bajo pena de
nulidad. Para la elaboración del presente trabajo se procedió al análisis de
variadas fuentes de información que permitieron su desarrollo de la manera más
clara posible, se presentan además jurisprudencias y ejemplos que contribuyen
a su mejor comprensión. En consecuencia en el presente trabajo pasamos a
detallar todo lo referente a la letra de cambio, analizando cada punto importante
y esperando colmar las expectativas del nuestros lectores.

4 DERECHO MERCANTIL III


UNIVERSIDAD SAN PEDRO- HUACHO
LETRA DE CAMBIO

INDICE

PRESENTACIÓN........................................................................................................... 3
INTRODUCCIÓN ........................................................................................................... 4
LETRA DE CAMBIO ..................................................................................................... 6
I. EVOLUCION HISTORICA DE LA LETRA DE CAMBIO ............................. 6
II. EVOLUCIÓN LEGISLATIVA DEL TÍTULO DE CAMBIO ........................... 7
III. DEFINICIÓN DE LA LETRA DE CAMBIO ................................................. 9
IV. NATURALEZA JURÍDICA ............................................................................ 9
VI. ELEMENTOS DE LA LETRA DE CAMBIO ............................................. 12
a) Sujetos intervinientes ................................................................................ 12
VII. ENDOSO ........................................................................................................ 15
VIII. ACEPTANTE ................................................................................................. 15
a) DEFINICIÓN................................................................................................... 15
b) FORMALIDADES ......................................................................................... 16
c) EFECTOS....................................................................................................... 16
d) PRESENTACIÓN PARA LA ACEPTACIÓN ........................................... 17
e) EFECTOS DE LA FALTA DE ACEPTACIÓN ......................................... 17
f) PLURALIDAD DE GIRADOS ..................................................................... 17
g) REACEPTACIÓN.......................................................................................... 17
IX. FORMALIDAD DE LA LETRA DE CAMBIO ........................................... 18
a) REQUISITOS ................................................................................................. 18
X. FORMAS DE GIRO DE LA LETRA DE CAMBIO ...................................... 27
XI. VENCIMIENTO DE LA LETRA DE CAMBIO .......................................... 28
a) FORMAS DE VENCIMIENTO: ................................................................... 28
CONCLUSIÓN ............................................................................................................. 31
BIBLIOGRAFÍA ........................................................................................................... 32
ANEXO .......................................................................................................................... 33

5 DERECHO MERCANTIL III


UNIVERSIDAD SAN PEDRO- HUACHO
LETRA DE CAMBIO

LETRA DE CAMBIO
I. EVOLUCION HISTORICA DE LA LETRA DE CAMBIO
Unos hacen remontar el origen del título de cambio a los romanos, otros, a los
hebreos expulsados de Francia, a los genoveses, en fin, a los güelfos cuando
fueron desterrados a Francia por los gibelinos. Pero estas aseveraciones no
pasan de ser especulaciones sin bases sólidas.

El título de cambio sólo habría de surgir debido a exigencias económicas que


requerían de un medio apto para satisfacerlas, teniendo en cuenta múltiples
relaciones recíprocas entre individuos y el asentimiento de diversas regiones o
Estados. Estas condiciones se presentaron en la Edad Media y es allí donde
debe encontrarse, si no el origen, por lo menos la difusión del uso de la letra de
cambio, pues era general la necesidad de remitir sumas de dinero a lugares
lejanos. Como las comunicaciones eran difíciles, lo que implicaba peligros, había
que buscar un medio que evitase el envío de numerario.

Mediante un pedazo de papel, fácil de transportar y de ocultar, se evitaba tener


que hacer remesas de dinero. Entregándose sumas de dinero a un cambista,
éste se obligaba a hacerlas pagar por un tercero, en una plaza diferente, a la
persona que se designaba. Con tal fin, expedía, a quien le entregaba el
numerario, una orden escrita para aquel que debía efectuar el pago. El cambista
que recibía el dinero estaba, generalmente, en relaciones de negocios con la
persona (frecuentemente otro cambista) que debía pagar en otra plaza, por lo
que se formaba entre ellos una cuenta de debe y haber, en la que se
compensaba el crédito con el débito, evitándose, así, el transporte de dinero.

Como puede apreciarse, la operación requería la intervención de cuatro


personas: un deudor, que entregaba la suma; un acreedor, a quien debía
efectuarse el pago; un delegante, que asumía el encargo de hacer efectivo el
pago, y un delegado, que lo realizaba.

Con el andar del tiempo, los intervinientes se redujeron a tres: el delegante


ordenaba que el pago se efectuase, no ya al acreedor sino al deudor que
entregaba la suma. Pero este último, debía, si no se trasladaba personalmente
al lugar, designar un mandatario para exigir el título de cambio.

6 DERECHO MERCANTIL III


UNIVERSIDAD SAN PEDRO- HUACHO
LETRA DE CAMBIO

Más tarde se introdujo la costumbre de que el librador designase en el


título la persona que debía presentarla al cobro.

Se fue designando con nombres especiales a quienes intervenían en la letra. Al


emitente se le llamó librador, y posteriormente girador; al que la recibía se le
llamó tomador o beneficiario; a quien estaba dirigida y debía efectuar el pago se
le designó como girado. Pero este último, para quedar obligado frente al tomador
en caso de ser el título a plazo, debía aceptarla. En tal supuesto, se le conocía
como aceptante.

El título de cambio indicaba, generalmente, la persona del librador, su domicilio,


la fecha de la emisión, el nombre y domicilio de quien debía pagar, el de aquél a
quien el pago debía efectuarse, el importe y la fecha de pago. Además, debía
indicar que el emitente había recibido el valor correspondiente.

De este modo, tres eran los elementos de la operación cambiada: un lugar de


pago diverso de aquel de la emisión; una suma de dinero entregada por el
tomador al librador, es decir, el valor; y una remesa del librador al girado para
que éste pudiese hacer frente al pago, es decir, la provisión.

El título de cambio adquirió fuerte impulso en virtud de que se hizo pagadera no


solamente al tomador, sino también a la persona que éste designaba mediante
la inserción de la cláusula a la orden, que permitía al tomador transmitirla con
todos los derechos y obligaciones inherentes a ella, valiéndose del endoso, que
era una declaración firmada puesta al dorso del documento.

El título quedó así convertido, de instrumento de cambio, en medio de pago y,


más tarde, en sustituto del dinero.

Asimismo, bajo la influencia del pagaré, vale o billete a la orden, se admitió que
podía emitirse para ser pagada en la misma plaza y, por ende, que no sólo
serviría como instrumento del cambio trayectico, emitido en un lugar y pagadero
en otro.

II. EVOLUCIÓN LEGISLATIVA DEL TÍTULO DE CAMBIO


La primera norma reguladora del título de cambio fue la Ordenanza francesa de
1673, que estableció que la aceptación debía insertarse en la misma letra y

7 DERECHO MERCANTIL III


UNIVERSIDAD SAN PEDRO- HUACHO
LETRA DE CAMBIO

respecto al protesto, que ningún acto podía sustituirlo. Aunque no se


legisló sobre la cláusula a la orden, hizo mención a ella en alguna de sus
disposiciones.

