Está en la página 1de 25

ANÁLISIS DE LA CRÍTICA CANÓNICA

Presentación sistemática de la propuesta metodológica de B. S. Childs

Introducción a la “crítica canónica”


Aspectos positivos
En las últimas décadas del siglo pasado ha tenido gran desarrollo una corriente
teológica que se ha dado en llamar exégesis desde el canon, que proponía una
reorientación de la exégesis y teología a partir del canon bíblico.
Esta crítica está asociada a Brevard S. Childs,1 este se interesó en el análisis de la
forma final de los textos bíblicos; otro de los autores pioneros en esta postura ha
sido James A. Sanders2 quien puso su énfasis en los principios hermenéuticos del
proceso de canonización. Afirmó que el canon constituye el contexto a partir del
cual es posible construir una verdadera teología bíblica y recuperar las
dimensiones del texto que habían sido olvidadas por la crítica bíblica tradicional. Si
hemos de pensar en los fundamentos en la cual se apoya esta posición debemos
mencionar dos:3

1) En primer lugar, la crítica canónica da prioridad a la forma final o canónica de


los libros bíblicos. Esto es para enfrentar las prioridades de los movimientos
anteriores. Tengamos en cuenta que muchos de los exégetas hacían y hacen
mucho énfasis en interpolaciones, o comentarios agregados a los textos
originales, de tal manera que se pierde el sentido del texto.
La forma definitiva y canónica de un libro confiere al mensaje de un determinado
profeta el contexto teológico a partir de los cuáles trabajar con sus oráculos. Childs
reconoce que existieron formas primitivas (por ejemplo los oráculos proféticos) sin
embargo llegaron hasta nosotros como una unidad con un propósito teológico.

2) En segundo lugar, la crítica canónica presta atención a las comunidades (judía


y cristiana) en la que los textos anteriores recibieron su forma definitiva. Se trata
de una reacción a la orientación marcada por las posturas críticas que saca la
Biblia del ámbito de la iglesia y la coloca en el ámbito académico. Es un intento
por devolverla a la comunidad viva en la que nació. Al mismo tiempo es necesario

1 Entre las obras de este se encuentran Introduction to the Old Testament as Scripture
(Philaddelphia: Fortress, 1979), en castellano se publicó El libro del Éxodo: Comentario crítico y
teológico (Estella: Verbo Divino, 2003), y Teología bíblica del Antiguo y Nuevo Testamento
(Salamanca: Sígueme, 2011).
2James A. Sanders Hermeneutics en The Interpreter´r Dictionary of the Bible, (Nashville:
Abingdon, 1976), Vol Supl: 402-407.
3 Para un análisis de la crítica canónica ver el libro de Arthur Saneki, La Biblia: entre historia y
teología. La exégesis canónica de B. S. Childs (Madrid; BAC, 2012), 434-442.
Análisis del método de Childs - 2

mencionar que para estos autores el establecimiento del canon no fue la decisión
de un sínodo- concilio sino un proceso, en el que el mismo pueblo de Dios
reconoció en estos libros como Su Palabra.

3) En tercer lugar, ayuda a restablecer la autoridad de la Biblia como Palabra de


Dios. Muestra así a la interpretación de la Biblia la especificidad del objeto
principal de su trabajo. Es útil tanto para redescubrir la autoridad como la
originalidad del material que el exegeta encuentra dentro de la Biblia.

Aspectos negativos
Pero no todo es positivo, existen algunos peligros en esta interpretación.

1) En primer lugar, el peligro de esta posición en la descontextualización de los


textos. Esta se puede dar en varios aspectos, en primer lugar el sentido histórico
pasa a un segundo lugar, es lo que podría llamarse la descontextualización
histórica. Importa mucho más el momento en que determinado texto fue
reconocido como canónico que cuando fue escrito. Para esta crítica el auténtico
contexto vital de la Biblia es el de la comunidad creyente, ya sea judía o cristiana.

2) En segundo lugar, esta postura tiene como peligro la pérdida del sentido de los
géneros literarios4, es decir su descontextualización literaria. Los libros de la Biblia
al ser considerados como inspirados solamente, por lo que es posible
interpretarlos desde esta perspectiva, muy cercana al acercamiento dogmático,
que pueden estar alejadas del propósito original del autor, y de su elección del
género.

3) También es importante mencionar que este contexto global, debe ser


considerado con cuidado, pues la Biblia ha sido siempre leída y recordada en
unidades sueltas, no en una lectura ininterrumpida como se puede hacer con
obras más breves y menos importantes. De allí la importancia de tener en cuenta
el contexto de cada una de estas secciones o párrafos.5

4 Luis H. Rivas, Diccionario para el estudio de la Biblia (Bs As. Amico, 2010), 73-74 define el
género literario como: la forma con el que las personas de una época o de una cultira expresan sus
pensamientos. Y agrega que los factores internos que muestran que estamos frente a un género
literario son: (1- un tema particular; 2- una estructura o forma interna; 3- una cantidad de
procedimientos frecuentes o dominantes (lenguaje, estilo…).
5 Arthur Saneki, La Biblia: entre historia y teología, 434, agrega que, desde una posición católica,
un peligro o problema se encuentra en el énfasis que hace B.S. Childs en el canon hebreo
(nuestros libros canónicos) y que deja de lado los libros deuterocanónicos.
Análisis del método de Childs - 3

Evaluación de
Arthur Saneki, La Biblia: entre historia y teología. La exégesis canónica de B.
S. Childs (Madrid: BAC, 2012;
a) Motivos de la iniciativa metodológica
De todo lo que ya sabemos por sus publicaciones, podemos concluir que Childs
propone sus postulados metodológicos como una búsqueda de solución a los
problemas surgidos en el ámbito de la exégesis histórico-crítica.
Nuestro autor siente que la exégesis bíblica, dominada por el pensamiento
crítico, se encuentra en un callejón sin salida.
Parece imposible dar un paso fructífero de la fase descriptiva preparatoria de la
exégesis a la frase constructiva de la teología bíblica. Se ha creado un abismo
demasiado grande entré la literatura bíblica reconstruida críticamente y las
Escrituras escuchadas y custodiadas en la Iglesia como fuente de autoridad.
Según Childs, la exégesis moderna está apresada por los presupuestos filosóflco-
hermenéuticos del método nacido hace dos siglos. Ya es imposible encontrar la
solución trabajando según el modelo elaborado en el ámbito his tóricó-crítico. Por
esta razón, hay que buscar otro camino.
Sin embargo, este nuevo camino debe mantener los buenos resultados del
método histórico-crítico y ponerlo en paz con la visión teológica de la Biblia.
Se trata por tanto de la necesidad de buscar solución a los problemas existentes
entre la teología bíblica y el método histórico-crítico. Nuestro autor quiere construir
lina teología bíblica en el mundo poscrítico, una teología útil «para una comunidad
de fe que vive al otro lado de Baur y Wellhausen».
Childs quiere indicar la perspectiva correcta, establecer un punto de vista desde el
cual hay que ver la Biblia para poder conservar su dimensión teológica, sin
renunciar al mismo tiempo a los resultados positivos de la exégesis moderna
(identificada aquí con el método histórico-crítico).
Diciéndolo con otras palabras, el objetivo de la búsqueda de nuestro autor está en
la voluntad de encontrar una respuesta positiva a la pregunta formulada por él
mismo en Introduction to the Old Testament as Scripture: ¿Es posible entender el
Antiguo Testamento como escritura canónica y seguir haciendo uso completo y
consistente de las herramientas histórico-críticas? 6

6 Childs, Introduction to the Old..., 45. Este deseo de Childs ha permanecido inmutable durante
años. De hecho, en 1990, en la polémica con J. Barr escribía con respecto a toda la Biblia: «Soy
mucho menos optimista que [Barr] respecto a creer: que los temas teológicos, centrales de la
teología Bíblica ya están bien tratados. Más bien sostengo que el problema inicial de la Teología
Bíblica prmanece en gran parte sin resolver, a saber, el desafío de utilizar las herramientas
histórico-críticás comunes de nuestra época en el estudio de la Biblia y al mismo tiempo hacer
completa-justicia al único contenido esencial teológico de la Escritura como la auto-revelación de
Análisis del método de Childs - 4

