Está en la página 1de 701

Poder Judicial de la Nación

TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL


CCC 52009/2007/TO1/CNC2

Buenos Aires, 5 de septiembre de 2017.-

Y VISTO:

Para redactar los fundamentos del fallo

dictado el 29 de agosto de 2017, en la causa N° 3454

(52.009/07) de este Tribunal Oral en lo Criminal

Federal nro. 8 (ex Tribunal Oral en lo Criminal y

Correccional N° 23), integrado en esta ocasión,

unipersonalmente por el Sr. Juez Dr. Nicolás

Toselli, de conformidad con lo dispuesto por el

artículo 25, inciso 5° del Código Procesal Penal de

la Nación y artículo 28 de la ley nro. 27.308,

seguida a Pablo Guillermo Camilo TRIGAS VILA,

titular del D.N.I. N° 23.332.529, argentino, nacido

el 8 de marzo de 1973 en Morón, Provincia de Buenos

Aires, hijo de Guillermo Camilo Trigas y de María

Teresa Vila, con domicilio en la calle Perú nro.

716, Haedo, Provincia de Buenos Aires; Gustavo

Daniel CAÑETE, argentino, titular del D.N.I. n°

22.782.021, nacido el 17 de marzo de 1972 en Morón,

Provincia de Buenos Aires, hijo de Ángel y de

Francisca Graziani, con domicilio en la calle Miguel

Cané nro. 2145, San Justo, Provincia de Buenos

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Aires; Iván Alejandro MALFATTI, argentino, titular

del D.N.I. n° 22.400.1893, nacido el 11 de octubre

1971, en Ezeiza, Provincia de Buenos Aires, hijo de

Jorge Néstor y de Amelia López Nava, con domicilio

en la calle Pedro Reta nro. 495, piso 1° “B” de

Monte Grande, Provincia de Buenos Aires; Juan Martín

SCORDAMAGLIA, argentino, titular del D.N.I. n°

23.007.641, nacido el 21 de octubre de 1972 en esta

ciudad, hijo de Francisco y de Juanita Jesús Salazar

Garces, con domicilio en la calle Yerbal nro. 951,

Piso 1° “A” de esta ciudad.

Intervinieron en el presente proceso, en

la defensa de los imputados Malfatti y Cañete, la

Sra. Defensora Pública Oficial, Dra. Verónica

Blanco; en la de Trigas Vila los Dres. Maximiliano

Ariel Ricceli y Karina López y ejerciendo la defensa

del imputado Scordamaglia, el Dr. Jorge Gabriel

Olivella.

En representación del Ministerio Público

Fiscal intervinieron el Sr. Fiscal General Dr.

Fabián Céliz y el Auxiliar Fiscal Dr. Norberto

Baldanza, y como letrado patrocinante de la parte

querellante, el Dr. Gaspar Ernesto Gauto.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

Y CONSIDERANDO:

I.-Requerimientos de elevación a juicio:

A fs. 6324/6391 luce el requerimiento de

elevación a juicio formulado por la querella, en el

cual consideró que Guillermo Pablo Camilo Trigas

Vila, Gonzalo Ariel Rearte, Gustavo Daniel Cañete,

Iván Alejandro Malfatti y Juan Martín Scordamaglia

debían responder como coautores del delito de estafa

reiterada en trescientos cincuenta y seis (356)

hechos en concurso real entre sí (arts. 45, 55 y 172

del Código Penal).

A fs. 6399/6467, el Sr. Agente Fiscal

solicitó la elevación a juicio del presente proceso,

oportunidad en la cual consideró que Guillermo Pablo

Camilo Trigas Vila, Gonzalo Ariel Rearte, Gustavo

Daniel Cañete, Iván Alejandro Malfatti y Juan Martín

Scordamaglia debían responder como coautores del

delito de estafa, reiterada en trescientos cincuenta

(350) hechos en concurso real entre sí (arts. 45, 55

y 172 del Código Penal).

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Posteriormente, a fs. 6644/6648 el Sr.

Agente Fiscal requirió la elevación a juicio

respecto de los mismos imputados mencionados en el

párrafo precedente, por considerarlos coautores del

delito de estafa cometida en forma reiterada -dos

hechos, que identificó en su escrito con los números

351 y 352- en concurso real entre sí, los cuales a

su vez concurren en forma real con los 350 hechos

que fueron objeto del dictamen anterior (arts. 45,

55 y 172 del Código Penal).

Actos del debate oral y público celebrado:

El día 23 de junio de 2017 se dio lectura

por Secretaría de los requerimientos de elevación a

juicio formulados por la Fiscalía a fs. 6399/6467 y

6644/6648 y por la parte querellante a fs.

6324/6391; y cumplido dicho se declaró abierto el

debate y las partes fueron consultadas acerca de su

voluntad de plantear cuestiones preliminares, de

conformidad con lo previsto en el artículo 376 del

C.P.P.N.

En primer lugar tomó la palabra la Sra.

Defensora Oficial Dra. Verónica Blanco -a cargo de

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

la defensa de Gustavo Daniel Cañete e Iván Alejandro

Malfatti- quien planteó la imposibilidad de comenzar

la audiencia de debate tras solicitar que se declare

la nulidad parcial del requerimiento de elevación a

juicio de la querella y el apartamiento del rol de

querellante de quienes no hubieran contestado la

vista del art. 346 C.P.P.N. y, por consiguiente que

no hubieran ofrecido prueba en la oportunidad que

prescribe el art. 354 del ordenamiento ritual.

Cabe mencionar que el planteo formalizado

en la audiencia por la Dra. Verónica Blanco tuvo

como precedente una presentación escrita en los

mismos términos, que contó con la adhesión de la

Sra. Defensora Oficial Coadyuvante, Dra. Mariela

Boccasile.

En primer orden, la defensora sostuvo que

la audiencia no podía comenzar ya que restaba la

producción de medidas de instrucción suplementaria

ordenadas en el punto “III” del auto de fs.

6798/6816. En tal sentido señaló que las medidas

ordenadas resultaban indispensables y como tales

debían cumplirse de manera previa al inicio del

debate.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Como segunda cuestión, la Dra. Blanco

consideró también que el debate no podía ser abierto

por hallarse pendiente de resolución un recurso de

queja interpuesto ante la Corte Suprema de Justicia

de la Nación, en virtud del recurso extraordinario

rechazado por la Cámara Nacional de Casación en lo

Criminal y Correccional con motivo de la denegatoria

de la suspensión del proceso a prueba solicitada por

los imputados Malfatti y Cañete. Para fundar su

pedido, hizo referencia a lo resuelto por la Sala I

de la Cámara Nacional de Casación en lo Criminal y

Correccional con fecha 30 de octubre de 2015, en

cuanto a que no resulta correcto remitir a otros

ordenamientos procesales para validar la

continuación del proceso en los términos del

artículo 285 del Código Procesal Civil y Comercial.

Como última cuestión, la defensa expresó

que en los días venideros interpondría un recurso de

casación contra la resolución por la cual se rechazó

el planteo de prescripción vencimiento del plazo

razonable de juzgamiento a favor de sus pupilos, por

lo cual en este estado, la audiencia de debate no

podía iniciarse.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

Por otra parte, la Dra. Verónica Blanco

dijo que debía regularizarse la situación de las

querellas. Al respecto planteó la invalidez del

requerimiento de elevación a juicio de fs. 6324 y

siguientes, por entender que dicho acto comprendió

la totalidad de los hechos del proceso, cuando no

todos los damnificados se habían constituido como

parte querellante.

Asimismo, señaló que en los términos de lo

resuelto por la Corte Suprema en el caso “Del Olio”,

al haber querellantes que no requirieron la

elevación a juicio, debían ser apartados como tales.

Finalmente, solicitó también que se

excluyera como querellantes a Norma Esther Olearo,

quien adhirió al requerimiento de elevación a juicio

presentado por la Dra. Cortese pero con otro

patrocinio y de quienes no habían ofrecido prueba en

los términos del artículo 354 del Código Procesal

Penal de la Nación.

Corrida la vista del caso al letrado de la

querella, éste manifestó que lo planteado por la

defensa no podía implicar la nulidad del

procedimiento ya que tales planteos debieron ser

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
efectuados en el momento oportuno, es decir, después

de la presentación del requerimiento de elevación a

juicio o incluso antes de la fijación del juicio.

Asimismo, coincidió con la defensa en

cuanto a que debían ser apartadas como querellantes

las personas que no firmaron el requerimiento de

elevación a juicio.

Finalmente puso de manifiesto que el hecho

de que en el requerimiento se hayan mencionado 356

hechos, cuando en realidad sólo firmaron la

presentación diecinueve personas era una cuestión

meramente descriptiva que hacía a los requisitos

formales del artículo 346 del Código Procesal Penal

de la Nación, en cuanto ordena una descripción

detallada y circunstanciada de los hechos. Aclaró

por último que esa misma consideración resultaba

válida para las pruebas ofrecidas en los términos

del artículo 354 del Código Procesal Penal de la

Nación.

Concedida la palabra al Sr. Fiscal de

Juicio se expidió en primer término respecto a la

imposibilidad de comenzar la audiencia de debate.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

Explicó que las medidas de instrucción

suplementaria ordenadas, fueron requeridas en su

momento por el Fiscal Horacio Azzolín tiempo atrás y

que la defensa recién ahora cuestionaba, por lo cual

no se verificaba agravio alguno a esa parte. Sin

perjuicio de ello, aclaró que únicamente se

recibieron dos informes resultantes de aquellas

medidas, los cuales pidió que se incorporaran por

lectura al debate, desistiendo de las restantes.

En relación al planteo de que aún se

encontraba pendiente de resolución un recurso de

queja ante la Corte Suprema el Sr. Fiscal de Juicio

adhirió a los fundamentos dados por el Tribunal el

16 de junio de 2017, más allá de recordar que la

resolución 67/2010 de la Procuración General de la

Nación instaba a los fiscales a oponerse a este tipo

de planteos cuando fueran realizados con fines

dilatorios a los efectos de demorar el comienzo de

la audiencia de debate.

Respecto a la posible presentación de un

recurso de casación contra el rechazo del planteo de

prescripción realizado por la defensa, el Sr. Fiscal

entendió que no podía expedirse sobre algo potencial

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
ya que no existía tal recurso, ni resolución del

Tribunal al respecto.

Con relación al planteo para que se

apartara a las querellas indicadas, el Sr. Fiscal

entendió que el requerimiento de elevación a juicio

sólo fue suscripto por diecinueve personas, cuyos

nombres fueron aclarados a fs. 6687, en razón de lo

cual correspondía hacer lugar a lo solicitado por la

defensa, en tanto el acusador particular solo se

encontraba legitimado por los hechos por los cuales

se había constituido en parte querellante. Hizo la

salvedad respecto Rogelio Padilla y Epifanía

Martínez, ya que si bien a fs. 6548 se le había dado

por decaído el derecho, lo cierto es se había

tratado de un error, pues al momento de suscribir el

requerimiento de elevación a juicio de fs. 6324/6391

estaban legitimados para hacerlo; sin embargo

entendió que como tal decisorio había adquirido

firmeza en virtud de no haber sido interpuesto por

la parte interesada recurso de reposición para

revocar aquél, ni el Juez de instrucción había

efectuado una aclaratoria, no podía considerárselos

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

incluidos en el conjunto de los que sí estaban

legitimados para la firma del requerimiento.

Respecto a los querellantes que no

formularon o no suscribieron el requerimiento de

elevación a juicio y los que no habían ofrecido

prueba en los términos del art. 354 del Código de

rito, entendió que los querellantes que no habían

suscripto la vista del art. 346 del C.P.P.N, sólo se

hallaban privados de intervenir en el juicio como

parte acusadora independiente del Ministerio Público

Fiscal y por lo tanto, carecían de la facultad para

ofrecer prueba en el debate y/o recurrir las

resoluciones que se dictasen.

Por otra parte, en relación a la exclusión

de los querellantes que habían suscripto la

elevación a juicio pero no ofrecieron prueba en los

términos del artículo 354 C.P.P.N., manifestó que

también debía rechazarse tal planteo.

Como último punto, respecto a la

querellante Norma Esther Oleado, tratándose el

escrito presentado de de una adhesión al

requerimiento formulado por la Fiscalía a fs. 6324,

entendió que no contenía los requisitos mínimos que

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
prevé el artículo 347 inc. 2° del C.P.P.N., y por

ello tal acto debía ser declarado nulo.

Concluyó el Sr. Fiscal diciendo que del

grupo de personas tenidas como querellantes, sólo

dos se encontraban legitimadas para acusar, pues

habían firmado el requerimiento de elevación a

juicio de fs. 6324/6391, tratándose de Lina Noemí

Espinosa y Hugo Luis Gauna (respecto de los hechos

identificados con los números 128 y 140).

A los efectos de resolver los planteos de

la defensa serán ordenados en aquellos referidos a

la imposibilidad de comenzar el juicio y los

relacionados con la actuación de la querella.

Como ya fue dicho, la Dra. Verónica Blanco

planteó que la audiencia de debate no podía

comenzar, en virtud de que se estaría violando la

garantía del debido proceso. Sin perjuicio de que

con fecha 16 de junio de 2017 varias de las

cuestiones ya fueron tratadas, entiendo necesario

hacer algunas consideraciones. Como ya fue dicho

en el proveído mencionado las medidas de prueba

pendiente de producción pueden ser resueltas en el

transcurso del debate, por lo que ya de por sí, esto

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

no resulta un impedimento para el comienzo del

juicio. Pero si esto no fuera suficiente, el Fiscal

General en la propia audiencia, al serle conferida

la vista por los planteos realizados por la defensa,

consideró que una de las medidas solicitadas por el

representante del Ministerio Público Fiscal

oportunamente, no era de aquellas indispensables por

lo que desistió de su producción. Así las cosas, y

teniendo en cuenta que la medida fue solicitada

exclusivamente por aquél, considero debe ser

desestimada y en consecuencia, el planteo de la

defensa deviene abstracto.

Si bien el planteo respecto al recurso de

queja pendiente ante la Corte Suprema de Justicia ya

fue resuelto, conviene hacer algunas aclaraciones.

Al fundar su postura la Dra. Blanco citó el fallo

“Ivánov” de la Sala I de la Cámara Nacional de

Casación en lo Criminal y Correccional del 30 de

octubre de 2015. El voto del Juez García al que

hacía referencia la defensa explica: ”El a quo ha

entendido lo contrario, recurriendo a la cita del

art. 285, Código Procesal Civil y Comercial de la

Nación, que ha entendido aplicable en defecto de

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
regla expresa en el Código Procesal Penal de la

Nación. La aplicación de esta disposición al caso es

errónea, no sólo porque omite reconocer el alcance

del art. 128 de este último, sino porque una

disposición de otro Código que regla la

ejecutoriedad de decisiones no firmes sobre materias

en las que no se pone en riesgo el estado de

inocencia no pueden ser aplicadas derechamente a la

ejecución de la sentencia de condena en materia

penal, la que sólo de quedar firme destruiría ese

estado al adquirir firmeza”. Es evidente que el

fallo que intenta aplicar la defensa no se condice

con lo que aquí se pretende resolver. En el caso en

concreto se discute el inicio o no, de la audiencia

de debate, no se busca ejecutar una sentencia

condenatoria que por lo menos, al día de la fecha,

no existe.

Por lo demás, el alcance que le intenta

dar la defensa al fallo resulta por demás

contradictorio. En primer término, es dable destacar

que la Corte Suprema tiene como una de sus objetivos

fundamentales el ejercicio de la función

jurisdiccional para resolver los conflictos

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

suscitados entre ciudadanos o entre estos y el

Estado, la interpretación y sistematización de todo

el ordenamiento jurídico y el control de

constitucionalidad de las normas y actos estatales.

La Corte es un órgano de gobierno cuya competencia

consiste en el control de constitucionalidad y cuyos

actos son los fallos institucionales. Asimismo, la

función de control político que desempeña es la de

un poder llamado a equilibrar el sistema político.

Tiene como fin garantizar la eficacia en el logro

del bien común, la legitimidad y juridicidad de la

actuación estatal y la activa defensa de los

derechos humanos.

En este sentido, es claro que la Corte no

sólo es un órgano judicial, sino político que a la

hora de tomar decisiones debe tener en cuenta todo

el espectro normativo, más aún si debe velar por un

principio fundamental como lo es de inocencia.

Más aún, el recurso de queja que

actualmente se encuentra pendiente de resolución

ante la Corte Suprema no tiene plazo de resolución,

e incluso puede ser rechazado “in límine” en los

términos del artículo 280 del Código Procesal Civil

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
y Comercial, por lo que la incertidumbre de los

imputados de resolver su situación sigue

prolongándose. Desde ya, esta situación resulta por

demás extraña y contradictoria pues, por un lado la

defensa alegó que no podían utilizarse otros

ordenamientos procesales y por el otro, hace unos

pocos días formuló un planteo de prescripción por

plazo razonable, el cual fue rechazado. De esta

manera, el estado de incertidumbre que genera la

demora en el inicio del debate oral, se sigue

prolongando.

En esa dirección, si bien es cierto que la

regla fijada en el artículo 442 del Código Procesal

Penal de la Nación, indica que la interposición de

un recurso ordinario o extraordinario tendrá efecto

suspensivo –salvo que expresamente se disponga lo

contrario-, de ello no se deduce –como interpreta la

defensa- que la decisión que rechazó la pretensión

de que se les conceda a los acusados la suspensión

del juicio a prueba, provoque la paralización del

trámite que rige la instrucción o el juicio, según

sea el caso, bajo las reglas previstas en el Código

Procesal.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

En efecto, la prédica que sostiene la

defensa pasa por alto que este tipo de excepciones,

por su naturaleza, deben sustanciarse y resolverse

por incidente separado (art. 340 del Código procesal

Penal de la Nación), precisamente para no

obstaculizar la tramitación del expediente principal

(y así se hizo, pues como bien sabe la defensa

oportunamente se extrajeron testimonios y se formó

incidente), de modo que el rechazo del planteo no

puede provocar el efecto contrario.

Finalmente, la Dra. Blanco explicó que la

audiencia no podía comenzar pues en los próximos

días interpondría un recurso de casación frente a la

resolución que rechazó el planteo de prescripción

por plazo razonable. En este sentido, no hay mucho

para decir, sino más bien coincidir en todo con lo

dicho por el Sr. Fiscal en cuanto a que el recurso

aún no ha sido presentado, por lo tanto, no existe

impedimento para iniciar el debate.

Por otra parte, ante los planteos

realizados por las defensas de Malfatti y otro es

necesario regularizar la situación de las querellas.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
En primer término, es imprescindible

analizar el requerimiento de elevación a juicio de

fs. 6324/6391, por el cual la defensa planteó la

nulidad parcial. Este escrito fue firmado por

diversas personas, algunas de las cuales nunca

fueron tenidas como querellantes, por lo que la Dra.

Blanco entendió que no tenían legitimación para

requerir la elevación a juicio. Al respecto, debo

decir que la acción es la facultad del titular de un

derecho para exigir de los órganos jurisdiccionales

el reconocimiento y efectividad de ese derecho. Sólo

aquél que resulta titular de un derecho se encuentra

legitimado para, a través de la acción, fomentar la

jurisdicción a fin de que ésta lo haga efectivo.

Por ello, los artículos 8.1, de la

Convención Americana sobre Derechos Humanos y 14.1

del Pacto Internacional de Derechos Civiles y

Políticos, establecen que la propia existencia de un

derecho depende esencialmente de que éste vaya

acompañado de la consagración normativa de una

acción destinada a que él sea reconocido por la

jurisdicción. En este sentido, Julio Maier enseña

que “La ley material, civil, penal o de cualquier

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

otra índole es aquella a la cual le corresponde

dirimir la cuestión acerca de quién es la persona

con derecho a reclamar la consecuencia jurídica

marcada por una norma de conducta, en especial por

una norma de deber. Anexo a la creación de una regla

de conducta funciona el mecanismo, consecuente de

ella, consistente en establecer la persona, pública

o privada, individuo o corporación, y en su caso,

sus posibles sustitutos, con derecho a pretender la

realización de la consecuencia jurídica. Esta regla

facultativa constituye el sustrato básico para

apreciar la llamada legitimación procesal” (Maier,

Julio B. J.: op. cit., p. 647. El resaltado se

agrega).

En este sentido, asiste razón a la

defensa, en tanto el acusador particular sólo se

encuentra legitimado para querellar por los hechos

por los cuales se ha constituido en parte, ya que el

derecho nace de la lesión a un bien jurídico

protegido y sólo corresponde a su titular.

Así las cosas, el requerimiento fue

firmado por diecinueve personas, seis de ellas nunca

fueron tenidas como parte querellante, por lo que es

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
claro que no estaban legitimadas para ejercer la

acción. Como lo manifestó la defensa y coincidió el

Fiscal, Mariela Noemí Maidana y Orlando Fabián

Pereyra se constituyeron como querellantes después

de haber suscripto el requerimiento de elevación a

juicio, por lo cual, al no haberlo ratificado, ha

perdido su derecho.

Otra de las personas que firmó aquél

requerimiento fue Carlos Daniel Fernández, quien

tenía como patrocinante a la Dra. Cortese. Cuando se

le corrió nueva vista en los términos del artículo

346 del C.P.P.N. no la respondió expresamente, por

lo que, conforme lo afirmó la defensa y el Sr.

Fiscal, también perdió su derecho.

Un caso particular resulta el de Rogelio

Padilla y Epifanía Martínez, en cuanto a que

oportunamente se les dio por decaído el derecho. Sin

ánimo de introducirme en la cuestión de si hubo o no

un error en dicha actuación, en atención a que el

Fiscal ha entendido que no estaban legitimados para

firmar el requerimiento, entiendo que también

perdieron su derecho. En efecto, sólo estaban

legitimados para suscribir el requerimiento de fs.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

6324/6391 los Sres. Lina Noemí Espinoza, Mabel Rosa

Mamani, Hugo Luis Gauna, Carmen Alicia Sandoval,

Eduardo Schifino, Teodoro Ernesto Urriche y Paola

Vargas. Sin embargo la cuestión no termina aquí,

pues como planteó la defensa, la Dra. Cortese

renunció a su cargo de letrada patrocinante, siendo

designado en su reemplazo el Dr. Ernesto Luis Gauto.

En el mentado escrito de designación lucen doce

firmas, de las cuales sólo dos estaban legitimadas,

siendo Lina Noemí Espinosa y Hugo Luis Gauna.

En consecuencia, y dado que sólo estas dos

últimas personas se encontraban legitimadas para

requerir la elevación a juicio del presente proceso,

corresponde declarar la nulidad parcial del

requerimiento de fs. 6324/6391 respecto a todos los

hechos descriptos allí que no incluyen a las

presuntas víctimas Hugo Luis Gauna y Lina Noemí

Espinosa (artículo 167, inciso 2° del Código

Procesal Penal de la nación).

El segundo grupo de casos a analizar son

aquellos querellantes que no requirieron la

elevación a juicio o que no han ofrecido prueba en

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
los términos del artículo 354 del Código Procesal

Penal de la Nación.

Como se expuso anteriormente, corrida la

vista del artículo 346 del Código Procesal Penal,

sólo algunos querellantes se expidieron al respecto.

Así las cosas, corresponde dejar aclarado que el

silencio de aquellas querellas en aquel momento

procesal no infiere necesariamente restricción

alguna que válidamente pueda extenderse a los

posteriores actos procesales cuyo ejercicio la ley

reconoce en cabeza de dicha parte en orden al

especifico rol que le fuera asignado en este

proceso, sino más bien que los efectos de aquél

silencio deben limitarse a las particulares

consecuencias vinculadas con la naturaleza del acto

omitido.

En efecto, el hecho de no haber formulado

el requerimiento de elevación a juicio de las

actuaciones inexorablemente importa para la parte

que no lo hizo, la pérdida del derecho de hacerlo en

lo sucesivo, con posterioridad al plazo previsto en

el art. 346 del C.P.P.N., debido a la fatalidad del

término allí establecido, lo que justamente ocurre

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

en miras a los principio de preclusión y

progresividad de los actos procesales que rigen el

procedimiento penal, quedando por consiguiente,

delimitado el espectro de acusación, como asimismo,

la plataforma fáctica atribuida en el proceso al que

hubiera sido conformado en tal sentido por el Sr.

Representante del Ministerio Público Fiscal en su

requerimiento. Tales extremos, serán los que

resulten idóneos en el debate (art. 393 del

C.P.P.N.) para conformar la eventual acusación.

Ahora bien, lo dicho hasta aquí implica

excluir de los efectos de la omisión de formular

requerimiento, cualquier restricción a la querella

de ejercer todos los actos rituales subsiguientes al

acto no ejercido –requerimiento de elevación a

juicio- hasta la culminación del juicio, con la sola

excepción de los que ostensiblemente pudieran

guardar vinculación con un estadio ya precluído.

Como ejemplo de ello, resulta válido

afirmar la potestad que le cabe al querellante de

ofrecer las pruebas que estime pertinentes, como así

también, de controlar las que fueran colectadas a lo

largo del proceso y por último, las producidas en el

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
contexto del debate, entre muchos otros actos. En

esta inteligencia, cabe agregar que la omisión de la

querella de efectuar requerimiento no implica el

desistimiento del rol que específicamente le

corresponde en el proceso, quedando asegurado su

plena intervención en la etapa plenaria a través de

la convocatoria que prevé el art. 354 del código de

rito y por lo tanto, gozará del derecho de examinar

las actuaciones, los documentos y los efectos

secuestrados, y como corolario de ello, de ofrecer

prueba (confr. Guillermo Navarro y Roberto Daray,

“La Querella”, página 209, DIN Editora, año 199,

Buenos Aires).

A dicho respecto, esos mismos autores

afirmaron “…pero como la omisión no implica

desistimiento, ya que éste debe ser expreso, el

querellante tendrá facultades para proseguir

actuando como tal en el debate, a excepción del

ejercicio de aquéllas vinculadas indisolublemente a

la integración a la integración de un acto (el de

acusar o requerir la elevación a juicio)

incumplido…” (confr. Guillermo Navarro y Roberto

Daray, “Código Procesal Penal de la Nación, Análisis

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

doctrinal y jurisprudencial”, pág. 666, Edit.

Depalma, 4°edición, agosto de 2010, Buenos Aires).

Tales afirmaciones resultan armónicas con

el criterio sentado por la Corte Suprema de Justicia

de la Nación en el precedente “Del’Olio”, en cuanto

sostuvo “…Como la querella no respondió la vista que

prevé el art. 346 del código adjetivo en el momento

procesal oportuno, el juez de instrucción le dio por

decaído el derecho. Si bien esta circunstancia no le

imposibilitó ejercer los derechos procesales

ulteriores, sí debió privarla de alegar al concluir

el debate, pues se trató de un acto que se orientó a

integrar un reproche que, de su parte, no habían

tenido lugar en tiempo apropiado…” –confr.

Considerando 3°)-, y “…que la decisión del juez de

instrucción de dar por decaído el derecho a

responder la vista que prevé el art. 346 del

C.P.P.N. aparejó la pérdida de los derechos

procesales vinculados al acto precluído. Si el

particular ofendido no concretó objetivamente y

subjetivamente su pretensión, no podría integrar

legítimamente una incriminación que no formulo

previamente…” –confr. Considerando 6°)- donde además

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
cito su precedente “Santillan” (Fallos 321:2021),

(C.S.J.N. d.45 xli, “Del’Olio, Edgardo Luis y otros

s/defraudación por administración fraudulenta” del

11/07/2006) criterio que también coincide con la

misma doctrina a la que se hizo antes referencia que

puntualmente señaló que “…la inactividad de la

querella al momento de responder la vista del art.

347 sólo deberá acarrear la pérdida del derecho a

integrar una acusación no practicada…” (ob. Cit.

Pág. 215).

Cabe concluir entonces que la falta de

requerimiento no conlleva la separación oficiosa del

querellante inactivo ni tampoco la privación del

ejercicio por su parte de los restantes actos de

proceso, por lo que la sanción por tal omisión, sólo

puede sujetarse a la imposibilidad de alegar

conforme al art. 393 del C.P.P.N. sin que pueda

asignársele otra consecuencia.

Por otra parte, es dable recordar que la

facultad de la querella (art. 82 C.P.P.N.) no se

restringe a las funciones requirentes, pues la ley

declara que podrá “…como tal impulsar el proceso,

proporcionar elementos de convicción, argumentar

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

sobre ellos y recurrir con los alcances que en [el]

Código se establezcan”.

Además, “la pérdida del derecho de

concretar una pretensión requirente en el momento de

la discusión final reglada por el art. 393 C.P.P.N.,

no lo priva de las demás facultades, que por lo

demás, no son vacías de sentido, sino que su

ejercicio, además, es útil para esclarecer a la

fiscalía sobre la posición de la víctima, sus puntos

de vista sobre los elementos de prueba disponibles,

y sobre sus pretensiones” (Cf. voto del Dr. Luis

García en CNCP, Sala II, causa N°10281 “Massi,

Aurelio César s/recurso de casación”, reg. 15285,

rta.7/10/2009).

Por otro lado, tampoco corresponde

establecer una sanción de caducidad de su

intervención que no está prevista en la ley. Ello

importa desconocer la regla del art. 2 del C.P.P.N.,

en cuanto reza que “…toda disposición legal (…) que

limite el ejercicio de un derecho atribuido por este

Código o establezca sanciones procesales, deberá ser

interpretada restrictivamente”.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
En consecuencia, de lo expuesto se puede

colegir que si bien la pérdida de capacidad de

actuación independiente no implica su exclusión lisa

y llana del juicio, sí importa que durante él sólo

podrá cumplir una función estrictamente adhesiva a

la del Ministerio Público Fiscal, y en consecuencia

carecerá de facultades para formular acusación.

De este modo entiendo, respecto a aquellas

personas que han sido tenidas oportunamente como

querellantes pero no requirieron la elevación del

proceso a juicio, carecerán de facultades para

formular acusación.

Asimismo, y respecto a la particularidad

planteada por la defensa en relación al apartamiento

de la querella, coincido con el Sr. Fiscal en cuanto

a que la posibilidad de ofrecer prueba en los

términos del artículo 354 del Código Procesal Penal

de la Nación, es una mera potestad de la parte y

bajo ningún punto de vista está obligado a hacerlo.

Particular mención merece el tratamiento

de Norma Esther Olearo, quien fue tenida como parte

querellante a fs. 6484 y luego presentó una adhesión

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

al requerimiento fiscal de fs. 6659 con el

patrocinio de un letrado distinto a la Dra. Cortese.

El Fiscal General, Fabián Céliz, consideró

que dicha adhesión no cumplía con los requisitos que

prevé el artículo 347, inciso 2° del C.P.P.N.

Así las cosas, y coincidiendo en todo con

lo dicho por el Sr. Fiscal de Juicio entiendo debe

declararse la nulidad de la adhesión de fs. 6559 y

en consecuencia, considerar a la Sra. Olearo en las

mismas condiciones que aquellas que no requirieron a

elevación a juicio en el presente proceso.

Por lo expuesto, el Tribunal RESOLVIÓ:

I.-RECHAZAR LOS PLANTEOS REALIZADOS por la

Sra. Defensora Oficial de Iván Malfatti y Gustavo

Cañete y la Sra. Defensora Pública Coadyuvante de

Gonzalo Rearte, en cuanto a la imposibilidad de dar

inicio a la audiencia de debate en las presentes

actuaciones. II.-DECRETAR LA NULIDAD PARCIAL DEL

REQUERIMIENTO DE ELEVACIÓN A JUICIO DE FS.

6324/6391, únicamente en lo que hace a aquellos

hechos en lo que NO intervinieron HUGO LUIS GAUNA y

LINA NOEMI ESPINOSA como presuntos damnificados,

conforme fuera planteado por la Sra. Defensora

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Oficial de Iván Malfatti y Gustavo Cañete y la Sra.

Defensora Pública Coadyuvante de Gonzalo Rearte

(arts. 166, 167 inc. 3°, 168 –a contrario sensu- y

531 del Código Procesal Penal de la Nación). III.-

DECRETAR LA NULIDAD DEL REQUERIMIENTO DE ELEVACIÓN A

JUICIO DE FS. 6559, formulado por Norma Esther

Olearo, conforme fuera planteado por la Sra.

Defensora Oficial de Iván Malfatti y Gustavo Cañete

y la Sra. Defensora Pública Coadyuvante de Gonzalo

Rearte (arts. 166, 167 inc. 3°, 168 –a contrario

sensu- y 531 del Código Procesal Penal de la

Nación). IV.- TENER PRESENTES las reservas del caso

federal formuladas (art. 14 de la ley nro.48).

Resueltas las cuestiones preliminares

planteadas por las partes, se dio inicio a la

recepción de la prueba testimonial admitida.

RECEPCION DE PRUEBA TESTIMONIAL:

El 9 de abril del año en curso declaró

Lina Noemí Espinoza, quien dijo que vio en el diario

“Segundamano” propagandas de casas a la venta,

“...fui y aporté dinero y después ví en las noticias

que era una estafa... era en capital…una oficina. Me

atendieron tres señores, un gordito, “Malfatti” y

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

otro. El que más me atendió fue el gordito, el que

me recibió el dinero…Fui, había que entregar

$10.000, el señor éste me dijo que iba a pagar $450

por mes por la vivienda...La vivienda era en

González Catán...me dieron el contrato, un recibo

por la suma que dejé, aparte me sacaron $3.000 y

$300 más, hice eso por “el gordito”...” a quien

identificó como Trigas Vila. “…Malfatti me devolvió

$3.000 después de un tiempo. El restante dinero me

dijeron que no lo devolvían...”. Cuando: “fuimos a

ver la casa mi marido habló con la dueña que estaba

de acuerdo en venderla. Reclamé la devolución varias

veces, fui con mi marido, nos recibieron y nos

dijeron que no nos podían devolver el dinero…”. En

cuanto a los pasos que siguió luego de tener noticia

de los servicios ofrecidos en el diario, sintetizó:

“Yo fui, me abrieron la puerta, me atendió el señor,

nos explicó la venta, después me hizo un papelerío

por los $10.000 y $3.000. Nunca más tuve contacto.

Después me atendió Malfatti y el morocho. Yo sé que

la casa salía $120.000, que con $10.000 podíamos

acceder a la vivienda, después $450 por mes, eso me

dijo el señor que me hizo el papelerío. Yo iba a las

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
oficinas con mi marido y nos decían que teníamos que

esperar, después que nos tenían que hacer un

ambiental en donde vivía”. Agregó que: “El lugar

tenía la entrada, sala de estar, tres oficinas,

entré a las dos del costado, en una estaba Cañete-

…”. Luego expresó que: “Me dolió ese dinero

entregado y quedarme en la calle, tuve que vender

muebles, todo. Después por televisión lo vi, fui

sacando los nombres, quién era fulano, zultano y

mengano…”. Precisó que habrá ido a la oficina de

capital ocho oportunidades. “leí lo que estaba

firmando, me pareció que estaba todo bien, en regla

y lo firmé de buena fe. Respecto del informe socio

ambiental que me pedían, nunca me llamaron para

hacerlo.”.

A continuación, prestó declaración

testimonial Hugo Luis Gauna, quien relató que había

un aviso en la revista “Segundamano”: “en la que

publicaban distintas propiedades, fuimos con mi

esposa al lugar. Después de ver la propiedad

volvimos al estudio para concretar la operación…. El

estudio quedaba en la calle Uruguay, en el piso

noveno. Hablamos con mi señora, nos gustó la

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

propiedad. Como estaba al alcance nuestro el valor

mensual acudimos al estudio. Nos atendió Pablo Vila,

le entregamos el dinero, en ese interín Malfatti se

presentó como abogado del estudio. Tenían un

marketing terrible, nos ofrecían café, de todo,

estaba bien armado…”. Recordó que cuando fue a

firmar los papeles el dicente recibió un llamado de

su hija y Vila le preguntó qué carrera estudiaba

ofreciéndole un lugar para que ella trabajara ahí,

calificando el testigo que estaba “actuando

cínicamente…, porque el tipo sabía que me estaba

robando y actuaba con ese cinismo. Entregué $10.000

y otros $ 400 en concepto de gastos administrativos

al Sr. Vila…”. Respecto del contexto que lo rodeaba

al momento de los hechos dijo que tenía un buen

trabajo como supervisor de una empresa multinacional

de ascensores y “a raíz de todo esto perdí mi

trabajo, porque me causó problemas psicológicos…”.

Dijo que luego de entregar el dinero en “Alfa”

llamaba para averiguar el estado del trámite y lo

atendía “un tal Jorge Sánchez, quien le decía que

tenía que pasar por distintos departamentos

crediticios para que se apruebe…y por último me

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
decía que faltaba un solo departamento, que ya

estaba por salir. El estudio tenía entrada,

sillones, televisores, oficinas individuales.

Teníamos la oportunidad de tener nuestra casa

propia. No nos devolvieron nada. Fui a la calle

Uruguay, me dijeron que no habían llegado, y ahí nos

dimos cuenta del robo que sufrimos. Fuimos tres

veces por la tarde a la calle Uruguay, una vez por

la mañana. No fue mucho tiempo desde el depósito

hasta que salió todo a la luz. Elegí la casa por la

revista y por la zona, era bastante accesible. Vi

alrededor de siete u ocho personas en el estudio, no

estaba individualizado el lugar. La propaganda de

“Segundamano” decía: Estudio Jurídico Inmobiliario

Alfa y Asociados, la dirección y detallaba las

propiedades…”. Recordó que la dueña de la vivienda

que fue a ver le dijo que si en un plazo de tres

meses no aparecía ningún comprador, la misma firma

que la ofrecía se la iba a comprar. “…en principio

Vila señaló a Malfatti como abogado, y le dio orden

a Cañete, eso me hizo suponer que era el responsable

de esto…”. Concurrió e ingresó a la oficina dos

veces, “…la tercera ya no…”. Las dos veces me

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

atendieron Vila y Sánchez. “…leí el contenido de los

papeles, le pregunté a Vila si adelantando cuotas

podía escriturar la casa y me dijo que sí. Recordó

que le pidieron un recibo de sueldo y su documento,

y que el precio de la vivienda oscilaba entre

$90.000 a $120.000”. Agregó que: perdió su empleo en

el año 2008 por padecer un estado depresivo, para lo

cual estuvo bajo tratamiento psiquiátrico y

psicológico, a través de la obra social “Andar”.

A continuación, prestó declaración el

testigo Víctor Francisco Casas, quien refirió: “Me

dijeron que en 45 días me iban a entregar la casa

pero que antes me querían dar los impuestos al día,

por eso iba a tardar el trámite. Durante ese plazo

fui llamándolos, pero siempre faltaba algo. Ellos

ponían el dinero, me hacían un plan de pago. En esos

45 días nunca tuve una notificación clara de cuando

me iban a entregar la casa. Después vi un noticiero

en el que salieron como estafadores y al otro día

fui a la oficina y estaban todos los damnificados.

Dos veces concurrí a la oficina de la calle Uruguay,

donde había cinco personas que se le presentaron y

me atendió Pablo. El estudio tenía un hall de

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
entrada, dos oficinas. Ellos me decían que los

servicios municipales no estaban al día y que

querían darme la casa libre de deudas. Firmé un

recibo donde constaba que entregué $ 10.000. En

“Segundamano” había un número de teléfono, llamé y

después fui para ver la casa. Después de verla

entregué el dinero. La dueña de la casa estaba sola,

yo la conozco porque es clienta de mi trabajo. En

las dos oportunidades me atendió Pablo”.

Seguidamente, el testigo Rogelio Adrián

Padilla explicó que junto con su mujer vio en “el

diario “Segundamano” una propiedad en San Justo y

habíamos vendido una casa en Banfield. Pedían una

seña de $10.000 y se contactó con la oficina de la

calle Uruguay “hicimos unos papeles, yo fui un día

martes y quedamos para el próximo martes. Le dije

que volvía el martes siguiente, entregué $9.500 y

cuando regresó para dejarles los otros $500, el

lugar estaba clausurado, estaba la policía, me

dijeron que hubo un allanamiento. No recuperé nada

de dinero. La primera vez llevé $ 9500 y la segunda

vez no pude entrar. Visité una casa en San Justo que

estaba para restaurar, fui atendido por la dueña,

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

nosotros le dijimos que veníamos de parte de la

inmobiliaria pero ella no dijo nada…”. “Firmé la

plata que puse, pareciera que fueran como contratos,

leí la documentación”.

Luego declaró la testigo Laura Leonor

Mendoza, cuyo tío le entregó un diario en el cual se

ofrecía un préstamo para comprar una casa. Se

presentó, vio una casa y le pidieron dinero a modo

de anticipo y para hacer documentos, habiéndose

enterado luego por un medio televisivo que se

trataba de una estafa. Dijo que fue atendida por un

hombre de contextura grande, con rulitos, morocho,

siendo también atendida por otro “gordito” de ojos

claros. No pudo recuperar su dinero porque cuando

supo de la maniobra “ya se había armado lío”. Se

contactó con una abogada. En el lugar se presentaban

como prestamistas para viviendas aunque en el

edificio no había ningún cartel alusivo a ello,

había tres oficinas, donde estaban las chicas y en

otras estaban los hombres que se le presentaron.

Nadie le dio explicaciones sobre el motivo por el

cuál no “salían” los créditos, tan sólo le decían

que “había que esperar” y que llevaba un tiempo.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Concretamente, la testigo entregó $ 10.000 y $ 5.000

para “papeleo”, suma ésta última respecto de la cual

no le dieron recibo. El dinero lo recibió el

“rubiecito de ojos claros”. En ese momento la

dicente disponía del dinero porque lo había cobrado

con motivo de una reducción de personal que hizo la

empresa “Supermercados Coto”, habiéndole parecido

buena la opción del préstamo que le informó su tío.

Fue atendida por el dueño de la casa que vivía ahí,

y el valor de venta era de $80.000. Tramitó el

crédito por una suma mayor a la mitad de ese precio,

es decir, por $50.000. La primera vez fue para

averiguar, la segunda fue con su pareja “para que

vea” y la última también fue con su pareja a llevar

el dinero. Eran tres oficinitas chiquitas, la

entrada, baño y cocina. En la recepción atendía una

chica. Cuando entregó el dinero le dieron un recibo,

firmó ella y su pareja por $5.000 y le dio un

documento similar a un pagaré. Aclaró que en el

aviso publicado en el diario no ofrecía esa

vivienda, sino que estaba orientado a otorgar

préstamos para adquirirla. Transcurrieron poco menos

de dos meses desde que entregó el dinero hasta que

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

vio “lo de la tele”. Tuvo trato con Pablo y Cañete,

siendo el primero el encargado de hacer los trámites

para el préstamo. Leyó lo que estaba firmó. Su tío

también se “metió” en lo mismo y esperaba que le

dieran el crédito, aunque falleció recordando que

cuando éste se enteró de “lo que pasó”, se enfermó

de diabetes y su caso también quedó en la nada,

creyendo que aquél entregó la misma cantidad de

dinero que ella, es decir, $10.000.

