Está en la página 1de 14

MARCO CONTEXTUAL

Formulación del problema

Definición del problema

Actualmente, se sabe que no se tiene un control sobre los equipos y luminarias, así mismo, se tiene
deficiencia al momento de saber cuanto es la cantidad que se tiene que pagar de luz y cuanto se está
consumiendo en realidad.

Por lo cual se plantean los siguientes problemas en específico:

 Ausencia de un monitoreo de consumo energético difiriendo del medidor de electricidad


suministrado por la compañía eléctrica.
 Falta de administración eficiente en el uso de los hogares y comercios.
 Insuficiencia de ahorro energético para salvar ingresos y cuidado del ambiente.

Hoy en día, el consumo energético por tomas de corriente vampiro, son una de las muchas que repercuten
en el recibo de consumo eléctrico, por tanto, es necesario tener controlado, el uso de estas fuentes. De
esta manera se tendría un consumo adecuado, por no decir óptimo para cualquier tipo de hogar, puesto
por lo general, no se toma importancia en estos detalles que son de suma importancia al momento de
pagar nuestro recibo de luz.

Asé mismo, el control de estos y su medición continua requiere de tecnología especializada y un análisis
adecuado en el medio que se necesita instalar, ya que cada hogar o comercio es diferente y cada uno
presenta necesidades distintas de control energético.

Caracterización del problema

Existen en el mercado varios sistemas e incluso compañías que se dedican a la automatización de hogares
e industrias, siendo estas las precursoras de este tipo de sistemas en México, manejando el concepto de
“casa inteligente”.

Generalmente estas empresas, incluyen sistemas automatizados de control desde el abrir y cerrar de una
cochera, como el encendido y apagado de una lampara de noche, los cuales son muy útiles, puesto que
son herramientas que facilitan la vida de las personas.

Una casa inteligente, que es como se está manejado en el mercado actualmente, esta conformada por un
conjunto de dispositivos electrónicos inalámbricos que por medio de señales transmitidas vía WI-FI,
envían una señal a un modulo de mando, dando una señal en específico para el encendido y apagado, la
apertura o cierre de puertas, persianas entre otras cosas, además que cada empresa y compañía líder en
el negocio, tiene su propia aplicación para controlar esto de forma remota.

La automatización de un hogar se basa en lo siguiente:

 Control total de dispositivos eléctricos.


 Comunicación permanente vía WI-FI.
 Control remoto de dispositivos como de sistemas de iluminación.
 Programación especifica para cada tipo de sistema.
 Modulo físico de interacción (modulo WI-FI de recepción de comandos para accionar los
dispositivos y/o sistemas).

En conclusión, tenemos el conocimiento que los hogares inteligentes que realizan las diferentes
compañías presentan un manejo excelente de todos los equipos, así como sus accionamientos y
funcionamiento, pero dejando de lado el consumo energético de estos, o mejor dicho un monitoreo real
de este. Es decir, no existe en el mercado un dispositivo o un sistema como tal, que controle y mida de
manera eficiente el consumo energético de los equipos y nos de un aproximado de lo que se está
facturando en nuestro recibo de luz, para tener de esta manera, aparte de un control en los dispositivos
un monitoreo en tiempo real que se tiene conectado y cuanto está consumiendo.

Propuesta de solución

Debido a lo mencionado anteriormente, se tiene que tomar en cuenta, aparte del control eficiente de los
dispositivos electrónicos y luminarias, un monitoreo en tiempo real de lo que se está consumiendo y un
aproximado del monto de luz a pagar, dado esto, se entiende que es necesaria la implementación de un
sistema de medición de consumo eléctrico, al sistema de control que se tiene planteado para una casa
inteligente u comercio, dependiendo de la necesidad que se presente en cada uno.

Los puntos anteriores mencionado como lo son:

 Control total de los dispositivos.


 Modulo receptor de información.
 Comunicación permanente vía WI-FI.
 Control remoto de los dispositivos.

