Está en la página 1de 11

HENRY FAYOL

INTRODUCCIÓN:

Henry Fayol es conocido como el creador de la teoría clásica de la administración


dicha teoría surgió en 1916 en Francia, haciendo una comparación con la
Administración científica que se caracterizaba por el énfasis de las tareas que
realizaba el obrero, la teoría clásica se caracteriza también por el énfasis de la
estructura que toda organización debe tener para el logro de la eficiencia.

Nació en Constantinopla en el seno de familia burguesa, vivió las consecuencias


de la Revolución Industrial y más tarde, la Primera Guerra Mundial. Se graduó en
ingeniería de minas a los 19 años en el año 1860 e ingresó a una empresa
metalúrgica y carbonífera, donde desarrolló toda su carrera. A los 25 años fue
nombrado gerente de las minas y a los 47 ocupó la gerencia general de la
Compagnie Commantry Fourchambault et Decazeville, que entonces se hallaba en
situación difícil. Su administración fue muy exitosa. En 1918 entregó la empresa a
su sucesor, en una situación de notable estabilidad.

DESARROLLO:

El estudio de Fayol parte de un enfoque sintético, global y universal de la


empresa, lo cual inicia la concepción anatómica y estructural de la organización,
que desplazo con rapidez la visión analítica y concreta de Taylor.

La teoría clásica de la administración se distingue por el énfasis en la estructura y


en las funciones que debe tener una organización para lograr la eficiencia.

La administración fue desarrollada a través de los siglos como una disciplina


que era considerada más un arte que una ciencia, por lo que su aplicación era
prácticamente un ejercicio de las habilidades personales del encargado de la
gestión de los recursos de la empresa; esto por supuesto implicaba que los
resultados obtenidos dependían casi exclusivamente de la capacidad y
experiencia del "director" o "jefe" (es decir conocimiento empírico) para conducir al
grupo social hacia los objetivos deseados, sin embargo, esto provocaba una
indeseable falta de certidumbre al carecer de principios, estrategias, políticas y
otras características que le dieran la posibilidad de asegurar el ejercicio de una
buena administración, sólida, consistente y sobre todo, replicable en cualquier otro
grupo y por cualquier otro encargado o "jefe" de una empresa.

Ya en los primeros años del siglo XX se vio la necesidad de dotar a la


administración de un cuerpo de conocimientos que facilitará su aplicación en todo
tipo de negocios y que garantizará la obtención de resultados con el menor costo
tanto en materiales como en trabajo humano. Fue así que surgió la administración
"científica", que mas que administración era ingeniería industrial , propuesta
por Frederick Taylor como parte de un esfuerzo por dotar a la gestión de
empresas de un método y una técnica que principalmente se enfocó a la medición
de tiempos y movimientos, lo que dio como resultado una administración
mecanicista que en esos primeros años estuvo bien, pero le hacía falta profundizar
más en el concepto integral de coordinación de los recursos para la obtención de
objetivos globales y no solo de reducción de costos.

Se puede decir que la llamada "administración científica" descrita por Taylor, fue
en realidad un primer intento de conjuntar las experiencias y conocimientos de
ingenieros, matemáticos, sociólogos y otros profesionales de la industria para
"armar" una teoría administrativa, sin embargo, hacía falta un análisis más
profundo de cada una de las áreas funcionales y características de las empresas
que le dieran a la administración un verdadero carácter de ciencia.

Para Fayol la falta de una enseñanza administrativa se debe a la "falta de


doctrina": no hay doctrina administrativa consagrada, surgida de la discusión
pública, sólo hay doctrinas personales que recomiendan las prácticas más
contradictorias, aunque a veces estén "ubicadas bajo la égida de un mismo
principio"

FAYOL Páá giná 2


Fayol afirmaba la necesidad, de brindar una enseñanza organizada y metódica de
la administración, para formar mejores administradores a partir de sus aptitudes y
cualidades personales, era posible y necesaria la enseñanza en Escuelas y
Universidades ya que era una ciencia como las demás.

