Está en la página 1de 5

SEMINARIO: MARCO JURIDICO DE LOS DERECHOS DEL NIÑO NIÑA Y

ADOLESCENTE Y SU INCIDENCIA EN LAS PRACTICAS EDUCATIVAS

TRABAJO FINAL

CONSIGNAS:

1- Un texto para repensar:

SOBRE LA RELACIÓN DE NIÑOS/AS Y A DULTOS

“Para García Méndez la CDN constituye un paradigma rupturista destinado


a alterar el panorama jurídico-cultural de las relaciones de una parte de la
infancia con las instituciones y de toda la infancia con el mundo de los
adultos.
Establece un lugar diferente desde el cual ser pensadas estas relaciones, no
solo un lugar diferente del niño, de objeto a sujeto, sino que en función de
este lugar, reposicionar al adulto.
Es éste lugar del adulto, el que a nuestro juicio también debe analizarse con
mayor criticidad. ¿Cuales son las renuncias y concesiones que los adultos,
tanto en el ámbito privado como público deben hacer para habilitar este
nuevo lugar de los niños?
Desde nuestra perspectiva, una de las renuncias que los adultos deben
realizar es a la supremacía del poder, a sus propios intereses y a sus miedos
de ser desterrados de su lugar de adulto. Quizás la renuncia más grande que
deba hacer el adulto es no considerar su palabra como absoluta.
Es necesario “escuchar” al niño, hay que habilitar la palabra del mismo, dar
lugar a sus intereses, dudas, inquietudes y concepciones. En este sentido, cabe
al adulto reconocer los suyos para no confundirlos con los de los niños y
disminuir la discrecionalidad.
No implica dejar el lugar de adulto, de autoridad, de quien tiene una
trayectoria anterior al niño, sino de integrar esto con la singularidad, opinión
e inquietudes de los mismos. En el artículo 12 de la CDN este principio esta
explicitado.
“Mientras los niños en general resisten de hecho con fuerza creciente el
autoritarismo discrecional de los adultos, los "menores" poseen mucha menos
capacidad de oponerse y contestar los atropellos de las instituciones. Es la
indefensión propia de los ciudadanos frente al estado, potenciada por la
ideología y practicas de la "compasión-represión" en el caso de los
“menores”.”
García Méndez se referirá a los nudos culturales críticos considerándolos las
consecuencias del bien compulsivo y a la tentación permanente a decidir por
los otros; sobre todo cuando se trata de sujetos construidos-percibidos como
vulnerables.
Promover los derechos, y el de la participación en particular, cuestiona esas
relaciones y presenta el desafío de establecer nuevas y más equitativas formas
de vincularse.

Te invitamos a responder los siguientes interrogantes desde la reflexión:

a- ¿Cuáles son las renuncias y concesiones que los adultos, tanto en el ámbito
privado como público deben hacer para habilitar este nuevo lugar de los
niños?

Las renuncias y concesiones que los adultos tanto en el ámbito privado como público deben
hacer para habilitar nuevos lugares a los niños, tiene diversas aristas. Por un lado la
supremacía del poder, es decir un poder asimétrico que se sustenta en el paradigma
conservador y clásico de la situación irregular (patronato). Esta pérdida de poder implica
reconocer y aceptar a los NNA como poseedores de poder (sujetos de derecho) con el fin de
escuchar sus voces y opiniones en forma significativa.
Otro aspecto tiene que ver con los intereses y el miedo de perder lugar por parte de los
adultos. Esto no significa una pérdida total de autoridad, debido a que los NNA necesitan la
guía y consejos de los adultos; sino que se debe contemplar el interés superior del niño y
perder el miedo a las mermas de poder.
Por otra parte es fundamental escuchar la palabra de ellos, para tal cuestión no es suficiente
contar con los derechos sino que deben existir garantías eficaces y eficientes que avalen y
viabilicen tales derechos.

b- ¿Qué nos posibilita estas renuncias y concesiones en la relación adulto-niño y


en el ejercicio de ciudadanía de ambos?

Lo que nos posibilita estas renuncias y concesiones en la relación adulto – niño y en el


ejercicio de la ciudadana es que el concepto y /o categoría de infancia es una construcción
social y política. Por ende implica una dinámica en base a avances y retrocesos, es decir
disputas y tensiones. Al ser una construcción social, educativa y política no solo tiene que
existir la denominada tolerancia, sino también una aceptación integral e inclusiva del otro
(relación adulto – niño) que posibilite la completitud y un aprendizaje integral.

c- ¿Generamos espacios grupales de autoevaluación, para reflexionar acerca de


nuestros miedos, creencias, barreras y obstáculos para generar espacios
genuinos de participación infantil?
Respecto a los espacios grupales de autoevaluación donde se reflexionen acerca de los
miedos, creencias, barreras y obstáculos que generen espacios genuinos de participación
infantil, considero que existe toda una reflexión teórica pero no una articulación practica
que logre cambios estructurales en tal sentido. La autoevaluación docente solo se realiza en
el terreno coyuntural y del corto plazo, sumado a la no constitución de políticas de Estado
de mediano y largo plazo. Si no modificamos las normas, instituciones y nuestras prácticas
educativas no lograremos las modificaciones profundas y reales que sustentamos como
marcos teóricos.

El derecho a la participación genuina y real en tal aspecto sigue asentada en el plano


meramente formal y por ende coyuntural. Este escenario continuara hasta que se logren
modificar los paradigmas políticos y las gramáticas escolares actuales. Otra situación
presente, son las situaciones caracterizadas por el péndulo ideológico. Estas situaciones no
representan políticas de Estado y su variación solo constituye inestabilidad y falta de una
continuidad. Esto último no se traduce en una falta de ajuste, modificaciones y
evaluaciones, sino que el cambio entre extremos no es sustentable para ninguna sociedad
que quiera ser estable.

