Está en la página 1de 165

( Reservado Académico )

Instituto Militar de Estudios Superiores

Cátedra de Administración
Armamento y Material de Guerra

Tesis de Grado para la obtención del Título de


Licenciado en Ciencias Militares

“El fusil de asalto del Ejército Nacional .


Análisis de la necesidad de su
reactualización”

Autor: Cap. Eduardo Porciúncula


Tutor Profesional: Cnel. Fernando Ciaran
Tutor Académico: Daniella Repetto

Montevideo, Octubre de 2005.-


( Reservado Académico )
INDICE
Cap. I Introducción Pág. 3
1.1 Introducción General Pág. 3
1.2 Delimitación de la Situación Problema Pág. 5
1.3 Objetivo General Pág. 6
1.4 Objetivos Particulares Pág. 6
1.5 Métodos de Investigación Pág. 7

Cap. II Antecedentes Históricos de los


Fusiles de Asalto Pág. 9
2.1 Logística Pág. 11
2.2 Operaciones Pág. 11
2.3 Técnica Pág. 11
2.4 El Calibre Pág. 16
2.5 La Vaina Pág. 21
2.6 La Ignición Pág. 25
2.7 La Pólvora Pág. 28
2.8 Los Proyectiles Pág. 29
2.9 El Fusil de Asalto Pág. 32
2.10 El Fusil de Asalto de posguerra Pág. 34
2.11 La reducción de los calibres Pág. 36

Cap. III El FAL ( Fusil Automático Liviano ) Pág. 39


3.1 Antecedentes Pág. 39
3.2 Características Pág. 41
3.3 Sistema de funcionamiento Pág. 42
3.4 El Tubo-cañón Pág. 44
3.5 La Munición Pág. 47
3.6 Mantenimiento Pág. 48
3.7 Abastecimiento Pág. 51
3.8 Costo-Beneficio Pág. 54

1
Cap. IV Los Fusiles de Asalto en la actualidad Pág. 55
4.1 Los fusiles de asalto actuales Pág. 55
4.2 Panorama Internacional Pág. 62

Cap. V La Selección de un Fusil de Asalto Pág. 84


5.1 La Selección del F A adecuado Pág. 84
5.2 Rivalidad entre el 5.56 y 7.62 Pág. 101
5.3 Comparación de los calibres 5.56 y 7.62 Pág. 104
5.4 Balística Terminal o de las heridas Pág. 121
5.5 La pérdida de energía cinética Pág. 126
5.6 La balística y el Derecho Internacional Humanitario Pág. 130
5.7 El Proyecto suizo del Protocolo sobre Sistemas
de Armas de poco calibre. Pág. 137

Cap. VI El Fusil de Asalto del futuro Pág. 139


6.1 El Programa ACR Pág. 139
6.2 El sistema OICW Pág. 150

Cap. VII Conclusiones y recomendaciones Pág. 156

Bibliografía Pág. 163

2
CAPITULO I : INTRODUCCIÓN

1.1 Introducción General

En medio de los grandes avances tecnológicos de hoy en día y


cuando la informática está anexada a casi todo tipo de Material u
Objeto de Guerra, el cual lleva a la sustitución de grandes cantidades
de hombres y horas de trabajo por un simple operario y fracciones de
segundos; el Fusil individual de combate apenas ha cambiado en los
últimos treinta años.
Actualmente se sigue utilizando el proyectil con vaina, cebo y pólvora
como a principios del siglo XX. Se puede decir que lo que ha
evolucionado y sin gran ingerencia en el proyectil , son las pólvoras y
sustancias iniciadoras de la cápsula. Hemos visto algunos intentos
aislados que han querido introducir modificaciones revolucionarias en
la munición, y aunque muchos no lo crean, la evolución de la armas
está condicionada en un 90% en la evolución de la munición. Cuando
la munición sin vaina alcance la perfección necesaria y solucione el
problema del autoencendido (Cook-off) y la ignición . Las armas
ligeras individuales darán un gran salto como cuando se inventó el
cartucho de papel, el metálico, los sistemas de repetición o los
automatismos.
El Ejército Nacional, a principio de siglo XX cuenta con material de
última generación para la época como lo eran los fusiles Máuser,
modelo 1908 adquiridos en 1911. A partir de este momento existe un
período de estancamiento hasta 1934, donde se adquieren 7000
fusiles Máuser y 2000 carabinas de procedencia Checoslovaca .
En 1954, después de transcurrida la 2ª Guerra Mundial, se recibe el
material M. A. P. (Military Assistance Program) conocido como Pacto
de Ayuda Mutua, adoptándose el Fusil M-1 , Carabinas M-1 y M-2 y
Ametralladoras Browning calibre .30 y .50 .

Luego, viene el re-equipamiento de la década del ´80, donde hace su

3
aparición el FAL ( 7.62 x 51 ) , para culminar en los últimos años con
la incorporación de material excedente de la antigua Unión Soviética
incluido en vehículos Mecanizados (Ametralladoras calibre 7.62 x54 y
14.5 ) y recientemente una partida de Fusiles AK 101 y AK 102 en
calibre 5.56.
De esta manera tenemos hoy en día, una variedad de armamento con
calibres diferentes Fusiles FAL y Ametralladoras calibre 7.62 x 51,
Fusiles y Ametralladoras calibre 5.56 ( de origen Europeo y Ruso),
Ametralladoras .50 y Ametralladoras 7.62 x 54 y 14.5 (Pesada) de
origen Ruso.

El presente trabajo pretende constituirse tan solo, en una base sólida


de referencia para futuras investigaciones o adquisiciones.
Debido a que el tema a tratar es netamente técnico, la investigación
se ha organizado en siete capítulos, introduciendo al lector lentamente
en un tema complejo .-
En el primer capítulo: “Introducción”, se realiza un acercamiento
general al tema, se delimita la situación problema y se plantean los
objetivos.
En el capítulo II: “Antecedentes Históricos de los Fusiles de Asalto” se
realiza la definición de términos. Definimos aquí la Logística, lo
Operacional y lo Técnico. Luego de una forma muy particular se trata
de definir el Calibre, Vaina, Pólvora y Proyectiles, acompañando en el
tiempo sus procesos de evolución hasta nuestros días. Definir y
analizar el Fusil de Asalto, el Fusil de Asalto de Post–Guerra y la
reducción de Calibres.
En el capítulo III: “El FAL”, se analizan técnica y logísticamente las
características del Fusil Automático Liviano.
Dentro del capítulo IV: “Los Fusiles de Asalto en la actualidad”, se
realiza un relevamiento y análisis de los fusiles empleados por los
países del primer mundo y la región.
En el desarrollo del capítulo V: “ La Selección de un Fusil de Asalto”
se analizan los factores a tener en cuenta para dicha selección, las
4
ventajas y desventajas de las municiones 7.62 y 5.56 desde el punto
de vista Logístico y Balístico.
Se incursiona en este último tema, analizando los efectos de los
proyectiles conocido como Balística Terminal o de las Heridas.

El capítulo VI: “El Fusil de Asalto del futuro”, presenta los últimos
intentos por innovar y perfeccionar en el tema y el nuevo Fusil de
Asalto que se utilizará en los próximos combates.
En el capítulo VII “ Conclusiones “, se arriban a las mismas desde un
punto de vista Operacional y Logístico.

1.2 Delimitación de la situación problema

La República Oriental del Uruguay a partir del 26 de marzo de 1991,


se encuentra inmerso en un proceso de integración regional, como lo
es el Mercado Común del Sur ( MERCOSUR) , lo que lleva a suponer
que las hipótesis de conflicto con países vecinos sean bastante
improbables.
Sin embargo, debemos de tener en cuenta la posibilidad de
beligerancia con países lejanos, que atenten contra nuestra
SOBERANÍA o tal vez contra alguno de los países participantes de
esta integración regional.
Por otro lado, el cumplimiento de Misiones de Paz, obliga a mantener
una eficiencia y operacionalidad creíble dentro de la Comunidad
Internacional.
No se puede dejar pasar por alto en este estudio, que actualmente la
industria militar de los países de la región, a excepción de Chile, es
prácticamente nula, por lo que no existen, tecnologías disponibles que
no sean exclusivamente del 1er. Mundo (EE.UU., Europa), lo que nos
obliga a la hora de elegir calidad, mirar hacia el viejo continente o
EE.UU.

5
Debemos ser conscientes que hoy en día aquel Ejército que renuncia
de una manera u otra, a la innovación de su material bélico, al empleo
de nuevas tecnologías, está condenado a estancarse y en alguna
medida volverse ineficiente a la hora de cumplir con su principal
misión, la Defensa de la Soberanía Nacional.

El FAL próximamente cumplirá sus 25 años de Servicio en el Ejército


Nacional. Actualmente, ¿Cumple con las necesidades operacionales?,
¿Es conveniente desde el punto de vista Logístico?, ¿Su calibre, es el
ideal para un Fusil de Asalto?, ¿Podemos soportarlo técnicamente?.
Definir si el FAL es el ideal acorde a nuestro requerimiento
operacional y posibilidades logísticas es el problema principal de esta
investigación.

1.3 Objetivo General

El principal objetivo es determinar si el “FAL” es el armamento


individual del Soldado adecuado a nuestro Ejército desde el punto de
vista Operacional y Logístico.

1.4 Objetivos particulares

1.4.1 Describir el Fusil de Asalto en sus orígenes y en la


Post – Guerra desde el punto de vista Técnico y Operacional.
Analizar logísticamente la reducción de los calibres.
1.4.2 Analizar el “F.A.L.” desde el aspecto Técnico, Logístico y
Operacional.

1.4.3 Definir que se entiende por Fusil de Asalto Moderno. Describir

6
las generalidades de los mismos y analizar el armamento
empleado en diversos países, ya sean èstos por ser potencias
mundiales o regionales, beligerantes o fabricantes de
armamento .

1.4.4 Determinar las características fundamentales para la selección


de un Fusil de Asalto. Comparar Logística y Balísticamente los
calibres 7.62 y 5.56.
Analizar técnicamente la letalidad de la munición, determinada
por la Balística Terminal o de las Heridas.
1.4.5 Analizar los últimos intentos por mejorar la probabilidad de
impacto del Soldado de Infantería y analizar la próxima
generación de Fusiles que dará a las tropas una capacidad de
fuego sin precedentes en el campo de Batalla durante el Siglo
XXI.

1.5 Métodos de Investigación

La base de esta Investigación será el análisis de documentación , que


se detalla a continuación de acuerdo a los objetivos del trabajo.
La documentación analizada será complementada con entrevistas
estructuradas a personas con idoneidad en la materia .

Los procedimientos a seguirse para lograr los objetivos


específicos contemplan los siguientes aspectos :
- Para el análisis del marco Técnico-Teórico se recurrirá a la
bibliografía específica del tema .
- En cuanto al análisis Técnico y Logístico del FAL, se parte de los
reglamentos y documentos del SMA, complementado por
entrevistas exploratorias en profundidad a personal idóneo en el
tema y que desempeñan cargos con responsabilidad técnica en

7
dicho Servicio .
- La Logística y Balística de los calibres 5.56 y 7.62 , así como el
Panorama Mundial de Armamento , se analizará en base a
documentos de países a nivel Internacional y el análisis de la
Balística de las heridas con documentos de la Organización de las
Naciones Unidas y el Comité Internacional de la Cruz Roja .
- Los intentos por mejorar los Fusiles de Asalto serán analizados en
base a documentos Internacionales y la Hemerografía
presentada.

8
CAPITULO II : ANTECEDENTES HISTORICOS DE
LOS FUSILES DE ASALTO

2.1 Logística

Es la tercera parte del Arte militar (las dos primeras son la estrategia y
la táctica) y trata de las actividades que permitan a las fuerzas
armadas vivir, combatir y mantenerse en las mejores condiciones de
eficacia.
“Es la rama de la Administración Militar que procura satisfacer las
necesidades físicas de las tropas mediante recursos que obtiene,
administra y provee. Incluye: el diseño y desarrollo, obtención,
almacenamiento, distribución, transporte, mantenimiento y disposición
de materiales; transporte, evacuación y hospitalización de personal y
ganado; obtención, construcción, mantenimiento y disposición de
facilidades e instalaciones; obtención y provisión de otros servicios no
incluidos en los anteriores”.1

De todas las funciones logísticas , sòlo se trabajarà con dos de ellas:


Abastecimiento, que comprende las actividades de cálculo de
necesidades, obtención, almacenamiento, transporte, distribución,
seguridad, administración de los abastecimientos y la colección y
disposición del material, (incluyendo el capturado al enemigo).2
Mantenimiento, que comprende: inspecciones, pruebas, verificación,
reconstrucción y reparación del material. 3

El Reglamento de Organización y Funciones del Sistema de Apoyo


Logístico habla de Logística Orgánica y Operacional.

Objetivos del Subsistema Logística Orgánica :

1
RC 13 – 1 “El Apoyo Logístico a las FF.TT.”
2
Op. Cit.

9
Prever y proveer los medios de material, construcciones y servicios, en tiempo
de paz, y en la Zona del Interior en tiempos de Guerra , realizando todas las
actividades logísticas necesarias a la estructura y articulación de la Fuerza
Terrestre, así como el funcionamiento orgánico .

Funciones de Logística Orgánica :


Comprende actividades que se definen a través de tareas y acciones:

Armamento y Munición :
El abastecimiento y el mantenimiento del armamento,
equipamiento e instrumentos de observación, dirección y control de
tiro, material de defensa química, biológica y nuclear, municiones,
explosivos, artefactos y artificios pirotécnicos de interés del Ejército.

Objetivos del Subsistema Logística Operacional :

Prever y proveer los medios en personal para las actividades


logísticas, material, servicios y construcciones en tiempo de guerra en
el Teatro de Operaciones, realizando todas las actividades logísticas
necesarias a las operaciones de la Fuerza Terrestre y en tiempo de
paz prepararse para tal fin.

Funciones de Logística Operacional :


Comprende actividades que se definen a continuación a través
de tareas y acciones :

Abastecimiento : Administración, determinación de necesidades,


obtención, almacenamiento y distribución de los abastecimientos
necesarios a la Fuerza Terrestre en operaciones.
Mantenimiento : Conservación, reparación y recuperación de
todo el material necesario a la Fuerza Terrestre en operaciones,
así como la evacuación del material fuera de servicio.

3
Op. Cit.

10
2.2 Operacional

Una operación es una acción militar para la ejecución de una


misión de naturaleza estratégica, táctica, administrativa o de
instrucción.
Un fusil es operacional cuando cumple las necesidades y
requerimientos funcionales para que un soldado ejecute dicha
acción.

2.3 Técnica

Aplicaciones y resultados prácticos de las ciencias y las artes.


Conjunto de procedimientos y recursos de que se sirve una
ciencia, arte, oficio o actividad .

2.4 El Calibre

No se sabe aún hoy el origen cierto del Término “Calibre”. Algunos lo


hacen derivar del vocabulario árabe “Kalib” o “Qualib”, del verbo
“Qualaba” que expresa la acción del modelar o moldear. Dado èsto se
supone que indica forma, molde o modelo. Por norma general, las
ánimas de los fusiles son cilíndricas y el diámetro puede ser medido
entre los campos (“grave diameter”) o a nivel de los mismos (“land
diameter”). Este es el producto más usado en las nomenclaturas para
las armas de cañón rayado. El guarismo indica, ya sea “land” o
“groove” diámetro.

En general, este diámetro es nombrado en la mayoría de los países


europeos en milímetros, mientras que en EE.UU. y Gran Bretaña
utilizan fracciones de pulgada (Centésimas o milésimas

11
respectivamente). En Uruguay se denomina al calibre acorde a la
designación de origen del arma.

La mayoría del armamento que ha tenido el Ejército Nacional es de


procedencia europea aunque después de la 2ª Guerra Mundial
recibimos material de origen norteamericano. En el caso de la
designación en milímetros, el término se compone; de un número
entero (7 mm. Mauser; 11 mm. Mauser, 9 mm. Steyr , etc.) o seguido
de una o dos cifras después de la coma (2,7 Colibrí, 6,5 mm. Mauser
Vergueiro; 7,5 mm. Shmidt-Rubin; 7,65 Parabellum; 7,62 Nagant; 7,92
Mauser, etc.).
También algunos calibres son nombrados por dos números; el
primero que indica el diámetro del proyectil y el segundo, separado
por el signo de “x “ el largo de la vaina (6,5 x 53; 6,5 x 58; 7 x 57;
7 x 65; 7,62 x 51; 8 x 48; 8 x 50). A continuación del número que
indica dicho calibre se nombra el arma que la utiliza (7 x 57 Mauser,
7,62 x 51 OTAN).4
Para la denominación en pulgadas , que se utiliza en EE.UU. y Gran
Bretaña, y generalmente no superan la pulgada, se utiliza un
guarismo precedido por un punto, omitiéndose el cero.
Se deduce entonces que el 0,50 (media pulgada) se expresa “.50”, lo
mismo con el . 30; . 38; . 320; . 303.- La costumbre ha hecho que en
las municiones comerciales se dejara de lado el punto (38, 357, 22,
etc.) mientras que en la terminología militar se acostumbra a
conservarlos. La medida puede ser expresada por dos cifras (. 32;
. 38; . 44; . 45; etc.) o tres (. 320; . 380; . 455; . 577; etc.).

Muchos fabricantes, igual que en Europa, para diferenciar


exactamente municiones de calibre idéntico, pero de balística y forma
diferentes nombran al “calibre” con un número y nombre (. 220 Swift;

4
En este caso una Organización Militar.

12
222 Rémington; . 22 Hornet; 22 Savage; etc.). En nuestro país, el
modismo ha llevado a que se pronuncie el punto en algunos calibres
“punto 30”; “punto 50”) y se deja de lado en otros (“Veintidós”,
Cuarenta y Cinco ,etc.).
También se designa el calibre por dos guarismos separados por un
guión o raya oblicua que nos indican varias posibilidades:

1- El primer número indica el diámetro de la Vaina en su base y el


segundo lo mismo pero en su cuello. Este segundo número es el
Calibre (. 577/450 Mantini-Henri, reglamentario en Inglaterra en 1870).
Algunos cartuchos de la serie Spencer usados en la Guerra Civil
americana se denominaban de esta manera (. 56–56; 56-52; . 56-50).
2- El primer número indica el calibre mientras que el segundo la
carga en grains de pólvora negra que admitía el cartucho original
(. 44-40; . 38-55; . 45-70).
3- El primer numero indica el Calibre mientras que el segundo el tipo
de arma que lo dispara y se usa generalmente en cartuchos
especiales o de alta velocidad ( . 38-44; . 32-44).
4- El segundo número en otros casos, generalmente en proyectiles
experimentales y comerciales puede indicar la velocidad inicial del
proyectil (. 250 / 3000 Savage; .22/4000 Edgley; . 22/4000
Krag-Davis).
5– En otros casos, el segundo o tercer número puede indicar el largo
de la vaina. A este número se le agrega la palabra “case” que
significa vaina, aunque no es riguroso (. 577/500 3 ½ case; 45 Sharps
3 ¼). Podemos encontrar aquí que un mismo proyectil puede tener
vainas de distinta longitud con diferentes cargas (. 577 Nitro Express
3” y .577 Nitro Express 2 ¾”; . 500 Nitro 3 ¼” y . 500 Nitro 3”).

6– También se puede encontrar un segundo número que indica el año


que fue creada o adoptada el arma o munición (30-03; 30-06). Esta
designación fue usada en EE.UU. cuando adopto en 1903 el calibre
13
.30 designado como 30 – 03 (Significa .30/modelo1903). En 1906 la
vaina es acortada en el cuello para adaptar el proyectil “Spitzer”,
dando origen al modelo usado durante muchos años conocido como.
30 – 06 ( Que significa . 30 / modelo 1906).

7– Otra forma de designar el calibre es por medio de tres guarismos


separados por guiones o barras diagonales, que indican el Calibre, la
carga de pólvora y el peso del proyectil (Estos dos últimos en grains).
Como ejemplo tenemos . 45–70 -300; . 45-90-500, etc.

Hoy en día este tipo de denominación se ha dejado de lado. También


esos tres guarismos pueden significar el diámetro de la vaina en la
cabeza, el diámetro en el cuello (El Calibre) y la longitud de la vaina
(.500/465 Nitro Express 3 ¼; .500/450 Express 3 ¼”). Estas
designaciones de tres figuras se utilizan mucho en calibres
experimentales, apartadas de todo tipo de regla y muchas veces muy
complejos. Debido a la gran variedad y tipos de municiones
existentes, y como la forma de nombrar el calibre no aseguraba su
correcta identificación, se ha recurrido por emplear diferentes
apelativos que señalan una o varias características de la Munición o
arma.
Como los ejemplos abundan y entrar a detallar en profundidad sobre
el tema sería algo engorroso y más específico para un coleccionista
de municiones, veremos a continuación algunos ejemplos de
proyectiles de uso militar:

Puede ser que se necesite especificar el tipo de arma (. 50


Machine Gun, . 30 Carbine, . 58 Musket, etc.)
Puede indicar la marca o sistema de la misma (8 mm
Manlicher Rifle, . 45 Automatic Colt Pistol, etc.)
Puede indicar la procedencia del arma o munición, o el uso
a que se destina (9 mm Austrian Infantry Revolver, 7. 7 mm
Japanese Arisaka, . 30 US Ball AN (“Ball” que significa
14
proyectil normal y “AN” significa Army and Navy, etc.)
El uso a que destina la munición (6 mm Lee Navy, . 30-06
Governament Model, . 56-52 Spencer Military Rifle, etc.).
A veces es necesario el tipo de ignición (12 mm Pin Fire o
Lefaucheaux, nombre del inventor del sistema).
Algunos determinan la forma, confección o constitución de
la vaina (. 577/450 Martini Henry Coiled o Solid, . 40-50
Sharps Paper Patched). El término “Coiled” que significa
arrollada se utilizaba antiguamente para formar la vaina de
proyectil, arrollando una lámina de latón que se fijaba a la
base de cobre. Posteriormente, esta misma vaina se moldeó
en una sola pieza, que para diferenciarla de la otra, se
denominó “Solid”. Como ambas versiones existieron
simultáneamente durante cierto tiempo, fue obligatorio la
aplicación de estos términos.
En cuanto al término “Paper Padched”, se utilizaba para
cartuchos que su proyectil se adaptaba al cuello de la vaina
mediante la envoltura de un papel lubricado.

Muchos serían los términos, formas o nombres que se podrían utilizar


para identificar un calibre, dependiendo de la época, país o fabricante.
Con la evolución del proyectil a lo largo de la historia, la mayoría de
estos términos o nombres han caído en desuso, manteniéndose hoy
en día la mayor variedad y complejidad para los de uso deportivo y
civil. Militarmente, la segunda Guerra Mundial marcó el esplendor en
cuanto a cantidad y variedad de armamento y calibres utilizados. La
mayoría de los países tenían su propio armamento y calibre. Una vez
culminada la misma, las nuevas alianzas y políticas económicas,
condujeron a los países a unificar criterios en cuanto al calibre,
empleándose en la actualidad, a diferencia de hace 50 años, unos
pocos calibres para uso universal.

15
2.5 La Vaina

La Vaina, tal como la conocemos en la actualidad alcanza su


desarrollo con el advenimiento del cartucho metálico. En principio,
consistían en simples estuches de papel, para la carga de pólvora,
facilitando así la carga de las armas. La envoltura incluyó mas tarde
al proyectil, idea atribuida a Gustavo Adolfo5 (hacia 1600)
confeccionándose esta con papel simple, más tarde lubricado 1600),
y telas.
El proyectil se fijaba al extremo anterior y se ligaba mediante un hilo o
cola cerrando así el extremo superior de la vaina. Luego, un surco en
la base del proyectil facilitó la ligadura, quedando éste al
descubierto en su parte superior. Las formas de las vainas eran
cilíndricas y se consumían en la ignición. Durante la transición,
algunos modelos estaban constituidos por vainas mixtas con cuerpo
de cartón o papel grueso y cabeza de bronce (. 50 Maynard brass &
paper; 7mm. Cane gun ), precursoras éstas del actual cartucho de
caza. A esta altura, la vaina no solo contenía la pólvora sino que
comienza a contener aunque de forma imperfecta los gases (. 577
Boxer – Zinder en 1864-65).
Desde 1836 en Europa los primeros intentos de una vaina totalmente
metálica fabricada en cobre o bronce fueron alcanzados por
Lefaucheaux6, con ignición incluida radial o pim-fire como se le
conoce. No tenía bordes ni surcos de extracción.

El vástago percutor oficiaba de fijador y servía para la extracción del


mismo. Mientras tanto, los cartuchos de papel y combustibles fueron
sustituidos por modelos de vainas mixtas (cartón y metal), dentro de

5
Gustavo Adolfo II(1594 – 1632) Rey de Suecia (1611 – 1632) Miembro de la Dinastía Vas, nieto de Gustavo I de Vasa.
Intervino en la guerra de los 30 años. Extendió sus fronteras a la costa de Dinamarca (1613), Rusia (1617) y Polonia
(1629).
6
Lefaucheaux: Casimiro (1802 – 1852). Armero francés inventor en 1835 del cartucho de espiga con vaina de cartón y
culote metálico, el que resolvió a satisfacción el problema de la retrocarga.

16
los cuales encontramos a Flobert, quien introdujo en 1845 su pequeño
cartucho precursor del . 22 rim-fire short.
Esta idea de Flobert fue muy aceptada en EE.UU. y Tyler Henry
desarrolló una serie de calibres mayores sistema rim-fire, llegando a
una pulgada para ametralladoras Gatlin. Al adoptarse militarmente
este sistema, Europa siguió el ejemplo, haciendo reglamentarios
varios cartuchos rim-fire (o de fuego anular).
En Europa, mediante la fusión de varias piezas aparecen las primeras
vainas totalmente metálicas, sustituyendo el cilindro de cartón por
latón delgado. Esta era construida arrollando una lámina de latón, de
forma trapecial, alrededor de su eje y colándola con materiales
adhesivos. La base del cilindro era fijada a la cabeza que se construía
en bronce o hierro. La cara interna se barnizaba para ocluirlas e
impermeabilizarlas y el proyectil se fijaba al cuello reduciéndola sobre
uno de los surcos o ranuras. Sin embargo éste tipo de vaina tuvo
poca aceptación en América, aunque durante la Guerra Civil
Norteamericana , y posteriormente fue fabricada en el Arsenal de
Frankford para algunos calibres (. 50 – 70 Rémington – Crispín). La
mayoría de éstas vainas eran cilíndricas y se les conoce como
“Coiled”. Con la aparición de las vainas metálicas de una sola pieza
se mejoró la ignición la cual trajo a su vez un perfeccionamiento de
las vainas, las que cilíndricas primero y cilindro cónicas después,
pasaron a fabricarse agolletadas.
Los nuevos sistemas de cierre adaptados a las armas, las nuevas
pólvoras sin humo y la necesidad de producción en masa traerían una
rápida evolución en las vainas. Según su forma podemos clasificarlas
en cilíndricas, cónicas y agolletadas. Con respecto a las cilíndricas,
estas vainas son por lo general adaptadas para armas de tiro único o
de repetición.

Los revólveres en su mayoría utilizan este cartucho.


Como ejemplo de Armas de repetición en nuestro país tenemos el .30
Carbine M-1 utilizado en la época de posguerra.
17
Las vainas cónicas, en su mayoría son del tipo rimmed y permiten la
eyección sin necesidad del dispositivo de extracción.

Dentro de estas se encuentran tres modelos:


a- Cono truncado con base menor en el cuello (Mas común).
b- Cono truncado con base mayor en el cuello (Modelos
antiguos).
c- Cilindro-Cónicas (la mitad o dos tercios de forma cilíndricas y el
resto cónica).

La Vaina agolletada, nace con la reducción de los calibres, logrando


de esta forma una gran capacidad y con un apoyo y fijación del
cartucho en la recámara. Con el advenimiento de las Pólvoras sin
humo este tipo de vainas se hizo norma, especialmente en las armas
largas. Esta forma de vaina se adapta tanto a los tipos rimmed o
rimless. En un principio, el agolletamiento se situaba apenas por
delante del medio del proyectil. Mas tarde la capacidad de la vaina
aumentó, aumentando la relación entre el cuerpo y el cuello.
Como la tendencia es reducir los calibres, por consiguiente, la vaina
se ha reducido. Ya en 1943 Alemania acortó sus vainas al adoptar el
cartucho 7.92 Kurz, versión reducida del 7.92 x 57. Luego la OTAN
adoptó el 7.62 x 51 y últimamente el 5.56 x 45.
También podemos clasificar a las vainas, según su base y si cuenta o
no con dispositivo para su extracción.

Existen diferentes tipos:


A. Sin reborde ni surco de extracción (Rimless & Groveless)
actualmente en desuso, su extracción era por acción de la fuerza de
los gases y su diseño cónico ( 5 mm Bergmann).

18
B. Con reborde y sin surco (Rimmed); con un pequeño reborde en
su base que da apoyo al cartucho y sirve para sustracción. Son
designados con una "R" en su nomenclatura y no sirven para los
automatismos. Todos los revólveres los emplean y las armas largas
de carga simple. Como ejemplo podemos nombrar un clásico entre
los cartuchos militares; el .303 British .
C. Sin reborde y con surco de extracción (Rimless); en este caso,
el reborde no sobrepasa el contorno de la cabeza. Por lo general, este
tipo de vainas son agolletadas, incluso en las armas cortas. La gran
mayoría de las pistolas semiautomáticas usan vainas Rimless al igual
que las armas largas.
D. Con reborde y surco de extracción (Semi–rimmed); aquí el
contorno de la base sí sobresale con respecto a la vaina y además
cuenta con un surco de extracción. Esta vaina suministra apoyo
posterior al cartucho, facilita la extracción y permite la carga en clips
de lámina. Dentro de ellas encontramos el 6.5 Daudeteau usado en
nuestro país (experimental).
E Con banda circular de refuerzo en la cabeza (Belted); no es
nada más ni nada menos que una “Rimless“ pero con una banda
circular reforzando la cabeza por encima del surco de extracción y se
utiliza para reforzar la vaina, por lo que es especial para cargas muy
fuertes (Cartuchos mágnum) de caza.

En cuanto a los materiales utilizados, antiguamente los metales más


frecuentes eran el hierro y cobre pero luego dejaron su lugar al bronce
y al latón. El tipo de aleación variaba según la época y el país.

En la actualidad, las vainas para municiones de armas ligeras (de


5.56 mm a 20 mm) son producidas en dos tipos de materiales: el latón
de calidad , aleación de Cobre (C) y Zinc (Zn) en 70 y 30 %
aproximadamente y el acero extrasuave protegido por un laqueado.
19
Este material debe presentar dos cualidades fundamentales:
1. Debe ser plástico (maleable) para adaptarse a la fabricación por
embutición, estirado y estampado.
2. Obtener un límite elástico y una resistencia (R) superior a los 50
Kg/mm2. Los latones no deben exceder el 35% de Zn y el Acero
extradulce el 0,1 % de C para no perder estas cualidades.

Algunas diferencias entre las vainas de latón y acero son:

la fabricación de la vaina de acero es más costosa


el desgaste de las herramientas en este tipo de vainas es
superior debido a la mayor dureza del material.
Una vaina de acero cuesta la cuarta parte aproximadamente
que una de latón.
La vaina de acero se dilata la mitad que la de latón.
Finalmente la vaina de acero se oxida y corroe fácilmente
siendo su conservación más difícil.

