Está en la página 1de 130
81 libro que el lector tiene entre fs manos es distnto a cualquier ‘otro que haya podido leer sobre este mismo tema, Escrito por dos psicblogosclncos de reconocido prestige trata de un manual que ‘muestra cémo podemos mejorar nuestra vida utizando la terapa Paso a paso se desriben la habldadesespeciicas que han ayudado amis de personas a superar la depresion, ls ataques de pico, la ansiedad ira a culpa la vergienz, aba autoestima, los trastormos dele alimentacién el abuso de sustaciasy los problemas de relcién. Se trata de una herramientainsustiible para aprender los pasos précticosindspensables y realizar los cambios necesaros con el fin de -simplemente- sentrse mejor. Como dice Aaron T. Beck en el prélogo: «Es poco frecuente escribir wn libro que dé al lector la ‘oportunidad de cambiar su vida El control de tu estodo de imo puede seral mismo tiempo el vehiculo yl carretera adecuados para las per sonas que quran lear a cabo un canbio fundamental en sus vidas. Ese libro inluye: * Técnicas y consejos précticos que te ayudardn a superar tus preocupaciones. + Ejemplos de la vida real de personas que han utilizado este programa para resolver sus problemas. * Tablas y cuadros donde escribir y responder ejercicios. mn 2 worwpaidos.com | wivweplnetadeibroscom 5 | werame maT Ml 3 El control de tu estado de dnimo Manual de tratamiento de terapia cognitiva para usuarios fine A. Padesky m El control de tu estado de énimo wo Wb » og ‘e): ay @ Dennis Greenberger / Chri PAIDOs ~ DENNIS GREENBERGER CHRISTINE A.PADESKY EL CONTROL DE TU ESTADO DE ANIMO ‘Autoayuda tines tls pubcados 8. Lt, ada SU nn Cin oes Toy ela per none pees con 0 Ac tata tiny 8 Lips inne One prota yeah ond Qual Que peer Wey © Gane Oe enero merino ‘att an Mines a in cine Dod que ys os Boge iperono eermer {TAtwan Gide eee Sanpete porta Mire comer ricer poner smi! a tess Sey 1 Kain, nr dpe Des rd en 1p Con rm ab pect {Chaos lof ert Lr onarca dle mad ne tn pega oa VSR sp ora ees or seo br ded s Gaioy cana ene Cn gees yep copa eon 1S Gln pd eet Cio pers poems eared tim dee cor € tar Dt Un ea endo ‘Poe Rene esr ie ee eet i eae mii pr comme ea et ei sh 0 STatcs marae nd dCs er acts pa ped pars de vi eget a eto pip roar plead ect emi! 2 ger ie tr ln ‘ heay 8 Den, Casing pa pre opatae ‘yearn ere 071 Se Mn mc macnn 2. Roan Wil em © Bees Ome Tilo me spe ry ae ree Lag pny ret pa sm aed Oe, Cire emir pa Cory oct contre 1 Bu mmol de gir se et An eb Lar tpg Lu hy ue be pa ee D Grebe y © Ply lm ed de ina al etn dap pn pas nar, DENNIS GREENBERGER CHRISTINE A. PADESKY EL CONTROL DE TU ESTADO DE ANIMO Manual de tratamiento de terapia cognitiva para usuarios “Tulriga Min! Over Mood. A Cove Terap Deen Maral fr Cle Desns Greenbrae 9 Carine Aad blaine ngs tT Glod Pre Nuva York Lots old presen con Mark Parson “side ot Cid Cole Caer Dig Feo en, 188 etn prec marzo 202 penis ct i gn eo nc atecaragencry cee Se anno "ERSGEAS Oi RoR ee pt Sear ran rs a Sem ae em on CO oh £ 19955) The Glo Pre Divi of Galod Pitino York © Lode frauen Jor Cid Colom 1 18 fod eons ncaa ya Libros LU, ‘de Digs 64-6406 Barns, spas Paver an sl eon de spas Los verwpaacan ‘rewerpcosatncadenicacon ‘rowpiteeascom Isak rsa9520883 Depo ea 82652012 Ingres en Lingergat SL {Dogs 235 HLD- Barer et als Bareon) pape ttn pra limped ot oes cin prin ie soo ssi como papelesges Inpro en spat Prine in Spin SUMARIO Agradecimientos .. 3 Prologo fe B 1 Comprende tus problemas . ” 2. Lo que cuenta ese pensamiento ene) 3. dentfca y estima las emociones a 4, Siaciones, emocionesy pensamientos 9 5. Los pensamientos automiticos 8 6. Dénde est la evidencia? .... 7 8 7. Los pensamnientos alternativos o equlibrados Cees 105 8, Los experimentos y los planes de actin ......... 9 49. Las asunciones las creencias nucleares 18 10. Comprencer la depresién 11, Comprender la ansedad 12, Comprender la célera, la culpa yl vergtenza . Epilogo coe BL AGRADECIMIENTOS Estamos en deuda con Aaron 7 Beck por su desarrollo pionero de la terapia cogai- tva Su trabajo esl fundamento ya inspracin de todas ls ideas de El control d tue ‘ado de éximo, Como mentor, colega y amigo, nos ha ayudado a ambos en nuestras ca- rreras como psicélogos, De forma activa apoyé este proyecto y de forma generosa proporcioné feedback para incrementar la importancia del libro para los clientes. Noso- trosesperamos que este manual seaconsstente con su visi del terapiacogntva y broporcione una guia clara para que ls personas auedan ayudarse asi misma, un com promiso central de su propio trabajo que nos ha tens a nosotros. Kathleen A. Mooney critic las tempranas versiones de est libro y propocion fed- ‘ack para cada capitulo, tla con su amable honesdad interminable entusiasmo, y crea tvidad como cuaicadaterapeuta cogitiva, ademas de su expert sei visual y editor tal realad deforma important el contenido yl ormato de este iro ity Moore oftecié una vaiosa asistencia ctor en ls momentos cco del desaro- lo de este br. Desde as inials sesiones creatives de planicacion para reparte libro en Ta produociéa, ella fue una fuerte partidaria de BY contol de tu estado de dnimo yuna fuente de estimulacién para nosotros, De hecho todas as personas con ls cuales trabejamos en Guilford eeronconstantemente el profesionlsmo,intlgeni y integrdad que hace de Guilford un lider en as pubicacones de salud mental. Nosotros extendemos nuestro e= pecial agradeiiento a Seymour Weingarten, el exo, por compartir nuestra isn, yal Res ‘onsale de Ec, Rowena Howes, por dara nest iro una especial atencin persona. Gracias especiales a Jan Janssen por mecanografar la imumerables versiones y= visiones, a menudo hasta ahora limite, Ela tenia una maravilosa haildad para mante- ner