Es así que Henry Fayol fue el primero en sistematizar el comportamiento


gerencial, establece catorce principios de la administración, dividió las operaciones
industriales y comerciales en seis grupos que se denominaron funciones básicas
de la empresa, las cuales son:

1. Funciones Técnicas: Relacionadas con la producción de bienes o de


servicios de la empresa.

2. Funciones Comerciales: Relacionadas con la compra, venta e


intercambio.

3. Funciones Financieras: Relacionadas con la búsqueda y gerencia de


capitales.

4. Funciones de Seguridad: Relacionadas con la protección y preservación


de los bienes de las personas.

5. Funciones Contables: Relacionadas con los inventarios, registros


balances, costos y estadísticas.

6. Funciones Administrativas: Relacionadas con la integración de las otras


cinco funciones. Las funciones administrativas coordinan y sincronizan las
demás funciones de la empresa, siempre encima de ellas.

Hay que tomar en cuenta que ninguna de las cinco funciones esenciales
precedentes tienen la tarea de: formular el programa de acción general de la
empresa, de constituir su cuerpo social, de coordinar los esfuerzos y de armonizar

FAYOL Páá giná 3


los actos, ya que de estas atribuciones se encarga otra función, designada
habitualmente con el nombre de administración.

Para aclarar lo que son las funciones administrativas, Fayol define el acto de
administrar como: planear, organizar, dirigir, coordinar y controlar.

Las funciones administrativas engloban los siguientes elementos de la


administración:

1. Planear: Visualizar el futuro y trazar el programa de acción.

2. Organizar: Construir tanto el organismo material como el social de la


empresa.

3. Dirigir: Guiar y orientar al personal.

4. Coordinar: Ligar, unir, armonizar todos los actos y todos los esfuerzos
colectivos.

5. Controlar: Verificar que todo suceda de acuerdo con las reglas


establecidas y las órdenes dadas.

Estos son los elementos de la administración que constituyen el


llamado proceso administrativo y que se los puede localizar en cualquier trabajo
de administración en cualquier nivel o área de actividad de la empresa.

Administrativas

Técnicas

Comerciales

Financieras

Contables

De seguridad

FAYOL Páá giná 4


Para Fayol, las funciones administrativas difieren claramente de las otras cinco
funciones esenciales. Es necesario no confundirlas con la dirección, porque dirigir
es conducir la empresa, teniendo en cuenta los fines y buscando obtener las
mayores ventajas posibles de todos los recursos de que ella dispone, es asegurar
la marcha de las seis funciones esenciales; la administración no es sino una de las
seis funciones, cuyo ritmo es asegurado por la dirección.

La ciencia de la administración, como toda ciencia, se debe basar en leyes o


principios; Fayol adopta la denominación principio, apartándose de cualquier idea
de rigidez, por cuanto nada hay de rígido o absoluto en materia administrativa.
Tales principios por lo tanto, son maleables y se adaptan a cualquier circunstancia,
tiempo o lugar.

Para Fayol la administración es un todo y un conjunto de procesos del cual la


organización es una de las partes, la cual es estática y limitada, ya que se refiere a
la estructura y la forma.

PRINCIPIOS ADMINISTRATIVOS DE FAYOL:

1. División de Trabajo: Cuanto más se especialicen las personas, con mayor


eficiencia desempeñarán su oficio. Este principio se ve muy claro en la
moderna línea de montaje.

2. Autoridad: Los gerentes tienen que dar órdenes para que se hagan las
cosas. Si bien la autoridad formal les da el derecho de mandar, los gerentes
no siempre obtendrán obediencia, a menos que tengan también autoridad
personal (Liderazgo).

3. Disciplina: Los miembros de una organización tienen que respetar las


reglas y convenios que gobiernan la empresa. Esto será el resultado de un
buen liderazgo en todos los niveles, de acuerdos equitativos (tales
disposiciones para recompensar el rendimiento superior) y sanciones para las
infracciones, aplicadas con justicia.