Por consiguiente, para calibres pequeños, se prefiere el latón por la


mayor facilidad de procesado y la menor influencia del peso del
material en estos calibres.

Se denomina latón militar a los de primera categoría (extrapuros), que


permiten soportar a las vainas las elevadas solicitaciones a que son
sometidas durante el proceso de fabricación y el fenómeno del
disparo.

A modo de ejemplo; las aleaciones mas usadas de latón son:


En Francia, 67% C y 33 % Zn con una “R” de 32 Kg. / mm 2 .
En Alemania, España y EE.UU., 72/28 con una “R” de 31 Kg/mm2.

20
Debido a necesidades económicas, muchas vainas que no son
sometidas a grandes presiones, se fabrican en materiales más
baratos y de fácil accesibilidad como el aluminio y los plásticos. Cada
día se emplean màs en los cartuchos de ejercicios, de fogueo y
sobretodo en cartuchos de tiro reducido.

2.6 La Ignición

En cuanto a los sistemas de Ignición propiamente dichos, en un


principio , el cebo era un elemento aislado, pero dadas las ventajas de
èstos, se los anexó, convirtiéndolos en una sola pieza .
En 1836, aparece el sistema creado por Lefaucheaux, donde el cebo
alojado en una cápsula y dentro de la vaina era detonado por un
vástago que sobresalía de la vaina (Pin-fire o ignición radial).
El sistema Lefaucheaux tuvo gran éxito y aún en nuestros días se
fabrica (sobretodo en Europa) para cartuchos de caza.
Muchos sistemas de Ignición “efímeros“, alojaban el cebo en
plegamientos de la vaina, laterales o terminales (Lip-fire, Teat-fire,
Crispín, etc.).
El plegado circular de la base de la vaina, dio origen al sistema ”de
fuego anular“ (rim-fire) aplicado primero a pequeños calibres, luego a
grandes (usados en la 1era. Guerra Mundial) y en la actualidad se
utiliza para cartuchos deportivos de pequeños calibres como .22 o el
6mm y algunos .32 y 9 mm (Tiro de Salón).
Recién entre 1860 y 1870, se desarrolló la ignición central. Entre los
pioneros encontramos al Coronel Bóxer7 (Inglaterra) y al General
Berdan8 (EE.UU.).
Este sistema de ignición esta dado por una cápsula que inicia el fuego
de la carga propulsora (pólvora) a través de los conductos oídos o

7
Coronel del Ejército Británico en el siglo XIX. Inventor de la cápsula fulminante que lleva su nombre, la cual es la más
utilizada en loe EE.UU. de Norteamérica.
8
Berdan, Hiran Coronel del ejército Yanqui que diseño (1868) la cápsula fulminante que lleva su nombre y se
caracteriza por carecer de yunque, ya que este forma parte de la propia vaina. Es el tipo de iniciador para munición de
fuego central más popular fuera de los EE.UU. de Norteamérica.

21
conductos de comunicación de fuego. La cápsula utilizada en las
municiones ligeras funcionan siempre por percusión entre el elemento
punzante del arma (percutor) por un lado y el de la vaina (yunque) o
de la propia cápsula (en el caso de las cápsulas Boxer).

El fulminante Bóxer se ubicaba en un bolsillo independiente de la


vaina y encastrado en una ventana ubicada en el culote. Luego, este
bolsillo se unió a la base de la vaina, y cuando ésta fue sólida, fue
tallado en su espesor.
Lo importante del fulminante es que el yunque es solidario de la
cápsula fulminante. En el fondo del bolsillo se apoya el yunque y
posee un orificio central para el paso de la llama, y por el cual, con un
punzón se puede presionar el fulminante detonado y retirarlo. La
recarga es posible y fácil. Aunque de origen europeo, este tipo de
fulminante fue adoptado en los EE.UU. para las municiones
comerciales y militares.
Mientras tanto, en EE.UU., el General Berdan entre 1866 y 1870
desarrolla otro fulminante. Adoptado por este país inicialmente y
cambiado luego por el Bóxer, se popularizó en Europa donde se
utiliza para uso civil y militar. Dos orificios laterales al yunque dan
paso a la llama, aunque existieron modelos de cuatro orificios.
El rasgo típico de éste modelo es que el yunque es parte de la vaina y
el fulminante debe ser extraído sin él. La extracción de este tipo de
fulminantes es compleja y requiere herramientas especiales. También
se lo puede extraer con una fuerte presión hidráulica ejercida dentro
de la vaina, previa ubicación de la misma en una recámara para evitar
su deformación. Una vez extraído el fulminante quemado, la
reposición es fácil.

Las ventajas de uno u otro tipo de cápsula son:

La construcción de la vaina a emplear con la cápsula Boxer es


mucho más sencilla.
22
Por el contrario, la fabricación de la cápsula Boxer es mas
complicada al tener que fabricarse el yunque y colocarlo en
la cápsula.
La cápsula Berdan comunica mejor el fuego a la carga al
disponer la vaina de dos orificios.
La cápsula Berdan puede disponer de mayor capacidad de
carga explosiva, pudiendo ser más potente.
Para su almacenaje, las cápsulas Boxer disponen del yunque
sobre la carga iniciadora, por lo que están más protegidos.
Finalmente, las cápsulas Boxer admiten la recarga de las
vainas en el caso que se quieran recuperar.

La ignición debe ser completa y proporcionar una buena llama, de


manera de asegurar una perfecta combustión y presiones adecuadas.
Si la llama no es buena, no habrá una combustión de la pólvora
completa o esta será lenta, lo que hace que el proyectil pierda parte
de su velocidad inicial y por consiguiente precisión.

Cabe recordar, que la deflagración del fulminante no es nada


despreciable. La fuerza de los gases y temperaturas alcanzadas es
capaz de dilatar una vaina y en algunos casos, de romper la inercia
de algunos proyectiles, o que al detonar, el fulminante sea rechazado
hacia atrás, quedando a veces parcialmente expulsado de su
alojamiento.
El gran problema que presentaban, hasta hace pocos años atrás los
fulminantes, era su acción corrosiva sobre el anima del arma y el tubo
del cañón. Los fulminantes mercúricos favorecen la oxidación y
erosión del metal a las 24 horas de haber sido detonados.

Si se deja 48 horas la superficie del cañón con estos residuos, el daño


sobre la superficie metálica será irreparable.
Los fulminantes mercúricos fueron abandonados cerca de 1900
dando paso a las mezclas no mercúricas pero igualmente corrosivas.
23
Las nuevas mezclas a base de Clorato de potasio y sulfuro de
antimonio al detonar, al igual que las mezclas con fulminato
mercúrico, dan lugar a la formación de Cloruro de potasio, sal muy
higroscópica, capaz de absorber agua y favorecer la oxidación.
En los EE.UU. recién en 1950 se adoptó en las municiones militares
fulminantes no corrosivos. Sin embargo, esto no nos da la seguridad
de que todas las municiones posteriores a esa fecha tengan
fulminantes no corrosivos, debido a que en nuestro país existen
muchos proyectiles de uso militar posteriores a esa fecha con
fulminantes corrosivos.

En la actualidad, la mezcla más utilizada es la N°5, denominada


Tetrinox y que reúne las siguientes ventajas:

elevada potencia.
adecuada sensibilidad.
no erosiva.
no toxica.
compatibilidad con los metales de la cápsula.
alta estabilidad.
pequeña influencia de la humedad en la sensibilidad.

Y se descompone de la siguiente manera:

Trinitro resorcinato de plomo 35/40 % Expl. sensible al calor.


Tetraceno 0,5/2 % Expl. Sensible a fricción
Nitrato de Bario 35/42 % Oxidante
Bióxido de plomo 7/12 % Oxidante y peso específico
Trisulfuro de antimonio 0/5 % Alargador de llama
Siliciuro cálcico 0/12 % potenciador llama,
reductor, y sensibilizador.
Vidrio molido 0/3 % sensibilizador

24
2.7 La Pòlvora

Las pólvoras, cuya misión es producir una reacción química en tiempo


corto con generación de gases a alta temperatura proveyéndose parte
de la energía para cedérsela al proyectil, son quizás el componente
del cartucho a quien màs se le exige.
La historia sobre el descubrimiento de la pólvora, su evolución, su
empleo y trabajos realizados sobre ellas son pocos conocidos.
Conocida por los Griegos y Chinos en el año 400 A.C., recién se
conoce su empleo como propulsor en el sitio de niebla en 1262 y su
uso masivo por la Artillería Inglesa en la Batalla de Crecy en 1346.
La pólvora descubierta, posteriormente conocida como la Pólvora
Negra, debe su nombre al estado del polvo o sustancia pulverulenta
que al mezclarse adoptaba un aspecto de polvo negro.

Inicialmente, su mezcla era variada e imperfecta, no existiendo el


granulado. En 1338, Francia empleaba la siguiente fórmula: Nitro
50%, Azufre 25% y carbón 25% y en 1350 Inglaterra empleaba: 66,6
de Nitro, 22,3 de Carbón y 11,1 de Azufre.
Alrededor de 1870, debido a su evolución en el correr de los años, las
pólvoras se aproximaban al 75% de Nitro, 15% de carbón y 10% de
Azufre.
La masa de gases que actúa como propulsora, está formada por el
nitrógeno y el anhídrido carbónico.

El sulfuro de potasio constituye el residuo que por la temperatura


producida, forma el humo. A menor residuo, mayor aprovechamiento
de la pólvora. Esta teoría, alcanza su mayor efectividad con las
pólvoras nitradas, después del descubrimiento de la Nitrocelulosa y
Nitroglicerina en 1846 (se los conoce como pólvoras sin humo).

25
La pólvora negra, que fue la única utilizada hasta 1885, se vio
desplazada por la pólvora de nitrocelulosa que:

a) ardía por capas paralelas.


b) tenía la temperatura de combustión próxima.
c) tenía potencial calorífico.

De acuerdo a su composición se divide en:

a) Pólvoras de base simple (Nitrocelulosa)


b) Pólvoras de base doble (Nitrocelulosa y Nitroglicerina)
c) Pólvoras de base triple

La pólvora, elemento propulsor de un disparo, es quizás el elemento


menos conocido de un cartucho. Cada vez que se le exige a un
cartucho prestaciones más severas no hacemos otra cosa que exigirle
a la pólvora. El problema del polvorista es que debe disponer de una
pólvora en la cantidad necesaria que pueda alojarse en un volumen
reducido (vaina) capaz de comunicar a una bala, de peso
determinado, una velocidad no que sin la presión en la recàmara
sobrepase un determinado valor.
La pólvora que hoy trata de abrir toda la gama de necesidades de las
municiones de armas ligeras se denomina esferoidal.
La pólvora esferoidal tiene su origen en la década del 60, como un
método para mejorar la estabilidad química de la nitrocelulosa y
recuperar gran cantidad de pólvora de base simple extraídas,
parcialmente degradadas.
Este proceso fue un éxito debido a las propiedades de esta pólvora y
al ahorro potencial que significaban la recuperación de aquellas
pólvoras degradadas o vencidas. La gran aceptación que la pólvora
esferoidal ha tenido en todo el mundo se debe tanto a las
características específicas de la misma, como a las ventajas de su

26
proceso de fabricación (mayor seguridad, menos mano de obra, gran
flexibilidad, poca maquinaria específica, etc.)

Como características más importantes podemos destacar:

a) Gran estabilidad: el proceso en sí, es un modo de estabilizar


las nitrocelulosas lo que permite usar como materia prima
pólvora vieja o nitrocelulosa poco estable.
b) Gran densidad gravimétrica: lo que la hace insustituible para
armas de pequeño calibre.
c) Poca erosividad: la erosividad es mucho menor con respecto a
las otras pólvoras.

Cabe prever en un futuro próximo una reducción en las pólvoras, ya


que las armas futuras exigirán mayores velocidades y un buen
compartimiento mecánico a presiones mas elevadas.
En el caso de la pólvora esferoidal se prosiguen los estudios en
cuanto a nuevas aplicaciones, como sería la aglomeración para la
realización de munición sin vainas o en vainas combustibles.

27
2.8 Los Proyectiles

De forma y tamaño diferente, los proyectiles fueron empleados mucho


antes de la aparición de la pólvora.
Incapaces de competir en precisión y eficacia con el arco y ballesta si
su peso era reducido, en cambio eran muy efectivos en grandes
dimensiones.
Con la aparición de la pólvora, recién surge la idea de un arma
individual capaz de lanzar un pequeño proyectil impulsado por ésta.
Al comienzo èstos fueron esféricos, con un diámetro igual o poco
inferior al del cañón del arma y con una balística totalmente irregular y
variable entre un tiro y otro.

Con la aparición de los primeros sistemas a dos rayas, la carga del


proyectil se hizo mas laboriosa debido a que estas venían provistas
de dos tetones opuestos que debían entrar en cada una de las
estrías.

En 1826, Delvigne9 tubo la idea de reformar el proyectil esférico,


atacándolo con una baqueta.
Al ser esta deformación irregular se le acentò en su base un taco de
madera, que luego sería fundido con el proyectil, naciendo así el
proyectil cilindro-cónico.
A mediados del siglo XIV en Nuremberg el armero Augusto Cotter
crea el rayado helicoidal, utilizándose desde entonces el proyectil
cilindro-cónico.

En 1850 aparece el proyectil de base expansiva de Minie el cual logró


una buena popularidad.

9
Delvigne, Gustave Henry, Oficial de la guardia Real Francesa, famosos por sus inventos en el campo de las Armas de
fuego.

28
El mismo tenía una cavidad cuneiforme basal, en la cual se alojaba un
dedal o sombrerillo de hierro, cuyo extremo anterior no alcanzaba el
fondo de la cavidad. De esta manera al producirse el disparo, el
sombrerillo se introducía en la cavidad del proyectil, favoreciendo de
esta manera la toma del rayado.
De ahí en más, se suscitaron diferentes modelos ensayados y
adaptados por diversos países en distintos años.
Con la aparición de la retrocarga, estos modelos quedaron obsoletos,
permitiendo este sistema la toma del rayado con sólo fabricar el
proyectil de un diámetro ligeramente superior al del ánima del fusil.
En cuanto a los materiales, desde sus comienzos demostró el plomo
puro no ser apto para los proyectiles debido a que es demasiado
blando.

El material no resiste la torsión impuesta por el rayado,


desgarrándose con facilidad, sufriendo alteraciones en su forma y
equilibrio. Por otro lado, el material desprendido en el impulso queda
depositado en el rayado, reduciendo su profundidad (emplomado del
cañón).
El empleo de materiales más duros tuvo también sus inconvenientes.
Con ellos se hacía mas intenso el desgaste del tubo acortándole su
vida útil.

El cobre fue utilizado por Francia para la “bala D” adoptada en 1888


luego de varios experimentos en el cartucho M- 1886.
Durante la 1ª Guerra Mundial la “bala D” se construyó en bronce
sólido, comprobándose que depositaba restos de cobre, al parecer
por un efecto electrolítico.
Nuevamente se recurrió al plomo, agregándosele estaño en
proporciones variables, sin sobrepasar el 11%, ya que cantidades
mayores provocaban la cristalización del metal. De esta forma se
logró aumentar su consistencia.

29
Para fusiles a pólvora sin humo en general se utilizaron tres
relaciones:
Plomo 15 x 1 de estaño
Plomo 10 x1 de estaño
Plomo 90 x5 de estaño x5 Antimonio

Con el aumento de la velocidad, sobrevino la reducción del calibre,


para lo cual fue necesario incrementar la dureza y resistencia de los
proyectiles.
En 1886 Francia fue el primer país en adoptar proyectiles recubiertos
o encamisados. Esta idea se venia gestionando desde 1870-1880 por
parte de los Mayores Bodi y Rubin de Suiza.

También España trabajó en este tipo de municiones en 1882-1883 y


EE.UU. utilizó este sistema en 1901 con sus proyectiles 30/40 Krag
de Winchester recubiertos en acero.

El núcleo permaneció igual, mientras que la camisa se componía de:

Acero: Recubierto por cobre o Cuproníquel


Latón: 73 % de Bronce y 17 Zinc
Maillechart: 80 % Níquel y 20 % de Cobre
Estaño: En desuso desde 1935
Cobre: Poco empleado
Filding Metal: 90 % cobre y 10 % Zinc o 93/7
Cuproníquel: 60 a 87 % Cobre y 40 a 13 % Níquel

En los proyectiles sólidos, la camisa es homogénea y reviste la punta


y cuerpo, dejando desnuda la base. Estos proyectiles sólidos, sufren
en general poca deformación al atravesar los tejidos.

30
Debido a su solidez y poca resistencia por parte de los tejidos, éstos
no trasmiten toda su energía al cuerpo humano, siendo sus trayectos
limpios y perforantes. De ahí su adopción para uso militar y su
apelativo paradójico de “Balas humanitarias”.

En nuestro país, los proyectiles militares usados en esa época fueron


los siguientes:
1- Ojival (Round nosed) en calibre 7mm en uso hasta la 1ª Guerra
Mundial simultáneamente con el de punta aguda.
Munición Rémington marcada UMC 7mm.
Munición Belga marcada FN 1896 .
2- Spitzer (Aguda)
Munición Germana (marcada DWM-K)
Munición Germana (marcada DWM 1936)
Munición Checa (marcada Z 1937)

El encamisado se hizo obligatorio para todo proyectil militar,


extendiéndose durante la segunda Guerra Mundial hasta los
revólveres.

Muchos han sido los materiales empleados según la época y


propósito del proyectil.
A modo de ejemplo nombremos algunos empleados en proyectiles de
uso militar, como la madera, utilizada para cartuchos de ejercicios
desprovistos de cargas (6.5 x 52.5 mm Parravicino Carcano da
essercitazione”, 7x57 Mauser DWM), o en cartuchos “Blank” para
instrucción con armas automáticas (sólidos y huecos) reproduciendo
la forma real del mismo (6,5 x 52,5 mm Carcano “da salve”, 7,35 x 51
“Blank” Italiano, 7,92 x 94 “Panzerbusche”, etc..)

31
También algunos cartuchos “Shot” contenían su carga de perdigones
en un proyectil hueco de madera (50 Remington “Navy Pistol”)
Proyectiles de papel han sido empleados en cartuchos de fogueo
“Blank” como el 7.7 x 58 Arisaka Japonés y 30-03 USA.

Se ha empleado plástico en cartuchos de supervivencia como en la


munición 45 de FM Argentina que mantiene los perdigones dentro de
la vaina mediante una cápsula de plástico transparente.
En cartuchos de fogueo e instrucción 5.56 y 7.62.
Además, últimamente se están empleando en municiones de
entrenamiento (tiro reducido) para calibres 5.56 y 7.62. Estas
municiones se emplean para realizar tiro a distancias reducidas ,
pudiéndose realizar el mismo en cualquier lugar con condiciones de
seguridad mínimas porque pasada esa distancia (50 a 100 Mts.) el
proyectil perderá toda su velocidad.
Con estos proyectiles se tiene un ahorro importante desde el punto de
vista logístico como el transporte del personal a un polígono, desgaste
de las ànimas del fusil y su costo económico.

2.9 El Fusil de Asalto

Una vez culminada la Primera Guerra Mundial, los Ejércitos


comenzaron a replantearse el papel del fusil durante los combates.
El arma dominante era la ametralladora, y frente a ella teníamos un
fusil excesivamente grande, muy potente y con poca capacidad de
fuego y maniobra en un combate donde ambos contendientes
estaban atrincherados frente a frente y a pocos metros de distancia.
Se comienza a pensar en un fusil más liviano y con un cartucho más
potente, que pudiera realizar fuego automático igual que el sub-fusil o
la ametralladora y tuviera un alcance eficaz cerca de los 400 metros.
En el período entre las dos guerras ésta idea no germinó y los países
hicieron grandes inversiones en armas y municiones.

32
El tratado de Versalles había generado en Europa y el resto del
mundo , una paz duradera, en la cual no había razones para
investigar sobre nuevas armas.
En América, los EE.UU. con una mentalidad conservadora,
encaminaban sus proyectos en armamento ligero hacia la
consolidación de su fusil Semi-automático “Garand“ que disparaba el
cartucho calibre .30-06.
En 1938 el Estado Mayor Alemán comenzó a desarrollar un estudio
de un arma que supusiera un cambio radical en el Armamento del
fusilero granadero, base de su Ejército. Al mismo tiempo se fijaron las
especificaciones para un nuevo cartucho de menor potencia, y que
sirviera para el tiro automático, base de partida del nuevo fusil.
El estudio y análisis de las tácticas empleadas por su Ejército durante
los primeros meses de la 2da. Guerra Mundial confirmaban la
necesidad de dichos cambios.
La mayoría de los combates entre fuerzas de infantería eran a menos
de 400 Mts., aunque eficazmente el fusil reglamentario alcanzaba los
1000 Mts., y a esa distancia no era necesario un proyectil tan potente
como los que se usaban (6,5; 7 x 57; 7,92 u 8 x 57; 7,5; etc.).
La “Britzkrieg” o “Guerra Relámpago” como se la llamaba, exigía al
armamento una capacidad de fuego automático y un grado de
autonomía mayor al existente.
En la fabrica alemana de Polte, aparece un cartucho que permitía el
tiro en ráfagas con un retroceso considerable. Nace de la reducción
del 7,92 x 57 al 7,92 x 33 por el cual se le denominaría “ Kurtz”
(Kurzpatrone, cartucho corto).
Una vez superado el problema de la munición, aparece en 1942 el
primer fusil de Asalto, bautizado como MKb-42 (Maschinen Karabiner)
existiendo dos modelos: MKb 42 H fabricado por Haenel y MKb 42-W
fabricado por Walther. Las dos armas funcionaban por tomas de
gases y tenían un cargador de 30 municiones.

33
Su inventor fue Hugo Smeisser y las primeras muestras entraron en
combate con una Unidad de Infantería conocida como Kampfgruppe
Scherer que quedó aislada en el frente Ruso y se lanzaron en
paracaídas cierto número de estas armas y la Unidad pudo abrirse
paso y regresar a las filas propias . Este y otros combates posteriores
darían cierta ventaja al prototipo de la empresa Haenel y con algunas
modificaciones se lanzó la producción en masa.
También la Rheinmetall desarrolló un fusil de Paracaidista
denominado FG-42 (de 1942) utilizado en el Gran Sasso en
Setiembre de 1942 por Paracaidistas Alemanes para liberar a
Mussolini.
En 1943 el MKb-42 cambia su nombre por MP 43 y MP 44 (Maschine
Pistol) y poco después, en 1944, por el de “Sturmgewehr” cuya
traducción se aproxima a “Fusil de Asalto”. Se fabricaron unos
300.000 y fueron muy prácticos y utilizables en combate.
Esta serie de armas fue dotada de un conjunto de complementos
como, aparatos de puntería ópticos, bocachas lanzagranadas,
prolongador de cañón con forma curva para efectuar disparos desde
un vehículo o parapetado.

2.10 El Fusil de Asalto de Posguerra

Una vez finalizada la 2ª Guerra Mundial el concepto de fusil de asalto


ya sonaba fuerte en todo el mundo. Los Estados Mayores Europeos
comenzaron a desarrollar estudios y proyectos en base a los modelos
de fusiles alemanes.
En 1948, el Ingeniero Saive, de la Fabrique Nationale d’ Armes de
Guerre (hoy conocida como Fabrique Nationale Herstal S.A.) en
Bélgica, desarrolla un fusil con el calibre desarrollado por los
Alemanes (7.92 x 33 Kurtz) denominado FAL (Fusil Automatique
Legere) accionado por toma de gases, y al año siguiente viendo las

34
necesidades del bloque defensivo occidental (OTAN) lo readecua al
próximo calibre a ser adoptado por la OTAN, el 7.62 x 51 NATO.

En 1949 fue adoptado por Bélgica e Inglaterra (rebautizado como


L1A1). En la década del 70 más de 75 países lo utilizaban. En 1949
es fundado en España el Centro de Estudios Técnicos de Materiales
Especiales (CETME) con el apoyo de ingenieros alemanes que
habían desarrollado las armas germanas. En 1950, CETME inicia los
estudios para sustituir el viejo Mauser M-41 del Ejército Español,
surgiendo el CETME M-2 accionado por retroceso de masas con
aserrojamiento semirrígido, al igual que la ametralladora MG-42, lo
que llamó la atención, ya que el sistema imperante era el de toma
directa de gases.
El cartucho utilizado era el 7.92 CETME, pero tras la adopción del
7.62 x 51 por parte de la OTAN, se desarrollan dos modelos nuevos;
el A y el B. En 1956 se inicia la fabricación de estos modelos llegando
a un tercero (Modelo C) que entró en servicio en 1964. Un tercer
modelo de fusil de asalto se presenta en el plano internacional. La
fábrica Heckler und koch (HK) de Alemania, presenta el G-3
desarrollando los estudios realizados en España por CETME.
La empresa Alemana utiliza aquí metal estampado y material
plástico.
Mientras Europa desarrollaba sus nuevos fusiles, EE.UU., más
conservador que sus aliados, piensa que el cartucho del nuevo fusil
debía ser similar al .30-06 Springfield, ya que éste inspiraba confianza
y seguridad a sus soldados. Se desarrolló un fusil muy similar y mas
chico (a escala) que el Garand M-1 denominado M-14, el cual
disparaba el nuevo cartucho de la OTAN (denominado .308 en USA)
con un cargador y la posibilidad de hacer tiro automático.

Por otra parte, los países del Pacto de Varsovia, hacen uso extensivo
del fusil mas famoso de la historia de los países socialistas: el
Kalashnikov AK-47 (Automát Kalashnikov, de 1947).
35
Es probable que el Ejército Ruso consiguiera hacerse de algunos
fusiles con municiones o prototipos de los alemanes, ya que en 1943
comenzaron a fabricar un prototipo de cartucho recortado.
Paralelamente a la guerra, un Sub-Oficial de Blindados, Mikhail
Timofeevitch Kalashnikov, mientras se recuperaba de sus heridas
recibidas en la batalla de Brausk, se inicia en el diseño de armas. Sus
primeros diseños no prosperaron, pero en 1946 desarrolla un Fusil de
Asalto experimental en calibre 7.62 x 41 (AK–46), llegando así en
1947 al modelo AK–47 con un nuevo proyectil, 7.62 x 39, y en 1954
todo el Ejército Rojo estaba equipado con este nuevo fusil. En 1953,
la OTAN se plantea el problema logístico de adoptar un calibre
reglamentario para todos sus miembros.
Con esto se pretende superar los diferentes calibres utilizados en la
Segunda Guerra Mundial (.30-06 USA, .303 British, 7.92 x 57 Alemán,
7.5 x54 Francés, 6.5 x 51 Italiano, 6.5 x 54 Griego, etc.). El peso
económico y político de EE.UU. se impone ante sus pares, no
aceptando renunciar a los proyectiles de gran masa y poder de
detención como el .30-06(7.62 x 63)utilizado por sus soldados.
De esta forma, se introduce un cartucho de características y balística
similar al ya existente en EE.UU. y que surge de acortar la vaina,
aprovechando así los remanentes sobrantes de la guerra. La nueva
munición sería 7.62 x 51 NATO (OTAN) y se adopta oficialmente el 15
de diciembre de 1953.

2.11 La Reducción de los Calibres

Aunque la OTAN en 1953 adopta el nuevo calibre, el 7.62 x 51, la


mayoría de los Estados Mayores de los países miembros, no estaban
de acuerdo con esto. El nuevo calibre exigía un arma fuerte y pesada,
capaz de asimilar el retroceso en el momento del disparo. Inglaterra
supo ver este inconveniente y su versión del FAL (L1A1) era semi-
automático (tiro a tiro).

36
Por otro lado sus enemigos del Pacto de Varsovia disponían de un
fusil y proyectil más liviano (AK 47).
Sin embargo, EE.UU., quien se había impuesto ante sus pares de
Europa con el cartucho 7.62 x 51 (Modelo T-65) y antes que su
Ejército hubiera puesto en servicio las nuevas armas, convoca en
1957 a un concurso para el fusil ligero (LWR: Light Weight Rifle) con
un pliego de condiciones que fue mantenido en secreto que implicaba
emplear un cartucho nuevo, de menor calibre, mayor velocidad inicial
y, lógicamente, más liviano, admitiendo así el Ejército, después de la
experiencia de la Guerra de Corea que el 7.62 x 51 era una
equivocación para armas ligeras.
Desde los primeros combates en el sudeste Asiático, los soldados
norteamericanos, armados con el M-14, calibre.30 (.308 = 7.62x51) se
sentían en inferioridad de condiciones ante los vietnamitas del Norte y
guerrillas del Vietcong que poseían el AK–47, arma superior en
ligereza, potencia de fuego y rapidez de tiro.
Tras el fallo de la comisión encargada del concurso del LWR, cuyo
vencedor fue el Armalite 15 (denominado M-16 por la Fuerza Aérea) y
su proyectil 5.56 x 45, dicho modelo entró en servicio en Vietnam en
1965.
El inconveniente que presentaba este nuevo calibre era que
disparando se encasquillaba antes que el 7.62, pero los técnicos
estimaron que las ventajas superaban a los inconvenientes.
En 1966 se perfeccionó y pasó a ser fabricado por Colt llamándose su
modelo M–16A1 siendo el primer fusil de asalto de la segunda
generación.

A partir de aquí, los países europeos, que estaban desconformes con


la adopción del calibre 7.62 x 51 impuesto por los EE.UU. y viendo
como éste adoptaba unilateralmente y empleaba un calibre nuevo
(5.56 mm) en Vietnam, se sintieron libres de esa dependencia y se
lanzaron a desarrollar la nueva munición y su armamento.

37
La gran cantidad de armas y municiones existentes retrasarían los
nuevos proyectos. Los países europeos no se podían dar el lujo de
desechar su armamento y por ello se acordó que recién en 1977
comenzarían las pruebas-concursos para determinar un nuevo
cartucho (como base de partida) y el fusil que lo disparase.
Finalmente en 1980 y debido a que algunos países no habían
agotado su stock de municiones 7.62 mm, se adopta oficialmente un
segundo calibre reglamentario en la OTAN.
Este es el 5.56x45 de FNH denominado SS–109, el cual supera
ampliamente el rendimiento balístico del proyectil norteamericano del
mismo calibre M–193 ,lo cual se analizara en el capítulo V.
Cabe destacar, que durante los años sesenta se emprendieron en
muchos países, trabajos destinados a sustituir el calibre 7.62x51
NATO. Entre ellos encontramos al 4.85 Radway Green británico, el
.17 Rem-FA USA, 4.6 HK Alemán, 4mm Cetme español, sin llegar
ninguno a prosperar.
Es así que el calibre 5.56 se ha impuesto en todo el mundo con
muchas variantes y versiones.
Tras la adopción por parte de la OTAN de este calibre en su proyectil
SS–109(de FN Herstal, Bélgica) y el fabricado por los Estados Unidos
para el fusil M–16A1 denominado M–193, constituyen los dos grandes
grupos de proyectiles usados en la actualidad dentro de este calibre.

Con respecto a los nuevos fusiles desarrollados en este calibre, así


como las especificaciones técnicas de los mismos y sus municiones,
se explicitarán con más precisión en los capítulos siguientes.