La Ordenanza mantuvo el concepto del título de cambio como expresión del


contrato de cambio trayecticio, es decir, de transporte de dinero de un lugar a
otro.

Las disposiciones de la Ordenanza fueron recogidas en el Código de Comercio


francés de 1807, introduciéndole ampliaciones y mejoras, pero se mantuvo el
mismo concepto de expresión del contrato de cambio.

El Código de Comercio francés sirvió de modelo en esta materia, como en otras,


a los códigos de comercio europeos y, a través del español de 1855, a todos los
códigos latino americanos.

La difusión del título de cambio y, sobre todo, la frecuencia de su transmisión


mediante el endoso operó una transformación del documento en el sentido de
considerarlo, además de un medio de transportar dinero de un lugar a otro, en
un sustitutivo de éste y en un instrumento de crédito.

El envío material de dinero es reemplazado cada vez más por una "tradición
simbólica". Ella se hace sobre el papel gracias a escritos contables que traducen
los movimientos abstractos de valores. Estas nuevas funciones del título de
cambio desbordaron las regulaciones del derecho positivo, dando lugar a un
movimiento de reforma que culminó en la Ley Cambiaría Alemana de 1848. Esta
ley sirvió de modelo a las naciones más avanzadas. Se abandonó el concepto
del título como expresión necesaria del cambio trayecticio, considerándola como
un documento que contenía la promesa, contraída en una forma particular que
constituía su esencia, de pagar una suma de dinero.

La ley alemana introdujo, pues, una nueva era en la historia del título de cambio,
historia que algunos autores dividen en tres períodos. El primero correspondería
a la época italiana, desde la aparición del título hasta 1650. Durante este período
el título es exclusivamente un medio de cambio, de donde tomó el nombre; el
segundo, sería la época francesa hasta 1848, en que se le reputa como un medio

8 DERECHO MERCANTIL III


UNIVERSIDAD SAN PEDRO- HUACHO
LETRA DE CAMBIO

de pago al servicio de los comerciantes; y el tercero, sería la época


alemana, en que es una carta de crédito al servicio de todos.

III. DEFINICIÓN DE LA LETRA DE CAMBIO


Se conoce como letra de cambio al documento mercantil que posee relevancia
e influencia ejecutiva. Por medio de su emisión, el librador ordena al librado que
abone un determinado monto de dinero al tomador o a quien éste designe,
siempre en el marco de un plazo específico.

La letra de cambio consiste por lo tanto en una orden escrita impulsada por un
sujeto para que otro individuo pague una cierta cantidad de dinero a un tercero
en un plazo a establecer. Cuando el librado firma la letra de cambio, se está
comprometiendo a pagar y adquiere una obligación.

BONELLI define a la letra de cambio como una promesa de pago asumida por
un deudor directo (aceptante) garantizado en forma solidaria por cualquier otro
interviniente legal, que representa 'maja quien la posee la expectativa de un
dinero futuro.
EN CONCLUSIÓN:
La letra de cambio es aquél título emitido por una persona, mediante el cual
se ordena a otra pagar incondicionalmente a un tercero una determinada
suma de dinero, en el lugar y plazo que el documento cartular indique. Por
lo tanto, la relación cambiaría originada por la letra de cambio requiere de
una persona que emita el título valor (el librador), de alguien que efectúe el
pago (el aceptante) y de otro que reciba el pago (el beneficiario).

IV. NATURALEZA JURÍDICA


Como sabemos existen 3 sistemas que pretenden explicar la naturaleza jurídica
de la letra de cambio:

a) Sistema francés

VIVANTE señala que la letra de cambio es una simple expresión del contrato de
cambio trayectico, cuya función económica consiste en el ahorro de los gastos y
supresión de los riesgos, connaturales al desplazamiento de dinero.

9 DERECHO MERCANTIL III


UNIVERSIDAD SAN PEDRO- HUACHO
LETRA DE CAMBIO

Para esta teoría, la letra no da nacimiento a una nueva obligación, sino


que simplemente refuerza la obligación de la relación causal. Sin embargo,
posteriormente la teoría francesa sostiene que la obligación cambiaría es una
obligación literal y formal válida, sólo por ser un título regular en su forma, que
ha sido puesto en circulación incorporada en el documento, difiere del simple
documento probatorio porque confiere a su tenedor legítimo el derecho de exigir
la ejecución de la obligación.

b) Sistema alemán

EINERT señala que la cambial no es un contrato, sino una obligación pública y


solemne de pagar o hacer pagaren dinero, que ingresa en la circulación además
considera que el carácter principal de la letra de cambio es la de ser un
documento de crédito, una verdadera moneda comercial, que desempeña un rol
análogo a la de los billetes de cambio.

Hoy se acepta la llamada teoría de la emisión que, de acuerdo a ella, se


considera la letra de cambio como un contrato que celebra el emitente con el
tomador y con un número determinado de personas.

c) Sistema italiano

La teoría francesa tuvo una gran influencia en Italia, donde se consideraba como
una simple expresión del contrato de cambio trayecticio hasta las Ordenanzas
de Alemania en 1848 y pasó así al Código de 1883, cuerpo legal que perfeccionó
la citada Ordenanza, y que procuró hacer del título un instrumento de derecho y
de ejecución.

Pero según la doctrina mayoritaria: La doctrina predominante reputa el título


de cambio como una promesa unilateral, en cuanto el tomador, al tomar el título
de cambio, adquiere derechos sin asumir obligación alguna. El librador se obliga
al librar el título de cambio; el girado, a aceptarlo. Uno y otro se encuentran
obligados en forma cambiaría, como lo están también los endosantes, avalistas,
etc. Hay tantas relaciones cambiarías emergentes del título, como personas
figuran en él. El emitente del título se obliga directamente frente a todos los que
la reciben y por tantos contratos separados como personas intervengan, aunque
estos contratos no coincidan en el tiempo.

10 DERECHO MERCANTIL III


UNIVERSIDAD SAN PEDRO- HUACHO
LETRA DE CAMBIO

La primera relación se origina entre el tomador y librador. En el


momento en que el tomador endosa la letra, surge otro contrato entre el librador
y el endosatario, mediante la intervención del tomador, quien transmite el
derecho, no como apoderado o gestor de negocios o representante del librador,
sino como si transmitiese la propia voluntad del librador. En esta forma, cada
contrato cambiario tiene sustantividad propia, es distinto e independiente de los
otros. Pero, al mismo tiempo, todos los que firman en el título de cambio asumen
responsabilidad solidaria por el pago de la obligación en ella contenida,
otorgando así al título una mayor garantía para el cumplimiento de la obligación.

Para llegar a estas conclusiones, se ha recorrido un largo camino, en el que se


ha tratado de encasillar el título de cambio dentro de diversos contratos.

Ya se ha visto que, inicialmente, se le consideró como expresión del contrato de


cambio trayecticio, es decir, como un contrato literal.

