Está en la página 1de 3

5.

6 PROGRAMACIÓN DE LA LUBRICACIÓN

La necesidad de un plan de lubricación:


Los principales problemas que se detectan en una planta industrial con respecto a la
lubricación y que determinarían la necesidad de formalizar un Plan de Lubricación
adecuado son variados y está en función de las actividades de la empresa. En general, un
operario es el encargado del engrase o lubricación, su forma de trabajar es autónoma y no
posee una orden de trabajo y/o la capacidad para detectar situaciones que afecten a la calidad
de lubricación. Además, se utiliza un lubricante sin realizar análisis de necesidad o tipo de
industria, sólo por recomendaciones de proveedores con fabricantes de equipos. Y no se
conocen adecuadamente los puntos de lubricación, el método, el tipo.
Esto suele recaer en parada de máquinas o problemas de calidad debido a roturas de
rodamientos, ejes o soportes, desgastes en transmisiones, puntos con demasiada o escasa
lubricación, problemas de calidad en el producto (manchas, marcas, etc.), excesivo tiempo
en paradas programadas. Y la principal consecuencia de esto es el aumento de los
costos debido a pérdidas, diferenciación de lubricantes y proveedores, errores de
planificación, entre otros.

Primeros Pasos:
Tras detectar la necesidad de un plan, debe desarrollarse una estrategia paso a paso. El
primero es realizar un diagnóstico de la situación actual.
Tomemos como guía estos cuatro puntos claves:
1. Conocer las necesidades de calidad de cada proceso, cuáles son los errores frecuentes
y el tiempo de ciclo necesario.
2. Conocer la situación actual de lubricación, puntos actuales de lubricación, periodos de
re-lubricación, tipo de lubricantes, depósito, etc.
3. Redefinir los puntos de lubricación teniendo en cuenta las necesidades del proceso y
de la maquinaria.
4. Estudiar las características de los lubricantes a utilizar de acuerdo con las condiciones
de funcionamiento particulares de cada componente.
Para realizar estos puntos se utilizan tablas de relevamiento que ayudan a estudiar la situación
actual, donde se especifican las máquinas, tiempo de ciclo, tipo de lubricante, cadencia,
proveedor, etc.

Identificación Final De Puntos.


Para continuar, es importante identificar todos los puntos de lubricación. Para ello se
recomienda acudir a una empresa especializada en servicios de lubricación, que analizará
cada máquina para identificar todos los puntos de lubricación.
Los puntos se deben localizar por sus manuales, plantillas de mantenimiento históricas y la
comprobación e identificación visual de la propia máquina. Estos puntos se llevan a un
listado, donde la codificación de los activos se basa en el sistema de optimización y
codificación. La codificación debe ser clara, mostrando toda la información necesaria.
Cada activo tiene sus puntos de lubricación con sus características propias, como:
Número de puntos iguales
Capacidad del lubricante
Tipo de lubricante
Orden en el listado
Frecuencia de Lubricación
Tipo de intervención (cambio de aceite, o grasa, análisis, bomba de engrase, purgar, etc.)
Tipo de taller o servicio que realiza la lubricación.

Ejecución:
El éxito de un adecuado plan de lubricación se basa en algunos principios de trabajo:
Viabilizar y optimizar el circuito documental de las ordenes de lubricación y controles.
La claridad y formación en los métodos de lubricación, engrasado, utilización de
bombas, filtrado, controles, cambios, etc.
Claridad y formación en la identificación, clasificación, codificación y numeración, etc.
La importancia que se le da al estudio y seguimiento a las observaciones anotadas por
los responsables de lubricación.
Análisis continuo de la calidad de los lubricantes y su adecuación a las necesidades del
proceso.
Gestión de depósito de lubricantes utilizando las herramientas y dispositivos adecuados.
Análisis de no conformidades, retrasos, faltantes de stock, etc.

La lubricación no debe ser un tema exclusivamente para Mantenimiento, sino que


también debe participar Producción, apuntando al mantenimiento autónomo. Producción
debe realizar la lubricación de los principales puntos de lubricación de los activos de línea;
Mantenimiento se encarga de los puntos de difícil acceso, puntos de baja criticidad y de los
servicios auxiliares como aire comprimido, generadores, entro otros.
En general, se contratan servicios externos para la toma de muestras, análisis de aceites,
filtrados específicos.

Principales Problemas De Implementación:


A pesar de ser conocidos los beneficios de un Plan de Lubricación, en la práctica no es tan
sencillo de llevar a cabo.
1. Falta de disponibilidad de gente con el perfil adecuado para los diferentes puestos dentro
del área de lubricación.
2. Minimización de la importancia de la lubricación y dejándola solo para el sector que se
encarga de esto, sin incorporar a personal de mantenimiento y producción.
3. Falta de compromiso de la gerencia con los cambios, como toda actividad de
mantenimiento preventivo provoca mayores gastos al principio, disminuyendo gradualmente
los costos de mantenimiento correctivo y los de tiempos improductivos.
4. Falta de un plan de premios y castigos para los empleados de lubricación de acuerdo con
el logro de objetivos.
5. Falta de capacitación en tribología y lubricación.
6. Tener un detallado plan de lubricación por escrito que permita, mediante una capacitación
previa, poner a una persona a realizar las actividades del sector.