38
CAPITULO III : EL F.A.L. FUSIL AUTOMATICO
LIGERO

3.1 Antecedentes

En la Fabrique Nationale de Herstal ( Bélgica ), ya durante la 2ª mitad


de los años treinta, el proyectista Dieudonné Saive conocido por
haber completado y perfeccionado un proyecto de John M. Browning
que llevó a crear la mítica pistola semiautomática HP 35, comenzó a
concebir un fusil semiautomático de recuperación a gas, construyendo
un sistema similar al mecanismo del rifle semiautomático soviético
Tokarev.
La invasión de Bélgica por parte de las fuerzas alemanas hizo que
Saive y todo su equipo se trasladaran a Gran Bretaña. Allí, en el
Small Arms Group de Cheshunt y el Arsenal de Enfield, se
prosiguieron los trabajos de experimentación que condujeron a la
realización del SAFN : un fusil semiautomático de forma tradicional
dotado de cargador fijo con capacidad para diez cartuchos, obturador
de tipo oscilante y pistón para los gases, el cual se deslizaba por
encima del cañón. Posteriormente recibe la denominación de FN FAL
(Fusil Automatique Legere: Fusil Automático Liviano) que su versión
original utilizaba el cartucho Alemán 7.92mm Kurz y sirvió de base a
la realización de lo que en un futuro se convertiría en uno de los
fusiles de calibre 7,62 NATO más difundido del mundo, el FAL. La
primera versión del fusil semiautomático calibre 7,92x33 creada por
Saive recibió en 1946, un pedido por parte del ejército británico de
12.000 unidades, pero no fructificó. Mientras, Saive se trasladó a
Bélgica, donde comenzó a estudiar un fusil que estuviera en
condiciones de competir con el Sturmgewehr 44 alemán. En 1948, en
el polígono de Zutendael, los primeros prototipos comenzaron a ser
sometidos a duras pruebas.

39
En 1952 Saive y Ernest Vervier lo rediseñaron para utilizar el cartucho
7.62mm NATO (OTAN),después de probar varios tipos de munición,
entre los que estaban el 7.92 x 33 mm Alemán y el .280 Británico y el
7.62 x 51 mm OTAN, pero optaron por este último más por presión
estadounidense que por considerarle el calibre ideal para un fusil con
posibilidad de disparar en ráfagas. Su cartucho es justamente uno de
sus puntos fuertes, pues se le considera potente y muy confiable, con
buen alcance y poder de parada, aunque más adecuado a un arma
semi-automática que a un verdadero fusil de asalto.

En 1953, los ingleses decidieron adoptar como arma de ordenanza el


nuevo fusil de asalto, en una versión capaz de disparar sólo en tiro
semiautomático, denominado Rifle L1A1, producido inicialmente en
Bélgica y a partir de 1958, por la BSA y el arsenal de Enfield en Gran
Bretaña.
Fue adoptado por muchos países en el mundo, aproximadamente 90,
y también se fabricó en algunos de ellos como Australia (Small Arms
Factory), Austria (Steyr Daimler Puch AG), Argentina (Fabrica Militar
de Armas Portátiles Domingo Mathéu), Brasil (IMBEL), Canadá, Gran
Bretaña (Royal Small Arms Factory, Enfield), India, Israel, Sudáfrica y
la propia Bélgica, por supuesto. Fue estudiado por el ejército de los
EE.UU. para su posible adopción ; se fabricaron FAL
estadounidenses para las pruebas (unos 500 T-48), y pudo haber sido
el fusil standard de la OTAN, pero los Norteamericanos prefirieron su
M-14, y Alemania el H&K G-3, todos en 7.62mm x 51mm OTAN.
Este fusil se produce en numerosas versiones; las más conocidas son
FAL Stándard (Modelo 50.00), FAL PARA (Mod. 50.63) con culata
abatible a la derecha y cañón corto, FAL PARA (Mod. 50.64) igual al
anterior pero con cañón normal y FAL HB (Mod. 50.41) con culata fija
cañón pesado y bípode (Conocido como FAP: Fusil Automático
Pesado). Hay modelos comercializados en algunos países que no
tienen selector y además, la capacidad del cargador ha sido
disminuida a cinco cartuchos.
40
Existen dos tipos de fusiles, los creados en base a las medidas
inglesas (Pulgadas) y los creados en base a las medidas métricas, no
siendo todas sus piezas intercambiables .
El FAL, o fusil de asalto ligero, a pesar de su edad, sigue siendo un
fusil de asalto muy difundido en todo el mundo por sus excepcionales
dotes de robustez y fiabilidad.
La prueba está en que durante la Guerra del Golfo, los
destacamentos ingleses, inicialmente equipados con los "Bull pup" L
85 de calibre 5,56 NATO, recibieron los viejos FAL, mucho menos
sensibles a la arena. El FAL es tal vez el fusil construido en mayor
nùmero de ejemplares después del Kalashnikov.
Después de reinar en los campos de batalla del mundo por muchas
décadas, como en las Islas Malvinas y en Israel, se le ha relegado de
su posición dominante, principalmente por la adopción de muchos
países del calibre 5.56 x 45mm, también de origen USA.
Curiosamente donde han ido a parar muchas de éstas armas pero
con fines deportivos , es a los Estados Unidos, su antiguo detractor,
aunque sòlo las semi-automáticas, pues a los FAL que tiran ráfaga ,
allí se les clasifica como Ametralladoras.

3.2 Características

La extensa utilización de forjados ha constituido el límite principal de


esta arma, bien construida y robusta, aunque demasiado complicada
de fabricar con los criterios de producción en masa. Por ello, este
fusil, aùn presentando el modelo más vendido en el ámbito occidental,
ha tenido una difusión muy inferior en relación a otros como el AK47 y
el AKM soviéticos. Sus principales defectos se pueden resumir en: el
costo y peso elevados; dimensiones exageradas y poca
controlabilidad en el tiro a ráfagas (común en todas las armas de este
calibre). A favor tenemos la robustez, la fiabilidad y el alto nivel de
terminación (por lo menos en los ejemplares belgas).

41
En buenas condiciones de estabilidad permite realizar el tiro
automático, sin embargo este tiro deberá realizarse en casos
excepcionales, a corta distancia y no exceder los tres o cuatro
cartuchos. El tiro normal es semiautomático y un tirador adiestrado
puede realizar 40 disparos por minuto con un alto grado de precisión.
Permite un tiro de precisión hasta 600 metros y la realización de
disparo de granadas de fusil empleando un cartucho auxiliar.
El centro de gravedad esta situado sobre el eje del ánima del cañón,
contrarrestando la tendencia de elevarse el cañón al realizar el tiro.

El fusil FAL presenta los siguientes datos técnicos:

Calibre ...........................................................................7,62 mm
Peso del arma sin cargador....... ................................. 3,900 Kg.
Peso del cargador vacío.................................................225 grs.
Peso del cargador lleno..................................................710 grs.
Largo del fusil ...............................................................1,05 Mts.
Largo del cañón ..........................................................0,533 Mts.
Rayado........................................................4 rayas a la derecha
Capacidad del cargador .........................................20 cartuchos
Aparatos de puntería ..............................Guión y alza (150/250)
Cadencia de tiro.....................................................650/700 dpm.

3.3 Sistema de Funcionamiento

La parte mecánica más interesante es, el regulador del flujo de los


gases, consistente en un tornillo colocado inmediatamente detrás del
punto de mira.
Este se abre según el grado de limpieza del arma: cuando el fusil está
perfectamente limpio, dicho tornillo permanece casi completamente
cerrado de forma que se disuelve en la atmósfera la mayor parte de

42
los gases que salen por el cañón ; en cambio, cuando está sucio , es
decir con más residuos, la válvula se abre para poder utilizar mayor
cantidad de gas para la repetición.
El funcionamiento del fusil es más o menos igual que el de todas las
armas de asalto. Partiendo con el arma cargada, cuando se pulsa la
cola del disparador , el martillo se abate con fuerza sobre el percutor y
se produce el disparo. El proyectil recorre el cañón y, cuando supera
el orificio de la toma de gases, una parte de éstos son recogidos y
enviados a la cámara de expansión. Al entrar en la cámara de
expansión, los gases se dilatan y una parte se utiliza para retirar la
corredera, mientras que lo que sobra se dispersa hacia el exterior del
arma. El pistón, retirado, choca con fuerza contra la corredera, que
comienza a retirarse unos 2 centímetros en un espacio de tiempo
suficiente para que las presiones desciendan a un nivel aceptable en
el interior de la recámara. En este momento, los planos inclinados en
el interior de la corredera hacen bascular el cerrojo, que se desliga de
la posición de cierre y comienza a retirarse junto a la corredera.
El cerrojo, retirado se lleva consigo la vaina enganchada a la uña del
extractor. Corredera, cerrojo y vaina continúan el movimiento de
retroceso permaneciendo unidos entre sí haciendo bajar el martillo de
percusión, armando así el mecanismo de disparo y comprimiendo los
resortes recuperadores. Cuando llegan al final del recorrido, la vaina
encuentra un saliente en el pistolete que la libera de la uña extractora
y la obliga a salir expulsada por la ventana de expulsión.

La corredera junto con el cerrojo, sigue retrocediendo hasta que llega


al final del recorrido. En este momento, el resorte recuperador
comienza a extenderse empujando hacia adelante las dos piezas. El
cerrojo, avanzando, recoge un cartucho nuevo del cargador y lo
introduce en la recámara colocándose en la posición de cierre.

43
Una vez que el cerrojo se ha cerrado completamente, la corredera
sigue avanzando durante otros 2 centímetros hasta que se bloquea
contra las paredes externas de la recámara.
La palanca de tiro y seguro tiene tres posiciones diferentes que
determinan el distinto funcionamiento del mecanismo de disparo (A,
R, S: Automático, Semi-automático y Seguro , respectivamente ).

3.4 El Tubo Cañón

A pesar de ser una pieza relativamente simple, ésta es una de las


más importantes ya que a posteriores será la que determine la vida
útil del arma. El tubo cañón cumple una serie de funciones en el arma.
Estas funciones son:

Cámara que contiene los gases a presión


Guía del proyectil
Soporte de los elementos auxiliares
Forma parte del sistema de bloqueo
Forma parte del sistema de automatismo

El tubo cañón a lo largo del espesor de la pared presenta tres zonas


claramente diferenciadas:

Zona exterior elástica


Zona intermedia plástica
Zona interior plástica endurecida

El material de tubo debe tener un alto límite elástico, alta capacidad


de deformación y mantenimiento de estas cualidades en un margen
de temperatura que oscila entre 54° C y 1100° C.
La influencia del diámetro del ánima se cifra en 3500 disparos más de
vida del tubo por cada 0,01 mm que se disminuya el diámetro.

44
Actualmente, los materiales más comúnmente empleados en la
fabricación de los tubos son los aceros aleados 32 Cr Mo V 1210 (
Cromo - Molibdeno - Vanadio ) y 35 Ni Cr Mo 7 ( Níquel - Cromo –
Molibdeno ) según UNE 30009.

Los problemas que presentan los tubos cañón son la masa y la vida
del mismo. Con respecto a la masa, ésta ha sido difícilmente
rebajable y las soluciones de tubos con paredes finas con un
revestimiento de plásticos reforzado con fibra de vidrio no han dado
los resultados adecuados.
En cuanto a la vida de los tubos, el concepto de medición ha variado
a partir de 1976 en que la OTAN publica su manual de evaluación
para armas de pequeños calibres.

El tubo es útil cuando la velocidad en boca del proyectil cae menos


del 10 % con respecto a la velocidad que presenta el tubo nuevo. Ò
cuando el porcentaje de balas impactando de costado es menor del
20 % al hacer una ráfaga a 25 Mts. de un blanco. Se entiende que la
bala impacta de costado cuando el ángulo entre el vector velocidad y
el eje del proyectil es mayor de 15 °.
La vida útil de un tubo aumenta cuanto menor sea la cadencia de
disparo con la cual se usa el fusil.
Otro problema que tiene que afrontar el tubo es que tiene que ser
capaz de disipar el calor cedido por los gases durante el disparo y el
rozamiento del proyectil.

La elevación de temperatura trae como consecuencias dos


fenómenos:

La erosión del tubo .


La auto inflamación o cook-off

45
La erosión del tubo es una pérdida del material que es ocasionada por
múltiples causas (fatiga térmica del material, arrastre del material por
el rozamiento, etc.) lo que hace que el proyectil obture el tubo pero no
gire, perdiendo velocidad y estabilidad.
El autoencendido se produce cuando la pólvora o el iniciador del
cartucho alojado en la recámara alcanzan la temperatura de reacción
Esto afecta directamente la seguridad y sólo se soluciona con
paredes gruesas en el tubo que disipen rápido el calor.

El tubo cañón del FAL mide 533 mm de longitud y presenta una rosca
en su parte posterior para su fijación en el cajón de mecanismo.
Interiormente posee un calibre de 7,62 mm de campo a campo y
cuatro rayas con paso a la derecha de 305 mm.

El FAL cuenta con unos calibres por los cuales se puede determinar
el estado del cañón. Según estos calibres los cañones se clasifican
en:
1. Bueno
2. Advertencia
3. Rechazo

Para que el cañón alcance la categoría de “Bueno” el calibre tapón,


calibre 7,67 mm., no puede penetrar más de 150 mm. en el ánima
(suma de las penetraciones por la recámara y boca del cañón ).
Para el caso de “Advertencia”, el calibre 7,67 mm. penetre de 150 a
200 mm. en el ánima del cañón (suma de las penetraciones por la
recámara y por la boca).
Para que el cañón sea clasificado como “Rechazo” el calibre 7,67
mm. penetre más de 200 mm en el ánima del cañón o si el calibre
7,80 mm. penetra mas de 90 mm. del lado de la recámara.

46
El rechazo definitivo del cañón será verificado prácticamente
realizando una serie de 50 disparos con la munición más nueva
posible y a una distancia de 50 Mts., comprobando si los impactos
son de costado o no.
En el caso de que fuesen de costado el fusil quedará inutilizado; pero
si no fuese así , se lo mantendrá en servicio bajo vigilancia de los
armeros especializados.

3.5 La Munición

El FAL emplea municiones calibre 7.62 adoptadas universalmente


para estos fusiles (7.62 x 51 OTAN).
El proyectil alcanza una velocidad de 840 Mts. por segundo y una
fuerza viva en la boca del arma de 335 Kg..
La longitud del cartucho es de 71 mm, su peso de 24 grms, una carga
de pólvora de 3 grains y utiliza una vaina de 51 mm compuesta en
latón 70/30 con una cápsula Berdan de composición anticorrosiva sin
mercurio.

El FAL utiliza 6 tipos diferentes de cartuchos:

Cartucho Ordinario SS-77 y M - 80


Cartucho trazador L-78
Cartucho perforante P-80
Cartucho perforante incendiario P-86
Cartucho de fogueo FN Star
Cartucho lanzagranadas

47
3.6 Mantenimiento.

El Servicio de Material y Armamento (S.M.A.) cuenta con una planta


de fosfatado con la cual, por medio de modernas técnicas se logra un
mantenimiento efectivo que prolonga la vida útil del armamento.

Todos los fusiles de asalto del mundo necesitan de este


mantenimiento de superficie de sus partes metálicas.
La fosfatación consiste en la transformación de una superficie
metálica por un ataque de un proceso químico. Éste por medio del
ácido fosfórico origina en la superficie metálica una capa antióxida e
insoluble pero con poder de absorción de aceites y pinturas.

Como la fosfatación por sí sola no puede resistir en forma completa a


la corrosión, se complementa con un aceitado a aquellas piezas
móviles y con pintura a las que no están en movimiento y por lo tanto
no sufren rozamiento.
En la Industria de Armamento existen dos grandes clases de
fosfatación: las superficiales y las profundas.
Las superficiales de estructura cristalina basándose en zinc o hierro
son utilizadas generalmente como base de adherencia de pinturas y
las fosfataciones profundas dan a las piezas sometidas una buena
resistencia a la corrosión y a los frotamientos.
De acuerdo a las piezas es común utilizar herramientas diferentes,
luego de haber sido fosfatadas.

En el caso del cañón de un Fusil que debe ser pintado, sólo basta con
una fosfatación superficial a base de zinc, pero el cajón de
mecanismos que contiene piezas móviles deberá ser tratado con una
fosfatación profunda al manganeso y terminado con un aceitado.

48
En el caso del Ejército Nacional, se ha adoptado la fosfatación
profunda, ya que resulta ser lo bastante fina como para recibir pintura
y lo suficientemente porosa para retener el aceitado de las piezas
móviles.
Si se planteara la posibilidad de comprar Fusiles 5.56, los mismos se
podrían comprar sin terminar (en blanco) y realizarles el tratamiento
de superficie en el S.M.A.(con solo 15 días, se preparan los técnicos
de 3er. y 4to. Escalón para realizar el ensamble y mantenimiento de
los mismos).

Cabe señalar que en la década del 80 cuando fueron adquiridos y


adoptados por las FF.AA. los FAL, ya existían en el mercado Fusiles
calibre 5.56. No obstante y a pesar de los veinticinco años que llevan
dichos fusiles en servicio; debido a su buen mantenimiento se
encuentran en condiciones de uso, pero no se puede dejar pasar por
alto que a medida que pasa el tiempo, su mantenimiento deberá ser
mayor.
Al respecto , el Ejército Nacional cuenta con una línea de
abastecimiento de repuestos segura desde Argentina y Brasil.
Los costos de las roturas oscilan desde un dólar hasta noventa,
siendo el promedio anual por arma de aproximadamente veinticinco.

Como ejemplo se puede mencionar que en el año 2001 se repararon


130 Fusiles y se constataron roturas frecuentes en las siguientes
piezas :
Cuerpo de rebatir el culatín (FAL PARA).
Botón de maniobra.
Cilindro de Gases
Tuerca del Cilindro de Gases.

Asimismo , en el año 2000 se inició programa de mantenimiento de


fusiles denominado “MANFAL”, el cual prevé el mantenimiento de
1.500 FAL por año.
49
En el año 2000 y 2001 estos fusiles fueron remplazados por los que
estaban asignados a las Unidades Básicas y en el 2002 destinados a
la M.O.P. en la República Democrática del Congo.
Todos los Fusiles asignados al BN. Uruguay IV en la República
Democrática del Congo han pasado por la Planta de Fosfatado y se
les ha realizado mantenimiento completo.
Este Programa cuesta 75.000 dólares con un costo de 50 dólares por
arma. Debido a falta de rubros desde el año 2003 se encuentra
suspendido.
A continuación se presenta un detalle discriminado de las
reparaciones encaradas anualmente por el “MANFAL” y sus
correspondientes costos , incluyendo el respectivo promedio individual
por arma .
10
Costo General Anual.

MANFAL TOTAL 1 FAL

a) Repuestos U$S 43.500,00 U$S 29,00


b) Material fungible para uso U$S 3.080,00 U$S 2,05
personal
c) Materia prima para Tratamiento U$S 16.170,00 U$S 10,78
de superficie
d) Material y herramientas para U$S 115,00 U$S 0,08
mantenimiento de armas
e) Materiales para mantenimiento U$S 7.880,00 U$S 5,25
de la Planta de Fosfatado
f) Material para Análisis Químicos. U$S 310,00 U$S 0,21
g) Infraestructura U$S 1.600,00 U$S 1,07
h) Munición U$S 2.160,00 U$S 1,44
COSTO TOTAL: U$S 74.815,00 U$S 49,88

10
“Costos de Producción, Mantenimiento de Armas”, S.M.A

50
Por otra parte, los Fusiles 5.56 que poseen algunas Unidades, no
reciben mantenimiento alguno por parte del S.M.A. No se cuenta con
herramientas especiales ni Kits de calibres ni catálogos de partes.
Esto hace que al producirse un desperfecto simplemente quede el
arma fuera de servicio y se guarde en un depósito.

Con respecto a los 90 fusiles AK-101 y 90 AK-102 que recibió el Bn. I.


Parac. 14 el 31 de mayo del 2002, los mismos tienen poco uso , no
contándose con herramientas o repuesto alguno para su reparación.
En cambio , los 100 fusiles AK-101 que se compraron para el Bn. U.
IV desplegado en la República Democrática del Congo, el 23 de
febrero del 2004 , vienen con un kits individual de repuestos , siendo
éstos correspondientes al mantenimiento de primer escalón .
Cabe destacar , que fueron dados de baja de las existencias del
mencionado Batallón ( existiendo en el país ) 10 fusiles , los cuales
fueron reasignados a los efectos de la Instrucción a cada una las
siguientes Unidades : D.E.I , 2 fusiles ( 2 de junio de 2004 ), D.E.II , 2
fusiles (31 de may de 2004 ) , D.E.III , 2 fusiles ( 7 de junio de 2004 ) ,
D.E.IV , 2 fusiles ( 31 de mayo de 2004 ) y B.I.5 , 2 fusiles ( 31 de
mayo de 2004 ) .-

3.7 Abastecimiento .
El Departamento V del S.M.A. es el encargado de recibir y suministrar
las municiones a las Unidades.
Dentro del Departamento funciona una Planta de Recarga de
Munición equipada con máquinas de uso semi – industrial marca
DILLON modelo 650 comprada en 1999.
En el año 2004 se adquirió un conjunto de máquinas de recargar
munición 7,62mm y 5,56 marca CAMDEX con compresor y máquina
procesadora de Vainas.

51
Hasta el momento, las tareas en la Planta de Recarga se veían
sumamente enlentecidas por la clasificación de Vainas.
Con la máquina procesadora, se podrá clasificar 7.000 Vainas por
hora 11.
Superada esta etapa, la máquina recargadora, producirá 4.500
proyectiles por hora automáticamente, descartando cualquier
anomalía , como carga doble de pólvora, fulminante invertido y otras.
La Planta de recargar CAMDEX tuvo un costo de 128.200 dólares.

Pero si analizamos los costos del millar de munición 7,62mm en el


mercado obtendremos lo siguiente:

7,62 x 51 FOGUEO U$ 230


7,62 x 51 BALL M – 80 U$ 360
Dentro de los costos de una munición, sòlo la vaina insume el 40 %
del mismo. Por ello, al recargarla, los costos descienden
significativamente, siendo los mismos los siguientes:

7,62 x 51 FOGUEO U$ 31
7,62 x 51 BALL M – 80 U$ 39

Con un promedio de 70.000 proyectiles de fogueo y 200.000 de M-80


de consumo anual, al ser fabricados en el S.M.A., los costos
descienden enormemente ahorrándose sumas importantes para los
escasos recursos disponibles .
Con la Planta de Recarga, no sólo se reducen los costos sino que se
administran mejor los recursos y se produce acorde a las reales
necesidades, evitando de esta manera que la munición cumpla su
vida útil en un depósito. Si bien al inicio del proceso son las
diferencias de costos, entre la compra de munición y la recarga
mínimas, con el correr delos años esta diferencia se hace sustancial.

11
La máquina separa las Vainas de fulminantes Berdan o Boxer, Agrietadas, Golpeadas, etc.

52
Otro factor importante con respecto a la munición es el control de
calidad.
También se adquirió un Banco balístico ideal para estos fines, a un
precio de 100.285 dólares americanos , donde se puede medir la
presión de recámara y velocidad inicial de la munición . Además, se
controla las etapas intermedias de producción y una vez finaliza la
misma : el peso de la pólvora; tracción de desengarce; dimensiones y
precisión del proyectil .

En cuanto a los Fusiles, el “MANFAL”12 prevé dentro de los costos, 12


proyectiles por Arma para su chequeo luego de su ensamble.
En el año 2000 se compró munición 7,62 x 51 de procedencia Iraní
(500.000 Tiros), a un costo de 360 Dólares Americanos el millar. Los
controles de calidad de la Pólvora, se realizaron en CITEFA13, Buenos
Aires siendo satisfactorios. Los controles de recepción del Lote 6 – 99
de origen Iraní se realizarán en esta planta de acuerdo a la norma
MIL–STD 105 D “Procedimientos de Inspección por atributos”,
encontrándose los valores y resultados de las pruebas de recepción
dentro de los rangos y parámetros especificados. 14

En el año 2005 el SMA adquirió munición de origen brasilero ( marca


CBC ) en ambos calibres , siendo los costos los siguientes :

- 68.000 tiros de 5.56 a 15.368 Dólares Americanos ( 226 el millar )


- 438.000 tiros de 7.62 a 130.086 Dólares Americanos ( 297 el millar)

En esta última compra se aprecia claramente la diferencia de 71 dólares entre


ambos calibres . Cabe señalar que el al precio se le debe agregar el
transporte , siendo en este caso económico por la poca distancia con el país
de origen .

12
Programa de Mantenimiento de Fusiles FAL (S.M.A)
13
CITEFA: Instituto de Investigaciones Científicas y Técnicas de las Fuerzas Armadas (Argentina).
14
Informe técnico N° 3763/Log/00 del S.M.A (29 de Mayo de 2000)

53
3.8 Costo – Beneficio.

Si al poco tiro que realiza el Soldado le sumamos los efectos


traumáticos del retroceso, el problema de alineación y figura de miras,
el peso del arma, etc.; obtendremos como resultado final que un
porcentaje de los disparos efectuados no impactarán en el blanco.
Debemos visualizar que en los tiempos que corren, el calibre 7,62 nos
está generando un costo muy alto y el beneficio obtenido no es el
ideal. Si pudiéramos disponer de un Fusil con un calibre menor y con
un sistema de puntería óptica, la relación costo – beneficio
aumentaría.
Con una mira óptica de poco aumento como lo son 1, 1.2 o 1.5 no se
pierde campo visual y se minimizan los defectos de puntería.
Con menor cantidad de disparos por Arma, rápidamente se puede
llevar al Soldado a impactar la totalidad de los disparos efectuados, e
incluso aumentar la distancia al blanco a 200 o más metros, objetivo
impensable con el FAL, resultando así el costo – beneficio muy
superior.

Por otra parte, el costo de la munición 5.56 es muy inferior , pero a la


hora de recargar la misma, por un mismo costo se puede aumentar la
producción.
La pólvora de la munición 5.56 es la misma pero el proyectil lleva
menor cantidad y el precio de las puntas (Bala) es muy inferior.

54
CAPITULO IV : LOS FUSILES DE ASALTO
EN LA ACTUALIDAD

4.1 LOS FUSILES DE ASALTO ACTUALES .

Al ser hombres de armas y como tales utilizamos o, en más de alguna


oportunidad, hemos utilizado un fusil y disparado su munición.

En general, los sabemos emplear muy bien, por ser un Ejército


preparado, con un buen nivel de instrucción. Sin embargo, muchas
veces se habla y se emiten opiniones sobre los fusiles y su munición,
sin tener los conocimientos o elementos de juicio necesarios para
fundamentar lo que se dice. Es natural en general, ya que al ser
soldados que conocen muy bien el empleo de estas armas, tanto
desde el punto de vista táctico como de su operación, pero sólo con
algunos conocimientos técnicos básicos (arme y desarme,
funcionamiento en general, etc.), los justos y necesarios para su buen
manejo y empleo.

¿Qué se entiende por fusil moderno? Cuando se observa en el


mercado actual de las armas y se trata de encontrar un fusil moderno,
se puede apreciar que, en general, entre los fusiles de asalto o
también llamados de Combate, prácticamente, no existen diferencias.

Entre los fusiles de asalto actuales, más importantes y conocidos en


Uruguay y en el mundo, se pueden mencionar los siguientes:

País Descripción y Modelos

Alemania HK 33E / HK G3

Austria Steyr AUG

55
Bélgica FN FNC

EE.UU. Colt M16A2 / M4

Francia FAMAS

Gran SA 80
Bretaña

Israel Galil SAR / ARM / AR / MAR

Rusia AK 47/74 AK 100

Suiza SIG SG 550 / 551 / 510-4

Argentina FM FAL

Brasil IMBEL FAL

Chile FAMAE SG 540 / 543 / 542-1

Cuando se analizan los fusiles nombrados en el cuadro anterior y


otros no considerados en esta oportunidad, se puede apreciar que
ellos, actualmente, no poseen diferencias significativas, desde los
diferentes puntos de vista que se analizarán a continuación; como el
diseño, el peso y dimensiones, la puntería, los modelos Bull-pup y los
materiales . Así, al respecto, en forma resumida y simple, se podría
mencionar lo siguiente:

Los sistemas de funcionamiento de los fusiles de asalto o de


combate, no han evolucionado en lo sustancial en los últimos 30
años. En el 90 % de ellos, el sistema de automatismo funciona por
toma de gases, es decir, una perforación en el cañón permite que
parte de la energía de los gases, producidos en el momento del
56
disparo, sea utilizada para accionar un émbolo, el que trasmite su
movimiento a los mecanismos del arma. El resto de los fusiles,
funciona por un sistema denominado blow back retardado, es decir,
se emplea el principio de acción y reacción, el proyectil sale hacia
delante y el cierre hacia atrás, siendo retardado el movimiento del
cierre por algún sistema mecánico (Ej.: rodillos, fusil SIG 510-4).

Respecto de los sistemas de acerrojamiento en las armas, la mayoría


de ellos lo hace por rotación del cierre, mientras que los menos lo
hacen por otros sistemas, tales como: rodillos, cierres de 2 piezas o
por bloqueo de masa (la masa del cierre se opone al movimiento,
sistema ya pasado de moda para este tipo de armas, Ej.: fusiles FAL
e Imbel). En cuanto a los rendimientos balísticos de los fusiles, se
puede ver que prácticamente todos se han estabilizado en ciertos
rangos de cadencia (entre 600 a 900 disparos por minuto) y de
velocidad Inicial (entre 800 y 1.000 metros por segundo). En este
campo, un aspecto importante y que, tal vez, es donde más han
evolucionado los fusiles, es el calibre. Los ejércitos de los países más
importantes, han implementado el calibre 5,56x45 mm en sus fusiles
de infantería.

La OTAN aprobó este calibre, para su utilización dentro de la alianza,


a partir de 1980 y EE.UU. ya lo usaba desde principios de la década
de los sesenta. Otro aspecto importante a considerar es la
ergonometría del arma. Este concepto, considera aspectos que se
relacionan con la comodidad que le presenta al usuario la utilización
del arma. Dentro de este contexto, se pueden considerar: el peso, las
dimensiones y la forma del arma. En este sentido, las diferencias
entre los distintos fusiles no son tan significativas y muchas veces
pueden, incluso, llegar a ser subjetivas. Un caso que merece una
mención especial, en este sentido, son las versiones de fusiles
llamados "Bull-pup" (Ej.: Steyr AUG y FAMAS), los que se
caracterizan por tener el cargador ubicado en la culata, detrás del
cajón de los mecanismos. La verdad, es que existen detractores y

57
gente que los apoya. En relación con los materiales que se utilizan
actualmente para la fabricación de fusiles, se puede decir que, en
general, ellos son aceros de buena calidad y con tratamientos
térmicos adecuados. Como la tecnología en el manejo de aceros ha
evolucionado, es posible incorporar piezas (aquellas que no tienen un
trabajo mecánico exigente durante el tiro) de acero de micro fusión, lo
que disminuye los costos de fabricación. Las piezas de madera han
sido reemplazadas por piezas plásticas, llegando en algunos casos a
reemplazar también los cargadores y otras piezas metálicas
importantes por componentes plásticos, de alta resistencia, los que
generalmente tienen un comportamiento mejor que los metálicos.

A) Diseño funcional.