V. CARACTERÍSTICAS
a) Es un título valor a la orden: Porque lleva inserta la cláusula a la orden,
en la cual se señala el nombre del tomador o beneficiario, es decir la
persona a quien debe pagársele la suma de dinero señalada en la letra
de cambio. Siendo un título valora la orden, su transferencia procederá
mediante endoso.
b) La letra de cambio es abstracta: Porque en el texto del título no se
expresa la causa que originó su emisión o aceptación.
c) La letra de cambio es un documento autónomo: Porque guarda
independencia respecto de la relación jurídica que la haya originado:
representa un crédito, y al mismo tiempo constituye un título y el derecho
mismo.1
d) La letra de cambio es formal: Porque, como veremos, debe ser
completada de acuerdo a ciertas reglas básicas, sin las cuales el
documento no tendría eficacia cambiaría. Por ello, para su validez precisa
tan solo de la observancia de los requisitos previstos en la ley de títulos

1 Ver Jurisprudencia Nº 1

11 DERECHO MERCANTIL III


UNIVERSIDAD SAN PEDRO- HUACHO
LETRA DE CAMBIO

valores y para su ejecución que la obligación contenida en la


cambial sea cierta, expresa y exigible, además del protesto.2
e) La letra de cambio está sujeta a protesto: Se realiza por falta de pago
como requisito para ejercitar las acciones cambiarías salvo el caso de que
se haya estipulado en ella la cláusula de liberación de protesto.
f) Contiene una obligación de pago en moneda y nunca en especie.
g) La suma a pagar tiene que ser numéricamente cierta y no
indeterminada en su cuantía.
h) El pago habrá de hacerse el día de vencimiento en un lugar
determinado.
i) Se pagará a la persona primeramente designada en el documento, o,
a la orden de ésta, a otra persona distinta que también designará el
título.
j) Contiene una promesa del hecho de un tercero.
k) El mandato de pago contenido en la letra es un mandato puro, no
sometido a condición alguna, y las obligaciones incorporadas al
título, en el supuesto de varios obligados, son siempre solidarias.

VI. ELEMENTOS DE LA LETRA DE CAMBIO


a) Sujetos intervinientes
En una letra de cambio es indispensable que participen el girador, el aceptante
y el tenedor. Así, la letra de cambio es una orden de pago que expide el girador
al girado, para que este pague al tomador una cantidad de dinero a una fecha
determinada. Por ello se dice que en la letra de cambio se presenta una relación
tripartita. Sin embargo, como veremos, puede ser que dos de estos roles sean
asumidos por una misma persona. Asimismo, puede suceder que más personas
intervengan en este título valor, en calidad de garantes, endosatarios, entre
otros. Por ello, los sujetos que pueden intervenir en la letra de cambio son:

SUJETOS INDISPENSABLES

Es la persona natural o jurídica que, mediante un acto


jurídico unilateral, formal, puro y simple, da conocimiento

2MONTOYA ALBERTI, Hernando. Problemas en la emisión de títulos valores, Enfoque


Jurisprudencial. Gaceta Jurídica, Lima, 2009

12 DERECHO MERCANTIL III


UNIVERSIDAD SAN PEDRO- HUACHO
LETRA DE CAMBIO

Librado, al documento cambiario. Al emitir la letra, origina que


girador, puede entrar a la circulación y por él manda a pagar o
emitente o hacer pagar una suma de dinero determinada a favor de
suscriptor otra persona o a favor de sí mismo; en este caso coincide
en una sola persona la calidad de girador y tomador. No
tiene la calidad de obligado principal porque sólo adquiere
tal calidad en caso de aceptación.

Es el titular de la obligación, es la persona a cuyo cargo se


Librado, girado gira el cambial y quien debe efectuar el pago. Cuando el
o aceptante girado acepta la letra de cambio se convierte en aceptante
y adquiere la calidad de obligado principal.

. Es la persona que recibe la letra y a cuya orden se manda


Tomador o hacer el pago. Es el sujeto a favor de quien debe pagarse
beneficiario la cantidad consignada en el título valor, es propietario y
acreedor del cambial. Es el acreedor primitivo, es decir, la
persona que debe recibir el pago.

SUJETOS EVENTUALES

Puede intervenir en la relación cartular para garantizar el


pago total o parcial de la obligación contenida en el título.
Si no se señala a la persona garantizada, se presume que
la garantía opera en respaldo del obligado principal. Es la
persona que afianza el pago del cambial, prestando su
Avalista garantía para asegurar el cumplimiento de la obligación. El
aval puede ser otorgado por cualquiera de los
intervinientes de la cambial o un tercero, a excepción del
aceptante.

13 DERECHO MERCANTIL III


UNIVERSIDAD SAN PEDRO- HUACHO
LETRA DE CAMBIO

Es la persona natural o jurídica que garantiza el


Fiador cumplimiento de la obligación contenida en el título valor,
y que tiene responsabilidad solidaria y no goza de
beneficio de excusión, aun cuando no se haya dejado
constancia de ello en el respectivo registro del valor
desmaterializado.
Ambos tienen carácter eventual, pues si la letra de cambio
permanece en poder del tomador original o si ha sido
cedido por otro medio distinto del endoso no tendrán tal
calidad. El endosante puede ser el tomador originario o
cualquier tenedor de la le traque la trasmite por este
Endosante y medio. El endosatario es la persona a quien se transmite
endosatario el documento cambiario o puede ser cualquier sujeto
interviniente. El endosatario adquiere todos los derechos
y facultades de su endosante, es decir, del anterior
tenedor del título.

El primero es una tercera persona ajena a la cambial y que


espontáneamente acepta pagar la letra en lugar del
Interviniente e obligado (generalmente lo hace por motivo de vinculación
indicatario con el obligado). El segundo es la persona cuyo nombre
ha sido señalado por cualquier obligado en vía de regreso,
para que acepte o pague la cambial.

Como ya hemos señalado, una misma persona puede cumplir más de una
función cambiaría en la letra de cambio, es decir, puede ostentar más de uno de
los roles señalados anteriormente. Esto puede suceder cuando una persona
emite la letra a cargo del propio girador, en cuyo caso es al mismo tiempo
obligado principal de la letra de cambio. También puede ocurrir que la letra haya
sido emitida a la orden del propio librador, en cuyo supuesto el girador será al
mismo tiempo su beneficiario.

14 DERECHO MERCANTIL III


UNIVERSIDAD SAN PEDRO- HUACHO
LETRA DE CAMBIO

VII. ENDOSO
Toda letra de cambio, aunque no este expresamente girada a la orden, es
transferible por endoso. El endoso puede hacerse inclusive a favor del girado
haya aceptado o no la letra de cambio, del girador o de cualquier otra persona
obligado.

Todas estas personas a su vez pueden hacer nuevos endosos. El endosante


responde de la aceptación y del pago este puede prohibir un nuevo endoso y en
este caso no responde frente a las personas quienes posteriormente se
endosara la letra de cambio y solo queda obligado frente a su cesionario, con los
efectos con la cesión de crédito.

