Está en la página 1de 6

REQUÍSITOS PARA LA OBTENCIÓN DE LECHE EN LA PRODUCCIÓN PRIMARIA

REGISTRO DE LOS HATOS.


Para efectos de la trazabilidad del hato y para el control oficial de enfermedades de declaración
obligatoria, los hatos deben registrarse en la oficina local del ICA o quién éste delegue. El registro es
una herramienta para establecer mecanismos de control que disminuyan los riesgos sanitarios que se
generan de la movilización de animales. El registro también les permite a los propietarios de las fincas
establecer programas sanitarios que lleven a los ganaderos a estándares de calidad en Buenas
Prácticas Ganaderas e inocuidad, generando un valor agregado para los productos y subproductos
que salgan de estos predios.
Requisitos para el registro del predio
 Nombre del predio o finca a registrar.
 Ubicación geográfica, departamento, municipio y vereda.
 Nombres y apellidos,
 Dirección, teléfono, correo electrónico del propietario o tenedor del predio.
 Cédula de ciudadanía o NIT, cédula de extranjería o pasaporte.
 Persona jurídica: certificado de existencia y representación legal expedido por la Cámara de
Comercio con vigencia no mayor a 90 días.
 Población animal del predio: especie, sexo, edad y cantidad de los animales.
 El inventario debe actualizarse permanentemente por ocasión de nacimientos, ingresos,
muertes u otros.
 Hierro de propiedad registrado o identificación de los animales.

REQUISITOS QUE DEBEN CUMPLIR LOS HATOS PRODUCTORES DE LECHE.


El diseño, la ubicación y el mantenimiento de los sitios o áreas y locales de los hatos deben garantizar
el mínimo riesgo de contaminación de la leche cruda tanto de origen intrínseco (animal) como de
origen extrínseco (ambiental) y deberán cumplir con los siguientes requisitos:
Instalaciones y áreas.
1. Disponer de cercos, broches, puertas y otros mecanismos con cierres en buen estado, que
permitan delimitar la propiedad y limitar el paso de animales ajenos al predio.
2. En función del número, raza y categoría de animales, contar con corrales, mangas, bretes,
embarcadero y demás áreas adecuadas que permitan a los operarios realizar con comodidad y
seguridad los distintos procedimientos de manejo y permitan brindar bienestar a los animales.
3. Si posee corrales y construcciones de confinamiento, estos deben contar con los espacios
requeridos por cada animal en función de su bienestar. Los pisos deben ser de un material que
evite caídas y problemas pódales y facilite la limpieza, desinfección y el drenaje de excretas.
4. Contar con potreros o corrales de aislamiento para los animales que requieran tratamiento
veterinario y manejo especial.
5. Los predios de producción primaria que inicien actividad agropecuaria deben estar ubicados en
área compatible con el uso del suelo, determinado en el “Plan de Ordenamiento Territorial.
6. En caso de contar con sala de ordeño, con sistema de ordeño portátil en potrero o sistema de
ordeño manual, debe contar con algunos requisitos específicos.
7. En caso de contar con tanque para el enfriamiento de la leche deberá contar con
requerimientos específicos según la norma.
Almacenamiento de insumos pecuarios y agrícolas
Áreas cerradas y separadas físicamente para:
El almacenamiento de los medicamentos veterinarios, alimentos y sustancias de limpieza y
desinfección, utilizados en la producción, para minimizar el riesgo de contaminación cruzada; para los
plaguicidas y fertilizantes, utilizados en la producción, y los equipos e implementos utilizados en su
aplicación. Los materiales de construcción de las áreas de almacenamiento deben facilitar las labores
de limpieza y desinfección. Los alrededores deben permanecer libres de desechos orgánicos,
escombros, maquinaria, equipos inhabilitados, entre otros. Cada área de almacenamiento debe estar
identificada y en un lugar visible.
Sanidad animal y bioseguridad.
Los predios dedicados a la obtención de leche de animales de la especie bovina y bufalina deberán
cumplir con la reglamentación sanitaria vigente del ICA, formular y aplicar un plan de manejo sanitario
y medidas de bioseguridad que contenga:
a) Programas de prevención, control y erradicación para las enfermedades de control oficial y
declaración obligatoria de acuerdo con la reglamentación del ICA.
b) Programa sanitario documentado diseñado por un médico veterinario o un médico veterinario
zootecnista.
c) Identificar de manera diferencial los animales sometidos a tratamientos veterinarios. El personal
encargado del cuidado de los animales enfermos debe evitar el contacto con otros animales.
d) Ingresar animales al predio con licencia sanitaria de movilización expedida por el ICA y aislarlos
por un tiempo determinado.
e) Las fincas deberán contar con un registro del ingreso y salida de personas, vehículos y
animales, conteniendo la siguiente información: fecha, hora de ingreso y salida, número de
identificación o placa del vehículo, número de animales movilizados e identificación de los
mismos, lugar de origen y destino, objeto de la visita, persona encargada de diligenciar el
registro.