Todos los anteriormente mencionados, pertenecen a nuestra propuesta de solución, además de esto en
necesario adaptar un dispositivo que lleve a cabo la medición del consumo energético que se tiene, este
debe ser configurado por medio de programación en un lenguaje que se acople con una aplicación en
Android, la cual permita el fácil acceso a esta y la interacción con todos los equipos, siendo esta el
parteaguas de tanto el control de los equipos y luminaria, así como el monitoreo en tiempo real del
consumo y la facturación aproximada del hogar o comercio.

Se pretende emplear equipos como dispositivos de regulación de tensión y corriente con comunicación
vía WI-FI, conmutadores y contactores electrónicos, así mismo un lenguaje de programación para
dispositivos Android, y programación de Arduino para la medición del consumo energético, empleando
dispositivos que se mostraran a lo largo de este proyecto con más detalle.
Antecedentes

La evolución marca el ritmo de la vida y las casas tampoco pueden escapar a ella. De la cueva con fuego,
para calentar e iluminar, a las antorchas, las velas, el candil y, por último: la electricidad.

La electricidad nos ha permitido elevar el nivel de confort en nuestras casas y ha dado paso a la entrada
de los electrodomésticos: lavadora, frigorífico, lavavajillas, horno, placas vitrocerámicas; máquinas
capaces de realizar tareas cotidianas de forma casi autónoma (aún queda por solucionar la carga y
descarga de las mismas), elevando nuestro nivel de confort a cotas en otro tiempo inimaginables.

Estas máquinas no existirían sin el desarrollo de una nueva evolución: la electrónica, permitiendo realizar
programaciones (rutinas), que regulan cada proceso (lavado en frio, grabación de un video).

La siguiente evolución que ha llegado es la: Domótica, que se encarga de la integración y regulación de
ambos sistemas (eléctricos y electrónicos), de tal manera que “la casa” es capaz de “sentir” (detectar la
presencia de personas, la temperatura, el nivel de luz,…) y reaccionar por sí sola, a estos estímulos
(regulando el clima, la iluminación, conectando la alarma,…), al mismo tiempo que es capaz de
comunicarse e interactuar con nosotros (telecontrol) por multitud de medios (pantalla táctil, PC,
móvil,...), llegando a elevadas cotas de confort, seguridad y sobre todo: ahorro energético.

La Historia de la domótica comprende una serie de etapas, desde los primeros protocolos orientados al
"control remoto", hasta los grandes protocolos capaces de realizar "funciones lógicas complejas", para
satisfacer las más exigentes programaciones de regulación y preparados para la verdadera Revolución
Domótica: La autorregulación.

El sector de la domótica ha evolucionado considerablemente en los últimos años, y en la actualidad ofrece


una oferta más consolidada. Hoy en día, la domótica aporta soluciones dirigidas a todo tipo de viviendas,
incluidas las construcciones de vivienda oficial protegida. Además, se ofrecen más funcionalidades por
menos dinero, más variedad de producto, y gracias a la evolución tecnológica, son más fáciles de usar y
de instalar. En definitiva, la oferta es mejor y de mayor calidad, y su utilización es ahora más intuitiva y
perfectamente manejable por cualquier usuario. Paralelamente, los instaladores de domótica han
incrementado su nivel de formación y los modelos de implantación se han perfeccionado. Asimismo, los
servicios posventa garantizan el perfecto mantenimiento de todos los sistemas. En definitiva, la domótica
de hoy contribuye a aumentar la calidad de vida, hace más versátil la distribución de la casa, cambia las
condiciones ambientales creando diferentes escenas predefinidas, y consigue que la vivienda sea más
funcional al permitir desarrollar facetas domésticas, profesionales, y de ocio bajo un mismo techo.