Posteriormente, declaró el testigo Ángel

Ariel Santana que dijo que vio un aviso en el diario

“Segundamano” para la adquisición de una casa en

Capital Federal y se puso en contacto con la

oficina. Cuando fue al lugar había tres personas y

dos secretarias y vio salir una pareja y presumió

que había ido por el mismo trámite que él. Consultó

por una casa cercana a la capital, ya que en el

diario estaban publicadas las direcciones de las

viviendas y ofrecían facilidades para comprarlas.

Fue con su esposa y su hija y fue atendido por un

hombre que aparentaba ser el dueño, de quien recordó

que quería viajar a Entre Ríos y le dijo que se

apure porque una pareja ya había ido a ver la misma

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
casa, por lo cual le dijo que si estaba conforme

hiciera los trámites rápido para ser “el dueño”.

Luego de ver la casa fue a la inmobiliaria en donde

se hicieron “unos trámites”, pagó $10.000 y le

dijeron que en tres meses debía “estar todo”. Lo

atendió un señor “gordito”, recordando uno de

apellido Cañete y otro que se hacía llamar “Pablo”.

Dijo que fue a Pablo Vila a quien le entregó el

dinero, aunque había tres personas más que sabían lo

que él quería. De la oficina recordó que tenía dos

ambientes, un hall, una entrada, y recordó haber

visto a más personas atendiendo en el fondo. Allí le

explicaron que ellos financiaban la operación por

intermedio de un banco. Había consultado antes con

un abogado que le dijo que parecía que todo estaba

en regla, que no estaba fuera de la ley. La cuota se

pagaba en la inmobiliaria en forma mensual. Si

quería que sea mas rápido pedían un anticipo. En la

sala de espera siempre había gente esperando. Ellos

decían que todos los que estaban ahí eran socios,

sin precisar quién era el dueño, ya que ninguno de

ellos se presentó como tal. Les reclamó que había

pasado “el tiempo” y que “no devolvían nada”, a lo

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

cual le contestaron que “ya iba a estar”, pero luego

clausuraron el lugar. Expuso que le pidieron DNI, un

recibo de sueldo y una factura de telefonía celular,

afirmando que leyó el documento que firmó. No

recuperó su dinero.

El testigo Juan José Navarro declaró que

en el diario vieron con su pareja unas propiedades,

una en la calle Álvarez cercana a Luján, por lo cual

se pusieron en contacto con “Alfa y Asociados”,

tuvieron una primera reunión y de allí los enviaron

a verla, donde conocieron al supuesto dueño, lo cual

le pareció extraño porque la gente de “Alfa y

Asociados” la iba a vender. Era un predio hermoso,

-la gente de la inmobiliaria les dijo que

seguramente se encontrarían con el casero-, quedaron

conformes y el mismo día llamaron a Alfa y

concretaron una nueva reunión a la cual debía llevar

“un anticipo”, lo que hizo. Él y su mujer querían

mudarse porque el dicente se desempeñaba haciendo

adiestramiento canino para lo cual necesitaba un

predio. En ese momento llamaron a Alfa porque les

encantó el lugar y tuvieron una nueva cita con dos

hombres, uno de los cuales era morocho y el otro era

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
“Pablo”. Fueron esa semana a llevar el dinero y le

dieron un recibo. Dejó una seña de $1.000 y la

semana siguiente tenía que llevar $9.000 más.

Remarcó que él había pedido un préstamo que estaba

pendiente y los acompañó un muchacho que trabajaba

en el estudio hasta el banco. Fueron a la caja,

retiró el dinero, volvieron los tres a la oficina y

ahí se concretó el pago que le habían pedido. Le

pareció extraño que le pidieron $350 extra por

“trámites burocráticos”, de lo cual no le dieron

recibo. Pasaron los meses y le dijeron que espere

para tener novedades y transcurridos 90 días el

trato no era el mismo, recordando que su pareja

llamó por teléfono siendo atendida por Scordamaglia

que la trató muy mal, llegando a amenazarla. Se

contactó con el dueño de la casa y le pidió que los

acompañara con la abogada que él había contratado.

Se presentaron los cuatro y los atendió Malfatti, a

quien describió como “medio pelado”. A la abogada

que lo acompañó no le cerró la conversación que tuvo

con Malfatti, recordando que éste dijo que estudiaba

en La Matanza, y luego de pedirle la credencial le

dijo que era “trucho”, porque era un “cartoncito”

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

con el nombre. Ese día el testigo pidió que le

devolvieran el dinero y el dueño reclamó por la

venta de su casa y se les “rieron en la cara”.

Discutieron con Malfatti porque no llegaron a ningún

acuerdo y éste amenazó con llamar a la policía para

sacarlos por la fuerza, no habiendo accedido nunca a

los $10.350 que había entregado. Mandó una carta

documento que nunca le contestaron y jamás recuperó

su dinero. Estimó que el dinero lo entregó el 26 de

marzo de 2008. Esta operación la hizo con un hombre

gordo llamado “Pablo” y en la última instancia lo

atendió Malfatti y a su pareja la atendió

Scordamaglia. La oficina era una especie de mono-

ambiente donde podían verse a los empleados y

también había una mampara de vidrio donde estaba la

oficina de los hombres a quienes les pagó, recordó a

dos personas, uno era Pablo y otro era un hombre

morocho, con quienes arreglaban el tema de la

compra, “los de afuera” parecían empleados, sobre

todo unas chicas. Dijo que a Malfatti lo recuerda

patente, porque era inconfundible. Esa reunión fue

sin cita previa, porque el testigo se presentó de

“motu propio”. La casa costaba entre $100.000 o

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
$120.000, pagaderos en cuotas mensuales de $2.500.

Precisó que el hombre morocho se presentó como “el

dueño”. Respecto del crédito que pidió, dijo que era

del “Banco Ciudad” y por una suma entre $10.000 y

$11.000. Precisó que contactó a una abogada que lo

llevó a hacer la denuncia en una calle que quedaba

al costado del Teatro Colón. Recordó que en un

momento le habían ofrecido devolverle algo de

dinero, aunque ello no ocurrió. Leyó todo lo que

firmó con el hombre que señaló como “gordo” llamado

Pablo y agregó que el día que abonó los $ 9000 otro

sujeto le pidió $350 por el “trámite burocrático”.

Con Scordamaglia habló su mujer y el dicente por

teléfono, pero tuvo mayor contacto con Pablo, con el

que le pidió el dinero extra y con Malfatti. Al

momento en que habló con el dueño de la casa ya “se

sentía estafado” y sólo quería recuperar su dinero.

Le comentó al dueño que les “habían jodido la plata”

y que a él “le habían jodido la venta”, frente a lo

cual el hombre también se encontró sorprendido”.

Gustavo Narciso Góngora declaró que en el

diario “Segundamano” vio un anuncio que decía: “gran

oportunidad” y aparecía la dirección de una casa que

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

le interesó. Se contactó en la oficina de la calle

Uruguay nro. 265, recordando que en el 2007 contaba

con un dinero en un cheque por un retiro voluntario

al que accedió. Fue a la oficina con su mujer y su

suegra y lo atendió Pablo Vila. El dicente le indicó

la vivienda que le interesaba y le pidieron que

llevara un recibo de sueldo, la copia de su DNI y de

una “garante” que iba a ser su suegra. Él les dijo

que tenía un cheque y a partir de eso Pablo Vila lo

llamó continuamente. Fue así que cambió el cheque e

hizo la transacción con ellos, llevó los documentos

y el dinero que le pidieron -que era $10.000- y $500

más “para papeles”-. La segunda vez que fue también

lo atendió Pablo Vila, quien le dio un recibo del

dinero entregado, aunque no pudo precisar si los

$500 estaban incluidos en el recibo. Firmó unos

papeles para el crédito hipotecario, y el testigo

avisó que figuraba en el “Veraz”, a lo cual le dijo

que no había problema. Al mes siguiente debía

llamar, lo cual hizo sin ser atendido y también le

dijeron que tenía que hacer “un habitacional” en su

domicilio, habiendo esperado todo el día sin que

nadie se presentara. Llamó sin éxito hasta que le

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
dijeron que no le iban a otorgar el crédito. No le

devolvieron nada. Se presentó nuevamente en la

oficina y lo atendió un supuesto abogado al que

describió como un hombre de tez blanca, alto, calvo

y por otro lado Cañete, que era morocho con pelo

largo. Recuerda que vio a otro hombre cuyo nombre no

conoce, más joven, delgado, muy bien vestido, quien

estaba de pie con unas carpetas, entró, saludó y se

fue. Pese a todo esto remarcó que ninguno se

presentó como “dueño”, el único fue el abogado

Malfatti, que le dijo que le iban a entregar “X”

cantidad de dinero. Pablo Vila le hizo los papeles

del crédito, le recibió el dinero, pero nunca se

presentó en ningún carácter en particular, siendo

quien gestionó el trámite. El lugar tenía un hall de

entrada, secretaria adelante y dos oficinas grandes,

sobre lados izquierdo y derecho. Dijo que el recibo

que le dieron tenía consignada la misma cantidad de

dinero que él entregó. La casa que le interesó

quedaba en el Barrio San José, de Almirante Brown,

fue con su señora y su suegra. Tenía una casa

adelante y otra detrás sin terminar, es decir, que

eran dos viviendas juntas y esto le convenía porque

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

en esa época sus suegros no tenían donde vivir.

Precisó que fue a la oficina en tres ocasiones. El

dicente trabajaba en “EMA Servicios”, empresa de la

cual se desvinculó en el año 2007. Por otro lado

dijo que no hizo un reclamo formal a “Alfa” para que

le devolvieran el dinero porque “ya lo tenía como

perdido”.

El testigo Hugo Demián Paniagua dijo que

en el año 2007 vio junto con su mujer un aviso en

“Segundamano” de “Alfa y Asociados” que ofrecía la

posibilidad de adquirir un préstamo para comprar una

vivienda. Le pidieron un adelanto de $5.000 para

iniciar el trámite sobre una casa ubicada en

Banfield, sobre Camino Negro a dos cuadras de Las

Heras. Llevó el dinero a la oficina de la calle

Uruguay. Al pasar el tiempo le decían que “iba a

salir” y el dicente esperó. Fue a hablar con el

dueño de la casa y éste le dijo que no la iba a

vender, que lo habían engañado, que era “una cosa

que no era”. Ese día llamó por teléfono y fue a la

calle Uruguay y le dijeron que era mentira lo que le

había dicho el dueño, que el trámite estaba vigente

y que le podían buscar otra propiedad. Luego de eso

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
fue a ver a un abogado para que le devolvieran el

dinero y en diciembre de 2007 le dieron sólo $1.500

aduciendo que el resto se había gastado “en los

trámites”, aunque su abogado le dijo que no había

sellos ni nada. Después supo por medios televisivos

que mucha gente había sido estafada por esa

inmobiliaria. El testigo dijo que en aquel momento

un empleado de “Alfa y Asociados” fue a su domicilio

en Quilmes y le pidió los datos de la empresa en la

que trabajaba, sacó copias de recibo de sueldo,

facturas de luz y su documento y le dijo que “no iba

a haber drama” porque “la vivienda era apta”.

Precisó que cuanto menos fue en cuatro oportunidades

a la oficina de Uruguay antes de conocer al dueño de

la propiedad. La primera vez fue luego de haber

visto el aviso para hablar con las personas que

estaban a cargo: primero lo atendió “un muchacho

alto de pelo largo” quien le explicó el trámite a

seguir y lo “convenció”; volvió una semana después:

le preguntaron donde quería vivir y el testigo les

dijo que en zona sur y la cuarta vez fue a llevar el

dinero y “cerrar el trato”. Los papeles eran dos

hojas fotocopiadas con nombre, aclaración y datos de

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

domicilio por el cual puso el anticipo. También

aparecían los gastos administrativos. Estimó que el

crédito hipotecario solicitado no superaba los

$100.000. Respecto de la oficina de la calle Uruguay

dijo que era un monoambiente con sala de estar, dos

sillones, cuadros, dos puertas, una oficina con

sillón y escritorio y otra a la cual no entró jamás

y por último el baño. Allí vio por lo menos a tres

empleados, una mujer y dos hombres. El “abogado” era

un hombre de Lanús, llamado Ariel. Concurrió con un

abogado luego de enterarse de que el supuesto dueño

de la casa no vendía. Le devolvieron $1.500 –en

billetes de $ 10- y aceptó esa suma antes que nada,

sin perjuicio de lo cual tuvo que firmar un papel

que decía que renunciaba a iniciar cualquier acción

legal. Sobre el dueño de la vivienda recordó que la

primera vez le dijo que la casa estaba en venta y la

segunda vez le dijo que se había arrepentido de

vender porque no le habían cumplido con lo prometido

y que en definitiva algo “no le cerraba”. Con Cañete

trató el tema vivienda y préstamo. Respecto de Pablo

dijo que parecía ser el encargado del negocio, se

sabía expresar y tenía “más cancha” con la gente.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
El testigo Carlos Aníbal Mroue dijo que a

mediados del año 2008 vio una propaganda televisiva

del estudio inmobiliario “Alfa y Asociados”. Fue a

la calle Uruguay con su esposa, los atendió Pablo

Vila quien les explicó la gestión y les refirió que

ellos trabajaban con una financiera. Eligieron la

propiedad, fueron con una abogada, les mostraron los

papeles y entregaron la suma de $10.000 al señor

Vila, quien les dijo que en el transcurso de 45 días

los iban a llamar. Pasado el lapso sin tener

noticias, el dicente llamó al estudio y le dijeron

que su carpeta no había llegado de la financiera, en

otra oportunidad posterior le dijeron que faltaba un

ambiental y en el mes de noviembre de 2008 fue una

persona a su domicilio para ver como vivía, que se

presentó como parte de “Alfa”. Al cabo de dos

semanas, el dicente llamó al estudio sin éxito y

luego supo por el programa de televisión “Documentos

América” que había sido un fraude. Precisó que a las

oficinas de Alfa sólo fue una vez, siendo atendido

por Vila –quien hizo todo el trámite- junto con

otro. No recuperó nada de dinero. En la entrada

había un hall con sillones y televisor, y una

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

oficina en la que el testigo ingresó. En cuanto a la

abogada que lo acompañó al estudio dijo que se

llamaba Carina Carbone y ésta les dijo a él y su

esposa que aparentemente todo era legal. En esa

oportunidad firmó un comprobante de entrega del

dinero que llevó. A partir de allí fueron por su

cuenta a ver departamentos y casas por San Justo,

recordando que el crédito solicitado dependía del

valor de la casa elegida que sería financiada por

Alfa. Él no eligió ninguna casa en particular, Alfa

le pidió la suma de $10.000 y no le solicitaron

ningún tipo de documentación personal.

La testigo Ana Magdalena Torres dijo que

su marido Cristian Javier Pérez se enteró por el

diario de la publicación de Alfa para adquirir una

casa por la cual debían abonar un anticipo. Fueron a

ver una en Don Torcuato. En junio de 2006 fue con su

marido a una oficina en el piso nueve y en el

ingreso al edificio le pidieron el DNI, subieron y

entregaron $5.000 a un hombre de contextura grande.

Del lugar recordó que había varias oficinas y mucha

gente que iba y venía. Tiempo después se enteraron

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
por los medios que había sido una estafa y que había

mucha gente damnificada. No recuperó su dinero.

El testigo Cristian Javier Pérez declaró

que vio una publicidad de “Alfa y Asociados” en el

diario “Segundamano”, y que los requisitos para

comprar una propiedad eran accesibles. Relató que

luego de la primera entrevista le cobraron un

trámite ambiental para analizar las condiciones para

acceder a los créditos y luego se pagaba el

anticipo. Lo atendió Pablo –de tez clara y

contextura robusta-. Precisó que concurrió a la

oficina del noveno piso sobre la calle Uruguay entre

cuatro y seis veces: “primero para averiguar,

después por el ambiental, después dos veces más para

ver si era apto y después para pagar”. Cuando fue a

pagar lo hizo con su mujer porque quería registrar

la propiedad a su nombre. En cuanto al lugar era una

oficina “muy bien montada, había varias personas

trabajando”, había mucha gente por lo cual presumió

“que estaban vendiendo mucho”. Le ofrecieron una

casa en Don Torcuato, de tres o cuatro ambientes,

donde fue atendido por la dueña. Luego del pago del

anticipo podía habitar la vivienda dentro de un

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

plazo de treinta o cuarenta y cinco días. Expuso que

a su entender “el discurso de venta era efectivo y

que la idea era que si uno dejaba de pagar perdía el

uso de la propiedad, era como una especie de prenda

o algo así”, que “la mayoría de la gente que iba era

humilde” y que la firma tenía facilidad de llegar a

la gente, siendo que “eso es lo que más duele de

esta estafa” porque “apunta a gente con necesidades

concretas, que les cuesta más que a otras personas”.

Dijo que no recuperó su dinero pese a que hizo

insistentes llamados hasta que se enteró por la

televisión de lo sucedido. Afirmó que “es doloroso

porque hubo gente que se endeudó para pagar ese

anticipo, que vendió su auto o algún terreno. Quiero

apuntar que es gente que especialmente estafó a

gente trabajadora. No sé si eso será agravante o no,

pero al menos es perverso…”. La oficina estaba muy

bien montada, moderna. El testigo abonó como

anticipo $4.500 y $500 más para los papeles, y

aunque le habían pedido un poco más estaba ajustado

de dinero y le dijeron que no se hiciera drama. La

casa era antigua, un chalet chiquito, colonial, con

tres cuartos y un patio chiquito. Vio entre tres y

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
cuatro personas en la oficina, el que trataba con

él, el gestor y una chica. Cuando “estalló el

escándalo” su esposa fue a la comisaría.

Adrián David Andrada declaró que en los

meses de julio o agosto del año 2008 comenzó a

averiguar por Internet para comprar una casa.

Consultó por una en Burzaco, le explicaron todo, fue

a ver la propiedad y lo atendió la dueña, a quien le

comentó que estaba interesado y que había sacado un

préstamo para pagar. Le entregó $10.500 a un hombre,

recordando que trató con Cañete y Vila. Aclaró que $

500 eran para “papelerío”. Remarcó que cuando

entregó el dinero le refirió: “Mirá, si me vas a

cagar, avísame…” y a quien se lo dijo: “Era un

gordito, morocho, barbita, tez blanca, anillos,

reloj…”. Le dijeron que esperara sesenta días,

hasta que un día lo llamó su papá y le dijo que

pusiera la televisión y fue allí que “ví todo”. Fue

en dos ocasiones a las oficinas de Uruguay: primero

para llevar el dinero y luego cuando se enteró que

había sido estafado. Remarcó que en imágenes de

video vio a un hombre calvo, a quien identificó como

“el supuesto abogado” que lo atendió por teléfono,

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

ya que lo reconoció por la voz. Con Vila y Cañete

tuvo contacto por teléfono y por Internet y estos

luego se le presentaron personalmente.

Alberto Daniel García dijo ser “uno de los

tantos de los que pasó el perjuicio económico…”.

Pagó $10.000 por una vivienda en Esteban Echeverría.

Trató en las oficinas de la calle Uruguay con una

persona robusta a quien le entregó el dinero y le

hizo “un pagaré”. Fue dos veces al lugar, lo

atendieron varias personas y nunca le devolvieron el

dinero. Cuando se dio cuenta de que la operación no

prosperaba le dijeron que debía esperar un tiempo.

Cuando fue a ver la casa lo recibieron los dueños

que le confirmaron que estaba en venta, en ese

momento su valor rondaba los $150.000. Recordó a

tres personas: un hombre de ojos claros con piel

“poceada” que le refirió que vivía en Monte Grande,

el pelado, calvo. Le entregó el dinero a una persona

grande, “excedida de peso”.

Gustavo Marcelo Castro llegó a la firma

“Alfa” luego de enterarse por una publicidad en el

diario para comprar viviendas “y después me entero

por un programa de televisión que habíamos sido

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
estafados, sin precisar la suma exacta de dinero que

aportó aunque afirmando que eran dólares. En la

oficina trató con un morocho petiso y después uno

alto de pelo ondulado, a quien le dio el dinero e

identificó como Scordamaglia. La segunda vez estuvo

con un hombre delgado. En el lugar había varias

personas, mujeres en la parte de adelante y luego

pasó a una oficina que “daba a la calle”. Fue con su

mujer a Wilde a ver una casa y conoció a la

propietaria quien lo hizo pasar a verla.

Jonathan Ezequiel Meneses vio un aviso en

la sección “Clasificados” del diario que ofrecía

créditos para comprar viviendas de $100.000 con la

modalidad de pago de anticipo y cuotas, se fijó en

Internet y llamó a la oficina de “Alfa y Asociados”.

Le dijeron que viera la casa y que el anticipo era

de $10.000, sin pedirle garantía alguna. Llevó el

dinero, fue atendido por un hombre que le dijo que

espere sesenta días. Sobre el trámite le explicaron

que “tenía que pasar por varios departamentos”, “…

que estaba en ambiental…”. Pasados 45 días fue a la

casa y el dueño le dijo que había ido más gente a

verla. Ante esto llamó a la oficina y una chica le

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

dijo que mandaron a otras personas a verla ante la

posibilidad de que su préstamo no saliera. Un

domingo por la noche vio que el programa de

televisión de canal dos que era una estafa. Al día

siguiente fue a la comisaría e hizo la denuncia.

Nunca le devolvieron el dinero. Fue dos veces a la

oficina de “Alfa”, cuando llevó la plata y luego

cuando supo que había sido estafado. En esa ocasión

estaba Diego Cañete, uno gordo, y uno pelado que era

el abogado. En el lapso de una hora que estuvimos

ahí llamaron veinte personas. La segunda vez que

estuvo en la oficina le dijeron que estaba Cañete

pero no lo dejaron entrar y cuando salió una persona

aprovechó e ingresó al edificio. Entró con otras

siete personas a la oficina porque Cañete le abrió

la puerta y hablaron con él, luego llegó el “pelado”

que supuestamente era abogado de “Alfa y Asociados”

y les preguntó de cuánta plata estaban hablando

porque iba al banco a buscarla. En la puerta estaba

el medio “Crónica TV” y luego la gente subió a la

oficina con las cámaras de televisión.

Santos Alberto Castillo vio un aviso en la

revista “Segundamano” y contactó a “Alfa y

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Asociados” el 25 de mayo de 2008 lo citaron, y en

ese momento le ofrecieron las condiciones para

comprar la casa. Le solicitaron el dinero y como no

lo llevaba encima lo acompañó en un auto hasta su

casa un “custodio que portaba un arma” que era

morocho y gordo y que luego supo que se trataba de

Cañete. Luego de ir a su casa, el testigo le entregó

el dinero y firmó los formularios y le dieron el

recibo en la oficina. Siempre trató con Vila que

ocupaba la oficina del lado izquierdo. Cuando

entregó el dinero le hicieron firmar una declaración

y unos documentos que retuvieron, y nunca le

devolvieron nada. Precisó que la casa que quería

comprar quedaba en una esquina, en Lanús, fue a

verla y le gustó. En la casa lo atendió la dueña

pero ésta no le dijo nada.

Emeterio Fermín Caballero: En febrero de

2008 vio un aviso en el diario que publicaba una

propiedad a su alcance que requería el pago de un

anticipo y cuotas. Lo citaron en la oficina, llevó

el adelanto de $5.000 y le explicaron todo y le

hicieron un contrato para sacar un crédito por

$40.000 y si se lo otorgaban dentro de los 60 días

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

debía comenzar a pagar la cuota. Ante la falta de

noticias, el dicente llamó a la oficina y le

pidieron $300 extras para acelerar los trámites.

Entregó solo $100 de lo cual no quedó constancia

alguna. Le pidieron un garante y el testigo lo

consiguió, llevó los papeles. Luego de un tiempo

volvió a consultar por su trámite y le dijeron que

no alcanzaba y que debía llevar otro garante. Así

fue como presentó otro y como luego de un tiempo

nada supo llamó insistentemente hasta que le dijeron

que necesitaba un garante de capital federal, por lo

cual el testigo pidió cancelar todo porque le era

imposible ello y le respondieron que no podían

devolverle la plata. Llegó a un acuerdo por

teléfono, y le hicieron una constancia de devolución

por $1.700, ya que le explicaron que $3.000 fueron

destinados a trabajos administrativos y no se

devolvían, pese a lo cual no le exhibieron ninguna

constancia que lo acredite. Su mujer interpeló a uno

de los integrantes por teléfono muy enojada a lo que

le respondieron que “agarren esto o háganme juicio,

que por ahí en cuatro años no sale nada…”. Siempre

lo atendían Malfatti –a quien señaló como quien más

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
lo presionaba cuando pidió la devolución del

dinero-, Cañete –la mayoría de las veces, siendo

además a quien le entregó el dinero- y Vila. En un

momento lo atendió un tal Pablo quien parecía un

muchacho joven, creyendo que Cañete y Pablo eran la

misma persona: morocho, “medio gordito” mientras que

Malfatti era flaco, alto y “peladito”. En la

vivienda había un señor que se presentó como el

dueño y le dijo que estaba a la venta, a quien

volvió a ver luego de los reclamos que hizo, me dijo

que ya no estaba en venta.

Héctor Osvaldo Sisnero pensó poner en

venta su casa y una vez “cayó un diario” para ver la

propiedad pero no pasó nada. Hacían la propaganda

que vendían propiedades pero fueron a mirarla y nada

mas. Fue a la calle Uruguay 245 lo atendió un

muchacho delgado, de rulitos. Recuerdo lo de Pablo,

ahora que dice el nombre lo ratifico. Había

comentado más o menos un monto, lo que podía valer,

pero yo no recibí ningún papel de esa gestión, ni

contrato de venta ni nada de eso. Firmamos un

convenio para ver si alguien estaba interesado en

comprarla. Fueron dos personas a ver la casa, pero

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

nunca le llevaron dinero, suponiendo que debían

hacerlo en la calle Uruguay. Firmó un convenio de

venta con la empresa que después caducó.

Magdalena del Carmen Vázquez fue a Alfa

para comprar una casa y tuvo que pedir un préstamo

para invertir en ellos, hizo el papeleo, la citaban

y le decían que estaba encaminado. Un día la citaron

para ver una casa que estaba en Ramos Mejía habitada

por una señora y luego la llamaron por teléfono y

la citaron a la oficina, explicándole que este era

el primer paso, aunque relató que después “para

habitar la vivienda siempre había un pero”,

“faltaban detalles, siempre hacían papeles, hasta

que llegó un tiempo que se dio cuenta de que “ya

había sido estafada”. “Al saber que era una estafa

bajé los brazos y dije ¿que puedo hacer? llorar,

lloré, pero no gano nada…” Dijo que el préstamo lo

sacó en la “Cooperativa 2001” del “Hospital Posadas”

donde trabaja y que le otorgaron $20.000, siendo

esta suma la que entregó en mano a esas personas.

Estimó que pasó un año desde que fue por primera vez

a las oficinas hasta que supo que fue una estafa. No

le devolvieron el dinero. Firmó una carpeta azul con

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
papeles, como que estaba conforme. No le dieron

recibo porque le dijeron que se lo entregarían

cuando le dieran la casa.

Graciela Alejandra Pereyra declaró: “vi un

anuncio en el diario Segundamano, un departamento

con un precio muy accesible, a nombre de “Alfa y

Asociados”. Llamé, pactamos una entrevista, me

gustó, en la casa había dos carteles, uno de la

inmobiliaria de Caseros. De “Alfa” no había nada, la

dueña me dijo que habló por teléfono, “fui a la

oficina en la calle Uruguay, me atendió Pablo, una

persona joven, rubia, robusta, muy cordial. El me

convenció, me dijo que el padre era oficial retirado

de la fuerza aérea, por un cuadro que vi. Salí de la

oficina, fui a buscar $1.000 y quedé en volver…”. “…

La segunda vez que fui, llamó a una persona que

decía ser de seguridad, alta, joven, flaca, fuimos

hasta el banco en taxi, le entregué el dinero a él

en el banco. Volvimos, firmamos los papeles, pasó el

tiempo y yo llamaba, me decían que para presentarme

tenía que llamar previamente. Pasados dos meses como

seguían los carteles en la propiedad llamó y comenzó

a atenderlo Cañete, con quien “el trato no era

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

cordial, con ciertas asperezas, Cañete y el de

seguridad eran diferentes. Malfatti me lo

presentaron como el abogado de la empresa y es quien

me acompañó en su momento al banco, mandaron a una

persona para hacer el informe, tenía muchas faltas

de ortografía, me empezó a no cerrar la situación,

nunca lo ví dentro de la oficina, era un muchacho de

unos veinte años. Por ejemplo, escribió “Pompella”.

Las últimas conversaciones ya no eran cordiales,

eran de pelea. Desde el primer momento pasó más de

un año. Me dijeron que los papeles estaban bien,

pero que necesitaban una escritura para que respalde

la compra, llevé una escritura que tenía todos los

avales y me la rechazaron. Por este motivo pedí todo

mi dinero…”. Respecto del momento en que reclamó su

dinero, el testigo señaló que: “Cañete estaba con

otra persona que siempre estaba con él como si fuera

el guarda-espalda, robusto, morocho, de rulitos, en

un momento me enojé, corrí la silla y la esa persona

de seguridad hizo como un movimiento que tenía un

arma…”. El monto del crédito era de $189.000. Pablo

me hizo firmar un contrato y me dio un recibo sobre

el monto que le había entregado, $10.000”. Aunque no

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
recordó el valor de la cuota afirmó que “era mucho

mas bajo que el resto de los bancos, accesible para

mi”. Entregó $10.000 en total, $1.000 en la primera

y $9.000 en la segunda. No recuperó nada.

Supuestamente ellos me iban a dar el préstamo, eran

una financiera.

Gisela Haydeé Giorgini dijo que su marido

encontró un aviso en “Segundamano”, una propiedad en

Avellaneda, llamó a “Alfa y Asociados” y le

ofrecieron otra similar. “Esto pasó en el año 2006.

Después de que hablamos con “Alfa” nos contactaron

con el dueño de la propiedad, hablamos con “Alfa” y

con el dueño. El dueño nos dijo que había ofrecido

la propiedad a “Alfa”, le había delegado todo a la

inmobiliaria para que hagan el trámite de la

vivienda, que costaba $65.000. “…El banco no nos

daba préstamos, “Alfa” nos daba préstamo para

comprar en la zona de Avellaneda. Era una buena

oportunidad para acceder a una vivienda en nuestra

ciudad…”. “Estábamos por hacer los papeles, había

que dar $6.000 y después cuotas. En ese momento

tenía la plata en el Banco Patagonia en plazo fijo,

se vencía treinta días después de la fecha que ellos

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

pedían la plata. Siendo “Ariel con el que tratamos

en “Alfa” llamaba todos los días, día por medio,

apurándome para que dé la plata. Era alto, blanco,

bien vestido, cabello oscuro. Se comunicaba por

Nextel con mi marido”. “A todo esto pagamos la

seña, y en los papeles no figuraba el domicilio de

la casa, en ese momento no nos dimos cuenta…”.

“Recuerdo que había dos o tres personas más. Ariel,

una chica y dos hombres más. A la inmobiliaria

fuimos tres veces”. “…Pasaron por lo menos seis

meses en que los socios tenían que ver, después me

dijeron que nos iban a hacer un test ambiental, el

que nunca llegó. Mi marido fue varias veces a la

inmobiliaria, en ese mientras nos llama el dueño de

la vivienda diciéndonos que había una familia que

también había reservado la casa en las mismas

condiciones que nosotros y que él nunca fue

notificado por la inmobiliaria de las señas. Gracias

al dueño nos dimos cuenta…”. Después de eso

allanaron la oficina de “Alfa”, “fuimos a Azopardo a

reconocer, lo vimos a Ariel y los dos coincidimos en

que fue él…”. “Después nos pusimos en contacto con

una abogada y llegamos a unas mediaciones con el

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
abogado que vi en la misma oficina de “Alfa”. Para

ir a mediación teníamos que retirar la denuncia en

Paseo Colón o Alem. En la mediación estaba Ariel con

el abogado Malfatti y nosotros con la abogada. La

mediación se hizo en las oficinas de ellos. La

condición era que nos bajáramos del plan de compra

para que nos devuelvan el dinero. Lo de Paseo Colón

era una sede judicial. Ahí no había nadie de “Alfa”.

De los $6.000 recuperamos $4.000, $4.200. Como que

ellos salieron limpios de todo…pero nosotros

tratamos únicamente con Ariel. El siempre siguió

siendo nuestro contacto. Al principio llamaba

siempre, después cuando dimos la plata teníamos que

ir nosotros…”. Nosotros terminamos con la operación

en abril de 2007 y entre junio, julio, el dueño nos

vuelve a llamar y nos dice que tenía en oferta la

casa, que la quería vender directamente. El dueño

también se sintió damnificado porque usaban su casa

para estafar a las personas”. La testigo declaró

que: “Nos molestó que nos hagan perder el tiempo,

debe haber sido un año de todo el proceso, uno se va

haciendo ilusiones, va armándose expectativas,

empezaba a ponerle cariño a algo que no era mío.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

Queríamos progresar como aspira cualquier persona….

hicimos lo posible para acceder a una propiedad.

Supongo que nos tomaron por tontos. Terminamos

depositando nuestra confianza…y …nosotros lo único

que queríamos era un lugar para vivir, yo estaba

orgullosa de decir: puedo pagar mi casa…”. “Nuestro

caso terminó así, con esa mediación, creo que fue en

abril de 2007 retirando la denuncia, dejándolos bien

parados”.

Horacio Burgos declaró: “leí el diario que

se vendía casa en Tucumán 740, zona oeste, pedían un

anticipo de $5.000. Vendimos nuestra casa y con esa

plata allá…pasó el tiempo, vi que no era verdad,

tuve que pedirle plata a mi empleador y no tuve

aguinaldo, vacaciones. En un mes me di cuenta de que

era una estafa. Creo que me devolvieron $1.500,

había puesto $4.500. Al que vi en la televisión era

una persona de rulos, con el creo que llegué al

acuerdo de que me devuelvan algo”.

Juan Francisco Cantero expuso: “leí por el

diario que ofrecían casa, deposité $10.900, después

me llevaron a ver casas en San Justo y Liniers,

después quedaron en que me iban a llamar para ver el

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
tema de las cuotas. Pasó un mes y nos dimos cuenta

de que era una estafa, me dieron un recibo. …era un

señor petisito, gordito y muy simpático, tenía

cabello lacio, medio rubiecito, a quien identificó

como Vila. Aparte había dos muchachos mas, una

chica, un pibe creo que era el que hacía los

mandados. No me devolvieron nada del dinero.”.

Alejandro Gabriel Mezoña declaró: “una

empresa que se llamaba “Alfa” subía avisos a

“Segundamano” decían que vendían casas, te ofrecían

una especie de leasing, tomaban un anticipo, te

daban un recibo sin membrete, sin nada, se hacía la

operación, a los quince, veinte días los llamabas,

te decían que tenían que hacer un test ambiental y

después no atendían los teléfonos, yo me enteré por

el dueño de la casa que fui a ver, quien me comentó

que habían ido otras dos personas a ver la casa….

cuando me di cuenta de que no era lícito, contacté

con una abogada, fuimos a Azopardo a reconocerlos.

Era un muchacho de cara grande, medio gordito, tenía

pelo corto en ese momento, las primeras veces traté

con el, después me atendió otro muchacho y después

no fui mas… me llamaron ellos para ir a un arreglo y

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

estaba Malfatti. me devolvieron un 40% o 50% de los

$ 6000 que puse, era eso o nada. Este Ariel que te

atendía primero ya no aparecía, después me atendió

otro que venía a mediar. Respecto de la operación la

dilataban siempre. …Ellos cobraban señas por la

misma casa a varias personas. ..La misma casa se la

iban mostrando a diferentes personas. A la oficina

fui con mi mujer, Gisela Giorgini. me devolvieron la

mitad, $3.000, que no tenía nada que ver con lo que

uno había puesto…”.

María Cristina Nieto prestó declaración

testimonial y dijo: “vimos un aviso en “Segundamano”

donde estaba a la venta una casita en la calle Chile

de José C. Paz. Nos comunicamos con la inmobiliaria

“Alfa”, nos dijeron de ir un día y era como un

crédito hipotecario, fuimos con alguien de Alfa y la

gente de la casa nos hizo pasar, eran $2.500 de

gastos administrativos, sé que fue en marzo de 2007

y después $6.000 de adelanto. Quien me acompañó a la

casa no me acuerdo quien fue. …En ese momento

pusimos la plata de mi sueldo, un préstamo que yo

pedí y la indemnización de mi marido. Ese día no me

olvido mas me atendió Cañete y Malfatti, que me

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
firmó la copia. Uno alto, peladito, fue quien me

atendió, había una señora adelante rubia y otro

señor grandote, gordo, pero la verdad que con él no

hablé yo. …Después llamé muchas veces, me dijeron

que me tenían que mandar un asistente social,

después de un año vino un muchachito que no sabía

nada, y ahí nos dimos cuenta que nos querían

estafar, después fuimos a hablar y nos atendió

Cañete que nos dijo que nos podía devolver $2.500,

mi marido se enojó, nos amenazó, fuimos a la

comisaría y no nos quisieron tomar la denuncia.

Después cuando veo esto en “Canal 2”, ahí si nos

tomaron la denuncia, en la misma comisaría que no

nos la habían querido tomar. Creo en la justicia,

nosotros éramos jóvenes, ignorantes, y espero que

ellos paguen las lágrimas y el mal momento que nos

hicieron pasar….” Primero puse $2.500, después

$6.000, después $2.000 y otros $2.000. Yo hablé con

Cañete y Malfatti firmó el contrato… y me puso un

sellito”.

Mariela Noemí Maidana declaró que: “A

través del “Segundamano” vemos la posibilidad de

comprar una propiedad en Lanús, vemos el aviso,

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

llamamos por teléfono, el anuncio decía que pedían

$10.000 de adelanto y cuotas de $500, lo que salía

un alquiler en ese momento,.. llamamos, concertamos

una entrevista, venimos a capital a la calle

Uruguay, me dicen de que se trataba, nos atendió

Pablo Vila, yo en ese momento estaba embarazada de

siete meses y medio, fue los primeros días de

septiembre de 2008. La verdad estaba muy bien hecho,

la propuesta estaba bien armada, similar al leasing

del resto de las inmobiliarias, nos atendió un señor

en la puerta que nos pidió nuestros datos, solo

podían subir dos personas …había una recepción y dos

oficinas, había más gente, eso me dio más

tranquilidad, una chica en recepción y un muchacho

alto, flaco y pelado. Al segundo día Vila me propone

por lo que le dije darle mas plata para entrar, él

me propone abonarme un remis, yo vuelvo al otro día

sola con mi mamá, ahí hice la transacción, le

entregué $25.000, lo guardó en un cajón que tenía en

su lateral, automáticamente entra un muchacho mas

petisito, con mucho rulo, no se presentó, con una

colita, se llevó el dinero. Cerramos la transacción

y me fui a mi casa. Ahí había que esperar tres

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
meses, la compra tenía tres procesos, era una

financiera. Primero el dinero, después una primer

carpeta, la segunda etapa que es un reconocimiento

de donde vivías antes……Cuando entregué la plata me

dieron una factura con un contrato largo que decía

todo, y un papel rosa que era como un vale, de los

$25.000 se descartaban $2.500 para certificación de

firmas. Siempre hablé y me atendió Pablo Vila… No

recuperé nada”.

Uriel Alfredo Ragosa prestó declaración

testimonial y dijo: “Mi señora me presentó el diario

“Segundamano” que salía un anuncio que con un

anticipo y cuotas se podía acceder a una vivienda,

nosotros hablamos, nos citaron a una oficina en

capital…nos hicieron ver una casa en Lanús, nos

pidieron un anticipo, yo saqué un préstamo en el

banco, después esperamos… Nos hicieron una cuenta,

me pareció raro, porque toda la suma total llegaba a

cubrir la casa nomás, no había interés, pero eso me

di cuenta yo. No me devolvieron nada, Puse $5.000 en

total, se los di a un hombre gordito, calvo”.

Ariel Alejandro Orange declaró: “vi un

aviso para la compra de una casa, yo alquilaba, en

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

mi historia familiar siempre alquilaron, mi objetivo

era que mi hijo no entrara en esa herencia familiar.

Fui a la calle Uruguay a las oficinas de “Alfa”, me

atendieron, me explicaron los requisitos, creo que

tenia que poner $10.000, yo no los tenía, por lo que

gestioné un préstamo en el banco, pregunté por una

transferencia, me dijeron que no, así que lo retiré,

me presenté, yo para esto visité una vivienda que la

persona que me atendió tenía una expectativa de

venta a través de “Alfa”. Recuerdo que no concordaba

el préstamo con la cantidad de dinero que me dijo el

dueño que valía la propiedad, con el diario del

lunes… Llevé el dinero, llené unos papeles, y

después no pasó nada, no me devolvieron nada…todo

aparentaba cierta seriedad. Era una diferencia

llamativa, el dueño se lleva una parte y la

inmobiliaria otra, la cantidad eran unos $30.000 o

$50.000. …para pagar el préstamo tuve que pedir

otros préstamos… yo también me llamo Ariel, por eso

me acuerdo, era una persona robusta, de tez oscura,

cabello negro y barba candado”.

Carlos Alberto Farias dijo: “buscando una

vivienda y encontramos este lugar “Alfa y

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Asociados”, veíamos accesible el monto que pedían,

nos cerraba todo, decidimos pedir un préstamo en un

banco para pagar el adelanto que nos pedían, ahí

fuimos a Capital, nos entrevistamos, nos comentaron

bien todo, fuimos al domicilio a ver la casa, …

después habíamos quedado que abrían una carpeta para

el trámite, con el monto era un anticipo y el banco

mismo nos otorgaba un crédito y cuando era aprobado

nos entregaban una vivienda, el monto del anticipo

eran $10.000. El monto se lo di a una persona rubia,

nos habló muy bien, nos explicó el sistema,

realmente nos convenció, Ariel, pero el contacto lo

tuvimos con él. A Ariel le di el dinero”.

María de los Ángeles López Camelo declaró:

“Vi un aviso porque queríamos comprar una propiedad

con mi familia en Capital, en “Segundamano” de “Alfa

y Asociados” en octubre de 2006, con adelanto de

$10.000 y cuotas, fui a la oficina de Uruguay y me

atendió Cañete, creo que su nombre Daniel, gordito,

joven, rubio, de color castaño. Fuimos a ver la

casa. Llevé el anticipo de $10.000, no veíamos nada

como si fuese una inmobiliaria, pedimos un

certificado donde conste la entrega del dinero y

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

alguna firma o sello, eso era para gestionar un

crédito para la compra de la propiedad, en el

transcurso del trámite me pidieron una garantía y

después una co-garantía mas $5.000, entonces como

veía que daban muchas vueltas, pasó un poco mas de

un año, empecé a llamar y me decían que había que

esperar, entonces les dije que pensaba que era una

estafa, no me devolvieron nada… hablo con Ariel

Rearte, a ese señor le entregó la plata, con el se

contactó. Le dio un recibo porque se lo exigió. Sabe

que se llama así porque se presentó y le dijo que

era el representante de la firma”.

Cristian Sergio Aquino dijo: “Llegué a

esta gente por medio del diario “Segundamano”, por

un aviso de financiación de una casa de $120.000 con

anticipo de $10.000 y cuotas, llevé eso y los

papeles que me pidieron, servicio de luz, recibo de

sueldo. Antes vi la casa, me atendió la dueña.