BUENAS PRÁCTICAS EN EL USO DE MEDICAMENTOS VETERINARIOS, BPUMV.


Todos los predios dedicados a la obtención de leche de la especie bovina y bufalina para consumo
humano deberán cumplir con los siguientes requisitos:
a) Utilizar únicamente productos veterinarios con registro ICA.
b) Todos los tratamientos con medicamentos veterinarios deberán ser formulados por escrito por
un médico veterinario o médico veterinario zootecnista con tarjeta profesional vigente. La copia
de cada fórmula deberá conservarse en la finca por un período mínimo de dos (2) años.
c) Cumplir con el tiempo de retiro consignado en el rotulado del producto.
d) Administrar los medicamentos veterinarios siguiendo todas las instrucciones consignadas en el
rotulado aprobado por el ICA.
e) Registrar en un formato determinado el uso de todos los medicamentos veterinarios utilizados
en el predio, contemplando los siguientes aspectos:
Fecha de administración, Nombre del medicamento, Principio activo, Laboratorio productor, Número
del registro ICA, Fecha de vencimiento, Dosis administrada, Vía de administración y duración del
tratamiento, Identificación del animal tratado, Nombre y firma del responsable de la administración,
Tiempo de retiro cuando esté contemplado en el rotulado del producto.
f) Clasificar los medicamentos veterinarios por grupos de acuerdo a su uso e indicación
g) Los medicamentos para lactancia y período seco se identifican y ubican separadamente en el
sitio de almacenamiento;
h) Mantener un registro del inventario de los medicamentos y de los biológicos almacenados en la
finca, que incluya las entradas de los mismos.
i) Los equipos para la administración de los medicamentos veterinarios orales, deben estar
limpios, desinfectados y calibrados.

BUENAS PRÁCTICAS PARA LA ALIMENTACIÓN ANIMAL, BPAA. Todos los predios dedicados a la
producción de leche de las especies bovina y bufalina, deberán cumplir con los siguientes requisitos:
a) Todos los alimentos, suplementos alimenticios y sales mineralizadas utilizadas en la alimentación
animal, deben contar con registro ICA.
b) Se prohíbe la suplementación de bovinos y bufalinos con subproductos de cosechas de flores, otras
plantas ornamentales y gallinaza.
c) Cuando se utilicen como parte de la dieta, productos y subproductos de cosechas se debe conocer y
registrar el origen y el uso
d) El agua destinada para uso pecuario debe cumplir con los criterios de calidad admisibles.
e) La utilización de materiales transgénicos en la alimentación o salud animal, deberá contar con la
expresa autorización del ICA.
f) En los forrajes y cultivos destinados a la alimentación, únicamente se deben emplear aquellos que
cuenten con registro ICA.
g) Controlar las condiciones de temperatura y humedad para el almacenamiento de los alimentos
balanceados, productos y subproductos de cosecha e industriales empleados en la alimentación
animal.