la alegri yl racial todas las condiciones de trabajo Elfeedback de Rose Mooney en la temprans versiones condujo areestructurar nu merosos capitulos para mejorar la legbilidad. Ella srvié como nuestra imagen de una lectorarefesva al mismo tiempo que esrbiamos este iro, » fu contaas og tu estage DE Aniwo La comunidad de la terapiacognitiva ha contribuido en este fibro de innumerables formas. Entre los terapeutas cognitivos que eyeron las primeras versiones y que propor cionaron valiosas sugerencias se incuyen Judy Beck, Don Meichenbeum, Jacqutine Persons, Paul Salkovsks, James Shenk y Jesse Wright. Algunos acordaron tomar la de- lantera¢iniiaron proyectos de investigacien para evaluar el impact de este manual en los resultados clinics: Gillan Butler y Helen Kennerley de la Universidad de Oxford, Cary Glass de la Kaiser Permanente, Jan Scott dela Universidad de Neweastie-upon- ‘Tyne, y Michael Thase del Western Psychiatric Institute en Pittsburgh. Varies personas ulizaron ls versiones de este manuscrito en hospitales con pacientes ingresados y pro- porcionaron un temprano apoyo a nuestas ideas: Joe Arno, China Dusk, Jennifer Fog ‘Toops, Martin Brenner, Linda Donelson, y Jady House. los y os terapeutas cogntiva nos ensefiaron através de sus experencias, de su utoconociientn, de sus innovaciones clas. Personas adicionales que merezcan un es pecialreconocimientn en esta categoria son: David Clark, Denise Davis, Gary Emery, Mel nie Fennel, Barbara Fleming, Art Freemen Steve Hollon, Robin Jarret, Bruce Liese, Jim Pretzery Jeff Young. Semanalmente consulabamos casos en el Centro de Terapia Cognitiva de Newport Beach con Diane Cornsweet, Kathleen Mooney, Marcia Mordki, Marlyn Os- ‘bora, Karen Simon, Gil Simpson, Steve Sultan, y Linda Wise, lo que desarol as hab dadesy el conocimiento de Christine Padesky durante el curso de esritura de este iro ‘Somos afortunados al tener muchos colegas creatvos. También estamos agradec- dos a nuestro propio proceso de colaboraciin al escribir este libro o cual fue un placer; Jas ciss y ls descubrimientos acompafaron a nuestro trabajo. Literalmente escribimos cada pagina conjuntamente, un proceso que fue una labor intensa pero que prodyjo un texto mucho mejor que si uno de nosotros b hubiera escrito solo, ‘Muchos clientes atlizaron versiones ce EI control de tw estado de dnimo y nos ofre- cierom un atento feedback. Adem, a cada cliente con el que trabajabamos se le hicieron ‘preguntas y se compertieron experiencias que contribuyeron a comprender cémo la ‘gente cambia. Aunque somos incapaces de agradectrselo personalmente, este iro es el producto de nuestro interés y del trabajo duro. Vosotros aos habéis ensefiado a ser mejo- es teapeutas yesperamos que wuesraslsciones se reflejen en este libro, De orma individual Gracias a Dede Greenberger por sucalidery amor. Si inquebrantabe fe en iy en cee proyecto es una fuente de fuera conlinua. Sa inteligeci, humor, espontaneidad, tarisidad y sabiduria se afaieron a exe ibro y ami vida. Ya Esty Alanna Greenbe- ger las dos benciones mis duces de mi ida. Dens Greenberger | Hl ss acters, eit, sein nl irae keratin eatin ste read dela cn dna cones parte el i ST urea En can de apie alse mcs dante opr eos ces, ate) Acrapecinuteros a Extiendo mi especial aprecio a todos los terapeutas que han asstido a mis progra: ‘mas de entrenamiento y talleres de trabajo, especialmente a os participantes en el Pro- arama intensivo de entrenamient, el Taller de too anual, y el Campamento de terapia cognitva Ly I, Vuestras marvillosas preguntas va dedicacin para legar a ser excelen- tes terapeutas cognitivos me ha inspirado a intectar escribir més claramente las explica- cones de cémo se hace la terapia cognitiva. Coa optimismo, este libro mostrar a mu- Chas personas mo sew aera engi para morass dione y sas vi Girstine A. Padesty PREFACIO Es poco frecuente escribir un libro que dé verdaderamente la oportunidad de cam- iar de vida. El control de tu estado de dnimo es este libro. Greenberger y Padesky han ‘destilado el saber y la ciencia de la psicoterapie y han escrito un manual de facil com- prensién para el cambio. Este libro va a ser leido, releido y recomendado a los demas, por teraenas, iene y personas qe usquamejorat is is. Cuando por primera vez empecé a desarrollar la terapia cognitiva a finales de los aos cincuenta, no tenia ni idea de que llegariaa ser una de las psicoterapias con mas éxito y mis practicadas en el mundo, Originariamente, esta terapia fue ideada para ayu- dar a las personas a superar la depresidn, Nuestros resultados positivos en el tratamiento Ge deresin eon seus or mp ees ent era cost Hoy i Ja terapia cognitiva es el método de psicoterapia de mas rapido crecimiento, en gran me- dida porque el tratamiento ha demostrado ser efactivo y a menudo rapido en numerosos cestudios controlados. En las décadas pasadas, la terapia cognitiva se ha utilizado con éxito para ayudar a pacientes con depresién, trastorno de pénico, fosias, ansiedad, ira, trastornos relaciona- dos con el estrés, problemas de relacidn, abuso de drogas y alcohol, trastornos de la ali ‘mentacién, y la mayoria de las otras dificultades que llevan a las personas al terapeuta, Este libro ensefia a los lectores los principios basicos que han hecho a esta terapia eficaz ante tos sos pobemss El control de tu estado de énimo constituird un hito significativo en la evolucién de la ‘terapia cognitiva. Nunca antes los aspectos practicos de la terapia cognitiva se habian ex- plicado de forma tan detallada, explicita y paso a paso para el piblico no especializado. GreeahergeryPadesky proporcionan geneosanente as preguntas cave, lis inca nes y los recordatorios, y los registros que