El gran cambio de ideas y de diseños en el campo del armamento


individual se debe en buena parte al desarrollo de los estudios de la
balística de efectos y de la ergonomía.
Mientras que antiguamente lo que importaba a la hora de diseñar un
arma militar y su cartucho , era la precisión, el alcance, la robustez, el
buen funcionamiento, haciendo hincapié en la balística interna y
externa; hoy en día, a la hora de desarrollar un proyectil, estas
balísticas (interna y externa) ya están supeditadas a la balística de
efectos.
La importancia adquirida por la ergonomía a la hora de fabricar un
arma, ha determinado un cambio radical en éstas.
Las armas actuales son ligeras, manejables, de fácil mantenimiento
en primer escalón, y generalmente más duras.
El desarrollo de los estudios ergonómicos del material no es exclusivo
del campo del armamento, ni mucho menos.
Es consecuencia de una tendencia en todos los campos del diseño
industrial , que ha conseguido , que todo lo que rodea al hombre y con

58
lo que tiene que trabajar o convivir , le sea, simplemente, más
cómodo.
En otras palabras, las armas actuales son más cómodas para el
usuario.
La consecuencia inmediata es que algunos modelos pensados para
un biotipo concreto, al ser fabricado bajo licencia, tienen que ser
modificados, sobre todo en la culata y guarda mano , para adaptarlos
al nuevo usuario.

Como ejemplo de esto podemos ver al fusil sudafricano R-4, versión


del Galil israelí, cuya culata mide 34mm más que el original,
facilitando el manejo por parte de los soldados sudafricanos, que por
lo general son más altos.
Como funcional encontramos al M16 A2, de poco peso y la
disposición de la empuñadura tipo pistolete en su parte superior que
lo convierte en un arma muy equilibrada.
En el caso del suizo SIG SG 550, su diseño permite que las
operaciones manuales sean tan fáciles para los tiradores diestros
como para los zurdos. También posee una concavidad en la culata
para disminuir su peso.
Otro diseño moderno, versátil, llamativo y futurista es el AUG de
STEYR austriaco .-

B) Reducido peso y dimensiones.

El empleo de un cartucho de menor potencia (5,56mm) ha reducido


sensiblemente el peso y dimensiones de los fusiles de Asalto
comparados con los de primera generación (7.62)
De esta forma son muy aptos para fuerzas especiales que deban
trasladarse en lugares reducidos (helicópteros, blindados, etc).
Sus pesos oscilan entre los 3,62Kgs. Lapa brasileño y los 5,08 del
SA-80 Ingles.

59
Los más ligeros son el M 16-A2 con 3,85Kgs. y el AUG de STEYR
con 4.09Kgs.
Los más pesados: el R-4 Sudafricano con 5Kgs., el Galil con 4,66Kgs.
y el HK-33 con 4,55 Kgs.
En cuanto a las dimensiones, oscilan entre los 735mm del Lapa y las
1000 del M 16 A2 o SG 550.
Otros modelos, plegando sus culatas alcanzan dimensiones más
reducidas, como el FNC, VALMET, GALIL, AR70/90.

C) Punteria.

Una característica común en los fusiles 5.56 es que la culata no se


encuentra excesivamente inclinada hacia abajo.
De esta forma la mayor parte de la fuerza de retroceso se transmite
directamente al hombro del tirador, limitando así el giro de la cadera
(sobretodo tirando en ráfagas).

Hay modelos en que la parte superior de la culata se encuentra


alineada con los elementos de puntería (M 16 A2, FAMAS, AUG,
SA-80, etc.).
Esto otorga una gran estabilidad y precisión en el tiro, pero los
elementos de puntería deben ir montados en una posición elevada
sobre un armazón, quedando así expuestos a caídas y golpes.
Para evitar esto, algunos fabricantes han instalado el sistema de
puntería (alza y mira) en soportes robustos que además sirven como
asas de transporte (M 16-A2, LAPA, STEYR, FAMAS).
Otro inconveniente de este diseño es que el tirador en posición de
tendido, expone gran parte de su cara, por ello algunos modelos
como el SIG 550 no adopta este sistema, alegando que se evita un
20% de exposición del cuerpo.

60
D) Los Modelos “BULL-PUP” .

Algunos fusiles de asalto 5.56 con la finalidad de acortar sus armas y


facilitar el tiro instintivo han llevado la empuñadura pistolete delante
del cargador.
De este manera, la zona muerta detrás del armazón desaparece al
fijarse una cantonera detrás del cajón de mecanismos (es el caso del
SA80 Ingles), o bien al disponer la culata envolviendo el armazón en
lugar de colocarla detrás (es el caso del STEYR, FAMAS y LAPA).
A esto es lo que se le denomina BULL-PUP.
Con esta solución se obtienen armas más cortas, compactas,
manejables y fáciles de apuntar, ideales para combates urbanos o
para personal de blindados, aerotransportados o paracaidistas.
Una alternativa a estos modelos “BULL-PUP” es obtener un arma con
culata plegable o retráctil (FNC, GALIL, FAMAE, CETME LC,
AR70/90).

E) Materiales Plásticos Sintéticos .

Mientras que el acero y la madera era la materia prima básica para la


construcción de los fusiles de primera generación (7,92 y 7.62mm),
hoy día, los de segunda generación (5.56mm) utilizan los sintéticos y
plásticos. Son más livianos, prácticos, menos sensibles a los cambios
de temperatura y humedad, facilita el agarre y resultan mas
resistentes. Dejando de lado el FNC Belga, el GALIL y el AK-74; el
resto de los fusiles utilizan una amplia cantidad de sintéticos y
polímeros. Algunos modelos utilizan el pistolete y guardamanos en
nylon y fibras de aluminio.
Otros en cambio, con un diseño mas avanzado, toda su estructura
exterior es de material plástico reforzado, e incluso lo han utilizado en
la construcción de la cola del disparador y parte del mecanismo de
disparo.

61
Como ejemplo de ello, el AUG Austriaco sólo utiliza el metal en el
cañón y el cajón de los mecanismos. Muchos materiales sintéticos,
han llegado también a los cargadores, los hay de plástico resistente y
transparente, en lo cual se puede ver en todo momento cuantas
municiones quedan. Son resistentes a los choques, aplastamiento y
altas temperaturas sin sufrir deformaciones como en los metálicos.
En el caso del C-7 Canadiense y el GALIL , han utilizado un material a
base de nylon reforzado con fibra de vidrio, conocido como ZEITEL, el
cual se considera mejor que el plástico, ya que además de ser
maleable, permite hacer ostensible, las deformaciones recibidas.

4.2 Panorama Internacional

La adopción y reducción de los calibres es notoria.


Actualmente el 5.56 se ha adoptado prácticamente en todo el mundo.
Si bien el reinado del 5.56 es claro y real, es también relativo y
transitorio, ya que no ha logrado sustituir al 7.62 sino que ha convivido
con él. El hallazgo de las municiones sin vaina va a poner las cosas
muy difíciles para el 5.56. Veremos a continuación el armamento
empleado en diversos países, ya sean por ser potencias mundiales o
regionales, fabricantes de armamento o beligerantes.

A) Alemania

El país germano se encuentra a la cabeza mundial en el diseño de


armas ligeras junto con otros pocos países.
Con una gran tradición armera y una capacidad industrial muy grande,
vio interrumpida su actividad en este campo al finalizar la 2da.Guerra
Mundial.

62
No obstante, tras el levantamiento de la prohibición de fabricar armas
y municiones por parte de los aliados, la industria de armamento
alemana, recuperó su nivel con gran rapidez.
El único fabricante de fusiles de asalto alemán es HECKLER KOCH,
quien disponía de tres familias o sistemas de este tipo de armas.
La primera de ellas es la del G3 ( primer fusil de asalto tras la
2da.Guerra Mundial ) y sus variantes.
La segunda familia estaba encabezada por el HK33E adaptada al
cartucho 5.56x45, más ligero y con idénticas variantes al G3.
(HK33E- HK33KE y HK33SG1) todos ellos para el proyectil M193
(paso del rayado del cañón de 105mm = 12 pulgadas).
La tercer familia la constituye el G-41, basado también en el G3 pero
diseñado para cartucho 5.56 x 45 – SS-109 de la OTAN.
Se parece al HK33 pero su pistolete no es anatómico, incorpora un
asa de transporte y usa cargadores STÁNDAR (M-16).
La finalidad de este fusil es abrirse mercado al exterior, ya que es un
arma muy robusta y con gran resistencia a los malos tratos.
A finales de los años 60, el Ejercito Alemán decide reemplazar su G3
por uno nuevo que cumpliese con tres características básicas:

a) Cadencia de tiro óptima para obtener una mayor probabilidad


de disparo certero.
b) Máxima ligereza sin perder la robustez.
c) Larga vida útil.

Nace así el primer fusil de tercera generación de la empresa HK,


quien sería responsable del diseño futurista e inusual y la capacidad
para disparar una revolucionaria munición sin vaina, la cual sería
diseñada por DINAMIT NOBEL. Dicho fusil se denominó G11 y su
munición DM11 (4,7 X 21) los cuales fueron incluidos en el programa
norteamericano ACR (ADVANCED COMBAT RIFLE). De este nuevo
fusil hablaremos mas adelante.

63
En 1984 la intención del Ejercito Alemán era pasar el G3 al G11 sin
tener que adoptar el 5.56mm.

A medidas de los años 90, la empresa HK, que hoy pertenece al


grupo británico ROYAL ORDNANCE, tras el descalabro económico
que supuso la imposibilidad de vender su futurista fusil sin vaina
(G11) ha desarrollado y producido el G36 (calibre 5.56 NATO) para
equipar a sus Fuerzas Armadas.
Ha sido concebido con amplio empleo de polímeros en sustitución de
la chapa estampada por lo que su cajón de mecanismos, culata,
pistolete, brocal del cargador, cargador y guardamanos están
diseñados en polímero.
Cuenta con un sistema óptico de 1,5 aumentos integrados al asa de
transporte.
Su selector de tiro y palanca de montaje son ambidiestros.
Culata de material sintético plegable, bípode opcional y cañón
cromado en su interior para favorecer la limpieza y disminuir el
desgaste por fricción.
Incorpora cargadores de plástico para treinta proyectiles, con un
sistema que permite unir a varios entre sí, no siendo compatibles con
las armas de la OTAN y admite la posibilidad de emplear un tambor
con capacidad para 100 proyectiles. Es muy liviano (3,3 kgs.) y mide
99cm. (75 con culata plegada).
La variante carabina posee un cañón de 32cm. Y mide 86cm., siendo
su peso de 3kgs.

Actualmente reglamentario en Alemania y España, este ultimo como


G-36E (de España).

64
B) Austria

Las Fuerzas Armadas Austriacas adoptaron (tras tener como


reglamentario el FAL FN 7.62 NATO) en 1978 el AUG-77 (ARME-
UNIVERSAL-GEWEHR, FUSIL UNIVERSAL DEL EJERCITO) de 5.56
NATO.
Diseñado con un aire futurista, incorpora los últimos avances
tecnológicos en cuanto a materiales empleados, posibilidades tácticas
de utilización y capacidad de efectuar una rápida y precisa respuesta
de fuego.
Tiene el cajón de mecanismos y el cargador de alimentación en una
posición retrasada (Sistema BULL-PUP), integración de una mira
óptica de 1,5 aumentos (SWAROVSKI) al asa de transporte, apoyo
añadido por medio de una empuñadura plegable ubicada delante del
guardamonte.
Con sus materiales sintéticos (POLIAMIDA 66 con refuerzo en fibra
de vidrio) en culata, cargador, conjunto del mecanismo de disparo y
en numerosas piezas , tiene poco peso y es fácil de producir.
Los usuarios del fusil AUG pueden decidir qué tipo de armas emplear:
desde una variante ultra compacta hasta una ametralladora ligera,
cambiando sólo el cañón con rapidez y sin herramientas (carabina
corta: cañón de 350mm; carabina cañón de 407mm; fusil de asalto de
508mm y arma ligera de apoyo: cañón pesado de 621mm y bípode).
Cuenta con capacidad de disparar cualquier tipo de munición 5.56 (M
193 o SS-109).
Opcional, se suministra un cajón de mecanismos con un rail superior
en el que se puede situar todo tipo de visores ópticos diurnos u
optrònicos nocturnos y otro sellado que permite inmersiones a
profundidades de hasta 70 metros.
Sobre la cola del disparador, el tirador tiene el selector de tiro, una
presión media efectúa un solo disparo, pero si ésta se ejerce hasta el
fondo del recorrido, el fusil hará fuego automático.

65
Si el cliente quiere una ráfaga de tres disparos (muy común hoy, pero
opcional aquí) basta con sustituir el modelo de disparo STÁNDAR por
el que incluye dicha posibilidad.
El cañón se fabrica en acero forjado de alta resistencia martelado en
frío; tiene seis estrías con paso dextrógiro y dispone de un ánima
cromada cuya vida útil se estima superior a los 15.000 disparos.
El ejército Austriaco desde su adopción sustituyó sólo 121 cañones.
Los cargadores son de material sintético de gran resistencia al
impacto (Makrolon) y son transparente, con capacidad para 30 o 42
cartuchos.
El AUG viene preparado para el lanzamiento de diversos tipos de
granadas. Luego de ser equipado el Ejército Austriaco en 1968, fue
adoptado por Túnez, Arabia Saudita, Camerún, Nueva Zelanda,
Ecuador, Irlanda, Malasia, Pakistán, Indonesia, Luxemburgo,
Dinamarca, Marruecos, Noruega, Venezuela, Argentina, y otros;
logrando el primer lugar en las pruebas de armas realizadas en
muchos de ellos, dejando fuera de competencia al famoso M16 A2 en
varias oportunidades.
Con este fusil, muchos ejércitos han podido tener una única arma
adaptable mediante modificaciones mínimas y sencillas a todas las
necesidades tácticas y ergonómicas, con una única munición común a
todos, y el máximo de piezas intercambiables, con la consiguiente
simplificación y economía para el apoyo logístico.

C ) Bélgica

Es uno de los países de mayor tradición y reputación en la fabricación


de armas y municiones.
La FNH tiene un gran departamento de investigación con productos
que forman parte fundamental de la historia de las armas de fuego.
En cuanto a fusiles de asalto, es una de las mejores diseñadoras y
productoras del mundo.

66
Entró en la historia cuando Y. D SAIVE diseñó el FAL 7.92KURZ.
Su fusil FAL recorrió todo el mundo usándose en ejércitos y guerrillas
indistintamente. Se fabricó bajo licencia en Argentina, Australia,
Austria, Gran Bretaña, India, Israel, México, Nigeria, Sud África y
Venezuela.
En 1966, FN produce el primer fusil europeo para el cartucho 5.56x45.
Se trata de la C.A.L. (Carabina Automatique Lègeré)
En 1970, se dejó de construir dando paso a otro modelo, el FNC.
Concebido para ser usado en áreas donde el apoyo logístico sea
escaso. Sus materiales básicos son el acero, aluminio y plásticos.
El cajón de mecanismos es de chapa de acero estampado y la caja
del conjunto de disparo y la culata plegable en aluminio, la
empuñadura y el pistolete en material plástico, siendo posible sustituir
la culata tubular por una fija de poliamida.
Funciona por toma de gases con un cilindro y pistón convencional.
Permite colocar una base para anclar cualquier visor diurno o
optrónico nocturno, lanzar granadas y colocar una bayoneta.
Sus cargadores son de chapa de acero (capacidad de 30 municiones)
y dispara en modo semi-automático, ráfagas de 3 disparos y ráfaga
libre.
Producido por FN para el ejército Belga, se fabrica también bajo
licencia en Indonesia (P.T.) y en Suecia (Bofors AB) para sus ejércitos
y lo adquirió Nigeria.

D) EE.UU.

Dotados de una poderosa y variada industria de armamento, privada y


estatal, los EE.UU. son uno de los mayores productores de armas y
muy conservadores con respecto a su industria armamentista a partir
de la 2ª G.M,(ya en los años de pos-guerra ,el 1º mayo de 1957 no
quisieron adoptar el FN FAL 7.62mm. prefiriendo el M-14,

67
notoriamente inferior pero de industria nacional, Springfield Armory
Incorporated).
En 1956, Eugene Stoner, un diseñador de armas de la división
Armalite de la Fairchild Engine and Airplane Corporation, dedicada a
la investigación aeroespacial, presenta un fusil muy avanzado
denominado AR-10 ( empleando aleaciones ligeras, con un freno de
boca que quitaba un 40% del retroceso y evitaba completamente el
fogonazo), a las pruebas de selección del ejército, conjuntamente con
el M-14 y FN FAL.
Luego de estallar la guerra de Vietnam, la comisión SALVO,
dedicada a la búsqueda de nuevas armas ligeras para el ejército, le
pide a Armalite una adaptación de su fusil AR-10 (condenado al
fracaso) al calibre 5.56 x 45, naciendo así el AR-15. Como la Armalite
no tenía fábrica, sino taller y laboratorio , cedieron los derechos de
producción a la casa Colt.
Al ser satisfactorias las pruebas, la Fuerza Aérea adopta mil AR 15 a
los que denominó M-16.
Él ejército pidió una modificación imprescindible, como la
incorporación de una palanca inclinada para desplazar el cierre hacia
delante (en caso de quedar polvo, residuos de pólvora o materiales
extraños) naciendo el modelo M16 A1. El ejército adopta el M-16 A1
el 28 de febrero de 1967 para sus fuerzas especiales, pero en el
transcurso de la guerra su uso se generalizó.
Al adoptar la OTAN un nuevo proyectil 5.56 x 45 (modelo Belga
SS.109) sufre las modificaciones necesarias en el cañón para
disparar este nuevo proyectil, entrando en servicio oficialmente el M-
16A2 el 20 de noviembre de 1983 (en el ejército en 1985).
Desde entonces EE.UU. ha tenido como armamento individual este
fusil, de fina terminación y buenos materiales. La palanca de montar
está situada en la parte trasera de la acción.
Sobre el asa de transporte se puede instalar un visor especialmente
diseñado por Colt para este fusil con cuatro aumentos y corrección en

68
alcance. Cuenta con una palanca “ Bolt Assist “ para obligar a que el
cierre alcance su posición más adelantada en caso de no lograrlo.
Cuenta con un selector de tiro de 2 posiciones: semi-automático y
ráfagas de 3 disparos; y cargadores para 20 y 30 proyectiles. Pesa
3,800kgs. con cargador de 30 proyectiles lleno. Mide 99cms y lo usa
EE.UU., Gran Bretaña, Israel, Corea y muchas fuerzas
Sudamericanas.
Después del conflicto militar de Panamá y Somalia, y la guerra del
Golfo Pérsico se vieron con la necesidad de una versión corta del
M16.
En agosto de 1994, se adopta la carabina M-4 y M-4A1 (ambas en
5.56 NATO). La carabina M-4 tiene el caño recortado y montado
sobre un lanzagranadas M-203 tiene la posibilidad de realizar tiro
semi-automático y ráfagas de 3 disparos.
La M-4 A1 no cuenta con el lanzagranadas. En cambio, tiene un
montante para visores de cualquier tipo y designadores de láser y
puede realizar tiro automático. Ambas poseen una culata tubular
telescópica adaptable a cada soldado y son producidas por Colt y
Bushmaster Arms.

E ) España

En España la investigación y producción de fusiles de asalto


corresponde exclusivamente a la Empresa Nacional Santa Bárbara
(E.N.S.B.) y a la compañía de Estudios Técnicos de Materiales
Especiales S.A. ( CETME ) elemento dedicado a la investigación de
la ENSB.
Dicha empresa ha investigado y desarrollado diversos modelos de
fusiles desde su fundación. Después de varios prototipos (CETME
Modelo 1 y 2) el 20 de Setiembre de 1957 se presenta un tercer

69
modelo declarado reglamentario (CETME Modelo A) en calibre 7.62 x
51.
Un año más tarde aparece el modelo B con bocachas apaga llamas,
un nuevo guardamano y asa de transporte (adoptado por Alemania
como G-3). Con la marca HK , el CETME se haría famoso y recorrería
el mundo. Este modelo evolucionaría en otros (C, D y E) utilizando
este último materiales sintéticos. CETME advierte la futura
implantación de un nuevo calibre en la OTAN y produce una
“reducción“ a escala del modelo E para el nuevo calibre. Aparecen
entonces el L (ligero) y la versión LC (ligero corto) para la munición M-
193. Al adoptar la OTAN el proyectil SS.109 como reglamentario, se
modifica el cañón para su empleo, surgiendo 2 nuevas variantes: L1 y
LC1. En 1996, tras los pobres resultados demostrados por los CETME
en servicio y las innumerables quejas formales de sus usuarios, se
convocó a un concurso público para seleccionar un nuevo fusil de
asalto. Entre los candidatos estaban el AUG, SG 550, E7 A1, FNC,
G-36E y AR (de IMI). Como resultado de esto España adoptó el fusil
HK G-36E.

F ) Francia

Hasta la aparición del FAMAS, el fusil reglamentario francés fue el


fusil modelo 1949/56 que empleaba el cartucho 7.5 x 54 de MAS ,
arma semi-automática. Francia puso en practica el concepto de arma
ligera única, sustituyendo sub-fusiles y fusiles, por el fusil de asalto.
En 1970 se decidió cambiar por la munición 5.56 y un año después
lanzó los primeros prototipos de un fusil de asalto, el FAMAS F3 que
en 1984 entró en servicio en casi todas las unidades de combate.
El FAMAS junto con el AUG es uno de los fusiles mas pequeños y
compactos. Apenas mide 75,7cm. de longitud (Sistema Bull-Pup),
con un diseño sumamente original, con los elementos de puntería en
un armazón protector que sirve a la vez de asa de transporte, bajo la

70
cual se encuentra la palanca de montar. La ventana de expulsión
puede cambiarse de lado igual que el AUG, lo que hace que sea un
arma ambidiestra. Cuenta con un bípode construido en su mayoría
con material sintético. Funciona por retroceso retardado, pudiendo
efectuar ráfagas controladas de 3 disparos o tiro semi-automático.

Tiene un estriado de una vuelta en 228mm.(9 pulgadas); pesa


3,6kgs., cargador con capacidad de 25 cartuchos, pudiendo lanzar
granadas (los de exportación no). Las tropas francesas que fueron
enviadas al Líbano en el seno de la FILUL, fueron equipadas con el
fusil SIG-540 (Suizo), pese a estar en servicio el FAMAS. Actualmente
en uso en Francia, Senegal y los Emiratos Árabes.

G) Gran Bretaña

Siguiendo la línea general del país, las FAS Británicas han sido
usuarias muy conservadoras en cuanto a armamento ligero se refiere,
habiendo sido siempre de las ultimas en adoptar las distintas
innovaciones que han ido surgiendo. Después de haber tenido en
servicio desde 1954 la versión del FAL rebautizada L1 A1, con el cual
se combatió en las Islas Malvinas, adoptó en 1984 un prototipo, el IW
(Individual Weapons) de 4,85 mm., que se encontraba insertado en el
proyecto SA-80 (Small Arms-1980), al calibre 5.56 de la OTAN.

Al iniciar los estudios sobre el EM-2 se convierte en fusil Nº 9 MK1 y


a fines de los años setenta el prototipo se denominaba XL-65-E.
Mas tarde, al ser adoptado el calibre5.56 figuraba reseñado como XL-
70-E, para finalmente ser incorporado como armamento reglamentario
bajo el nombre de L-85-A1 en 1985. Luego de unas mejoras técnicas
se denomina L-85.

71
El sistema comprende 3 versiones: una ordinaria o común,
denominada arma individual (IW), otra de corto cañón que se prevé
que supla a los sub.-fusiles y otra con cañón pesado y bípode,
denominada arma ligera de apoyo (LSW: Light Support Weapon). La
estructura general del L-85 es muy simple.
El cajón de los mecanismos construido de chapa estampada,
presenta una forma paralelepípedo, en la que en su extremo
delantero se encuentra el cañón. Por su interior se desliza el block de
cierre. El acerrojamiento se produce por toma de gases en un punto
del cañón y la acción combinada de una cabeza de cierre giratoria.
Además de sencillo, funciona adecuadamente. En cuanto al sistema
de puntería, debió ser elevado ostensiblemente debido al diseño
longitudinal del arma. Esta equipado con un visor Susat de gran
ángulo y escaso aumento, siendo posible su sustitución por un visor
nocturno.
La palanca de montar está ubicada a la derecha y la ventana de
expulsión está cubierta por una tapa liviana que la protege del polvo y
la humedad, abriéndose automáticamente con el funcionamiento del
arma. Posee un cargador de metal de 20 cartuchos aceptando el de
30 del LSW y dispara en automático y semi-automático. Mide 77cm.y
pesa 3,890kgs. Está siendo producido por la Royal Small Arms
Factory, Enfield, en uso en Gran Bretaña.

H) Israel

Las tropas israelíes estaban armadas con el FN FAL en la guerra de


los Seis Días en 1967. Luego de ese conflicto hubo numerosas
solicitudes por un arma más liviana y versátil.

Un equipo de diseño encabezado por Israel Galil probó varias armas,


incluyendo el AK - 47, el M – 16 y el Stoner 63.

72
Luego de las pruebas se prefirió el cartucho de 5.56 mm del M-16,
pero se seleccionó el sistema convencional de pistón del AK-47 en
vez del sistema de gases directo del M-16. Se seleccionó una de las
variantes del AK-47 más actualizadas, el finlandés Valmet M-62.

La compañía finlandesa proporcionó las mil primeras recámaras para


el nuevo fusil, que fue adoptado oficialmente en 1972. Cuando estalló
la guerra de Yom- Kippur en 1973 no había suficientes Galil
construidos por lo que Israel compró grandes cantidades de M-16 a
Estados Unidos. Estos continúan en uso conjuntamente con los Galil.
El Galil es fabricado por Industrias Militares de Israel (IMI.)en los dos
calibres más usados para fusiles (5.56 y 7.62) teniendo tres modelos
básicos:

Modelo AR : Fusil de Asalto de Infantería


Modelo SAR : Fusil de Asalto de caño corto
Modelo SRM : Fusil de Asalto y Ametralladora Liviana

Este fusil actualmente es utilizado por las tropas israelíes de segunda


línea.
La Guardia Nacional de Nicaragua, durante el régimen de Anastasio
Somoza, adquirió los Galil, pero cuando accedieron los sandinistas al
poder , los cambiaron por AK-47.
También Perú y Chile lo adquirieron; este último con graves
problemas en las pruebas de recepción , no adoptándolo.
En América, Asia y Europa, el Galil 556 ha sido el gran perdedor en
las distintas competencias y evaluaciones a los que ha sido sometido
por los ejércitos profesionales. En conclusión , sólo un buen negocio
para la empresa.

73
I ) Rusia

En el Bloque Oriental, la disminución de los calibres también se


impuso . Finalizando la Segunda Guerra Mundial la Ex – URSS
adopta un prototipo de cartucho recortado .
El nuevo cartucho , denominado M- 43 ( 7.62 x 39 ) era menos
potente y más corto. Para él se necesitaría un nuevo fusil,
apareciendo en la escena bélica en 1947 el AK- 47 ( Automát
Kalashnikov15 ) . El AK – 47 remplazó al “ SKS 45 “ utilizado durante
la Segunda Guerra Mundial .
Según el Panel de Expertos Gubernamentales sobre Armas Cortas de
las Naciones Unidas, actualmente es producido por 14 países y
utilizado en forma oficial por 78 . Se calcula que se produjeron entre
35 y 50 millones en todo el mundo, lo que lo convierte en el más
producido en la historia .

El AK-47 es famoso por su fiabilidad, soporta las condiciones


atmosféricas más desfavorables, sin ningún incidente. Se ha probado
que el arma sigue disparando a pesar de ser lanzada al barro y
atropellada por una camioneta. Incluso ejemplares viejos con una
docena de años de servicio activo, no presentan ningún problema. El
arma es muy segura y permite a un tirador medio alcanzar un blanco
humano a 400 metros.

Entre 1965 y 1966 TSNII TOCHMASH, la institución soviética líder en


desarrollo de armas de fuego, desarrolló algunos principios nuevos
para mejorar la eficacia de las armas automáticas , denominadas
"automáticas balanceadas".
Los primeros experimentos revelaron que el nuevo cartucho de 5,45
mm podía ser un sustituto perfecto del 7,62 mm.

15
Kalashnikov, Mikhail Timofeevich: Nació el 10 de Noviembre de 1919 en la localidad de Kurya. En 1938 se incorpora
en el Ejército rojo, sirviendo en la región especial de Kiev, donde finaliza la escuela de mecánica de Blindados. En 1941
durante la Batalla de Briansk era Jefe de carro y cae gravemente herido. En el hospital comienza su famosa carrera de
Armero desarrollando varios modelos de Sub – ametralladoras siendo referencia para la DZERZHINSKY ORDANCE
Academy. En 1946 desarrolla el Fusil de Asalto AK – 46, el que con unas pequeñas modificaciones se transformaría en
el Fusil más fabricado del mundo (AK – 47).

74
Se creyó que combinando estas dos nuevas ideas se podía llegar a
crear una nueva generación de armas de fuego.

Entre 1969 y 1972, también Mikhail Kalashnikov había estado


trabajando en mejorar el AK 47 según los standares soviéticos. Así
surgió el AK-74, un AK 47 totalmente modernizado y que estaba
adaptado a los cartuchos de 5,45 mm.
El AK-74 está diseñado específicamente para unidades motorizadas.
Básicamente, es un AKM con una nueva cámara y un nuevo cañón
con un calibre diferente. Es por eso que externamente parece muy
similar al AKM, pero tiene algunas diferencias que pueden notarse
fácilmente. Tiene un cañón con un final más largo, que incluye un
freno de boca doble. Este dispositivo lo hace muy preciso y está
considerado como uno de los mejores frenos de boca de todo el
mundo. Su misión es compensar la salida de los gases de la ignición
para dar como resultado culatazos más débiles y controlables.
En cuanto a materiales y fabricación, utiliza muchas partes plásticas,
especialmente la culata. Básicamente, todo lo que no es de metal
está fabricado en polímeros; no incluye partes de madera como el AK
47.
Esto involucra también al cargador, que es de baquelita de color
madera.
La gran diferencia del AK-74 que no es tan notable es su calibre de
5,45 mm, diseñado por los soviéticos. En los años '60 el ejército
estadounidense adoptó un nuevo tipo de calibre, de 5.56 x 45 mm,
que pasó a ser utilizado por el M-16 , el principal competidor de los
AK .
Al considerar esto como un desafío, los soviéticos no podían
quedarse atrás. Su nuevo calibre de 5,45 x 39 mm tenía que ser una
antípoda del calibre occidental.
El nuevo calibre solucionó uno de los problemas que los occidentales
le achacaban al M-16 : el poder de detención.

75
El calibre 5.45 soviético implementó entonces una solución muy
eficaz. El proyectil posee un núcleo de acero que tiene una cavidad
interna en la ojiva, llena de aire . El centro de gravedad se queda
retrasado. En el momento del impacto la punta se deforma, y el peso
del núcleo trasero empuja hacia adelante con su propia fuerza, el
proyectil queda "invertido" y de esta forma provoca más daño.

Sin embargo, por diversas razones, la precisión de la munición de


5.45 mm. es menor que la de 5.56 mm.
Igual que sus antecesores, el AK-74 puede llevar un lanzagranadas y
miras para visión nocturna pasiva. También hay una versión con
culata plegable, llamada AKS-74.

El AK-74 fue bautizado en combate cuando las fuerzas soviéticas


entraron en Afganistán a mediados de la década del '70. Pronto se
demostró que las heridas causadas por la nueva munición eran
realmente difíciles de sanar y capaces de detener a una persona.

El AK-74 , era notablemente superior a las armas de otros países en


muchas características, pero en términos de efectividad era similar a
sus homólogos del Oeste.