RUTINA DE ORDEÑO.
1. Operaciones de ordeño deben reducir la introducción de gérmenes patógenos provenientes de
cualquier fuente y de residuos químicos procedentes de las operaciones de limpieza y desinfección.
2. Las zonas de espera donde se encuentran los animales antes del ordeño deben estar en
condiciones higiénico sanitarias adecuadas. Deben estar limpias evitando acumulaciones de estiércol,
lodo o cualquier otra materia no deseable, y mantenerse de forma que se reduzca al mínimo el riesgo
de la infección de los animales o la contaminación de la leche.
3. El establo y las zonas de ordeño e instalaciones comunicadas entre sí, deben mantenerse libres de
animales, tales como perros, gatos y aves de corral entre otros.
4. Antes del ordeño los animales deben estar limpios y verificar que la primera leche que se extrae
tenga una apariencia normal, de otra forma estas leches deben rechazarse.
5. El agua utilizada para limpiar la ubre, el equipo de ordeño, tanques de almacenamiento y otros
utensilios debe ser de tal calidad que no contamine la leche.
6. Los procesos de limpieza y secado de la ubre deben ser adecuados evitando daños en los tejidos.
En caso de emplearse selladores de pezón o desinfectantes para estos, debe evitarse la
contaminación de la leche con tales productos.
7. El equipo y utensilios deben ser diseñados y calibrados, de tal forma que no dañen los pezones
durante las operaciones de ordeño; deben limpiarse y desinfectarse después de cada operación de
ordeño, deben limpiarse bien con una solución de detergente apropiada, enjuagarse con agua limpia
para remover el detergente, y luego desinfectarse y escurrirse. El enjuague del equipo o cisternas,
baldes de almacenamiento después de la limpieza y desinfección debe remover todo residuo de
detergente y desinfectante, salvo si las instrucciones del fabricante indican que este no es necesario.
8. Las cantinas de leche deben ser lavadas, desinfectadas e inspeccionadas antes de su uso. Y los
empaques deben ser revisados y reemplazados periódicamente. Una vez depositada la leche en las
cantinas, estas deben taparse y colocarse en un lugar fresco.
SANEAMIENTO
1. Programa de Limpieza y Desinfección: Los procedimientos de limpieza y desinfección deben
satisfacer las necesidades particulares del proceso. Cada establecimiento debe tener por escrito todos
los procedimientos, incluyendo los agentes y sustancias utilizadas así como las concentraciones o
formas de uso y los equipos e implementos requeridos para efectuar las operaciones y periodicidad de
limpieza y desinfección.
2. Programa de Desechos Sólidos y Líquidos. Deben contar con áreas y procedimientos adecuados
de almacenamiento temporal y disposición final para los desechos sólidos (basuras) y líquidos de tal
forma que no represente riesgo de contaminación para la leche.
3. Programa de Control de Plagas. Las plagas entendidas como artrópodos y roedores deben ser
objeto de un programa de control específico, el cual debe involucrar un concepto de control integral,
esto apelando a la aplicación armónica de las diferentes medidas de control conocidas, con especial
énfasis en las radicales y de orden preventivo.

HIGIENE EN EL ORDEÑO
El ordeño es la actividad más importante en la explotación lechera. Los consumidores exigen normas
rigurosas para calidad de la leche, por eso, la gestión de ordeño debe estar dirigida a reducir al mínimo
la contaminación microbiana, química y física. La gestión de ordeño cubre todos los aspectos del
proceso de obtención de la leche de las vacas de manera rápida y eficaz, al tiempo que se asegura la
salud de las vacas y la calidad de la leche.
La aplicación constante, día a día, de procedimientos adecuados de ordeño es un elemento muy
importante de las buenas prácticas agrícolas (BPA) relativo al ordeño.
Las BPA para asegurar que la leche es recogida y almacenada en adecuadas condiciones higiénicas,
y que el equipo utilizado para el ordeño y para el almacenamiento de la leche recibe el mantenimiento
debido.
Las BPA sugeridas para la higiene del ordeño quedan expuestas bajo los siguientes encabezados:
Asegurar que con las rutinas de ordeño no se lesiona a las vacas ni se introducen contaminantes en la
leche.
Asegurar que el ordeño se lleva a cabo en condiciones higiénicas
Asegurar que después del ordeño la leche es manipulada adecuadamente