Después fui a “Alfa” en la calle Uruguay, me atendió

alguien que se hacía llamar Ariel, fue a mediados de

2007, firmamos todo, me dijeron que en el lapso de

una semana o quince días iba a estar todo listo.

Llamé varias veces, me dijeron que la persona que me

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
atendió no trabajaba mas ahí, me acerco a la

oficina, me dijeron que no me podían atender, voy a

la casa, hablo con la dueña para ver la situación,

me dijo que estaba señada por una chica llamada

Nadia, que no sabía el apellido, me pasó el número

de ella, nos encontramos en Villa Bosch, fui con mi

novia, y ella con el esposo, me invitan a su casa y

me muestran todos los papeles, iguales a los que

había firmado yo. Fuimos otra vez a “Alfa” para

pedir explicaciones, nos atendieron de mala gana,

prepotentes, nos vuelve a atender Ariel, había mas

gente, yo conocí a el, Pablo Pérez y a Iván

Malfatti, el supuesto abogado. Ellos se hacían pasar

por una inmobiliaria que dependía de una financiera

que ponía la plata… Lo único que se me cobró fueron

$10.000 a modo de anticipo de la casa. Primero el

inmueble costaba $120.000 y después $130.000 por la

comisión que se llevaban ellos de $10.000. Eran

cuotas de $770”.

Francisco Leonardo Juárez dijo: “habíamos

entrado por el diario “Segundamano”, vimos una

publicidad de una casa con anticipo y cuotas,

hablamos por una casa en Laferrere. Dimos el

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

anticipo, eran $6.000, nos dijeron que en 45 días

teníamos que llamar para ver como seguía el trámite.

Fuimos a ver la casa y nos gustó. Fui una sola vez a

Alfa, me atendió Iván Malfatti, uno peladito. Yo el

anticipo se lo pedí a mi jefe, cuando pasó todo lo

sucedido vimos a Malfatti en “youtube”, le pegan,

esa es la persona que nos atendió a nosotros. No

recuperé nada del dinero”.

María Soledad Caviglia declaró: “vimos el

aviso por la revista “Segundamano”, y queríamos

buscar algo propio con mi concubino, vimos el aviso

y después en la tele, nos acercamos a la calle

Uruguay, nos atendieron unas personas, nos

explicaron el proceso, fuimos a ver la casa que

quedaba en San Justo, nos pareció todo muy lindo, no

parecía raro. Fuimos a ver la casa en San Justo.

Fuimos con $10.000 y después nos iba a hacer un

ambiental, pasaba el tiempo, no había novedades,

fuimos otra vez, nos dijeron que estemos tranquilos.

Después vimos por la tele lo que pasó, fue en el

2007, vi por la tele a Malfatti y a Cañete, que

ellos nos habían atendido… la plata se la di a

Cañete. Cañete y Malfatti se presentaron como

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
personas que trabajaban ahí, después sé que había un

Pablo”.

Alexis Fabián Moreno Cabrera expuso: “Esta

gente la conocí por una revista que se llama

“Segundamano”, me acerco y me explican la manera

para la obtención de una casa...la promesa era tener

una casa propia. Tenía que entregar un dinero, eran

$8.500 o $10.000, después lo vi por “Documentos

América” que era una estafa, jugaron con la ilusión

mía y de mi familia… después lo vi en televisión y

al que le pegaron fue el que me atendió. En ese

momento cuando pagué me entregaron un recibo, como

un pagaré. Ellos llenaron una documentación pero a

mi no me entregaron nada, me refiero a la empresa.

Me atendió solo una persona. Que me preguntó de

donde había adquirido el dinero y le dije que eran

mis ahorros”.

Omar Darío Corvalán declaró: “compramos

“Segundamano” y decía que hacían créditos, Yo

entregué $4.000, y me dieron un papel que decía que

era una solicitud de acreditación para un préstamo

de una casa. Ellos nos apoyaban para que nos den el

préstamo, y el recibo era la plata que poníamos. Me

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

entregaron unos papeles que los tenía en mi casa.

Cuando entregué los $4.000 me dijeron que me iban a

mostrar la casa. Trató con Pablo una sola vez y

después por teléfono una sola vez y que después no

lo atendió más. No le devolvieron nada del dinero

que entregó”.

Ana María Unger declaró: “Por medio del

diario “Segundamano” salió publicada una casa que me

daba la facilidad de anticipo y después las cuotas,

y después me tenía que acercar a la calle Uruguay…

fui a dar el anticipo de $5.000, no estoy segura si

me atendió Pablo Vila o Juan Martín Scordamaglia.

Traté con una sola, creo que fue Pablo Vila. Fui a

dejar el anticipo a la oficina y después tenía que

llamar por teléfono, siempre me decían que llame en

otro momento, que estaban haciendo los papeles.

Pasaron dos meses desde que puse el anticipo. …Del

precio de la casa no hablé con la propietaria, me

dio a entender que tenía que tratarlo en la calle

Uruguay. No me devolvieron absolutamente nada del

dinero que puse. ..El dinero se lo entregué a este

señor que describí, me hizo entrar un señor delgado,

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
alto… me cobraron $5.000. La propiedad costaba

$40.000”.

Rubén Oscar Salcedo dijo que: “vi mi

señora en “Segundamano” por la inmobiliaria “Alfa y

Asociados” que podíamos tener una casita. Nos

dirigimos a ese lugar, nos atendió un muchacho y nos

dijo que se podía hacer, me pidieron un recibo de

sueldo, después $10.000, después nos llevaron a una

casa. Al ver que no había solución, yo llamaba todos

los días, jodí, mi mujer llamaba tres veces al día,

después me devolvieron $7.000. ..Lo otro que me

descontaron eran gastos por el papelerío que

estuvieron haciendo, que estaban en trámite, todos

los días me decían algo distinto, no me mostraron

ningún comprobante de lo que hicieron, Ariel, ese

nombre me suena, ojos claros, medio gordito y se

peinaba para el costado, es él,. Cuando habla de

Cañete dice que era medio gordito, creo que esa fue

la segunda parte que me explicó. la primera vez sé

que era uno gordito, de ojos claros, joven. El

dinero se lo entregué al de barbita, Cañete”.

Adrián Alejandro Reinoso declaró: “Yo

había visto un anuncio en un diario en esa época. Me

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

comuniqué, vine a una oficina en el centro, di un

anticipo de $6.000 y lo demás eran cuotas. El nombre

de la persona con la que traté, era Ariel, un

muchacho rubiecito, ojos claros creo, unos 30 años

más o menos. …fui a pedir la plata y me devolvieron

una parte, creo que $2.500, una parte me dijeron que

la usaron para hacer trámite y el resto me lo

devolvieron. La documentación ratifica que Ariel la

llenó y que la firmó delante de él”.

Rosalvina Zuly Vega dijo: “encontré un

diario “Clarín”, y en ese diario había un señor de

“Alfa” que vendía, nosotros teníamos interés en

comprar una casa… hicimos todos los trámites,

dejamos la plata ahí, $10.000. El señor nos hizo el

recibo y nos dijo que si poníamos mas plata nos iba

a dar más rápido la casa, fuimos a ver la casa,

después otra casa quinta. En la oficina tratamos con

Pablo y Ariel. No nos devolvieron nada del dinero

que pusimos”.

Roberto Hugo Soria declaró: “teníamos el

dinero para comprar la casa que habíamos visto en el

diario “Clarín”, vamos con mi señora a la empresa,

nos dicen que hay que poner tanto. Nos dijeron que

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
cuanto mas dinero poníamos más rápido nos iban a dar

la casa. Le dimos la plata, nos hizo el papel ahí,

el resto para la venta de la casa y los gastos, nos

hicieron un comprobante...El día que hubo lío

estaban el flaquito y el gordo, al que le entregué

el dinero no lo vi ese día. Pusimos $10.000, no nos

devolvieron nada, creo que $4.000 eran para los

gastos. Le di la plata al muchacho bien afeitadito,

me parece que es Ariel”.

Johnny César Zegarra Paredes declaró: “a

través de una revista que vi, con adelanto y cuotas,

en la calle Uruguay, me atendió Pablo, uno gordito.

Llamé por teléfono, vi una casa en Ciudadela,

después fui a la oficina. En la oficina me dijeron

que teníamos que dejar $10.000, hicieron los

papeles, nos dieron un recibo, nos dijeron que

llamemos en 15 días hábiles, lo llamé por teléfono y

me dijeron que pasaba algo de ambiental, una firma,

siempre tratando con Pablo, siempre trataba con él.

Después de eso como no había tanta respuesta yo fui

hasta allá, y me mostraron lo que faltaba. A la

calle Uruguay fui dos o tres veces, siempre traté

con él, de la plata no me devolvieron nada. Pablo

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

era uno gordito, traje, pelo cortito, no era rubio

pero era de piel clara”.

Marcelino Tola Mollisaca dijo: “por una

revista vi un anuncio de “Alfa” que decía se da

casas con posibilidad de hipotecas, me interesaba,

por eso llamé, después me convocó al centro, creo

que en la calle Uruguay, creo que era Martín. …Del

precio de la casa no hablamos. Después fui a Uruguay

para depositar, hablé con un señor gordito, creo

Martín, de unos 39/40 años, mediadamente corpulento,

era mediano, me dijo que tenía que depositar

$10.000, yo lo dejé como adelanto en la oficina, le

entregué la plata. Me dijeron que me iban a llamar y

nunca me llamaron. Después al poco tiempo lo vi en

las noticias y ahí quedé medio mal. No me

devolvieron dinero. Ese señor me firmó el recibo con

la plata que deposité”.

Darío Rubén Montenegro expuso: “Saqué de

un aviso en diario “Segundamano” que decía que se

vendía una casa en Laferrere y estaba en “Alfa y

Asociados”, nos dijeron que vayamos rápido porque

había varios interesados. La casa la fuimos a ver

después que pusimos el dinero me parece, era una

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
casa en un terreno grande. Cuando llamé a Alfa

después constantemente me llamaban para que vaya

rápido porque había muchos interesados, que llevara

la plata, me pidió el nombre y me dijo que me la iba

a reservar. No me devolvieron nada”.

José Marías Cháves declaró: “Quise comprar

una casa y fui estafado, Vi una oferta de una casa

en “Segundamano” que decía que había que poner

$8.000 y después cuotas, llamé por teléfono a la

inmobiliaria, y me dijeron que la vendían, que me

apure porque había varios interesados, yo en ese

momento alquilaba, vendí un terreno en Santiago, con

esa plata hice el negocio. El muchacho que me

atendió se llamaba Pablo, era un muchacho de cabello

corto, traje, bien arreglado, morocho, no muy gordo,

corpulento. Ellos no nos dijeron cuanto pedían.

Estaba $86.000, no llegaba a los $100.000. Nos

pidieron $8.000 y el resto en cuotas. Pasaron 15

días no me llamó nadie, No me devolvieron nada del

dinero que puse”.

Alicia Nélida Gallardo dijo: “No sé para

que me llamaron. Lo que dijeron que iban a poner el

aviso y que después yo tenía que suspenderlo, yo vi

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

que venía mucha gente y que habían entregado el

dinero. Yo les dije que yo no recibí nada. Un vecino

de enfrente me dijo que también había dado dinero y

me rompió toda la entrada de la casa”.

Lucas Rodrigo Ezequiel Zemel declaró: “vi

una propaganda por la tele de una inmobiliaria que

ofrecía casa con anticipo del 10%, me acerqué a la

inmobiliaria en la calle Uruguay con un anticipo a

los 20 días me entregaban la casa. Saco un préstamo

de $10.000 y los voy a ver a ellos, era peticito,

barbita, blanco, pelo largo. Les dije que no contaba

con garantía. Pasó el tiempo y no tenía noticias, me

decían que mi carpeta pasaba por diversas oficinas,

me ponían siempre excusas, consigo una garantía que

estaba en bien de familia, yo les dije que les había

avisado. Recuperé $4.000 o $6.000. En noviembre me

entero de que había sido todo una mentira”.

Carmen Graciela Carpio dijo: “Yo había

puesto por “Segundamano”, estaban yendo a mi casa

muchas personas, yo se las mostraba, yo vine en esa

época a la calle Uruguay”.

Noris Margarita Ardissino declaró:

“queríamos cambiar de barrio, de casa, compramos la

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
revista “Segundamano” y veo un aviso de una

inmobiliaria, después nos comunicamos, nos mostraron

una vivienda, nos gustó, nos dijeron que teníamos

que ir a Uruguay 265. En Uruguay me tomaron todos

los datos, me dijeron que iban a dar la plata, eran

$135.000 con cuotas de $1.350, cuando hice la

entrega de dinero me atendió Malfatti, tez clara,

alto, medio calvo, ojos claros. Le entregué la plata

y me dijo que a los 45 días me iban a dar la casa.

Luego fuimos otra vez a la oficina y nos atendió

Cañete. En Uruguay nos hicieron el trámite para el

crédito, nos dijeron que estaba todo bien. Yo

llamaba por teléfono, hablé con Cañete, Malfatti, y

Scordamaglia, a él lo vi una vez pero a la pasada.

Muy coqueta la oficina, siempre nos atendían bien,

nos ofrecían cosas. En las oficinas había chicas

atendiendo también. Ellos me mandaron un telegrama

diciendo que había sido rechazada la petición del

crédito. Yo entregué $5.000 y me devolvieron $2.500,

haciéndome firmar a presión. Con mal tono nos

dijeron que firmemos y nos devolvieron la plata. Mi

hijo dijo que iba a ir por más y Malfatti le dijo

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

“hace lo que quieras pibe”. El dinero se lo entregué

a Malfatti”.

Carina Paola Vargas declaró: “vimos por

“Segundamano” una casa y ellos nos iban a financiar

una casa en cuotas, fuimos dejamos $5.000 de seña,

nos dan un recibo y nos dicen que nuestra carpeta

iba a estar con nuestros papeles. Fue un muchacho de

la empresa para ver como vivíamos, era un muchacho,

como si fuese un cadete. Fuimos, nos pidieron una

garantía propietaria. Desde que pusimos la seña

habían pasado meses, nos dijeron que la carpeta

había sido denegada, les pedimos la plata, nos

querían devolver $2.000 nada mas. Malfatti que era

quien se presentaba en las mediaciones, después

vimos lo que pasó en la tele, y después seguimos el

juicio, fui tres veces a la oficina, en una me

atiende Daniel, gordito de rulos, después un tal

Pablo atendió a mi marido una vez que no fui y

después Malfatti de legales. No nos devolvieron

nada… nos atendió Pablo, después Daniel que nos dijo

que nuestra carpeta estaba rechazada, y después los

encuentros en las mediaciones con Malfatti, quien

decía ser el abogado”.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Viviana Leonor Barrios “llevé $5.000 a la

calle Uruguay” y Ramón Humberto Reyes dijo que: “Fui

a una oficina donde habían puesto una propaganda

sobre venta de propiedades, me presenté, me dijeron

cuales eran los requisitos, que lo mínimo que tenía

que poner eran $8.000 para la escritura, les dije

que yo en ese momento no tenía el dinero y que tenía

que sacar un préstamo. Llevé la plata y me dijeron

que $4.000 eran para la vivienda y el resto para

impuesto, escritura. Después fui a ver una vivienda

en Ituzaingó y me pareció bueno me dijeron que tenía

que esperar unos 30 o 45 días para que hagan los

papeles, vencido el plazo me dijeron que había

problemas, y fui como cinco veces. En una me enojé,

había un cenicero de vidrio y se lo tiré, después

vino uno alto con poco pelo me calmó, después vino

uno gordito, con pelo crespo, me empezaron a calmar,

diciéndome que me podían dar menos de la mitad.

Después vi por las noticias lo sucedido por la gente

de “Alfa”. Lo que si sufrí mucho por el préstamo

porque de los $8.000 terminé pagando $16.000, me

deprimí, dejé de trabajar y terminé mal. Recuerdo un

tal Pablo, Daniel, Ariel. El dinero se lo di a un

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

señor grande, al de rulitos, pelo largo, robusto y

atrás mío estaba el muchacho alto con bastante

entrada en la cabeza, con poco pelo. No recuperé

nada del dinero. Pagué antes que ir a ver la

vivienda. Me dijeron que el plan de cuotas iba a ser

bajo, que iba a pagar un 10% mas de lo que yo estaba

pagando de alquiler. En ese momento yo era policía

de provincia. La plata la saqué en la caja de

policía. En ese momento mas o menos unos $6.000 y

algo mas plata que tenía ahorrada”.

Raúl Alexandro Ruiz Díaz declaró:

“paseando por Capital vi un diario, llamé, me

atendió una persona en Uruguay 265, Pablo, le

pregunté por una casa que quedaba en el Gran Buenos

Aires, era en Avellaneda, me gustó la casa, me pidió

$1.000 para hacer el trámite, después me pidió

$10.000 y yo le di $7.000. Después me dijo que

estaba en pleno trámite, después me atendió un tal

Malfatti, me dijeron que estaba en trámite, después

a los días se reventó, después hice la denuncia. El

dinero se lo dejé a Pablo. A veces me atendía un

morochito que tenía colita, Cañete, que siempre me

decía que estaba en trámite. Recuperé la mitad del

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
dinero, me dijeron que no me podían dar todo porque

hice la denuncia, que si no hacía la denuncia me lo

iban a dar todo. Pablo era bastante robusto rubio,

tenía varios anillos. Pablo me pidió $1.000 para

trámite, y después le di $7.000, porque con el

tiempo le dije que le iba a pasar la plata que

correspondía, yo en ese momento le podía dar esa

suma nada más. Recuperé $3.500”.

José Luis Ortiz dijo: “con mi pareja

buscamos para comprar un inmueble y en ese momento

vimos publicado por “Alfa y Asociados” que ofrecían

propiedades a pagar en cuotas con muchas

facilidades, con una entrega inicial. Se concertó

una cita en la calle Uruguay, nos dijeron lo mismo y

nos ofrecieron una casa que tenían, fuimos a verla,

después fuimos a Capital y le entregamos el adelanto

de $10.000 a Pablo, una persona rubia, robusta. Era

una oficina, nos atendió una secretaria, les pedí

que nos hagan un recibo sellado por el banco, pero

me dieron firmado por el representante legal de la

empresa. Después tuvimos una conciliación y volvió a

aparecer esta persona que era el representante

legal. En esa conciliación querían devolver menos de

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

lo que había puesto yo pero no recuperamos el

dinero. Después nos llamó la atención que tres o

cuatro meses después de entregar el dinero la dueña

le comentó a mi señora que seguía yendo gente a ver

la casa”.

Sebastián David Mora Doldán declaró:

“mirando “Segundamano” vi una propiedad cerca de

donde vivo, fui, me gustó, hablé con la supuesta

inmobiliaria, me dijeron que vaya a pagar la seña.

Cuando fui algo me olió mal, una persona gorda,

alta, con barba, que tenía todas cadenas de oro,

abone $4.000. A la semana me llama para ir de nuevo,

y yo le dije que iba a dar la otra parte cuando me

den la escritura para que la vea con mi abogado, fui

a la propiedad y había un cartel de otra

inmobiliaria, terminé hablando con otra persona que

había señado la casa, y me dijo que tenga cuidado

con “Alfa” que eran estafadores, me pasó un blog y

vi. Vuelvo a reclamar el dinero. Hablé con Cañete,

Rearte y con Malfatti. Me dicen que los dueños

habían decidido hacerlo con otra inmobiliaria. Me

llevaron a ver otra propiedad, y yo seguí viendo por

el blog, por lo que reclamé mi plata. Yo salí por

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
“Documentos América”, entre la nota y la emisión del

programa Malfatti me devolvió $4000. En el blog me

amenazan, por lo que hago la denuncia en Comisaría

3°. En la comisaría me llamó Malfatti y a la tercera

vez me dijo que sabía en donde estaba, que así no se

manejan las cosas. A los tres días me devolvió la

plata en una escribanía en la Avenida Córdoba… El

dinero se lo entregué a la persona gorda, de

barbita. Me dijeron que me iban a hacer daño a mí y

a mi familia, que me iban a matar y a hacer pelota…

me dieron un recibo por menos de lo que había

puesto”.

Héctor Hugo Manzano dijo: “vimos en el

diario “Alfa y Asociados”, vimos una en San Justo

con mi señora, elegimos una, dimos $11.000, después

nos pidieron más y vimos por televisión, debo haber

sido uno de los últimos que cayó. A la oficina

fuimos dos veces, recuerdo un señor de 40/50 que

tenía rulos, y otro gordito de pelo largo. Uno se

llamaba Pablo que es el que nos tomó la plata. El

que nos tomó la plata era un gordito, yo tenía que

abonar $30.000 más y después iban a ser cuotas… Las

cuotas que a mi me habían dado eran viables, estaba

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

con mi señora que era enfermera, al plan de cuotas

llegaba”.

Norberto Osvaldo Bressi dijo: “entregué

$10.000, en el diario “Segundamano” vi el aviso, me

llamó la atención, en ese momento estaba alquilando,

el dinero me lo prestaron, llamé por teléfono hablé

con la oficina de la calle Uruguay, nos atendió

Pablo, gordito, pelo corto, nos comentó la vivienda,

el papelerío, que parte era para honorarios y otra

para la seña. Creo que $7.000 era para seña y el

resto para honorarios, fuimos a ver la casa en San

Justo, nos atendió una señora que se ve que era la

dueña, nos mostró la casa. A los dos meses salió

todo en televisión. Yo fui a ver la vivienda, en

ningún momento hablamos de plata. El que recibió el

dinero era el señor gordo que se hacía llamar Pablo.

Me atendió en una oficina cerrada”.

Rubén Benito Vázquez Oporto declaró:

“entregué y cuando no supe nada de lo que había

pasado solamente quise averiguar que de las veces

que fui me dijeron que espere, no sabía nada de todo

este desastre que se armó. Entregué $10.000, No

recuperé nada del dinero”.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Adrián Cesar Bóveda dijo: “Por aviso de

“Clarín” que se vendían casas o terrenos, llamo al

teléfono, nos daban posibilidad de tener mi casa

propia, mi señora estaba embarazada, recurrimos a

ellos y dimos con “Alfa y Asociados”, en ese tiempo

nos pedían un dinero para señarlo, primero fuimos a

ver la propiedad, nos citaron en Uruguay 265, nos

atendió Malfatti Iván, nos dio un contrato, le dimos

una seña de $10.000, a la semana me entero por

“Documentos América” que había sido estafado por

esta gente, ahí hicimos la denuncia. No recuperé

nada”.

Luis Damián Iramain declaró: “Vi el aviso

en el diario de esta inmobiliaria, me acerqué hasta

Uruguay, Me ofrecen un rango de casas por donde yo

quería, Claypole y comienzo los trámites, fui a ver

la casa Yo había puesto una suma de $5.000, se lo

entregué a un hombre robusto, grande, pelo corto,

tez blanca. Cuando voy a ver la casa me encuentro

con una persona y me dice fíjate que yo la saqué

hace tiempo de esta inmobiliaria. Llamé y hablé con

Jorge, le comenté y me dijo que no, que debía ser el

inquilino que no se quería ir. Luego un muchacho

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

viene a mi casa, un pibe joven, no pasaba los 30

años, me hace un ambiental y me dicen que ya estaba

por salir el préstamo para comprar la casa. Yo le

pregunté si para el 28 de agosto me podía entregar

la casa porque yo le quería festejar el primer

cumpleaños a mi hija. Luego llamaba no me atendían,

por lo que vamos con mi señora y me atiende el que

atiende el edificio, que dice que no existe mas, a

raíz de eso me entero que los habían sacado de mala

forma a esta gente. Después hice la denuncia en la

comisaría. No recuperé nada del dinero. Traté con

un muchacho llamado Malfatti, pelado, flaco, alto,

de tez blanca, el estaba en el momento que yo fui.

Lo vi cuando fui a entregar el dinero. Me atendió

Pablo Vila”.

Margarita Isela Orosco Choque dijo:

“Compré el diario “Segundamano”, vi el aviso, una

casa que decía que tenía todas las condiciones que

era económico, me comunico con “Alfa y Asociados” y

me dan la dirección para ver la casa, me presento

en el lugar para corroborar la casa. Me dijeron que

tenía que entregar la seña. Primero di una parte y

después le pedí a la dueña que me acompañe a la

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
inmobiliaria, me acompañó y Guillermo Pablo Trigas

nos dijo que estaba todo bien, para mayo entregué

todo el dinero, era $33.000, primero entregué

$6.000. Yo llamaba, me decían que esperase, yo

entregué el dinero y no veía nada. Me dirigí a la

vivienda y tenía un cartel de la inmobiliaria. Una

vecina de enfrente vino y dijo que había puesto

dinero, Ahí me di cuenta de que ya estaba. Entregué

todo lo que tenía y empecé de nuevo a trabajar.

También hablé con alguien que se hacía llamar

Malfatti, no me devolvieron nada. En total puse

$25.000”.

Ricardo Raúl Hunt dijo que: “Alfa y

Asociados lo sacamos a través del diario “Clarín”,

nos presentamos en las oficinas de Uruguay. Nos

atendió Cañete, usaba una colita trenzada y barba

candado, nos explicó como era el tema, le dejamos

una seña de $1.000 y quedamos en llevarle más plata

luego. A los días concurrimos nuevamente y

concretamos la operación, nos dijeron como iba a ser

la movida del crédito que nos iban a otorgar, el

crédito era para una propiedad en Caseros, la fuimos

a ver, nos atendió la dueña, creo que no nos dijo

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

ningún precio, no vimos cartel en la casa, era en un

piso superior. Hemos hablado con otra persona que se

dio a conocer como Malfatti, quien era el abogado de

ahí. Nos explicó las cuestiones del papeleo. Me

devolvieron $5.000, yo había puesto $10.000, firmé

los papeles con Malfatti”. Respecto de que lo

atendió Pablo Vila, dijo que “…puede ser que le haya

entregado el dinero a él”.

Marta Beatriz Duarte declaró: “nos

enteramos por la revista “Segundamano”, llamamos por

teléfono, fuimos a la oficina, nos atendió Pablo

Vilas. Puse $10.000 en dos partes, se lo di a Pablo.

No recuperé nada. Cañete nos hizo entrar a la

oficina. Pablo Vilas nos hacía toda la charla y le

dimos la plata. Siempre hablé con Pablo”.

Carlos Antonio Rojas dijo: “me enteré que

había una posibilidad de comprar una casa… y puse

$25.000, tuve que vender la casita precaria que

teníamos para comprar algo mejor, el dinero se lo

dimos a Pablo Vila…, me presenté con el dinero,

hablé con el, El me dijo que esperara porque iban a

hacer unos papeles a La Plata para darme la

vivienda. Me cansé de esperar, tres o cuatro meses.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
No recuperé nada del dinero… No me dieron recibo por

los $20.000. Nunca me quisieron decir el precio de

la casa, me dijeron que hablé con Pablo Vila”.

Martín Gabriel Escobar declaró: “Habíamos

entrado en una página porque queríamos una casa, una

propiedad en el 2008. Creo que en la página de

Internet figuraba el domicilio en la calle Uruguay,

era una empresa que te ofrecía una propiedad, la

ibas a visitar y pagabas anticipo y después crédito.

Fuimos a ver una propiedad en San José, Temperley.

Hablamos con el dueño, nos la mostró. No hablamos

precio con él. En “Alfa” nos atendió Pablo y nos

dijo que teníamos que dar un anticipo para asegurar

la casa. Si poníamos un poco mas nos dijo que era

mejor. En total eran $15.000 pero entregamos $30.000

para reducir las cuotas, la casa estaba algo de

$90.000. Entregamos la plata y nos dieron un

certificado. Después llamamos, y me di cuenta que no

iba para adelante, cuando llamaba atendía una

señorita, una empleada. Fui dos veces al lugar. No

me entregaron plata”.

Marcelo Pablo Gentile dijo: “Esa casa

estaba $78.000, yo adelanto $7.000 que era casi el

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

10%, entrego ese dinero, aporto todos los datos

relativos a la compra del inmueble. Pasaban los días

y un día estaba cenando con mi familia, y veo por la

televisión que personas estaban golpeando a un

muchacho de ojitos claros, calvo, Malfatti, a el lo

había visto en las oficinas. En ningún momento

quisieron devolverme el importe. En la mediación,

les digo que voy a llamar al 911, y me dijeron que

corte, me ofrecieron $1.500 y me terminaron dando

$2.500. Me dijeron que no haga ninguna denuncia, que

estaban arreglados con jueces y la policía. Fui

atendido por Pablo Triga, muchacho gordito, de ojos

claros, después por una empleada, después estuve con

Triga, el abogado Malfatti y un muchacho morochito

de barba candado. Fue una charla tensa a puertas

cerradas. Cuando aparecía algún cliente enojado

resolvían el problema a puertas cerradas para que no

se enteren los otros posibles compradores. Me dieron

el dinero, hicieron una especie de convenio que no

los podía denunciar”.

Luis Julián Moldes declaró: “había visto

un anuncio en “Segundamano”, 2009, y llamamos por

teléfono para hacer una cita por el tema de la casa

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
y me dijeron que tenía que llevar tanta plata y

después cuotas. La casa era en Monte Grande. Fui a

la oficina y entregué $7.500, me entrevisté con

Pablo, me dio unos papeles. Era una financiación,

valor de la casa era $105.000, la casa la vi yo, me

atendió la empleada de la casa. No me comentó nada.

Me dijeron que me iba a llamar para ver si se

aprobaba el crédito. Me devolvieron $2.500 lo otro

se lo quedaron por el tema del sellado, no me

mostraron nada de eso. Traté solamente con Pablo”.

Declaraciones indagatorias prestadas por

los imputados en el debate:

El 17 de julio del 2017, se consultó al

imputado Guillermo Pablo Camilo Trigas Vila acerca

de su voluntad de prestar declaración indagatoria,

oportunidad en la cual se le informó de su derecho a

no hacerlo sin perjuicio de lo cual el debate

continuaría, y en tal sentido expresó su deseo de

declarar y expresó: “Lo que vengo a decir es lo que

hace diez años nunca tuve oportunidad, vine a decir

la realidad. Yo estuve detenido por una causa

anterior, cuando salí de estar detenido conseguí

trabajo por el diario, entré a “Consolidar Salud”,

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

trabajé seis meses, cuando me iban a ascender, por

mis antecedentes me despiden, luego arranqué a

trabajar en venta de autos, me vuelve a pasar lo

mismo, en el ascenso me despiden por los

antecedentes. El Sr. Pérez me comenta que

Scordamaglia estaba trabajando en un emprendimiento

inmobiliario con la hija, voy a la entrevista y

Scordamaglia me presenta a Rearte y me dan trabajo

en la parte de ventas, esto fue en el 2007, la

entrevista se realiza en la calle Uruguay.

Scordamaglia estaba trabajando en “Madelta” en la

calle Corrientes, luego absorben clientes y abren

“Alfa” en la calle Uruguay. Me dan la función en

ventas, que era captar clientes por teléfono y si

estaban interesados venían a la oficina y ahí los

atendía Rearte. Pasan dos meses y me ponen a llenar

papeles teniendo trato con los clientes, ahí me doy

cuenta de que no era una empresa en serio, que había

algo fuera de su lugar. Cuando voy a plantear esto

me dicen que haga mi trabajo, yo venía de una mala

situación económica por haber salido recientemente

del penal, estaba trabajando y no quería volver a

pasar necesidades, en ese momento eran $5.000. Yo

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
atendía a clientes, llenaba las carpetas, recibía la

plata y se la entregaba a Scordamaglia y a Rearte

que estaban en otro despacho. Cuando pasaba el

tiempo las cosas empeoraban, me acerqué a

plantearles lo mismo, y me dijeron que yo me tenía

que ocupar solamente de hacer mi trabajo. Yo llegaba

a casa, se lo transmitía a mi mujer y llega a

mediados de 2008 decido dejar de trabajar. Al otro

día me internan en el “Hospital Italiano” por una

peritonitis y me entero de que habían hecho una

cámara oculta en la oficina. Me llama Scordamaglia y

me dice que van a hacer una reunión en lo de un

abogado, en ese momento se reúnen en lo de Cúneo

Libarona, en donde me dicen que no podía declarar

porque tenía antecedentes, hace 10 años que no tengo

vida. Tengo una hija de 20 años y no puedo proyectar

nada. Luego un amigo me da un empleo en casa Thames,

trabajé un año y medio con ellos, un abogado me dice

que tenía orden de captura y que me tenía que

esconder. La solución que encontró era una caución

de $100.000. Yo no tenía nada, mi suegro puso la

casa como caución. Tengo entendido que uno puso la

plata en efectivo y el otro una propiedad. Por ese

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

motivo seguí estando en la calle, después nos tocó

otro abogado. Y por último la Dra. Blanco, que no

pudo defenderme porque defiende a Rearte. Lo mismo

Cañete que no debería estar aquí. Yo reconozco que

hice las cosas mal, pero fue por necesidad, hasta

que me di cuenta y me abrí. Quiero dejar constancia

de que si me pasa algo a mí, a mi familia, a mi

abogado, quiero responsabilizar a los encargados de

la empresa. Estoy a disposición del tribunal, por

eso vengo a transmitir la realidad, yo ganaba un

sueldo normal que me alcanzaba para llegar a fin de

mes y pagar un departamento. Vivo solo con mi papá y

mi esposa vive con mis hijos en lo de mi suegro. No

quiero pasar más por esto, me estoy enfermando a mí,

a mi familia. Le juro que lo que estoy diciendo es

la realidad, no le mentí en nada. Yo ahora trabajo

como remisero y hago $500 por día, pero estoy

contento con comer una pizza con mis hijos. La

decisión de retirarme del trabajo la tomé por el

bienestar de mis hijos. Yo dejo de trabajar un

viernes, jugaba en Hurlingham, me presento en el

Italiano, estuve internado quince días, me entero de

la cámara oculta, yo no estaba, a mi no me nombraba

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
nadie, los dueños estaba uno detrás de un perchero y

el otro atendiendo un cliente, yo no quiero ser un

chivo expiatorio de nadie. La historia clínica dice

4 de noviembre de 2008, en diciembre empiezo a

trabajar en casa Thames. Empecé a trabajar a

mediados del 2007 en “Alfa”, creo que fue en esa

fecha. No conocía a nadie de los que trabajaban ahí,

los conocí allí. Yo le llené documentación a gente

que estaba muy complicada, a gente que ha venido con

abogados. El precio no era el real, era más barato.

La gente iba sola a ver la propiedad y hablaban con

los propietarios, el vendedor estaba instruido, todo

lo que tenga que hablar sobre la propiedad lo tenían

que hablar con “Alfa y Asociados”. La plata que se

pedía aparte fue una macana más mía. El dinero se lo

llevaban Rearte y Scordamaglia, cincuenta y

cincuenta. He ido a cumpleaños en la casa de Rearte.

Rearte en ese momento tenía una casa en Wilde que

hoy la tiene en alquiler, hoy tiene un dúplex o

triplex en San Isidro. Respecto al informe ambiental

mandábamos a la gente que estaba en captación de

personas, que estaban en la calle todo el día. Todos

éramos empleados, cobrábamos un sueldo a fin de mes.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

Teníamos funciones y ellos se llevaban la plata. A

Iván Malfatti lo considero una buena persona, otro

motivo que declaré es porque la declaración de

Scordamaglia es una mentira. Verdaderamente yo en

ese momento si era Malfatti hubiese declarado en ese

momento. No sé si él es abogado o no, el dice que

si. Malfatti y Cañete bajaban la operación, yo

llenaba los papeles, se los daba a Scordamaglia y a

Rearte con la plata, una vez que la gente reclamaba,

Cañete y Malfatti se encargaban de atender a las

personas. Esto no estaba hecho para vender un

servicio, estaba puramente para estafar a la gente.

Hacían publicidad en el diario “Segundamano”, debe

haber sido por un tema de costos, o porque lo

consume gente un poco más humilde. Que yo tenga

conocimiento no se panfleteaba. Sé que el que

arrancó a armar la oficina fue Scordamaglia, después

Rearte y buscaron a una señora que fue la

prestanombre, ellos me dijeron como empezaron. Yo no

recibí amenazas pero lo llamaron a mi abogado, el

Dr. Ricelli que habían sufrido un secuestro virtual

y que yo sabía de la plata que iba a cobrar. Fue

solo eso por ahora, yo creo que el resto va a venir

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
a partir de ahora. No es gente normal, es gente que

anda en cosas raras de toda la vida. Si hablamos de

la mujer de Scordamaglia sabemos los problemas que

tiene. Me refiero a Scordamaglia y a Rearte. Ellos

no me van a decir nada, yo declaro delante del que

esté, porque yo digo la verdad, no vengo a inventar

nada. Yo hace diez años me fui a Córdoba dos veces

diez días, quiero decir que ellos hacen viajes al

exterior, tienen otro poder adquisitivo, yo soy

remisero con el auto de mi suegro, no me paseo con 4

X 4 por todos lados. A mi me dijeron ellos que no

use mi nombre por el tema de los antecedentes. Los

montos que se devolvían eran los que decían

Scordamaglia y Rearte. Era un contrato de solicitud

de crédito, que decía y aclaraba que si no salía la

operación se iba a descontar “X” cantidad de plata

de gastos administrativos, era esa solicitud, el

recibo del monto que ellos dejaban. Las carpetas

eran esas, se pedía DNI y si tenían recibo de

sueldo, con ninguna finalidad. La gestión de crédito

figuraba, se ponía un plazo de sesenta días hábiles,

entre cuarenta y cinco y sesenta días hábiles. No

existían departamentos dentro de la empresa, porque

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

no hacían nada, iban las carpetas al cajón y la

plata al bolsillo de ellos, no había nada, sólo los

telefonistas, yo que hacía los papeles y Cañete e

Iván que los tenían que bajar. Sacando el inicio que

yo no estaba y lo hacía Rearte el trabajo, cuando

fue la cámara oculta estaba Rearte, muy rara vez se

metían ellos a dar la cara. Cuando estaba muy

caldeado se metían ellos a decir “aceptá lo que te

doy o no te doy nada”. No hubo violencia, yo no tuve

roce con ningún cliente, porque después no los veía

más. La oficina es tal cual como luce en el plano de

la causa. Las puertas de los despachos tenían

cortinas, si no había gente estaba abierto y sino

todo cerrado. Cuando venía la gente estaba cerrada

la puerta. En los formularios yo llenaba datos

personales, gestión de crédito y el recibo. Eso la

baja debe ser, que ese es el trabajo de Daniel

Cañete. Dice que está firmado por él, pero que no es

su firma real. La cosa se ponía caldeada con cada

cliente que venía a reclamar la plata. Eso fue tres

días antes de la fecha de mi operación. Trabajé un

año y cinco meses. A medida que pasaba el tiempo la

cantidad de carpetas la cosa se iba incrementando.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Había un departamento de ventas de seis personas,

había unos captadores en calle que eran cinco

personas, y una persona que era el contador, que

venía una sola vez por semana. Rocío Pérez, Jorge,

dos chicas más que no me acuerdo el nombre y la

gente que andaba en la calle todo el día, eran más

de quince personas. No había “departamento de tal

cosa”, todos hacían de todo. En el plano las

telefonistas estaban en la mano derecha.

Scordamaglia mano izquierda, Rearte en el medio,

Cañete y Malfatti en el último, las chicas que

atendían los teléfonos, había siete personas mas o

menos, la empresa tenía líneas rotativas. Lo de $300

o $500 fue una picardía mía para ganar más dinero.

Yo no tenía lugar fijo, atendía en el despacho de

Rearte. Yo sé que les va a molestar mucho que yo

haya venido a declarar, pero es lo que quería

hacer”.

El día 26 de julio de 2017, y luego de que

la Sra. Defensora Oficial Dra. Verónica Blanco lo

solicitara al Tribunal, fue invitado a prestar

declaración indagatoria Iván Alejandro Malfatti, a

quien se le recordó el derecho que le asiste de

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

negarse a hacerlo sin que ello pueda configurar una

presunción en su contra y sin perjuicio de lo cual

el debate continuaría y así declaró: “Primeramente

debo aclarar que no tengo el título de abogado, he

cursado la carrera, no tengo el título habilitante

para ejercer. Yo me apersono a trabajar en la

empresa “Alfa” a través de un contador a mediados de

agosto de 2006, él me presenta a Scordamaglia y a

Rearte que solicitaban una asistencia para contestar

cartas documento y para el marco legal. Mi función

fue esa, contestar cartas documento que le llegaban

a la empresa, no iba todos los días, iba

esporádicamente. Uruguay 265, 9° piso. Por dicho

trabajo recibía la suma de $600. A fin del año 2006

había tenido una charla con ellos y les había dicho

que no me servía el sueldo y me dieron un aumento.

En el 2007 cuando empiezan a caer denuncias por el

fraude, me hacen saber que hay un poder a mi nombre,

que lo gestionó Guido Pesce, el contador. Además del

poder que figura en la causa, está el mío. La señora

Leguizamón era la concubina de Rearte, que la vi una

o dos veces en la oficina, hasta donde tengo

conocimiento nunca actuó en nombre de la empresa. Yo

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
me presenté en las audiencias de defensa al

consumidor y presenté escritos. Mi tarea era atender

los requerimientos de las personas que se

encontraban en gestión. Yo nunca recibía el dinero

de las personas. A mitades del 2007 empecé a hablar

con las personas para decirles como iba el supuesto

crédito y si había sido otorgado o no. A grandes

rasgos mi función era esa, sobre todo ir a

audiencias de defensa al consumidor y atender los

reclamos de las personas que iban a la empresa por

la compra de una vivienda. Asimismo quiero acreditar

mis cuestiones personales, que no me he enriquecido,

sólo percibía un sueldo. El 17 de noviembre de 2008

cuando pasó esto vivía con mi madre en Monte Grande,

me tuve que ir por “escraches” de la gente y por

diferencias familiares, tal es así que me tuve que

ir a Haedo con mi madre a vivir a un hotel, no tenía

trabajo, no podíamos pagar el hotel y un amigo me

alquiló un departamento en la calle Sarmiento del

barrio de Almagro, que estuvimos viviendo hasta mayo

de 2009. Posteriormente nos tuvimos que ir porque no

podíamos costear y alquilé un departamento en

Salguero 265. Ahí estuve hasta enero de 2010. De ese

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

departamento nos tuvimos que ir porque el locador se

dio cuenta de quien era yo y nos fuimos a vivir a un

hotel. Luego recibo un trabajo a través de mi tío,

en una empresa que se dedica a despachos de aduana.

Estuve primero una semana y luego tres meses, luego

mi madre tuvo un retiro voluntario y pudimos

alquilar un departamento en la calle Sarmiento.

Vivíamos de la ayuda de mi tío, luego fuimos a vivir

a una iglesia, mi tío después me alquiló un

departamento temporario. En ese período, en el 2009

me notificaron en el “Hospital Fernández” cuando fui

a donar sangre, de que era VIH positivo. No podía

conseguir trabajo por una cuestión de salud y por

una cuestión mediática. En el 2011 el propietario

nos solicita el departamento, luego fui a lo de mi

prima tres meses, después volví a un hotel con mi

madre. Posterior a eso mi tío me alquila un

departamento en Monte Grande. Desde el año 2011/2012

trabajo con mi primo en Monte Grande en tareas

administrativas y cuidado de piscinas. Desde esa

fecha soy monotributista y le alquilo a mi prima.