La domótica se inicia a comienzos de la década del ’70, cuando aparecieron los primeros dispositivos de
automatización en edificios, a base de prueba piloto. Pero fue en la década del ‘80 cuando los sistemas
integrados se utilizaron a nivel comercial, para luego desarrollarse en el aspecto doméstico de las casas
urbanas. Allí es cuando la domótica consigue integrar dos sistemas (el eléctrico y el electrónico) en pos de
la comunicación integral de los dispositivos del hogar.

El desarrollo de la tecnología informática permite la expansión del sistema, sobre todo en países de
vanguardia como Estados Unidos, Alemania y Japón. Acorde a los cambios, el auge de la informática
hogareña permite incorporar en los edificios el Sistema de Cableado Estructurado (SCE) que facilita la
conexión de terminales y redes. Así, estos edificios reciben el nombre de “inteligentes”, por su
automatismo al servicio del propietario. El boom de estos rascacielos de oficinas comerciales fue de gran
impacto. La domótica permitía lograr una eficiencia inédita para el servicio de dispositivos.
El primer programa que utilizó la domótica fue el Save. Creado en Estados Unidos en 1984, permite lograr
eficiencia y bajo consumo de energía en los sistemas de control de edificios inteligentes.

Estas instalaciones regían bajo el sistema X-10, protocolo de comunicaciones que opera a través del
accionar de un control remoto. Desarrollado en 1976 por Pico Electronics (Escocia), sigue siendo la
tecnología más utilizada dentro de la domótica. Al transmitir datos por líneas de baja tensión, la relación
costo-beneficio sigue siendo la mejor opción en el rubro. Implantada desde hace más de treinta años,
la domótica ha progresado a gran escala desde que se desarrollaron las redes informáticas de
comunicación, ya sea por sistema cableado o vía Wi-Fi.

El avance tecnológico vino a suplir las falencias de los comienzos, ya que permite integrar de manera
eficiente todos los dispositivos tecnológicos de una casa. Con el fin de la década del ’80 las tecnológicas
de un comienzo, destinadas a fines comerciales, comienzan a llegar a los hogares. Irrumpe la era de la TIC
(la tecnología de informática y comunicaciones), que posibilita entender una forma más realista de
comprender la instalación domótica en casa. En la actualidad hay una oferta consolidada en torno a los
servicios de domótica.

Nuevos protocolos permiten un desarrollo que en un principio era impensado.


Sistemas de desarrollo 2.0 como el ZigBee permiten conformar un protocolo inalámbrico de comunicación
domótica. Al requerir una baja tasa de envío de datos, es en la actualidad uno de los protocolos más
requeridos para las casas “inteligentes”, ya sea en sensores de movimiento, detectores de humo y otras
funciones de seguridad en el hogar.

Con la domótica aplicada a la automatización hogareña se mejora en seguridad, confort y ahorro


energético, aspectos muy observados por los poseedores de estos sistemas. La llegada de Internet a gran
velocidad provocó un giro favorable para su desarrollo.

En los últimos años el mercado de ofertas se ha extendido, permitiendo encontrar diversas variantes de
equipos domésticos de integración domótica, como es el caso del EIB, que es un conductor eléctrico que
ayuda a optimizar los distintos sistemas de seguridad y funcionalidad que componen una casa. Este
protocolo se utiliza en buena cantidad de casas inteligentes de Europa Central.
Justificación

Con el avance de la tecnología, y el hecho de que las empresas en México, han decidido la inversión para
el bienestar de las personas, la domótica ha tomado mucho más terreno en la industria, cabe mencionar
que las empresas líderes en domótica en México son recientes debido a que en México no se conocía del
todo el control de los equipos, siendo esto algo común en el continente europeo y parte de Norteamérica.

Al realizar diferentes estudios para la realización de este proyecto que es el control inteligente de equipos
eléctricos y la medición del consumo energético en tiempo real, te tiene grandes expectativas de
aceptación en el mercado para la mayor parte del publico de nivel medio-alto. Los cuales serian los
principales consumidores de este, ya que implicaría tanto ahorro de energía como un manejo inteligente
de sus equipos que lleva a lo cual, es el alargar el tiempo de vida de los equipos.

