Está en la página 1de 1

Cómo dejar de jugar el papel de víctima en la vida

Por Carmen María Howard,


Psicóloga.

Ir por la vida como una “víctima” es una forma de vivir solitaria y poco
saludable. Es muy común entre las personas que han sido abusadas, o las que
tienden a tener una personalidad “co-dependiente”. ¡Es aún más común entre
personas que no entran en ninguna de esas categorías!. Es algo que algunas
personas simplemente escogen y con el tiempo lo van desarrollando. También
es algo que puede ser cambiado si las personas desean el cambio lo suficiente.
La recompensa es un sentimiento de empoderamiento y de estar a cargo de su
vida.

Cualquiera que se deshaga de este papel también tendrá un saludable


sentimiento de amor y respeto propio que va a llegar a las personas que estén
alrededor suyo y les dará mucho más oportunidad de éxito y satisfacción
personal y profesional.

A continuación unas guías y consejos para salirse del papel de “víctima” y


continuar con una vida feliz y más productiva.

 ¡Póngase en acción! Deje de quejarse y de culparse y comience a pensar


y hacer.
 Aprenda a preguntarse qué necesita y qué quiere en el momento que lo
necesita y lo quiere.
 Deje de culpar a otras personas por los eventos, situaciones y problemas
en su vida. Todas las personas tienen una historia o situación de vida
para contar. Lo que importa es lo que esté haciendo usted con su vida –
ahora- para obtener lo que usted necesita para ayudarse a crear una
vida mejor y de más satisfacción.
 Aprenda a decir “No” sin – ningún- sentimiento de culpa. Crear culpa
solo ayuda a mantener a la víctima y que siga siendo víctima.
 ¡Hable por usted mismo! Usted sabe cómo se siente. Deje que los otros
lo sepan en una forma clara y firme si es necesario.
 Decida para qué es bueno y siéntase bien haciéndolo personal y
profesionalmente, y persista hasta que lo logre.
 Perdone (nunca lo va a olvidar) a todas las personas que crea que le han
hecho daño (incluyéndose a usted mismo). Luego libere todo y
manténgase en tiempo presente y fuera del pasado y del futuro.
 Manténgase lejos de pensamientos negativos, de las personas que
actúan o hablan mucho o de las personas que continuamente quieren
depositar sus problemas en usted. Relaciónese solamente con personas
que tengan el tipo de actitud, éxito y cualidades que usted quiere tener.
 Construya una auto-estima saludable haciendo lo que le guste. Aprenda
a decir gracias por cada cumplido.
 Desarrolle un plan para volverse responsable emocional, financiera y
físicamente; siempre tenga “reservas”. Una vez que esté en control de
todas esas áreas, se va a sentir al tanto de todo y no va a tener la
tendencia de atraer a la gente que quiere jugar el papel de su “niñera” y
ante quienes usted no es más que una “víctima” que necesita ayuda.

www.todosobreventas.com