Además quiero aportar como documental unos recibos

firmados por Guido Pesce y por Scordamaglia. Avenida

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Corrientes 2589 es la dirección que aparece en los

recibos. Si trabajaron juntos en ese lugar no sé, sé

que trabajaron juntos. Cada tres meses tengo que

hacerme análisis para ver como están mis defensas y

tomo medicación de por vida. Tengo que hacerme una

biopsia en la garganta para ver si el tumor que

tengo es benigno o maligno. Actualmente alquilo en

la calle Pedro Reta 495 y vivo con mi madre que

tiene una situación de salud precaria, tiene 72

años. “Alfa” era el nombre de fantasía y F.A. era el

nombre jurídico. El sueldo me lo pagaba Rearte y

Scordamaglia por mes o por semana. Me pagaban en

negro. Yo entré a los quince días del señor Cañete.

Vila entró después que yo, desconozco como llegó.

Desconozco si a alguno se le dieron créditos,

habitualmente no se daban créditos, yo jamás

entregué créditos. Piso nueve, recepción con

sillones y televisor, a la derecha había una especie

de consola donde estaban las personas que atendían

el teléfono, después había tres oficinas pegadas. En

la primera estaba Rearte, en la otra Scordamaglia y

después en la otra Cañete y yo. Cuando yo entré creo

que Cañete hacía tareas de cadete, después en el

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

2007 atendía a las personas que averiguaban por sus

créditos. La gente cuando consultaba por mí era por

cuestiones legales o asesoramiento, después cuando

venían a solicitar el dinero preguntaban por Cañete

o por mí, ese dinero no estaba en mi poder. Era

indistinto cuando se devolvía, generalmente

Scordamaglia y Rearte decidían cuánto había que

devolver. En algunas ocasiones se hacían los

informes ambientales para determinar cómo vivía la

gente. Yo no sé si la palabra es estafa, la gente

venía a buscar créditos para compra de vivienda,

suscribía una gestión de crédito y no se le daba.

Supongo que estaba la idea de dar los créditos,

hasta donde yo tengo conocimiento no se lo dieron a

nadie. Rearte atendió gente hasta el 2006 y hacía

las gestiones, y después lo hizo Trigas, que era la

función que le habían encomendado Rearte y

Scordamaglia. El dinero que entraba desconozco como

se distribuía. Concepción Puglia fue un par de veces

a la oficina, era la socia gerente, después me di

cuenta de que era una prestanombre. Yo nunca la

asesoré en particular. No sé quien estaba encargado

de hacer los volantes ni quién los repartía. Los

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
ambientales los hacían chicos que se contrataban

temporalmente. No sé si tenían algún estudio. Los

contrataban los dueños. A los vendedores de las

casas los atendía la gente que se dedicaba a ofrecer

los inmuebles, los entrevistaban y les preguntaban

cómo eran las casas, los atendió Scordamaglia,

Rearte y creo que una vez Vila. Nombres de pila de

Rearte y de Scordamaglia son Gonzalo y Martín, o por

Ariel y por Juan. La firma de recibo del caso nro.

59 “Tola Mollisaca” es de él, es su firma habitual.

Se le exhibe documentación y la desconoce. Se le

exhibe mandato de gestión de caso Maria Cristina

Nieto, dice que la firma le corresponde, el relleno

del formulario no es su letra, dice que cree que es

de Rearte. Dice que lo habrá firmado

circunstancialmente a pedido de Rearte o

Scordamaglia. Ellos no sabían que yo no era abogado.

No participé en la redacción del formulario, cuando

llegué a “Alfa” ya existían estos formularios. Al

momento de la devolución ya estaba hecho un modelo y

el otro lo confeccioné yo. A Pesce lo veía con

habitualidad, iba a la oficina. Se reunía con

Scordamaglia y Rearte, supongo que por pagos

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

tributarios de la empresa, no lo sé, no lo puedo

afirmar. Ocurridos los hechos, Scordamaglia nos

llevó al estudio de Cúneo quien nos presento a Di

Meglio, quien iba a ser nuestro abogado defensor. Yo

no pagué al abogado, lo debe haber pagado

Scordamaglia o Rearte. Nunca hice un trámite

bancario para Alfa. Pablo Vila estaba encargado de

la tramitación de los créditos y de los mandatos de

crédito. Vila recibía el dinero pero se lo daba a

los encargados, a los dueños. Vila estuvo trabajando

hasta el 2 de noviembre de 2008 que fue cuando lo

operaron de una apendicitis. En defensa al

consumidor me presentaba con los poderes otorgados

por la empresa, iba como apoderado legal y a las

mediaciones también. He firmado algunas cartas

documento con nombre y apellido y número de

documento. No recuerdo haber puesto matricula. En

agosto de 2006 entré y a principios de 2007 me

pagaban $2.000 o $3.000. Puglia figuraba en el acta

constitutiva como socia gerente. No se me ocurrió

hacerle juicio a nadie, y con lo que pasó quería que

todo terminara. Desconozco si se cobraban gastos

administrativos aparte del anticipo. Creo que en un

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
momento se vendió un terreno en particular, que se

suscribió un contrato de compra venta en zona oeste,

no estoy seguro de la zona. Creo que estaba

publicado el terreno y se pagó en efectivo. No había

otro abogado en la empresa. Eran tres despachos, a

la izquierda Scordamaglia, centro Rearte y a la

derecha Cañete y yo. Vila generalmente se turnaba de

acuerdo a la disponibilidad. La venta la llevó a

cabo el señor Scordamaglia. Generalmente concurrían

diariamente, no tenían horario fijo, entraban y

salían a su gusto. Yo entraba a las 9.00 y me iba

19.30 y los sábados de 9.00 a 13.00. A raíz de los

reclamos sucesivos me di cuenta de que algo raro

sucedía. Conversamos en forma informal, aseguraron

que ellos en algún momento iban a dar algunos

créditos, después como se dieron los acontecimientos

puedo asegurar que no. Vila le entregaba el dinero a

Scordamaglia y a Rearte, Scordamaglia trabajó los

tres años, desde que yo entré. A mitades del 2007 me

di cuenta que algo raro sucedía. El mecanismo era

que algunas personas que solicitaban el crédito no

se lo iban a otorgar, supongo que para apoderamiento

del dinero. No me consta que alguna operación se

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

haya concretado. Las instrucciones nos las daban

Rearte y Scordamaglia. Nos decían que avalemos con

documentación los mandatos, que atendamos las

circunstancias. Desconozco cuáles eran las gestiones

de las cuales hablan los mandatos. No sé el motivo

por el cual los montos eran diferentes cuando el

anticipo era el mismo. Las carpetas son similares a

las que se exhibieron en el juicio, no estaban en mi

poder, las tenían Rearte y Scordamaglia, y cuando

las necesitaba las pedía. Estoy arrepentido de lo

que hice. Cometí el error, cuando me dí cuenta de

que no era un procedimiento del todo legal, de haber

seguido allí”.

A continuación, fue invitado a prestar

declaración indagatoria Gustavo Daniel Cañete, a

quien se le recordó los derechos que le asisten de

negarse a hacerlo sin que ello constituya una

presunción en su contra, y sin perjuicio de lo cual,

para el caso de negarse, el debate continuaría.

Declaró: “Yo trabajaba de remis, vi un aviso

clasificado y buscaban administrativo, llamé, tuve

una entrevista, tenía una persona en común que era

Mariela, entro, me atiende Scordamaglia, me explica

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
lo que era el estudio jurídico-contable. Hice

cadetería de entrada, preparar el café, ordenar

papeles, Uruguay 265. Yo calculo que habrá sido en

julio de 2006. Mientras estoy ahí veo quiénes son

los que estaban manejando, después tenía

conocimiento de Rearte, que es la segunda persona

que maneja la entidad “Alfa y Asociados”, no sabía

bien de que se trataba, solamente que eran créditos,

me dieron una computadora donde subía los nombres de

las personas, al cabo del año me asignan la función

de atender a la gente, era mi labor puntual. Se le

exhibe el plano: dice que es correcto. Malfatti al

comienzo venía poco, una o dos veces y después entró

Trigas. Malfatti entró como abogado, Pablo me parece

que primero fue telefonista y después pasó a atender

gente en la oficina del medio, la de Rearte. Rearte

me pagaba en negro, no había recibo, el sueldo era

fijo. En su momento Scordamaglia también atendía a

la gente. Ahí daban créditos sobre propiedades y

ellos supuestamente otorgaban créditos a las

personas que llamaban. Que yo me acuerde no se

entregó ningún crédito. Yo no iba a visitar las

viviendas. Los que tiraban las directivas eran

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

Martín Scordamaglia y Gonzalo Ariel Rearte. Me

dijeron que estaba en condiciones de atender a la

gente pero luego de lo de Pablo. Ellos me decían qué

decir. Desde un principio para mí la idea era dar el

crédito, después vi que no era así. Me di cuenta de

que no era así porque había muchas personas que

estaban muy alteradas. En cierta manera colaboraba

Malfatti conmigo y también ellos, si venía uno

enojado y cuando se me acababa lo que ellos me

indicaban, llamaba a otro cuando yo no tenía más

letra. Mi firma es original, nada de fantasías. Las

planillas son las que me hacían subir en la compu,

ellos tenían el control de cuánto eran las

devoluciones y cuando iban a hacerlas. Digamos que

ya se sabía que se iba a devolver ese dinero. Sabían

que iba a terminar esto así. En sí me las pasaban en

un papel y yo las pasaba en la computadora. Esta es

una planilla en la que ellos controlaban bien cuando

hacer las devoluciones y las fechas. Era lo que

ellos me hacían poner a mí para decidir, llegado el

caso. Anotaba todo. Iban pidiendo cosas para que la

financiera pueda pagar el crédito, no la conocí

nunca a la financiera. Es como que se tomaba nota de

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
lo que se venía haciendo. Era para dilatar. Cuando a

mí esto me superaba llamaba a Rearte o a

Scordamaglia que decían “hay que hacer esto”, ellos

preparaban el dinero. Si la persona lo aceptaba,

firmaban el mutuo acuerdo y se iban, pero muchos no

lo aceptaban. Las propiedades se publicaban en

“Segundamano”, no sé quien lo había decidido. La

gente que atendía era de clase media-baja. Yo pagaba

la mensualidad del aviso. Creo que acompañé a uno a

buscar dinero, en dos ocasiones habrá sido. Dos o

tres. No sé como era el procedimiento con los dueños

de las casas. Concepción Puglia me habían dicho que

era la socia gerente. La ví en dos ocasiones, me

parecía que no podía dar los créditos, me parecía

una persona normal, no tenía pinta me dio la

impresión. Rearte o Scordamaglia me comentaron eso.

Exhibida que le fue la carpeta que obra como prueba

documental, y luego de reconocerla prosiguió

diciendo: “Eran los datos de la empresa, de la

persona, estaban en lo de Rearte y en lo de

Scordamaglia, jamás la llené. El trabajo tenía un

horario de 9/10 a 6, no tenía llave de la oficina,

abría Martín o Rearte. Yo actualmente vivo en Villa

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

Luzuriaga, en ese momento vivía con una amiga en

Almagro. Vivo con mi madre que tiene 82 años, mi

hermana y su pareja. Las fichas de los llamados las

iban anotando todos, anotar lo que se hablaba y lo

que se decía para tener control del llamado.

Respecto de la devolución del dinero no lo sé, no

pedía explicación, ellos procedían. Si era poco creo

que ellos tenían una caja chica, si era más ellos

traían el dinero al otro día. Yo no disponía del

dinero y tampoco tenía en mi oficina. Vila al

principio creo que atendía el teléfono, y después

pasó a la oficina de Rearte para atender a la gente.

El dinero lo recibía y se lo entregaba a Gonzalo o a

Martín. En el último tramo no estaba en la empresa,

estaba enfermo. Durante la cámara oculta me parece

que él no estaba en el lugar. Scordamaglia era el

jefe porque me atendió ahí. Yo creo que era el

gerente, pero después me dí cuenta de que ellos

manejaban el lugar. Si había alguien más arriba no

lo sé, tendría que ser Puglia. Nunca llevé plata a

depositar. No sé qué hacían con el dinero. F&A no sé

qué significaba, no sé lo que es. Yo estuve desde el

principio en “Alfa y Asociados”. Si cobraron gastos

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
administrativos no lo sé, nunca me quedó claro, no

era mi función. El clasificado creo que lo vi en

“Clarín” empleado administrativo, zona centro y

quise probar. Hice el comentario y me enteré de que

ella trabajaba ahí. Nunca fui a hacer los informes

ambientales, había chicos que se encargaban de eso.

No recuerdo si esa planilla la hice yo, puede ser

que la haya hecho yo para Martín o para Gonzalo. La

cámara oculta me la hicieron a mí y en la pública

estaba yo, creo que Iván también y a Martín lo

encuentran atrás del perchero. Nunca le recomendé a

ningún amigo mío sacar un préstamo ahí, ví que era

un delito lo que estaban haciendo. Actualmente

trabajo en mantenimiento. Con todo este tema se hizo

difícil conseguir trabajo. Quiero que sepan que los

jefes eran ellos, me decían lo que tenía que hacer y

eso”.

En la audiencia del 4 de agosto de 2017 la

defensa de Gonzalo Ariel Rearte informó al Tribunal

la intención de su asistido de prestar declaración

indagatoria. Invitado a que dijese cuanto estime

necesario a su defensa, y recordándole su derecho a

negarse a hacerlo sin que ello pueda configurar una

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

presunción en su contra, refirió: “Alfa y Asociados

se inició en mayo de 2006. En 2003 conocí a

Scordamaglia en una inmobiliaria en Núñez, que

hacíamos algo similar con el tema de los créditos,

estuve tres meses y me voy. En el 2006 me encuentro

a un muchacho que me dice que Martín se quería

contactar conmigo, el estaba en una inmobiliaria

“Madelta”. Martín me dijo que pongamos una oficina,

que el ponía la plata, que yo alquile una oficina.

Alquilé en Corrientes 2089 por dueño directo, por el

diario Clarín, Mariela era la secretaria, a Uruguay

265 nos mudamos con la plata que hicimos en la otra

oficina. Mariela nos presenta a Cañete para que

trabaje en la parte de administración, Cañete no

tendría porqué estar acá, era un empleado común, con

sueldo común y hacía las cosas que Martín y yo le

pedíamos, no tendría que estar acá. Guido Pesce era

contador de “Madelta”, decidimos hacer una S.R.L.

que se llamaba “F&A”, estaba Puglia que era la socia

gerente, que yo la vi dos veces, que también había

otra señora que era una prestanombre, se le pagó por

eso. Guido llevaba los libros de la sociedad,

teníamos empleadas que atendían el teléfono, hasta

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
mediados del 2007 atendía yo. Empezamos a funcionar

en 2006 en Corrientes con operaciones que Martín

había traído de Madelta. La oficina de Corrientes

era chica, dos despachos. El único que tomaba la

plata de las operaciones era yo, Martín pocas veces

tomó. Guido conocía a Malfatti. Yo tenía una causa

abierta en el Tribunal de Baños. Me lo presenta a

Iván, lo conozco en una oficina de Corrientes y

Paraná. Me dijo que con plata se arreglaba, empezó a

trabajar conmigo. El se encargaba de ver si teníamos

algún tipo de denuncia, de mandar cartas documentos.

Guillermo Trigas llega a Alfa por medio de Martín,

tengo entendido que trabajo en “Autocrédito” en

2001. Yo conocía la historia de oído de Guillermo,

me lo presenta Martín en una oficina en Uruguay, el

comenta que estaba trabajando en créditos. Comimos,

el nos dijo que lo iba a pensar pero en principio

que no, a los quince días me llama. El papá de Rocío

Pérez trabajó con Martín y con Pablo. La otra chica

que hizo la cámara oculta era novia de un amigo de

Martín. Martín y yo le pagábamos al vendedor, el

telefonista, una comisión por venta, Guillermo

quiere empezar a trabajar de vendedor. El empieza a

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

vender ahí, se hace muy amigo mío, el empieza a

mediados del 2007 a trabajar, se hace muy amigo mío,

le presto plata, a los dos meses se compra un auto,

vino a mi cumple de 33 en Wilde, nos fuimos juntos

de vacaciones. Cuando es la cámara oculta entra

Facundo Pastor un martes, la semana anterior

habíamos ido a Chascomús con la familia de Guillermo

y de Malfatti. Después lo internan. Facundo Pastor

los programas los tenía los lunes a la noche, ponen

una consigna policial, yo tenía trato directo con el

jefe de la comisaría 3°, que tenía el número. El

martes nosotros tomamos la decisión de abrir para

devolver plata, vienen los clientes y está el video

que le pegan a Malfatti, volvimos a cerrar. A

Mariano Di Meglio lo trae Martín. Los diez años son

una tortura, hubiese preferido que se resuelva

antes. No estuve detenido nunca, debe ser horrible,

pero la incertidumbre también es espantosa. Nosotros

teníamos dos o tres chicos de captación,

publicábamos en una página entera de Segundamano,

los dueños llamaban, se fijaba anticipo, la gente

llamaba, se concretaba entrevista, la gente iba

directamente a la propiedad, si le gustaba se

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
concretaba entrevista, 2006, 2007 atendía yo,

después Trigas, la persona dejaba el anticipo,

después pasaba a lo de Malfatti, se pedían informes

en “Decidir”, empresa similar al “Veraz”. No había

quien dé el crédito. Se dieron tres créditos

solamente. Se hicieron tres créditos, las carpetas

desaparecieron, lo único que rescaté es una carpeta,

crédito de González Catan. Esas casas se vendieron,

hay una en Villa Adelina que estaba muy cerca del

costo, la de González Catán era una casa que no

tenía papeles, y una en Lanús que tenía muchos

problemas de documentación, el comprador y el

vendedor sabían, el resto de las casas estaban muy

lejos del precio real. Se iban a dar los créditos en

la medida que se pueden dar. El informe se les

hacía a todos. La gente venía de una forma enojada

cuando se planteaba la devolución en base a lo que

había dejado. Muy difícil la perspectiva de

obtención de crédito. Al principio los gastos

administrativos eran $1.500, a medida que fue

pasando el tiempo Guillermo Vila pidió un porcentaje

mayor para ganar mas, no había un prototipo de

gastos, no estaban justificados los gastos. La

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

función mía era estar, controlábamos con

Scordamaglia el dinero que entraba y el que salía,

controlábamos todo. De ese dinero se llevaba un

porcentaje del dinero el telefonista, otro Trigas si

atendía, y el resto 50 y 50 con Martín. El único que

tenía un sueldo fijo era Daniel Cañete, él no se

benefició económicamente. El resto si, salvo los

telefonistas. Malfatti tenía un sueldo semanal,

cobraba los días viernes, igual que Cañete. La

variación de Malfatti era que Malfatti si tenía que

devolver se llevaba un porcentaje de la diferencia,

eso estaba fijado por lo que había firmado el

cliente. Si ponían $10.000 y había que devolver

$5.000, si Malfatti lograba devolver menos se

quedaba con un porcentaje. El monto de retención era

$1.500, después cuando atendía Vila varió. Se

buscaba que el cliente desista por voluntad propia

para cobrar los gastos. Las variaciones las manejaba

Malfatti y dependían de la necesidad de la gente. El

dinero iba para los gastos personales, para vivir, y

había un colchón por si llegaba a salir alguna

operación. El dinero se repartía en el día. Había

una cuenta en el Banco Francés que estaba a nombre

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
de “F&A” con esa cuenta el señor Malfatti se compró

un auto, Vila se compró una camioneta en menos de

seis meses. Se le exhibieron planillas: Cliente,

fecha que entró a administración. Esto lo manejaba

Iván Malfatti. Crédito, monto que había dejado y

gasto administrativo y como estaba la carpeta, era

un control que llevaba él. Me enteré el primer día

de la audiencia de que había operaciones en la calle

Montevideo, estoy casi seguro que habían sido

operaciones paralelas, no fue el único caso, una

persona que yo traje, un familiar directo hizo lo

mismo. Sordamaglia estaba, era el que mas trato

tenía con Malfatti, cargaba las operaciones, se

encargaba de las publicaciones en “Segundamano”,

cuando había que decidir algo importante lo hacíamos

juntos. La ganancia nuestra era variable, lo que

recaudábamos entre Martín y yo era el triple de los

8.000 dólares mensuales que ganaba Trigas -cada

uno-. Se le exhibe documentación de hecho 1 y

reconoce su letra y su firma, del hecho 10 -López

Camelo- reconoce su letra. Los clientes lo conocían

como Ariel, su segundo nombre. Gracias por dejarme

declarar, arrepentido totalmente”.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

A esta altura corresponde señalar que

durante el desarrollo del debate, con fecha 15 de

agosto de 2017 y en razón de haberse acreditado la

incomparecencia al juicio, el Tribunal dispuso

declarar rebelde al nombrado y ordenar su inmediata

captura, situación que ha quedado plasmada en el

acta de juicio del mismo día, motivo por lo cual la

sentencia de marras no avanzará con relación a la

determinación de la responsabilidad penal del

nombrado con relación a los hechos por los cuales

tanto la Fiscalía como la Querella le han formulado

acusación.

Pruebas cuya incorporación por lectura al

debate fue admitida:

Se ha admitido oportunamente la

incorporación por lectura al debate de las

siguientes piezas procesales: -Constancias de fs.

5877/5878; Informe de “Compañía Financiera

Argentina” de fs. 5572/5578; Acta de reconocimiento

por fotografías de fs. 1863; constancias de

reconocimientos por fotografías de fs. 6035/6040 y

6042/6047; informes bancarios de fs. 3557, 3976,

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
3984/3996, 4014/4021, 4117/4123, 4130/4136,

4148/4152, 4259/4269, 4297/8, 4501/4505, 4553/5,

4690, 4750/4 y 6297; informes de fs. 4022/4023;

constancia de fs. 303, 529 y 4524; constancias de

fs. 4559/4573; informe elaborado por el Registro

Nacional de la Propiedad Automotor de fs. 5479/5489;

informe elaborado por el Registro de la Propiedad

Inmueble de la Provincia de Buenos Aires de fs.

5784/5794; Actas de allanamiento y secuestro de fs.

93, 3031, 3426/3431, 3438/3442, 3448/50 y 3457;

Fotocopias de la documentación secuestrada de fs.

94/103; Acta policial de fs. 700; Informes del

Registro de la Propiedad Inmueble de fs. 181/183,

3255/62 y 5505/5516; Informes de la Inspección

General de Justicia de fs. 202/203, 748, 762/772,

2948/2957 y 2977/88; Informe de la Dirección de

Observaciones Judiciales de la Secretaría de

Inteligencia de fs. 347/352; Informe de la

Administración Federal de Ingresos Públicos

-A.F.I.P.- de fs. 744/745, 3977/83 y 4483/97;

Informe del Colegio Público de Abogados de la

Capital Federal de fs. 4013 y 4138; Informe de la

Cámara Inmobiliaria Argentina de fs. 4144; Informe

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

de la Dirección General de Habilitaciones y Permisos

del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires de fs.

4559/65 y 4566/73; Informe del Consejo Profesional

de Ciencias Económicas de la Ciudad Autónoma de

Buenos Aires de fs. 5570; Informe de la División

Individualización Criminal de la Policía Federal

Argentina de fs. 4866/70 y 6037/47; Fotocopias de

la documentación aportada por Osvaldo R. Malvezzi

Taboada de fs. 4891/93 y 4902/06; Constancia de

constatación del estado del inmueble a marzo de 2009

de fs. 4910; Declaración indagatoria de Susana

Concepción Puglia y de Rocío Soledad Pérez,

agregadas, respectivamente, a fs. 5325/5393 y a fs.

5402/5469; Fotocopias de fs. 2267 y 2504/2512;

Informe de América T.V. S.A. y material televisivo

adjuntado de fs. 3550 y 4438; Croquis de fs. 3460;

Informes policiales de fs. 328/331; Documentación

aportada por Cristian Sergio Aquino de fs. 26/29,

por Beatriz Luisa Gamma de fs. 65/69. por Edwin

Adolfo Alejo Condorí de fs. 158/170, por Margarita

Isela Orosco Choque de fs. 374/380, por Juan Ramón

Paz de fs. 501/505, 506vta. y 510vta., por Juan José

Navarro de fs. 554/560., por Alicia Nélida Gallardo

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
de fs. 577/578, por José Luis Ortiz de fs. 595/599,

por Carlos Leonardo Pose de fs. 615/621, por

Patricia Bianchetti de fs. 704/707, por Roxana

Vázquez de fs. 711/714, por Rolando Humberto Tarqui

Vázquez de fs. 726/729, por José María Chávez de fs.

788/793, por Gastón Leonardo González de fs.

803/806, por Viviana Leonor Barrios de fs. 813/815

por Cristian Marcelo Orue de fs. 838/842, por

Sebastián Mora Doldan de fs. 825/834, por Luis

Fernando Galbán de fs. 845/848, por Cristina del

Valle Calderón de fs. 851, por Rubén Benito Vázquez

Oporto de fs. 853/857, por Ernesto Ríos de fs.

860/862, por Ariel Alejandro Orange de fs. 865/868,

por Martín Gabriel Escobar de fs. 921/924, 934/937,

938/939, por José Luis Ferreyra de fs. 873/876, por

Luis Damián Iramain de fs. 879/882, por Miguel Angel

Bisbal de fs. 885/888, por Jorge Ezequiel Quiroga

Quarín de fs. 901/906, por Norberto Osvaldo Bressi

de fs. 912/915, por Pablo Tolaba de fs.945 y

958/959, por Teodoro Ernesto Urriche de fs.

1047/1054, por Víctor Hugo Manzano de fs. 1084/1988,

por Judith Valasi de fs.1084/1088, por Carlos

Antonio Rojas de fs.1091/1094, por Esteban Ramón

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

Telliz de fs.1096, por Víctor Francisco Casas de

fs.1098/1101, por Gustavo Narciso Góngora de

fs.1103/1106, por Ricardo Raúl Hunt de fs. 1107,

3357/61, por Adrián César Bóveda de fs. 1115/1118,

por Jonathan Meneses de fs. 1121/1124, por María

Sonia Marucci de fs. 1127/1130, por José Ceferino

Berasai de fs. 1132/1135, por Jorge Alejandro Fink

de fs. 1139/1142, por Mariela Maidana de fs.

1144/1147, por María Cristina Nieto de fs.

1150/1153, por Juan Alberto Rodríguez de fs.

1156/1162, por Marta Beatriz Duarte de fs.

1166/1170, por Reinaldo Escobar Quispe de fs.

1173/1176, por Marcelino Tola Mollisaca de fs.

1180/1183, por Alberto Castillo Santos de fs.

1186/1189, por Damián Tolosa de fs. 1194/1198, por

Jonatan Osvaldo Moyani de fs. 1201/1204, por

Rosalvina Zuly Vega de fs. 1210/1214, por Adrián

Alejandro Reinoso de fs. 1218/1223, por Jonatan

Maximiliano Báez de fs. 1227/1230, por Javier

Alejandro Alvárez de fs .1234/1237, por Ivon Gema

Gómez de fs. 1240/1243, por Pablo Daniel González de

fs. 1247/1250, por Diego Gastón Vallejos de fs.

1254/1258, por Javier Leonardo Pousada de fs.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
1261/1264, por Rubén Armando Morandini de fs.

1267/1272, por César Luis Vargas de fs. 1278/1280,

por Gerardo Javier Alonso de fs. 1295/1298, por

María Victoria Blanco de fs. 1310/1314, por Daniel

Nibaldo Díaz Rodríguez de fs. 1315/1318, por Rubén

Darío Avila de fs. 1320, por Jorge Daniel Duarte de

fs. 1323/1326, por Gustavo Sánchez de fs. 1301/1304,

por Ángel Guillermo Trinidad de fs.1 305/1308, por

Daniel Alberto Luna de fs. 1347/1348, por Adrián

David Andrada de fs. 1351/1352, por Rodrigo Raúl

Hernández de fs. 1354/1357, por Ana María Unger de

fs .1359/1362, por Héctor Adolfo Díaz de fs.

1327/1328 y 1366/1368, por Carlos Gerardo Cisneros

de fs. 1369/1373, por María Lidia Pérez de fs.

1378/1384, por Bernardo Javier Urquiza Haedo de fs.

1387/1394, por Angel Ariel Campero de fs. 1396/1399,

por Teodoro Canteros de fs. 1403/1406, por Rubén

Darío Bruno de fs.1408/1411, por Rosa Saucedo

González de fs.1414/1418, por Verónica Gabriela

Verona de fs.1449/1452, por Claudio Ceferino

Mansilla de fs.1462/1466, por Gabriel Eduardo Eyras

de fs.1475/1479, por Gustavo Marcelo Castro de

fs.1482/1487, por Roberto Hernán Lombardi de

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

fs.1490/1493, por Walter Gustavo More de

fs.1495/1498, por Magdalena del Carmen Vázquez de

fs.1500/1504, por Javier Francisco López de

fs.1506/1509, por José Heriberto Toledo de

fs.1511/1516, por Ana Laura Barbosa de fs.1518/1525,

por Walter Marcelo Cuello de fs.1527/1530, por

Herminio Roberto Neira Bello de fs.1532/1536, por

Sebastián Ariel Miño de fs.1538/1545, por Javier

Oscar Duques de fs.1547/1550, por Rubén Eduardo

Mariani de fs.1552/1555, por Francisco Ernesto

Ochipinto de fs. 1557/1558, por Isidoro Javier

Benítez de fs.1560/1563, por Rodolfo Zalimben

Giménez de fs.1565/1567, por Eduardo Gastón Schifino

de fs. 1569/73, por Ángel Ariel Santana de fs.

1575/78, por Carolina Vanesa Bustamante de fs.

1581/1584, por Oscar Eduardo Richetti de fs .

1586/89, por Griselda Gladys López de fs.1591/195,

por Federico Emiliano Poc de fs. 1597/1601, por

Santiago Gabriel Fernández de fs. 1603/05, por Ariel

Alejandro Aguirre de fs. 1608, por Lina Noemí

Espinosa de fs. 1611/16, por Irma Nelsi Flores de

fs. 1618/20, por Martín Alberto Martínez de

fs.1622/26, por Pablo Gastón Collar de fs. 1628/32,

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
por Carlos Pascual Villalba de fs. 1634/38, por

Lorena Adelaida Orrego de fs. 1641/1645, por Juan

Francisco Cantero de fs. 1647/51, por Carlos

Alejandro Fernández de fs.1653/57, por Carlos Daniel

Fernández de fs. 1659/64, por Graciela Nancy

Prestianni de fs. 1667/72, por Raúl Darío Cardoso de

fs. 1679/85, por Hugo Luis Gauna de fs. 1687/90, por

Adrián Luis Cuervo de fs. 1692/95, por Apolinaria

González Roa de fs. 1697/1700, por Juan Eduardo

Gawrys de fs. 1703/06, por Mabel Rosa Mamani de fs.

1708/12, por Carlos Alberto Valentino de fs.

1716/21, por Orlando Fabián Pereyra de fs. 1723/26,

por Eugenio Ramón Torres de fs. 1729/32, por Andrés

Esteban Leyes de fs. 1734/37, por Elena Derma

Marquez de fs. 1739/43, por Diego Hernán Santoro de

fs. 1745/49, por Juan Darío Zaragoza de fs. 1751/54,

por Darío Daniel Montenegro de fs. 1758/63, por

Carlos Eduardo Fernández de fs. 1765, por Carlos

Ignacio Zuetta de fs. 1767/72, por Andrea Gabriela

Cannizzo de fs. 1774/78, por Sara Rueja de fs.

1780/83, por Javier Guillermo Corvalán de fs. 1785,

por Carlos Maximiliano Furtado de fs. 1787/90, por

Hugo José Díaz de fs. 1792/96, por Rubén Víctor

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

Pavón de fs. 1799, 1802/08, por Claudia Ferreyra de

fs. 1811/16, por Julio Juan Mundo Mendoza de fs.

1818, por Jorge Luis Benítez de fs. 1820/23, por

Juan Carlos Díaz de fs. 1841/44, por Eduardo Idalino

Coutiñho de fs. 1871/74, por Rosa Antonia Saucedo

González de fs. 1916/19, por María Victoria Blanco

de fs. 1929/32, por Jorge Daniel Duarte de fs.

1935/38, por Rubén Darío Avila de fs. 1941, por

Daniel Nibaldo Díaz Rodríguez de fs. 1943/46, por

Adrián Nicolás Anfuso de fs. 1949/51, por Javier

Francisco López de fs. 1978/82, por Walter Gustavo

More de fs. 1985/90vta, por Gabriel Eduardo Eyras de

fs. 1993/97, por Magdalena del Carmen Vázquez de

fs.2001/08, por Gustavo Marcelo Castro de fs.

2011/18, por Roberto Hernán Lombardi de fs. 2021/25,

por Ricardo Martín Filz de fs. 2032/35, por Daniel

Marcelo Dutra de fs. 2038, por Dardo Hugo Paz de fs.

2040, por Eva Ipolita Bogado Duarte de fs.2 042/46,

por Nilda Concepción Escalante de fs. 2049/52, por

Julio Ricardo Caballero de fs. 2055/57, por Luis

Antonio Tevez de fs. 2061 y 2063/66, por Angel

Alberto Godoy de fs. 2068/72, por Zulma Beatriz

Medina de fs. 2074/78, por Lidia Quisbert Chipana de

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
fs. 2080/84, por Miguel Angel Quirogas de fs.

2086/89, por Julio César Hernández Pereyra de fs.

2091/94, por Walter Marcelo Samuel Pedroza de fs.

2096/99, por Mariela Verónica Fredoloso de fs.

2101/04, por Carmen Alicia Sandoval de fs. 2106/10,

por Mara Soledad Casas de fs. 2112/15, por Gabriel

Gustavo Aguirre de fs. 2117/22, por René Candelario

Araoz de fs. 2124/27, por José Angel Maldonado de

fs. 2129/31, por Javier Andrés Romero de fs.

2134/37, por César José Córdoba de fs. 2139/42, por

María Cristina Roballo de fs. 2144/47, por Juana

Bautista López de fs. 2149/53, por Luciano Damián

Padilla de fs. 2156/60, por Daniel Alejandro Rojas

de fs. 2162/65, por Olga Azucena Soledad Fernández

de fs. 2168/77, por Alberto Moreno de fs. 2179/82,

por María Isabel Garcilazo de fs. 2184/87, por

Marisa Inés Gauto de fs. 2188bis/92, por Claudio

Omar Garmendia de fs. 2194/97, por Rosa Amalia Trejo

de fs. 2207/13, por Rubén Daniel Rosales de fs.

2215/20, por Jorge Omar Torales de fs. 2222/25, por

Alberto Daniel García de fs. 2230, por Rogelio

Chávez de fs. 2232/35, por Ana Magdalena Torres de

fs. 2237/2239, por Roberto Cristian De León de fs .

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

2241/44, por Hugo Demián Paniagua de fs. 2247/2250,

por Fernando José Rocha de fs. 2252/55, por Norberto

Carlos Montes de Oca de fs. 2257/63, por Gustavo

Javier Monzón de fs. 2300/04, por Angel Guillermo

Trinidad de fs. 2308/11, por Gustavo Sánchez de fs.

2314/18, por José Heriberto Toledo de fs. 2353/57,

por Herminio Roberto Neira Bello de fs. 2360/65, por

Sebastián Ariel Miño de fs. 2368/75, por Javier

Oscar Duques de fs. 2378/82, por Rubén Eduardo

Mariani de fs. 2385/91, por Gustavo Alejandro

Bobadilla de fs. 2397, por Rubén Roque Burgos de fs.

2399/2402, por Walter Héctor Ávalo de fs. 2405/11,

por Oscar Eduardo Molina de fs. 2419, por Luis Franz

Condori Gaspar de fs. 2421/25, por Agustina Cardozo

de fs. 2427, por Oscar Abraham Guzmán de fs.

2429/31, por Marcelo Alejandro Pititto de fs.

2433/37, por Mariana Canay de fs. 2440/43, por Omar

Darío Corvalán de fs. 2445/49, por Ricardo Adolfo

Acosta de fs. 2451/54, por Marcelo Pablo Gentile de

fs.2 462/81, por María Elena Rane de fs. 2487/91,

por Catalina Montiel de fs. 2494, por Francisco

Leonardo Juárez de fs. 2497/2503, por Graciela

Alejandra Pereyra de fs. 2515/18, por Sebastián

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Oscar Maffia de fs. 2521 y 2523/25, por Juan de Dios

Pino de fs. 2528/31, por Rosario Concepción Reinoso

de fs. 2535/39, por Roberto Adalberto Irineo de fs.

2541/44, por Javier David Sequeira de fs. 2547/51,

por Rubén Darío Duarte de fs. 2554/57, por María

Carina Romero de fs. 2559, por Jesica Tamara Jiménez

de fs.2580, por Rogelio Adrián Padilla de fs.

2590/93, 3230/34, por Jorge Aurelio Ruiz Díaz de fs.

2624/26, por Blanca Estela Arce de fs. 2638/42 y

2646/50, por Luis Adrián Palazzo de fs. 2676/79, por

Isidro Javier Benítez de fs. 2683/87, por Martín

Gabriel Escobar de fs. 2728/32, por Daniel Alberto

Luna de fs .2747, por Walter Andrés García de

fs.2773/76, por Graciela Mónica Bustamante de

fs.3007/11, por Lucas Rodrigo Zemel de fs.3247/53,

por Albino Ramón Gómez de fs.3505/11, por Horacio

Norberto Gerés de fs.3563/66, por Uriel Alfredo

Ragosa de fs.3569/72, por Andrea Victoria Espíndola

de fs.3574/76, por Christian Fernando Bazán de

fs.3578/79, por Pedro Antonio Fernández de

fs.3581/84, por Marcelo Ariel Montenegro de

fs.3586/90, por Oscar Alberto Pache de fs.3592., por

Carlos Alberto Franco de fs.3594, por Marcelo

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

Alejandro Jerez de fs.3604/08, por María Isabel

García Lindo de fs.3610/13, por María Soledad

Caviglia de fs.3616/23, 5548/64, por Carlos Santiago

Araya de fs.3625, por Cinthia Yiselle Farre García

de fs.3627/29, por Jorge Luis Alcaraz de fs.3639/43,

por Juana Alberta Ramírez de fs.3655/57, 4673/74,

por Ramiro Normando A. Juárez de fs.3659/62, por

Javier Matías Frickel de fs.3664, por César Javier

González de fs.3666/71, por Ricardo Alberto Samudio

de fs.3681, por Diego Martín Tobio de fs. 3683/87,

por Rubén Darío Lit de fs.3689/92, por Mariela

Lizbeth Flores Quispe de fs. 3694/97, por Omar

Arnaldo Medina de fs.3705/10, por Marta del Valle

Molina de fs.3712/15, por Noris Margarita Ardissino

de fs.37173733, por Rafael Junior Mendoza Revollar

de fs.3742/54, por José Osvaldo Chiappeta de

fs.3764/71, por José Fernando Chaves de fs.3773/76,

por Sandra Corina Cubeles de fs.3778/82, por Silvana

Lorena Ponce de fs.3788/90, por Damián Acuña de

fs.3792/96, por Mirta Graciela Ojeda de fs.3798, por

Luis Benjamín Caballero de fs.3805/08, por Raúl

Enrique Aguirre de fs.3810/19, por Néstor Daniel

Pavón de fs.3820/24, por Jorge Lisandro Edgard

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Martínez de fs.3826/31, por Vanesa Ramona Sánchez de

fs.3840/44, por Laura Leonor Mendoza de fs.3846/48,

por Antonio Ismael Aranda de fs.3850, por Norma

Esther Olearo de fs.3852/57 y 6477/80, por Lorena

Soledad Benítez de fs.3868/71, por Luis Ricardo

Gómez de fs.3873/76, por Víctor Ramón Navarro de

fs.3878, por María Cristina Cianferoni de

fs.3880/85, por Mónica Beatriz Páez de fs.3887/90,

por Roberto Pablo Díaz de fs.3892/3925, por Ricardo

Vilca de fs. 3927/3932, 4648/55, por Angel Hernán

Díaz de fs.3940/44, por Roberto Ventura Seijas de

fs.3951, por Bruno Andrés Sebastián Cuadros de

fs.3955/61, por Anabela Córdoba de fs.3965/71, por

Carolina Ceballos de fs.4066/4070, por Carina

Soledad Ramírez de fs.4092/95, por Carlos Eugenio

Bivort de fs.4107/10, por Sergio Omar Caballero de

fs.4159/63, por Carlos Alberto Vidal de fs.4179, por

Néstor Adrián Esterle de fs.4182/86, por Cándido

Velázquez de fs.4195, por Guido Zuñiga Paz de

fs.4197/4200, por Miguel Emilio Urquiza de fs.4211,

por Roberto Jesús Marínez de fs.4220/23, por Pablo

Cabral de fs.4232/35, por Carlos María Romero de

fs.4242/46, por Diego Sebastián Camejo de fs.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

4248/52, 4829/33, por Carlos Alcides Zapella de fs .

4289, por Luciana Stella Maris Tavio de fs.4330, por

Norma Adriana Sánchez de fs. 4340/43, por Rubén

Oscar Salcedo de fs. 4359/64, 4595/99, 4693, por

Antonio Miguel Gómez de fs. 4366/69, por Franco

Jonatan Leguizamón de fs. 4371/74, por Vanesa

Alejandra Val de fs. 4394/4400, por Juan Carlos

Arnese de fs .4420/29, por Berta Natalia Calderón de

fs. 4469/73, por Carlos Aníbal Mroue de fs. 4507/09,

por Gabriel Alejandro Femia de fs .4529/33, por

Jorge Oscar Ayala de fs. 4577/80, por Claudia

Beatriz Silva de fs. 4632/35, por Gustavo Adrián

Pérez de fs. 4698/4703, por Humberto Eloy Aguilera

Galeano de fs. 4759/60, por Daniel Jorge Maguna de

fs. 5275/79, por Jorge Cayetano López de fs.

5679/81, por Luis Freddy Castillo Chávez de fs.

5803/05, por Luis Alberto López de fs.5824, por

María de las Mercedes Ellauri de fs.5840/45, por

Gisela Haydeé Giorgini de fs. 6013/18, por María del

Carmen Sandi de fs. 6021/24 y por Juan Manuel Suárez

de fs. 6183/87; Informes socio ambientales de los

imputados Malfatti, Cañete, Trigas Vila, Rearte y

Scordamaglia, agregados a fs. 7/9, 7/9, 9/12, 6/9 y

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
9/12 de sus respectivos legajos para el estudio de

la personalidad; Informe pericial de la División

Apoyo Tecnológico Judicial de la Policía Federal

Argentina de fs. 4524/4526; la documentación y los

efectos que fueron reservados en Secretaría –a

excepción del diskette con escuchas que fuera

aportado por la Dra. Cortese a fs. 6782- y la

certificación actualizada de los antecedentes

penales de los imputados Trigas Vilas, Scordamaglia,

Malfatti y Cañete confeccionados a fs. 29, 44, 37 y

34 de sus respectivos legajos para el estudio de la

personalidad que corren por cuerda.