Este proyecto tiene como objetivo diseñar un sistema que controlé y monitoreé de manera constante el
consumo eléctrico, como el accionamiento de los mismos, encendido y apagado de equipos y luminarias
a demanda. El criterio de diseño para el sistema debe variar dependiendo de las necesidades o la demanda
que solicite el sistema ya que cada hogar y comercio es diferente y es necesario realizar adecuaciones
para el mismo.

Además de esto se pretende que con el diseño del sistema de control en su totalidad, otorgue
confiabilidad, seguridad, durabilidad, siendo estos los pilares para realizar un proyecto de la mejor
manera, sabiendo que se tiene que ajustar a cada necesidad y ambiente en el que se requiera.

Alcances y limites

Los alcances de este proyecto están enfocados a el diseño de una aplicación que controle y monitoreé de
manera constante los equipos y luminarias que están instalados, así como la instalación del equipo
adecuado para su control, es decir, equipos electrónicos que enciendan y apaguen a demanda, además
que cumpla con los siguiente:

 Modelo de software amigable


 Compatibilidad con Android
 Entorno amigable con el usuario
 Uso de tecnología de bajo costo y disponible en el mercado
 Utilidad y aplicabilidad en el mercado
 Conexión permanente con el usuario para una comunicación constante
 Fiabilidad y seguridad en el servicio

Algunas limitaciones que se tienen es solamente el control de equipos electrónicos, que estén conectados
a un receptáculo, por lo cual se dejaría de lado las cocheras, persianas, puertas, regaderas, ventiladores,
entre otros. Por lo cual, nuestro limite son como ya se mencionó equipos electrónicos que requieran de
un receptáculo para su funcionamiento y no un sistema independiente para alimentarse.

Mencionado lo anterior y marcando el alance de nuestro proyecto, seria desde el diseño de cada uno de
los sistemas para controlar y medir el consumo eléctrico, hasta la instalación de este, más allá de
implementar otro tipo de sistema, queda fuera de nuestro alcance.
El sistema propuesto debe tener en cuenta su diseño, ejecución y características derivadas del lenguaje
del sistema operativo con el cual se piensa interactuar, debido a que se planea realizar la programación
en Android y en Arduino siendo estos, Además deben de brindar especificaciones del tipo de
comunicación que se esta realizando y la transmisión de los datos para poder interactuar. Dado el sistema
que se planeta este debe de contemplar el monitoreo y su funcionamiento las 24 horas del día, para un
optimo desempeño en el mercado.
Marco teórico

La casa inteligente

EVOLUCIÓN

La tecnología en los hogares ha ido apareciendo poco a poco a lo largo de los años. En un principio
simplemente disponíamos del control remoto de algunos dispositivos (Ej.: mando a distancia de la
televisión), luego hemos podido encender las luces de una habitación dando una palmada y ahora algunas
casas son capaces de amoldarse nuestras costumbres. Ej.: la casa sabe que tenemos la costumbre de
ducharnos por las mañanas, por lo tanto cuando vayamos al baño tendremos la habitación a buena
temperatura y la toalla calentita en el toallero térmico. Básicamente estas casas se pueden clasificar en
tres categorías principales [1]:

• Casas controlables: los habitantes pueden controlar los dispositivos de una manera más avanzada y
eficiente que en una casa contemporánea normal. Se distinguen tres subclases: o Casas con un
controlador remoto integrado: existen varios subsistemas y aplicaciones que pueden controlarse desde
un control remoto o un panel. No hay ningún avance técnico en la implementación. Se establecen
comunicaciones remotas o cableadas entre los dispositivos y la unidad de control. Ej.: controlador remoto
integrado para el VCR y TV.