han desarrollado en sus propias practicas cli- nicas, los cuales pueden ser al mismo tiempo el vehiculo y el mapa de carreteras para las personas que buscan hacer cambios fundamentales en sus vidas. Este es un libro poco « bu couseoL ve tu xs7avo pe AyiMo frecuentey especial ue puede utlizarsefclmente tanto en forma de autosyudao como un acesorio paral terapa Greenberger y Padesky han sido estudiantes, colegns y amigos mios durante mu hos afios, Juntos, consiguen la combinacon inca de talento, experiencia, y educacin ‘que lesa ayudado a realizar ete iro. Deans Greenberger ha sido un imovador en fa aplicaciin de a terapia cogntiva en regimen de ingreso hospitalaro. Su trabajo con pa cients interns le a dado unos conocimiextos extraordinaros para trabajar con pacien- tes con importantes desatios en sus vidas, incluso pacientes con riesgo sucida. demas, 1s Greenberger ha sido un visionaro al nticipar las dreecones del futuro desarrollo. dela terapia cogntiva Siempre esté deseoso de hacer que l terapia cogniiva est ma- cho mis disponible y accesible tanto aos trapeutes como al piblco en general. EID. Greenbergeres un teraeuta con talento, un profesor con experiencia y el experto pro rotor del programa. CCiistine Padesdy y yo hemos trabead juntos desde 1982, ensefando terapia cogni- tiva.a miles de terapeutas de todo el mundo. Después de centos de horas de conversa- cin, ella entende la terapiacogntva mejor que casi ningin otro terapeuta. He obser- ado y admirado la calidea, la claridad y la concentracién de que hace gala en sus ‘elaciones con los clientes. La Dra. Padesky fundé el Centro de Terapia Cognitiva en Newport Bech, California, en 198%, Este leg a set el mayor centro de entrenamiento de terapia coma para terapeuts en el este dels Estados Unidos. Como profesor de tellers de trabajo, ha ensediado terapiacogitiva a més terapeutas que cualquier ot petsona a excepciin de mi mismo. Es respetada por sus coleges yen 192 fue votaday legida presidente dele International Associaton for Cognitive Psychotherapy? a visin y la innovacion del Dr. Greenverger combinada con las exelentes habiidar des como profesorayterapeuta del Dra. Padesky estin condensadas en est bro ejem- plat, De la misma forma que Cogitie Therapy of Depression? que coescribi con John Ruch, Brian Shaw, y Gary Emery (Nuevs York, Guiford Press, 1979), revolucioné la forma de realizar lterapa,E! control des estado de éimo da un modelo de cémo la e- ‘pia cogitva vaa ser utilizada por ls pacientes. Estas instrucciones explicitas ayuda- rin alos pacientes a adherrse mis felmente a los prncpios dela terapia cognitiva y ‘onsecuentemente va a mejorar la calidad de su terapa. EI control det estado de dima es una herramienta efectiva que pone ala trapia cognitive en las manos del lector Dr. Aawow Back Profesor universitaro de Psiquatria Universidad de Peosvania 1. eit Ascii eri de Paci ot it) {VT cat erp cpt dl dae, De de Bowes, 86 PROLOGO Une ostra crea una perla a partir de un grano de arena, El grano de arena es un agente irritante para la ostra. En respuesta a esta incomodidad, Ia otra crea una capa protector lsa que reviste la arena y le provee un alvio, Bl resultado es una bonita peta Para una osta, un agente irritant legaaser la semilla de algo auevo, Del mismo modo, El control de tu estado de énimo te ayudr4 a desartollar algo valioso desde tu ac tual incomodidad, Las habilidades que se enseian en este libro te ayudarin a sentirte ‘mejor ya continuarvalorindot alo largo de tuvida, una vez que tus problemas iniciles se hayan solucionado, Como Te avupanh ESTE LBRO? Et control det estado de dnimo te ensediaaétodos que han mostrado ser ities para Jos problemas del estado de dnimo como la depresin, a ansiedad, la clea, e! pico los cel, la culpabilidad y la vergtienza. Las estrategias desritas en este libro pueden tam- bien ayudarte a solucionar los problemas en las relacones, a manejar mejor el estrés, ‘mejorar tu autoestma, alegar a ser menos misdosoy a ser més seguro. Adem, estas cestrategas te ayudarin si ests uchando para mantenerteabstinenteo para vivir a vida sin drogas. El control de tw estado de dnimo proporciona la estructura que puede avu- arte a proceder efciente y ripidamente a hacer cambios. Las ideas de este libro provienen de la terapia cognitive, hoy en dia una de las formas de psicoterapia con mayor éxito. «Cognitvay significa «procesos de pensamiento al mismo tiempo que «conocimiento»o «percepcion». Los terapeutascogntivos enfatizan el examen de los pensamientos y de las ereencias conectadas a nuestras emociones, con- dductas, experienciasfisicas y a los eventos de cuestras vidas. Una idea central en la tera 6 bt contaas oe ru getaga 98 Auiwo pia cognitivaes que nuesra percepidn de un evento o experiencia afecta poderosamente ‘a nuestrasrespuestas emocionales, conductales, y fsioligicas. Por ejemplo, si ests en la cola de una tenda de comestibes, ypiensas Voy a estar un rato, seré mejor que me relaje», probablemente te sentirds clmado. Tu cuerpo estar relaado, alo mejor empezaris una conversacin con alguien que est cerca de to coge- rs una revista. En cambio, si pensaras «Este sito no est biea regentado, No es justo te ner que hacer una cola tan larga, te sentirias enfadado. Tu cuerpo estariatenso o in ‘quieto, ypasaras tu tempo mirando tu relojo quekindote al dependent. El contol de tu estado de énimo te ensea aidentificar tus pensamients, emociones, conducta yreaccionesfscas desde ls pequefiassituaciones hasta los mayores eventos de u vida. Aprenderis a probar el significa yl uilidad de la dversdad de pensamien- tos que tienes durante el di ya cambiar ls patrons de pensamientos que te tienen atra pado en emociones, conductas