A finales de los años 70 y principios de los 80 los diseñadores


emprendieron la tarea de construir un arma que mejorara en 1.5 a 2
veces la efectividad de fuego, sobre el arma existente.

El programa se denominó “Abakan” y llamó la atención de todos,


naciendo así un nuevo fusil de asalto : AN – 94 “ABAKAN” .
El costo del mismo es de 4 a 5 veces más caro que el AK – 74.

Muchos de los compradores de armas soviéticas y rusas siguen


prefiriendo un sistema viejo, bien conocido y puesto a prueba como
puede ser el AK – 47 , pero en realidad, su ideal es un AK – 47 con
mayor precisión. Debido a esto surge una serie de fusiles nuevos
denominada AK – 100.

76
La aparición de la serie AK-100 indica sin lugar a dudas que Rusia
quiere recuperar y expandir su mercado internacional.

Cuando el calibre 5,45 mm de las nuevas armas como el AK-74 fue


introducido a la producción en masa para reemplazar los rifles de
calibre 7,62 mm, pronto se descubrió que muchos de los compradores
extranjeros de armas soviéticas comenzaban a pensar dos veces su
decisión de comprar un AK.

Imponer un nuevo calibre de armas no es nada sencillo, como ya lo


había demostrado el 5.56. Los compradores extranjeros sencillamente
no confiaban en la munición de 5,45 mm, pues nunca la habían visto
en acción, mientras que la munición de 7,62 mm cargaba en sus
espaldas con muchos años de servicio. Además, el nuevo calibre era
más difícil de conseguir, ya que solamente se fabricaba en Rusia,
mientras que las municiones 7,62 mm eran sencillas de obtener en
muchas fábricas militares de todo el mundo.

A causa de todo esto, el volumen de las exportaciones se redujo


considerablemente. Para volver a incrementarlo y lograr
competitividad en el mercado, se produjeron las armas en tres
calibres: 5,56 mm, 7,62 mm ( Ruso ) y 5,45 mm. Los Kalashnikov de
calibre 5,56 x 45 mm están hechos exclusivamente para la
exportación. Las pruebas demostraron que los AK-101 y AK-102,
disparando la munición standard de la OTAN dieron mejores
resultados que utilizando munición de 5,45 mm. . La probabilidad de
impacto, al igual que la puntería potencial del AK-101 es 22 o 23%
mayor que la del AK 74 M. ( Ver Anexo 1 )
Recientemente el Gobierno de Venezuela , firmo un acuerdo por 54
millones de dólares por la compra de 100.000 fusiles AK-103 y AK-
104 y maquinaria para producir dichos fusiles y su munición . Lo
interesante de este modelo es que su calibre es 7.62 x 39 .

77
El primer lote arribara en octubre del 2005 , siendo el precio de
compra de cada fusil de 386 dólares americanos.
Nuestro Ejército cuenta con 90 fusiles AK-101 y 90 AK-102
destinados al Batallón de Infantería Paracaidista N° 14 , 90 AK-101
en el Bn.U.IV y 2 AK-101 en cada D.E. y B.I.5 -

J) Suiza

Muy conservador en cuanto a su armamento y calidad, él ejército


Suizo ingresó a la OTAN con su fusil Stgw 57 de SIG que empleaba el
cartucho 7.5 x 55 (Diseño Schmit- Rubin).
Al adoptar la OTAN el calibre 7,62, la empresa SIG desarrolla el SG-
510-4 el cual también fue exportado a Chile y Bolivia.
En febrero de 1983, Suiza decide adquirir el nuevo fusil de la casa
SIG-SAUER, el SIG SG 550 de5,56, el cual entró en servicio en 1990.
Este fusil, bajo la serie 540, con los modelos 540 y 542 de calibre 5,56
y 543 de 7,62 mm. están en servicio en 18 países de todo el mundo.
Siguiendo con los criterios de calidad y precisión que caracterizan a
los productos realizados por la firma Suiza SIC (Swiss Industrial
Company) y con la finalidad de ahorrar peso, se decidió hacer uso
intensivos de materiales sintéticos tanto en guardamanos, culata
plegable, pistolete y cargadores traslúcidos de 20 o 30 cartuchos.
Cuenta con muy buenos elementos de puntería (alza ortóptica y punto
de mira protegido) y anclaje para todo tipo de visores.
El acerrojado se produce por cierre de cabeza rotativa. Todas las
versiones SIG tienen culata plegable, bípode opcional y sus
cargadores tienen la peculiaridad de poder unirse entre sí.
Asimismo se dispone de una opción con cañón especial de mayor
longitud y grosor, con bípode y otros elementos para convertirlo en
fusil de precisión.

78
Pesa 4,1kgs.y mide 99,8cms, con la culata extendida (77,2cm
plegada).
La variante corta ( modelo SG 551) pesa 3,4kgs.y mide 82,7cms.
Este fusil sólo es empleado en Suiza por el elevado costo que insume
el cuidadoso proceso de su fabricación.
Los modelos 540 y 543 de 5.56 mm fueron adquiridos por Chile,
Líbano, Paraguay y Senegal entre otros.
Chile fabrica bajo licencia todos los modelos de sub-fusiles y fusiles .

K ) Argentina

En la década del 50, la Dirección General de Fabricaciones Militares


(D. G. F. M) concretó un acuerdo con la Empresa Belga Fabriqué
D`Etat / Fabriqué Nationale D`Armes de Guerre (hoy FNH) para
fabricar en Argentina el Fusil automático ligero FAL calibre 7.62
(1953).
En el año 1958 se materializó la firma de otro convenio para la
producción del Fusil Automático Pesado FAP (modelo HB 50.41de
FN).

Estos fusiles han llegado a países como Bolivia, Ecuador, Perú,


Paraguay y Uruguay, así como otros de Europa, Asia, África y Medio
Oriente.
En 1975, después de un profundo estudio sobre la reducción del
calibre para su armamento, se comenzaron a materializar los diseños
partiendo de los requerimientos elaborados por el Estado Mayor del
Ejército (arma ligera de poco retroceso, fácil transporte en vehículos,
tiro automático, cartucho ligero y estabilidad en el tiro automático)
Desde el punto de vista logístico y táctico debía representar un ahorro
del 50 % en transporte y movilidad.
Para ello debía tenerse en cuenta que este fusil sería fabricado
completamente en el país, sin depender de suministros del exterior.

79
En 1981 se aprobaron los prototipos del nuevo fusil y la distribución
de 50 ejemplares para pruebas.

Poco tiempo después, basado en los excelentes resultados logrados,


comenzó la producción del FARA 83 (Fusil de Asalto Republica
Argentina Modelo 1983) con las siguientes características:

- Culata rebatible de plástico.


- Alza tipo torre de 3 posiciones.
- Selector de tiro.
- Palanca de montar situada bien adelante.
- Cargadores de 30 cartuchos.
- Capacidad de disparo de la munición M-193 y SS-109.

Cuenta con los siguientes accesorios: cuchillo de combate, bípode de


asentamiento, un alza óptica extraíble, un lanzagranadas y equipo de
mantenimiento.
Si bien esta arma fue elaborada, su distribución apenas alcanzó a
pequeñas facciones del ejército , no adoptándose como arma
reglamentaria del mismo y siendo su fabricación cancelada .

L ) Brasil

IMBEL (Industria de Material Bélico de Brasil), es una empresa


pública de derecho privado dedicada a la producción de materiales de
uso militar y civil. Esta empresa está compuesta por cinco
establecimientos fabriles siendo la fábrica Itajubá la encargada de
producir el armamento portátil.

Esta industria está bien consolidada a nivel nacional y fabrica el FAL.


bajo licencia en diferentes modelos, los cuales están en servicio en el
Ejército.

80
FUSILES
. Fz 7.62 M964, automático, caño normal, culata rígida.
. Fz 7.62 M964 MD1, automático, caño corto, culata rígida.
. Fz 7.62 M964 MD2, semi-automático, caño normal, culata rígida.
. Fz 7.62 M964 MD3, semi-automático, caño corto, culata rígida.
. Fz 7.62 M964 A1BR1, automático, caño normal, culata rebatible.
. Fz 7.62 M964A1 MD1, automático, caño corto, culata rebatible.
. Fz 7.62 M964A1 MD2, semi-automático, caño normal, culata
rebatible.
. Fz 7.62 M964A1 MD3, semi-automático, caño corto, culata rebatible.

A título informativo daremos los datos técnicos de los Fusiles


brasileños similares a los fabricados por Fabricaciones Militares
(Argentina).

Fusil 7,62mm M964 ( FAL II )


Calibre: 7,62 mm
Peso s/cargador: 4.200 Kg.
Alcance de utilización: 600 m
Funcionamiento: Automático
Capacidad de cargador: 20 tiros
Origen: Brasil

Fusil 7,62mm M964 A1 (FAL PARA)


Calibre: 7,62 mm
Peso s/cargador: 4 Kg
Alcance de utilización: 600 m
Funcionamiento: Automático
Capacidad de cargador: 20 tiros
Origen: Brasil

81
Fusil Ametralladora 7,62mm M964 (FAP)
Calibre: 7,62 mm
Peso: 6 Kg.
Alcance de utilización: 600 m
Funcionamiento: Automático
Capacidad do cargador: 20 tiros
Origen: Brasil

Además se fabrican fusiles 5.56 mm

. Fz 5.56 MD2, automático, culata rebatible


. Fz 5.56 MD2A1, semi-automático, culata rebatible
. Fz, 5.56 MD3, automático culata rígida
. Fz 5.56 MD3A1, semi-automático, culata rígida

La última novedad en el diseño de fusiles del tipo Bull-pup es el


proyecto del fusil LAPA brasileño cuya característica más original es
el estar dotado de un disparador que puede funcionar en doble acción
o simple acción, el resto de las características son similares a las
armas reseñadas: utilización de plásticos en la construcción del fusil,
cargador en la culata y empuñadura de transporte en la cual va
situada el alza.
Se desconoce totalmente el estado actual de este prototipo , siendo
probable que su fabricación se halla cancelado .

LONGITUD LONGITUD PESO PESO VELOCIDAD


MODELO CADENCIA CARGADOR
TOTAL CAÑÓN VACÍO CARGADO INICIAL

LAPA 735 mm. 500 mm. 3,4 Kg 3,82 Kg 700 dpm 30,40 920 m/s

82
M ) Chile

FAMAE (Fábricas y Maestranzas del Ejército) y el CQIE (Complejo


Químico Industrial del Ejército), son los organismos encargados de
proveer armas, municiones y explosivos a las FFAA.

Desde 1811 FAMAE ha contribuido al desarrollo industrial de Chile,


caracterizándose por la garantía total de sus productos. FAMAE
durante las últimas décadas ha tenido un ascendente crecimiento en
diferentes áreas, tanto de carácter militar, como policial y civil.
Las armas FAMAE han sido probadas y empleadas en numerosos
países.
Las municiones FAMAE se caracterizan por su precisión , cumpliendo
con las exigencias internacionales.
Los Fusiles de Asalto FAMAE se fabrican bajo licencia SIG de Suiza.
El nivel de calidad y precisión empleados en su fabricación hacen que
los fusiles FAMAE sean muy precisos y confiables (ver Anexo N° 2).
FAMAE fabrica la munición calibre 7.62x51 mm. en dos versiones:
modelo guerra (Ordinaria) similar al cartucho NATO y el modelo
fogueo y la munición 5.56x45 mm. en dos versiones: modelo M 193
y SS 109, modelo éste último adoptado por la OTAN para sus
diversos ejércitos.

Gracias a su economía y política de defensa, Chile tiene la industria


más sólida de la región (América del Sur).

83
CAPITULO V : LA SELECCIÓN DE UN
FUSIL DE ASALTO

5.1.1 LA SELECCIÓN DEL FUSIL DE ASALTO


ADECUADO

Después de señalar, en una breve descripción, las características de los


actuales fusiles de asalto o de combate, sería natural preguntarse entonces.
¿Qué aspectos se deben considerar para seleccionar un fusil de combate, si
prácticamente son todos iguales? La respuesta se podría resumir en 6
puntos:

1. Superar las pruebas de Recepción y Comparación de Armas

2. El requerimiento operacional.

3. Aspectos logísticos.

4. Soporte técnico.

5. La confiabilidad del arma.

6. El precio.

1- Superar las pruebas de Recepción y Comparación de Armas :

Las pruebas de Recepción se realizan con la finalidad de verificar, en


caso de adquisición, que las armas recibidas cumplan con las
especificaciones que se fijan de antemano entre el vendedor y
comprador en un capítulo del contrato que se denomina “ NORMAS Y
CRITERIOS DE RECEPCION “.

Éstas contienen las especificaciones técnicas y de recepción por las


cuales las armas serán sometidas a las pruebas fijadas.

84
Se establecen aquí los criterios de aceptación y rechazo de acuerdo
con los criterios AQL ( Niveles de calidad aceptables ) y las pruebas
son realizadas en lotes de muestreo establecidos.

En cuanto a las pruebas de comparación, éstas se realizan para


establecer criterios técnicos que permitan clasificar armas dentro de
un mismo tipo. Generalmente se realizan ante una posible adquisición
y es necesario contar con elementos de comparación que permitan
una determinada selección o elementos de juicio para la toma de una
decisión.

Las pruebas de comparación deben aportar información que permita:

- Verificar y ordenar patrones de comparación.

- Establecer un mínimo de calidad y prestación.

Una buena base para realizar estas pruebas, adaptándolas a la


necesidad del caso, son los criterios AQL de las pruebas de recepción
mencionadas anteriormente.

En el año 1991, con la finalidad de comparar y seleccionar el arma


que mejor se adecuara a nuestras necesidades, el SMA realizó
pruebas a fusiles de asalto calibre 5.56 mm.

Al definirse el “ para qué “ se realizaban las mismas, se estableció


que serían de Comparación, por lo que se debía definir la verificación
y ordenamiento de los patrones de comparación y establecer el
mínimo de calidad y prestaciones.

A continuación se detallará cada una de las pruebas por separado :

85
A. Verificación y Ordenamiento de los Patrones de
Comparación.

Aquí realmente no se realiza prueba alguna, sino que se estudia en


forma pormenorizada todas las características del arma.

Esto nos permite, a la hora de comparar hacerlo sobre características


homogéneas y no caer en el error de comparar cosas disímiles.

Tareas que se deben desarrollar en esta etapa:

Características Físicas

Tiene por finalidad anotar las características físicas más salientes


como los son el peso y la longitud.

Desarrollo:

Peso: Pesar el arma sin cargador y con cargador completo.

Longitud: Medir el arma con culata desplegada y con culata plegada,


si la posee.

Accesorios, Opciones y Variaciones

Tiene por finalidad establecer posibles ventajas que pueda tener un


arma sobre otra, considerando cuál será el uso que se le dará.

Desarrollo:

Anotar:

1. Lista de accesorios disponibles.

2. Opciones disponibles.

3. Variantes disponibles.

86
4. Accesorios comunes con otras armas de la misma fábrica o
armas en servicio.

5. Documentación y bibliografía disponible (Manuales de


operación, de mantenimiento, etc.).

Operación del Arma

Tiene por finalidad la comparación de las características


operacionales.

Desarrollo:

Principio de funcionamiento.

Clase de tiro, (tiro a tiro, ráfaga limitada, automático).

Tipo de Sistema de Puntería.

Contenido del cargador.

Transporte del Arma

Tiene por finalidad evaluar la facilidad del transporte del arma en las
distintas exigencias.

Desarrollo:

Evaluar la facilidad de transporte del arma:

- Con porta – fusil (en desplazamiento)

- Con porta – fusil (listo para el tiro)

- Sin porta – fusil

- Arrastrándose

87
- En vehículo

Anotar todas las observaciones que se constaten en cada una de las


formas.

Utilización de los Accesorios

Tiene por finalidad evaluar la facilidad de uso de los accesorios y su


utilidad y la altura de la línea de mira.

Desarrollo:

El tirador se coloca detrás de una mira o de una mesa colocada sobre


un costado, con el arma en posición de tiro y apoyada sobre el borde
superior.

El arma debe estar descargada.

Colocándose delante del tirador, evaluar y comparar con respecto a


otras armas en que posición tiene que descubrirse el tirador para
disparar por encima de la protección.

Manipulación del Arma

Tiene por finalidad determinar cómo se comporta el arma en las


distintas situaciones a las que será sometida y operada por el
combatiente.

Desarrollo:

Conjunto del cargador: - Facilidad.

- Tiempo.

Introducción del cargador en el arma.

Utilización de la palanca de armar.

88
Facilidad de manejo del seguro y el selector de tiro.

Tiro: - De pie, con el arma apoyada en el hombro.

- De pie, con el arma apoyada en la cadera.

- Con la rodilla hincada en el suelo.

- Tendido.

Es conveniente que la prueba sea hecha por más de una persona y


de ser posible, al menos, una zurda.

- Descarga del arma.

- Desmontaje de campaña.

- Limpieza.

- Nuevo montaje: - Tiempo. - Facilidad.

- Herramientas necesarias.

- Disponibilidad de herramientas.

Anotar todos los detalles que surjan en cada una de las situaciones
planteadas.

B. Establecimiento del mínimo de calidad y prestación.

A diferencia de lo establecido en el punto anterior, en esta instancia


sí se realizan pruebas y las armas son sometidas a diferentes
exigencias.

Se le llama “un mínimo de calidad y prestación” porque hay pruebas


que si el arma no la supera determinará probablemente su rechazo,
dependiendo del criterio que se hubiese fijado.

89
Pruebas que se deben realizar en esta etapa:

Funcionamiento en condiciones normales

Tiene por finalidad evaluar el comportamiento del arma durante las


distintas secuencias de tiro, en condiciones de uso normales,
entendiéndose por uso normal, cuando el arma no es exigida en el
régimen de tiro ni en el medio físico donde es utilizada.

Desarrollo:

TIRO: - Tiro a tiro:

- Arma sujeta normalmente (30 disparos).

- Arma sujeta de manera que pueda retroceder

libremente.

- Tiro Automático:

- De igual modo que tiro a tiro.

- Funcionamiento con diferentes tipos y marcas de


munición:

- 30 disparos con cada tipo de munición.

Determinar la dirección y la distancia de eyección de las vainas y


evaluar la posibilidad de que las cápsulas puedan molestar al propio
tirador o a otros tiradores.

Anotar cualquier anomalía que se percate.

90
Precisión

Tiene por finalidad el estudio del comportamiento del arma, en cuanto


a su precisión.

Se debe elegir tiradores capacitados de forma de obtener resultados


homogéneos.

Desarrollo:

Tiro con órganos de Puntería normales:

Con el arma empotrada:

- 3 series de 10 disparos a 100 metros.

Determinar la zona de impactos de 9 ( se rechaza el peor ) y medir el


semiperímetro.

Repetir la operación con otro tirador.

Tiro a tiro tendido:

- 3 series de 10 disparos a 100 metros y a 300 metros.

Determinar la zona de impactos de 9 y medir el semiperímetro.

5 diagramas de 6 disparos cada uno.

Ráfaga de tres tiros, tendido:

- Total de 30 tiros a 50 metros.

Determinar zona de impactos y medir el semiperímetro.

5 diagramas de 6 disparos cada uno.

91
Ráfaga de tres tiros, de pie:

- Total de 30 tiros a 25 metros.

Determinar zona de impactos y medir el semiperímetro.

5 diagramas de 6 disparos cada uno.

El semiperímetro se mide sumando H + L.

- H: La distancia central vertical entre el punto de impacto


más alto y el más bajo.

- L: La distancia central horizontal entre el punto de impacto


ubicado más hacia la izquierda y el ubicado más hacia la
derecha.

Ínter cambiabilidad

Tiene por finalidad comprobar que el arma haya sido fabricada en


base a las mismas especificaciones técnicas y que se permitirá en el
transcurso de la vida del arma, cambiar elementos, sub – conjuntos y
conjuntos.

Es fundamental que el arma posea la cualidad de que sean


intercambiables sus piezas, si así no ocurriera, debe ser un elemento
de rechazo.

92
Desarrollo:

- Tomar 2 armas.

- Desmontar los sub – conjuntos y todos aquellos elementos que


puedan ser desmontados de acuerdo a los manuales.

- Intercambiar las piezas y sub – conjuntos.

- Comprobar si las armas funcionan disparando 3 cargadores:

- 1 tiro a tiro; 1 en ráfaga de 3 disparos y 1 en automático.

- Volver a montar las armas en su configuración original.

Temperatura del Guardamano

Tiene por finalidad evaluar la prueba del comportamiento del arma en


cuanto a la temperatura que adquiere el guardamano durante el tiro.

Esta prueba puede ser combinada conjuntamente con la prueba de


resistencia.

Desarrollo:

Temperatura del guardamano:

- Disparar 150 disparos en 2 minutos.

- Comprobar si el tirador puede seguir sujetando el guardamano.

93
Autoencendido (COOK – OFF)

Tiene por finalidad comprobar si el arma en determinadas condiciones


de uso, presenta autoencendido.

El autoencendido no es un elemento deseable en el arma de un


combatiente porque puede traer aparejado accidentes.

Desarrollo:

Preparar el arma y 210 cartuchos en sus cargadores.

Efectuar 200 disparos en 2 minutos en ráfagas cortas.

Dejar 1 cartucho en la recámara y 9 cartuchos en el cargador

5 minutos con el arma apuntando el blanco.

Si se dispara uno o varios cartuchos, tomar nota del tiempo


transcurrido entre el último disparo y cada cook – off.

Funcionamiento en condiciones adversas

Tiene por finalidad verificar el comportamiento del arma cuando está


sometida a condiciones extremas de funcionamiento.

Desarrollo:

ARMA SECA

- Desmontar el arma y limpiar con tricloroetileno o similar solvente.

- Efectuar 30 disparos tiro a tiro.

- Efectuar 30 disparos tiro automático.

- Verificar si alguna pieza de plástico ha sido atacada por el


tricloroetileno.

94
INMERSIÓN EN EL AGUA

- Arma limpia y engrasada normalmente.

- Semi – cargada (cargador introducido y cierre abierto)

- Sumergir el arma en agua durante 30 segundos.

- Sacar el arma del agua, cargarla y disparar todo el cargador en una


ráfaga.

INMERSIÓN EN EL BARRO

- Hacer una mezcla con 3 Kg. de tierra y 10 litros de agua.

- Arma limpia y engrasada normalmente.

- Introducir un cargador lleno y colocar un cartucho en la recámara,

poner seguro.

- Sumergir el arma en el barro durante 30 segundos.

- Sacarla con el cañón hacia abajo y disparar el cargador en una


ráfaga.

ARENA

- Arma limpia y engrasada normalmente

- Introducir un cargador lleno y colocar un cartucho en la recámara,


poner seguro.

- Colocar un tapón al cañón.

- Enterrar el arma completamente en la arena

95
- Desenterrar el arma, sacudir la misma y disparar el cargador en
distintos ritmos de tiro.

SEGURIDAD EN LAS CAÍDAS

Tiene por finalidad estudiar el comportamiento del arma desde el


punto de vista de seguridad, cuando accidentalmente sufre diferentes
caídas.

Desarrollo:

Introducir un cargador con 10 cartuchos de fogueo sin pólvora.

Colocar un cartucho en la recámara y poner seguro.

Dejar caer el arma sobre hormigón o acero desde 1,5 metros de


altura.

Una caída sobre: Boca

Culatín.

Lado derecho.

Lado izquierdo.

Anotar todas aquellas anomalías que pudiesen presentarse.

TIRO DE RESISTENCIA

Esta prueba es de carácter destructivo, el arma es llevada en un corto


período al término de su vida útil.

La diferencia de velocidad en la boca, antes de comenzar y al final de


la prueba será determinante de la conclusión de la prueba.

96
Se considera que un tubo cañón es útil con una diferencia de
velocidad inicial de la munición, inferior al 10%.

Desarrollo:

1. Se disparan 6.000 cartuchos.

2. Régimen de tiro:

- 150 disparos en 20 minutos y 30 segundos de la siguiente


forma y secuencia:

- 30 disparos tiro a tiro.

- 30 disparos en ráfagas cortas 3 a 5 disparos

- 30 disparos en tiro automático.

- 30 disparos en ráfagas cortas.

- 30 disparos tiro a tiro.

Después de cada serie (150 disparos), se enfriará el arma en el agua

Después de cada 1.500 disparos se limpiará el arma.

Después de cada limpieza se controlará la precisión, mediante 3


series de disparos de 10 en tiro a tiro a 100 metros y con el arma
apoyada.

Se tomará el semiperímetro de los 9 mejores.

- H: La distancia central vertical entre el punto más alto y el más bajo.

- L: Distancia central horizontal entre el punto ubicado más hacia la


izquierda y el ubicado más hacia la derecha.

Después de disparados los últimos 1.500 tiros, se controlará


velocidad en la boca, de un promedio de 5 tiros y se controlarán los
impactos ovalados (dimensión mayor de 7,0 mm. en blanco).

97
Se disparará siempre con la misma munición y se controlará su
velocidad en la boca antes de comenzar la prueba.

Se utilizan los blancos reglamentarios para 100 metros.

ALIMENTACIÓN DOBLE

Es una prueba de carácter destructivo, que tiene por finalidad evaluar


las características mecánicas de resistencia del tubo cañón.

Desarrollo:

Introducir un proyectil en el cañón a 2mm. delante del cartucho


cargado.

Disparar 1 cartucho de guerra y verificar los daños producidos.

Introducir el proyectil en el cañón, para sistema de retroceso de


masas a 100 mm. de la boca y para sistema de toma de gas al ras
con el canto delantero del hueco de toma de gas.

Disparar un cartucho de guerra y verificar los daños producidos.

Realizar las pruebas en potro y disparar con remoto.

2- El requerimiento operacional:

El Requerimiento Operacional lo define el usuario y obedece


directamente al empleo del arma; ¿quién la utiliza?, ¿dónde la utiliza?
y ¿para qué la utiliza?. Así, un fusil de combate podría ser diferente,
en cuanto a sus características y dimensiones, si es para unidades de
infantería a pié, infantería mecanizada, unidades montadas, de
montaña, de artillería, de ingenieros, blindadas, de fuerzas
especiales, logísticas, etc. En este aspecto, también se pueden hacer
algunas exigencias o requerimientos al arma, como por ejemplo:

98
posibilidad de lanzar granadas de fusil; posibilidad de adaptación de
lanzador de granada de 40 mm; que posea ráfagas limitadas para
dosificar el consumo de munición en condiciones de estrés del
combatiente; que posea culata fija o plegable; que lleve bayoneta y/o
bípode; que sea corto o largo; que sea calibre 7,62x51 mm o 5,56x45
mm.

3- Aspectos logísticos:

Los aspectos logísticos están asociados con el arma y con la


munición. Los relacionados con el arma, son aquellos que se
relacionan con la capacidad de tener repuestos, a lo largo del tiempo,
a la mano y/o en forma oportuna, junto conque exista un ente, no
condicionado a factores externos, que asegure el suministro de ellos
y/o una reparación mayor, a un costo razonable y en el momento en
que se necesita. En los aspectos logísticos relacionados con la
munición, además de lo que se relaciona con el proceso mismo de
adquisición de la munición, lo que se debe normalmente realizar antes
de un conflicto, son tal vez aún más importantes, los relacionados con
la logística en combate, que debe interactuar durante el desarrollo del
conflicto mismo.

Sólo se debe tener en cuenta que un cartucho calibre 5,56x45 mm


pesa 12,3 gramos, mientras que un cartucho 7,62x51 mm pesa 24
gramos, es decir, todos los transportes, incluyendo la dotación de
combate del soldado, disminuyen a la mitad en su peso, existiendo
también una importante reducción en volumen. Otro factor que
debería considerarse, es el calibre que utilizan las otras instituciones
de la defensa nacional.

99
4- Soporte técnico:

El soporte técnico se relaciona con lo que en las empresas del área


privada se denomina el servicio técnico de posventa, actividad que
tiene directa incidencia con los aspectos logísticos. En sí, el soporte
técnico debe ser evaluado por el usuario final de las armas en razón
de la seguridad real de tenerlo, tanto para la adquisición futura de
repuestos, como para las reparaciones mayores que pueda necesitar
posteriormente. También, debería ser importante que se considerara
la posibilidad de tener un organismo, en cierta manera, ajeno al
quehacer diario del Ejército, capaz de sustentar el servicio técnico en
forma adecuada y segura, de tal manera que la Institución emplee sus
recursos, que generalmente son escasos, en otros fines.

5- La Confiabilidad del Arma:

La confiabilidad del arma se relaciona con la probabilidad de que el


arma falle, ya sea bajo condiciones normales de tiro o bajo
condiciones extremas de combate. Este aspecto es normalmente
definido por una serie de pruebas que se les realiza a las armas,
como por ejemplo: pruebas de funcionamiento, pruebas de
resistencia, pruebas de precisión, pruebas de caída, pruebas de sobre
presión de la munición, mediciones de velocidad de la munición y
cadencia (tiros por minuto), sometimiento a cámaras de niebla salina
(a fin de verificar la calidad del tratamiento de superficie), pruebas en
barro, arena y/o lluvia, etc., lo que en definitiva también estará
relacionado con el precio.

100
6- El precio:

El precio es un factor, para nuestra realidad, de suma importancia, por


lo que éste debe reflejar que, con el mejor precio y condiciones de
pago posible, se logren satisfacer al máximo los requerimientos
táctico-técnicos, el soporte técnico y, en general, las condiciones
exigidas a un arma. No olvidemos que es preferible calidad que
cantidad y que la compra se puede realizar en etapas .

5.2 RIVALIDAD ENTRE EL 5.56 Y EL 7.62

En general, todos los fusiles de asalto de primera generación


fabricados en países de la Europa Occidental, fueron de calibre 7,92
mm. con una menor carga, llamados "cortos" (KURTZ). Pero, en
1953, la OTAN se plantea seriamente el importante problema logístico
de adoptar un calibre reglamentario para todos los países miembros,
con el fin de unificar la gran variedad de calibres vigentes, utilizados
por los beligerantes en la II Guerra Mundial, municiones que en
realidad provenían de la Primera.
En la elección del nuevo calibre, el peso específico de los Estados
Unidos, se dejó sentir y así logró imponerse en la OTAN. La nueva
munición que se designó 7,62 x 51 NATO, fue adoptada oficialmente
el 15 de diciembre de 1953.
Cuando las grandes potencias militares incurrieron en el absurdo de
humanizar la guerra (primero en las Convenciones de la Haya,
después en la de Ginebra), se acordó la prohibición de las balas
expansivas o "dum-dum". El razonamiento fue coherente: el objetivo
en una guerra es causarle "bajas" al enemigo y por "bajas" se
entienden muertos, heridos, desaparecidos y prisioneros de guerra.