Childs está convencido de que encontrar una respuesta positiva a esta pregunta y
elaborarla de modo ¡metodológico significa encontrar un modo de acercamiento a
la Biblia que permita a la exégesis ser fructífera para la Iglesia.
Este nuevo acercamiento debería dar a la exégesis.cristiana la capacidad de
preparar las respuestas autorizadas a las preguntas que los fieles hacen al texto
bíblico, y de realizar una actualización adecuada de la Palabra de Dios en la
situación moderna de la Iglesia.
Se trata por tanto de reconducir la; Biblia de la universidad a la Iglesia de los
creyentes. Childs también tiene la esperanza de que este nueyo acerca-
miento bíblico pueda poner paz entre los resultados positivos del método
histórico-crítico con las crecientes tendencias de construir metodologías
bíblicas alternativas, basadas en el aspecto puramente literario de la Biblia.
Se puede notar fácilmente que lo que aquí están juego es el viejo problema de la
relación entre la fe y la razón. La iniciativa metodológica de Childs va en la
dirección de poner paz entre ambas.
La fe constituye un fundamento irrevocable de todo el sistema de Childs,
Nuestro autor reconoce, que solo basándose en la fe se puede aceptar
plenamente el fenómeno del canon, fundamental para su metodología7.
Gracias a la fe reconocemos el testimonio de los dos Testamentos como
testimonio del mismo Dios. Gracias a la fe podemos alcanzar la Realidad a la
cual los textos bíblicos se refieren.
La interpretación con fe se presenta como una garantía del descubrimiento de la
dimensión teológica de la Biblia. Pero falta una cuestión: ¿en qué punto del
proceso exegético hay que comenzar a tener en consideración el punto de vista de
la fe?. En esté tema observamos una evolución del pénsamiento de Childs. En
Interpretation in Faíth (1964), nuestro autor estaba convencido de que el trabajo;
con el texto bíblico comenzaba desde la perspectiva de la fe ya en la parte
descriptiva.178
Todavía en 1972 Childs indicaba que el puro método histórico-crítico puede
paralizar totalmente la interpretación de fe.179 Pero con la publicación de
Introduction to the Oíd Testament as Scripture (1979) introdujo unadistinciónila
perspectiva de la fe no sería necesaria en la primera parte descriptiva del trabajo.
Sería requerida solo en la segunda parte, si el lector del texto bíblico quisiera
identificarse con la fe de Israel descubierta en la parte descriptiva de la
exégesis180. De todás formas este cambio sobre esta cuestión no duró mucho
tiempo.
Ya en 1984, con la publicación de The New Testament as Canon. An Introduction,

Dios» (CHILDS, «Critical Reflections on James Barrs Understanding of the Literal and the
Allegorical», 8).
7 CHILDS, «Response...», a.c., 56.
Análisis del método de Childs - 5

Childs subrayó de nuevo el papel de la fe en la realización de todo el proceso


exegético. La perspectiva de fe permanece entonces como un punto esencial de la
metodología de Childs. Entender la Biblia como una fuente para la historia de la
religión, y no como un documento teológico, constituye —según Childs— un error
en la comprensión deda función fundamental de la Biblia.
El tema de la fe y la razón esta estrechamente ligado con el de la división entre la
operáción descriptiva y lá constructiva en el proceso exegético.
Childs subrayaba constantemente la necesidad de mantener la armonía y mutua
penetracion entre estas dos partes de la.exégesis.
Sin embargo, por otra parte, Childs no quiere rechazar los méritos del método
histórico-crítico. Nuestro autor, bien educado en la escuela histórico-crítica, sin
duda quiere presentar su propuesta, como bien fundada en la tradición académica
de las ciencias bíblicas; bien fundada, resumiendo, en; la perspectiva de la razón.
Por eso, su finalidad es construir la nueva teología bíblica en el campo.de las
mediaciones, entre la razón y la fe, entre la universidad y la Iglesia. Su método
debe pacificar la academia con la Iglesia, la razón con la fe, los méritos del método
histórico-crítico con la 'tradición de la comunidad creyente.
A la cuestión de la fe y la razón está vinculada también la de las premisas
preliminares de un biblista que comienza su trabajo sobre un texto. También ahí,
naturalmente, la fe juega un papel importante, Ghilds se opone a la visión
histórico-crítica según la cual pretender la rigurosa libertad frente a todas las
premisas preliminares sería la garantía para una exégesis adecuada. Según
nuestro autor, las premisas y los presupuestos son inevitables. Lo realmente
importante del problema es de qué género son estas premisas. Para Childs está
claro que las premisas preliminares de un exegeta cristiano deben estar de
acuerdo con el contexto preliminar de la exégesis cristiana. Este contexto es;
precisamente el contexto de la Iglesia, de la tradición de la comunidad de
creyentes. Está claro que la fe debe ocupar ün puesto privilegiado en un contexto
definido así.
Otro propósito importante del proyecto metodológico de Childs es restituir la
autoridad de la Biblia. Chiids recordó muchas veces la importancia de la autoridad
y del carácter normativo de la Biblia. La Biblia es para él un librò de aiitoridad en la
comunidad de los creyentes. Es un libro que debe ser capaz de dar respuestas
adecuadas a las preguntas de ésta comunidad, un Libro que debe ser inspiración
para los creyentes.
Una de las oonsecuencias de la aplicación del pensamiento crítico a la Biblia
se manifestó en la descanonización de la Sagrada Escritura, descanonización
ligada con el hecho de encarcelar a la Biblia en el pasado (y por eso con la
imposibilidad de una fructífera actualización en el presente) y de
desmenuzar la Sagrada Escritura en pequeños fragmentos, con pocas
posibilidades de ponerlos después juntos bajo una perspectiva sincrónica
de la Sagrada Escritura.
Análisis del método de Childs - 6

Childs quiere ahora alcanzar un equilibrio poscrítico respecto a este problema.


Quiere restablecer lá autoridad de la Biblia manteniendo al mismo tiempo todos los
méritos de las ciencias bíblicas.
D. A. Knight, en su recensión a Introduction to thé Old Testament as Scripture,
observó acertadamente que no es fácil establecer la fuente dé la autoridad de la
Biblia en la visión metodológica de Childs. ¿Esta autoridad viene de una
característica especial de la propia Escritura, de la comunidad que la acoge y la
custodia o quizá de otra realidad (por ejemplo divina)?
Pero como nuestro autor es claramente teológico en su metodología —ve la Biblia
como un testimonio que apunta hacia la Realidad Divina, la fuente de la autoridad
de la Escritura se ve en su relación con Dios mismo. Sin duda es una autoridad
teológica.
En el sistema metodológico de Childs la autoridad de la Escritura está ligada
estrechamente con la inspiración. La Biblia se ve aquí como la Escritura
autorizada de la comunidad creyente. Es una Escritura normativa, procedente de
la voluntad divina y, como tal, inspirada.: En el pensamiento metodológico de
nuestro autor la Biblia debe ser, de hecho, un médium de transmisión de la
voluntad divina a la comunidad.
J.P Noble justamente indicó que ya desde el tiempo de Biblical Theology in Crisis
el concepto de contexto canónico, fundamental en el proceso de la interpretación
canónica, estaba vinculado con él presupuesto de la inspiración del texto bíblico,
que es visto por Childs como, un testigo de la realidad divina.
El proceso metodológico que Childs quiere desarrollar se basa en la
reconciliación del método histórico-crítico con la visión de la Biblia como
revelación divina, como la Escritura inspirada por Dios. Esta intención de
nuestro autor está en la misma, línea con la voluntad de reconciliar la fe con la
razón y la Iglesia con la universidad en el proceso de interpretación bíblica.
Una preocupación grande del sistema metodológico está también en redescubrir el
papel de la comunidad creyente en la exégesis bíblica. Childs quiere realizar una
interpretación en la Iglesia, quiere interpretar la Biblia como la Escritura de la
Iglesia.
Esto ya muestra el papel de la comunidad en el pensamiento de Childs.
Precisamente las necesidades de esta comunidad, como por ejemplo, la
necesidad urgente de una actualización fructífera de la Biblia en la situación actual
de la Iglesia, están entre los motivos más importantes de la búsqueda
metodológica de nuestro autor.
En la visión de Childs la Biblia como tal llega a nosotros no por individuos, sino por
la antigua comunidad de fe. En este sentido ej acercamiento canónico, como lo
indica justamente en uno de sus artículos J. A. Sanders, está totalmente de
acuerdo con la historia de las forma.
Análisis del método de Childs - 7