o relaciones interpersonales disfuncionales. Ademés, aprenderds a hacer cambios en tu vida, cuando tus pensamientos te alerten de que tus problemas necesitan solucién, ‘CéMo UmuzaR ESTE LBRO Este libro es diferente dela mayoria de lo libros que has lido. 1 contral de tu es- {ado de énimo te enseta las habildades que son necesaria para hacer un cambio funda- ‘mental en tus emociones, condueas y rlaciones. demas, e important para ti comple- tarlos ejercicos de cada capitulo. Sivas demasiado ripio pasando las jes del iro, sin darte demasiado tiempo ati mismo para pracicar ls habilidades que se ensedan, n0 aprenderis cémo aplicar la hablidades a tus propis problemas. Incuso algunas de ls habilidades que parecen files pueden ser mis complicadas de lo que parecen cuando intentas hacerls realidad, ‘Siun terapeuta u otro profesional te recomienda est libro, él ella puede sugerirte ‘que leas os captulos en un orden diferente del ue aparece aqui Aunque cada capitulo ade conocimient y habildades, algunas personas no necesitan uilzarlos todos. Cada ‘capitulo incluye eercicios que guian el descubrimiento de importantes puntos de apren- digi, En el apéndice al final del bro, puedes encontrar copias adicionales de los regis- tros de ejrcicios, por lo tanto puedes duplcaros y utilzarlos cada vez que pienses que te pueden ayudar. speramos que, como a muchas personas que han aprendio los métodos que se en- sefan en este libro, resuelvas el malestar inal que te ha levado a El contol de tu estado de dnimo como «ana bendicién distrazada, porque te proporciona la oportunidad y la :motivacin para desarollar perspectivas como las perlas que te ayudarin a vivre resto de tu vida de forma mis pena. CAPITULO 1 COMPRENDE TUS PROBLEMAS. BEN: odio hacerme viejo Una tarde un terapetarecibié una lamada telfnica de Sv, una mujer de 68 aos de edad que estaba preocupada por su marido, Ben, Haba leido un aticulo en el Rea- ders Digest acerca dela depesin y se pregunaba si eral que le estaba ocurrendo a su mario, Durante los itimos seis meses, Ben se cuejabaconstantemente de sentirse car sado, Siva todavia le oiapasear alrededor del san a as tres de a matana ncapaz de dormir. Ademés, decia que él no era carifoso oon ella, @ menudo estaba ivtado yn0 rmostraba interés en ira jugar al goo en vista alos amigos. Después de un chequeo nédico al que alaré que Ben no tenia nyt problema ico, Ete Ke das mn, «Odio hacerme viejo, me hae sentir decaion. Elterapeuta pd hablar con Ben yéste, de male gana, se puso al teléfono. Le dijo al terapeuta que nose lo tomase de forma personal pero que él no crea mucho en sos doc- tores de la mente, y no queria vera terapeuta porque no estaba loco, so vio. «(Ti tampoco sera fel i tuvieras 71 afos y te dolea todo el cuerpo Le di que ira a una cita slo para complacer a Siva, pero que deseaba que no le costara demasiado porque estaba seguro de que no poriaayudare a forma de entender nuestros problemas tiene un efecto sobre cémo nos enérentse remos 2 ellos. Ben peasaba que sus problemas cn el sueio, el cansancn ls irtabidad, la falta de interés en ugar al golf con los amigos, eran partes normaes de hacerse max yor. Hacerse veo es algo que Benno podia cambiar, por lo ant no esperaba que se pie ese acer nada para ayudar a senirse mejor ‘Cuando una persona viene aun terepeuta con problemas, a primera cosa que el tere peuta hace es animarle acomprenderlos. El erapeuta hae preguntas sobre los cinco a pectos de a vida que se muestran en la figura 11: pensamientos (creencias, imagenes, smemorias),emociones, conducts, reaciones sca, y ambiente (pasado y presente). 8 fb cotnoy pe Ty Estapo OF AMINO AwaleNTE. Figura 1.1, Los cinco aspects de suet experiencia de a vida. Cento de Terapia Cognit, 18, Newport Beach A. Cbserva que is cinco dreas estin intercorectadas. Las lineas muestran que cada uno de los diferentes aspectos de las vidas de ls personas influyen en todos los demas. Por jemplo, los cambios en nuestras conductasinfluyen en cOmo las personas pensamos y también en cOmo nos sentimos (tanto fisica como emocionalmeate). Igualmente, los cambios en nuestros pensamientos afectar. nuestras conductas, emociones,reacciones fisicas,y Hevaran a cambios en nuestro aribiente social. La comprensién de cémo estas, cinco facets de nuestras vides interaccioran puede ayudarnos a entender nuestros pro- blemas. ‘Veamos a Ben y a suterapeuta en su primer encuentro para ver qué podemos apren- der que nos ayude a entender sus problemas. En a sala de espera eltrapeutainmedia- tamente descubrié la diferencia entre la apariencia de Silvia y la de Ben. Silvia se habia vestido cudadosamente para el encuentro, levaba una falda de color ros conjuntada con ‘ina bisa flared, rendiontes y zapatos. Se evant de su sila yrecbis al trapeutacon una sontisa expectantey unos ojos bilantesy usionados. En contrast, Ben estaba hundido ligeramente en su sill, y aunque estaba vestido con esmero con unos pantalones de golf yuna camiseta, tenia un circulo de bara mo rasurado en la pate inquerda de su menton ‘sus ojo eran profundosy estaban rodeados por unas oscuras ojera, dando signos de fa- tiga. Se levant sofucado y despacio pare recibir al terapeuta, diciendo cefudamente: «Bien, aqui me tienes durante una hor ‘A medida que el terapeuta, amablemente, preguntaba a Ben durant los siguientes treinta minutos, ésterelataba despacio su historia. A cada pregunta le miraba profund- mente y entonces le respondia de forma terminante. Ben habia sido cartero durante treintay cinco aos, trabafando en el mismo barrio durante ls iitimos catorce, Después Ge sujubilacion, se convirt6 en un jugador de golf habitual, jugandio cuatro veces @ la se ‘mana con tres amigos