Alegatos

Los alegatos de las partes acusadoras y

las defensas.

Llegado el momento de alegar, conforme las

reglas del 393 del C.P.P.N., se le concedió la

palabra, en primer término, al letrado patrocinante

de la querella, Dr. Gaspar Ernesto Gauto, quien

manifestó en dicha oportunidad, que a su entender,

se encontraba acreditada la materialidad de los

hechos traídos a debate, y esto era así, no solo por

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

las declaraciones de sus representados en juicio

sino también por las declaraciones de cientos de

víctimas, que al igual que Gauna y Espinoza, habían

resultado estafadas.

Que se contaba en el expediente con prueba

documental suficiente, para sustentar dicha

afirmación, siendo que además la misma había sido

reconocida durante el juicio, tanto por los

damnificados como por los imputados.

En cuanto a la responsabilidad, el Dr.

Gauto consideró que la conducta acreditada,

encuadraba dentro de la figura típica de estafa,

prevista y reprimida en el artículo 172 del Código

Penal, y entendió que, los imputados desplegaron un

ardid de la entidad suficiente, como para hacer

creer a las víctimas, que se les estaba ofreciendo

la chance de poder acceder a una vivienda de forma

financiada.

Para dicho letrado, el engaño se veía

reflejado en la disposición patrimonial que los

damnificados hicieron en concepto de adelanto,

perjuicio que signó la consumación, siendo que el

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
dinero era entregado por las víctimas pero estas

nunca recibirían la contraprestación prometida.

En cuanto a la autoría, entendió que todos

eran responsables como coautores, ello por cuanto se

encontraba demostrado que había habido una división

de tareas y roles, y cada imputado sabía lo que

tenían que hacer, que se trataba de una coautoría

funcional, puesto que todos tomaron parte de la

ejecución del hecho.

Finalmente, al momento de requerir pena,

habiendo tenido en cuentas las condiciones

personales de los acusados, solicitó se condene a

Juan Martín Scordamaglia, Iván Alejandro Malfatti,

Guillermo Pablo Trigas Vila y Gustavo Daniel Cañete,

por resultar coautores penalmente responsables del

delito de estafa, a la pena de tres años de prisión

de efectivo cumplimiento y costas.

Seguidamente, se le concedió la

palabra al Sr. Auxiliar Fiscal, Dr. Norberto

Baldanza, el que por su parte, comenzó su exposición

mediante la exhibición de un cuadro elaborado por la

Fiscalía con una descripción de cada uno de los

hechos imputados y la participación de los acusados

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

en ellos, a los fines de mantener la congruencia de

la base fáctica diagramada en el requerimiento de

elevación a juicio realizado por el fiscal de grado

en la etapa anterior.

Así, manifestó que los imputados en su

calidad de integrantes de la firma ‘Alfa y

Asociados’ (cuya razón social era ‘F&A Asociados

S.R.L.’, con sede en Uruguay 265, 9° piso “A” de

esta ciudad), conformaron una organización con el

objeto de desplegar maniobras defraudatorias

previamente planificadas, a fin de inducir a error a

distintas personas, haciéndoles creer que se

gestionaría a su favor créditos ante entidades

bancarias o financieras para la supuesta compra de

viviendas, con la intención de procurar para sí, el

total o parte del dinero que se les exigía a las

víctimas previamente a modo de seña o adelanto, ello

en forma diferencial según su jerarquía dentro de la

estructura que conformaban.

Para lograr tal fin, por diferentes medios

publicitarios ofertaban viviendas y/o créditos para

la compra de viviendas mediante el pago de un

anticipo y cuotas, para lo cual le requerían a los

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
interesados la entrega de un adelanto o seña en

efectivo y le hacían suscribir mandatos de gestión

de crédito, solicitud de crédito y mandato de

tramitación y ratificación de gestión, mediante los

cuales la firma “Alfa” quedaba facultada a realizar

todas las gestiones pertinentes ante una entidad

financiera y/o bancaria para la concesión de un

crédito por el total del monto correspondiente a un

inmueble ofrecido y consumar así la operación.

Transcurrido un tiempo de celebrada la

operación y al llamar telefónicamente o al concurrir

las víctimas a ‘Alfa y Asociados’ para

interiorizarse de su curso, primero se les exigían

nuevos requisitos para dilatar una respuesta, y

finalmente, se les informaba que no reunían las

condiciones necesarias para que se les aprobara el

crédito y que el mismo había sido rechazado, y al

solicitar la devolución del dinero adelantado no se

les reintegraba, o bien se les ofrecía la devolución

de solo una parte, reteniendo los imputados el saldo

argumentando que era en concepto de gastos

administrativos y honorarios por una gestión, que en

realidad nunca se había llevado a cabo.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

Afirmó que era claro que ninguna gestión

se realizaría, y eso era sabido por todos los

imputados desde el momento mismo en que las personas

engañadas realizaban la disposición patrimonial a su

favor, es decir la entrega de la seña pactada, pues

poco importaba que eventualmente, frente a los

insistentes reclamos de los damnificados se hicieran

algunas devoluciones de dinero, pues el perjuicio

económico para las víctimas ya se había provocado,

es decir, la estafa se había consumado con la

entrega voluntaria del dinero por parte de éstas.

Asimismo, respecto de la prueba, el Dr.

Baldanza explicó que como consecuencia de los

allanamientos en las oficinas de ‘Alfa y Asociados’,

existían distintos universos de víctimas por

cuestión probatoria, entre los que se encontraban

aquéllos que declararon en el juicio –y aquellos

cuya declaración se incorporó por lectura al debate-

junto con la documentación que acredita sus dichos;

otro segundo grupo, los que declararon en juicio –y

aquellos cuya declaración se incorporó por lectura

al debate- y no se cuenta con documentación

respaldatoria; aquellos que no declararon en el

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
juicio –y cuyas declaraciones no se incorporaron al

debate-, pero se cuenta con documentación para

acreditar el hecho; y finalmente, aquellos que no

declararon en el juicio, ni se cuenta con

documentación que acredite el hecho, respecto de los

cuales, solicitó la absolución de todos los

imputados por duda, siendo que no se contaba con

elementos de prueba.

En cuanto a la calificación legal, estimó

que Juan Martín Scordamaglia, Gonzalo Ariel Rearte,

Iván Alejandro Malfatti y Gustavo Daniel Cañete

debían responder como coautores penalmente

responsables del delito de estafa por 347 hechos que

concurren de manera real entre sí, mientras que por

Guillermo Pablo Trigas Vila, entendió que debía

responder como coautor penalmente responsable del

delito de estafa en relación a 321 hechos los que

también concurren de forma real entre sí.

Asimismo, aclaró que por duda, solicitaría

respecto de Juan Martín Scordamaglia, Gonzalo Ariel

Rearte, Iván Alejandro Malfatti y Gustavo Daniel

Cañete la absolución por 5 hechos, por no contar con

documentación ni testimonios que acrediten su

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

ocurrencia; mientras que respecto de Guillermo Pablo

Trigas Vila, solicitó su absolución respecto de esos

mismos 5 hechos, y respecto de otros 26, por no

contar con elementos que le permitan acreditar que

en las fechas en que ocurrieron, el encausado había

ingresado a trabajar en la empresa.

En cuanto al tipo objetivo, argumentó que

el engaño incluye una declaración expresa acerca de

la falsedad de los hechos. El ardid montado conforme

fuera descripto resultó absolutamente idóneo para

provocar el engaño de las víctimas y produjo como

resultado el error, manifestado una representación

falsa acerca de los hechos que condicionó la

disposición patrimonial, que es todo hacer, no hacer

o tolerar que conduzca de manera inmediata a una

disminución del patrimonio de la víctima, lo que se

tradujo finalmente en el daño patrimonial.

En cuanto al tipo subjetivo la Fiscalía

entendió que los imputados en cada uno de los

sucesos descriptos se condujeron con conocimiento y

voluntad de concretar cada uno de los elementos del

tipo objetivo.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Asimismo, el Auxiliar Fiscal explicó que

no existían problemas para acreditar que los

imputados eran coautores del hecho que se les

imputaba, ya que tuvieron un plan común y tomaron

parte en la ejecución del hecho, co-dominándolo y

consideró que en el caso efectivamente se encuentran

reunidas las condiciones que requiere la coautoría:

la común decisión y realización del hecho, con

división de trabajo. Afirmó también, que esta forma

de unión de acciones se denomina coautoría por el

dominio funcional del hecho, cuya base legal se

encuentra en el texto del art. 45 del código de

fondo.

Agregó que la coautoría funcional se

componía de la decisión común al hecho, que es el

acuerdo reciproco, expreso o tácito sobre la

perpetración común del hecho delictivo, que puede

establecerse hasta el momento de la consumación,

conforme a lo cual cada coautor responde sólo hasta

donde alcanza el acuerdo, sin responsabilidad por el

exceso de otro, en tanto no mediare dolo de

realización; y de la ejecución común de tal hecho.

Cada coautor ha de ser subjetivamente co-portador de

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

la decisión común y objetivamente completar, con su

intervención, los aportes de los demás, configurando

un hecho unitario.

Asimismo, no advirtió que los imputados

hayan incurrido en algún error salvable o

insalvable, ni que su capacidad se hubiera visto

afectada al momento de cometer cada uno de los

hechos, por lo que concluyó que Juan Martín

Socrdamaglia, Gonzalo Ariel Rearte, Iván Alejandro

Malfatti, Guillermo Pablo Camilo Trigas Vila y

Gustavo Daniel Cañete, efectivamente comprendieron

la antinormatividad y antijuridicidad de los hechos

que se le imputaron, con un margen suficiente de

autodeterminación y dirección final de sus actos.

Finalmente, manifestó que de acuerdo con

las pautas mensurativas de los artículos 40 y 41 del

Código Penal, entendió que resultaba de aplicación

al caso, la extensión del proceso por casi nueve

años, por cuestiones ajenas a los imputados, con lo

que ello conlleva para la realidad personal de los

mismos. En ese mismo sentido y como agravante valoró

el sufrimiento de cada una de las víctimas, muchos

de los que declararon durante el debate e hicieron

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
saber las consecuencias que sufrieron a nivel

personal y familiar luego del suceso.

En particular respecto de los imputados,

con relación a Guillermo Pablo Camilo Trigas Vila

valoró como atenuantes su confesión, que sirvió para

evitar la profusión de una gran cantidad de prueba,

el arrepentimiento manifestado, su intervención en

una menor cantidad de hechos, su condición de padre,

sus dificultades para acceder al mercado formal

laboral y su estado de salud. Como agravantes el

cobro de un extra en varios casos para su beneficio,

la pluralidad de víctimas, el perjuicio ocasionado y

la complejidad de la estructura.

En relación a Malfatti, tuvo en cuenta

como atenuantes sus dichos durante la audiencia, el

arrepentimiento manifestado el cual resultó creíble,

su estado de salud, y que carece de antecedentes.

Como agravantes que se hacía pasar por abogado y se

ocupaba de la parte jurídica del organización, su

grado de formación, que hostigaba a la gente cuando

pedía que le devolvieran el dinero que habían puesto

en parte de seña, que no parecía tener necesidades

económicas que lo llevaran a proceder de ese modo,

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

el espacio de decisión de manejaba, el perjuicio

patrimonial ocasionado, la cantidad y situación

personal de las víctimas, y la complejidad de la

estructura.

Ahora bien, respecto a Cañete valoró como

atenuantes su grado de formación, sus dichos durante

la audiencia, la duración del proceso, su

arrepentimiento, su nivel socieconómico, que carecía

de antecedentes condenatorios. Como agravantes el

perjuicio patrimonial ocasionado y la cantidad de

víctimas.

Finalmente, con relación a Scordamaglia,

no encontró mayores atenuantes más allá de la

señalada al inicio respecto de la extensión del

proceso. Como agravantes: la cantidad y situación

personal de las víctimas, el perjuicio patrimonial

ocasionado, que registra al menos una condena por

delitos de idéntica naturaleza a los que aquí

juzgamos, que siguió desarrollando la misma

actividad, aún condenado, su papel preponderante en

la organización en cuanto era uno de los que

manejaba el dinero y gran parte se lo quedaba, el

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
que tomaba las entrevistas del personal, asignaban

funciones y hacía las veces de jefes.

Llegado el momento de requerir pena, la

Fiscalía solicitó que al momento de fallar se

condene a Juan Martín Scordamaglia, de las demás

condiciones personales obrantes en autos, a la pena

de once años de prisión, accesorias legales y

costas, por considerarlo coautor del delito de

estafa cometida en forma reiterada en concurso real

entre sí (347 hechos).

Se condene también a Iván Alejandro

Malfatti, de las demás condiciones personales

obrantes en autos, a la pena de siete años de

prisión, accesorias legales y costas, por

considerarlo coautor del delito de estafa cometida

en forma reiterada en concurso real entre sí (347

hechos).

Por último, se condene Gustavo Daniel

Cañete y Guillermo Pablo Camilo Trigas Vila, de las

demás condiciones personales obrantes en autos, a la

pena de cuatro años de prisión, accesorias legales y

costas, por considerarlos coautores del delito de

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

estafa reiterada en concurso real entre si, respecto

de 347 hechos -Cañete- y 321 hechos -Trigas Vila-.

Para finalizar su alegato solicitó se

absuelva a Juan Martín Scordamaglia, Iván Alejandro

Malfatti y Gustavo Daniel Cañete, en relación a los

hechos identificados al momento de requerir su

elevación a juicio, con los números 96, 265, 292,

339 y 344, por duda en relación a su intervención

(arts. 3 y 402 del CPPN); y se absuelva a Guillermo

Pablo Camilo Trigas Vila, en relación a los hechos

identificados con los números: 8, 10, 32, 41, 55,

64, 65, 73, 96, 109, 138, 141, 143, 153, 176, 181,

196, 210, 222, 226, 233, 249, 250, 251, 256, 265,

292, 308, 322, 331, 335, 339, 344, 348, 349 y 352;

por duda en relación a su intervención (arts. 3 y

402 del CPPN).

A continuación, se le dio la palabra a las

defensas particulares para que formulen su alegato,

comenzando por los Dres. Maximiliano Ariel Riccelli

y Karina López, quienes en forma conjunta

expusieron, que en atención a que su asistido se

encontraba confeso, lo único que creían se debía

analizar, era la conducta de Trigas Vila en cuanto a

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
su participación en la maniobra que se le

enrostraba, la que merituaron como secundaria, en

los términos del artículo 47 del Código Penal.

Así señalaron, que Trigas Vila únicamente

se encontraba imputado en 311 hechos, esto por

cuento las decisiones en el estudio inmobiliario no

partían de él, sino que su accionar estaba

supeditado a las decisiones de los dueños de la

empresa.

Finalmente, solicitaron, que en caso de

recaer condena, la misma fuese de ejecución

condicional, teniendo en cuenta las condiciones

personales de éste.

Seguidamente, se le otorgó la palabra al

Dr. Jorge Gabriel Olivilla, quien en primer término

solicitó la nulidad del alegato de la fiscalía, por

entender que esta, al momento de acusar, solicitó la

pena de once años de prisión correspondiente al

delito de asociación ilícita, con lo cual al no

respetarse la imputación originaria, ello

conllevaría la nulidad de todo lo actuado.

Por otro lado, indicó que la participación

de Juan Martín Scordamaglia en los hechos que se le

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

imputaban no se encontraba probada, siendo que su

asistido no fue reconocido en juicio por ninguno de

los testigos que prestó declaración en el debate, ni

tampoco se hicieron peritajes caligráficos en la

causa, como para determinar que las grafías insertas

en la documental incautada fuese de su asistido, por

todo ello, solicitó su absolución.

La Sra. Defensora Oficial, Dra. Verónica

Blanco, por su parte, inició su alegato solicitando

la nulidad parcial del alegato formulado por el

letrado patrocinante de la querella, Dr. Gaspar

Ernesto Gauto, siendo que si bien el nombrado poseía

la calidad de letrado patrocinante de la Sra. Lina

Espinoza, dicha calidad no lo habilitaba para alegar

en juicio respecto del hecho que la damnificara, por

cuanto el letrado patrocinante no tiene facultades

independientes a su representado.

Asimismo, planteó tanto la nulidad de la

acusación particular, como la del representante del

Ministerio Público Fiscal, por entender que la

descripción fáctica de las acusaciones que

realizaran resultaban insuficientes, haciendo

hincapié, respecto del Auxiliar Fiscal, en que la

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
misma no permite conocer qué conductas concretas se

le imputaban a sus asistidos.

Por otra parte, también postuló de forma

subsidiaria, la nulidad parcial de la acusación

fiscal, sosteniendo que se veía afectado el

principio de congruencia, ya no por la descripción

de los hechos, sino por la asignación de

intervención de sus pupilos en ocho casos concretos,

en los que, conforme el requerimiento de elevación

de juicio, no habían sido incluidos, lo que modificó

la base fáctica de la acusación.

Luego de ello, se introdujo a analizar las

cuestiones de fondo, señalando que las conductas

endilgadas a sus pupilos resultan ser atípicas, en

la medida en que no medió, a su entender, ardid

suficiente a los fines de hacer incurrir a las

víctimas en error, siendo que, en consecuencia, el

perjuicio patrimonial por ellas sufrido no se

explicaba por el despliegue de una conducta engañosa

suficiente, sino por su propia negligencia respecto

del cuidado de su patrimonio -deber de

autoprotección que en el caso fue inobservado por

las víctimas-.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

Asimismo, respecto de la imputación por

coautoría funcional, entendió que, el representante

del Ministerio Público debió al menos haber señalado

en qué consistió la intervención de sus asistidos,

para determinar así, si el aporte que se consideró

probado habilitaba la asignación de responsabilidad

en esa calidad.

Comenzó señalando que la hipótesis

planteada en el requerimiento de elevación, no fue

la que se probó en el juicio y de hecho, en la

mayoría de sus extremos fue descartada por el Fiscal

en su propio alegato, al que consideró auto-

contradictorio.

Así mencionó, que sólo se escuchó al 21%

de los presuntos damnificados, por lo que se

desconocía que es lo que sucedió con el 79%

restante, no siendo legítimo un proceso inductivo en

el proceso penal, puesto que lo impide el principio

de inocencia.

Entendió que no se podía sostener una

coautoría funcional en un caso como el presente, en

el que cada hecho se consideró como un suceso

independiente, por ello se aplicó el artículo 55 del

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Código Penal y quedó claro que no medió co-causación

del resultado.

Refirió que la doctrina era conteste en

que la coautoría funcional requiere de la

participación durante la ejecución del hecho. Luego,

si el aporte es necesario pero se produce durante la

preparación, la calidad a asignar a ese

interviniente era la de partícipe necesario.

Así, indicó que el artículo 45 del Código

Penal, prescribe en su primera parte, que ‘(…) Los

que tomasen parte en la ejecución del hecho (…)

tendrán la pena establecida para el delito (…)’. De

allí que la doctrina sostenga que la coautoría sólo

puede verificarse si el aporte se produce durante la

ejecución del hecho que comienza con la tentativa y

finaliza con la consumación.

Citó a Bacigalupo, Roxin y Zaffaroni en

este sentido, e insistió en que era requisito

necesario que el aporte que hiciese el cómplice sea

causal para el resultado. ‘(…) La mediación de una

relación causal entre el aporte y el resultado es

requisito de cualquier forma de participación y, por

consiguiente, también de la complicidad (…)’.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

También agregó que el aporte debe ser al hecho,

siendo que no alcanza con que lo sea al autor para

ser punible.

Insistió en que la acusación poseía serios

defectos a la luz de los principios de culpabilidad,

inocencia y legalidad -todos de raigambre

constitucional- en cuanto a sus defendidos.

En efecto, según el primero, no es lícito

dirigir una imputación que no suponga una acción

concreta, prohibida por la ley, y reprochable como

obra propia al imputado. Acción que además, debe

estar conectada causalmente y de modo relevante, con

el resultado de modo tal que éste pueda serle

imputado objetivamente a esa acción.

Notó, que un análisis de los hechos en

particular y de la acusación en general no resistía,

siquiera la prima instancia del análisis de la

tipicidad, la acción, siendo que a su entender, no

medió acción, no ya por la verificación de alguno de

sus supuestos de exclusión, sino porque no medió

acto alguno en la etapa ejecutiva del delito por

parte de sus pupilos.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
El segundo indica que está prohibido

presumir en contra del imputado, como lo hiciese el

representante del Ministerio Público, al sostener

que han hecho un aporte relevante, cuando ni

siquiera pudo definir cuál habría sido.

El tercero, proscribe la interpretación

extensiva y aplicación analógica de la ley penal,

que en el caso supone que no puede extenderse el

concepto de coautor al punto que lo hace la

Fiscalía, sin violar las normas que regulan la

participación criminal, incluyendo conductas que no

son relevantes respecto de los elementos del tipo

objetivo, en especial, de la causalidad (en el caso,

ardid, engaño, apoderamiento del dinero).

Así, la defensa consideró que en la

acusación de la Fiscalía se vio violentado el

principio de culpabilidad por el hecho, al haberse

fundado la responsabilidad de sus asistidos en un

criterio basado en responsabilidad objetiva,

violatorio del derecho penal de acto que rige

nuestro ordenamiento constitucional.

En efecto, y no obstante la querella haber

podido aludir a actos concretos de intervención en

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

el caso de Gauna, y de que el Fiscal, tuvo por

acreditado que sus asistidos tenían un rol posterior

a la consumación, ambos concluyeron en que debía

considerárselos como coautores, lo cual cuadra sin

hesitación en un supuesto de versare in re illicita,

proscripto constitucionalmente por vía del principio

de culpabilidad.

En efecto, el artículo 18 de la

Constitución Nacional establece el principio de

culpabilidad, cuya violación supone el

desconocimiento de la esencia del concepto de

persona, como consecuencia de su consagración, sólo

es constitucionalmente admisible dirigir una

imputación penal a un sujeto determinado en la

medida en que se haya acreditado que éste ha tenido

la posibilidad –mayor (dolo) o menor (imprudencia)-

de dominar el hecho, o que ha infringido una norma

de deber al no cumplir con una acción mandada por la

ley. En cualquier otro caso, la persecución penal

resultaría ilegítima.

Dicho análisis remite, nuevamente, al

concepto de acción en el derecho penal, el que

supone, en la base de cualquier teoría de la acción,

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
un acto humano llevado a cabo y relacionado con un

resultado.

No obstante ellos, en la acusación fiscal,

no hay acto alguno por parte de sus asistidos que

haya sido relacionado causalmente con el perjuicio

patrimonial, sino todo lo contrario, se afirma que

el acto realizado, el que no se especifica cuál es,

fue posterior a la consumación, y en consecuencia,

por fuera del iter criminis del delito de estafa.

Consideró que debía cobrar vigencia el

principio rector de nuestro ordenamiento jurídico

penal que impone que la responsabilidad se determine

individualmente, deslindando los ámbitos de decisión

y de actuación concreta de cada interviniente en el

suceso, extremos que en la acusación se vieron

desvirtuados en base a la aplicación de un concepto

extensivo de autor, que no discriminó, siquiera

mínimamente, las diferentes conductas que se

consideran un aporte, y menos aún, en cada uno de

los sucesos investigados.

Respecto de la coautoría, refirió que

ambas acusaciones han esbozado un concepto extensivo

de autor que terminó incluyendo a personas que no

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

cometieron acción alguna tendiente al resultado, es

decir, no habiéndolo co-causado.

Así, cualquiera sea el concepto de autor

que se escoja, teoría subjetiva (será autor quien

quiso el hecho para sí), teoría formal objetiva (es

autor quien realiza la acción del verbo típico), ó

teoría material objetiva (autor será quien pone la

condición necesaria e inevitable para el hecho),

ninguno permite afirmar que mis asistidos pueden

responder en tal calidad. Menos aún lo permite la

teoría final objetiva sostenida por las acusaciones,

que supone que es autor aquél que posee el dominio

del hecho.

Así, las acusaciones con sus citas

doctrinarias terminaron negando su hipótesis de

coautoría.

Por otro lado, señaló que el razonamiento

de la Fiscalía deriva, como consecuencia de ello, en

la inversión lisa y llana del onus probandi, pues se

presume la autoría de todos los hechos aún cuando no

hayan intervenido, y por el solo haber intervenido

en algunos (dijo que Malfatti intervino en 5 casos

recibiendo dinero), o por haber trabajado para Alfa

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
–como sucede con Cañete-, lo cual es inadmisible

desde el punto de vista constitucional.

Por lo demás, tan poco resultaban

coautores sus asistidos que, analizada la cuestión a

la luz del dominio del hecho quedó claro que no

podían ellos poner fin a la actividad denunciada, ni

evitar ninguno de los hechos imputados, pues

simplemente, no intervenían sino hasta después de

haberse consumado el perjuicio patrimonial -lo que

los coloca en un lugar diverso al de Trigas Vila-,

ni eran los dueños de Alfa, quienes sin lugar a

dudas poseían la decisión central de la

configuración de los hechos.

Tampoco eran Cañete y Malfatti quienes se

enriquecían con la actividad en ‘Alfa’, y

finalmente, el negocio hubiera continuado sin ellos

como comenzó sin estos, no sólo porque eran

fungibles, sino porque su aporte no era causal

respecto del perjuicio patrimonial derivado del

apoderamiento del dinero por parte de por ejemplo

Scordamaglia.

Así, entendió que ni Cañete -en la

totalidad de los hechos-, ni Malfatti -en al menos

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

342- han participado del ardid, ni han generado la

disposición patrimonial que, voluntariamente, las

víctimas realizaron, como tampoco se probó que hayan

lucrado con esa actividad por la percepción de los

montos de los damnificados.

Respecto de la situación concreta de

Malfatti entendió que el único delito que podía

imputársele era el de usurpación de título y

honores, siendo que éste se hacía pasar por abogado,

circunstancia que el fiscal descartara siendo que

incluso ni siquiera requirió la extracción de

testimonios.

Cierto fue que Malfatti, su concurrió en 7

oportunidades a mediaciones (hechos nros. 97, 112,

249, 215, 322, 337, 345) en distintos ámbitos, pero

ello no puede constituir aporte a la maniobra

estafatoria, no sólo porque es posterior a la

consumación, sino además, porque constituye un acto

estereotipado, inocuo, que en consecuencia, no

podría, nunca, ser objetivamente imputable a dicha

acción.

Así, señaló que la imputación del delito

previsto en el art. 247 del C.P. era la adecuada

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
para su asistido, más la falta de oportuna

imputación de éste, no podía reemplazarse por la

imputación del delito de estafa para evitar la

impunidad.

Respecto de la situación de Cañete, afirmó

que sin lugar a dudas, no había intervenido en la

etapa ejecutiva de los hechos, siendo que también su

intervención era posterior a la consumación del

delito, y en consecuencia, imposible su

caracterización en términos de participación

criminal.

Siendo que además, se probó que Cañete,

tal como lo mencionó en su indagatoria, respondía a

un libreto que se le daba, conforme surge de sus

dichos y de la documentación secuestrada en autos

-carpetas 188 y 348-.

Respecto de la mensuración de la pena, en

primer término, señaló que carecía de razonabilidad

el pedido de la Fiscalía, y en consecuencia,

solicitó que, en caso de condena, sus asistidos,

sean adecuadas a sus intervenciones.

Así, con relación a Cañete, resaltó que su

conducta anterior y posterior a los hechos debe

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

verse reflejada en una disminución del reproche, en

los términos del artículo 41, inciso 2° del C.P.,

máxime cuando en un caso como el presente, el tiempo

constituye más del doble de la pena que se solicita,

-siendo que pasaron 9 años desde el inicio- y en

consecuencia, los fines preventivo-especiales que

nuestra constitución reconoce como único fundamento

legítimo de la pena, carecerían del efecto buscado.

Luego, considero que la pena debe situarse

por debajo de los tres años de prisión, y ser dejada

en suspenso, no sólo en función de los fines

preventivos ya mencionados, sino además, en virtud

de que se verificaban circunstancias que a la luz

del artículo 26 del C.P. permiten que la pena sea

dejada en suspenso. Finalmente, solicitó que la pena

a imponer sea por debajo de los tres años de

prisión.

Respecto de Malfatti, indicó que el Fiscal

solicitó la pena de 7 años de prisión, habiéndose

valorado como primer agravante que se hacía pasar

por abogado, ahora bien, no siendo que no era quien

desplegaba el ardid, ni era quien recibía el dinero

como regla, ni quien se enriquecía a partir de los

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
contratos que se firmaban, no se explicaba cómo se

le pedía una sanción superior casi en dos veces a la

de Vila.

Asimismo, entendió que debía sopesarse en

el caso de Malfatti que padece de una enfermedad

crónica, y que lo obliga a estar en tratamiento, lo

cual lo convierte en un sujeto especialmente

sensible a la pena de encierro.

En ese sentido, consideró aplicable a su

caso el supuesto del art. 26 del C.P., siendo que su

asistido tampoco poseía antecedentes penales, no

obstante habérsele otorgado una probation, la que

viene cumpliendo estrictamente. En consecuencia, en

el caso de Malfatti también solicitó que la pena sea

menor a los 3 años de prisión, y que sea dejada en

suspenso en los términos del art. 26 del CP.

Finalmente, solicitó la

inconstitucionalidad del artículo 12 del Código

Penal e hizo reserva de casación.

Manifestaciones finales de los imputados:

Durante la última jornada del juicio, el

Sr. Presidente le concedió la palabra a los

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

imputados para que manifestaran lo que creyeran

conveniente, haciendo Guillermo Pablo Camilo Trigas

Vila uso de tal derecho, oportunidad en la que

manifestó que reafirmaba el arrepentimiento que tuvo

al momento de prestar declaración, circunstancia que

transmitió a los damnificados, y agregó que quiere

reinsertarse nuevamente en la sociedad como un

ciudadano normal.

Por su parte, Iván Alejandro Malfatti

agradeció el trabajo realizo por su defensa y

expresó que su única familia es su madre, quien le

dijo que si tenía que pagar una pena que por favor

que la lleven con él, porque no tiene manera de

sustentarse. Insiste en que fueron dos años que

fueron errores de su vida, quiere poder continuar

con la vida que hoy lleva.

A su vez Gustavo Daniel Cañete, también

hizo uso de tal derecho y manifestó que él era

primerizo en esto, que le sucedió de todo,

fallecimientos, pero no hay mucho más que hablar,

está arrepentido de haber participado, y

particularmente agradece a la Dra. Blanco por su

labor y trato, sea cual sea su resultado. Aclaró

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
nuevamente que fue simplemente un empleado que se

dejó llevar, pero que está a disposición de la

justicia.

Finalmente, Juan Martín Scordamaglia

manifestó ‘todo esto fue una agonía estos diez años,

como despertar a un enfermo de un ACV. Le costó

llevar su vida adelante, abrazar amigos, hacer

viajes, eso se sintió en su persona y le ha costado

llegar acá. Le dolió, le costó también conseguir

trabajo, si bien amigos que tienen empresa le han

dado trabajo. Se metió en internet, busco y pidió

trabajo y lo han rechazado. A dos meses que

prescriba, le cambian el Tribunal, y le duele estar

en esta situación. Estos años fueron agonía, se

separó, le costó conseguir trabajo, reafirmar

amistades, le costó dormir. Quiere terminar esta

etapa, reabrirla, insertarse en la sociedad. Por

suerte esta trabajando en una buena empresa, pero

porque es un amigo, sino no le dan trabajo. Agrega

que alquila, pero que a veces no puede pagar el

colegio. Donde está trabajando tienen un buen

concepto, pero uno trabaja donde puede y como

quiere. Afirma que pasaron muchas cosas, el mes a

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

mes, llevando plata al bolsillo de su señora, y al

poco tiempo falleció su madre. Quiere darle un

ejemplo a su hijo, y decir que ya terminó. Explica

que él está trabajando en una empresa, pero que

lucha por su hijo, y lo único que pide es trabajar

dignamente y cumplir a la familia’.

De los planteos de nulidad efectuados en

el debate:

En primer lugar, es menester señalar que

el principio general que rige en materia de

nulidades es el de legalidad o taxatividad, el cual

impone que los actos procesales serán nulos

únicamente cuando no se hubieren observado las

disposiciones expresamente prescriptas en las

normas, bajo pena de nulidad.

En tal sentido, el artículo 166 del Código

Procesal Penal de la Nación “(…) impide declarar

inválidos los actos procesales que exhiben defectos

formales – excepción hecha de violaciones a

garantías constitucionales-, si su descalificación

no ha sido expresamente prevista (…)” (C.N.C.P.,

Sala I, Causa nro. 186, ‘Terramagra’, Reg. nro. 274,

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
25/08/94). Tal como ha sido tradicionalmente

sostenido, existen dos categorías fundamentales:

“(…) la primera, dependiente de la forma de

determinación legal de los supuestos de nulidad, de

su específica tipificación en hipótesis

circunscriptas a concretos actos o de una

tipificación genérica abarcativa de una pluralidad

de ellos; la segunda, subordinada al distinto

régimen de oposición y declaración o, en otras

palabras, a los límites de la posibilidad de

manifestar la nulidad para que ella produzca sus

efectos típicos (…)’ (CREUS, Carlos ‘Invalidez de

los actos procesales penales’, Editorial Astrea, 2da

edición, 1995, págs. 26/27).

Conforme con este criterio, la legislación

procesal nacional diferencia las nulidades expresas

de las genéricas; las primeras se encuentran

específicamente enunciadas en una serie de normas,

en las que al regularse un acto en particular se

imponen las condiciones de forma, cuyo

incumplimiento se sanciona con la sanción procesal

bajo análisis, mientras que las segundas se suscitan

cuando se advierte una falencia que afecta la

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

regularidad de un acto, pese a no hallarse

expresamente contemplada.

El ordenamiento procesal distingue

asimismo las nulidades absolutas de las relativas;

mientras que las primeras importan la violación de

una norma constitucional o se hallan expresamente

establecidas (art. 168 C.P.P.N.) y no son

subsanables dentro del proceso, las segundas operan

en función del interés de alguna de las partes y son

pasibles de subsanación.

En este sentido, la jurisprudencia ha

sostenido que “el conjunto de nulidades genéricas,

sistematizadas, son absolutas o relativas, según

violen o no normas constitucionales” (C.N.C.P., Sala

II, Causa nro. 40, ‘Guillen Varela’; Registro nro.

58, 18/11/93).

En segundo lugar, cabe recordar que el

postulado rector en lo que atañe al sistema de

nulidades es el de la conservación de los actos,

razón por la cual la interpretación de la existencia

de aquellas debe ser restrictiva, lo que ha sido

impuesto por el artículo 2 del código de rito, el

cual prescribe que “… Toda disposición legal que (…)

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
establezca sanciones procesales, deberá ser

interpretada restrictivamente…’. En esas

condiciones, sólo procede su declaración cuando por

la violación de las formalidades resulta un

perjuicio real, actual y concreto para la parte que

las invoca, más no en los casos en que éstas se

plantean en el único interés de la ley o para

satisfacer formalidades desprovistas de aquel efecto

perjudicial.

Al respecto, la Corte Suprema de Justicia

de la Nación ha establecido que, en materia de

nulidades, “… prima un criterio de interpretación

restrictiva y sólo cabe anular las actuaciones

cuando un vicio afecte un derecho o interés legítimo

y cause un perjuicio irreparable, sin admitirlas

cuando no existe una finalidad práctica, que es

razón ineludible de su procedencia. En efecto, la

nulidad por vicios formales carece de existencia

autónoma dado el carácter accesorio e instrumental

del derecho procesal…’.

En esa directriz, el Superior sostuvo que

la procedencia de aquellas “… exige, como

presupuesto esencial, que el acto impugnado tenga

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

trascendencia sobre la garantía de la defensa en

juicio o se traduzca en la restricción de algún otro

derecho. De otro modo, la sanción de nulidad

aparecería respondiendo a un formalismo vacío – que

va en desmedro de la idea de justicia y de la pronta

solución de las causas- en lo que también está

interesado el orden público” (Fallos 325:1404,

‘Bianchi’, rta. 27/06/02; en idéntico sentido y con

anterioridad, se pronunció en Fallos 323:929,

‘Acosta’, rta. 04/05/2000).

De lo expuesto se desprende que toda

declaración de aquella índole exige, como condición

indispensable, la demostración de un agravio

concreto y la específica indicación de las defensas

que ella ha impedido.

En efecto, “…la demostración del perjuicio

por la parte que solicita la nulidad es requisito

insalvable, aún cuando se aduzcan supuestas

nulidades de carácter absoluto. Quien invoca la

violación de garantías constitucionales debe

demostrar el concreto detrimento que podría generar

a su parte el presunto vicio, toda vez que una

declaración de tal gravedad no puede permitirse sea

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
hecha en puro interés de la ley, cuando no ha

causado efectos perniciosos para los interesados …”

(C.N.C.P., Sala IV, Causa nro. 544, “Corrao’,

Registro nro. 1158.4, 05/03/2009).

En ese camino advierto que las defensas

han planteado diversos vicios que habrían de afectar

negativamente en el ejercicio de su función, por lo

que se procederá a su análisis.

En primer término, el defensor de

Scordamaglia, Dr. Jorge Gabriel Olivella, sostuvo

que existía una discordancia entre la acusación

vertida por el Sr. Agente Fiscal en el requerimiento

de elevación a juicio y lo manifestado por el Sr.

Fiscal de Juicio en su alegato al hacer mención de

una “organización” atribuida a los integrantes de la

firma “Alfa y Asociados”, quedando vinculando en

opinión de la defensa el accionar imputado a la

figura penal que prescribe el artículo 210 del

C.P.P.N. por lo cual en definitiva solicitó la

nulidad de la acusación formalizada en el debate.

A su turno, la Sra. Defensora Oficial,

Dra. Verónica Blanco planteó tanto la nulidad del

alegato de la querella como la del representante del

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

Ministerio Público Fiscal, por cuanto entendió que

la descripción fáctica de sendas acusaciones

resultaba deficiente e hizo hincapié, respecto de la

del Sr. Fiscal General, en que ella no permitía

conocer cuáles eran las conductas concretas se le

imputaban a sus asistidos.

Por otra parte, también postuló de forma

subsidiaria, la nulidad parcial de la acusación

fiscal, sosteniendo que se veía afectado el

principio de congruencia, ya no por la descripción

de los hechos, sino por la asignación de

intervención de sus pupilos en ocho casos concretos,

en los que, conforme con el requerimiento de

elevación de juicio, no habían sido incluidos, lo

cual a su entender modificó ostensiblemente la base

fáctica de la acusación.

Por su parte el señor Fiscal General, al

momento de replicar, sostuvo que debían rechazarse

tales solicitudes entendiendo que las defensas

carecían de agravio concreto.

Llegado el momento de expedirme en primer

término, con relación a la nulidad planteada por el

Dr. Jorge Gabriel Olivella, habré de adelantar que

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
la misma no resulta procedente, ello por cuanto las

expresiones vertidas por el Sr. Fiscal en su

alegato, fueron meras expresiones que se dieron en

el transcurso de su alocución, pero de las cuales no

surge vinculación ni atribución concreta en orden al

delito previsto en el artículo 210 del Código Penal,

siendo además a simple vista elocuente, que el mismo

no se apartó de la calificación legal esgrimida por

el Sr. Fiscal que lo precediera en la etapa de la

instrucción del proceso, por lo que, no habiéndose

acreditado la existencia del agravio aducido,

corresponde rechazar la nulidad planteada.

Ahora bien, la nulidad por la

indeterminación de la base fáctica que planteara la

Dra. Blanco, también habrá de rechazarse, siendo que

los acusadores en sus alegatos, pese a la gran

cantidad de hechos que han sido objeto del juicio,

se ciñeron en todo momento a la propuesta llevada

adelante en los respectivos requerimientos de

elevación a juicio formulados por la Fiscalía en la

instancia anterior, e hicieron durante el debate un

relato claro y circunstanciado de los hechos

imputados, detallando las conductas llevadas a cabo,

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

tanto por Malfatti como por Cañete, la participación

que tuvieron en la maniobra desplegada y la

responsabilidad que a ellos cupo. De esto se sigue

que los encausados pudieron ejercer plenamente su

derecho de defensa en juicio, lo cual me lleva a

descartar el planteo introducido por la defensa.

En tercer lugar, sobre la alegada

violación al principio de congruencia planteado por

la Defensora Oficial, sucintamente señalaré que la

exigencia de la congruencia resulta un principio

derivada de la inviolabilidad de la defensa en

juicio y atiende a garantizar en favor de la defensa

que los actos procesales trascendentes que avanzan

hacia la sentencia de responsabilidad versen siempre

sobre los mismos hechos, de manera de asegurar la

posibilidad de defenderse correctamente y “sin

sorpresas”.

En este caso se advierte que los imputados

Malfatti y Cañete fueron intimados siempre sobre los

mismos hechos. Ello se puede observar de la lectura

de las declaraciones indagatorias –obrantes a fs.

5200/5206, 5668/5674, 5696/5702 y 6221/6224-; del

auto de procesamiento –de fs. 5580/5663-, y de los

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
requerimientos de elevación a juicio -fs. 6399/6467

y 6644/6648-.

La circunstancia de que la enunciación no

sea exactamente igual en cada uno de dichos actos,

sea porque se utilizaron numeraciones diferentes o

porque en algunos casos se identificó al acusado y

en otros se acreditó su participación mediante

documentación relacionada, no modifica en

definitiva, el hecho atribuido.

Es más, en la defensa ejercida por los

propios imputados al momento de prestar declaración

en los términos del artículo 378 del C.P.P.N. dieron

por ciertas algunas manifestaciones de la acusación,

de manera que se descarta la posibilidad de una

alteración fáctica a lo largo del proceso y de una

sorpresa para el ejercicio del derecho de defensa.

Para concluir, entiendo que el hecho ha

permanecido inalterado y no se ha afectado el

derecho de defensa en juicio, por lo cual la nulidad

postulada debe ser rechazada.

Todos los planteos rechazados serán sin

imposición de costas, ya que considero que las

cuestiones que se suscitaron en el debate -acerca de

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

su viabilidad- pudieron hacer entender a los señores

defensores que tenían derecho a efectuar aquellos.

Distinta suerte correrá el pedido de

nulidad parcial del alegato formulado por el letrado

patrocinante de la querella, Dr. Gaspar Ernesto

Gauto, ya que si bien el nombrado revestía el mero

patrocinio de la Sra. Lina Espinoza, tal calidad no

lo habilitaba para alegar en juicio respecto del

hecho que la damnificara, sin la presencia de ésta

en el juicio.

Sin perjuicio de que pudieran ser

atendibles las razones de la Sra. Espinoza para no

acudir a la audiencia de debate, lo cierto es que

esa circunstancia comunicada por su letrado con

suficiente antelación para reprogramar la

continuidad del juicio. Por ello, toda vez que la

ausencia de la Sra. Espinoza importó la inasistencia

de la parte legitimada pasivamente en el debate, la

representación ejercida por el Dr. Gauto no permite

subsanar la falencia procesal incurrida.