o Casas con dispositivos interconectados: los dispositivos electrónicos como la TV, radio, ordenadores,
altavoces, micrófonos, pantallas, … pueden conectarse unos con otros. Esta infraestructura permite el
intercambio de contenidos multimedia facilitando las actividades de entretenimiento o también las
comunicaciones entre los inquilinos que están en diferentes habitaciones de la casa. Existe una red de
banda ancha disponible dentro de la casa en la que se utilizan tecnologías cableadas e inalámbricas.
También se incluyen las funcionalidades del tipo de casa anterior, como que es necesario controlar todos
los dispositivos interconectados. Ej.: los reproductores DivX/DVD que ofrecen la posibilidad de ver
películas en formato DivX que están guardadas en el ordenador. También permite conexiones
inalámbricas entre la pantalla de televisión y los reproductores.

o Casas controladas por voz, gestos o movimiento: es muy similar a la casa del primer subgrupo. La única
diferencia es que la unidad de control visible se sustituye por una invisible que reacciona ante la voz de
las personas, movimiento o gestos. No hay ningún problema respecto al hardware a la hora de
implementación, en cambio el software es algo bastante complejo puesto que el reconocimiento de voz
o gestos tiene que ser fiable. Ej.: la marcación por voz en los teléfonos.

• Casas programables: permite programar la casa, así que sólo será necesario el encendido, el apagado o
configurar algunos dispositivos en condiciones especiales. Se distinguen dos subclases:

o Casas programables que reaccionan ante temporizadores o sensores simples: existen temporizadores
que encienden o apagan los dispositivos a una hora determinada. Ej.: la entrada de un sensor es un simple
termostato, éste controlara si se enciende o se apaga según la temperatura que hay en las dependencias
de la casa. Básicamente en estas casas, un sensor capta información y provoca que otros dispositivos
cambien su estado. No hay problemas técnicos con respecto a la implementación porque existen sensores
en el mercado de fiabilidad alta.
o Casas programables que evalúan y reconocen situaciones: reconocen varias entradas de diferentes
sensores simultáneamente como un escenario. Ej.: el inquilino cansado después de una dura jornada de
trabajo, vuelve a casa y se tumba en el sofá para echarse una siesta. Entonces la casa podría apagar las
luces y reproducir música relajante durante un tiempo. Este escenario tiene que definirse y programarse
con anterioridad. La casa no reacciona antes los cambios del entorno y tiene que ser reprogramada cada
vez que hay cambios. En la implementación, se necesita un software que analice las situaciones
correctamente y además será necesario programar cuidadosamente la casa para que los escenarios
almacenados en la unidad de proceso sean idénticos a los reales.

• Casas inteligentes: este grupo es muy parecido al anterior con una pequeña excepción: no habrá
necesidad de programar ninguna funcionalidad porque la casa lo hará por si misma. La inteligencia
ambiental de la casa observará a los habitantes en su vida cotidiana, buscando acciones que se repitan.
Después de que se haya identificado un patrón, la casa se auto-programará de tal manera que la próxima
vez que reconozca el escenario, la casa automáticamente encenderá o apagará ciertos equipos. Se
distinguen dos subclases que son idénticas a las de las casas programables: las que reaccionan ante la
entrada de un sensor o las que valoran y reconocen situaciones o escenarios. Sus propiedades y requisitos
son idénticos a los del grupo de casas programables.
CASA DOMÓTICA

Las casas inteligentes buscan ampliar el uso de las computadoras que controlan los sistemas (Ej.: alarmas
de incendios y seguridad, calefacción central) y dispositivos (Ej.: luces, televisión, horno,…). Se pasa de
usar controles automatizados a controles computarizados. Esto quita la necesidad de pulsar un
interruptor para hacer que algo trabaje y permite que los elementos del hogar sean controlados
remotamente, o que respondan automáticamente a los inquilinos. Antes de centrarnos en la inteligencia
que ofrecen estas viviendas, es recomendable saber en qué consiste básicamente una casa domótica: los
dispositivos que nos podemos encontrar [2], las redes que la forman, cómo se comunican esos
dispositivos...