jubilados. A Ben también le gustaba trabajar en el garae,real- ‘zando los proyectos de casa y reparando as bcicletas asus ocho nietos ya sus amigos. Regularmente aconsejba financieramente a sus tres hijos y se senta orgulloso de tener una buena relacién con cada uno de eos. Dieciocho meses antes, a Siva se le habia diagnostcado un céncer de pecho. Elin coweatwog rus reomieuas » cer se diagnostics a tempo, y se recuperé bien después de a operaciin y de la quimiote- api. Ben se puso alrar cuando empezé a haar acerca desu enfermedad: -Pensé que Japerdia yo sabia qué hacer. Al mismo tiempo que deca esr Siva le cog réida- mente del brazo y dij: «Pero estoy bien, caro Todo se resohé bien. Ben tragé saliva yy bai a cabeza, Mientra Silvia estaba inmersa en el tratamiento del céncer, uno de sus amigos de ju- ‘zara gol, Louie, cayé repentinamente enfermo de wna neumoniay muré, Louie ere su amigo desée hacia dieciocho ais, y Ben sinté su pérdida profundamente. Se senta en- {aid con Louie por no haber ido al hospital ms pronto, porque con un tratamiento tiempo hubiese salvado la vida. Siva dio que Ben Tega estarobsesionado conseguir Jn psta de as visitas del tratamiento del céncer después dela muerte de Laie. su primer intent de suiio, Larisa dijo que su padre le habia molestado sexualmente entre los 6 los I aos. A Jos 1 ais sus padres se divorcaron. En eas fechas, Marisa ya pensaba en si misma en términos negativos, qu eray del futuro poco prometedor que tendra. «Pienso ‘cada vee més a menudo en el sucidio. Mis hijos son lo sufcientemente mayores para cu dar des mismos. Mi dolor nunca fnaizaré, La muerte ea tnica sida.» Como respuesta a las preguntas que se refrian a su vida ya as cosas que le hice ron sentise as con este malestar, Marisa describ sentir una intensa tristeza durante todo el dia A medida que su depresén iba empeorando alo largo de os itimos seis me- ses, Marisa tenia una dfcultad progresiva pare trabajar y para concentrase en su ra bajo, Habla tenido dos avisos verbalesy una not escrita de su supervisor enla cual cues: tionaba lo oportuno, la cualidad y la cantidad de su trabajo. Encontraba que cada vez «estaba ms cansaday cada ver menos motivada, En cas, Marsa slo queria quedarse sola No queria contestarelteléfonoo hablar ‘con su fama o sus amigos, Preparabacomidesminimas para sus hijs y después se en- ‘cerraba en su habitaci, mirando la televisién hasta que se dormia. En a primera ct, Marsa no estaba especimenteoptimista acerca de que la terapia ‘cognitive ayudara, pero haba prometido a su médico de fama que se daria na opor- tunidad, Senta que tenia un nimerolmitado de eleceione ys el ratamento no funcio- taba el suiido seria a nica open que le quedaria. Huelga decir qu el terapeuta es taba muy preocupado por Marisa y queria ayuarle a empezar a sentrse mejor lo més ripido posible. El terapeuta le remité aun psqustra para una consulta para vers lame , «Nunca voy a estar bien», «Mi vida es desesperanzaday, «Seria mejor que me matarav Algunas personas pensarian que Marisa estaba condenada a la depresin a causa de sas cruelesexperiencas de vida. Como pods ver, esto no fue verdad. LINDA: i vida sera fantstca si no tuviea ataqus de pénico! «Uno de mis amigos me ha dicho que hay una nueva terapia para los ataques de pé- nico. Crees que podrias ayudarme?» Quien lamaba era muy directa en su pregunta, Su ‘vorera firme y segura como si interogase al terapeuta sobre la terapia cognitive. Fue igualmente directa en contar las experinci recientes que le habianinducido a lamar. “Mi nombre es Linda, Tengo 29 aos y excepto un miedo a volar en ls aviones, nunce he tenio otros problemas que no haya podido maneiar por mi misma, Soy supervisora de marketing en un companiatelefonicay siempre me ha gustado mi trabajo, hasta hace dos meses, Dos meses atrés ascend a spervisora regional. Ahora voy a tener que volar 4 lo largo de toda la costa oeste y me atero por la presencia de sudores fros cuando pienso en ello, Estaba pensando en renunciar ala promociéa cuando un amigo me dijo (que primero te llamara. Puedes ayudarme?» Lina ley6 prouto a su primera cits con une cartoray una libretadiepuesta a em- pezar a aprender lo que tenia que hacer. Habia tendo miedo de volar toda su vida, un miedo que ella sospechaba que habia aprendido de su madre, quien evitaba los avio- nes, Sus ataques de pénico eran més recientes yen realidad precedian ala promocion Iaboral. Linda recordaba que su primer ataque de pénico habia ocurrdo ocho meses atris ‘cuando observé que su coraaén palpate en a tienda de comestibles durante la compra el fin de semana. No podia comprender por qué le estaba ocurriendo esto y empezd a asustarse un poco. Est fue la primera ver que le asalt un suor fro. Al mismo tiempo pensé que estaba teniendo un ataque de corazén, pero fue aun servicio de urgencias hospitalrias donde le aseguraron que no tenia problemas fisios. ‘Linda continu teniend ataques de pnico wna o dos veces al mes hasta la reciente promocida lboral, Desde su promocia le habianasaltado miedos varias veces a a se mana. Sa corazin se aceleraba, le asalteban sudores,y se encontraba uchando por res- pirat El sentimiento asustadizo «solamente aparecia de forma inesperada, incluso en casa» y duraba unos pocos minutos hasta que deseparecia al menos tan rapido como ha- bia vendo. cowpeenpe tus rroauewas a «Me mantengo, me las he aregiado para comprar un pequef piso, tengo buenos amigos y una familia que me apoya, no bebo ai tomo drogas, siempre he vivido una buena vide 2Por qué me esté ocurriendo esto a ri Linda tenia, de hecho, too para ser feliz, un buen trabajo yuna vida equlbrada, El inico trauma importante habia sido Ta muerte de su padre un ao atris, Ella