101
Para "humanizar" la guerra lo que hay que hacer es reducir el número
de muertos aumentando el número de heridos. Por eso se
pronunciaron por el uso de "balas duras", que simplemente perforan
pero, no tocando ningún órgano vital, no provocan la muerte, y, si la
provocan, no causan excesivo dolor. De ahí que se prohibieran las
balas "expansivas" que, al perforar el cuerpo se "florean" o se
fragmentan, es decir, "se expanden", y el daño que causan es mayor
que el de las balas simples, pues no sólo afectan el lugar por donde
penetran sino un área mayor.
La organización del Tratado del Atlántico Norte, encabezada por
Estados Unidos adoptó el calibre "7.62 mm.", que fue conocida desde
entonces como "7.62 NATO".
El Pacto de Varsovia, encabezado por la entonces URSS, adoptó el
mismo calibre, 7.62 mm., pero con el cartucho más corto que el del
7.62 NATO (51 mm. el NATO y 39 mm. el soviético). El arma básica
de infantería que usó el Pacto de Varsovia fue el fusil automático
Kalashnikov ("AK"), el AK – 47.
Los norteamericanos buscaron la forma de hacer más letales sus
armas, al mismo tiempo que no se ajustaban a los tratados que ellos
mismos firmaron. Fue así como nació, entre los años 1957-1959 y a
"solicitud" del Comando de la Armada Continental (USA), el calibre
5.56 mm. (regularizada en 1964). Más delgada que la 7.62 y mucho
más rápida, la 5.56 no sólo representaba ventajas en su acarreo,
también significaba grandes ganancias para las empresas bélicas
norteamericanas, porque su aprobación significaba cambiar
totalmente el armamento de toda la infantería norteamericana
(formado en ese entonces por la carabina M-1 y M-2, el viejo M - 1 y
la Thompson). Un nuevo cartucho significaba una nueva arma, y toda
la industria militar se concentró en demostrar las cualidades del nuevo
calibre. Para convencer al Pentágono estadounidense, presentaron la
mejor característica de la munición calibre 5.56 mm: era de "punta
blanda", eso quiere decir que una bala del tipo 5.56 mm., se "dobla" al
hacer contacto y empieza a girar erráticamente dentro del cuerpo.
102
El resultado es mucho más terrible que la expansiva, si el orificio de
"entrada" de la munición era, en efecto, de 5.56 mm., el de "salida" (si
es que la tenía) era hasta 10 veces mayor. Si la munición no "salía",
su efecto interno destruía todo a su paso. En conclusión: sin usar
balas expansivas, el ejército norteamericano comenzó a usar una
munición más letal, que dejaba con menos oportunidad de vida al
"blanco" que la recibía.

La Guerra de Corea había demostrado las limitaciones del M-14


(versión semiautomática del Garand M-1). Fue así como nacieron los
prototipos de lo que después sería llamado M - 16.
La nueva bala como el fusil de asalto necesitaban ser probados "en
condiciones reales". Así que el gobierno norteamericano decidió
probarlo en Vietnam. Con los nuevos M-16 y su flamante calibre 5.56
mm, las tropas norteamericanas invadieron Vietnam y, en los
combates, probaron que el M-16 y el calibre 5.56 mm, no eran tan
buenos como decían. La bala es extremadamente veloz y ligera, así
que cualquier roce con una hojita o rama de las que abundaban en la
jungla asiática, cambiaba radicalmente su trayectoria, además, el fusil
era muy afectado por la humedad, un deficiente mecanismo del
cerrojo provocaba que se "atascara" con el consiguiente fallo en el
disparo.
Conforme avanzó la guerra en Vietnam, se fue modificando el fusil: se
reforzó la recámara para resistir la corrosión de la pólvora, se le
instaló una palanca extra al cerrojo para asegurar su cierre, se ajustó
el resorte recuperador para reducir la cadencia de tiro. Así nacieron el
M-16 A-1 y el M-16 A-2 como arma básica de infantería.
Paralelamente al M-16, se desarrolló el AR-15 (versión
semiautomática del M-16), que luego habría de ser exportado a los
países de América Latina, más concretamente a sus policías y sus
escuadrones contrainsurgentes.

103
Cabe preguntarse el porqué del auge de la munición de 5.56 mm. en
todo el mundo, que ha desplazado al 7.62 en los fusiles de asalto y
cuya eficacia se ha probado en varias guerras locales. ¿Es realmente
superior el 5.56 sobre el 7.62 como para sustituirle; o se trata de una
solución transitoria?.
La opinión generalizada de varios países es que para el fusil de asalto
la munición 5.56 es superior por diferentes razones técnicas y
logísticas (ver Anexo N° 3).

5.3 COMPARACION DE LOS CALIBRES

5.56 Y 7.62.

En el desarrollo de esta parte del trabajo y con el objetivo de obtener


una mayor claridad se consideran, en forma simplificada, algunos de
los conceptos y parámetros más importantes referentes a la munición,
tanto desde el punto de vista técnico como logístico, y que están
íntimamente ligados con la eficacia del combatiente.

Para tal efecto, se presentan una serie de cuadros comparativos, con


sus correspondientes comentarios. Para efectuar esta comparación
se tomarán como base las municiones 7,62x51 mm, con proyectil
SS77 (estándar NATO), las municiones 5,56x45 mm, con proyectiles
M193 y SS109 NATO y los fusiles FAL , Steyr AUG , HK 36 y

M –16 A2.

104
• Factores de comparación de orden técnico.

Peso del arma:

Características FAL AUG HK 36 M- 16 A2

Calibre ( mm) 7,62 5,56 5,56 5,56

Peso sin cargador (Kg.) 3,9 3,6 3,3 3,5

Capacidad cargador (Tiros) 20 30 30 30

Peso Cargador vació (Kg.) 0,225 0,130 0,125 0,110

Peso cargador lleno (Kg.) 0,710 0,490 0,480 0,470

Peso total (Kg.) 4,610 4,090 3,780 3,970

Alza (Metros) 150 – 250 Auxiliar Auxiliar 0 –300-500

Mira Óptica (Aumentos) No 1,5 1,5 Opcional

Existe una inferioridad de peso en las armas 5.56, la que se acentúa


al agregarle un cargador completo. Con él, la diferencia llega al orden
de los 500 – 600 gramos. En el calibre 5,56 mm los cargadores son
más livianos y tienen mayor capacidad que el utilizado en el Fusil FAL
7,62 mm. Se puede apreciar que las actuales alzas no van más allá
de los 600 m e incluso algunos fusiles calibre 5,56 incorporan una
mira óptica en lugar del alza y guión tradicional. En este caso la
diferencia con el FAL es notoria.

105
Dimensiones del arma:

Características FAL AUG HK 36 M-16 A2

Longitud del arma (mm) 1.092 790 990 1000

Con la culata plegada 847 --- 760 ---

No existen diferencias significativas en cuanto a las dimensiones,


salvo en el caso del AUG y que en los fusiles FAL y HK36 existe la
posibilidad de utilizar una culata plegable. En este caso, al contar con
una pieza articulada, hace que el fusil sea más vulnerable que los
compactos.

Cadencia de fuego:

Características FAL AUG HK 36 M- 16 A2

Cadencia de fuego 650-700 680-850 750 600-940

(tiros/min.)

Existe una diferencia en la cadencia de fuego de los fusiles, pero no


es un factor de incidencia en cuanto a la calidad o superioridad de un
arma sobre otra.

106
Energía remanente:

Características Munición SS -77 M - 193 SS - 109

Proyectil (mm) 7,62x51 5,56x45 5,56x45

Peso proyectil (g) 9,3 3,65 4

Calibre (mm) 7,62 5,56 5,56

Velocidad inicial (m/s) 810 960 950

Energía en la boca (J) 3.050 1.843 1.800

Velocidad remanente a 300 m en m/s 637 660 650

Energía remanente a 300 m 1.886 870 845

en J

Velocidad remanente a 600 m en m/s 460 434 422

Energía remanente a 600 m en J 983 376 356

La energía remanente es uno de los parámetros más importantes de


la balística exterior, ya que en función de ella se determinan los
efectos de los proyectiles no explosivos, sobre sus objetivos. La
energía remanente necesaria para dar de baja o incapacitar a un
hombre es de 80,8 Joule.

107
Los proyectiles:

En el calibre 5,56, dentro de las municiones estándar, existen dos


tipos de munición, en que los proyectiles o balas son diferentes; la
bala M193 y la SS109. A continuación se muestran las características
y diferencias entre los dos proyectiles 5,56 mm y una comparación
con el proyectil 7,62 mm SS77:

Parámetros M193 SS109 SS77

Calibre (mm) 5,56 5,56 7,62

Peso del
12 12,3 24
cartucho (g)

Peso de la
3,65 4 9,3
bala (g)

Largo de la
19,18 23 28,8
bala (mm)

Recubrimiento Latón Latón Latón

de la bala: 90/10 90/10 90/10

Núcleo de la Plomo Acero y Plomo


bala plomo

Como se puede apreciar existe una diferencia significativa, en cuanto


a peso y dimensiones, entre la bala o proyectil calibre 7,62 y los 5,56.
Entre el M193 y el SS109, la mayor diferencia está en el largo y en su
núcleo, que tiene una parte de acero, lo que influye en su peso, lo
que, además, le da un casi imperceptible, perfil aerodinámico
diferente.

108
El rayado del ánima:

El rayado del ánima se refiere a las estrías del cañón. Uno de los
parámetros más importantes, por medio del cual se definen las estrías
se denomina paso o giro. El paso se define como "el giro o vuelta que
dan las estrías dentro del ánima", y, tradicionalmente, se mide en
pulgadas. Ejemplo: 12" de paso, significa que las estrías hacen un
giro en 12" o 305 mm, distancia que no necesariamente puede
corresponder al largo del cañón del arma. El objetivo de este giro es
imprimirle al proyectil una velocidad de rotación tal que, dicho en
palabras simples, le permita, principalmente, obtener una adecuada
estabilidad durante el vuelo. Actualmente existen los siguientes
rayados de ánima, para los calibres 7,62 y 5,56:

- Calibre 7,62: 12" de paso.

- Calibre 5,56: 12" de paso.

.10" de paso (utilizado por SIG, para el Ejército Suizo).

7" de paso (Mejor comportamiento SS109).

Características:

12" de paso: mayor precisión y en el caso del calibre 5,56, un mejor


comportamiento con la munición M193..No se recomienda el empleo
de munición SS109, ya que ésta no logra estabilidad durante el
.vuelo.

10" de paso: mayor precisión respecto del de 7" de paso, pero menos
penetración (caso particular de SIG).

Recientemente el Ejército de Chile, para sus nuevos fusiles FAMAE


SG 540-1 y SG 543-1, ha definido un paso de 10", favoreciendo, al
igual que el Ejército Suizo, la precisión respecto a la penetración.

109
Con relación a la penetración, tal vez sea oportuno mencionar que, en
pruebas realizadas por FAMAE, con munición calibre 5,56 mm M193
y SS109, con los 3 pasos mencionados anteriormente, sobre
planchas de blindaje de 5 y 6 mm de espesor, ubicadas a distancias
de 25, 50 y 100 metros, siempre se obtuvo un mejor rendimiento en
penetración con la munición M193 respecto de la SS109 con los
pasos de 7" y 10", no observándose diferencias significativas, entre
estos 2 pasos, en lo que respecta a la precisión, siendo levemente
mejor este parámetro con el paso de 10".Cabe también mencionar, en
esta oportunidad, que no existe impedimento técnico-balístico alguno,
como se podría pensar, para que tanto la munición M193 como la
SS109, sean disparadas en fusiles con cañones con 7" o 10" de paso.

En el caso particular del Fusil Steyr AUG se optó por 9” de paso,


pudiendo disparar tanto munición M-193 como la SS- 109 .-

7" de paso: mayor penetración con la munición SS109, sobre los 600
metros de distancia, respecto de la M193.

La precisión:

Pruebas realizadas por la Armada de Chile al respecto, arrojaron los


siguientes resultados para los dos tipos de proyectiles 5,56, en los
rayados de ánima de 7" y 12", disparados a las distancias indicadas y
con una velocidad del viento de 0 m/s:

110
Distancia al Tipo de Paso del Radio Medio
Bala (mm)
Blanco Rayado

M193 42,6
7"
SS109 28,3
100 m
M193 27,7
12"
SS109 198,1

M193 75,6
7"
SS109 42
180 m
M193 34
12"
SS109 400

M193 127
7"
SS109 116
400 m
M193 90
12"
SS109 ----

M193 160
7"
SS109 170
550 m
M193 125
12"
SS109 ----

111
Como se puede ver en los cuadros anteriores, al observar el radio
medio obtenido para cada una de las distancias, a las cuales fueron
ubicados los blancos, siempre tuvo una mejor concentración de
impactos y precisión la munición M193 disparada con un cañón con
12" de paso. Por otra parte, tal como se mencionó anteriormente, la
munición SS109 disparada con un cañón con paso de 12" tuvo una
pésima precisión, producto de que la velocidad de rotación no fue
suficiente para lograr una adecuada estabilidad, en vuelo, del
proyectil.

• Factores de comparación de orden logístico.

Análisis de la diferencia de peso:

Peso de 200 cartuchos incluyendo los cargadores

Munición Munición
Característica
7,62 5,56

Peso en kg 7,3 4,5

Esta munición está contenida en 10 cargadores de 20 cartuchos c/u.


Si esta munición debe ser transportada por un combatiente, sólo por
este concepto la diferencia es de 2,8 kg. Para mayores cantidades de
munición que deben ser transportadas por las unidades logísticas se
aprecia que las diferencias son mucho mayores.

112
Por ejemplo para abastecer a 100 combatientes, se tiene la siguiente
tabla:

Munición Munición
Características
7,62 5,56

400 proyectiles por 1.479 680.


hombre (en kg)

600 proyectiles por 2.219 1000


hombre ( en kg )

Se considera el peso de las dotaciones de munición con embalaje.

Análisis de la diferencia de volumen:

Para las mismas cantidades de munición del ejemplo anterior, se


tiene:

Munición Munición
Características
7,62 5,56

Volumen de 400 1,19 m3 0,6 m3


proyectiles por
hombre

Volumen 600 1,8 m3 0,89 m3


proyectiles por
hombre

113
En el volumen a transportar por la unidad logística se produce una
diferencia entre ambos calibres, lo que para el caso de la munición
5,56 facilita la labor de dicha unidad y le da flexibilidad; disminuyendo
los medios necesarios para el acarreo, llevando mayor cantidad o
empleando sus medios para otros fines. Obviamente la diferencia en
el peso, entre ambos calibres, es más significativa.

Análisis para la elección de la munición (calibre)

Consideraciones:

Hablar sólo del calibre de una munición, a menudo no es suficiente,


ya que para algunos calibres nominales existen varios tipos de
cartuchos, que tanto en la forma como en su poder de penetración
son completamente diferentes. Como ejemplos se pueden mencionar
los siguientes: 7,62x51 mm, 7,62x54R mm y 7,62x39 mm, que se
usan en armas diferentes, o 5,56x45 mm con proyectil M193 o SS109,
que se pueden utilizar en la misma arma. La elección de la munición
para un arma, depende de consideraciones tanto tácticas como
técnicas. Por una parte, el usuario define los objetivos que serán
batidos con el arma y, por otra, la distancia a los objetivos será un
factor importante a considerar, ya que ello define y especifica la
precisión que deba tener el conjunto arma-munición.

La letalidad:

La letalidad, para objetivos humanos, es frecuentemente considerada


dentro del concepto denominado "Wound Ballistics" (heridas
balísticas). Al respecto, se han efectuado diversos estudios de los
efectos en tejidos orgánicos por el impacto de proyectiles de distintos
pesos, formas, grados de estabilidad y velocidades de impacto.

114
El cálculo de la probabilidad de que un soldado continúe en acción,
por un periodo de tiempo determinado, después de recibir un impacto
de proyectil, es una materia compleja, que involucra una gran
cantidad de conocimientos médicos, aplicados a un sistema
estadístico.

El "Wound Ballistics" (heridas balísticas):

Idealmente, cualquier proyectil debería matar a un hombre. Sin


embargo, el área de las partes vitales de un cuerpo humano, al estar
una persona en posición de pié, representan sólo el 15% del área
total, así, existe un 85% de probabilidad de que un impacto de
proyectil, sin precisión, tenga consecuencias no fatales. Lo que
normalmente se espera entonces, es incapacitar al "objetivo humano",
independientemente de donde el proyectil impacte. "Incapacitar"
significa, simplemente, llevar a que el objetivo sea incapaz de cumplir
con su misión. Pero los conceptos de heridas balísticas e incapacitar,
o la posibilidad de incapacitar al adversario, dependerán de otros
factores y podrán ser relativos dependiendo de la situación.

Por una parte dependerá del rol o la misión que el soldado esté
cumpliendo. Es diferente, por ejemplo, si el soldado está en un ataque
(asalto) o se está defendiendo y sufre una herida en un dedo del pié.
Seguramente para el soldado que ataca, esta herida le significará
quedar incapacitado y no podrá cumplir con su misión, pero para el
soldado que se está defendiendo, en una posición, esta herida,
seguramente, le permitirá continuar disparando contra el adversario.
Por otra parte, la posibilidad de incapacitar al adversario dependerá
también del factor tiempo. Desde este punto de vista, el soldado que
ataca tiene un mayor tiempo de exposición ante el adversario, lo que
aumenta la probabilidad de que sea incapacitado. Mientras que para
el soldado que se defiende, en una posición, sólo una pequeña
porción de su cuerpo está expuesto, por un corto tiempo, ya que su

115
cuerpo, generalmente, está protegido y posee un casco de acero.
Adicionalmente, el soldado que se defiende, está altamente motivado
para que su posición no sea sobrepasada por el adversario.

El proyectil ideal para incapacitar:

Como las áreas vulnerables del cuerpo humano son sólo una
pequeña porción del área total del cuerpo, el proyectil ideal es aquel
que extiende sus efectos, más allá de su línea de trayectoria, a través
del cuerpo. Esto puede ser logrado por el impacto, sobre la carne
humana, de un proyectil a alta velocidad, el cual crea una onda de
choque que viaja hacia el exterior del cuerpo a la velocidad del
sonido. El impacto de esta onda de choque, sobre un recipiente que
contiene líquido, el cual es virtualmente incompresible, causa una
ruptura desde el nivel de los tejidos menores que contienen fluidos,
pudiendo provocar una gran cavidad que va más allá que las
dimensiones del proyectil que causa el daño. Estas son las llamadas
heridas del tipo "explosivas", las cuales han sido características de
balas de alta velocidad o esquirlas.

Como una aproximación, desde el punto de vista de "energía", se


acepta generalmente, que para el cuerpo humano, la incapacitación
es causada por la aplicación de un mínimo de 80 joules de energía.
Consecuente con ello, el rendimiento balístico terminal mínimo de un
proyectil, es definido como: "la capacidad de penetración de un casco
de acero más una energía remanente de 80 joules, necesaria para
incapacitar al objetivo humano". La energía es función de la velocidad,
lo ideal es que la velocidad del proyectil a la salida de su objetivo sea
igual a cero, así toda la energía, que llevaba el proyectil,
principalmente la cinética, es transmitida al objetivo. El nivel de
energía remanente indica la distancia efectiva de la munición.

116
Batir el objetivo:

El usuario debe claramente definir el objetivo y la distancia a la cual


se requiere que éste sea batido. Esto se debe basar sobre factores
tácticos, tales como: el rol del arma, características del terreno y la
disponibilidad de otros fuegos de apoyo. Incapacitar a un hombre
desprotegido es relativamente simple, sin embargo, una vez que el
objetivo comienza a protegerse comienzan las dificultades y los
problemas.

En el siguiente cuadro se muestran las energías mínimas


remanentes para batir diferentes objetivos, con municiones calibre
5,56 y 7,62 mm, asumiendo que el impacto del proyectil es
perpendicular al plano del objetivo:

5,56X45 7,62X51
OBJETIVO
M193 NATO

Hombre sin
80 J 80 J
protección

9" de madera 150 J 200 J

Vehículo con cubierta


150 J 200 J
normal

Casco de acero o
420 J 770 J
protección ligera

15 mm de duro
1500 J 1800 J
aluminio (aeronaves)

50 mm de concreto 1200 J 1500 J

117
120 mm de ladrillo 2500 J 3000 J

Al analizar el cuadro anterior, se puede apreciar lo siguiente:

a. Al incrementar el calibre, la energía requerida para penetrar

una protección también aumenta.

b. El proyectil M193 tiene una energía en la boca del arma de

1800 Joules, razón por la cual nunca podrá batir un objetivo


detrás de 120 mm de ladrillos.

c. Habiendo penetrado el material de protección, el proyectil

requerirá aún un mínimo de 80 Joules de energía residual para

incapacitar a un hombre.

Probabilidad de impacto:

La probabilidad de impactar a un objetivo, con un sólo tiro, depende


principalmente de 3 factores:

a. Que la trayectoria del proyectil sea lo suficientemente plana

para eliminar errores de estimación de la distancia.

b. Que el arma haya sido correctamente colimada.

c. Que el tirador haya apuntado correctamente y haya mantenido

el blanco en el momento del disparo.

118
Cuando se disparan ráfagas, la interacción entre el arma y el tirador
es importante. El primer disparo normalmente va donde el tirador
apuntó, pero los disparos posteriores generalmente no siguen la
misma trayectoria. La consistencia de la ráfaga dependerá
principalmente de la habilidad del tirador para mantener el arma sobre
el blanco, apuntado originalmente. A menos que el arma sea apoyada
por un bípode, la posibilidad de impacto a largas distancias es
pequeña.

Cuando el proyectil viaja hacia el objetivo sufrirá una caída vertical


producto de la fuerza de gravedad, sin considerar el efecto del viento,
tal como se aprecia en el cuadro siguiente:

Caída Vertical durante el Tiempo de Vuelo (m)

Distancia horizontal en
metros, para una 0,05 0,20 0,44 0,79 1,23 1,77
velocidad de:

1000 m/s 100 200 300 400 500 600

850 m/s 85 170 255 340 425 510

700 m/s 70 140 210 280 350 420

Si se asume que un objetivo humano promedio es de 1,6 metros de


alto y se apunta al centro, entonces existen 0,8 metros de margen de
error vertical. Al observar la tabla anterior, se puede inferir que las
armas, con velocidades de sobre 800 m/s, deberán graduar sus miras
de puntería para una distancia de sobre 300 m. La tabla también
muestra como, las armas con velocidades iniciales más bajas, son
muy sensibles para impactar dicho blanco, aunque los aparatos de
puntería se regulen correctamente.

119
Distancias de combate:

Antecedentes acumulados durante la Segunda Guerra Mundial y las


Guerras de Corea y Vietnam, han establecido que el disparo con
fusiles es restringido, en acción, a distancia mucho menores que lo
que usualmente se cree. Así se estableció que:

a. El 30% de todos los enfrentamientos de combate ocurren a

distancias de 100 m o menos.

b. El 72% de todos los enfrentamientos de combate ocurren a

distancias de 200 m o menos.

c. El 90% de todos los enfrentamientos de combate ocurren a

distancias de 300 m o menos.

d. El 95% de todos los enfrentamientos de combate ocurren a

distancias de 400 m o menos.

Estos son antecedentes generales y promedios, para enfrentamientos


de combate tanto de día como de noche y para las diferentes
distancias. Ello también podrá ser muy afectado por las
características propias de cada terreno.

120
5.4 BALISTICA TERMINAL O DE LAS HERIDAS

Balística de herida puede ser considerada una subdivisión de la


balística terminal y se refiere al movimiento y efectos del proyectil en
el tejido. Un proyectil en movimiento, por virtud del movimiento posee
energía cinética. Para un proyectil, la EC(Energía Cinética) es igual a
la velocidad al cuadrado por el peso del proyectil dividido entre el
doble de la gravedad. Cuando un proyectil se mueve a través del
cuerpo, este destruye y hace trizas el tejido en su trayectoria,
mientras que al mismo tiempo va tirando radialmente (hacia afuera) el
tejido que rodea la trayectoria de la bala. Esta cavidad temporal, la
cual tiene un tiempo de vida de 5 a 10 microsegundos desde el rápido
crecimiento inicial hasta que colapsa, sufre una serie de pequeñas
pulsaciones y contracciones graduales antes que desaparezca
definitivamente , dejando una herida en la trayectoria denominada
cavidad permanente. Es la combinación de los tejidos destruidos y
hechos trizas, y el efecto de la cavidad temporal en el tejido
adyacente a la trayectoria de la bala (tensión, compresión y
estiramiento) que determinan el alcance final de una herida. La
posición, tamaño y forma de la cavidad temporal en el cuerpo
depende de la cantidad de energía cinética disipada por el proyectil
en su camino a través del tejido y cómo es disipada rápidamente la
energía, la elasticidad y cohesión del tejido. La expansión máxima de
la cavidad no ocurre hasta cierto tiempo después que la bala ha
pasado a través del blanco. El fenómeno de cavidad temporal es
significante debido que tiene el potencial de ser uno de los factores
más importantes en la determinación de la magnitud de la herida en
un individuo.

Para que este potencial se desarrolle, sin embargo, no solamente


debe ser creada una cavidad temporal grande sino que ésta debe
desarrollarse en un tejido orgánicamente importante, como por

121
ejemplo, una cavidad en el hígado es más importante que una
localizada en el muslo.

En el caso de heridas de bala provenientes de armas cortas, la bala


produce un camino o trayectoria directa de destrucción con una
extensión lateral o radial muy pequeña dentro del tejido que lo rodea.
Como regla general en estos casos, la cavidad temporal juega un rol
muy pequeño o ninguno en la herida. Para causar heridas importantes
en la estructura, la bala proveniente de armas cortas debe alcanzar
directamente esa estructura. La cantidad de energía cinética disipada
en el tejido por una bala proveniente de armas cortas es insuficiente
para causar heridas remotas como las producidas por una bala de
fusil de alta velocidad. La situación es radicalmente diferente en el
caso de balas de fusiles de alta velocidad. Cuando la bala entra en el
cuerpo, hay una expulsión hacia atrás (tail splash) del tejido herido,
este material quizás sea expedido por el orificio de entrada del
proyectil. La bala pasa a través del blanco creando una cavidad
temporal grande con un diámetro máximo de hasta 11 a 12.5 veces el
diámetro del proyectil. El diámetro máximo de la cavidad temporal
ocurre en el punto en el cual la tasa máxima de pérdida de energía
cinética es producida. Esto ocurre en el punto donde la bala tiene
máxima guiñada (desviación), ejemplo, girada a los lados a un ángulo
de 90 grados de la trayectoria y/o cuando se fragmenta. Si no ocurre
la fragmentación en la trayectoria y es suficientemente larga, la
guiñada continúa hasta que la bala rote 180 grados y termine en la
posición de la base hacia adelante. La bala continúa viajando con la
base adelante con una pequeña o ninguna desviación mientras esta
posición pone el centro de masa hacia adelante.

La cavidad temporal ondulará por 5 a 10 microsegundos antes que


se haga una cavidad permanente.

122
Habrá presiones alternadas positivas y negativas en la trayectoria de
la herida, con la resultante absorción de material extraño y bacterias
dentro de la trayectoria de los orificios de entrada y salida.

En las heridas producidas por fusiles de alta velocidad, las paredes


que se expanden de la cavidad temporal son capaces de hacer daños
severos. Hay heridas a los vasos sanguíneos, nervios u otros órganos
no impactados por la bala pero a cortas distancias de su camino, y en
casos raros pueden ocurrir fracturas de huesos. El tamaño de ambas
cavidades, temporal y permanente, es determinado no sólo por la
cantidad de energía cinética depositada en el tejido, sino también por
la densidad y la elasticidad de cohesión del tejido. Debido a que el
hígado y músculos tienen densidades similares (1.01 a 1.02 y 1.02 a
1.04 respectivamente), ambos tejidos absorben la misma cantidad de
energía cinética por centímetro del tejido atravesado por una bala.
Los músculos, sin embargo, son elásticos, estructuras cohesivas, el
hígado más débil, es una estructura menos cohesiva. Por esto, ambas
cavidades producidas en el hígado son mayores que las producidas
en los músculos. En los músculos, excepto por el camino de la bala,
el tejido desplazado por la cavidad temporal regresa a su posición
original, solamente un pequeño borde de destrucción celular queda
alrededor de la cavidad permanente. Sin embargo, las balas de alta
velocidad que se adhieran en el hígado, la ondulación de la cavidad
temporal afloja el soporte celular del tejido y produce una cavidad
permanente aproximada al tamaño de la cavidad temporal.

Los pulmones, con una pequeña densidad (gravedad específica de


0.4 a 0.5) y alto grado de elasticidad, son relativamente resistentes a
los efectos de formación de cavidad temporal y solamente tienen una
muy pequeña cavidad temporal formada con pequeña destrucción de
tejidos. La pérdida de energía a lo largo del trayecto de la herida no
es uniforme, las variaciones quizás se deban al comportamiento de la
bala o a los cambios de densidad del tejido (mientras la bala pasa de
un órgano o tejido a otro).

123
Un incremento en la caída o pérdida de energía cinética es reflejado
por el incremento del diámetro de la cavidad temporal. Un proyectil de
fusil punta redonda encamisada producirá una cavidad cilíndrica hasta
que ésta empiece la guiñada. La guiñada de una bala es definida
como la desviación del eje longitudinal de la bala de la línea de fuego.
En este momento, el área transversal de la bala será más grande y la
fuerza de resistencia aumentará. El resultado es un incremento en la
pérdida de energía cinética y un incremento en el diámetro de la
cavidad temporal.

Para un proyectil 7.62mm OTAN M80, estudios en gelatina revelan


que la guiñada comienza a 15 cm de penetración con un máximo
rompimiento del tejido aproximadamente a 28cm donde la guiñada es
de 90 grados. La fragmentación del proyectil puede amplificar los
efectos de cavidad temporal incrementando la severidad de la herida.
Esta es la razón de la efectividad del cartucho 5.56 x 45mm en el fusil
M-16. Para el M-193 con proyectil de 55gr, en promedio, la guiñada
significante comienza a 12cm con un marcado rompimiento del tejido
que ocurre más comúnmente de 15 a 25cm debido a la fragmentación
de la bala. Con las municiones de caza, punta hueca, empiezan a
expandirse una vez que entran al cuerpo con una resultante pérdida
de energía cinética. Una cavidad temporal grande es formada casi
inmediatamente cuando la bala entra al cuerpo, esto es aumentado
por el efecto de rompimiento que realiza la punta. Los perdigones de
plomo de escopeta producen una cavidad temporal en forma de cono
con la base del cono a la entrada. El diámetro de la cavidad
disminuye gradualmente mientras la velocidad del perdigón
disminuye. La caída o pérdida de velocidad es mucho más rápida en
perdigones de escopeta debido a las propiedades balísticas
desfavorables. Ha sido demostrado que a ciertas velocidades críticas
por encima de 800 a 900 m/s (2625 a 2953 p/s), la característica de la
herida cambia radicalmente con una destrucción del tejido mucho más
severa.

124
Flujo transónico o supersónico en el tejido, produce ondas de choque
y presiones fuertes; éstas velocidades son las responsables de éste
efecto. En experimentos por Rybeck y Janzon, bolas de 6mm
pesando 0.86gr. fueron disparadas a la parte posterior de la pata de
un perro. Ellos encontraron que a una velocidad de 510 m/s, el
volumen del músculo herido macroscópicamente fue solamente un
poco superior o más grande que el diámetro del perdigón. A 1313
m/s, el volumen del músculo debilitado ha sido de 20 a 30 veces el
diámetro del perdigón. Hay un nivel crítico de pérdida de energía
cinética donde la destrucción del tejido se hace radicalmente más
severa, nivel éste que es diferente para cada tejido u órgano. Cuando
la elasticidad límite del órgano se excede, el órgano se revienta. Para
que proyectiles de punta redonda encamisada de fusiles alcancen
esta pérdida de nivel crítico de energía cinética, el proyectil debe
viajar a altas velocidades (mayores de 800 a 900m/s; 2625 a
2950p/s). Para proyectiles punta hueca de fusiles, la misma pérdida
de energía cinética ocurrirá a velocidades más bajas como resultado
de la deformación y el rompimiento del proyectil. En experiencias con
proyectiles para caza (punta hueca), la velocidad crítica aparece entre
457 a 610 m/s (1500 a 2000 p/s). En el caso de cartuchos para rifles
punta hueca (caza), no importando el calibre, una vez el nivel crítico
de energía cinética es disipado en el órgano alcanzado, la extensión
de destrucción es relativamente la misma. Generalmente esas heridas
no parecen ser muy diferentes en severidad, indiferente al calibre del
rifle. Heridas de rifles de alta velocidad en la cabeza son
especialmente destructivas debido a la formación de una cavidad
temporal dentro de la cavidad craneal.