VIII. ACEPTANTE
a) DEFINICIÓN
MUÑOZ define la aceptación como un acto de declaración de voluntad negocial,
accesoria y escrita en el propio documento que obliga al que lo realiza a pagar
la letra en los términos exigidos.

El girado no está obligado a aceptar la letra de cambio, pero si el girado acepta


la letra de cambio queda obligado, aun que ignore el estado de insolvencia,
quiebra, liquidación disolución o muerte del girador.

La aceptación es un acto jurídico puro y simple, que puede ser por el total o parte
de la obligación, no caben condiciones o modificaciones; de darse estas,
equivale su negativa y da lugar al protesto respectivo.

No es necesario Si el ejecutado argumenta como causal de


indicar los dos nulidad de la letra de cambio materia de
nombres del ejecución de la omisión de su segundo
aceptante. EXP. N° nombre, se puede comprobar que la
841-2005. referencia al mismo documento oficial dé

. identidad permite concluir que se trata de la


1ra. sala civil con
subespecialidad misma persona.
comercial

15 DERECHO MERCANTIL III


UNIVERSIDAD SAN PEDRO- HUACHO
LETRA DE CAMBIO

En las letras de cambio giradas a cargo del propio girador, no es


necesaria la aceptación. Si lo hiciera el girador no afecta la validez del cambial
como título valor.

b) FORMALIDADES
La aceptación debe constar por escrito en el anverso de la letra de cambio en
caso de que el girador y el girado sean personas diferentes. Para ello puede
hacerse el uso de la cláusula «aceptado», pero esta cláusula no es obligatoria
porque la sola firma del girado en el anverso de la letra constituye plena
evidencia de que el girado la ha aceptado.

Con relación a la constancia de la fecha de aceptación, la ley establece que


cuando la letra sea pagadera a cierto plazo desde la aceptación o, en virtud de
cláusula especial, deba presentarse el cambial a la aceptación en un plazo
determinado. La aceptación debe llevar la fecha del acto.

El pacto de «no protesto», no rige en los casos de falta de aceptación de la letra


de cambio. Debe llevarse a cabo aun cuando se halla liberado del protesto. Si
se violenta este mandato, que es imperativo, el titulo valor no tendrá mérito
ejecutivo.

En el caso que el girado no acepte el título valor, el tenedor del mismo efectuará
el protesto «por falta de aceptación», siendo el girador quien asuma el pago de
la obligación.

c) EFECTOS
Cuando el girador de un cambial consigna el nombre de una persona como
girado de la misma, esa persona no tiene ningún vínculo cambiario. El tenedor
no tiene ninguna acción contra el girado, sólo conserva la acción de regreso. Es
diferente cuando el girado acepta una cambial porque en este caso sí se generan
las siguientes consecuencia jurídicas:

 El tenedor puede exigir el pago de la cambial a su vencimiento.


 El tenedor puede efectuar la acción directa contra el aceptante y su
avalista.
 El tenedor puede reclamar el monto de la letra no pagado más los
intereses legales a partir de su vencimiento.

16 DERECHO MERCANTIL III


UNIVERSIDAD SAN PEDRO- HUACHO
LETRA DE CAMBIO

d) PRESENTACIÓN PARA LA ACEPTACIÓN


 Se realiza la presentación en el lugar señalado en el título valor o, si no
se indica, en el lugar que corresponda a su pago.
 Se puede estipular que la aceptación se realice fijando un plazo o que la
aceptación no se efectúe antes de una determinada fecha.
 El endosante puede estipular el plazo para la aceptación de la cambial.
 Si no se consignó plazo para su presentación a la aceptación, será
obligatoria su presentación para ese efecto antes de su vencimiento.

e) EFECTOS DE LA FALTA DE ACEPTACIÓN


 Cuando el tenedor no presenta la cambial en el plazo convenido pierde la
acción cambiaría contra los obligados.
 Cuando el tenedor no presenta la cambial en el plazo señalado por
cualquiera de los endosantes o garantes, pierde la acción cambiaría
contra ellos y contra los que con posterioridad suscribieron la letra de
cambio.

f) PLURALIDAD DE GIRADOS
De ser varios los girados, el tenedor presentará la letra de cambio en el orden
que considere conveniente. Existen al respecto dos tipos de indicación:

 Alternativa: Corresponde al tenedor elegir al aceptante entre los girados.


 Sucesiva: El tenedor, en este caso, presentará el título en el orden
enunciado en la letra de cambio.

Si fuera aceptada la letra de cambio por montos parciales, cada girador


responderá por el monto aceptado, debiendo constar en el título los pagos
realizados.

g) REACEPTACIÓN
Es un acto a través del cual se renueva la obligación contenida en la cambial en
los términos de la aceptación precedente en cuanto al monto, plazo y lugar de
pago. Constará la reaceptación en el anverso del título o en hoja adherida a él y
determina que los anteriores firmantes de la letra quedan liberados, salvo que
vuelvan a intervenir.

17 DERECHO MERCANTIL III


UNIVERSIDAD SAN PEDRO- HUACHO
LETRA DE CAMBIO

Sólo procede la reaceptación antes de la prescripción de la acción


cambiaría directa, siempre que el título valor no hubiera sido protestado o no se
hubiera obtenido la formalidad sustitutoria. La reaceptación no será necesaria si
el obligado otorgó su consentimiento escrito por anticipado para su prórroga.

IX. FORMALIDAD DE LA LETRA DE CAMBIO

La letra de cambio es un título eminentemente formal, por lo que para su validez


se exige la observación de ciertos requisitos.

La letra de cambio es un La letra de cambio es un documento

documento formal que autónomo independiente de la relación

constituye el título jurídica que la haya podido originar,


siendo esencialmente formal, que no
y el derecho mismo.
solo representa un crédito, sino que
EXP. N" 443-98. constituye el título y derecho mismo, por
lo que se le puede efectivizar a su sola
Lima, 23 de abril de 1998.
presentación.

a) REQUISITOS
Como sabemos, sólo algunos documentos comerciales tienen la calidad de título
valor. Tales características propias de esta categoría de documentos lo señala
el art. 1 de la Ley:

Representar derechos patrimoniales.


Tener vocación o aptitud o destino circulatorio
Reunir los requisitos formales esenciales que, por imperio de la ley, les
corresponda según su naturaleza. Justamente es con esta última
exigencia con la que tiene relación nuestro tema materia de análisis

La Ley enumera en su artículo 119º los requisitos que debe contener el título de
cambio. No se exige que el texto sea escrito de puño y letra de quien se obliga,
salvo, desde luego, la firma. Tratándose de un título constitutivo, donde el valor
se incorpora al documento, y que, finalmente, necesita ostentar determinados
elementos formales que la ley exige bajo pena de nulidad. La letra de cambio,
como algunos títulos de crédito, participa del carácter formal.

18 DERECHO MERCANTIL III


UNIVERSIDAD SAN PEDRO- HUACHO
LETRA DE CAMBIO

Letra de cambio: La letra de cambio reúne todos los


requisitos requisitos para su validez si
Exp. nº 435-98-lima previenen los artículos 61 y 63 de la
15 de junio de 1998. Ley de Títulos Valores.