le echaba de menos, aunque todavia tenia e con- ‘suelo de las relaciones con su madre y con sus cos hermanos, que vivian cerca. Aunque su empleo requeriatrabejar dur, Linda parecia diverts con la presiny se manejaba bien com el estes. Por qué Linda estaba suftiendo de ataques de pénico? En os siguientes capitilos, verés obmo Linda aprendié a descubrire interpretar las causes de sus ataques de pinico, ‘Mediante un mayor aprendizae de sus reacicnes isicas, pensamientos y conductas, Linda no slo aprendio a vencer su pénico, ambien llegé a volar con frecuencia para la compatatelefinica CCoMRENDER 10s PROBLEMS DE LINDA Linda tiene ataques de pénicoy también tiene miedo a volar en los aviones; ambos problemas estin relacionados con la ansieda. Se puede utilizar el modelo dela figura 4L1 pata entender la ansiedad? Observa el resumen de ls cinco reas de la experiencia de Lind: Cambios ambientales/Situaciones dela vida: muerte de su padre; promocién eneltrabjo “Reacconesiicas:sadores fos, palpitaciones;dfcutades de respracn Emociones: miedo, panico. Conducta: evitar volar, renunciaia ala aromocin en el trabao. Peasomiento: «Voy a tener un ataque de corazén, «i velo, algo malo va curt, ‘Como puedes ver, el modelo de cinco puntos te ayuda a descriir tanto la ansedad como la depresién. Observa algunas de as diferencias entre la ansiedad y la depresion Los cambios fico asoiados con a depresiin mplican i disminuyendo la marcha ~pro- ‘blemas para dormir (Ben) ysentise cansado (Ben y Marisa)~ mientras quel ansiedad st normalmente marcada po un aceeraciin dels eacconesfisicas ~palitaciones del coraain, aumento de la respracin (Linda)-, Con la depresion, las personas tienen dit callades para hacer cosas ya menudo les moestan las personas. Linda dice divertirse ‘con las personas con su trabajo, ero evita cosas especifias que la hacen sent ner- vos La evtacin esl caractrisica del ansedad Por itimo, el pensamiento es bastante diferente en los estados de depresiny ansie dad, Ben y Marie iustren el pensamientodeprimido, el cual tende a ser negative, de sesperado, autocrtico. El pensamiento de Linda es mds catastrofico (Voy a tener un ataque de corazin») e implica a preocupacio por algunos eventos futuros expecicas a fu conteon oe 70 estane ae ANINO {un wuelo en avid), lo cuales mas tic del ansiedad, Ms que pensar en si misma en términos negativos generale, como las personas hacen cuando estén deprimidas, Linda se ve vulnerable en unas pocas situaciones espctcas, lo que es un punto de vista mas te rico de a ansiedad, Los capitulo 10, 11 y12 proporcionan un resumen de las caracteris- ticas que dstinguen a os diferentes estas de énimo, VIC: ayidame a ser més perfecto ‘Vic, un ejecutivo de marketing de 49 aos, empeas la terapia tres aio después de asumir su alcohotsmoy de reunirse con Alcohlicos Andnimos (A.A). Medi aproxime- damente un metro ochenta de altura y tena una constitucién attica. Vie Hegé a su pri mera citavestid con esmero con untae gris rayado y una corbeta marvin, Cada parte del expect de Vi ea perfec, desde suelo culdaosamentepeinao hasta los zapatos impeceblementelmpos A pesar de los frecuentes deseos de beber, Vic no habia probado ni una goa de aleo- hol en tres afos. Su deseo de beber era ntenso cuando se setia triste o nervioso. En esas ocasiones, pensaba: «El alcohol me hard sentir mejor y me avira esos setimier- tos desagradables- Su asistencia alas reaiones de A.A. era irregular yl resistencia a beber era una cha. Vic tena priodos de depresién, durante os cuales se vea asi mismo como «nada ‘bueno, «ints ,y «un acasoe. Amenudo estaba inquieto y nervioso. Durante estos pe ods de nervosismo, a Viele preocupeba una y otra vez ser despedido de su trabajo or poco rendimiento a pear del hecho ce recibir constantemente buenas evaluacones ¥ de cumplir con los objetivo de trabajo establecidos por la compa. Cuando el telé- fono de su ofcina sonaba, Vie anticpaba ye a Hamada era de su jee, diciéndole que le espedia Se sorprendia y se quedaba alivido cada vez que esto no ocuria, Vie descriia sus veinticinco atosdebatalla con el alcohol como el resultado de sus continuos sentimientos de inadecwacién, de baa avtoestima, y de la sensacién de que algo stersbls ibaa ocurise. Cuando besia se sentia mejor, mis fuerte y «con controle. ‘Alestarabsinente se foclizabaen sus profundossentimientos de inuilidad, de aniedad 4 de baja utoesima, que el leotl cube. Pronto, ene curso de ia trapia ue claro que Vie intentabaafrontar sus emociones siendo perfecconista Su pares le decin: «i cometes un errr, esto es malo, «Sivas ‘thacer alguna cos, hazla bien. Vic conluy6; «i no soy perfect, entonces soy un ft caso, ‘Vic erecé con un hermano mayor, Doug, que era un aie estrelay un estuante brilante, Desde nfo, Vi sins quelaaprobacidn el amor y elafecto de sus padres de- endian de su rendimiento, Aunque sus padres mostrron su amor por Vic de diferentes formas, nunca sits que els estvieranorgllosos de como lo estaban de Doug. Se sentia presionadoaserel mejor en la escuela yen los deportes. in ao oti un touch- down en un importante partido de tbl amercano, sin embargo Vie se disgusts porque tun compafero de equipo anoté dos touchdown en el mismo partido. Ua buen rendi- tient no era suiciente par Vi i ademis no era el mejor. cowpeeype tos stostemas 8 Como adult, Vic encontré muy duro y ard ser el mejor Jugaba deforma malar con os roles de marido, pcre yelecutivo de morteting, uzgando su valor segin su rex limiento en cada una de estas areas, El rara ves Se sentiaperieto en alguna rea de su vida y por consiguiente e preacupaba por cémolas otras personas le evauaban Sitrabar Ja durante hora en su ofcina para complace uf, se prevcupaba en