FAYOL Páá giná 5


4. Unidad de Dirección: Las operaciones que tienen un mismo objetivo
deben ser dirigidas por un solo gerente que use un solo plan.

5. Unidad de Mando: Cada empleado debe recibir instrucciones sobre una


operación particular solamente de una persona.

6. Subordinación de interés individual al bien común: En cualquier


empresa el interés de los empleados no debe tener prelación sobre los
intereses de la organización como un todo.

7. Remuneración: La compensación por el trabajo debe ser equitativa para


los empleados como para los patronos.

8. Centralización: Fayol creía que los gerentes deben conservar la


responsabilidad final pero también necesitan dar a su subalterna autoridad
suficiente para que puedan realizar adecuadamente su oficio. El problema
consiste en encontrar el mejor grado de centralización en cada caso.

9. Jerarquía: La línea de autoridad en una organización representada hoy


generalmente por cuadros y líneas de un organigrama pasa en orden de
rangos desde la alta gerencia hasta los niveles más bajos de la empresa.

10. Orden: Los materiales y las personas deben estar en el lugar adecuado en
el momento adecuado. En particular, cada individuo debe ocupar el cargo o
posición más adecuados para él.

11. Equidad: Los administradores deben ser amistosos y equitativos con sus
subalternos.

12. Estabilidad del personal: Una alta tasa de rotación del personal no es
conveniente para el eficiente funcionamiento de una organización.

FAYOL Páá giná 6


13. Iniciativa: Debe darse a los subalternos libertad para concebir y llevar a
cabo sus planes, aún cuando a veces se comentan errores.

14. Espíritu de equipo: Promover el espíritu de equipo dará a la organización


un sentido de unidad. Fayol recomendaba por ejemplo, el empleo de la
comunicación verbal en lugar de la comunicación formal por escrito, siempre
que fuera posible.

Es necesario aclarar y mencionar que dichos principios no serían de aplicación


general, o por lo menos no siempre en la misma proporción. Y también la
condición – o situación – alteraría la aplicación de dichos principios. “Los principios
son flexibles y están sujetos a adaptación para cada necesidad puntual; el punto a
reconocer tiene que ver con cómo hacer uso de ellos, lo cual es un arte difícil ya
que requiere inteligencia, experiencia, capacidad de decidir y conocimiento
respecto de las “proporciones”. Los principios solamente tienen validez en la
medida en que la experiencia le encuentra aplicación y sustento.

Es gracias a la aportación de Fayol que hoy día entendemos que la administración


aplicada como una serie de fases, etapas y elementos, permite confeccionar un
traje a la medida para todas y cada una de las empresas que aplican esta ciencia
administrativa a la consecución de sus objetivos organizacionales; al punto de ser
la base de las teorías, normas y estándares actuales, como las distintas normas
ISO y modelos administrativos similares.

El proceso administrativo enunciado y desglosado por Henri Fayol en su obra ha


sido hasta el día de hoy la base fundamental de todo el cuerpo de conocimientos
de la administración y disciplinas relacionadas con esta, por lo cual, su aportación
al campo del saber humano lo convierte en uno de los principales pensadores de
esta ciencia social, y que sin embargo ha quedado relegado a un segundo término
por cuestiones meramente propagandísticas que a él no le preocupaban en lo

FAYOL Páá giná 7


absoluto en virtud de estar más interesado en el avance de la gestión de
empresas que de su popularidad internacional.

Es importante recalcar que la posición de privilegio que ocupa Fayol quizás no se


deba tanto a sus propios principios gerenciales – a pesar de la importancia de
éstos en el tiempo – sino a la misma definición y concepción respecto del
gerenciamiento. No se conoce a nadie que sea su antecesor en cuanto a proponer
una concepción teórica y analítica de las distintas actividades gerenciales –
análisis éste que ha sobrevivido a más de cincuenta años de discusión crítica.
Prácticamente todos los autores se han visto influidos por la división de funciones
gerenciales explicitada por Fayol. Más aún, sus cinco elementos proveen un
sistema conceptual que ayuda a los gerentes a pensar respecto de lo que deben
hacer.