La totalidad de la Biblia, el todo al igual que todas sus partes, llega hasta nosotros
procedente de la vida litúrgica e instructiva de las.primeras comunidades
creyentes.
La comunidad realiza un papel fundamental respecto a la Biblia en todos los
períodos conectados con la historia de esta última: en el tiempo del crecimiento en
el momento de acogerla y reconocer la Escritura y en el periodo de custodiarla e
interpretarla.
Es muy importante en todo el sistema de Childs la función de la comunidad en el
proceso de crecimiento de la Biblia.
Es un período del proceso canónico, durante el cual el mutuo influjo del texto y de
la comunidad dio sus frutos en el crecimiento de la experiencia de la comunidad y
en el crecimiento del texto de las Escrituras autorizadas. De hecho, dentro de la
comunidad se realizaron procesos dé interpretacion y de actuálización de los
textos ya recibidos del pasado, que dieron la base para el desarrollo de las
mismas Escrituras.
Como decía J. A. Sanders en su recensión a Introduction to fhe Old Testament as
Scripture la comunidad modeló el texto al llevarlo hacia el canon, y el texto o la
tradición modeló las comunidades al encontrar su camino a lo largo de su
peregrinar hacia el canon».
La comunidad realiza también un papel insustituible en el momento de acoger y
reconocer la forma final dél texto bíblico, custodiado después en la Iglesia.
Sabemos ya desde el primer capítulo dé ésta párte de nuestro trabajo cuánta
importancia da nuestro autor a la forma final del texto bíblico.
Así es fácil ver desde esta perspectiva la importancia de la comunidad que ha
acogido precisamente esta forma del texto y la ha custodiado l95. Del mismo modo
el concepto de canon, sobre el que se basa toda la metodología-de Childs, está
estrechamente ligado a la comunidad creyente.
El hecho del canon refleja de hecho la relación específica que hay entre el texto y
la comunidad. Childs admitió abiertamente que su principio del canon se acercaba
fuertemente al principio de la regla de fe de la comunidad de la Iglesia, la regla
conocida pór los escritos de los Padres de la Iglesia. El concepto de canon, junto
al concepto de proceso canónico, sería incomprensible sin considerar la relación
especial que existía, entre el texto y la comunidad de los creyentes. :
La comunidad es, en definitiva, el único lugar adecuado para hacer hoy la
interpretación de la Biblia, si se quiere hacer una interpretación autorizada de la
Sagrada Escritura. La Iglesia es el único contexto apropiado para hacer exégesis
cristiana. En este contexto «la dialéctica entre el texto antiguo y el mundo
contemporáneo se puede realizar del moda más fructífero; posible».
De hecho, la interpretación dentro de la comunidad de los creyentes da la garantía
de tratar correctamente la dimensión. teológica de la Biblia sin el peligro de reducir
la Sagrada Escritura a! nivel de fuente para, las investigaciones históricas. El
Análisis del método de Childs - 8

contexto justo donde hacer exégesis bíblica ocupa un puesto importante en la


metodología canónica.
Para Childs es importante tener un contacto dialógico con la tradición de la
comunidad, aunque esto no tenga una necesidad inmediata para la interpretación
de un: texto concreto de la Biblia. Es importante desarrollar la reflexión sobre los
diferentes modos de usar la Sagrada Escritura en la comunidad creyente para
entender cónio se escuchaba, entendía y acogía la Biblia por la Iglesia duraríte¡ su
historia.
Resumiendo: la comunidad de los creyentes juega un papel importante en la
metodología de nuestro autor, y seguramente Childs quiere llevar al mundo
exegético a redescubrir la importancia de este problema? Podemos percibir lo
impórtanté que es la tradición de la comunidad para el estudioso de Yále en estas
palabras suyas: «la recepción del texto por la comunidad constituye ahora una
parte integral de los datos teológicos de la Escritura, y no se puede separar del
texto» y también: «La Escritura y la tradición se pertenecen la una a la otra».
Por tanto, los motivos de la iniciativa metodológica de B. S. Childs están en la
perspectiva de la búsqueda de soluciones a losproblemas nacidos en el ámbito de
la exégesiís histórico-crítica.
Childs quiere encontrar un modo de obtener una fructífera reconciliación entre fe y
razón, restituir la autoridad de la Biblia y hacer redescubrir el pápel de la
comunidad de fe en la interpretación de la Sagrada Escritura.

b) El fundamento del método propuesto: La realidad del canon


Nuestro autor está convencido de que el canon crea el contexto más apropiado
para construir teología bíblica, y solo el conocimiento profundo del proceso
canónico: posibilita entender bien la naturaleza de la Sagrada Escritura; e
interpretarla del modo correcto.
El canon también garantiza que los libros bíblicos no sean tratados como descubri-
mientos de anticuario, sino que los acoge: como Sagrada Escritura autorizada. De
hécho, dentro del canon, el material bíblico se ha formado del modo adecuado
para poder realizar sii papel normativo ante todas las generaciones de creyentes.
El canon-ayuda a actualizar correctamente la Biblia en la situación actual: de là
Iglesia, porque libera a la Escritura de su anclaje en el pasado. Buscando lo
esencial del programade Childs podemos repetir las palabras de I. Prován, que en
un artículo reciente definía la idea esencial, el motivo dominante de todo el
programa del estudioso deYale:
No es fácil re umir este programa en poco espacio, particularmente poique no
ha mantenido la misma forma durante las tres últimas décádas, sino que
inevitablemente se ha ido ajustando a la luz de ulteriores pensamientos y de la
crítica. Permítaseme sin embargo mencionar su columna vertebral,
Análisis del método de Childs - 9

particularmente en lo referente al Antiguo Testamento. La idea maestra es


esta: que el concepto de canon, dejado de lado en la ilustración en nombre de
la libertad académica y religiosa, debe resituarse en el centro de la tarea de
los estudios veterotestamentarios.
Childs ve en el canon una especie de regla hermenéutica. Una regla que se
acerca en muchos aspectos a la regla de fe de los Padres de la Iglesia; podemos
casi decir: una regla del canon.
Entonces, ¿cuál es el concepto de canon de B. S. Childs? En el pensamiento
metodológico de nuestro autor, dentro de este concepto podemos distinguir tres
niveles, o tres aspectos distintos
1. el proceso canónico
2. la colección de literatura sagrada,
3; la actividad interpretativa de un cristiano contemporáneo.

1. Childs entiende por proceso canónico el proceso histórico y literario qué


se realiza en el ámbito de lacomunidad creyente.
Este proceso consistía en recoger, elegir y ordenar los textos, ide modo que
pudiesen luego ejercer el papel de autoridad de Escrituras Sagradas en la historia
de la comunidad creyente.
Durante este proceso hermenéutico desarrolla un papel crucial la recepción activa
la actualización y la interpretación por parte de los transmisores, dentro de la
comunidad. Las tradiciones y acontecimientos, que estuvieron en su momento
vinculados a un ambiénte histórico concreto y a un tiempo preciso, se acogían de
tal forma que pudiesen realizar su papel normativo, como medio de transmisión de
la voluntad divina, ante las generaciones de creyentes que no pudieron participar
de los acontecimientos originales.
Como “hemos indicada en el punto anterior del trabajo, el proceso canónico no se
debé identificar ni con la historia de formación literaria ni con la historia de la
redacción.
Es de carácter estrictamente teológico, aunque se realiza en la historia, se trata de
una especie de principio hermenéutico, una «perspectiva religiosa particular», que
guia a la comunidad y al texto en un influjo recíproco.
Esta relación entre el texto y la comunidad posee; en lar visión -de Childs, un
significado constitutivo para el propio canon. De éste modo el proceso canónico
establece el inicio y el fin del periodo de encuentro especial de Israel con Dios.
Entender el proceso canónico significa para Childs la necesidad de rechazar una
distinción neta entre Sagrada Escritura y canon. El canon no es una decisión
dogmática tardía de la comunidad. Es un proceso firmemente inscrito en la historia
de composición de la literatura bíblicas una; Consecuencia interna que nos puede
Análisis del método de Childs - 10

guiar también hoy a la interpretación correcta del texto.