Salud e higiene del Personal de Ordeño:


El personal de ordeño debe estar en buen estado de salud y poseer un certificado médico que
reconozca su aptitud, antes de iniciar las operaciones o manipulación de la leche, deberá lavarse y
desinfectarse, además de tener la ropa adecuada y limpia al inicio de cada período de ordeño. No
podrán realizar funciones de ordeño las personas con abrasiones de cortes expuestos en las manos
antebrazos y aquellas que conozcan o sean sospechosas de sufrir o ser portadoras de una
enfermedad susceptible de transmitirse a través de la leche. Cualquier persona afectada debe reportar
la enfermedad o los síntomas de la misma al superior. Las autoridades de salud competentes exigirán
el certificado médico en coordinación con los representantes o propietarios de los hatos

PROGRAMAS DE CAPACITACIÓN:
El personal relacionado con la producción y recolección de la leche, según corresponda, debe recibir
capacitación continua y tener las habilidades apropiadas en los siguientes temas:
 Salud y manejo animal
 Proceso de Ordeño
 Practicas higiénicas en la manipulación de la leche
 Higiene personal y hábitos higiénicos
 Responsabilidad del manipulador
La capacitación estará bajo la responsabilidad del propietario o representantes de los hatos y podrá
será efectuado por estos, con personas naturales o jurídicas contratadas o por las autoridades
sanitarias.

BUENAS PRACTICAS DE ORDEÑO FAO

BUENAS PRÁCTICAS ANTES DEL ORDEÑO:


Limpieza del local de ordeño:El piso y las paredes del local deben limpiarse todos los días antes de
ordeñar con agua y detergente.
Arreado de la vaca: con tranquilidad y buen trato, proporcionándole un ambiente tranquilo antes de
ordeñarla. Esto estimula la salida de la leche de la ubre. Cuando las vacas estén en el corral,
proporcionarles alimento y agua.
Horario fijo de ordeño: El ordeño deberá efectuarse una vez al día en horarios fijos.
Amarrado de la vaca: La inmovilización de la vaca durante el ordeño se realiza con un lazo, amarrado
a las patas y cola de la vaca (rejo), permite sujetarla, dando seguridad a la persona que va a ordeñar y
previniendo algún accidente.
Lavado de manos y brazos del ordeñador:lavarse las manos y los brazos, utilizando agua y jabón.
Preparación y lavado de los utensilios de ordeño: Los utensilios de trabajo a utilizar son: baldes
plásticos, para el traslado de agua y el lavado de pezones como para la recogida de la leche, mantas y
cubetas. Estos utensilios deben ser lavados con agua y jabón antes del ordeño.

BUENAS PRÁCTICAS DURANTE EL ORDEÑO:


Ropa adecuada para ordeñar: La persona encargada del ordeño debe vestir ropa de trabajo que
incluya gabacha y gorra. De preferencia, prendas de color blanco.
Lavado de pezones: El lavado de pezones de la vaca debe realizarse siempre que se va a ordeñar,
ya sea con o sin ternero. Cuando se ordeña con ternero, el lavado de pezones se realiza después de
estimular a la vaca, pues también se debe lavar la saliva del ternero que queda en los pezones. El
agua que se utiliza para el lavado de pezones debe ser agua limpia y tibia, por lo que se debe calentar
previamente.
Secado de pezones: Los pezones de la vaca se deben secar utilizando una toalla, pasando por cada
pezón unas dos veces.
Ordeñado de la vaca: El ordeño debe realizarse en forma suave y segura. Esto se logra apretando el
pezón de la vaca con todos los dedos de la mano, haciendo movimientos suaves y continuos. El
tiempo recomendado de ordeño es de 5 a 7 minutos.
Sellado de pezones: Al terminar el ordeño y si éste se realizó sin el ternero es necesario efectuar un
adecuado sellado de los pezones de la vaca, introduciendo cada uno de los pezones en un pequeño
recipiente con una solución desinfectante a base de tintura de yodo comercial.
Desatado de las patas y la cola de la vaca: Al terminar de ordeñar, se debe proceder a desatar las
patas y la cola de la vaca con tranquilidad.