Dispositivos

Pasarela residencial (el cerebro electrónico): también conocida como pasarela doméstica, SG (Service
Gateway) o AMI (Adaptador Multimedia Interactivo). Integra las redes domésticas, es decir, se encarga de
recoger toda la información proporcionada por los sensores distribuidos en los distintos puntos de control
de la vivienda, procesarla, y generar las órdenes que ejecutarán los actuadores. Además, es el dispositivo
frontera entre las redes internas de la vivienda inteligente y las redes de públicas de datos (Ej: Internet)
del exterior.

La mayoría de las pasarelas cumplen la especificación OSGi que define una plataforma común sobre la
que los proveedores de servicio (Ej: ISP, operadores de red, fabricantes de equipo,…) pueden instalar sus
aplicaciones y ofrecer una amplia gama de servicios a los inquilinos. De esta manera los servicios ofrecidos
en redes metropolitanas (WAN) se pueden conectar a las redes domóticas. Estas pasarelas normalmente
combinan las funciones de: router, hub, STB (Set Top Boxes), módem con acceso a Internet para varios
ordenadores, cortafuegos e incluso de servidor de aplicaciones de entretenimiento (Ej: VoD/AoD), de
comunicaciones, VoIP (telefonía sobre Internet) o de telecontrol.

- Sensores: elementos encargados de recoger la información de los diferentes parámetros que controlan
(la temperatura ambiente, la existencia de un escape de agua, la presencia de luz solar suficiente en una
habitación, etc.) y enviarla al sistema de control centralizado para que actúe en consecuencia.

- Actuadores: dispositivos utilizados por el sistema de control centralizado, para modificar el estado de
ciertos equipos o instalaciones (el aumento o la disminución de la calefacción o el aire acondicionado, el
corte del suministro de gas o agua, el envío de una alarma a una centralita de seguridad, etc.). En algunos
casos, el sensor y el actuador están integrados en el mismo dispositivo.

- Electrodomésticos inteligentes: estarán interconectados a través de la red de control y la pasarela


residencial, pudiendo intercambiarse información y comunicarse los unos con los otros, o ser
programados y controlados por teléfono o por Internet. Ej: (frigoríficos, lavadoras, lavavajillas, hornos,
microondas, secadoras, etc.)

- Aparatos inteligentes: suelen estar dedicados más a actividades de entretenimiento. Estos dispositivos,
tradicionalmente aislados unos de otros, están incorporando funciones de comunicación entre ellos,
posibilitando la transferencia de información (vídeos, fotos, música, etc.) de una forma rápida y sencilla.
Ej. Videoconsola, reproductor MP3, teléfono móvil, etc.
Redes

Las redes internas de la casa domótica son las encargadas de comunicar los dispositivos entre ellos. Las
redes se caracterizan por un determinado medio de transmisión (el soporte físico de la comunicación) y
protocolo (el lenguaje utilizado para la comunicación). Existen distintos tipos de redes dependiendo de
los dispositivos a interconectar [2]:

• Red de control o domótica: conecta la pasarela con los sensores, actuadores y electrodomésticos. La
utiliza la pasarela para gobernar los sistemas domóticos. Este tipo de red normalmente tiene un bajo
ancho de banda. Utiliza tecnologías como X-10, KNX, EIB, LonWorks, BACnet, …

•Red de datos: conecta los distintos ordenadores entre sí y con sus periféricos. Se utiliza para compartir
recursos informáticos: acceso a Internet, ficheros, programas, impresoras, escáneres, etc. Normalmente
requiere un ancho de banda medio-alto. Utiliza tecnologías como USB, Bluetooth, HomePlug, Wi-Fi,….