el viaje & casa Porque estaba defraudando asu mujer asus hos, ‘Vic legé ala terapia buscando caminos para sentirse melor consign mismo y espe ‘ando sentrse mis seguro. También queria ayuda para mantenerse abstinent. Al inal de su primera sesin, le dij al terapeuta co una snrsa «Mira, todo lo que quiero de ties cqueme hagas perfecto y entonces estar perfetanente ei, I terapeutale supa Vie que miento conectado el cual te ayuda a definir el estado de (Pensamiests) dnimo. Por ejemplo, imaginate que estés en una fiesta y te SND) immer Cabana ae CES) dro munca te mia; de hecho, durante vuesta breve conver- sacién él te mira por encima de los hombros hacia el otro lado de la habitacién. A continuacién tienes tres pensamientos diferentes que podrias te- ‘ner en esa situacién. Cuatro estados de animo se enumeran debajo de cada pensamiento, ‘Seftala el tinico estado de dnimo que tt crees que seguiria a cada una de esas interpreta Gine eA ano care ‘PENSAMIENTO: Alejandro es un maleducado Me etd insultando al jgnorarme. Posibles emociones (sefala una): Irvitado Triste Nervioso Carifioso PENSAMIENTO: Aliandro no me encuentra isteresante, Aburo a todo el mundo, Posibies emociones (sefla ung): Irritado Triste Nervioso Carifoso a fu coureoe oe Ty esT400 DE AMINO PENSAMIENTO: Alejandro parece timid. Esté posiblemente demasiado inct- ‘modo para mirarme. Posiblesemociones (Sefiala una): Irvitado Triste Nervioso Carifoso Este ejemplo usta que los diferentes pensamients onterpretaiones de un evento pueden conducira diferentes etados de dnimo en una misma stuacion, Puesto due una tmocién puede er dolros o puede Ivar aconducas con consecuences (como dere {Alejandro que es un maleducado),es mportanteidntcar qué ests pensandoy vers ‘carla precision de tus pensamientos ates de actuar. Por ejemplo si Alejandro fuera tnido seria inadecuado pensar en él como maleducado einapropiado responder con co- Jeraoiritacon Taeluso ls situaciones que piensas que crearan el mismo estado de dio en todo el mundo -como perder el trabajo pueden, de hecho, conducir diferente estos de fanimo debido a la diferentes creencics personales ¢ intenciones, Por ejemplo, una per- Sora que ha perio su trabuo parla pensar: Soy un facaso,y sentrse depimida Ctra persone pensar «Elo no tienen derecho a despedirme, eto es disriminaion» y ‘entree enfadada, Una tercerapersoua pensaria: «Esto no me gusta, pero ahora es i portunidad de inbentar encontrar un nuevo trabajo», y sentir una meaca de nervisitno yantcipacén. Los pensamintos ayuda a define estado de énimo que nosotros experimentamos envuna siuacién dada. Una ver un estado de énimo est presente, se acompaia de pense ‘nientos adiionales que dan soporte 7refuerzan este estado de dni. Por ejemplo, las personas que estin enfadaas pensaxen cmt las han herdo, as personas deprimidas Fiensan acerca de como a vda ha lezedo ase ‘an incdmoda ls personas con ans tad ven peligro en cuaiquir sto, Dehecho, cuanto més fuerte son nuestros estas de fimo, nuestros pensanientas son probablemente ms extemos, ‘Bato no significa que nuestro persamiento sea errneo cuaudy experimentamos un estado de inimo intenso, Pero cuando sintamos intensos estados de énimo, con mayor probabildad dstorsonaremos,disminuieros ono haremos caso dela informacion que onraiga ues estado de imo ycrencias. Todo el mundo piensa algunas veces de eta forma. No obstante, es itil aprender a reconocer cudndo ests pensando de un tnodo distorsionado porque ser el primer paso para un pensamiento y un estado de fhimo mas eqiibrado. El siguiente eemplo muestra cimo la depresin de Marisa se poyt en pensamientos ditorsionaos MARISA: fa comerin ensamiento/etado de dnimo Marisa piensa qu ells noes eximable. Su creencia le parece absolutamente rea Dadas sus experiencia negativas con los hombres, no puede imaginar que alguien peda verdaderamente amarla. Estacreencia, acompaiada con su deseo de tener una re Tacii, le conduce a sentirse deprinida. Cuando un competier de trabajo Gullo) co rmienza aenamorarse de ella tiene ls siguientes experiencas: Lo ove cuenta gs a1 peusausenro a + Cuando un amigo bromea con ela acerca dela frecuencia dela lamadas telfini- cas que recibe al trabajo de Julio diciendo: «(Creo que tenes un admirador, Ma- sal, Marise replica: «Qué quieres deci? No llama tan a menudo». (No obseroa 1a informacion positva.) ° Julio hace cumplidos a Marisa y ella piersa: «Esta diciendo esto para mantener tuna buena relacin labora, (Deja de lad la informacion ositiva) + Cuando Julio le pregunta si quiere encontrarse con é para comer, Marisa piensa: «Probablemente estoy explicando tan male proyecto de trabajo que él se toma 2 ‘mal el tempo adiconal que el proyecto sé nevesitando. (Liga a wna conclusion segativa.) + En la comida, Julio le dice a Marisa que riensa que han sido muy ereativos en el proyecto y le dice que realmente se ha divertdo pasando ese tiempo adicional on cela, porque es una mujer muy atenta y respetuosa con ls opiniones de los demas. Elva decirle que la encuentra atratva, Marisa dice: «Oh, muchos de los miem bros del equipo lo habrian hecho mejor. Dear de lado el feedback positive.) ‘Aunque Marisa est convencda de que sno es estimable», ell ignorao distosiona la informacion que contradice su conclusidn, Cuando esta muy deprimida, enfadada o ner- viosa, tiene menos posiildades de montar un fedback positivo Ignorar la informacién «que no coincide con nuestras creencas es algo que aprenderemos a cambiar. Para Ma risa, aprender a darse cuenta dela informacién rositva acerca de suatractvo y desu es timabilidad puede ser el principio de algo maraviloso CUAL SA CONENION CONDUCTA/ PENEAMTENTO? Algunas veces nuestros pensamientos parecen bastante