Esto es, debe emitirse respetando determinadas solemnidades prescritas por la


ley, bajo sanción de que si no se cumple con ellas, no vale como tal. Reunidos
los requisitos formales, la letra de cambio tiene plena eficacia jurídica debido a
su carácter de título autónomo y literal.3 La inobservancia de alguno de ellos
origina la nulidad de la letra, aunque mantengan su vigencia las relaciones entre
deudor y acreedor, sin el carácter de obligaciones cambiarías.

Comienza el artículo. 119° de la Ley expresando que el título debe contener, y


enumera a continuación, en ocho incisos, los requisitos formales del documento.
Quiere esto decir que el título de cambio adquiere su condición de título valor
cuando la obligación del girador se incorpora en el documento y éste se completa
con el cumplimiento de los demás elementos constitutivos.4

Los requisitos formales a que se refiere el artículo 119 son los que a
continuación se detallan:

a. DENOMINACIÓN DE LETRA DE CAMBIO: Dentro de la relación de


requisitos que debe contener la letra de cambio, tenemos en primer lugar
la indicación de su denominación, la misma que no puede ser otra que la
de letra de cambio. Así, en el caso de este título valor, se exige como
requisito esencial señalar su denominación, lo cual permitirá a la partes
tener absoluta seguridad de que están interviniendo en dicho título valor
y no en otro; por lo que el documento que contenga una denominación
distinta a ésta, aunque sea muy similar no podrá ser considerado como
una letra de cambio.5 En conclusión que quien suscribe el documento

3 SANDOVAL LOPEZ, Ricardo. Derecho Comercial, T. II. Editorial Jurídica, Santiago, Chile,
1999.
4 MONTOYA MANFREDI, Ulises. Derecho Comercial, T. II. GRIJLEY, Lima, 2004, p. 170
5 GACETA JURÍDICA. Guía rápida de preguntas y respuestas (Ley de Títulos Valores). Gaceta

Jurídica, Lima, 2003, p. 137

19 DERECHO MERCANTIL III


UNIVERSIDAD SAN PEDRO- HUACHO
LETRA DE CAMBIO

tenga la certeza de la clase de obligaciones que asume,


eliminando dudas o incertidumbres que puedan dificultar la circulación del
título.
b. INDICACIÓN DEL LUGAR Y FECHA DE GIRO: Se trata de dos
informaciones que ayudan a ubicamos en el espacio y en el tiempo
respecto a la letra de cambio.
Indicación del lugar (lugar de giro): Es la localidad donde se crea el
título, es un requisito formal pero no esencial, lo que significa que puede
prescindirse de éste. En efecto, en el caso de que no se hubiere indicado
el lugar de giro, se entenderá como tal, como lugar, el lugar del domicilio
del girador, como se señala en el siguiente artículo.
La indicación del lugar puede servir también para determinar la validez
del título según las leyes del lugar de emisión e indicar al tenedor dónde
debe ejercitar las acciones cambiarías.
Indicación de la fecha de giro: Es un requisito imprescindible, habida
cuenta que tiene mucha importancia., pues es en virtud de su
determinación que se podrá establecer su fecha de vencimiento,
especialmente aquellas pagaderas a cierto plazo desde su giro y de las
letras a la vista.6

El lugar de giro no es un requisito esencial. Cas. N° 2010-2006-lima.


Sala Civil Transitoria de la Corte Suprema de Justicia de la República.

El lugar de giro de la letra de cambio constituye un requisito legalmente


establecido, que al no tener naturaleza de esencial podrá ser válidamente
suplido por la dirección del girador. De esa manera, no será necesario
"consignar" en la letra de cambio la dirección del girador, siendo suficiente
la presentación de otro documento extracartular que acredite el domicilio
de este último.

c. ORDEN DE PAGO

6GACETA JURÍDICA. Guía rápida de preguntas y respuestas (Ley de Títulos Valores). Gaceta Jurídica, Lima,
2003, p. 137

20 DERECHO MERCANTIL III


UNIVERSIDAD SAN PEDRO- HUACHO
LETRA DE CAMBIO

El requisito tercero se refiere a la indicación del importe del título valor


(derecho crediticio), ósea la cantidad de dinero que deberá ser pagado al
beneficiario de la letra, mediante orden de pago dada por el girador al girado,
quien debe atender dicha orden en forma incondicional, esto es, sin que la
persona que exige tal pago esté sujeto al cumplimiento de algún requisito o
condición.

La orden incondicional de pago es un requisito esencial de la letra de


cambio. EXP. N9 590-2005. Corte superior de justicia de lima. Primera sala
civil con subespecialidad comercial.

La orden incondicional de pago es un elemento esencial de las letras de


cambio, el que no se advierte concurrente en el caso concreto al apreciarse
los glosados documentos del cronograma de pago que consigna el mismo
Convenio, lo que constituye un requisito o condición que impide calificarlos
como títulos valores, en orden a lo que disciplina el acápite uno punto dos
del artículo uno de la Ley veintisiete mil doscientos ochentisiete.

Por otro lado, este importe debe ser una suma determinada o determinable de
dinero.

Cantidad determinada: Cuando en el título valor se señala la suma con


precisión, por ejemplo, que el importe a pagarse asciende a S/.850. Se
desprende, contrario sensu, que no puede haber letra de cambio cuya
obligación consista en productos, frutos o mercaderías.7
Cantidad determinable: Cuando dicho importe esté sujeto a variaciones
prefijadas en la misma letra de cambio, como que el pago se realice
conforme a los sistemas de actualización o reajuste de capital previstos
por la ley. Esto es, según esta disposición, es válido utilizar la letra de
cambio bajo el sistema nominalista o valoriza que prevé nuestra
legislación. Esta posibilidad, como sabemos, en el Perú fue introducida
legislativamente desde 1982, fecha desde la que se modificó la ley
anterior (Ley N° 16587), mediante la Ley N° 23327, haciendo posible que

7 MONTOYA MANFREDI, Ulises. Derecho Comercial, T. II. GRIJLEY, Lima, 2004. p. 172

21 DERECHO MERCANTIL III


UNIVERSIDAD SAN PEDRO- HUACHO
LETRA DE CAMBIO

el importe de la letra de cambio pueda ser objeto de reajuste de


capital legalmente admitido.
d. NOMBRE Y DOCUMENTO OFICIAL DE IDENTIDAD DEL GIRADO

Se deben señalar, de otra parte, el nombre y documento oficial de identidad de


la persona a cuyo cargo se gira la letra de cambio, según reza el cuarto requisito
formal esencial. Esta información es importante porque permite determinar e
identificar con plena certeza a la persona designada para encargarse del pago
de la letra de cambio, ya que en caso que el girado acepte efectuar el pago, se
convierte en el principal obligado cambiario.8

La identificación de la persona natural e identificación de la persona


jurídica. cas.n°1285-2006-ucayali.