El proceso canónico tal como lo ve Childs es un proceso teocéntrico en el que se
désarrolla la revelación divina. El proceso mismo ha dejado en el texto canónico
que hoy tenemos indicaciones de cómo hay que interpretar el texto. Descubrir el
modo en que los textos; bíblicos se han formado: durante el proceso canónico
ayuda a la interpretación correcta de estos textos.
¿Cuándo comienza y cuándo termina el proceso canónico? Es más fácil indicar el
final. Según Childs no-se puede trasladar el final del proceso; canónico más allá
del periodo apostólico.
El inicio, en cambio, hay que buscarlo allá donde se comenzó la recogida,
selección y ordenamiento de los textos del Antiguo Testamento, quizá ya en el
siglo VI o incluso antes,
Aunque solo se percibe una; intensificación significativa del proceso al comienzo,
del periodo postexílico. El concepto de proceso canónico de Childs posee tanto la
dimensión teológica y confesional comò la dimensión histórica.
El, proceso canónico presenta, en el pensamiento de Childs, -un concepto
dinámico del canon que garantiza a nuestro autor tener al mismo tiempo en alza
los dos puntos esenciales de su sistema metodológico. Por una parte puede
mantenerse la autoridad de la Sagrada Escritura con su valor normativo para la
comunidad de creyentes. Por otra parte también se (conserva el postulado de la
recepción activa de las Escrituras dentro de esta comunidad
El proceso canónico termina en el momento de la canonización. Con este término
define Childs el momento de la estabilización de los límites del canon en el sentido
de colección de libros.
La canonización está unida a este periodo dé la historia de encuentro de Dios con
los hombres, que se ha hecho normativo pára las futuras generaciones de
creyentes que no han participado directamente en los acontecimientos salvíficos
dentro del antiguo Israel y de la Iglesia primitiva. .
2. La canonización está vinculado otro nivel de la realidad del canon, que es
la recopilación de la literatura sagrada.
Esta recopilación es; de hecho, el resultado del largó proceso canónico -y
permanece; normativa para las futuras generaciones dé creyentes.
La colección incorpora todos los libros del.Antiguo y del Nuevo Testamento que
han entrado en el canon cristiano. El canon tomado en este sentido establece la
materia y los límites de los estudios exegéticos cristianos.
3. Finalmente, el tercer nivel de significado del término canon está vinculado a
la, actividad interpretativa del cristiano contemporáneo. Se trata aquí de buscar la
identificación con la tradición bíblica por parte dé un creyente-de hoy y de la
actualización del mensaje bíblico en la situación actual. Como indica P. R.
Noble21?, acentuando este modo de entender el canon, Childs se acerca a los
Análisis del método de Childs - 11

postulados de la reader-response theory, que insiste en que el significado del texto


depende de cómo se lea. En New Testament as Canon. An Introduction, Childs
admitía:
La tarea hermenéutica de interpretar la Escritura requiere también un acto de
construcción por parte del lector. Esta interacción entre el texto y el lector
concierne a cada interpretación verdadera.
Childs, obviamente, usa la Biblia protestante, que no ofrece problemas con la
católica respecto al Nuevo Testamento (Childs habla de los veintisiete libros). En
cambio hay diferencias con el número de los libros del Antiguo Testamento.
Nuestro autor opta por el canon hebreo, excluyendo los deuterocanónicos. Aunque
ya en Introduction to the Oíd Testamentas Scripture Childs permitía la posibilidad
de una discusión teológica sobre el canon más largo, dejando abierto en cierto
sentido el problema (cf. el punto dedicado a este libro).
El concepto de canon en el pensamiento de Childs es, por tanto, un
concepto compuesto de diversos niveles de significado. Esto no quiere decir
que cuando nuestro autor- usa el término esté siempre pensando en todos
los niveles al mismo tiempo.
Unas veces, por ejemplo, emplea el término con el significado dinámico de
proceso canónico; otras, en cambio con el sentido más estático de la colección de
libros. Pero ahora lo que queremos indicar es que en su sisteriia Como tal están
presentes los tres niveles de significado de este término. :
1) El término canon, ligado indisolublemente a la comunidad en la que la
Sagrada Escritura surgió y donde fue posteriormente custodiada, es sin
duda un fundamento de la propuesta metodológica de Childs. Es un principio
formal en torno al cual Childs propone construir la nueva teología bíblica.
2) Conviene indicar enseguida que, aunque Childs habla mucho del proceso
canónico, su metodología pone el acento en la forma final del texto. Esto,
significa que para Childs es más interesante el texto del canon entendido como
colección de libros recibidos y custodiados en la Iglesia.
3) Childs ahora quiere llevar a cabo muchos dé los postulados de este
movimiento (que, cómo ya hemos dicho, gozaba de su más sincera simpatía)
proponiendo el principio formal del canon. En este sentido, la cuestión del
canon, en la metodología de Childs, está estrechamente vinculada la cuestión de
la forma final del texto.
Las palabras de Introduction to the Oíd Testament as Scripture: «El análisis
canónico centra su atención en la forma final del propio texto» presentan una de
las características más notables del pensamiento metodológico de Childs. Según
nuestro autor, la forma final del texto canónico es la normativa para la comunidad
creyente y para la elaboración de una teología bíblica.
¿Que significa para Childs la forma final;de la Biblia? Es el producto final del
Análisis del método de Childs - 12

proceso canónico, y de la canonización, del cual hemos hablado, antes. Para el


Antiguo Testamento este producto es la Biblia hebrea con los límites establecidos
en el siglo I d.C.; para el Nuevo, son los escritos cristianos en su plena forma
canónica desarrollada en el periodo de la Iglesia primitiva.
Los dos Testamentos puestos uno junto al otro, componen la forma canónica final
de la Biblia cristiana.
El problema surge cuando constatamos que en nuestro tiempo no existe un
documento original conservado en la forma apenas descrita. Childs dice que
debemos usar la crítica textual para poder, seguir con la búsqueda del texto
canónico. Para el texto del Antiguo Testamento se trata de la búsqueda del mejor
textó masorético (es decir, el texto hebreo más cercano al siglo I d.C.), para el
texto del Nuevo Testamento hay que establecer los textos más cercanos a los
manuscritos griegos originales. Gracias a la mediación de estos textos podemos
conseguir la forma final canónica de la Biblia.
Según Childs, solo la forma final de la Biblia es objeto propio del estudio exegético
cristiano. La exégesis cristiana debería comenzar su trabajo con esta forma del
texto, y terminar con ella.
La forma final define, por tanto, el punto de partida y de llegada de la
exégesis, si esta última quiere ser cristiana y teológica. Buscar el objeto del
estudio exegético en las reconstrucciones histórico-críticas del texto original es
para Childs confundir totalmente entre el trabajo teológico y el histórico, porque la
forma final presenta un testimonio teologico propio que no se puede perder.
Perdemos este testimonio cuando se quiere sustituir la forma final por las
reconstrucciones histórico-críticas.
Si se destruye la forma del texto recibida y custodiada en la Iglesia, se pone un
gran obstáculo a la actualización de la Biblia dentro de esta Iglesia La Iglesia
custodia la Sagrada Escritura en su forma canónica. Por tanto, no se :p.uede
destruir esta forma, sino que se debe estudiar e interpretar. El estudio de la
prehistoria del texto tiene su valor, pero solo en la medida en que ayuda a
entender mejor la forma final del texto. . .
Ahora bien, ¿por qué favorecer de este modo la forma final del texto oponiéndola a
su prehistoria? En la historia del desarrollo de su método, Childs ha presentado
varios argumentos a favor de su tesis:
1) Su aspecto literario. Childs subraya que para entender correctamente una
composición literaria hay que.escucharla en su integridad. Construir la exégesis
sobre las fuéntes y la prehistoria del texto lleva consigo el gran riesgo de perder
muchos aspectos del texto recibido como autorizado. Por tanto es inaceptable la
práctica crítica que despedaza enormemente el texto canónico.
2) El valor teológico. Childs indica que la Iglesia ha reconocido y escuchado corno
autorizada precisamente la forma final del texto bíblico, y no las posibles
reconstrucciones, histórico-críticas. Si esto es cierto, entonces hay que ver en esta
Análisis del método de Childs - 13

