Está en la página 1de 2

DIANA LIZBETH OLIN JIMENEZ

CONTROL DE CALIDAD

El seguimiento detallado de los procesos dentro de una empresa para mejorar


la calidad del producto y/o servicio. El control de calidad consiste en la
implantación de programas, mecanismos, herramientas y/o técnicas en una
empresa para la mejora de la calidad de sus productos, servicios y
productividad. El control de la calidad es una estrategia para asegurar el
cuidado y mejora continua en la calidad ofrecida.

El control de calidad es un proceso que ayuda a las empresas a operar de


manera exitosa. Por ejemplo, en caso de que se llegara a detectar un
problema, se realizan diversos estudios para comprobar que el producto o
servicio se haya efectuado con la calidad correspondiente. Proceso que se
hace a través de normas de certificación, estas normas son un trámite muy
importante para cualquier empresa u organización que busca posicionarse en
el mercado

Objetivos:

Establecer un control de calidad significa ofrecer y satisfacer a los clientes al


máximo y conseguir los objetivos de las empresas.

Para ello, el control de calidad suele aplicarse a todos los procesos de la


empresa.

En primer lugar, se obtiene la información necesaria acerca de los estándares


de calidad que el mercado espera y, desde ahí, se controla cada proceso hasta
la obtención del producto/servicio, incluyendo servicios posteriores como la
distribución.

Tipos de normas

Las normas ISO son las encargadas de certificar las actividades que una
empresa desarrolla, es decir, la cultura organizacional que emplea para
conocer las actividades que desempeñan sus empleados.

Se podría decir que certificar es el sinónimo para referirse a una empresa


estable, eficaz y confiable, pero sobre todo es un elemento que permite ver el
crecimiento paulatino de la empresa; toda actividad de certificación se lleva a
cabo por medio de auditorías, las cuales tienen una duración determinada. La
norma más utilizada por las empresas se conoce como ISO 9001.

Sabes, ¿Qué es el ISO 9001?


DIANA LIZBETH OLIN JIMENEZ

El ISO 9001 fue creada por la Organización Internacional para la


Estandarización y es un sistema de gestión de calidad que ayuda a cualquier
organización a identificar cuáles son las necesidades de sus clientes, para así
lograr la satisfacción de las mismas. Es la encargada de promover el
desarrollo de las normas comerciales, fomenta el respeto de fabricación,
comercio y comunicación

CALIDAD TOTAL

La calidad total se entiende como la aplicación de los principios de la gestión


de la calidad al conjunto de actividades y personas de la organización, no sólo
a la realización del producto o servicio que se entrega al cliente.

De esta manera, el enfoque al cliente se dirige también al cliente interno por lo


cual la organización debe perseguir la satisfacción del cliente de sus productos
y servicios y también la satisfacción de los empleados. De igual modo, la
mejora continua no se dirige únicamente a la mejora de los procesos
productivos sino a la mejora de todos los procesos de la organización.

Armand Feigenbaum fue el primero que habló de control de calidad total, en los
años 50, destacando que las actividades de control de calidad no eran
responsabilidad del área de calidad sino de toda la organización.

La calidad total es el concepto sobre el que se desarrollan los modelos de


excelencia

La Calidad total es una estrategia que busca garantizar, a largo plazo, la


supervivencia, el crecimiento y la rentabilidad de una organización optimizando
su competitividad, mediante: el aseguramiento permanente de la satisfacción
de los clientes y la eliminación de todo tipo de desperdicios. Esto se logra con
la participación activa de todo el personal, bajo nuevos estilos de liderazgo;
siendo la estrategia que bien aplicada, responde a la necesidad de transformar
los productos, servicios, procesos estructuras y cultura de las empresas, para
asegurar su futuro.