En definitiva, no contando el Dr. Gauto

con el poder especial necesario para estar en juicio

y alegar en representación de Espinoza y ante la

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
ausencia de ésta en el debate, -siendo que el

letrado patrocinante no tiene facultades

independientes a su representado-, es que haré lugar

al planteo de la defensa, conforme lo normado por

los artículos 167, inciso 2° y 170, inciso 3° del

Código de rito y por consiguiente, ha de declararse

la nulidad peticionada por la defensa.

De la maniobra en general:

Con los elementos de juicio colectados en

el curso de la audiencia oral y pública llevada

adelante en esta causa respecto de Guillermo Pablo

Camilo Trigas Vila, Gustavo Daniel Cañete, Iván

Alejandro Malfatti y Juan Martín Scordamaglia, la

profusa cantidad de elementos probatorios reunidos

durante la etapa de la instrucción del proceso, los

cuales han sido oportunamente enumerados en los

distintos requerimientos de elevación a juicio

formulados por el fiscal y la querella y los

reconocimientos expresos realizados por algunos de

los imputados al momento de prestar declaración

indagatoria; me permiten tener por cierto y

demostrado con el grado de certeza positiva que los

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

nombrados llevaron a cabo una gran cantidad de

maniobras defraudatorias en su calidad de apoderados

y/o empleados de la firma “Alfa y Asociados”,

haciéndole creer a sus víctimas que gestionarían a

su favor créditos para la adquisición de viviendas,

para lo cual les exigían el aporte de una suma de

dinero a modo de “seña”, anticipo o adelanto que,

conforme con la estrategia delictiva diseñada,

supuestamente era seguido de un plan de pago de

cuotas mensuales destinadas a amortizar el valor

total de la vivienda ofrecida.

La maniobra orquestada preveía la

contratación temporaria de empleados dedicados a la

captación de personas que deseaban vender sus

inmuebles, y otros dedicados a encargados del primer

contacto entre los interesados en esas fincas y la

firma Alfa y Asociados, a quienes se denominaba

internamente como “vendedores”.

En la gran mayoría de los casos el

contacto entre los propietarios y el personal de

“Alfa” era únicamente telefónico, lo que explica que

los inmuebles no contaban con cartel de venta

exhibido. Es que el presupuesto de mínima que exigía

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
el ardid diseñado por los aquí imputados requería

únicamente la autorización de los dueños para que

los damnificados visitasen una finca en venta, a

efectos de avanzar en la concreción del pago del

anticipo.

A partir de allí, las tratativas con los

dueños iban incluyendo otros elementos de captación

si la situación así lo exigía. En algunos casos el

compromiso que asumía “Alfa y Asociados” contenía la

promesa de adquisición de la propiedad si pasado un

lapso preestipulado no se vendía a terceras

personas. Promesa –obviamente- que nunca se cumplió.

El siguiente paso de la maniobra

estafatoria se vinculaba con la publicidad de los

servicios de Alfa en general. Se utilizaban medios

masivos de comunicación, dedicados a la publicidad

de bienes y servicios de bajo costo, en la gran

mayoría de los casos, según quedó comprobado, la

revista “Segundamano”.

Los avisos se hacían tanto como para

atraer a propietarios con intenciones de venta,

proponiendo gestionar la oferta pública del

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

inmueble, como para la captación de los pretensos

“compradores”.

En algunas oportunidades, los avisos

identificaban parcialmente una propiedad, informaban

la zona donde se ubicaba, los ambientes que la

integraban y las medidas aproximadas, junto con el

valor total, el anticipo y las cuotas a pagar. En

otras ocasiones, sólo informaban la posibilidad de

acceder a las viviendas a partir de la planificación

crediticia señalada.

Así, los damnificados se contactaban de

manera telefónica con Alfa y Asociados a partir de

los números que se brindaban en los avisos, y

solicitaban información sobre la operatoria o sobre

la vivienda que se presentase más adecuada a sus

necesidades.

Un elemento importante de la maniobra

defraudatoria estaba dado por la necesidad de

limitar el flujo de información entre los

interesados en la compra de la vivienda y los dueños

de las propiedades.

Ha quedado comprobado que se indicaba

específicamente a quienes exhibían las fincas que no

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
podían conversar sobre el precio de aquella con los

interesados. Ello, a fin de generar una oferta mucho

más atractiva del inmueble, a partir de la tasación

en valores inferiores a los que se prometía

concretar la operación a sus dueños.

Las visitas a las propiedades en oferta se

concretaban muchas veces antes de concurrir

personalmente a las oficinas de Alfa y Asociados, y

en otras ocasiones, luego de un primer contacto con

personal de esa firma. En raras ocasiones esas

visitas incluían a empleados de la pretendida

inmobiliaria.

El segundo gran paso de la maniobra exigía

la concurrencia de los damnificados a las oficinas

montadas por Alfa en la calle Uruguay 265 piso 9° A.

Allí los damnificados podían llegar

inicialmente luego de un primer contacto telefónico

o, como se explicó, luego de haber visitado una o

más viviendas cuya adquisición pretendían. En algún

caso, también han concurrido sin haber definido el

interés sobre una vivienda en particular, sino más

bien sobre el plan de pagos para el acceso a un

inmueble por la zona que pretendían.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

Una vez que los damnificados visitaban los

inmuebles y se enteraban de las condiciones de

adquisición, finalmente se concertaba una reunión en

las oficinas de la calle Uruguay.

En la maniobra de captación todos los

empleados de Alfa se relacionaban con las víctimas

con notoria gentileza y amabilidad, con flexibilidad

horaria para la atención, incluso concurriendo a las

oficinas los días sábados para lograr el cobro del

mencionado “anticipo”.

Las oficinas donde se concretaba la

defraudación estaban ubicadas, como se dijo, en la

unidad funcional identificada como “A” del piso 9°

del edificio sito en la calle Uruguay 265 de la

Ciudad de Buenos Aires. Allí, en primer término

enfrentaban al personal de seguridad o recepción de

la planta baja, donde debían dejar sus datos

personales que se ingresaban en un registro. Una vez

cumplido ello, se les habilitaba el acceso al piso

9°.

Los damnificados eran recibidos

generalmente por mujeres jóvenes, que les

preguntaban sobre qué trámite querían concretar, y

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
les indicaba quién los recibiría, previo aguardar en

una sala de espera.

Posteriormente, eran atendidos por alguno

de los aquí imputados, que le informaba que el

servicio ofrecido por Alfa y Asociados se

relacionaba con la gestión de un crédito para la

adquisición de la vivienda, por un valor que se

constituía, en términos aproximados, por el importe

del inmueble menos el anticipo que debían completar.

Ese anticipo, sabrán luego, comprendía un

porcentual antojadizo y variable presuntamente

destinado a cubrir “gastos administrativos” y

“honorarios de gestión”.

Durante el debate ha quedado corroborado

el despliegue discursivo de los imputados con la

finalidad de obtener a la brevedad el pago del

anticipo de referencia, y que aquel fuese lo más

alto posible.

Es que esa entrega de dinero iba a

conformar el núcleo del ilícito. En ese momento, con

esa disposición patrimonial se concretaba el ardid

montado por los aquí encausados. Con ese afán, ha

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

quedado en evidencia la doble velocidad impresa por

aquellos para las tratativas con los damnificados.

Por un lado se pretendía generar el pago

del anticipo con la mayor premura posible. Para

ello, desde Alfa se llamaba insistentemente a los

eventuales interesados para que hicieran efectivo el

pago. Se les refería que debían concretarlo porque

había más interesados, se les decía que las

propiedades debían ser reservadas para sacarlas de

la oferta, les exigían la mayor cantidad de dinero

posible para facilitar la decisión favorable a la

concesión del crédito, etc.

Pero luego de la entrega del dinero, la

situación se modificaba rotundamente. Los trámites

no avanzaban, se les indicaba a los damnificados que

su carpeta iba atravesando “departamentos” de

evaluación crediticia, debían superar un examen

ambiental que se hacía en su domicilio, conseguir

garantes, luego perfeccionar esas garantías, entre

otras maniobras dilatorias.

Agotado el tiempo acordado o indicado en

cada contratación, cuando los damnificados advertían

que no había avances en la gestión de su presunto

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
crédito o la adjudicación de la vivienda prometida,

los reclamos iban adquiriendo mayor intensidad.

Una vez desplegadas toda la gama de

maniobras dilatorias a su alcance, la transacción

debía fracasar. Esa era la indicación desde los

organizadores de Alfa, y la parte conclusiva de la

planificación delictiva.

En muchos casos, la decisión de no

continuar con la gestión era adoptada por los

propios damnificados, quienes encontraban como

respuesta a la solicitud de anulación, la necesidad

de una quita sobre el monto entregado en calidad de

anticipo. La misma deducción se realizaba cuando la

frustración de la operación era adoptada por los

integrantes de Alfa, bajo la excusa de que el

crédito había sido rechazado.

La quita -que inicialmente nunca ocurriría

según se prometía- estaba contenida en una de las

cláusulas de los mandatos de gestión de crédito que

consignaban los interesados. De acuerdo a las pautas

convenidas estaban destinados a “gastos

administrativos” y “honorarios de gestión” que, como

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

ya se sostuvo y ha quedado acreditado en el juicio,

nunca se realizaban.

La única defensa que ha insistido en la

legalidad de la maniobra desplegada por Alfa y

Asociados, intentó asimilar los gastos

administrativos retenidos con aquellos que las

entidades bancarias cobraban en los resúmenes de

tarjetas de crédito o aquellos gastos imputados al

mantenimiento de las cuentas corrientes. La

indicación, empero, no ha precisado ni de forma

remota una única acción de parte de los integrantes

de Alfa destinada a una cierta evaluación de la

situación crediticia de los eventuales clientes. El

argumento no supera el plano de la mera invocación y

se contrapone de manera rotunda con la profusa

prueba colectada en la causa y producida en el

debate.

Y, además, la inexistencia de gestión

alguna por parte de la empresa fue expresamente

reconocido como el núcleo de la maniobra

defraudatoria por los demás imputados en sus

declaraciones indagatorias.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Si bien en los contratos se prefijaba una

suma en caso de anulación o arrepentimiento del

mandante, ha quedado demostrado en el debate que el

monto de devolución dineraria era variable y

dependía en muchos casos de la urgencia en conseguir

el reintegro que cada una de las víctimas

demostraba.

En efecto, ha quedado demostrado en muchos

casos que la promesa de devolución variaba también

con relación al plazo en que efectivamente se

concretase. Así, a mayor urgencia, menor era el

reintegro.

Ello también explica que en muchos casos

se había convenido una determinada devolución, con

la consignación de un documento que así lo

reflejaba, pero nunca se concretó.

Esta era otra de las aristas de la

maniobra, que tenía como única finalidad la

maximización del lucro obtenido a partir del montaje

de un fraude.

Y en ese horizonte, en los casos en los

que los damnificados finalmente accedieran a una

devolución, les era exigida la firma de un convenio

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

que los obligaba a desistir de cualquier tipo de

acción judicial.

Hay, empero, muchos casos en los que los

damnificados no se contentaron con el dinero

ofrecido como devolución y desistían de realizar

algún reclamo.

“Alfa y Asociados”:

Para entender mejor cómo se desarrollaron

los hechos de juicio, es necesario remontarse al

contexto que le diera inicio a la creación de la

firma tras la cual los imputados se cobijaron para

valerse de una estructura que hiciera propicia la

realización de las maniobras engañosas acreditadas.

Sobre la histórica formación de la

sociedad cuestionada, vale remarcar que el 6 de

junio de 2006, los imputados Juan Martín

Scordamaglia y Gonzalo Ariel Rearte crearon la

sociedad “F&A S.R.L.”, luego conocida como “Alfa y

Asociados.

En tal contexto, y tal como ha sido

explicado en la sentencia firme dictada por el

Tribunal Oral en lo Criminal nro. 4 de esta ciudad

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
el 28 de agosto de 2008 en la causa nro. 2901,

sumado a los dichos de los imputados Trigas Vila,

Cañete y Malfatti; Juan Martín Scordamaglia

constituyó las oficinas de “Alfa y Asociados” que en

un primer momento llevó el agregado a dicha

denominación, “Bienes Raíces” sobre la Avenida

Corrientes nro. 2589, Piso 3° “12” de esta ciudad,

pasando luego a ocupar el inmueble ubicado sobre la

calle Uruguay nro. 265, 9° piso departamento “A”, de

esta ciudad.

El 7 de julio del año 2006, mediante

escritura número doscientos veintisiete, Susana

Concepción Puglia, presunta socia gerente de la

Sociedad F&A Asociados S.R.L. (a posteriori Alfa y

Asociados), confirió poder general amplio de

administración y disposición en favor de Juan Martín

Scordamaglia, entre otros (conforme surge de la

copia de la sentencia aludida y de la copia

certificada del poder reservado en Secretaría).

A partir de este acto se empezó a

constituir la firma que se conocería como “Alfa &

Asociados”, aunque conforme con lo relatado por el

testigo Osvaldo Remigio Malvezzi Taboada -cuya

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

declaración obrante a fs. 4894 fue incorporada por

lectura al debate-, en su condición de titular

dominial del inmueble de la calle Uruguay 265 piso

9° “A” de esta ciudad, la propiedad designada como

domicilio de la sede social había sido antes

alquilada por Gonzalo Ariel Rearte (con fecha 19 de

mayo de 2006). Prueba de ello lo constituye la copia

del contrato de alquiler glosada a fs. 4891/4892.

No obstante a ello, se pudo comprobar que

la firma “F & A Asociados” (Alfa & Asociados) no se

encontraba debidamente registrada ante la Cámara

Inmobiliaria Argentina, conforme surge del informe

obrante a fs. 4144 y tampoco se encontraba

habilitado el inmueble en cuestión por la autoridad

competente del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires

para funcionar en el rubro inmobiliario –según surge

de fs. 4567-.

Así las cosas, la sociedad comenzó a

desarrollar sus actividades en el citado domicilio,

para lo cual comenzaron a dar una activa publicidad

de sus servicios, fundamentalmente, en el periódico

“Segundamano” y en alguna ocasión en la sección

clasificados del diario “Clarín”, como así también a

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
través del reparto manual de folletos ilustrativos y

tarjetas personales en los que la firma se daba a

conocer como “Alfa & Asociados-Estudio Inmobiliario,

Jurídico y Financiero”.

De esta manera se gestó y empezó a

desenvolverse “Alfa y Asociados”, liderada en un

primer momento por los imputados Scordamaglia y

Rearte. A finales del año 2006 comenzó a trabajar en

la oficina el imputado Iván Malfatti, realizando

tareas de asesoramiento legal, algunos días de la

semana (tal como fue por él reconocido, art. 378 del

C.P.P.N).

Al poco tiempo ingresó a trabajar en la

firma el imputado Gustavo Daniel Cañete, realizando

en un primer momento tareas de cadetería pasando -a

posteriori- a desarrollar tareas administrativas

dentro del lugar.

Finalmente, a mediados del año 2007

ingresó a la firma el imputado Guillermo Pablo

Camilo Trigas Vila, quien comenzó atendiendo a los

clientes vía telefónica, para luego de adquirir la

mecánica de la maniobra, dedicarse específicamente

al despliegue discursivo del ardid y la obtención

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

del pago del anticipo o seña de parte de los

damnificados.

El devenir de la maniobra ilícita que aquí

se juzga:

Constituida “Alfa” en la calle Uruguay

265, piso 9 “A” de esta ciudad, con sus respectivos

socios y empleados, empezó a desarrollarse la

maniobra defraudatoria ya explicada. Todo ello nos

vuelve a colocar en el hito de la creación de “Alfa

y Asociados” el 6 de junio de 2006, que marcó una de

las etapas trascendentes del plan delictivo que se

venía ejecutando para cometer los hechos que

culminaron por perjudicar, al menos, a 347

damnificados respecto de los cuales se cierran las

imputaciones comprendidas en este juicio.

En esta compleja maniobra tuvieron activa

participación, aunque con diferentes roles e

intensidad –tópico que será analizado más adelante–,

todos los imputados mencionados en el acápite,

quienes de distinta manera buscaron aprovecharse de

la ilusión de muchas personas que soñaban con tener

su “casa propia”, obteniendo de esta manera un

beneficio económico propio (circunstancia que además

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
fue admitida en el juicio por varios imputados en la

oportunidad prevista en el art. 378 del C.P.P.N).

Otro de los ejes cardinales del quehacer

descripto lo constituye el “perfil” de los clientes

que se acercaban a las oficinas de “Alfa”,

tratándose por lo general de personas pertenecientes

a un sector económico vulnerable, de clase media

baja y con escaso nivel de instrucción.

Aunque, el espectro de víctimas era más

amplio aún, ya que involucraba a maestros, personal

de enfermería, y albañiles, hasta personal policial

y de las fuerzas de seguridad. Así, la escena

montada por la firma asegurar la eficacia de su

engaño era de una sofisticación tal (con relación a

ello, cabe tener en cuenta la privilegiada ubicación

geográfica y la cuidada ambientación interna y

aprovisionamiento tecnológico de las oficinas del

estudio), que coadyuvaba a que cualquier

destinatario de tales operaciones no debiera crear

ni tener sospechas acerca de la ilicitud de los

negocios llevados a cabo.

Otro aspecto central que sustentaba la

maniobra fue el diseño de formularios o “modelos” de

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

contrato entre cuyas cláusulas se consignaban los

espacios en blanco para ser completadas

arbitrariamente con las sumas de dinero que en cada

caso se prometía financiar, como así también el

monto que sería destinado a la realización de

gestiones crediticias y gastos administrativos -que

en los hechos, jamás se efectivizaban-, sin contar

que además en muchos casos se discriminaban gastos

por honorarios profesionales.

A partir de tal estructura formal, los

“ficticios” estados del trámite de los créditos eran

volcados en planillas (que fueron secuestradas de la

sede de Alfa y se encuentran reservadas en

Secretaría), o fichas informalmente confeccionadas

por los empleados de la firma, todo lo cual no hacía

más que contribuir al entramado delictivo en acción.

Ha quedado claro, a partir de la cuantiosa

prueba colectada, que mediante la puesta en escena

de diversos métodos de apariencia formal, los

imputados mantenían las operaciones iniciadas en la

expectativa de resolución mientras reproducían su

falaz negocio con otros damnificados, echando mano

de cualquier recurso que les asegurase explotar al

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
máximo el provecho lucrativo que las operaciones que

llevaban les pudieran brindar, pues de manera

simultánea se tomaban diferentes señas o anticipos

de dinero de varios clientes por la misma propiedad,

a sabiendas, claro está, de que el crédito ofrecido

nunca se otorgaría a ninguno de ellos.

El plan delictivo diseñado y ejecutado por

Juan Martín Scordamaglia, sostenido por el resto de

los imputados del proceso, recién tuvo un final

-para ellos inesperado- cuando irrumpieron en la

escena los medios periodísticos que difundieron

imágenes televisivas que -a la postre- contribuyeron

a desmantelar el negocio de “Alfa”, concretamente a

través del programa “Documentos América”, lo cual

fue refrendado con las declaraciones de varios

testigos que en el debate dijeron que “hasta que la

maniobra no explotó” en los medios, “Alfa” proseguía

desplegando impunemente su accionar delictivo,

conteniendo -como diera lugar y a fuerza de agotar

innumerables recursos discursivos-, los reclamos que

los clientes efectuaban -todo ello, claro está, con

tal de proseguir en su accionar delictivo-, a la par

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

de continuar captando nuevas víctimas que se sumaban

día tras día.

Los hechos ilícitos imputados en

particular con relación a todos los damnificados:

A continuación se analizarán los casos de

quienes, de la manera supra descripta y de acuerdo

con la acusación, resultaron damnificadas. Para ello

se mantendrá la misma numeración que a cada hecho en

particular se les asignó a lo largo de la

investigación.

Hecho 1: Tengo por probado que el día 26

de julio de 2007, Cristian Sergio Aquino concurrió a

la sede de “Alfa y Asociados”, sita en la calle

Uruguay 265, 9° piso “A” de esta ciudad, luego de

haber observado en el diario “Segunda Mano” el aviso

publicitario de los servicios que la firma decía

ofrecer. Una vez allí, fue atendido por Gonzalo

Ariel Rearte, a quien le hizo saber de su interés

por una vivienda en la localidad de Villa Bosch, por

lo que solicitó verla. Se presentó en el lugar,

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
donde se entrevistó con la dueña Carmen Graciela

Carpio, quien le confirmó que la casa estaba en

venta. De esta manera concurrió nuevamente a las

oficinas de la calle Uruguay, siendo atendido otra

vez por Ariel, con quien suscribió un mandato de

gestión de crédito por la suma de $140.000 (pesos

ciento cuarenta mil), para lo cual en ese mismo acto

aportó -a modo de anticipo-, la suma de $ 10.000

(pesos diez mil), contra entrega del respectivo

recibo. A su vez suscribió un mandato de tramitación

y la ratificación de la contratación, siéndole

informado a Aquino que en el lapso de quince días

“tendría novedades”.

Transcurrido el tiempo Aquino se presentó

en la inmobiliaria para hablar con la persona con la

cual había tratado, aunque le dijeron que estaba

ocupado y no podía atenderlo. Así, se dirigió a la

vivienda “señada” y habló con la dueña, la Sra.

Carpio, quien le manifestó que la casa ya había sido

señada por una chica llamada “Nadia”, por lo que le

pidió su número telefónico y se contactó con ella.

“Nadia” le confirmó que había señado la propiedad a

través de “Alfa y Asociados”, utilizando el mismo

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

método que él, teniendo firmados incluso los mismos

papeles. Frente a esto, fueron juntos a Alfa a pedir

explicaciones. Una vez allí, los atendió Gonzalo

Ariel Rearte e Iván Malfatti, quienes les dijeron

que habían decidido juntar varias “señas” a fin de

que la supuesta entidad financiera decidiera cuál

era el cliente apto para obtener el crédito. A

partir de ello, Aquino contrató un abogado quien

negoció infructuosamente con Malfatti la devolución

del dinero aportado por el primero, ya que éste

nunca lo recuperó. El testigo fue conteste….incluso,

a pesar del tiempo transcurrido, siendo claro al

relatar las maniobras dilatorias desplegadas por el

personal de Alfa y Asociados.

A este testimonio se suma el de la dueña del

inmueble por cuya adquisición Aquino pagó el

adelanto, Carmen Graciela Carpio quien ratificó que

su casa estaba a la venta a través de Alfa y

Asociados, a quienes llegó a través del diario

“Segunda Mano”. Explicó que le llamó la atención la

gran cantidad de gente que iba a ver la propiedad

avisándole que "iban por el aviso”. A su vez, se

cuenta con la documentación reservada en Secretaría

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
e identificada “hecho 1”, entre la cual obra el

diario “Segunda Mano” donde fue publicado el

servicio de “Alfa”; el recibo por $ 10.000 dado a

Aquino como constancia del anticipo; el mandato de

gestión de crédito; el mandato de tramitación y la

ratificación de contratación, documentos que fueran

suscriptos por Aquino y Alfa.

Hecho 2: Tengo por probado que Beatríz

Luisa Gama concurrió a la sede de “Alfa y Asociados”

ya mencionada, con motivo de una publicación en la

revista “Segunda Mano” de una vivienda en la

localidad de Temperley, Provincia de Buenos Aires.

Luego de visitarla, se dirigió al estudio el 17 de

agosto de 2007, y se entrevistó con el imputado

Trigas Vila quien le explicó la operatoria y le

requirió el pago de un adelanto de dinero, por lo

cual abonó la suma de diez mil pesos ($10.000)

contra entrega de un recibo confeccionado por Trigas

Vila. A la espera del plazo de la gestión

crediticia, Gama recibió un llamado telefónico del

dueño de la casa, quien le avisó que no había

renovado el contrato con Alfa & Asociados. Por este

motivo, la dicente se comunicó con Trigas Vila quien

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

le dijo que no se preocupara y que debía “esperar

que saliera el crédito”. Sin embargo, la damnificada

realizó la correspondiente denuncia, ante lo cual

recibió varios llamados telefónicos de quien se

identificó como el Dr. Iván Malfatti para que

desistiera de su denuncia y llegar a una mediación

en la que le devolverían la mitad del dinero

aportado, lo cual nunca sucedió -confr. Declaración

testimonial incorporada por lectura al debate,

obrante a fs. 70 de la causa-.

Respecto de este hecho se cuenta con la

documentación agregada a fs. 66/69, tratándose de un

recibo por la suma de diez mil pesos con la firma

atribuida a Trigas Vila; un mandato de gestión de

crédito, un mandato de tramitación y una

ratificación de contratación suscriptos por el

nombrado. A ello se suma la documentación reservada

en Secretaría identificada con el nombre “Hecho 2”,

consistente en una solicitud de crédito, un mandato

de gestión de crédito, un mandato de tramitación y

una ratificación de contratación suscriptos por la

testigo.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Hecho 3: Tengo por probado que Edwin

Adolfo Alejo Condori concurrió a la sede de Alfa y

Asociados ya citada, interesado por una publicación

en la revista “Segunda Mano” sobre créditos para

adquirir viviendas. Visitó una propiedad ubicada en

esta ciudad que le gustó y se dirigió al estudio el

5 de octubre de 2007, donde se entrevistó con Trigas

Vila, quien le explicó la modalidad de la operación

y le requirió que abonara una seña. El testigo abonó

por tal concepto la suma de ocho mil pesos ($8.000),

contra entrega de un recibo confeccionado por Trigas

Vila, y además abonó la suma extra de trescientos

cincuenta pesos ($ 350) destinados a gastos de la

inmobiliaria. Pasado el tiempo y luego de varios

reclamos, se presentó dos veces en la inmobiliaria,

siendo atendido por Malfatti quien le pedía que

tuviera paciencia, porque el crédito se encontraba

en trámite. Finalmente decidió hacer la denuncia

ante Defensa del Consumidor, se fijaron dos

audiencias de mediación sin que ningún representante

de la firma concurriera, y en definitiva nunca

recuperó el dinero invertido (confr. Declaraciones

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

testimoniales incorporadas por lectura al debate,

obrantes a fs. 171/72 y 3364).

A su vez, se cuenta con la documentación

reservada en Secretaría identificada con el nombre

“Hecho 3” en la que puede observarse un recibo

provisorio por la suma de ocho mil pesos ($8.000)

firmado por Trigas Vila, un mandato de gestión de

crédito, un mandato de tramitación y una

ratificación de contratación firmadas por el testigo

y por Trigas Villa.

También se encuentra reservado en dicho

sobre, el informe de estado de la carpeta crediticia

expedido por Iván Malfatti a Ana Isabel Carvajal de

fecha 2 de noviembre de 2007, las cartas documento

nro. 91016170 y 883077506, envidas por Condori a ‘F

& A Asociados S.R.L.’ y los formularios de mediación

previa conforme ley 24.573 de fechas 20/02/2008,

11/03/2008, 28/03/2008 y 15/04/2008.

Hecho 4: Tengo por probado que el día 29

de junio de 2007, Carina Paola Vargas concurrió a la

sede de “Alfa y Asociados”, después de haber

observado los avisos publicados en el diario

“Segunda Mano” y en la televisión. Una vez allí, fue

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
atendida por Gonzalo Ariel Rearte, a quien le hizo

saber de su interés por una vivienda en la localidad

de Isidro Casanova. Se presentó en el lugar y se

entrevistó con la dueña, quien le confirmó que la

casa estaba en venta. De esta manera concurrió

nuevamente a las oficinas de la calle Uruguay, donde

suscribió un mandato de gestión de crédito por la

suma de $90.000 (pesos noventa mil) con Malfatti,

aportando para ello y a modo de anticipo, la suma de

$ 5.000 (pesos cinco mil), ya que en ese momento

carecía de los $10.000 pesos exigidos, por lo cual

se le hizo entrega del recibo bajo constancia de

adeudar cinco mil pesos restantes. A su vez

suscribió un mandato de tramitación y la

ratificación de la contratación que fueron firmados

por Malfatti. Transcurrido un tiempo, Alfa le exigió

que reúna mayores requisitos, habiéndose presentado

un empleado en su domicilio para hacerle una informe

ambiental y luego le exigieron la entrega de una

garantía propietaria. Así las cosas, y habiendo

transcurrido un tiempo se presentó en la

inmobiliaria donde fue atendida por Daniel Cañete,

quien le refirió que su carpeta había sido rechazada

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

y que únicamente le devolverían $2000 (dos mil

pesos). Vargas se contactó con la Dra. Cortese para

que la asesorara respecto a su reclamo y pese a

haber tenido tres mediaciones con Iván Malfatti como

representante legal de Alfa, nunca recuperó ninguna

suma de dinero. La víctima Carina Paola Vargas fue

clara al explicar las maniobras dilatorias que

realizaron desde Alfa y Asociados hasta serle

informado por Cañete que su crédito había sido

rechazado. Avalan sus dichos la documentación

reservada en Secretaría, tratándose de una carpeta

secuestrada de las oficinas de Alfa. Cabe detenerse

aquí para señalar que estas carpetas (de color verde

y con el nombre del cliente) que irán apareciendo a

medida que se vaya enumerando la prueba en cada

hecho en particular, demuestran la modalidad

empleada por Alfa para dar un marco de aparente

seriedad a sus ilícitas operaciones. En efecto, a

partir de la presentación de los clientes en la

oficina, se armaban estas carpetas que generalmente

constaban de una solicitud de crédito, un mandato de

gestión, mandato de tramitación, ratificación de

contratación, el recibo otorgado al cliente por el

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
anticipo abonado, recibo de sueldo y fotocopia de

DNI. En otros casos, se agregaban fotocopias de

servicios a su nombre y del DNI y/o recibo de sueldo

del cónyuge. Así fue el caso de la carpeta asignada

a Carina Vargas, en la cual luce la documentación

correspondiente, la cual se ve complementada por la

documental aportada por la propia damnificada en un

sobre marrón con el título “Hecho 4”. Allí se

encuentran los recortes de periódicos, e incluso

fotografías de los avisos televisivos, donde se

promocionaba “Alfa y Asociados”. También en ese

sobre, existe un aporte que merece ser destacado. Me

refiero a las actas de mediación de donde surge que

no se llegó a ningún acuerdo con Malfatti como

apoderado de F&A y particularmente aquella

denominada como “prueba N°5 A”, la que consta de una

observación firmada por la mediadora, Dra. Gloria

Cristina Martínez, quien dejó constancia que el

apoderado Iván Alejandro Malfatti, no acompañó

credencial que acredite su condición de letrado en

el ámbito de la Capital Federal, ni de la Provincia

de Buenos Aires.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

Hecho 5: Tengo por probado que Jorge Mario

Almada concurrió el 6 de febrero de 2008 a la sede

de Alfa y Asociados, a raíz de una publicación en la

revista “Segunda Mano” sobre un campo en la

Provincia de Córdoba. Ese día se entrevistó con

Trigas Vila, a quien le manifestó su interés en el

campo y combinó entregar la suma de diez mil pesos

para comenzar a tramitar un crédito a diez años.

Cañete lo acompañó al banco a sacar el dinero y

volvieron al estudio donde se la entregó en mano a

Trigas Vila, quien le firmó el correspondiente

recibo. El 26 de febrero volvió a presentarse en el

estudio y fue atendido por Trigas Vila a quien le

abonó otros diez mil pesos ($10.000) por el cual

también le dio un recibo. En el mes de marzo, el

testigo informó vía telefónica de su intención de

pagar el total del precio al contado, por lo cual,

el 27 de marzo de 2008 volvió al estudio y le

entregó a Trigas Vila cincuenta mil pesos ($50.000),

ocasión en la cual éste “rompió” la documentación

relativa al crédito inicialmente pactado, ya que

éste no era necesario porque el inmueble se había

pagado en su totalidad en efectivo. En esa

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
oportunidad, Trigas Vila estaba acompañado por

Miguel Ángel Santillán, quien fue presentado como el

propietario del campo que adquiría y firmaron un

boleto de compraventa. Mientras aguardaba la

escritura, el testigo viajó a Córdoba a ver el

campo, y se enteró respecto de otras dos mujeres que

también figuraban en el boleto como vendedoras que:

una estaba fallecida, mientras que la otra no tenía

intención de vender y le explicó que Santillán era

un familiar a quien nunca había autorizado para la

venta. En su reclamo a Alfa fue atendido por

Malfatti, quien le hizo creer que la empresa también

había sido engañada y que se ocuparía del reclamo,

sin tener noticias (confr. Declaración testimonial

obrante a fs. 214/215 y 4139/40 incorporadas por

lectura al debate). Asimismo, se cuenta con la

documentación reservada en Secretaría, identificada

con el nombre “Hecho 5” en la que puede observarse

un recibo provisorio por la suma de diez mil pesos

($10.000) firmado por Trigas Vila, una solicitud de

crédito firmada por el testigo, dos mandatos de

gestión de crédito, dos mandatos de tramitación y

una ratificación de contratación firmadas por el

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

testigo y por Trigas Villa y con la inscripción

“Anulados”, ya que, tal como se expuso, al pagar los

cincuenta mil pesos el trámite del crédito había

sido anulado.

Por último, se cuenta con una nota de

fecha 8 de enero de 2008, suscripta por Miguel Ángel

Santillán, donde éste autoriza la venta de la

propiedad en cuestión, no obstante no ser el titular

del inmueble, ni tener mandato para ello.

Hecho 6: Tengo por probado que Pedro

Antonio Portillo concurrió a la sede de Alfa y

Asociados, interesado por una publicación en la

revista “Segunda Mano” sobre créditos para adquirir

viviendas. Luego de visitar una propiedad en Monte

Grande, se dirigió al estudio el 14 de febrero de

2008, donde se entrevistó con Trigas Vila quien le

explicó la operatoria y le requirió un adelanto, por

lo cual le abonó la suma de nueve mil pesos ($9.000)

a cambio de un recibo confeccionado y firmado por

Trigas Vila. Transcurrido el tiempo sin respuesta y

ante la denuncia realizada por el testigo, Malfatti

se comunicó con él, ofreciéndole la devolución de

cuatro mil pesos bajo la condición de retirar la

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
denuncia penal, situación que tuvo lugar el 15 de

septiembre de 2008 a través de la firma de un

acuerdo con Malfatti (confr. declaraciones brindadas

por el damnificado a fs. 291 y 1856/57 incorporadas

por lectura al debate). A su vez, se cuenta con la

documentación reservada en Secretaría, identificada

con el nombre “Hecho 6” en la que puede observarse

un recibo provisorio por la suma de nueve mil pesos

($9.000) firmado por Trigas Vila; una solicitud de

crédito firmada por el testigo; un mandato de

gestión de crédito, un mandato de tramitación y una

ratificación de contratación suscriptas por el

testigo y por Trigas Vila y un acuerdo transaccional

firmado por el testigo y Malfatti.

Hecho 8: Tengo por probado que Ramón

Humberto Reyes concurrió a la sede de Alfa y

Asociados, a raíz de un aviso publicado en el diario

“Segunda Mano”. Una vez allí hizo saber de su

interés por una vivienda en la localidad de Morón,

por lo que solicitó verla. Se presentó en el lugar y

se entrevistó con sus ocupantes, confirmándole que

la casa estaba en venta. Concurrió nuevamente a las

oficinas de la calle Uruguay siendo atendido por

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

Ariel, quien le exigió como adelanto la suma de ocho

mil pesos ($8.000), a lo cual Reyes le manifestó que

no tenía esa suma en ese momento, pero que la podía

tener en el plazo de quince días pidiendo un

préstamo. Transcurrido ese término, con fecha 2 de

julio de 2007 fue nuevamente a las oficinas con el

dinero, y suscribió un mandato de gestión de crédito

por la suma de $84.000 (pesos ochenta y cuatro mil),

aportando para ello y a modo de anticipo, la suma de

$ 8.000 (pesos ocho mil), por lo cual se le hizo

entrega del respectivo recibo. A su vez suscribió un

mandato de tramitación y la ratificación de la

contratación y le hicieron saber a Reyes que en el

lapso de treinta o cuarenta y cinco días “tendría

novedades”. Transcurrido ese tiempo Reyes se

presentó en la inmobiliaria y le dijeron que había

un problema, que faltaba una escritura o garantía

propietaria, por lo que comenzó una discusión con

Cañete y Malfatti, quienes pese a ofrecerle una

devolución parcial del dinero y ante la negativa del

damnificado, nunca le devolvieron nada.

Para llegar a esta conclusión he tenido en

cuenta principalmente el testimonio del damnificado

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Ramón Humberto Reyes, quien relató paso a paso como

fue la puesta en escena montada por “Alfa”,

identificando a sus integrantes del estudio Pablo,

Daniel y Ariel y describiendo a Malfatti cuando la

situación se puso tensa por su reclamo. Cuando

explicó las negativas consecuencias que este suceso

le produjo en su ánimo, fue contundente en afirmar

que además de perder los ocho mil pesos que había

pagado a Alfa, perdió otros ocho mil pesos que

provenían de los intereses que se le generaron por

haber sacado un préstamo personal para poder abonar

el anticipo exigido. En este caso también se cuenta

con documentación reservada en Secretaría,

identificada como “hecho 10”, donde consta el recibo

que le entregaron como constancia del pago de los

ocho mil pesos a la firma Alfa. A su vez, en el

mismo sobre, se encuentra agregado el mandato de

gestión de crédito, el mandato de tramitación y la

ratificación de contratación, todos estos documentos

suscriptos por el testigo Reyes.

Hecho 9: Tengo por probado que Margarita

Isela Orosco Choque se comunicó telefónicamente con

personal de la oficina de “Alfa y Asociados” después

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

de haber observado en el diario “Segunda Mano” el

correspondiente aviso publicitario, para ver una

vivienda en la localidad de Merlo. Una vez allí, se

entrevistó con la dueña, Alicia Gallardo, quien la

acompañó a recorrer la propiedad. Luego, concurrió a

la oficina donde fue atendida por Pablo Vila, a

quien le hizo saber de su interés por la vivienda,

con quien suscribió un mandato de gestión de crédito

por la suma de $22.000 (pesos veintidós mil),

aportando para ello, y a modo de anticipo, la suma

de $ 25.000 (pesos veinticinco mil), por lo cual se

le hizo entrega del respectivo recibo. A su vez

suscribió un mandato de tramitación y la

ratificación de la contratación. Transcurrido un

tiempo, Orosco empezó a llamar por teléfono a la

firma a fin de consultar sobre el estado de su

trámite, siendo atendida siempre por Pablo Vila,

quien le contestaba con distintas evasivas y le

decía que había que esperar, que estaba todo bien.

Finalmente, la víctima consultó con abogados del

Patrocinio Jurídico Gratuito de la Universidad de

Buenos Aires, quienes la impulsaron a hacer una

denuncia, frente a lo cual Iván Malfatti, como

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
apoderado legal de Alfa, le envío una carta

documento, instándola a que desista de ella. Pese a

ello, y sin un elemento alentador para arribar al

recupero de su dinero, y siendo que esto jamás

ocurrió, la damnificada decidió “olvidarse del

tema”. Para llegar a esta conclusión he tenido en

cuenta en primer lugar el relato de Margarita Isela

Orosco en el debate. La damnificada dijo que le

entregó el dinero a Pablo Vila y que nunca sospechó,

pues se trataba de una casa sencilla y humilde y

siempre había sido bien atendida por Vila. Dijo que

el dinero para pagar el anticipo a Alfa lo había

obtenido de un plazo fijo que tenía en el banco,

suma que nunca recuperó y cuya pérdida la desmoronó

emocionalmente, ya que una vez que se dio cuenta de

“cómo eran las cosas”, lo único que hizo fue “dar

vuelta la página”, volver a trabajar y de esa manera

recuperar el dinero perdido.

He valorado también lo relatado por la

dueña de la casa, Alicia Nélida Gallardo en la

audiencia de debate. En especial cómo la gente de

Alfa se contactó con ella en el año 2008 para

publicar la venta de su casa, siendo llamativo que

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

en el transcurso del tiempo muchas personas iban a

ver su casa y todos le decían que la habían

comprado. Al parecerle sospechoso ello, le dijo a la

gente de Alfa que se abstuviera de publicarla, sin

embargo, hicieron caso omiso de su pedido por lo

cual debió mandarles una carta documento para que

cumplieran. Al respecto, es importante destacar que

la propia testigo aportó como prueba en la audiencia

de debate la carta documento enviada, avalando sus

dichos.

En este caso también he valorado la

documentación reservada en Secretaría e identificada

como “hecho 11”, donde consta el recibo que le

entregaron a Orosco Choque como constancia de pago

de $ 25.000 (veinticinco mil pesos), así como

también el mandato de gestión de crédito, el mandato

de tramitación y la ratificación de contratación,

todos estos documentos suscriptos por la damnificada

y el imputado Vila quien firmó por cuenta y orden de

Alfa y Asociados. Esto último también ha sido

corroborado por el propio imputado Trigas Vila al

momento de prestar declaración indagatoria en la

audiencia de debate.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Hecho 10: Tengo por probado que el día 25

de octubre del año 2006, María de los Ángeles López

Camelo concurrió a la sede de Alfa y Asociados,

después de haber observado en el diario “Segunda

Mano” el correspondiente aviso publicitario. Allí le

fue explicado el trámite a seguir y suscribió un

mandato de gestión de crédito por la suma de

$105.000 (pesos ciento cinco mil), aportando para

ello, y a modo de anticipo, la suma de $ 10.000

(pesos diez mil), por lo cual se le hizo entrega del

respectivo recibo. A su vez suscribió un mandato de

tramitación y la ratificación de la contratación.

Transcurrido un tiempo, Alfa le exigió la

presentación de una garantía propietaria, lo cual la

damnificada hizo. Posteriormente, le pidieron otra

garantía propietaria para reforzar la ya entregada.

Fue entonces que empezó a sospechar y consultó con

un abogado, Diego Mansilla, con el cual envió una

carta documento a Alfa para que le devolvieran su

dinero ante lo cual la empresa -con la

representación de su apoderado legal, Iván Malfatti-

solicitó que se retractara, aunque nunca le

devolvieron ninguna suma del dinero entregado.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

Para llegar a esta conclusión he tenido en

cuenta por un lado el testimonio de la víctima,

María de los Ángeles López Camelo, quien a pesar de

haber pasado casi diez años de lo sucedido pudo

revelar detalles de lo acontecido con Alfa. A su

vez, se cuenta con la documentación reservada en

Secretaría e identificada como “hecho 12”, donde

constan los recortes del diario “Segunda Mano” en

el cual López Camelo vio la publicación de “Alfa”,

así como también el recibo que le entregaron como

constancia del pago de diez mil pesos. A su vez, en

el mismo sobre, se encuentra agregado el mandato de

gestión de crédito, el mandato de tramitación y la

ratificación de contratación, todos estos documentos

suscriptos por la testigo, y reconocidos en el

debate. Finalmente constan las ya mencionadas cartas

documento que envío a López Camelo con el patrocinio

del Dr. Diego Mansilla y la respuesta de Alfa por

parte de Iván Malfatti como apoderado legal.