forma del texto el fundamento para formular conclusiones teológicas y morales,


útiles para los cristianos de hoy.
3) Childs subraya el hecho de que sólo la forma final tiene él privilegio de ser
testigo de la historia plena de la revelación. Es el fruto completo de la experiencia
de Dios hecha por los hombres.
El texto canónico está al final del periodo de encuentro especial entre Dios y los
hombres, del periodo durante el cual se desarrolla el influjo mutuo entre el texto y
la comunidad, durante el cual el texto crecía. En su interior el texto canónico
encierra el influjo de todo el proceso canónico.
Así, solo en la forma canónica se puede percibir verdaderamente el efecto
completo de la historia de la revelación.
Childs también observa que todas las reconstrucciones histórico-críticas solo
tienen valor de hipótesis. Elaborar la exégesis o la teología bíblica sobre un
fundamento tan inestable sería como construir una casa sobre arena. La teología
que quiera enraizarse en la Biblia no puede permitirse ser tan hipotética como por
ejemplo pueda serlo una ciencia histórica.
Resumiendo: para Childs la forma final de la Biblia es la forma normativa. Es
una forma que ha sido reconocida como de autoridad en la práctica de la
Iglesia y como tal ha sido custodiada en esta Iglesia. Solo esta forma del
texto bíblico puede presentar el contexto justo para buscar las respuestas a
las preguntas de los cristianos modernos que se refieren a su fe.
Childs admite al mismo tiempo que la forma final no es un monplito que nos habla
con voz unánime. En los diversos niveles del texto se pueden escuchar voces
diferentes. En estos casos Childs habla de texto de varios niveles. Sin embargo, la
forma final del texto bíblico realiza siempre un papel de control necesario en el
proceso de interpretación de los diversos niveles. La forma final es la que decide
la actualización del texto.
Al concepto de forma final canónica del texto, en la metodología de Childs, está
vinculado el concepto de intención canónica. Entendemos aquí este concepto de
dos formas posibles. Por una parte, Childs entiendela intención canónica como
una fuerza interna de las acciones más o menos consciente, desarrollada en el
interior del proceso canónico; Estas acciones tuvieron como consecuencia que la
formación de la Biblia pudiese otorgar a la Sagrada Escritura un papel normativo
en la comunidad creyente.
Pero por otra parte el concepto de intención canónica puede vincularse con el
contexto canónico. En tal caso la intención canónica se opone a la intención
original de un texto aislado. La intención canónica estaría entonces ligada al
significado descubierto en el contexto literario, de la Biblia la intención original, en
cambio, seria la del autor humano del texto bíblico particular, en su primera
redacción. Llegamos así a otro punto importante de la metodología canónica, que
se refiere al contexto canónico.
Análisis del método de Childs - 14

El canon es presentado en la metodología de nuestró autor como el único contexto


plenamente adecuado a la elaboración de una teología bíblica. El canon se
muestra aquí también como un nuevo contexto teológico para cada texto particular
dentro de la Biblia.
Childs subraya la posibilidad de descubrir un significado nuevo de un texto si es
leído en un contexto literario más amplio: sea en el contexto de todo el libro, como
en el del Testamento correspondiente (Nuevo o Antiguo), como en el contexto de
toda la Biblia.
La importancia que Childs da en su método al contexto canónico proviene de su
vision global de la Biblia. La unidad de la Biblia ligada estrechamente al fenómeno
del canon, es un postulado, que se sitúa en el fundamento de la propuesta
metodológica de Ghilds.; Desde el inicio de sus investigaciones metodológicas
Childs vio la unidad-de las Escrituras como una afirmación de fe cristiana, 'que hay
que tener en seria consideración para un correcto proceso exegético 242. Para
nuestro autor ía Biblia forma una unidad compuesta de dos Testamentos, puestos
uno junto al otro; Ambos Testamentos se iluminan ¡recíprocamente: «El Antiguo
es: entendido por su relación con el Nuevo, pero el Nuevo es incomprensible
separado del Antiguo».
Aunque estos dos Testamentos hablan con sus voces propias, cuya especificidad
hay que respetar, hablan siempre del mismo tema. 'Precisamente esto es lo que
está en la base de la unidad de toda la Biblia. También gracias a esto es legítimo
reunir los distintos testimonios (las voces diversas de las distintas partes de la
Biblia), que se refieren a la misma Realidad teológica, y ponerlos después en
mutua relación. Gracias a la unidad de la Biblia es legítimo leer después un texto
bíblico en un contexto más amplioj él contexto canónico. "|De qué tema se trata,
aquí? Para responder antes hay que decir algo sobre un tema ligado al de la
unidad: el tema de la relación entre el texto y la realidad extra- textual244.
Para Childs un texto bíblico no es una fuente para la ciencia, sino un testimonió
para la fe. Es un testigo de la Realidad.

3- La recepción de la propuesta metodológica de B. S. Childs


Un programa tan provocativo para el pensamiento crítico, ya bien instalado en el
campo de las ciencias bíblicas, no podía permanecer ignorado en el mundo
bíblico. El desarrollo dél acercamiento canónico estuvo acompañado de
numerosas publicaciones que comentaron la propuesta de Childs.
La propuesta de Childs encontró varias respuestas. Algunos quisieron rechazar
totalmente el acercamiento canónico, viendo en él más un peligro para el
desarrollo de la exégesis que algo: que podría contribuir positivamente a este
desarrollo. En el mismo bando estaban los que afirmaban que Childs, a decir
verdad, no había propuesto nada nuevo o significativo.
Otrosintentaron asumir una postura bastante indiferente formulando críticas serias
Análisis del método de Childs - 15

al programa, pero al mismo tiempo-buscando profundizar en los elementos; que


podrían; ser útiles y estimulantes para las ciencias bíblicas. Estaban, finalmente,
aquellos que acogiéron la propuesta canónica en general de modo positivo.
¿Cuáles son las críticas más frecuentemente repetidas contra el acercamiento
canónico?
1) Muchos consideran verdaderamente exagerado el énfais que Childs pone en la
forma final del texto bíblico. Según estos, en el estado actual dé las ciencias-
bíblicas un acento tan fuerte es inaceptable.
2) Childs ha sido acusado de perseguir una simplificación y armonización artificial
de la Biblia, sin tener en cuenta la naturaleza plural de los textos bíblicos. Según
los autores de este tipo de crítica, el material bíblico es demasiado rico en su
variedad y en lá historia de su desarrollo como para ser tratado del modo
propuesto por Childs.
3) Childs tambipn ha sido duramente criticado por su elección del texto masorético
y del canon hebreo, de las escrituras del Antiguo Testamento como él más
adecuado para hacer exégesis cristiana. Sus críticos sostenían que esta elección
era una elección típicamente .autoritaria, sin estar suficientemente fundada ni en la
historia ni en la teología.
4) Muchos ven a Childs cómo demasiado poco histórico. Según estos no toma en
consideración de un modo suficientemente serio la dimensión histórica de la
revelación.’ También se han dirigido críticas contra- el concepto dé contexto
canónico, que es uño de lös elementos fundamentales de la propuesta de Childs.
Sus opositores han repetido con insistencia que el contexto definido así no actuó
en la Iglesia como un principio de interpretación durante la mayor parte del tiempo,
incluidos los primeros siglos.
5) Finalmente, se han levantado muchas voces que echaban en cara a Childs la
falta de una elaboración adecuada de su propuesta, la falta de claridad y precisión,
el sería metodológicamente poco consecuente. La propuesta canónica se ha
definido como una propuesta puramente teorética, basada más en intuiciónes y
presupuestos personales que en una metodología bien argumentada.
Por otro lado los comentaristas del pensamiento metodológico, de Childs han visto
también los aspectos positivos de su propuesta
1) Se ha subrayado la buena contribución de Childs a buscar una solución
al.problema de la actualización de la Biblia en la situación moderna de la Iglesia.
El acercamiento canónico ha sido reconocido como el que más puede ayudar a
acercar la interpretación escolástica de la Biblia a la interpretación pastoral.
2) También se ha indicado qúe las propuestas de Childs pueden resultar muy
útiles para corregir los vacíos del método histórico- crítico. El acercamiento
canónico de hecho ayuda a redescubrir y revalorar.el papel de la comunidad de
fieles, no demasiado apreciado por el pensamiento crítico, que se concentra más
en los trabajos de los" autores individuales.
Análisis del método de Childs - 16

3) También puede ser recibido como una especiej.de antídoto, a la excesiva


fragmentar ción del texto, otro fruto del desarrollo del pensamiento crítico en las
ciencias bíblicas.
4) Al ser un acercamiento centrado, sobre el contexto bíblico en su forma final, la
propuesta de Childs contribuye además a la restitución del valor de la forma
textual actualmente conservada en la Iglesia. Esto está unido también a la
posibilidad de rehabilitar los fragmentos bíblicos calificados por el pensamiento
crítico como no originales, o secundarios, cuyo valor ha estado marginado por este
pensamiento.
5) Finalmente, la propuesta metodológica de Childs sirve bien para redescubrir y
valorar positivamente el fenómeno del canon. Este fenómeno, elemento
fundamental de la propuesta de Childs, estuvo desvalorizado en la perspectiva
crítica. El acercamiento canónico llama de nuevo la atención hacia él y contribuye
a restituir su valor teológico.
El acercamiento contrario ha suscitado tanto voces contrarias como favorables. Un
autor citadpo por A. Sanecki:
Creo que la futura historia de los estudios bíblicos ni exaltará el trabajo de
Childs como un punto de inflexión ni lo rechazará como un cambio
erróneo de dirección. Supongo que más bien tomará su lugar como un
correctivo necesario y valioso en una disciplina que cada vez más se
enredó en las ramas de los árboles (y a veces en sus raíces) a la vez que
perdía la perspectiva del bosque».
Análisis del método de Childs - 17