La normas están dirigidas a otorgar mayor seguridad en el trámite de la


emisión y circulación de la letra de cambio, como es el de identificar de
manera certera a la persona que pone en circulación un título valor y que
por ello, asume la responsabilidad en cuanto hubiera sido aceptado, así
como la identificación de la persona a favor de quien se gire la letra de
cambio, debiendo entenderse que las personas naturales se identifican con
su nombre, apellido y el respectivo D.O.I. En el caso de las personas
jurídicas, a través de su denominación social o razón social y su número
del Registro Único del Contribuyente (RUC).

Es en virtud de la aceptación que asume el papel de aceptante y, como tal deberá


pagar el título a su vencimiento.

Nombre del girado: Como se señala en el glosario de esta ley, por


nombre debe entenderse, en el caso de las personas naturales, los
nombres y apellidos y, en el caso de las personas jurídicas, la razón social
o la denominación que corresponda, según sea la forma societaria o
modalidad de la persona jurídica, de derecho privado o público, caso por
ejemplo de una asociación, fundación o nombre de una institución pública.

8BEAUMONT CALLIRGOS, Ricardo y CASTELLARES AGUILAR, Rolando. Comentarios a la


nueva Ley de Títulos Valores. Gaceta Jurídica, Lima, 2000, p. 442.

22 DERECHO MERCANTIL III


UNIVERSIDAD SAN PEDRO- HUACHO
LETRA DE CAMBIO

Documento oficial de identidad del girado: Es aquel


documento que de acuerdo con la ley sirva para identificarse, por lo que
en el caso de personas naturales domiciliadas en el Perú será el DNI
(carné de identidad de policías y militares); si son extranjeros no
domiciliados será su pasaporte, carné de extranjería u otro documento
oficial; y en el caso de las personas jurídicas nacionales, será el RUC. 9
Debemos precisar, finalmente, que si bien este requisito no es
prescindible, por lo que es necesario señalar la referencia a este
documento de identidad, el error en la anotación de los dígitos
correspondientes no conlleva la nulidad o ineficacia del título; esto, debido
a que puede incurrirse en error al consignar un número y la ley no quiere
que ello conlleve la invalidez del título; en conclusión, la ley dispensa el
error y solo castiga la carencia u omisión.
e. NOMBRE DEL TOMADOR

El quinto requisito formal se refiere a la designación del primer beneficiario de la


letra de cambio, tomador, orden o tenedor, en cuyo favor se gira la letra de
cambio. Este es un requisito esencial, por lo que siempre debe consignarse el
nombre de dicho beneficiario.10 La indicación del nombre del beneficiario, como
requisito descarta la posibilidad de que pueda dejarse en blanco el nombre de
éste o de que pueda girarse el título al portador. Debe designarse siempre a una
persona determinada como titular del derecho que contiene el cambial.

9 GACETA JURÍDICA E INSTITUTO PERUANO DE DERECHO MERCANTIL. Tratado de


Derecho Mercantil, T. II (Títulos valores), Gaceta Jurídica, Lima, 2001.
10 MONTOYA MANFREDI, Ulises. Derecho Comercial, T. II. GRIJLEY, Lima, 2004, p. 174

23 DERECHO MERCANTIL III


UNIVERSIDAD SAN PEDRO- HUACHO
LETRA DE CAMBIO

f. NOMBRE, D.O.I. Y FIRMA DEL GIRADOR

Cuando el artículo 119, inciso f) de la


Si el girador es persona Ley número 27287 determina que la
jurídica su nombre es la letra de cambio debe contener el
nombre, el número del documento
denominación o razón oficial de identidad y la firma de la
social, su documento persona que gira la letra de cambio, se
debe entender que para el caso de las
oficial de identidad es su
personas jurídicas debe contener el
RUC y su firma es la de su nombre de la persona jurídica, es decir,
representante legal. su denominación o razón social, el
número de su documento oficial de
CAS. N" 1551-2006LIMA. identidad (RUC) y la firma de la
Lima, 20 de julio del 2006. persona que firma la cambial (el
representante legal).

En sexto lugar tenemos la indicación del nombre, documento de identidad y firma


de quien gira la letra de cambio. Así, en realidad, tenemos tres requisitos, todos
esenciales, que sirven para identificar a la persona que pone en circulación la
letra de cambio y asume responsabilidad insoslayable por su aceptación y pago.
Estas informaciones no son posibles de ser sustituidas por otras referencias ni
cláusulas sustitutorias; salvo en cuanto concierne a la indicación del documento
de identidad, cuyo error de consignación no invalidará el documento. La falta de
indicación de estos requisitos afectará la validez de la cambial como tal. El
girador, librador o emitente es la persona que crea o pone en circulación este
título valor, pudiendo hacerlo a su propio beneficio u orden, conforme ya hemos
señalado antes; o, haciéndolo a su propio cargo, esto es, asumiendo la calidad
de obligado a pagar la letra de cambio; o bien podrá hacerlo también a la orden
ya cargo de terceras personas distintas a él, conforme lo veremos más adelante .

No obstante debe recordarse que la firma puede ser de puño y letra o realizarse
a través de otros mecanismos, llámese gráficos, mecánicos o electrónicos de
seguridad, utilizando la incluso la llamada firma digital o digitalizada.11 Se prevé

11GACETA JURÍDICA. Guía rápida de preguntas y respuestas (Ley de Títulos Valores). Gaceta
Jurídica, Lima, 2003

24 DERECHO MERCANTIL III


UNIVERSIDAD SAN PEDRO- HUACHO
LETRA DE CAMBIO

la posibilidad de sustitución de la firma autógrafa por una impresa,


mecánica o electrónica; siempre y cuando se presenten los siguientes
presupuestos:

Que exista acuerdo previo, expreso y, en ese sentido, entre el obligado


principal y/o las partes intervinientes.
Que se haya pactado dicha sustitución como condición de la emisión del
título valor.
g. INDICACIÓN DEL VENCIMIENTO

La indicación del vencimiento ocupa el sétimo lugar, requisito que consiste en


indicar el momento a partir del cual el beneficiario de la letra de cambio podrá
exigir el cumplimiento de la obligación, requisito que es prescindible o no
esencial, desde que la ley admite que ante la falta de dicha indicación se debe
considerar que es una letra de cambio pagadera a la vista.12 Lo que sí es
importante precisar es que si se señala en modo expreso esta información del
vencimiento, debe hacerse solamente del modo o formas que la ley prevé para
ese efecto. La indicación del vencimiento confiere certeza en cuanto a la
exigibilidad de la Obligación, asegurando su circulación. Asimismo, otorga
ventaja al tenedor y al mismo deudor. De otro modo, este último estaría obligado
a tener a disposición del primero, por un tiempo indeterminado, la suma
mencionada en la letra.

h. INDICACIÓN DEL LUGAR DE PAGO

El lugar de pago constituye el octavo y último dato, por cuanto el poseedor del
título debe saber no sólo a quien debe de reclamar el pago sino también el lugar
donde debe reclamarlo, requisito que no es esencial a pesar de su importancia;
pues en caso de no haberse señalado en forma expresa dicho lugar en el
documento, opera la presunción legal de que es pagadero en el lugar señalado
junto al nombre del girado. De este modo, tal presunción solo operará en la
medida en que exista un domicilio señalado junto al nombre del girado; pues en
caso contrario, el pago será exigible en el domicilio real del obligado principal. La
determinación de este lugar tiene singular importancia, dado que es en dicho