125
El cerebro está encerrado por el cráneo, estructura rígida y cerrada,
de este modo, heridas de balas de alta velocidad en la cabeza tienden
a producir heridas de "reventamiento". Heridas debido a proyectiles de
caza son más destructivas a la estructura de la cabeza que las
heridas producidas por munición militar, aún cuando es utilizada la
misma arma. A pesar que ambos proyectiles quizás posean la misma
cantidad de energía en el impacto, los proyectiles de caza perderán
más energía en la cabeza debido a su construcción (punta hueca).

Con proyectiles de fusiles, la cavidad permanente en el tejido es


usualmente más grande en diámetro que la bala. Con proyectiles de
baja energía, tal como los de armas cortas, el diámetro de la cavidad
permanente es a menudo más pequeño que el diámetro del proyectil.
La elasticidad del tejido con contracciones en el tejido que lo rodea
tiene relación con este fenómeno. Sin embargo, si el límite de
elasticidad del tejido se excede por la bala del arma corta, el tejido se
rompe y se produce una herida grande de cavidad irregular. Este
último fenómeno se ve más a menudo en el hígado.

5.5 LA PERDIDA DE ENERGIA CINÉTICA

La severidad de una herida es determinada por el tamaño de la


cavidad temporal, directamente relacionada a la pérdida de energía
cinética en el tejido, no la energía total que posee el proyectil. Si una
bala penetra en el cuerpo pero no sale, toda la energía cinética será
utilizada en la formación de la herida. Por otro lado, si la bala perfora
el cuerpo o pasa a través del mismo, sólo parte de la energía cinética
es utilizada en la formación de la herida. La cantidad de energía
cinética disipada por una bala depende de cuatro (4) factores
principales. El primero es la cantidad de energía cinética que posee la
bala en el momento del impacto. Como lo discutido anteriormente,
depende de la velocidad y masa del proyectil.
126
El segundo factor es el ángulo de guiñada de la bala en el momento
del impacto. Cuando el proyectil deja el cañón, esta va girando a lo
largo de su eje, el cual corresponde a la línea de fuego.

Tan pronto el proyectil sale del cañón, este empieza a balancearse o


desviarse. La cantidad de grados de desviación de la bala dependerá
de las características de la bala (largo, diámetro, densidad seccional),
de la distancia de giro (twist) de las estrías del cañón y la densidad
del aire. Mientras más grande es el ángulo de guiñada de una bala al
impactar el cuerpo, mayor es la pérdida de energía cinética. También,
debido a la retardación de la bala varía el cuadrado del ángulo de
guiñada, mientras más se retarde la bala, mayor será la perdida de
energía cinética. Mientras la bala se mueve más y más lejos de la
boca del cañón, la amplitud de la desviación gradualmente disminuye.
Esta estabilización de la bala mientras aumenta la distancia, explica la
observación que las heridas de cerca son más destructivas que las
heridas distantes.

También explica la observación que un proyectil de fusil penetra más


profundo a 100 metros que a 3 metros. A pesar que el giro del
proyectil a lo largo de su eje es suficiente para estabilizar el proyectil
en el aire, esta rotación es insuficiente para estabilizar el proyectil
cuando este entra a un medio denso del tejido. Tan pronto la bala
entra al cuerpo, ésta empezará a balancearse y la guiñada aumenta.
Tan pronto la bala empieza a balancearse, su camino de área
transversal empieza a agrandarse, aumentando la fuerza de
resistencia más la perdida de energía cinética. Si el trayecto a través
del tejido es suficientemente largo, la desviación aumentará a tal
grado que la bala se haría completamente inestable rotando 180
grados y termina viajando con la base hacia adelante. Esta caída o
inestabilidad de una bala causa un área seccional mucho más grande
de la bala para ser presentado al blanco.

127
Esto resulta en una destrucción del tejido directo más grande como
también un incremento en la pérdida de energía cinética y una
cavidad temporal mayor. Un incremento repentino de la fuerza de
resistencia o inestabilidad crea un esfuerzo grande en el proyectil que
puede eventualmente romperse. Un proyectil más corto usualmente
cae más rápido que uno largo. El tercer factor que influye en la
pérdida de cantidad de energía cinética en el cuerpo es el proyectil en
sí, es decir, el calibre, construcción y configuración. Proyectiles punta
plana, siendo menos aerodinámicos que los punta-redonda son
retardados más por el tejido y pierde mayor cantidad de energía
cinética. Balas punta hueca o expansivas son retardadas más que las
balas punta redonda, esta última resiste expansión y pierde sólo una
cantidad mínima de energía cinética mientras pasa a través del
cuerpo. Forma y calibre disminuyen en importancia cuando ocurre la
deformación de la bala.

La cantidad de deformación depende de ambos, la construcción de la


bala (presencia o ausencia del encamisado, el largo, espesor y
dureza del material enchaquetado, la dureza del plomo, presencia de
punta hueca) y la velocidad de la bala. Las balas de plomo punta
redonda comienzan la deformación a una velocidad por encima de
340 m/s (1116p/s) en el tejido. Para las balas punta hueca, esta es
por encima a 215 m/s (705p/s). Las balas punta suave y punta hueca
de fusiles de alta velocidad no sólo tienden a expandirse mientras
viajan a través del cuerpo, sino que también desprenden fragmentos
de plomo del núcleo. Este desprendimiento ocurre si ésta impacta o
no en un hueso. Los fragmentos de plomo desprendidos de la masa
principal de la bala actúan como un proyectil secundario contactando
más y más tejido, incrementando el tamaño de la cavidad de la
herida. Este fenómeno de desprendimiento de fragmentos de plomo,
no ocurre a grados significativos , con balas de armas cortas, aún si
éstas son punta suave o punta hueca a menos que ellas impacten con
un hueso.

128
El rompimiento de los fragmentos parece estar interrelacionado con
la velocidad. La velocidad de balas de armas cortas, aún con las
cargas de alta velocidad (+P), es insuficiente para causar el
desprendimiento de fragmentos de plomo vistos en los proyectiles de
fusiles. Un hecho no muy apreciado es que las balas de fusiles punta
redonda pueden romperse en el cuerpo sin que necesariamente
impacten en un hueso. Este fenómeno no fue visto con los cartuchos
.30-06 (7.62mm x 63mm) M-1, pero ganó considerable atención
médica con los proyectiles M-193 calibre 5.56 mm x 45 mm del fusil

M-16.

De esto hubo reportes médicos y de prensa afirmando que ese


proyectil se "reventaba" en el cuerpo. El proyectil M-193 tiende a
romperse después de penetrar en el cuerpo, pero no "revienta". Sin
embargo, este proyectil tiene fama de causar heridas
extremadamente severas .

La tendencia de una bala punta redonda encamisada a romperse en


el cuerpo es gobernado por su velocidad y la tendencia radical del
ángulo de guiñada. Generalmente estas velocidades rondan los 600
m/s aproximadamente.

La cuarta característica que determina la cantidad de energía cinética


perdida por una bala , es la densidad, resistencia y elasticidad del
tejido impactado , como también la longitud de la cavidad de la herida.
Mientras más denso es el tejido por donde pasa la bala, mayor será el
retardo y mayor la pérdida de energía cinética. El aumento de
densidad tiende a aumentar la guiñada y el período acortado de giro
lleva a un retardo mayor y a aumentar la pérdida de energía cinética.
Una puntualización final debe ser hecha acerca de la energía
cinética y la formación de la cavidad temporal.

129
No importa cuan grande sea la cavidad temporal producida por un
proyectil, esta tendrá poco o ningún efecto a menos que se forme en
un órgano sensible a las heridas de esa cavidad : una cavidad de 7,5
centímetros en el hígado es más efectiva que una similar en un
músculo .

5.6 LA BALÍSTICA Y EL DERECHO


INTERNACIONAL HUMANITARIO

En el artículo 36 del Protocolo adicional I de 1977, se estipula que:

«Cuando una Alta Parte contratante estudie, desarrolle, adquiera


o adopte una nueva arma, o nuevos medios o métodos de guerra,
tendrá la obligación de determinar si su empleo, en ciertas
condiciones o en todas las circunstancias, estaría prohibido por
el presente Protocolo o por cualquier otra norma de derecho
internacional aplicable a esa Alta Parte contratante».

Dicha disposición no es una nueva norma, sino que codifica el deber


de aplicar de buena fe un tratado o una costumbre, de conformidad
con el derecho consuetudinario. No obstante, en el artículo 36 se
ponen de relieve dos hechos: en primer lugar, que se están realizando
efectivamente nuevos progresos en el ámbito de las armas y, luego,
que es necesario precaverse antes de utilizarlas, para que su empleo,
en ciertas condiciones o en todas las circunstancias, se avenga con
las normas del derecho internacional humanitario. Aunque es verdad
que los Estados que desarrollan nuevas armas tienen el deber de
determinar previamente la legalidad de su uso, los demás Estados
han de tener la preocupación jurídica de velar por que esto se cumpla.
Las limitaciones del empleo de ciertas armas están estipuladas no
sólo en los correspondientes tratados sobre armamentos, sino

130
también en dos normas fundamentales, a saber, la prohibición del uso
de armas que no sean, o no puedan ser, dirigidas contra objetivos
militares o que causarían daños excesivos e imprevistos, y la
prohibición de medios y métodos de guerra de tal índole que causen
daños superfluos o sufrimientos innecesarios.

La finalidad específica de esta última disposición es evitar daños


excesivos a los combatientes y éste es el aspecto que trataremos
más detalladamente. Hemos de recordar que dicha norma procede
del principio fundamental de derecho internacional humanitario de
conciliar las exigencias militares con las necesidades humanitarias, el
cual queda claramente expresado en el primer tratado internacional
sobre la prohibición del empleo de determinadas armas, es decir, la
Declaración de San Petersburgo de 1868, en virtud de la cual las
partes contratantes se comprometen a renunciar mutuamente, en
caso de guerra entre ellas, al empleo de todo proyectil de un peso
inferior a 400 gramos. Tras la alentadora disposición de que «los
progresos de la civilización deben tener por efecto mitigar, lo que sea
posible, las calamidades de la guerra», en la Declaración se prevé
que «el único objetivo legítimo que los Estados deben proponerse
durante la guerra es la debilitación de las fuerzas militares del
enemigo» y que «este objetivo sería sobrepasado por el empleo de
armas que agravarían inútilmente los sufrimientos de los hombres
puestos fuera de combate, o harían su muerte inevitable (y) que el
empleo de armas semejantes sería contrario a las leyes de la
humanidad». Por lo que respecta al desarrollo de armas futuras, en la
Declaración se dispone que «las Partes se reservan entenderse
ulteriormente todas las veces que se formule una propuesta precisa
con miras a perfeccionamientos venideros, que la ciencia podría
aportar al armamento de las tropas, a fin de mantener los principios
que han planteado y de conciliar las necesidades de la guerra con las
leyes de la humanidad».

131
Entre los logros posteriores, cabe mencionar la reafirmación del
principio relativo a la prohibición de utilizar armas que causen daños
superfluos o sufrimientos innecesarios16, así como la prohibición del
uso de proyectiles que se expanden y se aplastan con facilidad en el
cuerpo humano17.

La serie de conferencias que culminó con la aprobación de la


Convención de 1980 ha sido el más reciente logro a nivel
internacional para evaluar el desarrollo de nuevas armas.

Además de las armas que son objeto de una reglamentación en los


tres Protocolos de la Convención de 1980, las Conferencias iniciales,
organizadas por el Comité Internacional de la Cruz Roja en Lucerna y
en Lugano, versaron sobre el desarrollo de los proyectiles de pequeño
calibre.

Durante la Conferencia de las Naciones Unidas de 1979-1980 se


formularon propuestas para limitar el empleo de los explosivos de
mezcla combustible-aire y los proyectiles de pequeño calibre, a fin de
evitar sufrimientos innecesarios y daños superfluos a los
combatientes. Sin embargo, tras los debates, la Conferencia decidió
que debían proseguir las investigaciones al respecto con objeto de
determinar si dichas armas violarían, de hecho, las normas del
derecho humanitario y, en caso afirmativo, definir el tipo de
reglamentación requerida. A continuación, nos proponemos examinar
una de varias clases de armas que han sido objeto de un exhaustivo
estudio desde la Conferencia de las Naciones Unidas de 1979-1980:
los proyectiles de pequeño calibre.

16
Reglamentos de La Haya de 1899 y de 1907, artículo 23 (e) y Protocolo adicional I de 1977, artículo 35, párrafo 2
17
Declaración de La Haya N° 3 de 1899

132
Los Proyectiles de Pequeño Calibre

El tema fue presentado a la Conferencia de Lucerna por algunas


delegaciones que argumentaron que las nuevas municiones de 5,56
mm causan heridas más graves que las balas corrientes de 7,62 mm,
utilizadas desde principios de siglo, y cuya velocidad es ligeramente
inferior (una diferencia aproximada del 10%). En Lugano, dichas
delegaciones pusieron de relieve que, según investigaciones
recientes, la gravedad de las heridas depende, principalmente, de la
cantidad de energía liberada por unidad de longitud, y que es mayor
cuando se emplean proyectiles que tienden a voltearse o a
fragmentarse. Dijeron que es necesario normalizar los métodos
empleados en las pruebas balísticas, a fin de evaluar la cantidad de
energía liberada. Otras delegaciones no sólo pusieron en tela de juicio
el hecho de que los proyectiles de 5,56 mm producen heridas más
graves, sino que también impugnaron los métodos y los criterios de
pruebas propuestos. No obstante, todas las delegaciones se
declararon partidarias de que prosiguieran los trabajos de
investigación. Durante la reunión preparatoria de la Conferencia de
las Naciones Unidas de septiembre de 1979, los delegados de México
y Suecia presentaron un proyecto de propuesta relativa a la
reglamentación de los sistemas de armas de pequeño calibre, en la
que se incluía la prohibición del empleo de esta clase de proyectiles
que transmiten gran cantidad de energía, con cuatro ejemplos de
cómo se produce tal transmisión, incluidos los efectos de volteo
prematuro y la tendencia a la fragmentación. Asimismo, se sugería un
procedimiento de pruebas y un límite máximo (por determinar) de la
cantidad de energía liberable. El fracaso de esta propuesta se debió
esencialmente, a que algunas delegaciones cuestionaron los criterios
esenciales y los métodos seguidos para las pruebas.

133
La Conferencia aprobó finalmente, el 23 de septiembre de 1979, una
resolución en la que se invita a proseguir las investigaciones, en
particular a fin de elaborar una metodología normalizada para la
evaluación de los parámetros balísticos, de manera que se evite «un
incremento innecesario de los efectos nocivos de tales sistemas de
armas». Así pues, aunque no se logró un consenso con respecto a los
criterios exactos para determinar la capacidad de herir de estos
proyectiles, se aceptó el principio de que estos no deberán causar
heridas mas graves que las producidas por las balas estándar, que
bastan para poner fuera de combate al enemigo. Cabe recordar que
la única finalidad de introducir balas de menor calibre es permitir que
los soldados lleven mas municiones y que tal objetivo no tiene
relación alguna con sus efectos.

Veinticinco años han transcurrido desde la aprobación de dicha


resolución y, durante ese tiempo, las Conferencias Internacionales de
la Cruz Roja de 1982 y de 1986 hicieron suyas resoluciones en las
que se solicita a los Gobiernos que den pruebas de prudencia por lo
que respecta al desarrollo de los sistemas de armas de pequeño
calibre a fin de evitar una escalada innecesaria de los efectos nocivos.
Han proseguido las investigaciones en este ámbito, aunque no
siempre con la perspectiva de aplicar la metodología generalmente
aceptada, tal como se recomienda en la resolución de las Naciones
Unidas de 1979. Durante este período, han tenido lugar, además,
numerosos seminarios y conferencias que han contado con la
presencia del CICR, pero subsisten las discrepancias sobre algunos
aspectos del tema. Sin embargo, las investigaciones llevadas a cabo
entre tanto han confirmado que la transmisión de energía es el factor
que más influye en la gravedad de las heridas y que el volteo
prematuro de los proyectiles al hacer impacto en el cuerpo humano (el
volteo de las balas militares es inevitable en un momento dado) es, a
menudo, la causa de una elevada transferencia de energía.

134
Estos problemas se deben probablemente a la escasa estabilidad de
los proyectiles (volteo prematuro), así cómo a la propia fabricación
(los materiales utilizados, el espesor y la resistencia del encamisado
pueden explicar la tendencia al volteo y la facilidad de fragmentación
de los proyectiles). Basándose en esas informaciones, algunos
Estados han tomado las oportunas medidas para mejorar el diseño de
las balas, particularmente para aumentar su resistencia a la
fragmentación. Cabe recordar que en la Declaración de La Haya de
1899 no sólo se prohíbe el empleo de balas cuya envoltura no cubra
enteramente su núcleo, sino también el de balas que se expandan y
se aplasten fácilmente en el cuerpo humano. En el texto auténtico en
francés, se utilizan los términos «balles qui s'épanouissent», es decir,
balas que «se abren», por consiguiente que se fragmentan. En todos
los casos, que los proyectiles parcialmente cubiertos se expandan a
poca velocidad y se fragmenten a mayor velocidad, la fragmentación
no es más que el resultado agravado de la mera expansión. Por lo
tanto, si está prohibido el empleo de balas que se expanden
fácilmente, con más razón está prohibido también el usó de
proyectiles que se fragmenten con facilidad. Conviene recordar,
asimismo, que en la Declaración de La Haya se prohíbe el uso de
todos los proyectiles que se expandan y se aplasten fácilmente en el
cuerpo humano, siendo las balas parcialmente cubiertas un simple
ejemplo, y no una lista exhaustiva. No obstante, para lograr dicho
objetivo, es imprescindible que se den a los fabricantes de armas las
necesarias instrucciones, lo que generalmente no ocurre. Por lo que
sabemos, las especificaciones de la OTAN relativas a la fabricación
de proyectiles no incluyen el espesor del encamisado , permitiendo
así que algunos fabricantes produzcan proyectiles con una envoltura
tan ligera que su fragmentación en el cuerpo humano sea inevitable.

Al parecer, el problema se ha visto agravado con la introducción de


municiones más pequeñas y el ligero aumento de la velocidad, lo cual
supone que el encamisado estándar de la bala no impide su

135
tendencia a fragmentarse, aunque las balas de 7,62 mm no han
planteado tales dificultades.

La normalización del procedimiento de pruebas sería, por supuesto,


un paso decisivo para lograr claras especificaciones de fabricación a
fin de suprimir la facilidad de fragmentación de los proyectiles y hacer
que todos los Estados cumplan con este requisito. A partir de los años
90 en la prensa especializada se ha proporcionado información
acerca de los programas relativos al programa del «fusil de combate
avanzado» con objeto de mejorar la eficacia y la puntería. En dos
proyectos se previó el uso de proyectiles muy similares a las balas de
5,56 mm; uno de ellos incluía dos balas en un mismo cartucho y el
otro un cartucho sin envoltura y una bala más pequeña de 4,92 mm.
En los otros dos proyectos, incluyeron proyectiles de flechitas, que en
sí mismos no son una idea nueva, pero sus efectos son
controvertidos. Como sustituto de las balas, las flechitas se disparan
una por una o por ráfagas de a tres. Los fabricantes encargados de
desarrollarlas afirman que tienen una longitud suficiente como para
voltearse o deformarse en el cuerpo humano de modo que toda su
energía es liberada. Hay expertos que ponen en duda la verdadera
eficacia de las mismas. Estos informes especializados y los
argumentos defendidos por los especialistas por lo que atañe a la
eficacia de los nuevos proyectos no tienen en cuenta, sin embargo, un
aspecto, y es el de saber si éstos se avienen con los requisitos del
derecho internacional.

Es de temer que, en el futuro, los progresos se realicen sin pruebas


suficientes de conformidad con las exigencias jurídicas, o incluso
prescindiendo totalmente de ellas. Dichas pruebas deben efectuarse
de buena fe, e idealmente, de acuerdo con los criterios normalizados,
recomendados en la resolución de las Naciones Unidas de 1979.

136
5.7 EL PROYETO SUIZO DE PROTOCOLO SOBRE
SISTEMAS DE ARMAS DE POCO CALIBRE .

En agosto de 1994, en el tercer período de sesiones del grupo de


expertos gubernamentales para preparar la Conferencia de 1995 de
examen de la convención de las Naciones Unidas de 1980 sobre
prohibiciones o restricciones del empleo de ciertas armas
convencionales que pueden considerase excesivamente nocivas o de
efectos indiscriminados, Suiza presentó una propuesta de agregar un
nuevo Protocolo a la Convención. Según el proyecto suizo de
Protocolo sobre Sistemas de Armas de Poco Calibre, se prohibiría el
empleo de amas y municiones de poco calibre que, a distancias
iguales o superiores a 25 metros, transfirieran a los tejidos humanos
más de 20 julios de energía por centímetro, a lo largo de los 15
primeros centímetros de su paso por el cuerpo. En este trabajo se
examina la propuesta Suiza, contraponiéndola a los antecedentes de
debates intergubernamentales en el decenio de 1970, que condujeron
a que se aprobara la Convención de 1980. Se sostiene aquí que el
proyecto suizo, sacando provecho del trabajo científico realizado
hasta entonces, supera las criticas dirigidas contra propuestas
anteriores de una nueva proscripción.

La iniciativa Suiza presenta a los Estados participantes en la


Conferencia de Examen, una nueva oportunidad para garantizar que
el principio promulgado en la proscripción de La Haya en 1899 sobre
las balas dum-dum continúe siendo aplicable a las condiciones de la
guerra moderna.

En el proyecto suizo de Protocolo sobre Sistemas de Armas de Poco


Calibre, se expresa lo siguiente:

137
1. Queda prohibido utilizar armas y municiones con un calibre inferior
a 12,7 mm que, a una distancia de tiro de 25 mm como mínimo,
liberen, en los primeros 15 cm de su trayectoria, una energía
superior a 20 julios por centímetro en el cuerpo humano.

2. Los Estados Partes se comprometen a intensificar su cooperación


con el fin de establecer un método experimental
internacionalmente reconocido que permita evaluar con precisión
los efectos provocados por los proyectiles de poco calibre en el
cuerpo humano.

El proyecto suizo de Protocolo tiene varias ventajas con respecto a


los textos anteriores. La expresión «sistemas de armas de poco
calibre» incluye las municiones y las armas que las disparan, así
como un reconocimiento de que las características de diseño de un
arma, tales como la torsión en el fusil, pueden ser las causantes de
los efectos lesivos. En cambio, la Declaración de La Haya solo se
refiere a «balas». El uso de aquel término más amplio cierra una
brecha importante que permitía que los creadores de municiones
diseñaran proyectiles de poco calibre tales como las flechillas
(«fléchettes»), de tal manera que se rompieran al entrar en el cuerpo,
puesto que podían alegar que, dado que dichos proyectiles no eran
balas en sentido estricto, no se violaba con su uso la Declaración de
La Haya. La iniciativa suiza no se apoya exclusivamente en
conclusiones científicas.

La preocupación que expresa la Conferencia de las Naciones Unidas


en su resolución de 1979, y el ejemplo de los países de la OTAN al
tratar de dar respuesta a dicha preocupación, normalizando sus
municiones para el fusil de 5,56 mm., deberían ayudar a que la
iniciativa avance.

138
CAPITULO VI EL FUSIL DE ASALTO DEL
FUTURO

6.1 El Programa Advanced Combat Rifle (ACR)

El programa avanzado del fusil de combate fue comenzado por el


ejército de los EE.UU. al final de los '80 con la meta principal de
mejorar la probabilidad de impacto del soldado medio de infantería
por lo menos 100 por ciento sobre las capacidades M16-A2. Durante
los ensayos llevados a cabo a comienzo de los años 90, algunos
nuevos y existentes diseños de varias compañías fueron probados,
con más o menos éxito, pero ninguno alcanzó la mejora del 100% en
probabilidad de impacto sobre el rifle existente M16, así que el
programa fue terminado y todos los diseños participantes congelados.

A) Prototípo: AAI Corporation ACR.

El ACR de AAI es un fusil completamente convencional que dispara


un cartucho de flechette. El rifle viene con visores ópticos que son
permutables con facilidad permitiendo un nivel de disparo rápido. El
aparato de puntería óptico tiene una ampliación de 4 aumentos y
consta de un retículo de tritio para tirar en condiciones de poca
luminosidad.
El sistema es una modificación de un rifle anterior de AAI. Un selector
prevé fuego semiautomático y fuego en ráfagas de tres.

139
En el último caso, los mecanismos completan un ciclo rápidamente
para dar el alto índice deseado de precisión del fusil en este modo. Si
una munición convencional de 5.56 mm OTAN quisiera ser disparada
en esta arma, las posibilidades de que ocurriera un funcionamiento
peligroso serían altísimas. Por lo tanto, por razones de seguridad, se
ha diseñado la recamera y el compartimiento del cargador de forma y
medidas tales que no se pueda insertar los cargadores estándares del
M16, y se diseño el compartimiento del ACR de modo que un
cartucho bulleted no quepa.

Munición :

El proyectil de AAI es un flechette aleta-estabilizado de 0.66g, con un


diámetro aproximadamente de 1.6 m m. y 41.27 m m. de largo
terminando en un punto agudo. El eje es áspero para formar una
superficie de fricción para los cuatro segmentos plásticos del sabot,
que son ubicados alrededor del flechette por un caucho o anillo en la
parte posterior del sabot. Esta unidad completa se inserta en una
vaina estándar M855 de 5.56 mm. Cuando el montaje completo del
flechette, sabot y anillo dejan el cañón del arma, debido a la fricción
del aire los segmentos del sabot (4) se separan del flechette,
dejándolo proceder al blanco. El peso del cartucho completo está
aproximadamente sobre los 1.36g, de modo que un bajo retroceso
será tenido en cuenta para la precisión del disparo.

La dispersión de los proyectiles será en un padrón circular alrededor


del punto de puntería. Un problema que presenta, es el peligro
potencial a las tropas amigas con los segmentos desechados del
sabot de las municiones (ver Anexo N° 4).

140
Características :

Calibre: 5.56m m Flechette

Longitud: 102 centímetros

Peso: 3,7 kilogramos

Velocidad: 1402 m/s

Energía: 649 J

B) Prototipo: COLT

El diseño de la empresa estadounidense Colt estaba derivado


directamente del M 16 A 2 en un intento por mejorar el producto que
la hizo famosa a nivel mundial por décadas. Era una gran apuesta
para esta compañía, que pretendía así continuar con su legado de
abastecer de armas al Ejército de EEUU. Las más grandes
diferencias de diseño era que tenía un asa portafusil desmontable
(capaz de usar tanto miras convencionales como del tipo electro-
ópticas) y un mango de pistola modificado. Además el guardamanos
era más largo, del tipo de las escopetas, para mejorar la reacción
rápida de disparo. Un gran compensador actuaba también como freno
de boca, y estaba montado sobre el cañón, para reducir el culatazo y
mejorar el control del arma (ver Anexo N°5).

MUNICION:

El cambio en la munición era también bastante grande. El diseño de


la Colt usaba un proyectil calibre 5,56 mm convencional, pero podía
disparar también una munición del mismo calibre llamada Duplex.
Esta munición tenía dos proyectiles. Al frente había una bala de 2,26
gramos, y detrás había otra de 2,14 gramos.

141
El proyectil estaba diseñado para tener un ligero efecto de dispersión
aleatorio: la bala del frente golpearía el punto de mira, mientras que la
segunda lo haría, con una trayectoria diferente, a una distancia
pequeña del objetivo. Esto estaba calculado especialmente para los
325 metros. La empresa Colt no logró su objetivo, a pesar de la
similitud con el M 16 A 2 y la ventaja que suponía el uso común de la
nueva munición junto con la tradicional, lo cual hubiera ahorrado
muchos problemas de economía y logística.

C) Prototípo: Steyr ACR

Uno de los participantes más interesantes era la compañía austriaca


Steyr-Mannlicher AG con su diseño futurista ACR (ver Anexo N° 6).
Construyeron el ACR de Steyr como una tentativa de restablecer el
concepto de la munición del fleschette, primero intentado en los años
60 durante el programa SPIW del ejército de los EE.UU.. En los años
60, el concepto del fleschette no era aceptable. En los años 90, tenía
mucho mas éxito, pero no suficiente como para rearmar totalmente al
nuevo sistema de armas de la infantería.

El ACR de Steyr se centró alrededor de un cartucho especialmente


diseñado del calibre nominal de 5.56m m. Este cartucho tiene una
vaina de plástico simple, de forma cilíndrica. El fleschette, o el dardo,
se incluye totalmente en la vaina. El diámetro del mismo es de 1,5
milímetros y tiene un largo de 41 milímetros , con una carga 0,66 gr.
(10 grains). El fleschette está parcialmente incluido en el cuerpo del
sabot, y deja el cañón a una velocidad impresionante de 1450 metros
por el segundo, llegando con una velocidad de 910 m/s en un radio
de acción de 600 metros. Para encender tal cartucho infrecuente, el
ACR de Steyr tiene diseño igualmente infrecuente. Para estabilizar
dicha munición, esta cuenta con sus propias aletas pequeñas de
estabilización en vuelo.

142
El tiempo de vuelo del proyectil al blanco en 300 metros es
aproximadamente de 0,2 segundos. Debido a la alta velocidad, el
ACR de Steyr tenía una buena capacidad de perforación a un chaleco
antibalas quedando luego con una buena energía remanente. Debido
al escaso peso del proyectil, su retroceso era bajo. Pero estas
características no eran bastantes significativas para doblar el
funcionamiento del M16, así pues, por ahora, el ACR de Steyr
permanece en prototipo o en estado de preproducción y el programa
se canceló. De todas maneras la empresa había manifestado que
continuaría con el proyecto con financiamiento propio, ya que en
algunos años mas, sería considerado como muy viable.

Calibre: fleschette de 5,6 milímetros

Acción: accionado por gas

Longitud del cañón: 540 milímetros

Peso: 3,23 kilogramos sin el cargador

Capacidad del cargador: 24 proyectiles.

D) Prototípo: HK- G11

EL G11 es un prototipo de fusil de asalto, realizado por la empresa


alemana HK en la factoría que esta empresa tiene en Oberndorf
(Alemania) con lo cual muchos datos sobre este fusil son aún un
misterio, pues están en fase de estudio. También las nuevas
tecnologías que precisa su producción tanto del arma como de la
munición, hace que sea poco accesible a países medianamente
desarrollados, pues les crearía una dependencia con respecto a la
nación productora (ver Anexo N°7).