TEORIA DE LA ORGANIZACION

1. La administración como ciencia: todos los autores de la teoría clásica afirman


unánimemente que se debe estudiar y tratar la organización y la administración
científicamente, sustituyendo el empirismo y la improvisación por técnicas
científicas. Se pretende elaborar una ciencia de la administración. Fayol ya
afirmaba la necesidad de una enseñanza organizada y metódica de la
administración, de carácter general para formar mejores administradores, a partir
de sus aptitudes y cualidades personales. En su época, esa idea era una novedad,
su posición era la de que siendo la administración una ciencia como las demás, su
enseñanza en las escuelas y universidades era plenamente posible y necesaria.

2. Teoría de la organización: La teoría clásica concibe la organización como una


estructura. La manera de concebir la estructura organizacional está bastante
influenciada por las concepciones antiguas de organización (como la organización
militar y la eclesiástica) tradicionales, rígidas y jerarquizadas. Para Fayol, la

FAYOL Páá giná 8


organización abarca solamente el establecimiento de la estructura y de la forma,
siendo por lo tanto, estática y limitada. Para Mooney, "la organización es la forma
de toda asociación humana para la realización de un fin común. La técnica de la
organización puede ser descrita como la técnica de correlacionar actividades
específicas o funciones en un todo coordinado". Para Mooney, como para Fayol y
Urwick, la organización militar es el modelo del comportamiento administrativo. Así
la preocupación por la estructura y la forma de la organización marca la esencia
de la teoría clásica.

Las críticas a la teoría clásica son numerosas, contundentes y generalizadas, se


preocuparon por señalar las fallas, distorsiones y omisiones del enfoque que ésta
teoría trabajó y que sirvió como modelo para las organizaciones durante algunas
décadas.

Principales críticas a la teoría clásica

1. Enfoque simplificado de la organización formal

La crítica se le hace a la visión simplista y reduccionista de la actividad


organizacional, debido a que los autores clásicos conciben la organización
en término lógico, formal, rígido y abstracto.

2. Ausencia de trabajos experimentales.

Acostumbraban caracterizar la ideas más importantes como principios Sus


principios de administración carecen de presentación metódica.

3. Ultra racionalismo en la concepción de la administración

Falta de realismo en el análisis de la administración, el insistir en la


concepción de administración como un conjunto de principios
universalmente aplicables el apelar a la experiencia directa

FAYOL Páá giná 9


La organización es un medio para alcanzar la máxima eficiencia en los
aspectos técnico y económico.

4. “Teoría de la máquina”

El enfoque mecánico llevó a los clásicos equivocadamente a la búsqueda


de una ciencia de la administración.

5. Enfoque incompleto de la organización

Se limitó en los aspectos formales.


No se considero el comportamiento humano dentro de la organización.

Consideran el factor humano, pero no le tenía como uno de los elementos


fundamentales de la administración.

6. Enfoque de sistema cerrado

La teoría clásica considera la organización como si fuera un sistema


cerrado compuesto de algunas pocas variables las cuales que se pueden
manejar mediante, principios generales y universales de la administración.

CONCLUSIONES:

 En si la teoría clásica de Fayol es un gran aporte para las empresas, ya que


les da una guía de cómo llevar el buen funcionamiento de ella,
independiente de que tenga fallas o no es un buen aporte siempre y cuando
se lo sepa manejar.

Bibliografía
G, J. A. (2000). teorías clasicas.

http://jose-ricardo-guarneros-rico.suite101.net. (s.f.).

www.monografías.com. (s.f.).

www.theodinstitute.org. (s.f.).

FAYOL Páá giná 10


FAYOL Páá giná 11