12BEAUMONT CALLIRGOS, Ricardo y CASTELLARES AGUILAR, Rolando. Comentarios a la


nueva Ley de Títulos Valores. Gaceta Jurídica, Lima, 2000, p. 443

25 DERECHO MERCANTIL III


UNIVERSIDAD SAN PEDRO- HUACHO
LETRA DE CAMBIO

lugar donde debe ser cumplida la obligación que contiene el título y


debe ser en dicho lugar donde se realicen las diligencias y trámites para el
protesto, en su caso, ejecución y declaratoria de ineficacia; de ahí que si no se
señala en modo especial y expreso ese lugar de pago en el mismo documento,
por lo menos debe indicarse un domicilio junto al nombre del girado.13

Solo ante la falta de ello opera a modo de solución del problema la posibilidad
de exigir el pago en el domicilio real del obligado principal, que no
necesariamente es el girado. También para la cobranza judicial, el juez
competente es el del domicilio del girado-aceptante, del deudor. Por otro lado, si
en la letra de cambio constara más de un lugar para efectuar el pago, el tenedor
podrá presentarla en cualquiera de ellos, ya sea para su aceptación o pago.14

Téngase en cuenta que:

A falta de indicación de vencimiento: se considera pagadera a la vista.


A falta de indicación del lugar de pago: se considera como lugar de
pago el domicilio real del obligado principal (del aceptante o del girador,
si la cambial no es aceptada).
Si en la letra de cambio se hubiera indicado más de un lugar de pago:
el tenedor tiene la potestad de presentarla para su pago en cualquiera de
dichos lugares.
Si la letra de cambio está girada a la orden del mismo girador: el
nombre del beneficiario o persona a la orden de quien debe hacerse el
pago es un requisito que puede ser sustituido por la cláusula « a mí
mismo» u otra equivalente.

13 BEAUMONT CALLIRGOS, Ricardo y CASTELLARES AGUILAR, Rolando. Comentarios a la nueva


Ley de Títulos Valores. Gaceta Jurídica, Lima, 2000, p. 444.
14 GACETA JURÍDICA. Guía rápida de preguntas y respuestas (Ley de Títulos Valores). Gaceta

Jurídica, Lima, 2003.

26 DERECHO MERCANTIL III


UNIVERSIDAD SAN PEDRO- HUACHO
LETRA DE CAMBIO

Cuando una letra de cambio es girada a


Es posible girar una la orden de "mí mismo" y en la misma
letra de cambio a la aparece el nombre del girador significa
. orden del propio que dicha cambial ha sido girada a su
girador. favor, ya que la cláusula "mi mismo", no
Cas.N°1213-2000 lima. tiene otra función que evitar la
Sala civil permanente reiteración del nombre del girador,
de la corte suprema cumpliéndose satisfactoriamente el
de justicia de la requisito anotado en la Ley de Títulos
república. Valores.

A falta de mención expresa del domicilio: se considera girada a la letra


de cambio en el domicilio del girador. Las formalidades de un título valor
se rigen por la ley del país en la que haya sido emitido. La forma de la
declaración cambiaría que contenga el titulo valor, se rige por la ley del
país en el que fue emitido.

X. FORMAS DE GIRO DE LA LETRA DE CAMBIO


a) A la orden del propio girador: El beneficiario con el pago y titular del
derecho es el propio emitente del título valor. En esta forma de giro se
reúnen en una sola persona la calidad de girador y tomador del título valor.
b) A la orden de un tercero: En esta situación existen tres personas que
intervienen en la cambial: el girador que emite la letra de cambio, el girado
u obligado al pago de la misma y el tomador que es a favor de quien se
efectúa el pago, es decir, el titular del derecho.
c) A cargo del propio girador: Si el girador y el girado es la misma persona,
no se requiere la aceptación, y la letra de cambio podrá ser presentada a
cobro en cualquier momento, a libre decisión del tenedor, considerándose
como fecha de vencimiento al día en que el tenedor la presenta a cobro
dentro de un año desde la fecha de giro.
d) Por cuenta de un tercero: Quien firma lo hace no como responsable por
su pago o aceptación, sino por encargo o representación de un tercero,
señalando en el documento quién debe asumir las responsabilidades del

27 DERECHO MERCANTIL III


UNIVERSIDAD SAN PEDRO- HUACHO
LETRA DE CAMBIO

girador. Se considera que el librador gira la letra de cambio


basándose en un mandato sin representación conferida por una tercera
persona que quiere permanecer extraña al vínculo cambiario, sin asumir
el carácter de deudor en vía de regreso. El tenedor, en consecuencia, no
adquiere derecho alguno contra el tercero por cuya cuenta se libró la letra
de cambio.
e) A cargo de tercera persona: El emitente del cambial designa la persona
que debe pagar la letra a su vencimiento. Esta persona en el girado o
librado, quien adquiere la calidad de obligado principal, si acepta la letra;
si no la hiciera, cabe en el protesto por falta aceptación.

XI. VENCIMIENTO DE LA LETRA DE CAMBIO


El vencimiento es la fecha señalada para efectuar el pago de la obligación
contenida en el cambial. Determina la exigibilidad de la obligación y el retraso
constituye al deudor en mora (previo requerimiento judicial o extrajudicial),
marcando el momento de la procedencia de las acciones cambiarías.

Se faculta al aceptante a efectuar el pago liberatorio y la consignación de la


cantidad debida cuando el pago no pueda ser efectuado o el tenedor lo incumpla.

a) FORMAS DE VENCIMIENTO:
La fecha de vencimiento en la letra de cambio y otros títulos valores u
obligaciones en general es la fecha en la que debe cumplirse con la obligación
asumida.

El artículo 119.1 de la Ley, en su inc. g) determina que el título debe contener la


indicación del vencimiento. Parecería que se trata de un requisito indispensable
para la validez del título valor, pero el artículo 121.5 establece que el título que
no contuviera indicación de vencimiento se considera pagadera a la vista.

28 DERECHO MERCANTIL III


UNIVERSIDAD SAN PEDRO- HUACHO
LETRA DE CAMBIO

La orden incondicional de pago es un


elemento esencial de las letras de cambio, el
Letra de cambio: que no se advierte concurrente en el caso
sujeto al concreto al apreciarse que los glosados
incumplimiento del documentos estaban sujetos a la
cronograma de pago. eventualidad del incumplimiento del
EXP. Nº 590-2005- cronograma de pago que consigna el mismo
LIMA 16 DE Convenio, lo que constituye un requisito o
AGOSTO DE 2005. condición que impide calificarlos como títulos
valores, en orden a lo que disciplina el acápite
uno punto dos del artículo uno de la Ley
veintisiete mil doscientos ochentisiete.

El vencimiento no debe estar sometido a condición o a término incierto.