143
Primer prototipo del HK G-11:

Se empezó el desarrollo del fusil G11 a finales de los años 60, cuando
el gobierno alemán decidió reemplazar el fusil G3 existente con un
arma más ligera y con mucho mejor probabilidad de impacto. Los
estudios iniciales llevan a la idea de un calibre pequeño, un fusil con
cadencia de tiro rápido que dispare una munición sin vaina. Para
asegurar una suficiente velocidad a las balas de pequeño calibre, el
fusil debe tener la capacidad de poder disparar ráfagas de tres
disparos y un cargador de capacidad alta. El nuevo proyecto, llamado
G11, se creó entre la compañía alemana Heckler and Koch, y la
compañía Dynamit Nobel. La empresa HK era responsable por el
propio fusil, mientras que Dynamit Nobel tenía que desarrollar la
munición sin vaina. A finales de los años 80, el Bundeswehr (el
Ejército alemán del Oeste) empezó en el campo las pruebas para la
preproducción del G11. Después de las pruebas iniciales, se
agregaron algunas mejoras, como el visor óptico trasladable, montaje
de dos cargadores de repuesto en el fusil, los bípodes y bayonetas
montadas bajo el cañón. La variante modificada, llamada G11K2, se
probó en 1989. Un lote inicial de unos 1000 G11 K2 fue recibido por
Bundeswehr en 1990, pero por algunas razones el programa entero
fue cancelado por el Gobierno alemán. Las razones principales de
esta cancelación eran, la falta de fondos después de la reunificación
de las dos Alemanias y la política general de la OTAN para la
unificación de la munición e incluso de los cargadores para los fusiles
de asalto.

144
Segundo prototipo del HK G11 - K2:

El G11 ligeramente modificado también se probó en los EE.UU. bajo


el programa ACR (Advanced Combat Rifle), en 1990. No se pensaba
que el programa ACR se producía para la adopción de un nuevo fusil
para el Ejército americano, sino para probar nuevas tecnologías y
planes, y el G11 se demostró como muy preciso, cómodo con el asa y
el disparo, y también un arma fiable. Este fusil ha sido el paso más
importante dado para reformar el arma larga reglamentaria de un
ejército en todo el siglo XX. En muchos campos se da una evolución
de las tecnologías, logrando paso a paso su perfeccionamiento, pero
aquí nos encontramos ante un gran salto, tanto así que 25 años
después no se han atrevido a adoptar tan innovadores conceptos. Si
bien están bajo estudio en varios países incluyendo los EEUU y
Alemania por supuesto. El diseño es el ganador de un concurso
realizado por el Ejército Alemán, que desea desarrollar un arma
individual que mejore radicalmente las prestaciones del soldado en el
campo de batalla actual, adaptándolo lo mejor posible a sus
características. Heckler & Koch tomó el desafío diseñando este fusil
futurista. El principal problema de este fusil es el de la munición a
emplear, ya que al carecer de vaina provoca toda una serie de
problemas prácticos, pues la alimentación no puede hacerse de la
forma habitual, porque el roce de los labios del cargador y el golpe del
cierre destruiría el cartucho.

También surge el problema de evacuar la munición en caso de fallo


en el disparo y el de la obturación de la recámara en el momento del
disparo que normalmente hace la vaina al dilatarse y que aquí no
ocurre.

145
FUNCIONAMIENTO:

En la posición de ráfaga de tres disparos llega a la insólita cadencia


de 2.000 dpm(disparos por minuto), y está diseñado de forma tal que
logra que los disparos salgan con una dispersión controlada,
permitiendo batir una cierta zona del blanco, buscando acertar a
objetivos poco visibles ó fugaces, (característicos del campo de
batalla actual), esto no sucede en tiro semiautomático, pues perdería
precisión en disparos individuales. En tiro automático la ráfaga está
regulada a 600 dpm, lo que logra moderar la elevación del arma,
aprovechando el escaso retroceso y potenciando la precisión.
Con una longitud total de sólo 75 centímetros, se adapta bien a el uso
en el interior de vehículos blindados, y evita los sistemas de plegado
que tienden a debilitar el arma. El arma posee una recámara giratoria
en sustitución de la que se usa habitualmente con cierre de
desplazamiento longitudinal. La obturación de esta recámara termina
por hacerla la propia masa percutora que cierra, en el momento del
disparo, la parte de la recámara opuesta a la que se enfrenta al tubo-
cañón. El funcionamiento de este fusil se basa en la inercia de gases,
pero con los cambios que origina la recámara giratoria. El cargador va
situado paralelamente al cañón, por lo que los cartuchos con el
proyectil van situados perpendicularmente hacia abajo. La capacidad
del cargador es de 50 cartuchos y la munición viene en empaques
con peines de 10 o 25. El reten del cargador va emplazado en la parte
superior del arma, cerca de donde termina el visor, con un mando de
botón. La palanca selectora de tiro, tiene 4 posiciones; seguro, tiro a
tiro con bastante precisión y escaso retroceso, ráfaga corta de 3
disparos y ráfaga larga hasta que se consuma la munición o se suelte
la cola del disparador.

La ráfaga corta de 3 disparos cuenta con una cadencia de fuego alta


de unos 2000 disparos por minuto, por lo que la dispersión es escasa,
asegura un impacto por lo menos, en blancos de tamaño real.

146
Con la ráfaga larga la cadencia desciende a 600 disparos por minuto.
La palanca de montar o armar viene constituida por una chapa
plegable articulada en su base. Para armar y cargar el fusil lo primero
es levantar el dispositivo de accionamiento del mando y girarla en el
sentido contrario al de las agujas del reloj para que la recámara gire y
presente uno de sus extremos al cargador y permita que pase un
cartucho. Luego la recámara gira de nuevo un cuarto de vuelta y
queda dispuesto todo para el disparo, que se produce lógicamente al
accionar el disparador. Al efectuarse el disparo, la recámara gira y
nuevamente presenta uno de sus extremos al cargador para ser otra
vez alimentada.
En el ANEXO N° 6 se representa el inusual mecanismo de carga y
disparo del G-11, contando con una primera etapa en que el cerrojo
está en posición vertical, permitiendo ingresar munición desde el
cargador paralelo al cañón. Cuenta con un mecanismo que no permite
entrar un cartucho si ya existe uno en la recámara. En el segundo
dibujo vemos el arma pronta para disparar, el cerrojo montado y
alineado con el cañón. Para cargar la recámara en lugar de tirar de la
palanca de armado, debemos girarla , la cual se encuentra en el lado
izquierdo del arma justo detrás de la empuñadura. No hay expulsión
de la vaina, por lo que no existen ni extractor ni expulsor tradicionales.
Este novedoso sistema además de simplificar el proceso de disparo,
ayuda a reducir el clásico culatazo de los fusiles, y por ser tan breve
permite altísimas cadencias de fuego.

En la parte inferior de la carcasa o cajón de mecanismos del arma hay


una abertura que, en el momento de la carga, queda comunicada con
la recámara para que por ella salgan los residuos del disparo (gases y
sólidos), así como para evacuar el cartucho que fallase.

147
CARACTERÍSTICAS:

Características del arma

País de origen Alemania

Longitud 750mm

Longitud del cañón 540mm

Tipo de cañón Poligonal, paso de 155mm

Calibre 4.77 x 33mm (Sin Vaina)

Peso 4.2Kg.

Capacidad Munición 45 Proyectiles (Standard)

Sistema Toma de gases

Tipo de disparo Semi , Automático y Ráfaga de 3 tiros

Cadencia de Tiro 600 dpm (automático)

Cadencia de Tiro 2.000 dpm (Ráfaga de 3 disparos)

Velocidad inicial 930 m/s

Miras Ópticas

El sistema de puntería es óptico, con un visor sin aumentos para que


se pueda usar con los dos ojos abiertos y, así tener un amplio campo
de visión. Presenta una retícula luminiscente para cuando las
condiciones de luz ambiental o visibilidad sean escasas. Su carcasa
está calculada para que absorba y reparta el calor generado en el
arma y que no sea detectada por los equipos de observación de rayos
infrarrojos.

El peso actual es de 4,2 Kg. sin munición, que se ha conseguido


rebajar desde los 5,8 Kg. del modelo inicial del año 1978, y se espera
conseguir llegar a los 3,6 Kg. El número de piezas también se ha
reducido de 380 a 140 esperando que al final se quede en 100.

148
MUNICIÓN:

Estamos ante un fusil calibre 4.77mm, que utiliza munición sin vaina,
con capacidad de munición en su versión original de 50 cartuchos
dispuestos en un cargador paralelo y superior al cañón. Cuenta con
un sistema de cierre totalmente peculiar, siendo su mecanismo
circular y no de vaivén como es habitual, con capacidad de hacer
fuego semi-automático , automático y ráfagas de tres disparos. La
munición sin vaina trae muchas ventajas consigo, simplifica los
mecanismos, acorta el proceso del disparo, aumenta la cadencia de
tiro, ahorra peso, y no son lanzadas las vainas utilizadas, lo que en
armas Bull-pup como el SA80, no permiten el tiro desde el hombro
izquierdo. La munición de 4.77 x 33mm desarrollada por Dynamit
Nobel, continúa la línea de reducir el calibre de los fusiles militares,
los cargadores se modificaron de su primitiva capacidad de 50
proyectiles a 45, y admite colocar tres unidos entre si, disponiendo el
tirador de 135 disparos. La innovadora forma rectangular permite
aprovechar al máximo el espacio en los cargadores. El calibre del
proyectil es de 4,7 mm. y pesa 3,4 g. siendo insertado en una carga
de pólvora comprimida y aglomerada que pesa 1,6 gramos. Lleva en
la parte trasera la materia fulminante. La carga no tiene forma
cilíndrica, sino prismática cuadrangular lo que facilita su entrada en el
cargador al no tener que ocupar una posición determinada, por tener
todas sus caras iguales de unos 9 mm. de lado. La munición se
denomina 4,7x21mm. OH siguiendo la norma europea de calibre por
longitud de la vaina, aunque los 21mm se refieren a la longitud de la
carga de propelente compactado.

Las letras OH significan "Ohne Hulse" que quiere decir "sin vaina" en
alemán. Este tipo de munición tiene unas características y
comportamiento balístico aceptable gracias a su peso y escaso
calibre del proyectil, aunque están siendo aún optimizados.

149
La munición ha sufrido ya varias modificaciones, la principal ha sido el
cambio del propelente, que al principio era pólvora nitrocelulosita
compacta y aglomerada, que producía a los pocos disparos la
iniciación espontánea del cartucho que estaba mucho tiempo en la
recámara, con el consiguiente peligro de accidentes. Esta pólvora se
iniciaba espontáneamente a los 178 grados, temperatura a la que se
llega con facilidad en un arma de cartucho sin vaina. Dynamit Nobel
desarrollo un nuevo propelente, el HITP (High Ignition Temperature
Propellant) es decir que es de alta temperatura de ignición, unos 260
grados.

6.2 Objective Individual Combat Weapon (OICW)

El Objetive Individual Combat Weapon (OICW) es la próxima


generación de fusiles de infantería con un sistema que dará a las
tropas una capacidad de fuego sin precedente en el campo de batalla
durante el siglo XXI (ver Anexo N°8). El OICW es un programa
auspiciado por el ARDEC del ejército de los EE.UU. (U.S. Army
Armament, Research, Development and Engineering Center), que
intenta introducir nuevas capacidades en el armamento, para sustituir
a la familia de los M16. El primer intento de modernización fue el
SPIW (Special Purpose Individual Weapon), desarrollado entre 1952-
1970, el segundo fue el ACR (Advanced Combat Rifle), a principios de
los años 90. Estos dos fracasos anteriores, hicieron que el JSSAP
(Joint Service Small Arms Program), departamento del ARDEC,
situado en el Arsenal de Picatinny (New Jersey), hicieran un programa
tecnológico que se inició en 1994 con el nombre de OICW. En 1998,
después de evaluar dos propuestas, se decidió otorgar a ATK (Alliant
Techsystems Inc.) asociada para ello con H&K, Brashear y OCTEC,
un contrato de 8,5 millones de dólares para construir 7 prototipos y
fabricar 4.700 cartuchos para ser usados en evaluaciones.

150
En 1999, el programa completó su primera fase de las pruebas y el 8
de agosto del 2000, se firmó un nuevo contrato por unos 100 millones
de dólares a la empresa ATK y asociados, que les permitiría
progresar en el desarrollo del programa de definición (cuatro años) y
la fase de reducción del riesgo a incorporar de las lecciones
aprendidas de las 3 armas que se construyeron inicialmente con
tecnología avanzada.

Después del final de PDRR ( Programa de Definición y Reducción de


Riesgos ), los soldados realizarán una mini operación comprobando el
funcionamiento del programa y evaluar los cambios que se habían
hecho, así se proporcionarían las recomendaciones a los ingenieros,
para los dos años de la fase de desarrollo para su fabricación (2005-
07).

Para el año 2009, el OICW proporcionará a las tropas del combate un


arma con una precisión cinco veces más efectiva y el doble del
alcance del sistema existente del fusil M-16 con su lanzador de
granadas M203 de 40mm. En los planes del Ejército de los EE.UU.
está el equipar a cuatro de los nueve soldados orgánicos de una
escuadra de infantería con el OICW. Reemplazará algunos de los
sistemas de armas modulados que hoy existen, como el fusil M16, o
la carabina M4 con un lanzador de granada adaptado M203. Como
un sistema de arma integrado, el OICW incorpora una combinación de
todos los rasgos de los dos sistemas modulados que existen y
proporciona capacidades adicionales. Para incrementar la precisión
en distancias más largas, incluye un sistema de control de fuego
electrónico con un láser , indicador de la distancia al blanco y que
automáticamente comunica la distancia al sistema de munición de
20mm de alto poder explosivo. Una alta velocidad y trayectoria
aerobalística plana permite una explosión en al aire justo encima del
blanco identificado. Otro rasgos importantes son que incluye un punto
simple rojo día/noche para ver; este sistema usa un sensor con
tecnología infrarroja para visión nocturna y permite la eliminación de

151
errores al apuntar durante los estados del combate como el tambaleo
y el viento. La configuración general para conseguir un fusil más
manejable, arma que incluso se puede utilizar bajo el agua sin que
ello le afecte, se prevé que el nuevo modelo no pese más de 6,356
Kg. y esté dotado con un cargador para 8 proyectiles de 20mm. y otro
para 30 de 5,56mm. El peso total del sistema OICW (fusil y munición)
se espera que sea entre 10 y 30 por ciento menos que el usado
habitualmente en los sistemas modulados del M16 y M4 con lanzador
de granadas y alimentada con munición de 20mm .

Se prevé que se fabriquen no menos de 45.000 unidades y que su


costo unitario se sitúe en unos 10.000 dólares. El costo del proyectó
de construcción del sistema OICW se espera que sea menos que los
sistemas del arma comparables modulados que reemplazará.

El costo del ciclo de vida total de la munición también se espera que


sea sustancialmente mas bajo, debido a la precisión del sistema láser
de objetivos, la efectividad de la onda expansiva de la explosión en el
aire, el uso de simuladores para complementar el entrenamiento de la
tropa, y el uso de munición de entrenamiento.

Características:

La distancia de precisión al blanco se comunica


automáticamente a la munición de 20mm HE (Alto Explosivo)
para que se arme su espoleta automáticamente. El soldado
carga, apunta y dispara .

Es cinco veces más letal que el M16/ M203, a más del doble de
distancia.

Capacidad de llegar al blanco desde una posición desenfilada.

Control de fuego día / noche; presentación a la vista de un arma

que une sus mecanismos por acero.

152
Precisión de la mira láser: ±1/ 2m a unos 500m; ±1m a 1000m.

Capacidad de rastreo de objetivo. Con opción de identificación

de amenaza cercana enemiga.

Cadencia de fuego con munición EK (Energía Cinética): 850

disparos por minuto; con HE: 10 disparos por minuto.

La capacidad funcional de la munición HE de 20mm es: con

microchip, explosión en el aire, punto de detonación, retardo del

punto de detonación, y autodestrucción.

Método de disparo con munición KE : ráfaga de dos disparos, semi-


automático y automático.

Con munición HE : semiautomático.

Nivel del retroceso: sólo ligeramente más que el M16.

Composición del arma : vigorosa.

Arma separable HK/KE : el fusil 5,56 tiene cañón de titanio con ánima
de acero, con tiro semiautomático y ráfagas de 2 disparos, carcasa de
fibra de carbono reforzada con polímeros plásticos, pudiendo aceptar
cargadores de M16, el lanzagranadas de 20mm. tiene un retroceso
ligeramente superior al de un cartucho de 5,56mm. Las granadas son
de trayectoria bastante tensa, y se pueden usar sobre blancos a
distancias de hasta 1000m. . Estas granadas pueden dispararse en
modo de impacto directo, detonación retrasada respecto al blanco,
detonación a una distancia prefijada o en modo autodestrucción.

Fácilmente desmontable en el campo en menos que dos minutos.

153
Funcionamiento del Arma:

El sistema de control de fuego (FCS) de fácil y rápido empleo, usa


una mira láser con cálculo de distancia precisa al objetivo y transmite
esta información al sistema de la munición 20mm, el cual señala a la
munición el lugar preciso en que debe estallar sobre el objetivo.

El proyectil no requiere guía. Los fragmentos de la munición estallan


sobre el cuerpo e incapacita el blanco consiguiendo el mayor efecto
posible. La mira proporciona una capacidad de 24 horas para emplear
tecnología IR (infrarrojos) del sensor por visión nocturna. El visor de
Brashear LP consiste en un módulo, alimentado por una batería de
litio BB2847 modificada, que pesa unos 2 kg. localizada en la parte
superior del arma. Puede usarse como visor óptico de tres aumentos,
muy útil durante el día por tener un punto rojo muy brillante para tiro
instintivo. Con pulsar un botón ese punto se puede usar como
elemento del telémetro láser, para conocer al instante con precisión
inferior a un metro, la distancia al objetivo, dato que aparece en la
parte derecha del visor. El canal diurno del elemento captador CCD
permite transformarlo en una cámara de TV con una opción
duplicadora que incrementa a 6 su capacidad de aumento. El modo
video se transforma de noche o en malas condiciones atmosféricas en
una cámara térmica. Esos datos más los de una brújula, producen
información que a través de un microprocesador se transforma en
parámetros enviados a los cartuchos HE. de 20 mm. para dispararlos
en la dirección mas adecuada y detonen en el punto apropiado,
transformándolos en "munición inteligente". Las pruebas de uso es
llevada a cabo por la Escuela de infantería de EE.UU., Ft. Benning,
Georgia. "ATK" es un sistema integrado por un diseño de fusil y el
lanzagranadas HE 20mm. En el equipo están Heckler & Koch (arma);
Brashear LP (control de fuego), Octec (seguidor del objetivo), y
Dynamit Nobel (soporte KE).

154
Programa Presente:

En agosto del 2000, ATK empezó una fase de desarrollo de definición


del Programa y Reducción del Riesgo (PDRR). El propósito del
programa PDRR es construir las pruebas de la fase inicial de la
demostración de la tecnología inicial y evaluar los conceptos del plan,
así como asegurar que el Ejército tiene la mejor combinación del
OICW para su ejecución-desarrollo. La actual fase, ATD (Advanced
Technology Demostration) permite afianzar los logros conseguidos.
Esta fase puso en funcionamiento la ingeniería y desarrollo industrial,
que comenzó en el año 2004. La producción se espera que empiece
en el 2008.

Pasos seguidos por el programa :

Diseño del sistema y demostración del subsistema completo: Febrero


de 1996 .

Demostración del sistema del prototipo: Febrero de 1998.

Construcción y pruebas iniciales con soldados: 1998-1999 .

El equipamiento de la primera unidad está previsto para el 2009 .-

155
CAPÍTULO VII : CONCLUSIONES Y
RECOMENDACIONES

Como se podrá apreciar, después de haber leído hasta aquí, hablar


de fusiles de asalto o de combate, de sus calibres y municiones, no es
simple. Se necesitan más conocimientos que los que posee un Oficial
del Ejército, la experiencia de disparar un arma, aún siendo un buen
tirador, o conocer en profundidad el tema.

La reducción de los calibres en las armas de fuego es notoria desde


sus orígenes .Durante la primera Guerra Mundial cada país tenía su
propio fusil con un calibre diferente ( 6,5 Italiano , 7 x 57 Español, 7,92
x 57 Alemán , 7,5 Suizo ). Con la aparición del fusil de asalto Alemán
en 1942 calibre 7,92 x 33 se impone una nueva reducción a las
municiones y Rusia en 1943 presenta el 7,62 x 39 . Cinco años mas
tarde nace en Bélgica el FAL calibre 7,92 x 33 .

La OTAN , con el peso específico de los EE.UU. adopta el 15 de


Diciembre de 1953 oficialmente el calibre 7,62 x 51 con la finalidad de
solucionar un problema logístico de la organización. Inglaterra ,
desconforme con esto , al igual que el resto de los países europeos
adopta el fusil tiro a tiro ( semiautomático) por entender que era un
calibre muy grande para un fusil de asalto.

EE.UU. en 1957 llama a concurso con pliegos secretos para la


fabricación de un fusil nuevo y con un calibre mas chico y con una
munición de mayor velocidad . Es así que del concurso LWR nace el
M- 16 con su calibre 5,56 , entrando en servicio en Vietnam en 1965 .

La OTAN adopta su segundo calibre oficial en 1980 , el 5,56 munición


SS - 109 .

156
Con esta breve reseña histórica se pretende poner énfasis que el
calibre es el aspecto fundamental y determinante del fusil .No se
puede analizar un fusil sin analizar su calibre y viceversa .

Debido a la complejidad del tema dividiremos las conclusiones y


recomendaciones en :

Balística y Logística de los calibres 5,56 y 7,62.

Características Técnicas y Operacionales de los fusiles actuales


y nuestro FAL .

La Logística en nuestro Ejército.

Recomendaciones .

A – BALÍSTICA Y LOGÍSTICA DE LOS CALIBRES 5.56 Y 7.62

Es indudable que existen demasiados mitos con respecto de la


munición 5,56. Muchos de ellos, obviamente, producto de la
ignorancia o de repetir algo que se escuchó y fue dicho sin
fundamento alguno, como que la munición 5,56 respecto de la 7,62 es
menos precisa y menos dañina o letal.

La experiencia indica que el 5.56 es superior al 7.62 en precisión,


tensión de trayectoria (flecha menor), capacidad de penetración y
letalidad, como factores técnicos-tácticos, además de sus ventajas
logísticas. Por todos estos conceptos, resulta ser el cartucho 5.56
más racional para un fusil de asalto que el 7.62.

157
El 5.56 no ha logrado sustituir totalmente al 7,62 sino que se ha
impuesto coexistiendo con él, lo cual era previsible, puesto que era
problemático que los Estados con menos recursos se lanzaran a
grandes inversiones en armas de 5,56, cuando existen y se siguen
fabricando aún, miles de fusiles de asalto de 7,62.

La munición de guerra de 7-8 mm. pierde a 600 metros aproximados


la mitad de su velocidad inicial y por tanto, reduce su energía cinética
a la cuarta parte.

Dato a tener en cuenta con referencia al impacto sobre cascos y


chalecos antibala. El desvío por causa del viento es función de la
distancia y es proporcional a la duración del trayecto del proyectil. Los
calibres "ligeros" con viento transversal de 20 Km/h se desvían
aproximadamente 1,2 m. a 600. y más de 3m. a 1000m.

La caída de la trayectoria en las armas ligeras a 1000m. es superior a


4m. Aunque el 7.62 no ha dicho su última palabra, lo cierto es que ha
ido gradualmente cediendo su puesto al 5.56, pero se mantendrá
como cartucho óptimo para ametralladoras medianas y fusiles de
precisión o francotiradores. Como calibre reglamentario en los
nuevos fusiles de asalto, el 5.56 se va imponiendo en todo el mundo,
aunque las fabricas nunca han dejado de producir fusiles de asalto en
calibre 7.62 e incluso muchos modelos de fusiles son diseñados en
ambos calibres.

Al comparar los calibres 7.62 y 5.56, se comprende el porqué los


países con ejércitos modernos, los que en su mayoría forman parte
de la OTAN, han adoptado el calibre 5.56 para sus fusiles de
combate, aunque tampoco han desechado de plano el calibre 7.62 ,
en especial en armas de apoyo como lo son las ametralladoras
livianas.

El adoptar el calibre 5,56 lleva consigo obtener importantes ventajas


en el orden operacional, pero estas ventajas, tal vez sean aún más

158
importantes desde el punto de vista logístico. También es importante
los costos de la munición, y en este sentido la municiòn5.56 cuesta un
75 % menos que la 7.62. Debido a su peso y volumen, los empaques
son menos resistentes, más ligeros y baratos, así como su transporte
es más fácil.

B- CARACTERÍSTICAS TÉCNICAS Y OPERACIONES DE LOS

FUSILES ACTUALES Y NUESTRO FAL.

Los fusiles que actualmente se producen en el mundo, son


básicamente iguales en sus conceptos de funcionamiento, formas ,
procesos y materiales de fabricación. Producto del marketing o de las
películas, parece más interesante tener una Colt M – 16.

La mayoría de ellos utilizan el calibre 5.56 (2da. Generación), Sistema


de Acerrojamiento por rotación del cierre, diseños funcionales y
ergonométricos y materiales sintéticos. Son más livianos y cortos, y
han optado por un sistema de puntería óptico de poco aumento, con
un alcance efectivo de 800 metros.

El FAL en cambio, es un Fusil de 1ª generación (7.62 x 51) que utiliza


un Sistema de Acerrojamiento por bloqueo de Masas (pasado de
moda). Es un Arma pesada y larga y su Sistema de puntería (Alza y
Guión) están graduadas solo a 150 y 250 metros.

De acuerdo a la fisonomía de un soldado tipo de nuestro ejército, el


FAL le queda incómodo, y muchas veces hasta es una carga. En
cuanto a los conflictos armados nuestro país tiene la historia reciente
de la década del 70 y el fusil FAL no es el indicado para los combates
urbanos. Tampoco lo es para el transporte de personal
helitransportado o en mecanizados, tan usual en las misiones de paz
que desempeñamos.

159
C – LA LOGÍSTICA EN NUESTRO EJÉRCITO.

1 – Fusil FAL.

El S.M.A. cuenta con una cadena segura de Abastecimiento de


repuestos provenientes de Argentina y Brasil y con una Planta de
Fosfatación para el mantenimiento de las partes metálicas.

A partir del año 2000 se comienza con un programa de Mantenimiento


de fusiles FAL (MANFAL) el que abarca a 1.500 Fusiles por año hasta
el año 2003, en que se ve interrumpido debido a rubros (U$ 75.000 por
año).

Si bien los fusiles, a pesar de sus 25 años de servicio se encuentran en


buenas condiciones, se visualiza que a medida que el tiempo
transcurre, los Fusiles requerirán mayor mantenimiento, por ende un
mayor costo, debiendo ser muy precisos a la hora de advertir que la
relación costo – beneficio no sea la mejor.

2 – Fusiles 5.56.

No se realiza ningún tipo de mantenimiento debido a que se carece de


repuestos, kits de herramientas y manuales técnicos específicos de
cada arma.

En cuanto a los fusiles AK-101 y AK-102 que posee el Bn. I. Parac. N°


14, los mismos también carecen de todo tipo de mantenimiento, y
siendo su calibre 5.56 NATO se utilizaba munición 5.56 M-193.

Los fusiles que se encuentran en el Bn.U.IV poseen los repuestos


básicos , siendo la munición la SS-109 de origen ruso .

160
3 – Municiones.

Por comprar pequeñas cantidades, no se obtiene el mejor precio y


calidad.

Con la adquisición de la máquina recargadora “CAMDEX”, la recarga


de munición mejora satisfactoriamente, obteniendo un producto en
tiempo y calidad controlada a un precio muy inferior al de compra. Si se
recargara munición 5.56, los costos serían inferiores a los de la
munición 7.62.

La última compra que realizó el Ejército de munición 5.56 x 45


ascendió a 226 dólares el millar y la del calibre 7.62 x 51 a 297 dólares
el millar , siendo la diferencia de 71 dólares americanos por millar .

D – RECOMENDACIONES.

Si observamos todos los intentos por mejorar los Fusiles de Asalto


(SPIW, ACR, Programas Rusos, etc.), podemos rescatar claramente
que los objetivos de todos ellos básicamente se concentraron en tres
aspectos:

- Reducir el calibre y el peso.

- Aumentar la velocidad inicial del Proyectil.

- Exceder ampliamente la eficacia.

161
Debido a estos pilares fundamentales se puede recomendar lo
siguiente:

- Erradicar los mitos que hay sobre el calibre 5.56 y que en nuestro
Ejército no se puede operar con los dos calibres simultáneamente.
Los Ejércitos profesionales operan con todos los calibres, lo que le
dan una flexibilidad logística importantísima.

- Visualizar a corto o mediano plazo, un cambio total o parcial del


fusil de Asalto por uno de calibre 5.56 teniendo como objetivo
fundamental completar con el tiempo una familia de armas que se
adapte a nuestras necesidades operacionales.

- Visualizar a mediano o largo plazo la posibilidad de incorporarle


accesorios y tecnología que no se encuentren pasados de moda o
en desuso.

- Fortalecer el apoyo Logístico brindado por la Planta de Recarga


del S.M.A. dotándola de equipos modernos y si fuese posible de
última generación .

162
BIBLIOGRAFÍA :

Fernández , Gonzalo ; “Los Proyectiles y sus efectos”, Montevideo,


General Artigas, 1964.
Lanza , Francisco ; “Tratado de Cartuchería” , Palencia, 1978.
Escuela Politécnica Superior del Ejercito ;“Armas ligeras y sus
Municiones“ Madrid, 1988.
Long , Duncan ; “Combat Rifles of the 21 st. Century”, Paladin
Press, Colorado, 1990.
“Declaración de San Petersburgo de 1868”
“Convención de la Haya de 1907”.
“Declaración de la Haya de 1899”.
“Protocolos adicionales a la Convención de Ginebra” ,1977,1979 y
1980.
“Proyecto suizo de Protocolo del sistema de armas” , 1995 .
Humberto Eco , “Como se hace una tesis “, Gedisa , Barcelona , 2001.
Manual de investigación Aplicada Curso de tesis, IMES ,2002 .-

HEMEROGRAFÍA :

Armas, Hobby Press, Madrid, N° 96/Mayo/1990.


Armas, Hobby Press, Madrid, N° 118/Marzo/1992.
Armas, Hobby Press, Madrid, N° 183/Agosto/1997.
Armas, Hobby Press, Madrid, N° 150/Noviembre/1994.
Armas, Hobby Press, Madrid, N° 192/Mayo/1998.
Armas de guerra, Foinsa, Barcelona, N° 4/1990.
Tecnología militar, Grupo Editorial Mönch, Munich, N° 3/1997.

163
ENTREVISTAS REALIZADAS :

Tte.Cnel. Oscar Camacho , Jefe del Dpto. de Armas y Municiones del SMA.
Cap. Sebastián Fasanello , Jefe de Secc. Armamento del SMA .

PÁGINAS WEB VISITADAS :

http: www.wwa.com
http: www.dynamitnobel.com
http: www.aris.com
http: www.globalsecurity.org
http: www.janes.com/land
http: www.dearms/raelblock.com
http: www.aster.respana.es
http: www.world.guns.ru
http: www.paulomorales.tripod.com
http: www.europa1939.com
http: www.kalashnikov.guns.ru
http: www.club.guns.ru
http: www.geocities.com/slmck3
http: www.icrc.org
http: www.defensa.com
http: www.weapons.catalog.com

164