Está en la página 1de 2

Reino: Animalia

Filo: Chordata
Clase: Sauropsida
Superorden: Dinosauria
Orden: Saurischia
Suborden: Theropoda
Familia: Abelisaurideae
Subfamilia: Carnotaurinae
Tribu: Carnotaurini
Género: Carnotaurus
Especie: Carnotaurus sastrei

Su nombre proviene del latín carō, carnis, "carne", y taurus, "toro", y le fue dado por ser
un carnívoro con aspecto de toro, debido a los apéndices de su cabeza que tienen en forma de
cuernos. El nombre de la especie le fue otorgado en honor a Anselmo Sastre, dueño de
la estancia donde fue encontrado el primer espécimen.

Periodo al que corresponde: La antigüedad estimada de este animal es de 95 millones de


años, una datación del Cretácico

Donde habitó: Pampa de Gastre, en la provincia de Chubut.

Hallazgo: Los huesos de este animal fueron localizados en los campos de un estanciero de
apellido Sastre que terminó por darle apellido a esta criatura. En enero de 1999, un equipo
comandado por los paleontólogos Rodolfo Coria (del museo de Carmen Funes de Plaza Huincul) y
Luis Chiappe (del museo de Los Ángeles) encontró en la zona aledaña al volcán Auca Mahuida (a
unos 120 kilómetros de la ciudad de Neuquén) los huesos de lo que luego se presentó como el
primer Carnotaurus de la zona del Alto Valle.

Dimensiones: Largo : 8,2 metros .Altura : 3,5 metros .Peso : 1 a 2 toneladas

Morfología: Lo más llamativo de este toro carnívoro son precisamente sus espectaculares
cuernos que servían para arremeter contra sus víctimas y sus rivales. A lo largo de su espalda, desde
la cabeza a la cola, su piel estaba cubierta con hileras de placas óseas.
Tenía un cráneo fuertemente construido pero pequeño, con espacios vacíos a sus lados para
disminuir el peso, un pecho grueso, y una cola fina y larga que le proveía de equilibrio. su
mandíbula era muy estrecha, se hacía mucho más ancha sobre la zona de los cuernos. Los dientes
eran afilados de 4 cm de longitud que tenían un borde aserrado y se curvaban hacia atrás
Los pequeños ojos del Carnotaurus, que se encontraba en unas órbitas oculares fuertemente
protegidas, miraban hacia el frente, algo que es inusual en un dinosaurio, lo que puede indicar que
estos animales tenían visión binocular y percepción de profundidad. El masivo hocico sugiere que
habrían presentado órganos olfativos de gran tamaño, lo que apoya la idea de que el animal tenía un
olfato refinado. Las mandíbulas poseían una articulación que le permitía ampliar el área de la
mordida
La piel esta incrustada por pequeños osteodermos, delineados en columnas de barriles
paralelos al eje central del cuerpo. Estos tienen forma de prominencias cónicas de unos 5
centímetros de diámetro, que aumentan en tamaño al acercarse a la línea central de la espalda, lo
que le otorga un aspecto del estilo de un cocodrilo actual, y sugiere que el Carnotaurus presentaba
una piel áspera y gruesa.
Sus extremidades anteriores eran más cortas, con cuatro dedos en cada mano, cosa
considerada un rasgo primitivo entre los dinosaurios, en la que el cuarto dedo está constituido sólo
por el metacarpiano con forma de espolón. Las extremidades posteriores, en cambio, eran muy
largas y fuertes, lo que sugiere que era un animal rápido.

Alimentación: Los hábitos alimenticios de Carnotaurus aún no están claros para los
investigadores, aunque algunos estudios sugieren que el animal era capaz de cazar presas muy
grandes, como los saurópodos, otros estudios encontraron que se alimentaba principalmente de
animales relativamente pequeños.
Los fósiles de Carnotaurus se exhiben en el museo de Ciencias Naturales de Buenos Aires y
en el museo Egidio Feruglio de Trelew.

También podría gustarte