El vencimiento resulta, así, un elemento constitutivo de la letra, pues, sea en


forma expresa, sea implícitamente, determina la oportunidad del pago 15.Sólo
cuatro formas de vencimiento reconocen el artículo 121 de la Ley, las que se
enumeran en forma taxativa:

A FECHA FIJA:

No admiten dudas en la determinación de la fecha de vencimiento. Si el día de


vencimiento para su aceptación o pago fuera inhábil, se entenderá que dicho
plazo vence el primer día hábil siguiente.

El plazo para su protesto se computa a partir del día de vencimiento señalado o


en el que según su texto resulta exigible.

A LA VISTA:

Es exigible la obligación contenida en el cambial a su sola presentación.

El tenedor está obligado a presentarla al girado para su pago dentro del plazo de
un año, salvo que el girador haya reducido o ampliado dicho término.

15 MONTOYA MANFREDI, Ulises. Derecho Comercial, T. II. GRIJLEY, Lima, 2004, p. 179.

29 DERECHO MERCANTIL III


UNIVERSIDAD SAN PEDRO- HUACHO
LETRA DE CAMBIO

Si en la letra no se ha indicado su fecha de vencimiento, se considera


que es pagadera a la vista. Se establece así una presunción respecto al
vencimiento.

Si la letra a la vista fuera aceptada, el vencimiento se produce el mismo día de


la aceptación.

A CIERTO PLAZO DESDE LA ACEPTACIÓN (A DÍAS VISTA):

Vence transcurrido el término señalado en ella, el mismo que se computará


desde la fecha de su aceptación, o en su defecto, desde la fecha de protesto.

A CIERTO PLAZO DESDE LA FECHA DE GIRO (A DÍAS


FECHA):

El vencimiento para este caso se computará desde la fecha de giro o emisión del
cambial.

30 DERECHO MERCANTIL III


UNIVERSIDAD SAN PEDRO- HUACHO
LETRA DE CAMBIO

CONCLUSIÓN

Después de un breve estudio que engloba el tema de la letra de cambio por la


cual pasaremos a dar la siguiente conclusión.

La Letra de Cambio es un Valor en Titulo, léase Titulo Valor, valor


materializado. Hay otros Valores Negociables que se representan
electrónicamente, como anotaciones en cuenta y registro, también
denominados por la doctrina, valores desmaterializados. No vemos, por
ahora, como pueda representarse una Letra de Cambio en forma
desmaterializada.
En caso de diferencia en el importe en la Letra de Cambio, prevalece la suma
menor, sin perjuicio que el interesado pueda hacer valer sus mayores
derechos por la vía causal. Si la diferencia radica en la indicación de la
unidad monetaria, prevalece la cantidad indicada en moneda nacional y sin
ninguna de las citadas corresponde a la moneda de curso legal de nuestro
país, la le de cambio no surte efectos cambiarios, vale decir, no surte efectos
legales. En el debate de la comisión redactora quedo claro que
correspondería la cantidad expresada con signo monetario de nuestro país,
siempre que el importe fuere menor, lo que al momento de expresarlo por
escrito, no se anotó así, pasado inadvertido por nosotros, el error cometido.
Igual paso desapercibido en la comisión revisora.
La letra de cambio nace por ser un título valor constitutivo cuando el obligado
acepta que va a realizar el pago en beneficio del beneficiario.
La letra de cambio es el título que contiene la orden de pagar o hacer pagar
al beneficiario del mismo, al vencimiento, una cantidad determinada de
dinero en la forma establecida por la Ley.
Finalmente el título valor, en este caso el título de cambio, viene a ser el
portador de la promesa y es por eso no solo instrumento probatorio, sino
también constitutivo.

31 DERECHO MERCANTIL III


UNIVERSIDAD SAN PEDRO- HUACHO
LETRA DE CAMBIO

BIBLIOGRAFÍA

LIBROS

DANIEL ECHAIZ Y CARLOS ÁGUILA GRADOS, El ABC de


derecho empresarial, 1ra edición 2011 editorial san marcos EIRL
HERNANDO MONTOYA ALBERTI, Problemas de los títulos
valores enfoque jurisprudencial gaceta jurídica S.A. 1ra edición
mayo 2009.
ULISES MONTOYA MAFREDI; derecho comercial tomo II títulos
valores, mercado de valores

PAGINAS WEB

http://sisbib.unmsm.edu.pe/bibvirtualdata/tesis/human/beaumont_
cr/enpdf/cap3.pdf
http://definicion.de/letr-de-cambio/

32 DERECHO MERCANTIL III


UNIVERSIDAD SAN PEDRO- HUACHO
LETRA DE CAMBIO

ANEXO
JURISPRUDENCIA N° 1
INEFICACIA DE LA LETRA DE CAMBIO

Si faltare alguno de dichos requisitos,


SUMILLA
el título valor perderá su carácter de
EXP. Nº 837-95-LIMA 14 tal, quedando a salvo los efectos del
DE NOVIEMBRE DE acto jurídico que hubiere dado origen
1995 a su emisión o transferencia.

Lima, catorce de noviembre de mil novecientos noventicinco.

VISTOS

Interviniendo como vocal ponente la señora Abregú Báez; y

CONSIDERANDO:

Que si bien es cierto la demanda ha sido interpuesta admitida y tramitada como


proceso abreviado no lo es menos que, de autos se advierte inequívocamente
que el actor pretende el pago de la cambial inserta a fojas seis ejercitando la
acción cambiaria, que siendo esto así es menester examinar si ésta ha sido
emitida con las formalidades previstas por el artículo sesentiuno de la Ley de
Títulos Valores, al respecto cabe precisar que de la letra de cambio sustento de
la demanda se advierte, primero: que ha sido girada de una manera distinta a la
prevista por el artículo sesentitrés de la ley dieciséis mil quinientos ochentisiete,
habiéndose consignado "a la fecha arriba indicada" siendo en consecuencia de
inexorable aplicación la previsión contenida en el numeral sesenticuatro de la
anotada norma legal puesto que, de acuerdo a reiterada jurisprudencia las
anotaciones consignadas en los recaudos colocados en la parte superior, no
forman parte de la cambial; segundo: que no se ha colocado el nombre del
girador, omitiendo en parte el requisito puntualizado en el inciso octavo del
artículo sesentiuno de la citada ley de Títulos Valores, en tal virtud estando a lo
dispuesto por la segunda parte del artículo primero de las tantas veces
mencionada ley "si faltare alguno de dichos requisitos, el título valor perderá su

33 DERECHO MERCANTIL III


UNIVERSIDAD SAN PEDRO- HUACHO
LETRA DE CAMBIO

carácter de tal, quedando a salvo los efectos del acto jurídico que
hubiere dado origen a su emisión o transferencia"; y por tales consideraciones:
REVOCARON la sentencia apelada de fojas cuarentinueve y cincuenta, su fecha
ocho de mayo de mil novecientos noventicinco, que declara fundada la demanda;
REFORMÁNDOLA, declararon IMPROCEDENTE la demanda; y los devolvieron.

SS.
MARTINEZ MARAVI
ABREGU BAEZ
CASTILLO VASQUEZ

34 DERECHO MERCANTIL III