Dos ejemplos del acercamiento canónico al texto bíblico


a. Génesis 22.1-19
Childs divide la exposición del texto elegido en cuatro parágrafos. En el primero
presenta el texto analizado en el contexto del Antiguo Testamento. En el segundo
parágrafo el texto se sitúa en el panorama teológico del Nuevo Testamento.
EL.tercer punto se dedica a la historia de la exégesis del pasaje analizado.
Finalmente, el cuarto parágrafo presenta el texto en el contexto de la teología de
toda la Biblia.
1) El Antiguo Testamento
En el punto dedicado al Antiguo Testamento empieza recordando algunos datos
importantes procedentes del estudio histórico-crítico de la Biblia. (Gunkel, von
Rad; Lutero, Kierkegaard; y la perspectiva judía por S. Spiegel).
Después de haber reconocido los méritos del estudio ya realizado, Childs indica
qué todo ésto todavía no es suficiente paira proveer los datos necesarios para la
construcción de un análisis teológico adecuado de Gén 22.1-19 Es precisamente
en este punto donde se abre la necesidad de presentar los datos procedentes del
acercamiento canónico al texto.
- En primer lugar Childs recuerda que el capítulo 22, del cual se está
tratando, forma parte del contexto narrativo más amplio del libro del
Génesis. El tema principal de este contexto es la promesa dada a Abrahán
respecto a su descendencia.
* Teniendo esto en consideración, no se puede compartir la opinión de Gunkel y
de otros histórico-críticos que han querido reconstruir la saga original de este texto
sin considerar los versículos 15-18, tan importantes para una coherencia canónica.
Todo esto es evidente cuando se tiene presente el pápel propio de estos
versículos en el desarrolló del tema Central del texto analizado, él de la promesa
divina hecha a Abrahán.
Después, Childs señala el significado teológico de la indicación inicial del texto
analizado (v. 1): «Después de estas cosas, Dios probó á Abrahán diciéndóle:
“Abrahán, Abrahán”. Respondió: “Aquí estoy’». Y gracias a esta indicación
canónica el lector está informado desde el principio de la intención divina y puede
así asistir al desarrollo de la acción desde una, perspectiva distinta a la del propio
Abrahán.
* Chílds descubre otra información canónica importante en el v. 14. A diferencia de
Gunkel, ve en esta locución una "importante función fiara la narración del presente
texto. Nuestro autor observa que mediante el verbo proveer este texto se vincula
a la explicación dada por Abrahán a su hijo Isaac. Este otro texto emplea, de
hecho, el mismo verbo: «Respondió Abrahán: ¡Dios solo se proveerá el cordero
para el holocausto, hijo mío!”.
Esta vinculación subraya la importancia- del tema de la intervención de Dios, fiel a
Análisis del método de Childs - 18

su promesa, a favór de Abrahán. Además, el mismo verbo en el AT llega a ser un


término técnico para describir las teofanías de Dios en la historia de su pueblo
(Gén 12,7; 17,1; 18,1; Éx 3,2. 16 y otros Childs ve aquí la confirmación de la
continuidad del plan salvífico dentro de la historia del pueblo hebreo.8
- Situando el texto analizado en el contexto literario más amplio, Childs llega a
descubrir otra importante característica canónica. Nuestro autor observa que la,
relación específica existente en Gén. 22.1-19 entre las tres palabras clave
(carnero: ’ayil, holocausto: ‘otáh, manifestar: r’h) se repite en el libró del Levítico,
en los capítulos 8-9 y 16.
* Por tanto, la historia personal de Abrahán no parece ser una historia aparte, al
contrario, el lector atento a la Biblia puede percibir la afinidad existente entre la
experiencia personal del Patriarca y el culto público de Israel.
* Nuestro autor observa que el texto del Génesis se puede leer en el contexto del
Levítico, pero también es posible el movimiento contrario. Si vemos el culto público
de Israel a la luz de la experiencia del Patriarca, resulta difícil ignorar la centralidad
del tema de la confesión de Abrahán: «Dios solo se proveerá el cordero para el
holocausto».
- En el relato del Génesis Dios mismo es el que se procura una ofrenda para sí. En
cambio, en el Levítico son los israelitas quienes ofrecen un holocausto digno, de
Dios. Childs ha visto esto, pero no quiere contraponer un testimonio de la Escritura
contra el otro. Concluye que hay que acoger como diversos, y plenamente
legítimos, estos dos modos de testimoniar la misma acción salvífica de Dios en la
historia de Su pueblo.
Estos son los elementos canónicos descubiertos por nuestro autor en el punto
dedicado al contexto veterotestamentario de la escena escogida En el segundo
punto Childs pasa a un nuevo contexto: el Nuevo Testamento.

2) El Nuevo Testamento
En este breve punto nuestro autor limita su tarea a señalar las posibles
apropiaciones e influjos del texto escogido dentro del Nuevo Testamento. Casi
todo el punto está dedicado a la literatura paulina.
a) En primer lugar, Childs estudia la conexión de la doctrina paulina sobre el
sacrificio expiatorio de Cristo con la tradición judía de la atadura de Isaac.
Recordando los trabajos de diversos estudiosos (Lévi, Schoeps, Spiegel, Vermes),
Childs señala que es muy difícil mostrar un influjo directo evidente de esta

8«El Dios que apareció en la única historia de Abrahán continúa ahora dándose a conocer a Israel.
El punto se hace doblemente claro por la conclusión del versículo. “Todavía hoy se dice en la
montaña de Yahvé, él es visto |n.d.t.': el provee’]”- la narración no celebra un amtiguo lugar santo,
sino que más bien garantiza la continua presencia de Dios en medio de su pueblo»
Análisis del método de Childs - 19

tradición sobre la doctrina de San Pablo.


Es más fácil atribuir las posibles semejanzas ál conocimiento común de la
tradición judía en el ámbito histórico-cultural al que pertenecía -también San
Páblo.
La posibilidad más evidente de influjo sería la de Rom 8,32. De hecho la
afirmación «El, que no se reservó a su propio Hijo» se asemeja mucho al Gén
22:16 de la LXX.
Sin embargo, Childs no opta por el influjo en sentido tipológico (relación tipológica
entre la atadura de Isaac y la muerte de Jesús), sino que más bien ve en el
sacrificio del Hijo de Dios un cumplimiento perfecto de la fidelidad divina a su
promesa. La promesa referida a Abrahán y a su descendencia. En cualquier caso,
es posible ver la correspondencia que hay éntre este texto néotestámentário y el
texto del Génesis.
Otro texto aportado por Childs es Heb 11.17ss; Este fragmento dé la Carta a los
Hebreos menciona explícitamente la historia de Abrahán décidido á ofrecer a Dios
su hijo primogénito. En este caso el relato se sitúa en el contexto más'ámplio del
tema de la fe, que se ilustra con diversos ejériiplos bíblicos Uno de estos ejemplos
es precisamente este de Abrahán e Isaac En el fragmento de la Carta5 á los
Hcbréos Abrahán1 es presentado como un héroe de la fe que, incluso áfróritandó
la posible muerte inminente de su hijo, no deja de creer en la promesa dada por el
Señor.

3) Historia de la exégesis
Después dé haber mostrado estos ejemplos de lectura de Gén 22 en el Nuevo
Testamento, Childs pasa a la historiá de la exégesis: En este punto de su
exposición el autor enumera distintas iníerpretáciones del texto analizado,
realizadas durante los siglos de esta historia, para descubrir los posibles vínculos
entre el Añtigüo y el Nuevo Testamento precisamente a través del texto de Gén
22.1-19.
a) Ejemplos antiguos. Como primer ejemplo, Childs trae la exégesis alegórica de
Filón. Recuerda que en esta interpretación, alegórica y filosófica al mismo tiempo,
la voluntad de Abrahán de matar a su hijo significaba la prontitud de renunciar a
todo aquello que es mortal, subrayando el único valor de lo que es-inmortal. Pero
Childs no ofrece demasiada atención a esta interpretación debido a su escasa
presencia en la exégesis cristiana.
Mucho más importante es la exégesis de Melitón de Sardes, del siglo II. En este
caso el sacrificio de Isaac se leía como un upó de la crucifixión de Cristo. Después
se desarrolló esta tipología, permitiendo ver en Isaac un tipo del mártir cristiano, y
en Abraham a un héroe de la fe.
Finalmente, la interpretación, de Orígenes, basada en la contraposición entre el
Análisis del método de Childs - 20

amor de Dios por una parte y el amor corporal de este mundo por la otra, abrió la
posibilidad.-de una interpretación de carácter antropológico.
b) Ejemplo en la reforma protestante. El siguiente punto importante para Childs
en la historia de la exegesis cristiana coincide con el inicio de la reforma
protestante
Nuestro autor observa que en el caso de los reformadores la interpretación
alegórica y tipológica del texto analizado es rechazada. Para Calvino.y Lutero el
punto esencial está en el valor, teológico de la fe de Abrahán. El patriarca no
pierde la fe en Dios, ni siquiera cuándo este último reclama la ofrenda de su hijo.
Abrahán se convierte en un modelo de vida cristiana precisamente por Su fe en el
cumplimiento de la promesa divina. ...