Por ultimo si bien se pueden realizar avances en el espacio áulico (a nivel de los actores
individuales), las modificaciones estructurales mencionadas solo van a manifestarse cuando
se realicen en toda la comunidad y el sistema educativo en su conjunto (enfoque neo
institucionalista).

d- ¿Cómo caracterizaríamos la relación que establecemos con los niños y niñas?

La relación que establecemos con los niños y niñas y adolescentes la caracterizaría bajo el
enfoque relacional y vincular. Es decir que existen tensiones, pujas y contradicciones
inherentes en tal relación, lo que ocasiona que el poder, autoridad, intereses y miedos
entren en conflictos. Esta situación resulta beneficiosa porque nos sitúa fuera del
conservadurismo o del hecho social dado (deber ser), para posicionarnos desde un lugar del
ser o realidad de las cosas donde el acto educativo y el acto político tiene dinámicas
múltiples y transversales. Integrar en forma equilibrada y dinámica el deber ser y el ser de
las cosas nos sitúa en una mejor posición para comprender e intervenir en el hecho social y
educativo.

Considerar que el pasaje del paradigma de la situación irregular al paradigma de la


protección integral implica por un lado su consolidación y por otro lado una superación es
un error. El enfoque relacional y vincular justamente sostienen que existen mixturas y
coexistencias entre los dos paradigmas, debido a que el mundo social es complejo.
Pensando en forma politológica los fenómenos políticos contemporáneos, la protección
integral puede ser gradualmente disminuida. Por ejemplo en la década de los noventa (en
pleno auge del neoliberalismo), se trataba de una protección restringida a pesar de contar
con la ratificación de la Convención de los Derechos del Niño y su posterior
constitucionalización (jerarquía constitucional) por parte de nuestro país. Por otra parte en
la etapa que va desde el año 2003 hasta el 2015 la protección fue ampliada por múltiples
políticas sociales (como Conectar igualdad, Ley de educación nacional, AUH, Etc.).

Esto nos deja como reflexión que bajo el enfoque relacional y vincular y teniendo en cuenta
la complejidad que presenta el mundo social, político y educativo; las políticas educativas y
sociales dirigidas a los niños, niños y adolescentes deben ser integrales e interdisciplinares;
no es suficiente con crear marcos jurídicos donde se expresen derechos y deberes, además
deben crearse garantías eficaces y eficientes que garanticen tales derechos. Por lo tanto las
políticas públicas deben ser transversales, cubriendo todo un universo de disputas que
incluye a las instituciones, costumbres y practicas socios culturales.

Por ultimo en base a la dinámica política mencionada anteriormente y teniendo en cuenta


que uno de los principios fundamentales de los derechos humanos sea la progresividad; la
política (como eje vertebrador de las políticas públicas) tiene una lógica particular que
genera avances y retrocesos. En síntesis disputas y tensiones en forma constante.

2- Propuesta áulica:

Objetivos:
Que los alumnos:
 Desarrollen un pensamiento crítico respecto a los paradigmas de la infancia y su
protección
 Comprendan la transversalidad del marco jurídico de los derechos de los niños,
niñas y adolescentes.

Destinatarios: estudiantes secundarios del ciclo orientado (4to a 6to año de la Orientación
Ciencias Sociales y Humanidades).

Fase de Inicio: Se explicara que el propósito general de esta secuencia didáctica (propuesta
áulica) se desarrollara en tres momentos (propios de la clase). En esta etapa de inicio se
explicara que los objetivos son el desarrollo del pensamiento crítico respecto a los
paradigmas de la infancia y su protección y la comprensión de la transversalidad del marco
jurídico de los derechos de los niños, niñas y adolescentes.

Fase de desarrollo: Se explicará en que consisten los paradigmas predominantes que


pensaron a la categoría de la infancia: la situación irregular y la protección integral. Se
completara la explicación con el marco jurídico general que contempla ambos paradigmas.
Actividad: Se solicitara a los alumnos que formen grupos para distribuir el material
bibliográfico, las noticias de diarios y afiches (para que plasmen imágenes, palabras y
frases), seguidamente realizaran una exposición oral grupal y lo acompañaran con un
informe escrito de todo lo trabajado (en una hoja).

Las exposiciones deberán sintetizar el material proporcionado, el pensamiento transversal y


critico respecto a la temática y la participación activa de todos los integrantes del grupo.

Recursos:

 ¿A quién le importan los chicos? La infancia invisible por Fernanda Sández:


http://www.lanacion.com.ar/2031747-a-quien-le-importan-los-chicos-la-infancia-
invisible
 Los caminos que faltan recorrer por Sonia Santoro:
https://www.pagina12.com.ar/diario/sociedad/3-299064-2016-05-11.html
 Niños lejos de sus derechos por Sonia Santoro:
https://www.pagina12.com.ar/diario/sociedad/3-301037-2016-06-05.html

 Una ley con poca incidencia:


http://www.lanacion.com.ar/1264411-una-ley-con-poca-incidencia

Fase de cierre: Se realizara una evaluación de las exposiciones e informes y se hará una
síntesis de los temas tratados en esta clase.

Pautas para la realización del trabajo:

1) El trabajo deberá realizarse con modalidad manuscrita, con letra clara y legible,
teniendo el contenido como mínimo 4 carillas.
2) El trabajo final debe realizarse de manera individual y presentarse personalmente.
3) Deberán adjuntar la siguiente documentación:
 Fotocopia de DNI
 Fotocopia de título o de constancia de título en trámite
4) La fecha de entrega será el día 05 de Diciembre en la Dirección de Asistencia
Técnica Pedagógica (Av. Sarmiento 850).