• Red de entretenimiento: conecta los aparatos electrónicos de consumo entre sí. Se utiliza para la
distribución de contenidos de audio de alta fidelidad y vídeo de alta calidad por todo el hogar. Requiere
un ancho de banda muy elevado.

Utiliza tecnologías como HAVi, UPnP y Jini. Además de estas redes internas, existe una línea de acceso de
banda ancha a Internet (ADSL, cable, LMDS, satélite, PLC, GPRS, etc.), que comunica la vivienda con el
exterior. Es una parte imprescindible porque permite tener una conexión permanente con el exterior y
disfrutar de servicios como la teleasistencia, el teletrabajo, la televigilancia o la gestión remota de los
dispositivos. También es posible tener el sistema domótico interconectado con el exterior únicamente por
la red telefónica (RTB, RDSI o GSM), aunque con una funcionalidad mucho menor.

Medio de transmisión

Las casas inteligentes tienen la capacidad de distribuir información o instrucciones dentro del hogar. Esto
se consigue a través del cableado o con métodos inalámbricos [3]:

- Bus de cableado: se usan generalmente cables de categoría 5, que son los usados para redes de
ordenadores en oficinas modernas, porque se requiere cierta calidad. Los cables CAT 5 están formados
por cuatro pares de cables que potencialmente permiten enviar cuatro sistemas de señales en el mismo
cable.

- Línea comunicación de energía: se usa la red de energía existente en la casa para llevar señales de datos
además de la fuente 220/110 voltios. Este sistema es muy eficaz para hogares existentes ya que requiere
muy poco recableado. Debido a que se utiliza un ancho de banda relativamente estrecho, este modo de
comunicación se suele utilizar para mensajes simples de encendido o apagado más que para señales
complejas como la transmisión de video. Es el medio de comunicación más utilizado hoy en día. -
Infrarrojos: es algo bastante común en el hogar hasta el momento. Por ejemplo: los mandos a distancia
de la televisión son transmisores de infrarrojos y la televisión, el receptor. Los infrarrojos pueden utilizarse
en las casas inteligentes para propósitos de instrucciones y de comunicación, pero no se usan apenas
porque requieren una línea de visión directa entre el transmisor y el receptor. Generalmente se usan
mandos a distancia infrarrojos para enviar señales comando a la red principal que a su vez aprenden
señales y pueden ser programados con nuevas funciones.
- Radiofrecuencia: se está empezando a aplicar el uso de las señales de radio para las comunicaciones en
este tipo de hogares. Se han propuesto tecnologías como Wi-Fi o Bluetooth. Por ejemplo: usar Wi-Fi
(802.11b) para el establecimiento de una red inalámbrica de ordenadores o Bluetooth para comunicar a
corto rango los ordenadores, los periféricos o teléfonos móviles.

Protocolo

Los dispositivos electrónicos de la casa deben comunicarse entre sí y generalmente lo hacen usando el
protocolo X-10. Su desarrollo empezó en los años 70 y ha sido tal su éxito que durante los últimos 15 años
se han vendido más de 150 millones de equipos X-10. Es la principal tecnología usada en la casa domótica
para la red de control. X-10 es un "lenguaje" de comunicación que aprovecha la instalación eléctrica
existente de 220V de la vivienda [4].

Básicamente este sistema consiste en enchufar un dispositivo X- 10 a la corriente para que éste pueda
transmitir señales de control a través de la red eléctrica y así comunicarse con otros dispositivos X-10
dentro de la casa. Las ventajas que presenta son que no requiere ningún cableado especial y que existe la
opción de ir añadiendo dispositivos según las necesidades del usuario.

Los dispositivos X-10 son plug and play (conectar y funcionar), de manejo muy sencillo y que ofrecen una
amplia gama de de posibilidades.