4) Gen 22,1-19 en el contexto de la Biblia cristiana


El fin del último apartado de la presentación de Childs es concluir con la
interpretación del pasaje elegido en la perspectiva teológica de toda la Biblia. La
tarea es -por tanto estrictamente teológica. Childs lo admite esplícitamente,
acentuando que en su interpretación se presupone la existencia de una realidad
teológica, de la cual el texto bíblico da su projpio testimonio.9
Esto no significa que los datos historico-criticos no sean importantes. Está
convencido de que el mandamiento divino de sacrificar a Isaac hay que entenderlo
en la perspectiva de la historia denlas religiones del Oriente Antiguo. Pero al
mismo tiempo observa que todos los elementos descubiertos en esta perspectiva
han sido subordinados e incorporados a la totalidad del testimonio teológico de la
Escritura.
- Las cuestiones histórico-críticas o psicológicas, por tanto, poseen solo un valor
auxiliar en una adecuada interpretación teológica; y no pueden impedir ál exegeta
descubrir la intención teológica del texto.10
El mensaje teológico crucial está en el cumplimiento de la promesa divina dada a
Abrahán. La promesa se debía cumplir a través de Isaac. Cuando Isaac iba a

9Un presupuesto inicial de trabájo es que hay una substancia teológica, un contenido de la
Escritura, hacia el que apunta el testigo, y la preocupación por esta materia esencial pertenece al
ámbito de la investigación. Todos los detrás temas que necesitan un refinamiento herménéutico
tendrán que emerger del ejercicio exegético concreto, tales como la reláción de los dos
testamentos, la función del lector, y él papel creativo dél lenguaje» (ibíd-, 333s)
10También se da el caso de que la naturaleza del mandamiento divino de sacrificar al propio hijo
como ofrenda a la divinidad nace en las circuhstacias del Antigo Oriente Próximo. Sin embargo, se
debe indicar energicamente que estos rasgos de la historia de las religiones han sido subordinados
al ser colocados en el distante trasfondo del testimonio veterótestamentario, y no actúan en el texto
como los testigos esenciales. Más bien, el mandamiento se presenta en Gén 22,2 como un
imperativo directo de Dios a Abrahán. Plantear la cuestión psicológica de cómo supo, Abrahán que
procedía de Dios, o la cuestión histórica de si el sacrificio de niños formó alguna vez parte de la
religión de los hebreos,es distraer al intérprete del testimonio del texto» (ibíd., 334).
Análisis del método de Childs - 21

morir parecía que fuese a fallar incluso la propia promesa. Toda la relación de
Abrahán con su Dios estaba amenazada. Pero el Antiguo Testamento testimonia
que Dios permaneció fiel. Él mismo procuró un animal para el sacrificio a cambio
de Isaac.
Además, la redacción canónica de este capítulo ha permitido actualizar su
mensaje para cualquier generación del pue blo de Dios. El Señor no solo ha
provisto un digno holocausto a Ahrahán; él siempre es capaz de proveer. De
hecho, el v.14 asegura que todavía «hoy se dice: sobre el monte el Señor
provee”.
En el Nuevo Testamento y descubre allí el mismo tema principal. De hecho, según
Rom 8.32 Dios ha mostrado una fidelidad, perfecta a su promesa porque «no se
ha reservado a su propio Hijo, sino que lo ha dado en sacrificio por todos,
nosotros». Según Childs, los dos Testamentos testimonian la fidelidad divina,
antes de nada demostrada a Abrahán pero también entendida como dirigida a
«todos nosotros» (Rom. 8.32).
Otro tema dominante en el texto es el de la fe heroica del Patriarca. También este
tema se confirma y desarrolla, si se aplica al fragmento elegido la exégesis
propuesta por Childs. Ya en el apartado dedicado al NT Childs citaba Heb 11.17ss
como el fragmento en el que la historia de Abrahán se presentaba como un gran
modelo de fe.
Es verdad que el texto de Heb 11 atribuye anacrónicamente a Abrahán el
conocimiento de la doctrina de la resurrección, pero también es verdad que desde
la perspectiva neotestarjientaria la vinculación entre la fe en la promesa divina y la
resurrección tiene, una lógica clara.
Childs observa que desde esta nueva perspectiva la verdadera fe en Dios significa
la, fe en su fuerza, capaz de resucitar a su Hijo de entre los muertos.
Otro elemento del mensaje teológico de Gén 22, expuesto del mejor modo posible
en el contexto más amplio del análisis canónico, es el de la gracia divina. Este
elemento ya está claramente presente en el texto de Gén: el mismo Dios que
exige el holocausto provee, gracias a una intervención extraordinaria, la ofrenda
necesaria.
Si después se ve el puesto del fragmento analizado en el contexto de la formación
canónica del Pentateuco, es posible observar sus reminiscencias en el libro del
Levíticó. Estas reminiscencias, vistas ya antes en el apartado dedicado al Antiguo
Testamento, pueden iluminar todo el culto de Israel.11
Al final nuestro autor señala todavía la legitimidad del uso de la teoría respuesta
11«El Dios que pidió e incluso suplió su propio sacrificio a Abrahán, actúa de modo semejante en el
culto institucionalizado de Levítico. Aunque los dos testigos están relacionados solo
indirectamente, Gén 22 apunta en una dirección que invita a una reflexión teológica más plena
sobre el completo sisteme sacrificial de Levítico a la luz de la revelación de gracia de la voluntad
divina á Abrahán» (ibíd., 335).
Análisis del método de Childs - 22

del lector en la exégesis bíblica. Sin duda, esta teoría tendría algo que añadir
también a la interpretación del texto escogido. Childs ésta convencido de que un
lector cristiano de la Biblia debe incorporar el mensaje del texto dentro de su
experiencia de la revelación, de toda la revelación, incluida la de la nueva alianza.
Pero por otra parte Childs ve el peligro de una lectura subj etivá de la Biblia. Sólo
una exégesis fiel al texto puede garantizar que esto no suceda. Sin embargo,
Childs no ofrece en este lugar ejemplos concretos de las conclusiones a las que
se podría llegar gracias a la aplicación de la teoría reader response a Gén 22,1-19.
Se limita a justificar, de modo general, el uso correcto de esta teoría en la
exégesis.

b. Mateo 21.33-46
Childs realiza el análisis del pasaje en cinco apartados:
1. Análisis sinóptico
2. Interpretación alegórica
3. Trayectoria histórico-tradicional
4. El papel del Antiguo Testamento
5. Reflexión teológica en el contexto de la teología bíblica.
Los tres primeros apartados tienen un carácter más bien introductivo. En esta
parte todavía no se encuentran los elementos claros del acercamiento canónico a
la Biblia.
1. Análisis sinóptico. En este primer apartado enumera las diferencias y
semejanzas existentes entre los sinópticos respecto a la parábola los viñadores
homicidas (Mt 21.33-46).
2. Interpretación alegórica. El segundo recuerda algunos datos procedentes de la
historia de la exégesis del texto elegido.12
3. El tercer apartado presenta losl dos principales problemas histórico-críticos que
se refieren al; pasaje analizado. El primero afecta a la prehistoria del texto
canónico, al desarrollo de la parábola comenzando desde su forma más antigua.
El segundo problema crítico, en cambio, se refiere a la cuestión del Sitz im Leben
de la parábola. Se cuestiona aquí si la parábola como tal proviene del ambiente