Hecho 12: Tengo por probado que Johnny

Zegarra Paredes vio en el diario “Segunda Mano” un

aviso de “Alfa y Asociados” que publicitaba una

vivienda por la localidad de Ciudadela, Provincia de

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Buenos. De esta manera, se comunicó telefónicamente

con el estudio y fue a ver la propiedad, y como ésta

fue de su agrado, el día 12 de julio de 2007

concurrió a la sede sita en la calle Uruguay 265, 9°

piso “A” de esta ciudad para informarse de los pasos

a seguir. Allí, fue atendido por Guillermo Pablo

Camilo Trigas Vila, quien le explicó cómo eran todos

los trámites y suscribió un mandato de gestión de

crédito por la suma de $100.000 (pesos cien mil),

aportando para ello y a modo de anticipo, la suma de

$ 10.000 (pesos diez mil), por lo cual se le hizo

entrega del respectivo recibo firmado por Vila. A su

vez suscribió un mandato de tramitación y la

ratificación de la contratación, indicándole que

llamara a los veinte días. Transcurrido ese tiempo,

le hicieron saber que restaba realizar un informe

ambiental, y al notar que el trámite se dilataba

porque siempre faltaba algo, decidió presentarse

nuevamente en las oficinas, donde le dijeron que

dentro de un mes iba a salir. Pasado ese tiempo, se

dio cuenta de que el trámite no avanzaba y al dar

“todo por perdido”, se enteró por los medios que

todo había sido un engaño y que el crédito nunca iba

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

a ser otorgado, no habiendo recuperado el dinero

entregado.

Para llegar a esta conclusión he valorado

fundamentalmente lo declarado por Zegarra Paredes en

la audiencia de debate. A pesar del largo tiempo

transcurrido, el testigo fue contundente al señalar

a Pablo Vila como aquél que lo atendió en las

oficinas de Alfa, así como también siendo quien

recibió el dinero, describiendo además de sus rasgos

físicos, las características del despacho donde fue

atendido. Asimismo, hizo hincapié en la atención

cordial desplegada por el personal de la firma, a

fin de evidenciar que la puesta en escena para

llevar a cabo las maniobras engañosas estaba “muy

bien armada”, con una oficina muy bien estructurada,

y gente muy bien presentada para atender. La

documentación reservada en Secretaría e identificada

como “hecho 15”, corrobora los dichos del testigo.

Allí consta el recibo que le entregaron como

constancia del pago de diez mil pesos, así como

también el mandato de gestión de crédito, el mandato

de tramitación y la ratificación de contratación,

todos estos documentos suscriptos por Zegarra

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Paredes (y reconocidos por él en la audiencia) y el

imputado Vila quien firmó por cuenta y orden de Alfa

y Asociados. Por último, tales elementos fueron

corroborados por la declaración del acusado Trigas

Vila en el debate.

Hecho 13: Tengo por probado que Walter

Antonio Robledo concurrió a la sede de Alfa y

Asociados, interesado por una publicación en la

revista “Segunda Mano” sobre créditos para adquirir

viviendas. Luego de visitar una propiedad en Isidro

Casanova, el 3 de mayo de 2008 se entrevistó en el

estudio con Trigas Vila, quien le explicó la

operatoria, le dijo que era el que iba a intervenir

en su trámite y le requirió un adelanto, por lo cual

le abonó la suma de diez mil trescientos pesos

($10.300) por la cual no le entregaron recibo.

Transcurrido un tiempo sin obtener respuesta, se

contactó con Malfatti y Cañete, quienes lo

atendieron de mala gana y finalmente firmó un

acuerdo transaccional que confeccionó Cañete, por el

cual se le devolvieron tres mil pesos ($3.000),

confr. declaración brindada por el damnificado en el

juzgado de instrucción a fs. 480/81 incorporada por

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

lectura al debate y el acuerdo transaccional por la

suma de tres mil pesos firmado por Cañete, el cual

se encuentra agregado a fs. 489. A su vez, se cuenta

con la documentación reservada en Secretaría,

identificada con el nombre “Hecho 13” en la que

puede observarse un recibo provisorio por la suma de

nueve mil pesos ($9.000) firmado por Trigas Vila;

una solicitud de crédito, dos mandatos de gestión de

crédito, dos mandatos de tramitación y dos

ratificaciones de contratación parcialmente

destruidas, faltando la parte destinada para las

firmas, elemento que evidencia la operatoria común

en los casos culminados en un acuerdo transaccional,

ya que se le pedía al damnificado la devolución de

la documentación que éste tuviera en su poder para

romperla, tacharla y anularla.

Hecho 14: Tengo por probado que Juan Ramón

Paz vio en el diario “Segunda Mano” un aviso de

“Alfa y Asociados” que publicitaba una vivienda por

la localidad de Gregorio Laferrere, Provincia de

Buenos y el día 17 de diciembre del año 2007 se

presentó en la sede de “Alfa”, siendo atendido por

Pablo Vila, quien le explico los requisitos

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
necesarios para acceder a la vivienda, y suscribió

con él, un mandato de gestión de crédito por la suma

de $72.000 (pesos setenta y dos mil), aportando para

ello, y a modo de anticipo, la suma de $ 8.000

(pesos ocho mil), por lo cual se le hizo entrega de

un recibo firmado por Pablo Trigas Vila pero por la

suma de siete mil pesos. Finalmente suscribió un

mandato de tramitación y la ratificación de la

contratación, y le dijeron que tenía que esperar.

Transcurrido un tiempo sin novedades, los empleados

de Alfa empezaron a exigirle diversas garantías, las

cuales fueron rechazadas aduciendo que no servían

como aval. Así las cosas, por intermedio de Iván

Malfatti, Alfa ofreció devolver a Paz una suma

irrisoria del dinero aportado y ante la negativa de

la víctima y pese a la carta documento enviada Paz

no recuperó su dinero. De la declaración del testigo

surge que realizó todos los trámites con Pablo Vila,

que fue él quien le recibió el dinero, sin perjuicio

de haber sido atendido en otras ocasiones por

Malfatti y Cañete. Aclaró Paz que el recibo consigna

la suma de siete mil pesos y que los mil pesos

restantes los entregó al suscribir el mandato de

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

gestión con Vila, aunque nunca le dieron recibo de

ello. Los dichos del damnificado, se ven avalados

por la documentación que aportó, agregada a fs.

501/510. Allí luce copia del recibo por la suma de

siete mil pesos entregado al damnificado y firmado

por Vila, así como también los mandatos de gestión

de crédito y de tramitación, todos firmados por Vila

y suscriptos por la propia víctima. A su vez se

encuentra agregado el recorte del diario “Segunda

Mano” donde el testigo vio la publicación de Alfa,

lo que refuerza la verosimilitud del relato y

demuestra nuevamente la puesta en escena de la

empresa y las herramientas que manejaba. También

cabe tener en cuenta las diversas tarjetas

manuscritas que acreditan que Paz fue atendido por

Pablo Vila, Malfatti y Cañete. Finalmente la carta

documento agregada no hace más que confirmar los

dichos de Paz en cuanto a que se encargó de hacer el

reclamo correspondiente sin obtener ningún logro.

Hecho 15: Tengo por probado que Eliseo

Daniel Ocampo concurrió a la sede de Alfa y

Asociados, interesado por una publicación en la

revista “Segunda Mano” sobre una vivienda ubicada en

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Merlo, Provincia de Buenos Aires. Luego de visitarla

se dirigió al estudio el día 18 de septiembre de

2007, donde se entrevistó con Trigas Vila quien le

explicó la operatoria y le requirió un adelanto, por

lo cual abonó la suma de ocho mil novecientos pesos

($8.900) por lo que recibió un recibo confeccionado

y firmado por Trigas Vila. Transcurrido el tiempo

que le indicaron, realizó diversos llamados

telefónicos y ante su insistencia y la falta de

noticias positivas hizo saber de su voluntad de

dejar sin efecto el crédito, y pese a que le

indicaron que debía presentarse en el estudio con la

documentación original que le habían entregado, optó

por realizar la correspondiente denuncia, sin haber

recuperado el dinero que aportó (confr. Declaración

obrante a fs. 536/537 y 3383/3384 incorporadas por

lectura al debate). A su vez, se cuenta con la

documentación reservada en Secretaría, la que se

halla identificada con el nombre “Hecho 15” en la

que puede observarse un recibo provisorio por ocho

mil novecientos pesos firmado por Trigas Vila, un

mandato de gestión de crédito, un mandato de

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

tramitación y una ratificación de contratación

suscriptos por Trigas Vila y el testigo.

Hecho 16: Tengo probado que Juan José

Navarro se presentó en las oficinas de “Alfa y

Asociados”, en virtud de haber leído en el diario

“Segunda Mano”, un aviso que publicitaba el acceso a

una vivienda con muchas facilidades. Acordó ir a ver

una vivienda que quedaba en la localidad de

Francisco Álvarez, Provincia de Buenos Aires. Una

vez allí se entrevistó con el propietario, Héctor

Osvaldo Sisnero, quien le confirmó que la casa

estaba en venta, por lo que Navarro le manifestó su

interés. De esta manera acordó una nueva cita en

Alfa el día 26 de marzo de 2008 donde finalmente fue

atendido por Guillermo Pablo Camilo Trigas Vila,

quien le explicó cómo eran todos los trámites y

suscribió un mandato de gestión de crédito por la

suma de $120.000 (pesos ciento veinte mil),

aportando para ello y a modo de anticipo, la suma de

$ 10.000 (pesos diez mil), por lo cual se le hizo

entrega del respectivo recibo firmado por Vila. A su

vez suscribió un mandato de tramitación y la

ratificación de la contratación. Sin perjuicio del

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
dinero ya entregado y al final de aquella reunión,

Trigas Vila le requirió $300 (trescientos pesos)

extra para “gastos administrativos”, de lo cual no

le entregó ningún recibo a Navarro. Transcurrido un

tiempo sin que hubiera novedades, la mujer de

Navarro llamó a las oficinas para averiguar en qué

estado estaba el trámite, siendo atendida por Juan

Martín Scordamaglia, quien la trató de manera

agresiva y amenazante por lo que decidieron ir a la

oficina personalmente, sin cita previa, junto con su

abogada y el dueño de la vivienda. Una vez arribados

a las oficinas de la calle Uruguay, se entrevistaron

con quien se presentó como abogado de la empresa,

Iván Malfatti, a quien le exigieron le devuelvan su

dinero sin éxito, por lo cual Navarro nunca recuperó

su dinero.

Para llegar a esta conclusión he valorado

fundamentalmente el detallado relato del testigo

Juan José Navarro en el debate. Recordó que en un

primer momento fue atendido por Pablo Vila, siendo

el mismo que le recibió el dinero. Explicó que ese

dinero lo adquirió a través de un préstamo que

obtuvo a través del “Banco Ciudad”. Refirió que

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

cuando el clima se puso tenso a la hora de pedir la

devolución del dinero, trató con Iván Malfatti, que

se presentó como abogado de la empresa y que incluso

su abogada le exigió que le exhibiera su credencial

de tal, pero que a simple vista se podía advertir

que era falsa. Esto demuestra el rol de Malfatti en

“Alfa”, el cual será explicado con mayor detalle en

los considerandos siguientes. Otro aporte esencial

del testigo resultó ser la descripción que hizo del

trato recibido por su mujer de parte de

Scordamaglia, quien al advertir que la víctima se

ponía insistente con la aceleración de su trámite,

la intimidó para que desistiera de su posición. Por

lo demás, el testigo reforzó sus dichos aportando en

la audiencia de debate, el recorte del diario

“Segunda Mano”, por el cual llegó a la supuesta

inmobiliaria “Alfa y Asociados”. Por otro lado, el

testimonio brindado en el debate por Héctor Osvaldo

Sisnero fue concordante con los dichos de Navarro.

Este hecho que tengo por probado a su vez

se ve reflejado en la documentación reservada en

Secretaría e identificada como “hecho 16”. Allí luce

el recibo entregado a Navarro por la suma de diez

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
mil pesos suscripto por Pablo Vila, así como también

el mandato de gestión, el de tramitación y

ratificación de contratación que también fueron

firmados por Vila, pero en nombre y por orden de

“Alfa y Asociados”. Ahora bien, no escapa del

conocimiento del suscripto la inexistencia del

recibo por la suma de trescientos pesos extra que le

exigió Vila a Navarro, aunque cabe destacar el

reconocimiento que al respecto el propio Vila

hiciera a la hora de prestar declaración indagatoria

en la audiencia de debate, confirmando lo dicho por

Navarro, tras admitir que este tipo de maniobras

eran simplemente “picardías” de su parte.

Finalmente, obra entre la documentación reservada,

un escrito firmado por Malfatti, Navarro, su mujer y

su abogada, en el cual consta que mantuvieron una

reunión para la devolución del dinero y que Alfa se

comprometía a hacerlo, sin embargo, no existe

ninguna documentación que acredite que esto se haya

cumplido.

Hecho 17: Tengo por probado que José Luis

Ortíz vio en el diario “Segunda Mano” un aviso de

“Alfa y Asociados” que publicitaba una vivienda por

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

la localidad de San Justo, Provincia de Buenos. Fue

a ver la casa, donde se entrevistó con el dueño que,

a la postre resultó ser un vecino suyo. El día 3 de

octubre de 2007, Ortíz se presentó en la sede de

“Alfa”, siendo atendido por Pablo Vila, quien le

explicó los requisitos necesarios para acceder a la

vivienda y suscribió con él, un mandato de gestión

de crédito por la suma de $130.000 (pesos ciento

treinta mil), aportando para ello, y a modo de

anticipo, la suma de $ 10.000 (pesos diez mil), por

lo cual se le hizo entrega del respectivo recibo

firmado por Pablo Trigas Vila e Iván Malfatti.

Finalmente suscribió un mandato de tramitación y la

ratificación de la contratación y le informaron que

tenía que esperar. Transcurrido un tiempo sin

novedades, Ortiz pidió la devolución del dinero, y

luego de varias reuniones infructuosas con Malfatti,

decidió hacer la denuncia sin recuperar su dinero.

Para llegar a esta conclusión he valorado

fundamentalmente el minucioso relato de José Luis

Ortíz en el debate. Explicó que realizó todos los

trámites con Pablo Vila, que fue él quien lo atendió

y quien le recibió el dinero, pero que al entregarlo

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
le exigió algún tipo de garantía, por lo que de

parte de Alfa le ofrecieron que firmara el recibo su

apoderado, Iván Malfatti. Los dichos del

damnificado, se ven avalados por la documentación

reservada en Secretaría, tratándose de la copia del

recibo por la suma de diez mil pesos entregado al

damnificado y firmado por Vila y Malfatti, así como

también los mandatos de gestión de crédito, de

tramitación y la ratificación de contratación, todos

firmados por Vila y suscriptos y reconocidos por la

víctima en la audiencia de debate. Finalmente se

encuentra reservado el diario “Segunda Mano” donde

el testigo vio la publicación de Alfa, lo que

respalda la verosimilitud del relato efectuado en la

audiencia y nuevamente demuestra la puesta en escena

de la empresa y las herramientas que manejaba.

Hecho 19: Tengo por probado que el día 29

de abril de 2008 Patricia Bianchetti concurrió a la

sede de Alfa y Asociados, interesada por una

publicación en la revista “Segunda Mano” sobre el

financiamiento para adquirir una vivienda. Una vez

en el estudio se entrevistó con Trigas Vila, a quien

le abonó la suma de cinco mil pesos y como

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

contrapartida éste confeccionó, firmó y le entregó

un recibo. Transcurrido el tiempo de espera del

trámite iniciado, comenzó a reclamar sin obtener

respuesta favorable hasta que se recibió en su

domicilio una nota por correo, firmada por Malfatti,

informándole que el crédito había sido rechazado.

Ante ello, se comunicó con el estudio, siendo

atendida por Malfatti, quien le refirió que le

devolverían sólo dos mil pesos, pero el día que fue

al estudio a retirarlos, el lugar estaba cerrado,

por lo cual nunca recuperó el dinero invertido

(confr. Declaración testimonial de fs. 1969

incorporada por lectura al debate).

A su vez, se cuenta con la documentación

reservada en Secretaría, la que se halla

identificada con el nombre “Hecho 19” en la que

puede observarse un recibo provisorio por la suma de

cinco mil pesos ($5.000) firmado por Trigas Vila,

una solicitud de crédito firmada por la testigo, un

mandato de gestión de crédito, un mandato de

tramitación y una ratificación de contratación

firmadas por la testigo y Trigas Vila.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Hecho 20: Tengo por probado que Roxana

Alicia Vázquez concurrió a la sede de Alfa y

Asociados interesada por una publicación en la

revista “Segunda Mano” sobre el l financiamiento

para adquirir una vivienda en Mariano Acosta,

Provincia de Buenos Aires. Fue a ver la propiedad y

el 20 de octubre de 2008 se dirigió al estudio,

donde se entrevistó con Trigas Vila, quien le

explicó la operatoria y le reclamó el pago de una

seña para iniciar el trámite. Ante ello, le abonó la

suma de quince mil pesos, como contrapartida Trigas

Vila confeccionó, firmó y le entregó un recibo por

catorce mil pesos. Transcurrido el tiempo que debía

esperar comenzó a reclamar sin obtener respuesta

favorable hasta que logró hablar con Cañete y

Malfatti, quienes la hicieron ir al estudio y

firmaron un acuerdo transaccional, obligándola a

entregar la documentación original que tenía en su

poder y le devolvieron sólo dos mil setecientos

pesos (confr. Declaración brindada por la

damnificada en el juzgado de instrucción a fs. 1970,

incorporada por lectura al debate). A su vez, se

cuenta con la documentación reservada en Secretaría,

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

la que se halla identificada con el nombre “Hecho

20” en la que puede observarse un recibo provisorio

por la suma de catorce mil pesos ($14.000) firmado

por Trigas Vila, una solicitud de crédito firmada

por la testigo; un mandato de gestión de crédito, un

mandato de tramitación y una ratificación de

contratación firmadas por la testigo y Trigas Vila y

un acuerdo transaccional firmado por la testigo y

Cañete, junto con copia de la documentación

detallada arriba, testada con marcador rojo.

Hecho 21: Tengo por probado que Rolando

Humberto Tarqui Vásquez concurrió a la sede de Alfa

y Asociados, interesado por una publicación en la

revista “Segunda Mano” sobre una vivienda en Bella

Vista, Provincia de Buenos Aires. Luego de

visitarla, se dirigió al estudio el 15 de octubre de

2008, donde se entrevistó con Trigas Vila, quien le

explicó la operatoria y le requirió un adelanto, por

lo cual abonó la suma de nueve mil pesos ($9.000)

contra entrega de un recibo confeccionado y firmado

por Trigas Vila, abonando además la suma de

cuatrocientos pesos ($400) para gastos

administrativas, por la cual no le dieron recibo.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Mientras aguardaba el resultado de la gestión

crediticia que había iniciado, se enteró por los

medios televisivos que el lugar había cerrado, por

lo que nunca recuperó el dinero que aportó (confr.

declaración brindada por el damnificado a fs. 1971,

incorporada por lectura al debate). A ello se suma

la documentación reservada en Secretaría,

identificada con el nombre “Hecho 21” en la que

puede observarse un recibo provisorio por nueve mil

pesos firmado por Trigas Vila, un mandato de gestión

de crédito, un mandato de tramitación y una

ratificación de contratación suscriptos por Trigas

Vila y el testigo y una solicitud de crédito firmada

por el Sr. Tarqui Vásquez.

Hecho 22: Tengo por probado que Raúl

Alexandro Ruiz Díaz se presentó en las oficinas de

“Alfa y Asociados”, en virtud de haber leído en el

diario un aviso que publicitaba una vivienda en

venta en la localidad de Avellaneda, Provincia de

Buenos Aires. A tal fin, se presentó en la oficina y

acordó ir a ver la propiedad. Una vez allí se

entrevistó con el dueño, quien le confirmó que la

casa estaba en venta, por lo que Ruíz Díaz manifestó

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

su interés, acordando una nueva cita en Alfa para el

día 27 de agosto de 2008 donde finalmente fue

atendido por Guillermo Pablo Camilo Trigas Vila,

quien le explicó cómo eran los trámites a seguir y

suscribió un mandato de gestión de crédito por la

suma de $66.000 (pesos sesenta y seis mil),

aportando para ello y a modo de anticipo, la suma de

$ 6.000 (pesos seis mil), por lo cual se le hizo

entrega del respectivo recibo firmado por Vila. A su

vez suscribió un mandato de tramitación y la

ratificación de la contratación. A partir de ello,

Vila le manifestó que había que esperar, que se

quedara tranquilo que la casa iba a ser suya. Sin

perjuicio del dinero entregado, al final de aquella

reunión, Trigas Vila le requirió a Ruíz Díaz $300

(trescientos pesos) más para gastos administrativos,

suma que abonó sin que se le diera ningún recibo.

Transcurrido un tiempo sin que hubiera novedades,

Ruiz Díaz empezó a llamar por teléfono al estudio,

siendo atendido en un primer momento por el propio

Vila y luego por Iván Malfatti, y siempre la

respuesta era que todo estaba encaminado, que había

que esperar, hasta que dejaron de atenderlo.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Entonces, fue a las oficinas, siendo atendido por

Pablo Vila, Malfatti y Cañete, quienes siempre le

decían que tenía que esperar. Al poco tiempo, Ruiz

Díaz se enteró por los medios que todo había sido un

engaño, por lo que inmediatamente fue a hacer la

denuncia en la comisaría. Sin embargo, luego logró

recuperar la mitad del dinero abonado, habiéndole

manifestado el personal de Alfa que no le

devolverían la totalidad porque había hecho la

denuncia.

Para llegar a esta conclusión tuve en cuenta

principalmente el testimonio de Alexandro Ruíz Díaz,

el cual fue sincero y verosímil, hasta el punto de

reconocer que le devolvieron parte del dinero. El

propio testigo explicó que la persona que le recibió

el dinero fue Pablo Vila, dando una descripción

física de él, así como también que a posteriori fue

atendido por Cañete y Malfatti. Hasta aquí puede

advertirse que la organización estaba dada de la

siguiente manera: en primer término quien atendía

era Vila, quien hacía todo el trámite, secundándolo

Malfatti y Cañete. Sin embargo, como manifesté

previamente, la función de cada uno de los acusados

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

será abordada con mayor detalle en los considerandos

subsiguientes.

Este hecho que tengo por probado a su vez

se ve reflejado en la documentación reservada en

Secretaría e identificada como “hecho 25”. Allí luce

el recibo entregado a Ruiz Díaz por la suma de seis

mil pesos suscripto por Pablo Vila, así como también

el mandato de gestión, el de tramitación y

ratificación de contratación que también fueron

firmados por Vila, pero en nombre y por orden de

Alfa y Asociados.

Hecho 23: Tengo por probado que José María

Chávez vio en el diario “Segunda Mano” un aviso de

“Alfa y Asociados” que publicitaba una vivienda por

la localidad de Sarandí, Provincia de Buenos Aires.

De esta manera, se comunicó telefónicamente y fue a

ver la propiedad junto con su esposa. Allí fue

atendido por quien dijo ser su dueño, el cual le

pidió que ingresaran de a uno por vez, por lo que

primero ingresó el testigo y después su mujer. El

día 22 de noviembre del 2007, Chávez concurrió a la

sede de “Alfa y Asociados”, para saber cuáles eran

los trámites a seguir. Allí fue atendido por

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Guillermo Pablo Camilo Trigas Vila, quien le explicó

los trámites a seguir y suscribió un mandato de

gestión de crédito por la suma de $80.000 (pesos

ochenta mil), aportando para ello y a modo de

anticipo, la suma de $ 8.000 (pesos ocho mil), por

lo cual se le hizo entrega del respectivo recibo. A

su vez suscribió un mandato de tramitación y la

ratificación de la contratación y le dijeron que en

un mes y medio iba a tener la casa. Transcurrido un

tiempo, el testigo comenzó a llamar al estudio para

averiguar el estado de su trámite, pero siempre era

atendido por una secretaria que decía que el

personal encargado de ello estaba ocupado y no podía

atenderlo, hasta que un día le pidieron referencias

de dos vecinos suyos que lo conocieran. Así las

cosas, una persona que dijo ser de “Alfa” se

presentó en el domicilio de la víctima y llenó una

planilla con los datos necesarios. Las maniobras

dilatorias continuaron y tiempo después le exigieron

la entrega de una garantía propietaria, siendo

atendido en esas ocasiones por Cañete o Malfatti,

por lo que en ese momento desistió del trámite. Sin

perjuicio de ello, empezó a buscar en internet

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

referencias de Alfa y ahí se dio cuenta que había

caído en un engaño. Chávez se contactó con un

abogado y mandó una carta documento a la firma, la

cual fue respondida por Alfa, en manos de su

apoderado legal, Iván Malfatti, quien negó las

manifestaciones realizadas por el damnificado y no

se le devolvió el dinero pagado.

Para llegar a esta conclusión he valorado

fundamentalmente lo relatado por José María Chávez

en el debate. A pesar del tiempo transcurrido, el

testigo fue claro en cuanto a las personas por las

que fue atendido y su función en cada caso. Aún más,

explicó cada una de las artimañas utilizadas por

Alfa para prolongar lo inevitable, el rechazo del

crédito. El testigo también fue claro en demostrar

que no se trata de una de esas personas que se

quedan con las manos cruzadas, pues apenas sospechó

de las maniobras, no dudó en hacer las

averiguaciones correspondientes y tomar las medidas

legales necesarias. A tales fines, y conforme obra

en el sobre identificado como “Hecho 26”, el testigo

aportó las impresiones de las páginas web donde

otros damnificados realizaban sus quejas respecto a

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
las maniobras realizadas por “Alfa”. No obstante, no

resulta ser la única prueba documental relevante. El

aporte del diario “Segunda Mano” en el cual Chávez

vio la publicidad de Alfa, así como también el

volante, son pruebas fehacientes del aparato

publicitario que manejaba la organización, apuntando

específicamente a sectores de clase media baja. Otro

aporte no menor resulta la tarjeta utilizada por

Alfa, que corrobora la presencia de Chávez en las

oficinas de la calle Uruguay y el manuscrito que

confirma que fue atendido por Pablo Vila. Si quedara

alguna duda al respecto, el recibo corrobora que la

suma entregada fue de seis mil pesos y los mandatos

de gestión de crédito, de tramitación y la

ratificación de contratación, todos firmados por

Vila, dan fe de que el nombrado fue quien inició el

trámite. Como se ha dicho ya en otros casos, el

hecho de que Vila firmara por cuenta y orden de Alfa

reafirma lo dicho por el mismo acusado al momento de

prestar declaración indagatoria en el debate.

Finalmente, la carta documento respondida por

Malfatti, no hace más que confirmar la estrategia de

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

Alfa frente a las denuncias presentadas por las

víctimas.

Hecho 25: Tengo por probado que Viviana

Leonor Barrios, vio en el diario “Segunda Mano” un

aviso que publicaba “Alfa y Asociados” sobre una

vivienda ubicada la localidad de San Martín,

Provincia de Buenos. El día 5 de noviembre del 2008,

Barrios se presentó en las oficinas de Alfa y

Asociados para saber cuáles eran los trámites a

seguir. Allí fue atendido por Iván Malfatti, quien

le explicó los requisitos necesarios para acceder al

crédito y a quien le entregó la suma de $5.000

(pesos cinco mil) a modo de anticipo,

comprometiéndose a aportar cinco mil pesos más para

iniciar el trámite. Pasados unos días, concurrió

nuevamente a las oficinas de Alfa y advirtió que

habían cerrado, por lo que obviamente no recuperó el

dinero que aportó.

Para llegar a esta conclusión he valorado

en primer término la declaración de la damnificada,

Viviana Leonor Barrios, quien relató cómo fue que se

presentó en las oficinas de Alfa y que a los pocos

días la misma oficina cerró, lo que hizo que no

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
pudiera recuperar su dinero. Más allá de su

declaración, la testigo aportó en la instrucción

documentación que fue reservada e identificada como

“hecho 28” y que corrobora sus dichos. En esa

dirección el recibo firmado por Malfatti acredita

que la suma entregada fue de cinco mil pesos.

Asimismo se encuentra reservado el recorte de diario

de donde sacó los teléfonos de Alfa y la vivienda

por la cual estaba interesada. Nuevamente está

presente la tarjeta de presentación de Alfa. En su

reverso figuran los nombres de Pablo Vila e Iván

Malfatti, lo que no hace más que corroborar que el

segundo la atendió. Finalmente, el manuscrito con

los requisitos exigidos para acceder a la vivienda

da cuenta de las facilidades casi utópicas que

ofrecía Alfa para sus futuras víctimas.

Hecho 26: Tengo por probado que Christian

Marcelo Orué se presentó en las oficinas de “Alfa y

Asociados”, en virtud de haber leído en el diario

“Segunda Mano”, un aviso que publicitaba el acceso a

una vivienda en la localidad de Gregorio Laferrere,

Provincia de Buenos Aires. Fue a ver la casa y allí

se entrevistó con el propietario, quien le confirmó

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

que efectivamente estaba en venta, por lo que Orué

manifestó su interés, acordando una nueva cita en

Alfa para el 30 de julio de 2008 donde fue atendido

por Guillermo Pablo Camilo Trigas Vila, quien le

explicó cómo eran todos los trámites y suscribió un

mandato de gestión de crédito por la suma de $90.000

(pesos noventa mil), aportando para ello y a modo de

anticipo, la suma de $ 10.000 (pesos diez mil), por

lo cual se le hizo entrega del respectivo recibo

firmado por Vila. A su vez suscribió un mandato de

tramitación y la ratificación de la contratación. A

partir de ello, Vila le manifestó que había que

esperar, que lo llamara “una vez por semana”.

Habiendo transcurrido dos meses, Vila le refirió a

Orué que a partir de ese momento iba a ser atendido

por Iván Malfatti, quien le refirió que en tres

semanas iba a tener su casa, sin embargo, pasado ese

tiempo le dijo a la víctima que había surgido un

“tema en el veraz” y que no iba a poder acceder al

crédito, por lo que nunca recuperó su dinero (confr.

declaración de Cristian Marcelo Orue de fs.

1976/1977 incorporada por lectura al debate). El

testigo afirmó que Vila le explicó los trámites a

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
seguir y le recibió el dinero y que pasado un

tiempo, le derivó el trámite a Malfatti. Una vez

más, queda en evidencia la distribución de tareas de

los integrantes de la firma, siendo protagonista en

primer lugar Vila y luego Malfatti. La prueba

documental presentada por el testigo en la

instrucción corrobora sus dichos. En este sentido,

el recibo entregado a Orué por la suma de diez mil

pesos suscripto por Pablo Vila, así como también el

mandato de gestión, el de tramitación y ratificación

de contratación también firmados por Vila, en nombre

y por orden de Alfa y Asociados, dan cuenta de su

participación en el hecho. Finalmente el volante que

promocionaba “Alfa” aportado por el testigo en la

instrucción, en el cual tiene escrito en su reverso

los posibles planes de pago, confirma la puesta en

escena de un crédito que en los hechos, nunca se iba

a otorgar.

Hecho 27: Tengo por probado que Sebastián

David Mora Doldán, vio en el diario “Segunda Mano”

un aviso en el cual “Alfa y Asociados” publicaba la

venta de una vivienda ubicada en la localidad de

Bernal, Provincia de Buenos. En el mes de septiembre

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

del 2008, Mora Doldán se presentó en las oficinas de

Alfa y Asociados, para informarse de los trámites a

seguir. Allí fue atendido por Iván Malfatti, quien

le explicó los requisitos necesarios para acceder al

crédito para adquirir la vivienda y a quien le

entregó la suma de $2.500 (pesos dos mil quinientos)

a modo de anticipo, comprometiéndose a aportar siete

mil quinientos pesos más para iniciar el trámite.

Pasados unos días, el nombrado ingresó en un blog de

Internet en el cual varios individuos manifestaban

haber sido engañados por Alfa. Al enterarse de esto,

Mora Doldán quiso dejar sin efecto el acuerdo, sin

embargo Malfatti le refirió que ello no era posible.

El damnificado ingresó nuevamente en aquel blog y

empezó a denunciar a Malfatti y al personal de Alfa,

luego de lo cual tuvo contactó con el periodista

Facundo Pastor. A partir de ello, Malfatti se

comunicó con él y le reintegró la totalidad del

dinero abonado.

Para llegar a esta conclusión he valorado

fundamentalmente la declaración del damnificado,

Sebastián David Mora Doldán, en el debate. El

testigo fue elocuente en afirmar que siempre trató

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
con Malfatti, que a él le entregó el dinero, y que

fue él quien siempre le informaba del trámite, más

allá de que en alguna ocasión fue atendido por

teléfono por Cañete. Explicó que enseguida empezó a

sospechar y por eso contactó a los dueños de la

propiedad quienes también le refirieron que habían

advertido algunas maniobras extrañas de parte del

personal de Alfa. Fue tan sincero el testimonio de

Mora Doldán que incluso reconoció que le devolvieron

el dinero, más allá de aclarar que fue porque empezó

a denunciarlos en el blog y a difundirlos en los

medios de comunicación. El testimonio de Mora Doldán

no sólo refleja las maniobras utilizadas por

Malfatti y sus compañeros, sino que pone al

descubierto la maniobra desplegada por Alfa al verse

acorralada por la mínima intención de una víctima de

exponerlos en los medios, devolviendo en ese caso el

dinero inescrupulosamente obtenido.

Hecho 30: Tengo por probado que el día 8

de agosto del 2008, Rubén Benito Vázquez Oporto se

presentó en las oficinas de Alfa y Asociados, siendo

atendido por Guillermo Pablo Camilo Trigas Vila y

suscribió un mandato de gestión de crédito por la

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

suma de $95.000 (pesos noventa y cinco mil),

aportando para ello y a modo de anticipo, la suma de

$ 5.000 (pesos cinco mil), por lo cual se le hizo

entrega del respectivo recibo. A su vez suscribió un

mandato de tramitación y la ratificación de la

contratación. Transcurrido un tiempo, el testigo

empezó a llamar al estudio, pero siempre le decían

que tenía que esperar, hasta que no supo más nada de

su trámite y cesó en su intento. En cuanto a las

pruebas para llegar a esta conclusión, debo admitir

que si bien el relato del testigo en la audiencia de

debate fue conmovedor, los nervios y la memoria

evidentemente le jugaron una mala pasada. Sin

perjuicio de ello, sirvió para entender, una vez

más, las maniobras dilatorias de Alfa. En este

aspecto, el testigo fue claro en afirmar que siempre

que llamaba para ver en qué estado estaba su trámite

le decían que tenía que esperar, que el crédito iba

a salir. Entiendo también que el hecho de haber

pasado diez años de lo sucedido, y los evidentes

problemas que esto le acarreó al testigo le haya

impedido recordar siquiera por quien fue atendido.

Pero para ello, cabe remitir a la documental

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
secuestrada en autos. La carpeta secuestrada de las

oficinas de la calle Uruguay da cuenta de la firma

del mandato de gestión de crédito, la ratificación

de contratación y el mandato de tramitación, por

Pablo Vila, por cuenta y orden de Alfa y Asociados.

La firma de Vila en el recibo acredita el dinero

abonado por Vázquez Oporto y a su vez que fue el

mencionado imputado quien lo recibió. Asimismo, la

tarjeta de Alfa aportada por el testigo en la

instrucción, la cual tiene escrita “Pablo Vila”,

descarta cualquier otra hipótesis respecto a la

posibilidad de que haya hecho la gestión otra

persona. Finalmente, el resto de la documentación

que obra en la carpeta no hace más que poner en

evidencia los escasos requisitos que le exigían a

cualquier persona que se propusiera obtener un

crédito para acceder a una vivienda.

Hecho 31: Tengo por probado que Ernesto

Ríos concurrió a la sede de Alfa y Asociados,

interesado por una publicación en la revista

“Segunda Mano” sobre una vivienda en Lanús,

Provincia de Buenos Aires. Visitó la propiedad que

le gustó, por lo que se dirigió al estudio con fecha

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

26 de agosto de 2008 y lo atendió Trigas Vila, quien

le informó cómo se realizaría el trámite y le pidió

un adelanto, por lo cual abonó la suma de seis mil

pesos ($6.000), por la cual Trigas Vila confeccionó,

firmó y le entregó un recibo y la suma de ($ 400)

cuatrocientos pesos extra para gastos

administrativos, de la que no le dieron recibo. En

dos oportunidades habló por teléfono con Cañete,

quien le comentaba el estado del trámite, pero

cuando concurrió al estudio en noviembre del 2008 lo

encontró cerrado y no se le permitió el ingreso, por

lo que nunca recuperó el dinero que invirtió (confr.

declaración brindada por el damnificado en el

juzgado de instrucción a fs. 2349, incorporada por

lectura al debate). A su vez, se cuenta con la

documentación reservada en Secretaría, la que se

halla identificada con el nombre “Hecho 31” en la

que puede observarse un recibo provisorio por la

suma de seis mil pesos ($6.000) firmado por Trigas

Vila, un mandato de gestión de crédito, un mandato

de tramitación y una ratificación de contratación

firmadas por el testigo y por Trigas Villa.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Hecho 32: Tengo por probado que Ariel

Alejandro Orange vio en el diario “Segunda Mano” un

aviso publicitario por el cual se ofrecía la

posibilidad de acceder a una vivienda y para ello se

presentó en las oficinas de la calle Uruguay 265, 9°

piso, de esta Ciudad. Una vez allí le explicaron los

requisitos necesarios para acceder a la vivienda,

así como también el dinero que debía aportar. En ese

momento Orange explicó que no tenía el dinero por lo

que tuvo que solicitar un préstamo personal en una

entidad bancaria. Así las cosas visitó la propiedad

a adquirir, y una vez que vio que era de su agrado

preguntó en Alfa si podía hacer una transferencia, a

lo que le contestaron negativamente, ya que debía

entregar el dinero en efectivo. Por ello, el día 4

de junio de 2007 se presentó nuevamente en las

oficinas de Alfa con $10.000 (diez mil pesos) que

había sacado del banco y suscribió un mandato de

gestión de crédito por la suma de $99.300 (pesos

noventa y nueve mil trescientos), aportando para

ello, y a modo de anticipo, la suma ya mencionada de

$ 10.000 (pesos diez mil), por lo cual se le hizo

entrega del respectivo recibo firmado. A su vez

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

suscribió un mandato de tramitación y la

ratificación de la contratación. Sin embargo pasó el

tiempo y el trámite no avanzó, por lo que Orange fue

a reclamar el dinero y ofrecieron devolverle una

suma irrisoria en relación con el monto que había

aportado, por lo que no aceptó y no recuperó nada.

En cuanto a las pruebas para llegar a esta

conclusión, he valorado fundamentalmente lo dicho

por el testigo en la audiencia de debate. Explicó

detalladamente el esfuerzo que tuvo que hacer para

poder pagar ese adelanto de diez mil pesos, lo que

lo llevó a sacar un préstamo en un banco que al día

de la fecha le sigue trayendo consecuencias

económicas. Resulta importante del testimonio de

Orange lo dicho en cuanto a que no le dejaron

transferir el dinero, pues demuestra a las claras

que la intención era engañar al cliente y por tal

motivo el dinero no podía figurar en ningún registro

bancario. Este procedimiento fue utilizado en todos

los casos, la gente de Alfa siempre operaba

exigiendo la entrega de dinero en efectivo. También

debe valorarse del testimonio el grado de

desesperación demostrado por la víctima a la hora de

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
querer tener su propia casa. Fue claro en la

audiencia de debate lo manifestado por el testigo

Orange en cuanto a que toda su familia tiene un

historial de “vivir alquilando”, de carecer de una

casa propia, por lo que apenas surgió esta

oportunidad no lo pensó dos veces, quería torcer el

rumbo del destino de su familia y tener su propia

vivienda. Desde ya, que esta situación le vino como

anillo al dedo a la gente de Alfa, que enseguida

logró sacarle provecho. Pero por supuesto que no

puedo dejar de valorar la documentación aportada por

el testigo oportunamente en la instrucción y

reservada en Secretaría. El sobre denominado “hecho

35” da cuenta del mandato de gestión de crédito, la

ratificación de contratación y el mandato de

tramitación, todos ellos firmados por el testigo y

reconocidos en la audiencia de debate.

Hecho 33: Tengo por probado que Martín

Gabriel Escobar, vio en el diario “Segunda Mano” un

aviso de “Alfa y Asociados” por una vivienda ubicada

la localidad de Temperley, Provincia de Buenos. De

esta manera fue a ver la vivienda y se entrevistó

con el dueño, quien le confirmó que la propiedad

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

estaba a la venta. El 3 de julio del 2008, Escobar

se presentó en las oficinas de Alfa y Asociados para

saber cuáles eran los trámites a seguir. Una vez

allí fue atendido por Pablo Vila quien le explicó

los requisitos necesarios para acceder al crédito y

a quien le entregó la suma de $30.000 (pesos treinta

mil) a modo de anticipo, suscribiendo junto con él

un mandato de gestión de crédito por la suma de

$35.000 (treinta y cinco mil pesos), una

ratificación de contratación y un mandato de

tramitación.

Pasados unos días, empezó a llamar por teléfono

siendo siempre atendido por las secretarias de Alfa,

sin poder saber nada de su trámite y sin que lo

derivaran con ninguna de las personas responsables

de su trámite, por lo que obviamente entendió que

había sido engañado y por lo tanto nunca recuperó el

dinero aportado.

Para llegar a esta conclusión he tenido en

cuenta lo relatado por el propio damnificado en la

audiencia de debate. El testigo fue contundente en

afirmar que fue Pablo quien lo atendió y le recibió

el dinero, dando una acabada descripción de él,

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
incluso haciendo referencia a que se presentó como

abogado. Lo referido por Escobar se encuentra

corroborado por la carpeta secuestrada en el marco

del allanamiento de las oficinas de “Alfa”. Allí

luce copia del recibo por la suma de treinta mil

pesos ($30.000) firmado por Vila, lo cual ratifica

que fue él quien recibió el dinero y la suma

entregada. A su vez consta la solicitud de crédito,

el mandato de gestión de crédito, la ratificación de

contratación y el mandato de tramitación, todos

estos documentos reconocidos por Escobar en la

audiencia de debate. Finalmente obra en esa carpeta

un informe de “Decidir” y una planilla de informe

socio ambiental, lo que demuestra, una vez más, los

artilugios utilizados por la gente de Alfa para

prolongar el trámite de los créditos para finalmente

nunca concederlos.

Hecho 35: Tengo por probado que Luis

Damián Iramain, vio en el diario “Segunda Mano” un

aviso de “Alfa y Asociados” que publicitaba

facilidades para acceder a una vivienda propia. Así

las cosas, se presentó en las oficinas de las calle

Uruguay 265, y una vez allí le ofrecieron varias

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

casas por la localidad de Cláypole, Provincia de

Buenos Aires, lugar donde a él le interesaba vivir.

De esta manera, fue a ver la propiedad y una vez que

vio que era de su agrado se dirigió nuevamente a las

oficinas de Alfa para saber los pasos a seguir,

siendo atendido por Vila y Malfatti. El día 30 de

julio del 2008, Luis Damián Iramain suscribió con

Guillermo Pablo Camilo Trigas Vila un mandato de

gestión de crédito por la suma de $42.000 (pesos

cuarenta y dos mil), aportando para ello, y a modo

de anticipo, la suma de $ 5.000 (pesos cinco mil),

por lo cual se le hizo entrega del respectivo recibo

firmado por Vila. A su vez suscribió un mandato de

tramitación y la ratificación de la contratación, y

le dijeron que para el mes de agosto, -que era el

cumpleaños de su hija-, iba a tener la casa.