Cuando se utiliza este protocolo para comunicar los dispositivos, en primer lugar, se envía un comando
con el Código de Casa (House Code) y el Número de Módulo (Number Code) que direccional el módulo en
cuestión. Existen 256 direcciones posibles, es decir, puede haber hasta 256 dispositivos X-10 en estos
hogares. Luego se transmite otro comando con el código de la función a realizar (Function Code). Hay más
de 256 funciones soportadas por el protocolo. Ej.: activación módulos de luces, reducir la temperatura de
la caldera...

Métodos de identificación

Se utilizan para tener identificado a un habitante o visitante de la casa y así poder realizar un seguimiento
tanto de control para delimitar las zonas accesibles de la casa, como de adaptación de las diferentes
infraestructuras de la casa. Los modos de identificación más característicos son:

- Identificación biométrica

Es un sistema que se encarga tanto de reconocer como de autenticar a las personas que acceden a la casa
mediante patrón de Iris o Retina, Imagen facial, huella dactilar, geometría manual, voz.

Es una alternativa o un complemento al uso del pin o tarjeta electrónica, ya que para que la casa te pueda
seguir y asistir en todo momento debe tenerte siempre localizado. Este seguimiento se puede hacer
mediante el pin electrónico (véase siguiente apartado) o mediante un continuo proceso de
reconocimiento facial, Iris o Retina.

Este método no realiza una comparación binaria o de igualdad del patrón almacenado con las capturas
realizadas; sino que se hace una comparación que da una probabilidad de semejanza. Por ello, para
determinar el éxito o fracaso de la comparación hay que determinar un umbral. Las métricas de
comparación pueden estar basadas en: Distancia Euclídea, Distancia de Mahalanobis o Distancia de
Hamming.
- Identificación por pin o tarjeta electrónica

El/los habitantes deben llevar en todo momento una tarjeta o un pin con un chip que contiene
información para identificar y seguir a un determinado huésped. Este sistema se puede usar junto con la
identificación biométrica.

El pin electrónico es un dispositivo fácilmente entendible por la casa y con el que le permite tener al que
lo lleva puesto, en todo momento localizable.

Otra de las posibles aplicaciones es el uso de las etiquetas electrónicas, que consisten en dotar a los
objetos de minúsculos emisores que permiten en todo momento saber dónde están, de tal forma que
existe la posibilidad de no perder nunca nada, lo cual es bastante interesante.
Objetivos

Objetivo general

 Desarrollar una aplicación para controlar el encendido y apagado, además de monitorear el


consumo energético de equipos en hogares y comercios; de una manera fácil y sencilla por medio
de un teléfono inteligente.

Objetivos específicos

 Crear una aplicación con un entorno amigable.


 Monitorear el consumo energético de manera constante.
 Administrar el empleo de energía eléctrica por medio del control de los dispositivos conectados
(encendido y apagado).
 Brindar seguridad y confiabilidad con el sistema eléctrico conectado a la aplicación.
 Brindar un aproximado del pago correspondiente al consumo eléctrico.
 Crear un decremento en el consumo eléctrico, así como, en el recibo de energía eléctrico.
 Mejorar la calidad de vida del usuario, reduciendo tiempo controlando los equipos por medio de
un teléfono inteligente.
REFERENCIAS

[1] Petersens Plads, Richard. Intelligent Houses. Consultado en Diciembre ’08.


DOI=http://www2.imm.dtu.dk/~cdj/SmartHouseWebSite/

[2] Millán Tejedor, Ramón Jesús, 2004. Dispositivos en la vivienda domótica. Manual Formativo nº32,
ACTA,
2004.DOI=http://www.ramonmillan.com/tutorialeshtml/dispositivosviviendadomotica.htm#pasarelaresi
dencial

[3] Heredia, Miguel A., Qué puede hacer una casa inteligente. Consultado en Diciembre ’08.
DOI=http//www.arqhys.com/casa/casa-inteligente.html

[4] Domótica Viva. 18/11/2003. X-10 estándar domótico. DOI=http://www.domoticaviva.com/X-10/X-


10.htm