Está en la página 1de 1

LAS SORPRENDENTES PROPUESTAS PARA NOMBRAR A LOS NUEVOS

ELEMENTOS DE LA TABLA PERIÓDICA

ELEMENTOS QUÍMICOS,QUÍMICA, TABLA PERIÓDICA

Era uno de los clásicos escolares. Memorizar la tabla periódica, junto a la posición y el
símbolo de los elementos químicos, se convertía en una tarea repetida año tras año en
nuestra época de estudiantes. Esta forma de distribuir los elementos químicos fue
diseñada por Dmitri Mendeléyev, Julius Lothar Meyer y Alfred Werner. El objetivo no era
otro que clasificar dichos elementos químicos en función de las propiedades que
presentaran.
Lejos de pensar la tabla periódica como una estructura estática, la investigación
en química durante la última década ha permitido el hallazgo de cuatro
nuevos elementos químicos. Son elementos descubiertos por diferentes laboratorios
de Estados Unidos, Japón y Rusia que han tenido que esperar hasta el final de 2015
para que su trabajo fuese finalmente reconocido.
La entidad encargada de hacerlo ha sido la Unión Internacional de Química Pura y
Aplicada (IUPAC). Esta organización confirmó el pasado mes de diciembre el hallazgo
de los elementos 113, 115, 117 y 118. El primero fue descubierto por el Instituto RIKEN
de Japón, mientras que el resto fueron encontrados por científicos del Joint Institute for
Nuclear Research (Dubna, Rusia), Lawrence Livermore National Laboratory (California,
Estados Unidos) yOak Ridge National Laboratory (Tennessee, Estados Unidos).
Tras este reconocimiento inicial, los investigadores disponen ahora de un plazo
para proponer un nombre definitivo y un símbolo de dos letras para dichos
elementos químicos, con el fin de que sean incluidos de forma definitiva en la tabla
periódica. Una vez que se mande la denominación, la IUPAC deberá someter a
escrutinio público y a debate las ideas recogidas. La normativa establece que el nombre
puede estar relacionado con algún mineral, lugar, país, científico o alguna historia
mitológica.
Aunque todavía no se ha propuesto ninguna denominación, lo cierto es que ya ha habido
ideas originales e imaginativas. Una de las propuestas populares pide que el elemento
117 se llame Octarina en homenaje a Terry Pratchett, el escritor que llamó así al color
de la magia en su mitología Mundodisco.
La otra petición plantea que el elemento 115 sea denominado Lemmium en honor a Ian
‘Lemmy’ Kilmister, líder, fundador y vocalista de la banda de heavy metal Motörhead.
No está claro que los investigadores acepten estas propuestas -y tampoco que lo haga
la IUPAC-, pero sin duda, las peticiones son tan sorprendentes como curiosas.
¿Homenajeará finalmente la tabla periódica a estos genios de la literatura y la música?