Transcurrido un tiempo fue a hablar con la dueña del

inmueble, que le dijo que Alfa había sacado de la

venta la propiedad. Fue así que se comunicó con

ellos y le refirieron que quien lo atendió debió

haber sido un inquilino que no quería irse del

lugar, y que la casa seguía en venta. Al tiempo fue

un empleado de Alfa al domicilio de Iramain a

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
hacerle un informe ambiental y le dijeron que estaba

todo en trámite y en condiciones para que el crédito

sea aceptado. Iramain siguió esperando pero no lo

llamaban, intentó hacerlo él, pero nunca fue

atendido, por lo que se acercó personalmente a las

oficinas; sin embargo cuando llegó allí advirtió que

ya estaban cerradas, por lo que, por supuesto, no

recuperó el dinero aportado.

Para llegar a esta conclusión he valorado

fundamentalmente el emotivo y detallado relato

efectuado por Luis Damián Iramain en la audiencia de

debate. El testigo fue claro en cuanto a las

personas por las que fue atendido, su descripción y

su función en cada caso. Aún más, especificó a quien

le entregó el dinero y explicó cada una de las

artimañas utilizadas por Alfa para prolongar lo

inevitable, el supuesto rechazo del crédito. Los

dichos del testigo se completan con la documental

secuestrada en las oficinas de Alfa. La carpeta

verde perteneciente a Iramain, consta de una copia

del recibo otorgado al testigo por la suma de cinco

mil pesos entregada y firmada por Pablo Vila, así

como también la solicitud de crédito, el mandato de

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

gestión, el mandato de tramitación, y la

ratificación de contratación, toda documentación

suscripta por Iramain y reconocida por él en el

debate. A su vez obra copia del documento nacional

de identidad del damnificado, recibo de sueldo y

cuenta de capitalización individual, toda

documentación que lo único que hace es reforzar la

idea de que los requisitos exigidos para acceder al

crédito eran ínfimos.

Hecho 37: Tengo por probado que Jorge

Ezequiel Quiroga Quarin, vio en el diario “Segunda

Mano” un aviso de “Alfa y Asociados” que publicitaba

una vivienda por la localidad de Cláypole, Provincia

de Buenos. El día 8 de agosto de 2008, Quiroga

Quarín concurrió a la sede de Alfa y Asociados, para

saber cuáles eran los trámites a seguir. Una vez

allí fue atendido por Guillermo Pablo Camilo Trigas

Vila, quien le explicó cómo eran los trámites y dejó

una seña de $500 (quinientos pesos) por la cual Vila

le dio un recibo firmado por él. El 14 de agosto de

2008 se presentó nuevamente en las oficinas de la

calle Uruguay, siendo atendido otra vez por Pablo

Vila y suscribió un mandato de gestión de crédito

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
por la suma de $90.000 (pesos noventa mil),

aportando para ello, y a modo de anticipo, la suma

de $ 6.500 (pesos seis mil quinientos), por lo cual

se le hizo entrega del respectivo recibo firmado por

Trigas Vila. A su vez suscribió un mandato de

tramitación y la ratificación de la contratación y

le dijeron que tenía que esperar alrededor de 45

días. Pasado ese tiempo intentó comunicarse con las

oficinas, pero nunca pudo, siendo que el día 3 de

noviembre de 2008 le fue informado mediante carta

documento que el crédito no había sido aprobado, y

por lo tanto no pudo recuperar el dinero pagado en

carácter de adelanto (confr. declaración de Quiroga

Quarín de fs. 2726 incorporada por lectura al

debate). Allí la víctima explicó que los papeles los

hizo con Pablo Vila. Agregó que una primera vez dejó

quinientos pesos y luego los seis mil quinientos

restantes, aportando copia de los recibos por cada

caso. Nuevamente la prueba documental juega un rol

fundamental, los recibos mencionados, sumados al

mandato de gestión de crédito, el mandato de

tramitación y la ratificación de contratación, todos

firmados por Pablo Vila, refuerzan lo dicho por

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

Quiroga Quarín en su declaración. Por lo demás, el

plexo probatorio se cierra con la carta documento

enviada por Iván Malfatti como apoderado legal de la

empresa, quien le hace saber al damnificado que el

crédito no había sido aprobado. Esto muestra

nuevamente cuál era la principal función de Malfatti

en Alfa y Asociados.

Hecho 38: Tengo por probado que Norberto

Osvaldo Bressi, vio en el diario “Segunda Mano” un

aviso de “Alfa y Asociados” que publicitaba una

vivienda en la localidad de San Justo, Provincia de

Buenos. De esta manera, el día 6 de octubre de 2008

se presentó, junto a su pareja en las oficinas de

“Alfa”, siendo atendido por Pablo Vila, quien le

explicó los requisitos necesarios para acceder a la

vivienda, y suscribió un mandato de gestión de

crédito por la suma de $120.000 (pesos ciento veinte

mil), aportando para ello, y a modo de anticipo, la

suma de $ 10.000 (pesos diez mil), por lo cual se le

hizo entrega del respectivo recibo firmado por

Trigas. A su vez abonó trescientos pesos más, que

según le dijo Trigas era para gastos

administrativos, sin embargo de ello no le dio

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
ningún recibo. Finalmente suscribió un mandato de

tramitación y la ratificación de la contratación, y

recién ahí le dieron la autorización para ir a ver

la casa, que enseguida fue de su gusto. Transcurrido

un tiempo, Bressi empezó a llamar al estudio, sin

embargo siempre era atendido por telefonistas que no

le daban respuesta. Al poco tiempo se enteró por la

televisión lo sucedido con Alfa, por lo que

obviamente no pudo recuperar el dinero aportado.

Para llegar a esta conclusión he valorado

fundamentalmente lo relatado por Norberto Osvaldo

Bressi en el debate. El testigo fue claro en cuanto

a que Pablo Trigas fue con quien siempre trató, más

allá de haber visto a Cañete en alguna ocasión. Fue

tan sincero su testimonio que incluso no recordó que

había pagado trescientos pesos extra en concepto de

gastos administrativos, monto por el cual Trigas

Vila no le dio recibo, lo cual ratificó más tarde.

Recuérdese que se trataba de alguna de las

“picardías” que el propio Trigas Vila confesó en la

audiencia. Los dichos del damnificado, se ven

avalados la documentación que él mismo aportó, y

también por aquella secuestrada en las oficinas de

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

Alfa. En la carpeta asignada a Bressi lucen copias

del recibo por la suma de diez mil pesos firmado por

Vila, así como también los mandatos de gestión de

crédito, de tramitación y la ratificación de

contratación, todos firmados por Vila y suscriptos y

reconocidos por la víctima en la audiencia de

debate. La documentación aportada por Bressi es

similar al resto de los casos analizados, sin

embargo, hay un detalle que la distingue. En

aquellas Pablo Vila quiso “salvar” su nombre y como

él mismo lo manifestó en la audiencia, firmó en

nombre y por cuenta de Alfa, lo que nos indica que a

esa altura, el imputado Trigas tenía bien claro el

oscuro manejo de las operaciones en Alfa.

Finalmente, y como ya se dijo en otras

oportunidades, el recibo de sueldo de la víctima y

su pareja, la factura de un servicio a su nombre y

la copia del documento nacional de identidad, no

hacen más que llenar una carpeta para un trámite que

nunca se iba a realizar.

Hecho 42: Tengo por probado que Héctor

Hugo Manzano vio en el diario “Segunda Mano” un

aviso de “Alfa y Asociados” que publicitaba una

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
vivienda por la localidad de San Justo, Provincia de

Buenos. De esta manera, se comunicó telefónicamente

y fue a ver la propiedad junto a su esposa. El día

28 de octubre de 2008, Manzano concurrió a la sede

de Alfa y Asociados, para saber cuáles eran los

trámites a seguir. Una vez allí fue atendido por

Guillermo Pablo Camilo Trigas Vila, quien le explicó

cómo eran todos los trámites y suscribió un mandato

de gestión de crédito por la suma de $120.000 (pesos

ciento veinte mil), aportando para ello, y a modo de

anticipo, la suma de $ 10.000 (pesos diez mil), por

lo cual se le hizo entrega del respectivo recibo

firmado por el propio Trigas. A su vez suscribió un

mandato de tramitación y la ratificación de la

contratación, y le dijeron que tenía que esperar. Al

poco tiempo la empresa cerró, y por lo tanto no pudo

recuperar el dinero pagado. Para llegar a esta

conclusión he considerado lo explicado por la

víctima, Héctor Hugo Manzano, en la audiencia de

debate. El testigo señaló sin dudar a Pablo Vila

como aquel al cual le entregó el dinero y con quien

inició el trámite. La documentación secuestrada no

hace más que avalar los dichos del damnificado. La

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

carpeta asignada a Manzano tiene en su interior un

recibo firmado por Pablo Vila por la suma de diez

mil pesos, así como también los papeles de rigor que

nunca faltan, como ser el mandato de gestión de

crédito, el mandato de tramitación, y la

ratificación de contratación, todos ellos suscriptos

por el testigo y Vila, y reconocidos por el primero

en la audiencia de debate. Nuevamente cabe poner de

resalto que en la documentación aportada por el

damnificado, Trigas Vila firmó en nombre y por

cuenta de Alfa. La fecha de suscripción de los

papeles, me convencen de que el imputado Trigas

tenía bien claro el siniestro plan diseñado bajo

aquella máscara comercial. Finalmente, no podía

faltar en la carpeta las copias de los documentos de

Manzano y su mujer, así como tampoco la factura con

un servicio a su nombre y la constancia de AFIP,

toda documentación exigida para iniciar el trámite.

Sin embargo, como se ha expuesto en casos

anteriores, todo requisito que faltara podía

subsanarse con el aporte de más dinero en concepto

de seña.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Hecho 43: Tengo por probado que Myriam

Judith Valansi concurrió a la sede de Alfa y

Asociados, interesada por una publicación en la

revista “Segunda Mano” sobre una vivienda en Lomas

del Mirador, Provincia de Buenos Aires. Luego de

visitarla y como fue de su agrado, se dirigió al

estudio el 15 de septiembre de 2008, donde se

entrevistó con Trigas Vila quien le explicó la

operatoria y le requirió un adelanto, por lo cual

abonó la suma de diez mil pesos ($10.000) por lo que

recibió un recibo confeccionado y firmado por Trigas

Vila. Mientras se encontraba esperando el resultado

de la gestión crediticia que había comenzado, se

enteró por la televisión que el lugar había cerrado,

por lo que nunca recuperó el dinero que aportó

(confr. declaración brindada por la damnificada en

el juzgado de instrucción a fs. 2745/46, incorporada

por lectura al debate). A su vez, se cuenta con la

documentación reservada en Secretaría, la que se

halla identificada con el nombre “Hecho 43” en la

que puede observarse un recibo provisorio por diez

mil pesos, firmado por Trigas Vila, un mandato de

gestión de crédito, un mandato de tramitación y una

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

ratificación de contratación suscriptos por Trigas

Vila y el testigo y una solicitud de crédito firmada

por la Sra. Valansi.

Hecho 44: Tengo por probado que el día 9

de septiembre de 2008, Carlos Antonio Rojas se

presentó en las oficinas de “Alfa y Asociados”, y

suscribió con Guillermo Pablo Camilo Trigas Vila un

mandato de gestión de crédito por la suma de

$125.000 (pesos ciento veinticinco mil), aportando

para ello, y a modo de anticipo, la suma de $ 5.000

(pesos cinco mil), por lo cual se le hizo entrega

del respectivo recibo firmado por Vila. A su vez

suscribió un mandato de tramitación y la

ratificación de la contratación, y le dijeron que

debía esperar. Al poco tiempo, se enteró por la

televisión que había sido engañado y que “Alfa y

Asociados” había cerrado sus puertas por lo que

obviamente no pudo recuperar su dinero. Para llegar

a esta conclusión he valorado lo explicado por Rojas

en la audiencia de debate. Más allá de las

inconsistencias en cuanto al monto que abonó, lo

cual puede justificarse en atención al tiempo

transcurrido, el testigo reveló a quien le entregó

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
el dinero y bajo qué términos. A su vez explicó que

tuvo que vender una precaria vivienda que había

construido para poder pagar el anticipo que le

exigía la empresa, no obstante lo cual, nunca

recuperó su dinero. La prueba documental avala sus

dichos, en especial en lo que hace a que Pablo Vila

fue la persona que lo atendió y recibió el dinero. A

tal fin, al momento de declarar en la instrucción,

aportó el recibo por la suma de cinco mil pesos

firmado por Pablo Vila, así como también el mandato

de gestión de crédito, la ratificación de

contratación y el mandato de tramitación, todos

suscriptos por Vila (en el caso del segundo, firmado

por cuenta y orden de Alfa) y el testigo, y

reconocidos por este último en la audiencia de

debate.

Hecho 46: Tengo por probado que Víctor

Francisco Casas concurrió a la sede de Alfa y

Asociados, después de haber observado en el diario

“Segunda Mano” el correspondiente aviso

publicitario, interesado en una de las propiedades

publicadas, por lo cual fue a ver la vivienda. Luego

de ello, concurrió nuevamente al estudio el 17 de

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

octubre de 2008 y abonó la suma de diez mil

trescientos pesos ($10.300) siendo atendido por

Trigas Vila, quien le entregó un recibo firmado

únicamente por la suma de diez mil pesos. Le

aclararon que tendría la casa en cuarenta y cinco

días porque querían dársela con todos los impuestos

al día. Transcurrido ese tiempo volvió al estudio y

nuevamente Trigas Vila lo atendió y le dijo que el

trámite tardaba porque los servicios municipales no

estaban al día y querían darle la casa sin deudas.

Sin embargo no volvió a tener noticias de la

operación, por lo que se presentó a hacer la

denuncia. Para llegar a esta conclusión he tenido en

cuenta principalmente el testimonio del damnificado

durante la audiencia de debate. Aclaró que no solo

perdió el dinero que entregó sino que el estado

depresivo que le generó esta situación le hizo

perder su trabajo. Esta imputación se encuentra

avalada por el testimonio brindado por Casas durante

la audiencia de debate y por la documentación

reservada en Secretaría, la cual se encuentra

identificada con la mención “hecho 46” y fue

exhibida durante la audiencia, ocasión en la que

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
reconoció el recibo que le entregaron como

constancia del pago de los diez mil pesos, el cual

está firmado por Trigas Vila; la solicitud de

crédito, suscripta sólo por el testigo y el mandato

de gestión de crédito, el mandato de tramitación y

la ratificación de contratación, todos estos

documentos suscriptos por el testigo Casas y por

Trigas Vila.

Hecho 47: Tengo por probado que el día 8

de abril de 2008, Gustavo Narciso Góngora concurrió

junto a su esposa y su suegra a la sede de Alfa y

Asociados, después de haber observado en el diario

“Segunda Mano” el correspondiente aviso

publicitario. Una vez allí fue atendido por Pablo

Vila, a quien le hizo saber de su interés por una

vivienda en el Barrio San José, Almirante Brown,

Provincia de Buenos Aires, por lo que solicitó

verla. Así las cosas, se presentó en el lugar y se

entrevistó con la dueña, quien les confirmó que la

casa estaba en venta. De esta manera concurrió

nuevamente a las oficinas de la calle Uruguay el día

16 de abril del mismo año, siendo atendido otra vez

por Pablo Vila, con quien suscribió un mandato de

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

gestión de crédito por la suma de $120.000 (pesos

ciento veinte mil), aportando para ello, y a modo de

anticipo, la suma de $ 10.000 (pesos diez mil), por

lo cual se le hizo entrega del respectivo recibo,

sin embargo en ese momento Vila le exigió la entrega

de $500 (quinientos pesos) más en concepto de gastos

administrativos, por los cuales nunca le entregó

recibo alguno. A su vez ambos suscribieron un

mandato de tramitación y la ratificación de la

contratación, y le hicieron saber a Góngora, que en

el lapso de treinta días tendría novedades.

Transcurrido ese tiempo Góngora se presentó en la

inmobiliaria para hablar con Pablo, sin embargo le

dijeron que estaba ocupado y no podía atenderlo.

Tiempo después le dijeron que debían ir a hacer un

informe ambiental al lugar donde vivía, por lo tanto

Góngora aguardó a que se hiciera, sin embargo eso

nunca pasó y al cabo de tres meses le dijeron que el

crédito no sería otorgado. Dada la situación, el

damnificado se presentó personalmente en las

oficinas de Alfa donde fue atendido por Daniel

Cañete e Iván Malfatti, quienes les dieron

explicaciones completamente irrazonables,

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
retirándose la víctima del lugar, sin recuperar su

dinero.

Para llegar a esta conclusión he tenido

en cuenta principalmente el testimonio claro y

detallado del damnificado Góngora en la audiencia de

debate. Explicó de que manera llegó a las oficinas

de Alfa y quién lo atendió, los requisitos que le

exigieron e incluso aclaró que le hizo saber a Vila

que él figuraba en el “VERAZ”, y le preguntó si esto

no era un impedimento para acceder al crédito, a lo

que le respondieron que no. Esto demuestra, una vez

más, que el plan engañoso tenía como finalidad que

el cliente aportara el dinero, sin importar que

cumpliera requisito alguno. Asimismo el testigo fue

claro en cuanto a la división de tareas asignada a

cada uno de los integrantes de Alfa; Trigas Vila fue

con quien inició el trámite y le recibió el dinero,

Malfatti y Cañete quienes se encargaban de negociar

en aislados casos una diezmada devolución. Pero

existe un dato más que resulta relevante del

testimonio de Góngora. El testigo aseguró que Vila

le requirió la entrega de quinientos pesos extra

para gastos administrativos, por lo cuales no se le

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

entregó ningún recibo. Pues bien, este dato es

concordante con lo admitido por el propio Vila al

prestar declaración indagatoria, en cuanto a que en

algunos casos él pedía un dinero extra que iba más

allá de lo que figuraba en los mandatos. La prueba

documental no hace más que dar mayor veracidad a los

dichos del testigo. Lo secuestrado en el marco de

los allanamientos de las oficinas de Alfa, así como

también lo aportado por el damnificado en la

instrucción se complementa. Como se advierte en la

carpeta asignada a Góngora obra un recibo firmado

por Vila por la suma de seis mil pesos de fecha 8 de

abril de 2008, dejando aclarado que restaba

completar un saldo de cuatro mil pesos. En

complemento con aquello, en la documentación

aportada por el testigo obra otro recibo firmado por

Vila por la suma diez mil pesos (que sería la suma

total) de fecha 15 de abril de 2008. La restante

documentación que obra en la carpeta que no hacen

más que confirmar que Góngora fue atendido por Vila,

la fecha en que esto se dio, y la suma por la que se

buscaba lograr el crédito. La solicitud de crédito,

el mandato de gestión, el mandato de tramitación, y

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
la ratificación de contratación son prueba

contundente al respecto. Incluso las fotocopias del

documento, del recibo de sueldo y de una factura de

un servicio a su nombre, concuerdan con lo dicho en

los párrafos anteriores, esto es, los requisitos

exigidos eran mínimos y lo que se buscaba era

obtener dinero.

Hecho 48: Tengo por probado que Ricardo

Raúl Hunt concurrió a la sede de Alfa y Asociados,

interesado por una publicación en la revista

“Segunda Mano” respecto de créditos para viviendas.

Fue junto con su esposa a ver una casa en Caseros y

como les gustó fue al estudio el 8 de agosto de 2007

y se entrevistó con Trigas Vila, quien le comentó la

operatoria y la pidió dinero como reserva, ante lo

cual le entregó la suma de diez mil pesos,

recibiendo a cambio un recibo que confeccionó y

firmó Trigas Vilas. Pasado un tiempo, comenzó a

llamar por teléfono al estudio, siendo atendido por

Cañete y Malfatti, quienes le decían que tuviera

paciencia, que el crédito ya saldría. Finalmente,

decidió renunciar a la solicitud del crédito, por lo

que volvió al estudio y firmó un acuerdo

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

transaccional, suscripto también por Cañete y

Malfatti, por el cual le devolvieron cinco mil pesos

($5.000). Para llegar a esta conclusión he tenido en

cuenta principalmente el testimonio del damnificado

durante la audiencia de debate, oportunidad en la

que aclaró que el dinero se lo entregó a Trigas

Vila, quien confeccionó y le entregó el recibo y que

tuvo tratativas con Malfatti y Cañete. A su vez, se

cuenta con la documentación reservada en Secretaría,

la cual se encuentra identificada con la mención

“hecho 48” y fue exhibida durante el debate.

Hecho 49: Tengo por probado que Adrián

César Bóveda concurrió a la sede de Alfa y

Asociados, después de haber observado en un diario

el correspondiente aviso publicitario. Una vez allí

hizo saber de su interés por una vivienda en la

localidad de Pablo Nogués, por lo que solicitó

verla. Así las cosas, se presentó en el lugar y se

entrevistó con la gente que habitaba, quien le

confirmó que la casa estaba en venta. De esta manera

concurrió nuevamente a las oficinas de la calle

Uruguay, siendo atendido por Iván Malfatti, y

suscribió un mandato de gestión de crédito,

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
aportando para ello, y a modo de anticipo, la suma

de $ 8.000 (pesos ocho mil), por lo cual se le hizo

entrega del respectivo recibo firmado por Malfatti.

A su vez suscribió la solicitud de crédito, un

mandato de tramitación y la ratificación de la

contratación. Transcurrida apenas una semana de

haber realizado el trámite, se enteró por los medios

de comunicación que Alfa había cerrado y que por lo

tanto no iba a poder recuperar su dinero.

Para llegar a esta conclusión he tenido

en cuenta principalmente el testimonio del propio

damnificado Adrián César Bóveda, quien relató paso a

paso como fue la puesta en escena y explicó que fue

con Malfatti con quien hizo los trámites y a quien

entregó el dinero. Explicó que incluso fue a ver la

casa y se dio la casualidad que el dueño era

conocido suyo, lo que le dio más confianza a la hora

entablar las conversaciones con Alfa. También se

cuenta con documentación reservada en Secretaría,

tanto de la carpeta asignada por Alfa como la

aportada por la propia víctima. En ambos casos obra

el recibo que le entregaron a Bóveda como constancia

del pago de los ocho mil pesos, el cual está firmado

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

por Malfatti. A su vez, en el mismo sobre, se

encuentra agregado el mandato de gestión de crédito,

el mandato de tramitación y la ratificación de

contratación, todos estos documentos suscriptos por

el testigo Bóveda.

Hecho 50: Tengo por probado que Jonathan

Ezequiel Meneses concurrió a la sede de Alfa y

Asociados, interesado por un publicación en la

revista “Segunda Mano” de una propiedad en Lomas del

Mirador. Luego de verla y como le agradó se dirigió

al estudio el 17 de julio de 2008 y se entrevistó

con Trigas Vila a quien le entregó la suma de diez

mil pesos ($10.000) como reserva de la propiedad,

esperó el tiempo requerido y comenzó a llamar al

estudio sin obtener respuestas convincentes, por lo

que, sintiéndose estafado realizó la correspondiente

denuncia. Nunca recuperó el dinero invertido ante la

clausura del local.

Para llegar a esta conclusión he tenido en

cuenta principalmente el testimonio del damnificado

durante la audiencia de debate, oportunidad en la

que aclaró que entregó los diez mil pesos a Trigas

Vila, quien confeccionó y firmó el recibo que le

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
entregó y que en esa oportunidad conoció a otra

persona de la firma que se presentó como “Martín”

luego concurrió al estudio, una vez que había salido

el programa en América y lo vio a Cañete y a quien

dijo ser “el abogado” de la firma. Durante la

audiencia de debate se le exhibió la documentación

reservada en Secretaría, la cual se encuentra

identificada con la mención “hecho 50”, ocasión en

la que se exhibió una solicitud de crédito solo

suscripta por el testigo; un mandato de gestión de

crédito, ratificación de contratación y mandato de

tramitación, en los cuales reconoció su firma y

están suscriptos por Trigas Vila.

Hecho 51: Tengo por probado que María

Sonia Marucci concurrió a la sede de Alfa y

Asociados, interesada por una publicación en la

revista “Segunda Mano” respecto de créditos para

adquirir viviendas. Visitó varias propiedades hasta

encontrar una en José C. Paz, por lo cual se dirigió

al estudio el 17 de septiembre de 2008, donde se

entrevistó con Trigas Vila quien le explicó la

operatoria y le requirió un adelanto, por lo cual

abonó la suma de cinco mil pesos ($5.000) por lo que

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

recibió un recibo confeccionado y firmado por Trigas

Vila y pagó también la suma extra de trescientos

pesos para gastos generales. Transcurrido el tiempo

que le indicaron, realizó diversos llamados

telefónicos, siendo atendida por Cañete y Malfatti,

quienes siempre le contestaron con evasivas, por lo

que decidió hacer la denuncia. Nunca logró recuperar

el dinero invertido (confr. declaración brindada por

la damnificada a fs. 2322/23, incorporada al

debate). A su vez, se cuenta con la documentación

reservada en Secretaría, la que se halla

identificada con el nombre “Hecho 51” en la que

puede observarse un recibo provisorio por cinco mil

pesos firmado por Trigas Vila y una solicitud de

crédito, un mandato de gestión de crédito, un

mandato de tramitación y una ratificación de

contratación suscriptos por la damnificada y Trigas

Vila.

Hecho 53: Tengo por probado que Jorge

Alejandro Fink concurrió a la sede de Alfa y

Asociados, interesado por una publicación en la

revista “Segunda Mano” sobre financiamiento para

adquirir una vivienda en Virrey del Pino, La

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Matanza. Fue a ver varias propiedades hasta

encontrar una de su agrado, por lo cual, el 10 de

septiembre de 2008 fue al estudio y se entrevistó

con Trigas Vila, a quien le abonó la suma de diez

mil quinientos dólares (U$S 10.500), como

contrapartida Trigas Vila confeccionó, firmó y le

entregó un recibo por treinta mil pesos ($30.000).

Pasado el tiempo indicado, llamó en reiteradas

oportunidades sin conseguir respuesta a su reclamo,

por lo cual no recuperó el dinero invertido (confr.

declaración brindada por el damnificado a fs. 2692

incorporada por lectura al debate). A su vez, se

cuenta con la documentación reservada en Secretaría,

la que se halla identificada con el nombre “Hecho

53” en la que puede observarse un recibo provisorio

por la suma de treinta mil pesos ($30.000) firmado

por Trigas Vila, una solicitud de crédito firmada

por el testigo; un mandato de gestión de crédito, un

mandato de tramitación y una ratificación de

contratación firmadas por el testigo y Trigas Vila.

Hecho 54: Tengo por probado que Mariela

Noemí Maidana, vio en el diario “Segunda Mano” un

aviso de “Alfa y Asociados” que publicitaba una

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

vivienda por la localidad de Lanús, Provincia de

Buenos. Junto con su marido se dirigieron a la

oficina, siendo atendido por Pablo Vila, quien le

explicó los requisitos para acceder a la vivienda,

por lo que propusieron volver al día siguiente ya

que no traían el dinero consigo. Así las cosas, el 3

de septiembre de 2008 volvieron a las oficinas de

Alfa, siendo atendidos nuevamente por Pablo Vila y

suscribieron con él un mandato de gestión de crédito

por la suma de $104.000 (pesos ciento cuatro mil),

aportando para ello, y a modo de anticipo, la suma

de $ 6.000 (pesos seis mil), por lo cual se le hizo

entrega del respectivo recibo firmado por Trigas.

Finalmente suscribió un mandato de tramitación y la

ratificación de la contratación, y le dijeron que

tenía que esperar un plazo de tres meses.

Transcurrido un tiempo, un muchacho joven contratado

por Alfa, fue al domicilio de Maidana a hacerle un

informe ambiental. El tiempo siguió pasando, y ya a

los dos meses de iniciado el trámite empezó a llamar

por teléfono, sin embargo siempre era atendido por

telefonistas que le decían que tenían que esperar o

que alegaban que las personas encargadas del trámite

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
estaban ocupadas. Al poco tiempo se enteró por la

televisión lo sucedido con Alfa, y se presentaron en

las oficinas para reclamar el dinero, sin embargo ya

estaba cerrado y obviamente no pudieron recuperarlo.

Para llegar a esta conclusión he valorado

fundamentalmente el minucioso relato de Mariela

Noemí Barrios en la audiencia de debate. Explicó que

como había vendido su casa propuso poner más dinero

del exigido, que el lugar le dio confianza pues era

una oficina bien montada y organizada, con personal

de seguridad que al ingreso del edificio les pedía

documentos y con personas bien vestidas. Afirmó que

incluso la forma de venta no le era ajena pues su

casa también la había vendido por la modalidad de

“leasing”. La testigo refirió que Pablo Vila fue con

quien siempre trató, más allá de haber visto a mucha

gente en la oficina. Él fue quien le explicó cómo

era el trámite y los pasos a seguir e incluso fue

quien le recibió el dinero. Los dichos de la

damnificada se ven avalados por la carpeta

secuestrada en las oficinas de Alfa. En la carpeta

asignada a Maidana lucen copias del recibo por la

suma de veinte mil pesos firmado por Vila, así como

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

también los mandatos de gestión de crédito, de

tramitación y la ratificación de contratación, todos

firmados por Vila y suscriptos y reconocidos por la

víctima en la audiencia de debate. Finalmente, y

como ya se dijo en otras oportunidades, la copia del

documento nacional de identidad de la víctima y su

pareja, la factura de un servicio a su nombre, las

partidas de nacimiento de los hijos y el recibo de

sueldo del marido, no hicieron más que ocupar una

carpeta para un trámite que nunca se iba a realizar.

Hecho 55: Tengo por probado que María

Cristina Nieto vio en el diario “Segunda Mano” un

aviso de “Alfa y Asociados” que publicitaba una

vivienda por la localidad de San Miguel, Provincia

de Buenos. De esta manera, se comunicó

telefónicamente y fue a ver la propiedad junto a

gente de la inmobiliaria asignada a tal fin. Una vez

allí fue recibida por el dueño de la casa, quien le

mostró la propiedad y le confirmó que estaba en

venta. El día 28 de marzo de 2007, Nieto concurrió a

la sede de Alfa y Asociados, para saber cuáles eran

los trámites a seguir. Una vez allí fue atendido por

Daniel Cañete e Iván Malfatti, quienes le explicaron

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
cómo eran todos los trámites y suscribió un mandato

de gestión de crédito por la suma de $50.000 (pesos

cincuenta mil) el cual fue firmado por Iván

Malfatti, aportando para ello, y a modo de anticipo,

la suma de $ 6.000 (pesos seis mil) la cual fue

recibida por Cañete, por lo que se le hizo entrega

del respectivo recibo. A su vez suscribió un mandato

de tramitación y la ratificación de la contratación,

y le dijeron que tenía que esperar. Al poco tiempo,

concurrió personal de Alfa a hacerle un informe

ambiental a su domicilio, sin embargo transcurrido

un lapso sin novedades, Nieto se apersonó junto a su

marido en las oficinas a pedir la devolución del

dinero, allí Cañete, luego de una discusión, les

ofreció devolverles la suma de $2500 (dos mil

quinientos pesos), monto que no fue aceptado por la

víctima, por lo que no recuperó el dinero pagado.

Para llegar a esta conclusión he

considerado lo explicado por la propia víctima María

Cristina Nieto, en la audiencia de debate. La

testigo refirió que para juntar el dinero para el

crédito tuvo que pedir un préstamo personal y

sumarlo a un monto que tenía ahorrado fruto de una

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

indemnización laboral. Asimismo, es pertinente

destacar del relato de la víctima el desmoronamiento

emocional que le produjo el saberse engañada. Así,

la testigo explicó que se sintió estafada, que los

tomaron de ignorantes, que sus hijos eran chicos y

se aprovecharon de ellos. Por otra parte, agregó la

testigo que una de las veces que fue a las oficinas

lo hizo con una abogada y que no advirtió nada raro

o fuera de la ley, lo que demuestra que la puesta en

escena era realmente creíble. La documentación

secuestrada avala los dichos del damnificado. Como

ya se dijo, el mandato de gestión se encuentra

firmado por Iván Malfatti, el recibo por la suma de

seis mil, el mandato de tramitación y la

ratificación de contratación. Todos estos documentos

fueron suscriptos por la testigo y reconocidos por

ella en la audiencia de debate, lo que no hace más

que cerrar un plexo probatorio irrefutable.

Hecho 57: Tengo por probado que Marta

Beatríz Duarte concurrió a la sede de Alfa y

Asociados, interesada por una publicación en la

revista “Segunda Mano” respecto de una propiedad en

Laferrere. Fue junto con su esposo a verla y como

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
les gustó fueron al estudio el 30 de julio de 2008 y

se entrevistaron con Trigas Vila, quien les comentó

la operatoria y les pidió dinero como reserva, ante

lo cual la Sra. le entregó la suma de cinco mil

pesos, recibiendo a cambio un recibo que confeccionó

y firmó Trigas Vilas. Duarte concurrió nuevamente el

5 de agosto y le entregó a Trigas Vila otros cinco

mil pesos, a cambio del correspondiente recibo.

Pasado un tiempo, comenzó a llamar por teléfono al

estudio, siendo atendida por Cañete, quien le decía

que tuviera paciencia que el crédito ya saldría,

hasta que dejaron de contestar los teléfonos.

Finalmente, se enteraron de lo sucedido por el

programa de televisión y nunca recuperó su dinero.

Para llegar a esta conclusión he tenido en

cuenta principalmente el testimonio de la

damnificada Duarte durante la audiencia de debate,

oportunidad en la que aclaró que en las dos

oportunidades que entregó dinero lo hizo a Trigas

Vila, quien confeccionó y le entregó los recibos y

que tuvo tratativas con Cañete. A su vez, se cuenta

con la documentación reservada en Secretaría, la

cual se encuentra identificada con la mención “hecho

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

57” y fue exhibida durante el debate. Ante la

exhibición, Duarte reconoció su firma en los dos

recibos provisorio por cinco mil pesos cada uno,

suscriptos por Trigas Vila. También reconoció su

firma en un mandato de gestión de crédito y un

mandato de tramitación, los cuales también se

encuentran suscriptos por Trigas Vila.

Hecho 59: Tengo por probado que Marcelino

Tola Mollisaca concurrió a la sede de Alfa y

Asociados, interesado por un publicación en la

revista “Segunda Mano” sobre créditos para adquirir

viviendas. Vio una propiedad en Ciudadela que le

agradó por lo cual fue al estudio el 17 de noviembre

de 2008, siendo atendido por Malfatti, quien le

contó la operatoria y le reclamó el pago de un

adelanto de diez mil pesos ($10.000) en concepto de

adelanto, a cambio de lo cual recibió el

correspondiente recibo. Que ante la tardanza en el

trámite llamó por teléfono repetidas veces pero

nunca lo atendieron hasta que vio el informe de

“América 2” sobre el cierre de la firma, por lo cual

nunca recuperó el dinero invertido.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Para llegar a esta conclusión he tenido en

cuenta principalmente el testimonio del damnificado

durante la audiencia de debate, oportunidad en la

que se le exhibió la documentación reservada en

Secretaría, la cual se encuentra identificada con la

mención “hecho 59”: un recibo provisorio por diez

mil pesos, suscripto por Malfatti; un mandato de

gestión de crédito, un mandato de tramitación y una

ratificación de contratación, en los cuales

reconoció su firma y solo consta el sello de la

firma.

Hecho 60: Tengo por probado que Santos

Alberto Castillo concurrió a la sede de Alfa y

Asociados, interesado por un publicación en la

revista “Segunda Mano” sobre créditos para adquirir

viviendas. Visitó varias propiedades en Lanús hasta

que encontró una que le interesó, por lo que

concertó una cita con personal del estudio y el 24

de mayo de 2008 se entrevistó con Trigas Vila, quien

le explicó los detalles y le pidió el pago de una

reserva de diez mil pesos ($10.000). Como no tenía

el dinero en su poder, Cañete –luego de intentar

intimidar con la posible portación de un arma en sus

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

ropas-, lo acompañó hasta su casa para retirar el

dinero, culminando por entregarlo con la convicción

de haber iniciado el trámite crediticio con Alfa.

Ante la tardanza del trámite, llamó varias veces al

estudio, siendo atendido por Cañete, quien siempre

le contestaba con evasivas. Finalmente se enteró de

lo ocurrido por la televisión y no recuperó su

dinero.

Para llegar a esta conclusión he tenido en

cuenta principalmente el testimonio del damnificado

durante la audiencia de debate, oportunidad en la

que aclaró que las tratativas y la documentación las

firmó con Trigas Vila, que a Cañete le dio el dinero

y que en alguna oportunidad vio en la oficina a

Malfatti. Durante la audiencia de debate se le

exhibió la documentación reservada en Secretaría, la

cual se encuentra identificada con la mención “hecho

60”, ocasión en la que se exhibió un recibo

provisorio por diez mil pesos, firmado por Trigas

Vila; un mandato de gestión de crédito,

ratificación de contratación y mandato de

tramitación, en los cuales reconoció su firma y

están suscriptos por Trigas Vila.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Hecho 64: Tengo por probado que Rosalvina

Zuly Vega y Roberto Hugo Soria concurrieron a la

sede de Alfa y Asociados, interesados por un

publicación en la revista “Segunda Mano” sobre

créditos para adquirir viviendas. Vieron una

propiedad en San Miguel que les gustó, por lo cual,

el 26 de junio de 2007 fueron nuevamente al estudio,

donde le solicitaron el pago de la suma de diez mil

pesos ($10.000) en concepto de seña y gastos

administrativos, recibiendo a cambio un recibo. Al

pasar el tiempo sin noticias volvieron al estudio

siendo atendidos por Cañete quien les pidió un

garante con asiento en Capital Federal para asegurar

el crédito. Como no pudieron conseguirlo dieron por

perdido el dinero de la seña y luego se enteraron

por la televisión que la firma había cerrado.

Para llegar a esta conclusión he tenido en

cuenta principalmente el testimonio de los dos

damnificados durante la audiencia de debate. A su

vez, se cuenta con la documentación reservada en

Secretaría, la cual se encuentra identificada con la

mención “hecho 64”. Ante la exhibición, Vega

reconoció un recibo provisorio por diez mil pesos.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

También reconoció su firma en una solicitud de

crédito, un mandato de gestión de crédito, un

mandato de tramitación y una ratificación de

contratación.

Hecho 65: Tengo por probado que Adrián

Alejandro Reinoso concurrió a la sede de Alfa y

Asociados, interesado por un publicación en la

revista “Segunda Mano” sobre créditos para adquirir

viviendas. Vio varias propiedades en Isidro Casanova

y como una de ellas le interesó fue al estudio el 11

de abril de 2007, donde luego de interiorizarse de

la operatoria, entregó la suma de cinco mil

quinientos pesos, recibiendo a cambio un recibo.

Pasado un tiempo y ante la falta de noticias, fue

nuevamente al estudio, siendo atendido por Malfatti

y Cañete a quienes le exigió la devolución del

dinero, habiendo recuperado sólo $2500, previa

suscripción de un acuerdo.

Para llegar a esta conclusión he tenido en

cuenta principalmente el testimonio del damnificado

durante la audiencia de debate, oportunidad en la

que aclaró que el convenio lo realizó con Malfatti y

Cañete. A su vez, se cuenta con la documentación

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
reservada en Secretaría, la cual se encuentra

identificada con la mención “hecho 65. Ante la

exhibición, Reinoso reconoció un recibo provisorio

por cinco mil quinientos pesos. También reconoció su

firma en una solicitud de crédito, un mandato de

gestión de crédito, un mandato de tramitación y una

ratificación de contratación, en los cuales sólo

consta el sello de la firma y en un convenio de

mutuo acuerdo, suscripto por Cañete.

Hecho 73: Tengo por probado que César Luis

Vargas concurrió a la sede de Alfa y Asociados,

interesado por una publicación en la revista

“Segunda Mano” sobre financiamiento para adquirir

una vivienda en Bella Vista. Fue a ver la propiedad

y el 9 de mayo 2007 fue al estudio, donde le

informaron el trámite a seguir, abonando en concepto

de anticipo la suma de diez mil pesos, contra

entrega de un recibo. Ante el tiempo transcurrido

sin noticias, llamó varias veces al estudio, siendo

atendido por Trigas Vila, quien le contestaba con

evasivas, por lo que intentó varias audiencias de

mediación, sin concurrencia de nadie de la firma.

Finalmente tomó conocimiento de lo sucedido con la

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Poder Judicial de la Nación
TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 23 DE LA CAPITAL FEDERAL
CCC 52009/2007/TO1/CNC2

empresa por los programas de televisión, por lo cual

no recuperó el dinero que pagó (confr. declaración

brindada por el damnificado en a fs. 2882/83,

incorporada por lectura al debate). A su vez, se

cuenta con la documentación reservada en Secretaría,

la que se halla identificada con el nombre “Hecho

73” en la que puede observarse un recibo provisorio

por la suma de diez mil pesos ($10.000), una

solicitud de crédito firmada por el testigo; un

mandato de gestión de crédito, un mandato de

tramitación y una ratificación de contratación

firmadas por el testigo y con el sello de Alfa &

Asociados.

Hecho 90: Tengo por probado que Emeterio

Fermín Caballero concurrió a la sede de Alfa y

Asociados, interesado por un publicación en la

revista “Segunda Mano” de una propiedad en Cláypole.

Se presentó el 13 de febrero de 2008 y fue atendido

por Trigas Vila, a quien le abonó la suma de cinco

mil pesos (5.000) para la adjudicación del crédito.

Para saber del estado del trámite, llamó varias

veces al estudio y le pidieron dos garantías

propietarias y luego, otro garante de esta ciudad.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRETARIO AD HOC

#2660713#187602762#20170905192326566
Como no pudo conseguirlo, decidió terminar con el

trámite y requirió la devolución del dinero

aportado, recibiendo tan sólo mil setecientos pesos

($1.700), firmando un acuerdo transaccional a tal

efecto.

Para llegar a esta conclusión he tenido en

cuenta principalmente el testimonio del damnificado

durante la audiencia de debate, oportunidad en la

que aclaró que el dinero se lo entregó a Trigas

Villa, que las personas que más lo habían atendido

eran Malfatti, Cañete y Ávila y que Cañete fue el

que redactó y firmó el acuerdo transaccional.

En el debate se le exhibió la documentación

reservada en Secretaría, la cual se encuentra

identificada con la mención “hecho 90”, ocasión en

la que se exhibió un recibo provisorio por cinco mil

pesos, firmado por Trigas Vila; una solicitud de

crédito, mandato de gestión de crédito, ratificación

de contratación y mandato de tramitación, en los

cuales reconoció su firma y que se hallan suscriptos

por Trigas Vila y un acuerdo transaccional firmado

por el testigo y Cañete.

Fecha de firma: 05/09/2017


Firmado por: NICOLÁS TOSELLI , Juez de Cámara
Firmado(ante mi) por: ALEJANDRO DYKSZTEIN, SECRE