BUENAS PRÁCTICAS DESPUÉS DEL ORDEÑO:


Colado de la leche recién ordeñada: Para garantizar el adecuado colado o filtrado de la leche en los
baldes, se recomienda usar una manta de tela gruesa, la cual debe colocarse y suspenderse en la
parte superior del balde.
Lavado de los utensilios de ordeño: Los baldes, recipientes y mantas que se usaron durante el
ordeño se deben lavar con abundante agua y jabón.
Limpieza del local de ordeño: El piso y las paredes se deben limpiar con agua y detergente todos los
días después de ordeñar. Se recomienda realizar la desinfección del local de ordeño cada 15 días,
utilizando lechada de cal. Con este producto se desinfectan las paredes, piso, lazos, comederos,
bebederos y canales de desagüe.
Destino del estiércol y la orina: El estiércol y la orina del ganado se destinan al compostaje de la
materia orgánica. Se deja así durante tres meses para provocar la descomposición de la materia
orgánica, la cual se incorpora luego al suelo donde están los cultivos.
Traslado de la leche y almacenamiento: Se debe mantener la leche en baldes o recipientes
debidamente cerrados, ubicados a la sombra. También se pueden colocar dentro de una pila con agua
fresca, donde permanecerán con la leche hasta el momento en que se trasladen a la quesería o a la
planta procesadora.
Registros de producción de leche: Para garantizar la producción de leche, todos los productores y
productoras deben llevar un registro de la producción diaria de leche de cada una de las vacas. Esto
facilita efectuar un análisis periódico que permite lo siguiente:

 Establecer metas que aseguren la sobrevivencia a largo plazo de su actividad lechera.


 Desarrollar un plan para alcanzar las metas de acuerdo con los recursos disponibles.
 Tomar las acciones necesarias para alcanzar las metas.
 Analizar constantemente los resultados de las acciones tomadas.
 Disponer de información para prevenir complicaciones con la presencia de enfermedades en
los animales.

TIPOS DE ORDEÑO

Ordeño natural: El becerro inicia el ordeño sujetando el pezón superiormente entre su lengua y
paladar, de esta manera puede tener el contenido dentro del pezón; luego dirige ligeramente la
mandíbula a la parte inferior del pezón, permitiendo que el pezón se llene de nuevo y este
procedimiento es repetido por el becerro en una frecuencia de 80 a 120 veces por minuto.
Ordeño manual: Es la forma tradicional de realizar el ordeño. Consiste en que el ordeñador realiza
presión con sus manos sobre los pezones para extraer la leche de la ubre de la vaca. Según la forma
de coger los pezones, existen dos formas de realizar este tipo de ordeño: ordeño a mano llena,
mediante el cual se utilizan los cinco dedos de la mano para extraer la leche; y ordeño tipo pellizco,
mediante el cual se utilizan dos o tres dedos de la mano, especialmente cuando los pezones son
pequeños.
Es práctico cuando el número de vacas a ordeñar no es muy grande. Una de sus desventajas radica
en el hecho de que las manos del ordeñador pueden convertirse en vectores mecánicos de patógenos
causantes de mastitis.
Ordeño mecánico: Es la extracción de la leche por medio de una máquina que aplica el vacío
simulando la absorción que hace el becerro a la ubre, cuando este es alimentado con biberones y
mamila de hule.
La parte que se pone en contacto con el pezón de la vaca es una vaina de goma llamada también
pezonera que simula la boca del becerro; esta vaina está incluida en un casco metálico o se acrílico
llamado concha a la cual está ajustada. Esta pezonera se abre y cierra a consecuencia de la acción
del pulsador.
Para este tipo se requiere menos personal; ahorra tiempo y el trabajo del ordeñador se hace más
sencillo. Realizado correctamente, permite extraer la leche en mejores condiciones de limpieza y
aumenta el posible número de ordeños diarios; además, permite la uniformidad y aumenta el
rendimiento.
Desventajas de este sistema:
• Costo de la inversión.
• Costo de mantenimiento.
• Alto riesgo sanitario (transmisión de mastitis)