12Childs observa que hasta el siglo XIX la interpretación común de este pasaje fue la alegórica,
que buscaba establecer la correspondencia estrecha entre el texto y los acontecimientos, de la
historia de la salvación. Después recuerda las posiciones de Jülicher, Doddy Jeremías, que
optaron por una distinción clara entre el género literario de la parábola (utilizada por Jesús) y el de
la alegoría (introducido más tarde por la comunión eclesial). Señala finalmente los trabajos más
recientes de Klauck, Crossan, Flusser y Weder, que muestran la mutua relación existente entre la
parábola y la alegoría dentro del Evangelio y que no permiten rechazar fácilmente el valor de la
alegoría como una forma, más –antigua.
Análisis del método de Childs - 23

palestinense. Ambas cuestiones problemáticas tienen; como preocupación común


buscar la forma más antigua de la parábola, que se pudiese atribuir al mismo
Jesús. Pero Childs no está convencido de que este sea el camino adecuado para
interpretar el texto. Nuestro autor observa:
Mi principal crítica a la mayoría de las reconstrucciones críticas, tanto liberales
como conservadoras, es que no se distingue entre trazar el crecimiento del
testimomo kerygmático del texto entre los diversos Evangelios y reconstruir un
nivel supuestamente no-kerymático e histórico sin tener en cuenta su recepción
de fe por los testimonios del Nuevo Testamento; el así llamado nivel más
temprano de la tradición, llega a ser cualitavamente diferente del nivel más
temprano, de hecho testimoniado en los Evangelios
Por tanto, es el momento de presentar la otra vía de interpretación del texto,
basada en los principios canónicos.
En este apartado, el papel del Antiguo Testamento, Childs empieza a mostrar la
práctica de su exégesis canónica.
4. El papel del Antiguo Testamento para entender la parábola
neotestamentaria.
Mateo usa explícitamente Isaías 5.2, como introducción a su relato. La manera de
representar literariamente este texto está claramente presente en la parábola
neotestamentaria. Childs indica que el texto de Isaías 5.1-7 forma él contexto
introductivo a la parábola de Mateo, es decir, asegura que la historia debe ser
acogida por parte de la comunidad. Como la representación de otra realidad,
escondida de modo metafórico en el relato bíblico.
Pero, por otra parte, la parábola de Mateo es netamente diferente a la de Isaías.
La viña en Mateo no puede representar simplemente a Israel porque va a ser dada
a otros (v.41). El versículo 43, de hecho, la identifica con el Reino de Dios. La
parábola de Isaías parece estar dirigida a los jefes de Israel; la parábola de Mateo,
en cambio, a todo el pueblo judío. Por tanto, la parábola de Mateo,es distinta a la
de Isaías.
Y esto se ve ya al inicio, dél texto: el Mateo desde el inicio está claro que la viña
tiene una función metafórica, mientras que en Isaías está presente un elemento de
sorpresa al tener que pasar de la realidad directa (la viña) a la metáfora (Israel).
Otros detalles del texto neotestamentario confirman la novedad del mensaje
evangélico. Si leemos la parábola en el contexto más amplio del Nuevo
Testamento, se.hace más claro el elemento cristológico del mensaje. Childs
escribe:
Mientras que Marcos tiene una secuencia de mensajeros individuales, la
descripción de Mateo de dos grupos de siervos sirve para presentar una analogía
con los profetas del Antiguo Testamento —los antiguos y los escritores— cuyo
desastre culminó con la muerte del Mesías (Hch 7.5 lss).
Análisis del método de Childs - 24

La identificación del hijo con el Mesías es explícita por la referencia al hijo amado
(Mc 12.6; Lc 20.13), que ha sido primero expulsado de la viña y después
asesinado (Mt 21.39) para encajar mejor con la tradición de la pasión.
Finalmente, la cita del pasaje de la piedra angular rechazada (Sal 118.22ss)
extiende la historia de la pasión de Jesús hasta la victoria del Cristo exaltado en la
resurrección (Hch 4.11; 1 Pe 2.7, etc.) y confirma el contexto desde el que la
parábola fue universalmente escuchada dentro de la iglesia primitiva.
Childs observa que todas las formás de la parábola en los Evangelios (tanto esta
de Mateo como la de Marcos y Lucas) han sido elaboradas desde la perspectiva
neptestamentaria de la muerte y resurrección de Jesús como el Mesías rechazado
por su pueblo.
Es un dato que muestra la trayectoria del desarrollo canonico. Es un indicio
importante para la correcta interpretación del texto de Mateoy para la orientación
adecuada dé su relación con lá parábola veterotestamentaria de Isaías.
5. Reflexión teológica en el contexto de la teología bíblica
Resumiendo, cuanto se ha descubierto en el punto precedente, hay que indicar
dos elementos esenciales.
Por una parte, el contexto del Antiguo Testamento es verdaderamente importante:
la parábola neotestamentaria ha sido intencionalmente puesta bajo la perspectiva
del relato metafórico de Isaías. Pero esto es solo el punto de partida. La parábola
neotestamentaria nos expone una historia totalmente nueva y diferente. Se trata
de una clara perspectiva cristológica. Childs escribe:
En cualquier caso, inmediatamente el Nuevo Testamento partió del Antiguo
Testamento y reescribió la historia del Antiguo Testamento a la luz de su
testimonio de Jesucristo. Esta nueva historia de los evangelios se desarrolló por
medio de un largo proceso de la reflexión de la iglesia primitiva sobre el significado
de la parábola extendiendo su testimonio hacia atrás en el Antiguo Testamento y
hacia adelante en la resurrección.
Sin embargo, Childs subraya de nuevo que esta nueva historia en el Evangelio no
está separada de la historia antigua en Isaías.
Precisamente en el tema de la continuidad entre Antiguo y Nuevo Testamento los
evangelios canónicos se diferencian notablemente de los gnósticos. El evangelio
de Tomás pierde tanto la referencia con el Antiguo Testamento como las
extensiones metafóricas de los evangelios canónicos.
Es una diferencia qtie está vinculada con otra más esencial, que se refiere a la
relación con el Antiguó Testamento la diferencia está en el importante tema de la
continuidad de la historia de la salvación entre el pueblo de la Nueva y de la
Antigua Alianza.
El acercamiento canónico ayuda a descubrir la consecuencia teológica dentro de
esta continuidad.
Análisis del método de Childs - 25

Se trata de descubrir el modo en el que los dos Testamentos dan testimonio de la


misma realidad teologica. Nuestro autor lo explica:
El puro hecho de que el vínculo con el Antiguo Testamento fuese continuamente
intensificado y expandido en el crecimiento de la tradición indica claramente que la
pretensión va más allá de proveer un trasfondo apropiado para una fábula. Más
bien, el vínculo reside en el testimonio consciente del Nuevo Testamento sobre
una realidad teológica común compartida por ambos Testamentos.
Una relación tipológica emerge de la yuxtaposición que el Nuevo Testamento
desarrolla en los téminos de el contenido compartido qué va más allá de una
analogía formal.
El cuidado y la atención de Dios por su viña aparece en ambas historias, así como
la búsqueda de frutos de justicia. Mientras que en el Antiguo .Testamento la
respuesta al cuidado de Dios fue recibirlo con desobediencia, y lá matanza fue
sustituidla por justicia y rectitud (Is 5.7), la rebelión en el Nuevo Testamento fue
más allá de matar a los mensajeros dé Dios, llegando incluso hasta él asesinato
del Mesías prometido
Así pues, está clara la relación de continuidad y de desarrollo. La reflexión
teológica realizada en el contexto de ambos Testamentos permite descubrir la
relación ontológica existente entre ambos relatos.
Las dos historias hablan de la llamada divina y de la rebelión humana, aunque en
la neotestamentaria la rebelión llega incluso hasta el asesinato del Hijo.
Childs indica después que en el libro de Isaías hay otro testimonio respecto al
canto de la viña. Se trata de Is 27,2-6. Este testimonio, desde la perspectiva
escatológica, es mucho más favorable al pueblo elegido. Conforme a ella, el
pueblo de Dios se reconciliará con su Creador y dará buenos frutos de justicia.
Por tanto, nuestro autor indica que ya el Antiguo Testamento ha ensanchado la
visión deja suerte de la viña de Dios más allá del simple hecho de la destrucción
de los viñadores malvados y ha entrado en la perspectiva de la reconciliación
definitiva del pueblo; una perspectiva que es conforme al contexto del mensaje
neotestaméntario. Todo esto hace más evidente la unidad de todo el plan divino
con los hombres.
Al concluir su análisis, Childs subraya que la función de la parábola de Mateo no
es mostrar la superioridad del cristianismo sobre el judaísmo, sino invitar a la
reconciliación en la persona de Cristo. Y por; tanto está dirigida a una
actualización continua. Cada generación de cristianos debe responder a la
pregunta de si es capaz de producir los frutos esperados por Dios; si no, debe
hacer cuentas con la triste alternativa de perder el Reino de Dios