des- Cri) coneetados, coma eandn achamos leche en nuestra taza de Cam) ti onemos ata de alten a never, Heros lea (comisss) tin de leche aa mesa pes de estos lpsos ocasionales de concentraién, suestros pensamientos y conductas nor rmalmente estén estrechamente conectados. Es por esto por lo que n0s es dificil hacer mas de una o dos cosas ala vex, ‘Alo largo del dia repetimos una y otra vez eonductas que est bien ensayadas. Qui- zis siempre cedamos cuando alguien no est de acuerdo con nosotros. No somos cons- cientes de que los pensamientos guian nuestra conducta, porque nuestas acciones le- gana serrutnaras, Algunas veces, cuando decidimos cambiar o aprender na nueva conduct, los pessamientosdeterminan si ese cambio ocurrey como ceure. Por eemplo, nestras expectativas afectan x nuestra conducts, Probablemente est mos ms predispuestos a hacer algo sicreemos que es posible. Durante muchos afos los atletas creian que era imposible para los humsios correr una mila en cuatro minutos. nla reunionesatéticas de tod el mundo, le mejores aletas de la mila corran justo alrededor de cuatro minutos, Entonces, un corredor de fondo lamado Roger Bannister 2 Eb corsa bE cu e57400 pe AnIMO deci determinar qué cambios haria en su estilo de correr yen su estategia para rom pera barrera de los cuatro minutos. Crey} que era posible corzer més répido y Te supuso ‘muchos meses de esfuerzo el cambiar suforma de correr para alcanzar este objetivo. En 1954 Roger Bannister consigué sere primer hombre que corrié una mills en menos de cuatro minutos. La creencia de que esto podia suceder contribuyé al cambio de conduct. ‘Lo asombroso es que, una vez Bannister rompid este récord, los mejores corvedores eal del mun ambi comenzar corel en menos de ut mauios ‘A iferencia de Bannister, esos corredores no cambiaron sustancialmente sus formas de corzer. Los que cambiaron fueron sus peasamientos:entonces ellos crelan que era post ble corer tan rpido sus conductasSueron ss pense, Clertament, s+ mente el saber que es posible correrriyido no significa que todo el mundo pueda cerlo, Pensar noes lo mismo que hacer. Pero cuanto mas creamos que algo es posible ‘més probable es que vayamos a intentaric y ms posible que sued, , Los sto end un te coi apis el esx cra aw sia res sy tendo nae crn oy ene ama onc Nuc ine des ‘enn cs Le pio ce ind ia int sha sus aumentos en el ritmo cardiaco y su ligero dolor de cabeza iit ei = ‘clones fisicas se intensificaban. Sus pensamientos iniciales y subsiguientes de que estaba dag no tenia un ataque al corazéa, “inda se ‘daba cuenta de que estaba teniendo un: ae ‘que de panico y no estaba en peligro, ¥ su ‘ritmo cardiaco y la respiraciéa volvian grad ‘mente hacia la normalidad. Lo aur curva 6s eu pewsamieyro 5 CUAL ES LA CONERION ENTRE LOS PENSAMIENTOS EL AMBIENTE? > Al principio de est= capitulo aprendiste cémo los pensamien- ‘anbiese —(Geneniear) 108 influyen en los estados de dnimmo que nosotros experi- XA mentamns Te pues estar preguntando por qu lgusas ‘personas son mas propensas que otras a tener ciertos pen- samienos y estas dednimo. Alguna de eas diferencias pueden serbinlgcas ge ‘néticamente heredadas. Pero también sabemos que las experiencias ambientales pue- ie defornapeeo rma creas sso gi ce ais Recuerda que abusaron sexual y fisicamente de Marisa durante su infancia y los pri- ‘meros afios de su vida adulta. Estas experiencias formaron su creencia de que ella era in- deseable, inaceptable, y no estimable, y que les hombres eran peligrosos, abusivos y poco cartosos. Es comprensible que los primero intents de Maria parade sentido su experiencia le condjeran a develuerse as misma ya estar esperando reacionesne- satvas deo demés. Esto no exige que los eventos ambientales traumaticos influyan en las creencias. Las creencias son influenciadas por nuestros antecelentes étnicos/culturales, de género, por ‘auestro vecindario, por las creencias y habitos familiares, por la religién y por los medios de comunicacin. Lo que piensa cece dei mismo, a itr hs experenis de a vid st infuenciado por ess aspectos de auesrs ambientestempranosy cls. modo de sjemplo de cémo auesta cultura infuenia a nesta eens, isa ‘nemos a dos nifios creciendo. En muchas culturas, wna nifia concluiria de su ambiente auc estar bona es a clave de se bien isa. Un chico concur que ser fuerte atin lleva a ser bien visto. ‘No hay nada inherente que haga més agracable a la belleza o a Ia fuerza, pero nues- ‘racitura nos enti hacer esas coneiones. Cuando ess creenis se hn forma, eden sr fies de cambiar. Adem, mnchis cies que son attics encventand- Sets para valorar us habildaes, To chicos con talento misao arin se sieten mis mans que benaventreds. Vie ser en ura comunidad suburban de eucadosproesonals que valrban el ‘éxito de ellos mismos y de sus nifios. Su familiay su escuela reflejaban los valores de esa comunidad, enfatzandoe xo ya excelenia. Cuando el enimieno ens escuela en el campo de fitbol no era superior, su familia, profesores y hermanos estaban disgusta- dos,yrescconan como Veale Basindseen estas reaccones dea comuntad, Vie conc que ea incapa apsar de ques reniminto era por general buen, Desde entonoes Vi cei queer inca ‘paz; no era sorprendente que se sintiese ansioso en situaciones que le requerian un rendi- ‘miento, y que viera los partidos de fitbol y otras situaciones de actuacién como peligrosas {ua amenaza a su posicién social porque representaban un riesgo de fracaso. ‘Como puedes ver, la infancia de Vic no es tan traumatica como la de Marisa. Sin ent- ‘argo, sus ambientes de la infancia tenian igualmente un poderoso impacto en las actitu- des que desarrollé y en los patrones de pensamiento que persistian en la edad adulta.